Вы находитесь на странице: 1из 40

UNIVERSIDAD ANDINA

“NÉSTOR CÁCERES VELÁSQUEZ”

FACULTAD DE CIENCIAS DE LA SALUD

CARRERA PROFESIONAL DE OBSTETRICIA

MONOGRAFÍA

HISTORIA DE LA ENFERMEDAD Y SALUD EN JULIACA - PUNO

ASIGNATURA

----------------------------------------------------------

DOCENTE

----------------------------------------------------------

PRESENTADO POR:

CATY

SEGUNDO SEMESTRE

JULIACA – PERU

2019
DEDICATORIA

Dedico este trabajo principalmente a Dios, por haberme dado la vida y permitirme el
haber llegado hasta este momento tan importante de mi formación profesional.

A mi madre, por ser el pilar más importante y por demostrarme siempre su cariño y
apoyo incondicional sin importar nuestras diferencias de opiniones.

A mi padre, a pesar de nuestra distancia física, siento que estás conmigo siempre y
aunque nos faltaron muchas cosas por vivir juntos, sé que este momento hubiera sido tan
especial para ti como lo es para mí.

2
ÍNDICE

DEDICATORI

ÍNDICE

INTRODUCCIÓN

CAPITULO I

DEFINICIONES Y CONCEPTOS GENERALES

1.1. Antecedentes........................................................................................................7

1.2. Definición De Salud...............................................................................................8

1.3. Determinantes De La Salud..................................................................................8

1.4. Concepto De Enfermedad....................................................................................9

CAPITULO II

TEMA PRINCIPAL

2.1. Historia De Juliaca..............................................................................................10

2.2. Manuel Núñez Butron, Pionero De La Atención Primaria De Salud En El Perú Y


En El Mundo..................................................................................................................12

2.3. El Runa Sonco....................................................................................................12

2.4. Campaña De Salud En Puno..............................................................................13

2.5. El Rijcharismo En El Altiplano Peruano Como Una Experiencia Pionera De


Salud Intercultural En América......................................................................................14

2.6. Los Enemigos Del Rijcharismo...........................................................................16

2.7. Condiciones Sociosanitarias Del Indígena Altipampino De Puno A Inicios Del


Siglo Xx.........................................................................................................................19
3
2.8. Historia Funcional Y Medica De La Región De Salud Puno...............................21

2.9. Los Médicos Y Sus Enfermos.............................................................................23

2.10. La Vacunación En El Perú Y En El Altiplano...................................................25

2.11. La Gran Campaña De Inmunización Masiva En El Departamento De Puno..27

2.12. Factores Que Determinan La Aparición De Las Ira En Puno..........................29

2.12.1. Factores estructurales..............................................................................29

2.12.2. Factores medio ambientales.....................................................................29

2.12.3. Factores conductuales y culturales..........................................................29

2.12.4. Factores vinculados a la atención en salud..............................................30

2.13. Establecimientos De Salud En Puno...............................................................30

2.14. Analisis De Determinantes Sociales Y Económicos.......................................31

2.15. Analisis De Mortalidad General.......................................................................31

2.16. Mortalidad Infantil............................................................................................31

2.17. Mortalidad Del Adolescente (12 – 17 Años)....................................................31

2.18. Mortalidad Del Adulto (30 - 59 Años)...............................................................32

2.19. Mortalidad Del Adulto Mayor (60 A Más Años)................................................32

2.20. Mortalidad Materna..........................................................................................32

2.21. Mortalidad Por Neumonía En Niños Menores De 5 Años...............................32

2.22. Mortalidad Por Edas En Niños Menores De 5 Años.......................................33

2.23. Morbilidad General..........................................................................................33

2.24. Desnutrición En Niños Menores De 5 Años....................................................33

2.25. La Promoción De Salud Y La Comunicación..................................................33

2.26. Centro De Salud Jorge Chavez Sube De Categoria De 1 – 4........................34


4
2.27. Necesidades Y Brechas A Trabajar En Juliaca...............................................35

CONCLUSIONES

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

5
INTRODUCCIÓN

En nuestra hermosa ciudad de Juliaca, que pertenece a la Región de Puno, se


puede observar con tristeza la poca importancia que se le da a la salud de la población.

Mediante este trabajo monográfico revisaremos la Historia de la Salud en nuestra


Región de Puno, y así poder reflexionar y conocer a personajes que lucharon por
despertar la conciencia de las personas respecto a la salud.

Uno de ello es Manuel Núñez Butron, un conocido medico puneño, que se


esforzó para enseñar a los indígenas que Vivian por estas regiones, y así mejorar su
calidad de vida.

Entre otros esperamos poder llegar a la conciencia de todos los lectores de este
trabajo, para juntos poder mejorar en beneficio de nuestra salud y la futura generación
que viene.

Asimismo, analizaremos algunos determinantes de salud que resaltan en nuestra


región.

6
CAPITULO I

DEFINICIONES Y CONCEPTOS PRINCIPALES

1.1. ANTECEDENTES

“Durante los meses de marzo a julio del año 2003, se realizó el trabajo de
investigación titulado: "DOBLE JORNADA LABORAL DE LA ENFERMERA Y SUS
IMPLICACIONES EN LA SALUD FISICA, EN EL HOSPITAL CARLOS MONGE
MEDRANO DE LA CIUDAD DE JULIACA", con el objetivo de establecer la relación
entre la doble jornada laboral y la salud física de las enfermeras, planteándonos la
siguiente hipótesis: los efectos negativos en la salud física de las enfermeras del
Hospital Carlos Monge Medrano de la ciudad de Juliaca tienen relación con la mayor
carga de trabajo. El tipo de investigación es descriptivo, analítico y prospectivo con el
diseño correlacional. Se trabajó con una población de 45 enfermeras y con una muestra
de 32 enfermeras, quienes aportaron la informaron necesaria para el estudio. Las
técnicas utilizadas fueron la entrevista y la observación, habiéndose construido para
cada uno de ellos un instrumento (guía de entrevista, guía de observación). Para la
base de datos se utilizó correlación de PEARSON con el propósito de analizar la
relación entre las variables, horas de trabajo remunerado y no remunerado con la salud

7
física de las enfermeras. Se determino además la relación entre las variables horas de
trabajo con el número de hijos y estado civil. Los resultados principales fueron: 1) Existe
relación entre la doble jornada de trabajo y la salud física de las Enfermeras, 2) Las
Enfermeras que dedican más horas de trabajo sufren de mayores enfermedades de
diferente índole.” (1)

1.2. DEFINICIÓN DE SALUD

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha definido la salud como: "un


estado de perfecto bienestar físico, mental y social, y no sólo la ausencia de
enfermedad".

Esta definición tiene una serie de problemas. En primer lugar, definir la salud
como la ausencia de enfermedad o viceversa es incurrir en una definición en círculo, y
las definiciones en círculo en realidad no definen nada.

De otro lado, opina que esa definición es la formulación de una falsedad. Porque,
si durante algún tiempo alguien se ve obligado a residir en un lugar excesivamente
cálido o fétido, su malestar físico será evidente. Y, sin embargo, ¿Se podrá decir de ese
alguien que no está sano? Laín Entralgo opina, además, que la definición constituye la
proclamación de una utopía. Porque, si bien es bueno aspirar a que los malestares
físicos, sociales y mentales sean totalmente eliminados, es difícil que este ideal acabe
siendo real y selectivo. (2)

1.3. DETERMINANTES DE LA SALUD

Son los factores que influyen sobre nuestro estado de salud. Los podemos
clasificar en 4 tipos: (3)

1. BIOLÓGICOS. Se refiere a cómo la propia biología de la persona (edad,


genética) afecta a su salud.

8
2. AMBIENTALES. Se refiere a cómo el medio ambiente (presencia y
expansión de organismos infecciosos, contaminación, clima, entorno) afectan a
nuestra salud.

3. ESTILO DE VIDA. Se refiere a cómo ciertos hábitos de vida (alimentación,


actividad física, consumo de drogas, tipo de trabajo, actividades de riesgo, etc.)
influyen en nuestra salud.

4. SALUD PÚBLICA. Se refiere a cómo el sistema de salud y los medios


sanitarios de los que dispone un lugar (centros de salud, hospitales, personal
sanitario, ambulancias, acceso a medicamentos, investigación sanitaria, etc.)
influyen en la salud de las personas.

1.4. CONCEPTO DE ENFERMEDAD

Se puede definir la enfermedad como un trastorno del normal funcionamiento de


nuestro organismo, tanto a nivel físico como mental. Según su origen (etiología),
podemos clasificar las enfermedades como:

 Infecciosas. Se deben a la invasión de algún tipo de microorganismo


patógeno (causante de enfermedad), que pueden ser virus, bacterias, hongos,
protozoos o incluso algunos invertebrados parásitos (como las lombrices
intestinales o la tenía).

 No infecciosas. No se deben a microorganismos patógenos, sino a otras


causas:

o Relacionadas con los factores biológicos.

o Relacionadas con los factores ambientales.

o Relacionadas con el estilo de vida:

9
CAPITULO II

TEMA PRINCIPAL

2.1. HISTORIA DE JULIACA

La historia de Juliaca comienza más o menos desde hace 10,000 años, en las
zonas de los Andes del Sur ya fueron pobladas por cazadores y recolectores. Está
probada su existencia porque se han encontrado Talleres Líticos (donde se preparaban
puntas de proyectiles de piedra), y restos de animales como llamas, alpacas, tarucas,
vizcachas, etc.

Posiblemente una de las zonas donde quedan aún muestras de cómo vivían los
“Juliaqueños” de ese tiempo sea Taparachi, en la salida a Puno, y desde este tiempo a
falta de potencial en la producción, se valían de la colaboración e intercambio de
productos con los habitantes de los alrededores.

10
CULTURA WAYNARROKE. Fue descubierta en 1983 por el arqueólogo Oscar
Ayca Gallegos. Se sabe que floreció en los siglos III y IV, lleva este nombre porque fue
descubierta en la zona donde se encuentra el cerro Huaynarroque, donde actualmente
se halla una plataforma.

EN EL IMPERIO. Los Kollas eran, uno de los grupos humanos que habitaban
esta zona y que cuando llegaron los Incas al mando de Pachacútec se llevaron la
sorpresa de que, eran más guerreros que agricultores así que luego de muchos días,
lograron vencerlos. Por ser un paso obligado para todo viajero, es que en esta zona se
crean tambos (recintos donde se guardaba la comida), y a la vez que aquí se
almacenaban los tributos que no iban al Cuzco, de manera que los Ayllurunas de las
comunidades aledañas tenían que venir a dejar sus tributos.

EN LA COLONIA. En esta época también alcanzó esta región un gran desarrollo,


dado que esta zona estaba bien poblada y organizada formándose así en Juliaca, un
repartimiento donde también existía un Alcalde Ordinario de Indios.

EN LA REPÚBLICA. Durante el receso del protectorado de San Martín,


formalmente es convertido en distrito, es así que, por decreto supremo de José
Bernardo de Tagle, se crea el Departamento de Puno, con Juliaca como Distrito.

Fue Don Mariano Núñez quien con el apoyo de los juliaqueños dio los primeros
pasos para que Juliaca se convirtiera en Provincia, junto con otros forjadores, se logró
que, en 1926, el Presidente Peruano de ese entonces Don Augusto B. Leguía
promulgue la Ley N°5463 por la cual se crea la Provincia de San Román con su capital
Juliaca.

EN LA ACTUALIDAD. Juliaca es una gran ciudad, es Cosmopolita, porque la


gente de los alrededores emigra a la ciudad, es decir cualquiera que llega, es
bienvenido y mucho más si es trabajador como los juliaqueños, ahora el comercio es la
principal actividad.

11
2.2. MANUEL NÚÑEZ BUTRON, PIONERO DE LA ATENCIÓN
PRIMARIA DE SALUD EN EL PERÚ Y EN EL MUNDO.

Insigne Médico Salubrista, el Dr. Manuel Núñez Butrón nació en la parcialidad de


Chucarapi, distrito de Samán, provincia de Azángaro (Puno) el 01 de Enero de 1,900.
Realizó sus estudios primarios en Juliaca y los secundarios en el Colegio Nacional “San
Carlos” de Puno. En 1,918 inició sus estudios de premédicas en la Universidad San
Agustín de la ciudad blanca trasladándose a Lima para continuar sus estudios en la
Facultad de Medicina de San Fernando, pero a raíz de la Revolución Universitaria de
1919 en que se cierra la Universidad viaja a España para continuar sus estudios en
Barcelona donde se gradúa como Médico el 07 de marzo de 1,925. Retorna al Perú y
revalida su título el 05 de Septiembre del mismo año en San Marcos. Ya profesional,
regresa a su natal Puno donde observa con gran preocupación la pobreza, la ignorancia
y la miseria de la población indígena que vivía casi sin ninguna atención en salud. El Dr.
Manuel Núñez Butrón se propone aliviar esta situación enseñando a los pobladores las
medidas elementales de higiene: a usar el jabón, el baño y la limpieza en general.

Es así que en 1933 en la provincia de San Román (Huancavelica) crea la


primera Brigada Sanitaria en Isla, una comunidad cercana a Juliaca para mejorar la
situación del indio diezmado por el tifus y la viruela, intoxicado por el alcohol y la coca,
sumido en la ignorancia y explotado por el hacendado, el gamonal y el tinterillo. Formó
sus “Rijcharis” (despertadores) que eran como promotores de salud reclutados entre los
mismos indígenas, dando lugar al Rijcharismo doctrina que fue el anticipo de la
Atención Primaria de Salud, estrategia presentada en Alma Ata en 1,978.

2.3. EL RUNA SONCO

12
Núñez Butrón fundó el periódico “Runa Soncco” (corazón de indio) cuyo primer
número salió el 28 de Abril de 1,935, que lamentablemente solo se publicó hasta el
número 10 que salió el 24 de Junio de 1,948. Este periódico era una cartilla sanitaria de
lenguaje sencillo y fácilmente entendible desde donde ejerció la defensa del campesino
puneño, apoyando sus luchas y dándole su real valor. De esta manera enfrentó el reto
de un medio geográfico y cultural tan complejo con creatividad y tenacidad, imponiendo
un nuevo modelo de atención y política de salud acorde a la realidad de sus habitantes,
y usando los recursos del lugar. Frente a las epidemias de viruela, buscaba a los
pobladores en sus casas para vacunarlos y darles educación sanitaria y asimismo
impulsaba reuniones de trabajo en su vivienda de Juliaca con los líderes comunales los
días domingos.

2.4. CAMPAÑA DE SALUD EN PUNO

Hacia 1,937, cuando los frutos del “rijcharismo” se multiplicaban frondosamente y


eran reconocidos en países como Chile y México entre otros, surgieron los primeros
obstáculos, incomprensiones y persecuciones, haciendo aparecer a Núñez Butrón
como subvertor e incitador de las masas campesinas, tildándolo de comunista y de ser
peligroso para el gobierno de aquel entonces. Sin amedrentarse continúa
indesmayablemente con su labor, sin medir las consecuencias que esto le acarrearía.
Las autoridades políticas de turno le prohibieron seguir desarrollando su labor no solo
salubrista sino fundamentalmente educadora y alfabetizadora, y como no cumplió tan
absurda disposición, fue trasladado por resolución suprema a un distrito de
Huancavelica en un verdadero destierro que duró 8 largos años.

De retorno a Juliaca en 1,945, constata que gran parte de su obra se había


perdido. Sin embargo retoma su doctrina y su fructífera y ardua labor desde la tribuna
de su “Runa Soncco” y de la revista “Medicina Social” editada en Lima, para continuar
difundiendo los conceptos del “Rijcharismo”. Fatalmente, este eximio precursor de la
sanidad rural muere prematuramente un 07 de Diciembre de 1,952, en Juliaca (Puno)
víctima de Eritrocitosis de altura y una complicación pulmonar, dejándonos un derrotero

13
trazado y un digno ejemplo a seguir por las futuras generaciones de galenos peruanos y
extranjeros. Sus restos reposan en el Cementerio de Caima. (Arequipa.)

En merecido homenaje a ésta gran figura de la Medicina nacional y mundial, en


1,965 el flamante Hospital de Puno pasó a denominarse Hospital Regional “Manuel
Nuñez Butrón”. Posteriormente, en la ciudad rusa de Alma Ata, la OMS declara al Dr.
Núñez Butrón “Pionero de la Atención Primaria en el Mundo”. Asimismo mediante
Resolución Suprema Nº 294-OHU-MINSA de fecha 27 de Agosto de 1,992 rubricada por
el entonces Presidente de la República Arq. Fernando Belaúnde Terry y el Ministro de
Salud Dr. Juan Franco Ponce, se le otorga la condecoración póstuma de la Orden
“Hipólito Unánue” con el Grado de Gran Oficial, en reconocimiento a su gran
contribución en el campo de la Salud Pública peruana y mundial. (4)

2.5. EL RIJCHARISMO EN EL ALTIPLANO PERUANO COMO UNA


EXPERIENCIA PIONERA DE SALUD INTERCULTURAL EN AMÉRICA.

Al empezar el siglo XX, Perú estaba gobernado por un pequeño grupo de


familias aristocráticas dueña de los medios de producción (la industria agropecuaria, las
finanzas y la minería) con una limitada capacidad para industrializar el país y con un
fuerte menosprecio hacia todas aquellas razas que no eran blancas.

Las ciencias médicas, al reconocer el modelo determinista unicausal del proceso


salud-enfermedad, organizó la sanidad pública a través de masivas campañas de
vacunación obteniendo avances importantes en la lucha contra las enfermedades
infectocontagiosas, a expensas de simplificar los aspectos sociales y colectivos.

Las políticas sanitarias latinoamericanas respondían a las exigencias del


capitalismo europeo y estadounidense, de disponer una fuerza laboral sana que les
permita asegurar sus inversiones en los países receptores.

Puno, uno de los departamentos de menor desarrollo industrial del Perú, tenía
una economía agropecuaria poco tecnificada y una población mayoritariamente
indígena y analfabeta; donde tres estamentos convivían bajo una violenta tensión
social: el comunitario-indígena, el feudalismo-terrateniente y el capitalismo

14
mercantilista-comerciante, a ellos se sumaban el gamonalismo a patriarcal y el clero
católico de mayor predominio en el Perú y marcadamente conservador.

La difícil situación social y sanitaria de las comunidades indígenas del altiplano


puneño dio lugar a la aparición del rijcharismo. Un movimiento sanitario que se articuló
sobre las bases comunitarias altipampinas y el encuentro respetuoso de los saberes
médicos indígenas y occidentales.

El rijcharismo fue un movimiento sanitario anterior a las prácticas colectivas de la


década de los cuarenta como la lucha contra la pobreza en los Estados Unidos de
Norteamérica (EE. UU.) y las experiencias latinoamericanas en salud de los años
cincuenta y sesenta.

La indiferencia del Estado por los indígenas llevó a Núñez Butrón y un grupo de
colaboradoresd instruidos y capacitados a organizar, en 1933, una brigada sanitaria-
rural en la parcialidad de Isla (Juliaca) donde vacunaron contra la viruela, exigieron el
aseo de la ropa y la higiene personal, rasuraron el cabello, indagaron por el estado de
los enfermos infectocontagiosos y controlaron las defunciones.

El Rijcharismo se fundó sobre la base comunitaria indígena y el recurso humano


operativo de preferencia fue el reservista del ejército, quien mantenía la disciplina y el
espíritu activo en armonía con el ideario y la acción sanitaria. (5)

A un nivel simbólico, acorde con el pensamiento indígena,


el Rijcharismo le declaró la guerra al piojo (transmisor del tifus), al alcohol (que
bestializa) y a la pleitomanía (que divide) sus armas fueron el jabón, el peine, el lápiz y
el cuaderno.

Desde 1926, Núñez Butrón había viajado a caballo, en motocicleta y auto por las
comunidades altipampinas invitándolos a participar en las campañas de vacunación
pero con resultados poco significativos.

Entendió que era necesario ir al campo, comunidad por comunidad, a vacunarlos


allí; así se enfrentó al primer problema: la desconfianza, ¿por qué un mistif que tenía un
modo diferente de vivir quería hacerle bien a los indios? (6)
15
Núñez Butrón decidió acercarse a los curadores tradicionales, aplaudir su labor,
regalarles ropa limpia, conversar de salubridad en su lengua nativa y, nunca, ridiculizar
sus tratamientos sino reformarlos, poco a poco, a uno más científico.

Los primeros rijcharys convivieron con Núñez Butrón en su casa de Juliaca y se


convencieron del valor de la medicina oficial. Este hombrerijcharizado “era el mejor
portavoz científico.” al volver a su comunidad le creían, ganaba adictos y así se formaba
otra brigada de sanitaristas-rurales. La participación de las mujeres fue subalterna; sin
embargo, entre los rijcharys destacó Josefa Aquino. (7)

Hubo un largo trabajo de acercamiento y convivencia con los líderes comunales,


basado en el diálogo intercultural y la participación que permitió el empoderamiento (el
despertar social) de los indígenas en los procesos de su salud.

La labor profiláctica en Isla estimuló a las comunidades vecinas a presentarse


ante Núñez Butrón para ofrecer sus servicios. Cuando las filasrijcharistas aumentaron,
todos los domingos por la mañana se convocaba a una asamblea, donde de dos a
cuatro horas se enseñaba y se aprendía de medicina rural: “Nuestra misión más
parecía de aprender que de enseñar […]” también se hablaba de métodos para
aprender a leer y escribir, cómo organizar las escuelas, incluso formas para ganar e
invertir el dinero.

En su mejor momento, el movimiento abarcó las provincias de Puno, Huancané,


San Román, Azángaro y Lampa.

2.6. LOS ENEMIGOS DEL RIJCHARISMO

La mayoría de las actividades del Rijcharismo eran en el ámbito rural pero sus
efectos empezaron a sentirse también en las ciudades y a ser mal vistos por los grupos
de poder.

A la lucha contra el consumo de alcohol por los adventistas se sumaron


los rijcharis; y eso, iba en contra de los intereses de los comerciantes de este producto
y de los hacendados que pagaban el jornal de los indígenas con alcohol.

16
La lucha contra la pleitomanía disminuyó los litigios así como los clientes de
leguleyos, tinterillos, picapleitos, rábulas, abogados y funcionarios; estos últimos,
cobraban a los comuneros el trabajo que el Estado les pagaba. “[…] nosotros somos
enemigos del pleito y para vergüenza de nuestra patria, muchos viven de él.” (8)

Las actividades sanitarias del Rijcharismo se fundamentaron en el trabajo gratuito de


los comuneros. El escaso apoyo económico recibido no lo hacía sostenible. "Funcionó
desde 1933 hasta 1949 en que nuestra situación económica no respondía a las
necesidades de la campaña. El trabajo gratuito del campesinado también llegó a
quebrantarse porque la lucha era larga […]".

El empoderamiento rijchary se oponía al proyecto de Estado-Nación de la


aristocracia peruana de inicios del siglo xx, caracterizado por una ideológica política
excluyente de las mayorías indígenas y fundamentado en ideas eugenésicas del
racismo científico.

“Los amigos de estos males […] luchan solapadamente y son cariñosos en la


presencia de uno.” Así, toda forma de ampliación ciudadana de la masa indígena era
obstaculizada con gran disimulo. El gamonalismo es un buen ejemplo, porque
al controlar a la masa indígena según los deseos de la clase gobernante, se convertía
en una forma particular de inclusión para evitar formas generales de inclusión.

En 1937, una campaña de desprestigio contra Núñez Butrón lo mostraba “como


subvertor (sic) e incitador de las masas campesinas, tildándolo de comunista y de ser
peligroso para el gobierno.” La Subprefectura de Juliaca prohibió inaugurar más
escuelas rijcharishaciéndolo responsable de cualquier desacato; a fines de ese
año, Núñez Butrón fue trasladado fuera de Puno.

Los rijcharys tomaron conciencia de los problemas sociales que condicionaban la


salud y empezaron a escribir o a dictar sus artículos con un tono bastante crítico y, en
algunos casos, claramente racista. Núñez Butrón fue trasladado de su cargo cuando el
tono crítico de Runa Soncco alcanzó su punto más alto.

17
Durante su ausencia, Runa Soncco dejó de editarse aunque se continuó
haciendo Rijcharismo con menos intensidad. Hasta el momento, no se tienen datos
históricos de las actividades del movimiento sin Núñez Butrón.

Cuando regresó a Juliaca, parte del Rijcharismo se había perdido. Volvió a


editar Runa Soncco (1945-1948) y a trabajar con las brigadas pero manteniendo un
perfil bajo.

"Consultados los jefes para seguir nuestra campaña, nos respondieron que no
hiciéramos nada contra el alcohol ni contra el pleito. Esos tenían defensores tremendos
y que nuestra campaña debería ser solo contra el PIOJO (sic)".

A fines de los 40, la plataforma cultural del Rijcharismo empezó a declinar. Las
ideas estadounidenses sobre el crecimiento económico y la modernización socavaron el
indigenismo, y la expansión de la industria farmacéutica opacó a la medicina indígena.
(9)

A pesar del reconocimiento internacional (Chile, Argentina, México y


Francia), el Rijcharismo no tuvo resonancia en el Estado peruano ni en la ciencia
médica de la época, quienes estuvieron orientados más hacia la construcción de
hospitales y la alta tecnología.
La figura de Núñez Butrón es gravitante. Nació en Samán (Puno) en 1899, hijo
natural reconocido de un sacerdote católico y de una mujer mestiza de clase
media. Desde muy joven, sintió la imperiosa necesidad de “no vivir por vivir. [sino] Vivir
para las generaciones venideras […].” Fue discriminado por su origen indígena, lo que
le generó un problema de identidad durante toda su juventud.

Estudió en la Universidad de Barcelona (España) de 1921 a 1925, donde la


educación médica revaloró los condicionantes sociales de la salud, influenciada por la
1ra. Guerra Mundial (1914-1918), la Revolución de Octubre (1917), la emergencia del
socialismo y la crisis del liberalismo. Tras dejar el movimiento rijchary, Núñez
Butrón continuó ejerciendo la medicina en Juliaca hasta su muerte en 1952.

Finalmente, se puede concluir que la religión, la educación y la base castrense


son condiciones para el desarrollo de la identidad, la ciudadanía y su movilización
18
social, por lo que su control, estará bajo el poder de las clases dominantes y cualquier
intento de subvertir ese orden será disimuladamente anulado. El Rijcharismo fue una
experiencia pionera en América, de participación comunitaria, atención primaria de
salud, interculturalidad y desarrollo alternativo de características endógenas, que
permitió a las comunidades altipampinas de Puno un acceso real al control de los
procesos que afectaban su salud. El sustrato social del Rijcharismo fue la masa
indígena revalorada por una educación básica fundada en valores y ciudadanía,
impregnada por una fuerte fe religiosa y un indigenismo provincial. El proceso de
construcción, organización y sostenimiento del Rijcharismo supo combinar y aprovechar
creativamente los espacios sociales de verticalidad y de horizontalidad. Para la acción
sanitaria se precisó de la verticalidad de los reservistas. El empoderamiento se dio en la
horizontalidad del diálogo intercultural con los líderes y curadores, las asambleas
dominicales y los artículos de la revista Runa Soncco. El legado histórico del
movimiento Rijchary se encuentra en cada uno de los diez números de la revista,
publicados de 1935 a 1948, esperando pacientemente la investigación que les haga
justicia. A la usanza del Hatun Rijchary (Gran Rijchary), Manuel Núñez
Butrón, recordemos hondamente las palabras con las que solía concluir sus asambleas
dominicales: "¡Rijchariychis!, ¡Rijcharisun!, ¡Rijcharisun puni!" (¡Despertad!,
¡Despertemos!, ¡Estemos siempre despiertos!). (10)

2.7. CONDICIONES SOCIOSANITARIAS DEL INDÍGENA


ALTIPAMPINO DE PUNO A INICIOS DEL SIGLO XX

La población indígena se distribuye en pequeños núcleos dispersos, alejados


unos de otros por precarias vías de comunicación que dificultan las acciones sanitarias.

El indígena es, en esencia, un habitante rural, agricultor para su autoconsumo y


pastor del rebaño de los terratenientes; en ocasiones, es artesano, sombrerero,
zapatero o albañil.

Como pastor debía reubicarse tres o cuatro veces por año en busca de pastos
frescos para los rebaños del patrón, por eso su vivienda era precaria y temporal: dos
habitaciones de unos cuatro metros cuadrados, paredes de piedra unidas con barro,

19
techo de paja brava sobre un armazón de palos y piso de tierra. La altura de los cuartos
“rara vez permitía permanecer erguido dentro de ella; rodeando esta rústica vivienda,
estaban los corralones para el ganado.”

Su dieta es rica en carbohidratos (papa, quinua, cebada y otros) y baja en


proteínas (carne seca y rara vez fresca). El vestido es sumario; hecho de bayeta (tela
de lana tejida por ellos mismos).

El varón viste una camisa que se cambia muy rara vez, un pantalón que a veces
es de dos caras, de tal modo que de un lado sirve para el diario y del otro para alguna
fiesta […] en los pies usa sandalias (ojotas) y ocasionalmente zapatos. Las mujeres
usan un camisón y varias polleras; lo que nunca les falta es su llicla o manta para
cargar sus menesteres o su niño que siempre lleva a la espalda; los niños llevan una
camisa, un faldellín y un gorro.

El parto se realiza en su vivienda o en el campo. Las tasas de mortalidad


materna e infantil se presumían altas, al igual que el índice de fecundidad. La población
rural no estaba totalmente censada.

El niño crece templando su cuerpo y su alma con los rigores del frío, del hambre,
de la desnudez, de la lluvia; sin embargo, muchos sucumben en medio de mortíferas
epidemias de viruela, tos convulsiva, tifus exantemático, sarampión y otras
enfermedades […].

Desconocen la existencia de microbios y parásitos. Creen que las enfermedades


son producidas por el espíritu de los cerros, de las casas abandonadas, el arcoiris o los
lugares sagrados (como tumbas antiguas) si no han recibido su habitual ofrenda;
también, por la hechicería, el daño o el alma de los antiguos muertos.

Se debe distinguir entre el indio colono y el indio comunero. "El colono es más
cumplidor de su deber, más rico, más trabajador con experiencia y católico. El
comunero es sucio, flojo, libre y susceptible a aceptar otras religiones".

La Dirección General de Salubridad adscrita al Ministerio de Fomento organizaba


la salud pública del Estado. Durante esos años no se manejaba las acciones sanitarias

20
con un nivel ministerial, ni se apreciaba la participación social, mucho menos de los
pueblos indígenas por quienes se sentía un gran menosprecio.

Los médicos se formaban en un espíritu asistencialista que no fomentaba la


labor preventiva excepto la vacunación. El médico recién egresado rehuía el medio rural
debido al abandono estatal en que se hallaban las zonas rurales del altiplano.

El censo de 1940 dio para Puno, una población censada de 548 371, una omitida
de 98 014, dando 646 385 de población total; densidad poblacional de 9
habitantes/km2. El 87 % vivía en un medio rural.20 El 94,1 % era indígena; el 88,8 % de
los mayores de 5 años solo hablaban quechua y el 10,6 %, quechua y español.

En las capitales de las provincias de Puno, un reducido porcentaje de viviendas


tenían servicios de agua y desagüe: promedio de 7,4 % y 4,3 % respectivamente. El
hacinamiento y el analfabetismo registraron altos índices en todas las provincias:
promedio de 53,9 % y 85,1 % respectivamente.

En todo Puno, existían solo 26 profesionales sanitarios y cada uno debía atender
24 860 personas,13 pero la realidad era muy diferente, cuando Núñez Butrón ingresó a
trabajar como médico titular en las provincias de Azángaro y Huancané tenía que
atender una población cerca de los 200 000 habitantes.

2.8. HISTORIA FUNCIONAL Y MEDICA DE LA REGIÓN DE SALUD


PUNO

El 5 de octubre de l935, se promulgo el Decreto Ley Nº 8124, que crea el


“Ministerio de Salud Pública, Trabajo y Previsión Social”. - en el año de 1942 adopta el
nombre de “ Ministerio de Salud y Asistencia Social “, y en 1968, la denominación que
mantiene hasta la actualidad, el de “ Ministerio de Salud ”. Una rápida revisión a las
décadas nos lleva a concluir, que en 1925 el Sanitarista Dr. Manuel Núñez Butrón ,
Médico Puneño animado por una concepción nueva y por el amor a su tierra natal inicia
una experiencia con resultados altamente positivos, pero no debidamente interpretados,
ni apreciados por las esferas gubernamentales de esa época, capacito personal
voluntario de la propia comunidad, a los que llamo “ Rijchary “, se les preparó en

21
aspectos de educación sanitaria, en cuanto a higiene personal, familiar y comunal,
iniciando de esta manera en el Sur altiplanito el Programa de extensión de cobertura de
los servicios de salud, a través de la ATENCION PRIMARIA DE LA SALUD , reconocido
este programa a nivel Mundial .

Por las necesidades alternas de la población Puneña, se apertura el ” Centro


Materno Infantil ” por los años ’60 el que funcionaba en el Jr. Tarapacá, trasladándose
después por los años ’70, al Jr, Lima adquiriendo el nombre de ” Unidad Sanitaria
“,luego ” Área de Salud “,posteriormente ” Zona de Salud “, trasladándose con esta
denominación a la nueva construcción de las Oficinas Administrativas del Jr. José
Antonio Encinas Nº 145, llevando esta denominación en la placa que como testimonio
queda en los muros de la parte de ingreso principal a la Institución, compartiendo dicho
edificio conjuntamente con el Hospital que se le denomina con el nombre de “Manuel
Núñez Butrón” hoy Hospital Regional, Órgano desconcentrado de la RED de Salud
Puno.

Con el Decreto Ley Nº 20733 del 17 de Setiembre de l974, se crea las Regiones
de Salud, sobre las bases de los distintos servicios que venían funcionando a esa
fecha, adquiriendo el nombre de “Región de Salud Sur Altiplánica” , posteriormente por
Resolución Ministerial Nº 0012-82-SA/DVM, del 27 de Enero de 1982, establecen los
ámbitos administrativos y las sedes de las Direcciones Regionales del Ministerio de
Salud, constituyéndose la segunda instancia administrativa bajo la dependencia directa
del Ministerio de salud, para lo que se integró con el nombre de ” Décima Región de
Salud de Puno ” de las dependencias del ORDEPUNO , según lo dispuesto en el
Decreto Legislativo Nº 070, Decreto Supremo Nº 020 y demás dispositivos
complementarios, que dio lugar a la nueva organización del Sector en el nivel Regional.

Posteriormente, y acorde con las necesidades prioritarias del Sector a nivel


Nacional y con sus Lineamientos de Políticas de Salud, se denominan ” Sub Región de
Salud – ORDEPUNO “, luego fue cambiado por el de “Unidad Departamental” (UDES),
y en forma inopinada y por disposición del Nivel Central las UDES se desactivan y
queda como ” Coordinación de Salud “, y a su vez se crean las Áreas Hospitalarias

22
correspondiéndole a la Ciudad de Puno el “Área Hospitalaria Nº 56”, retomando luego el
nombre de ” Sub Región de Salud – Puno ” y hoy en día “Dirección Regional de Salud
Puno ” dependiendo Técnica y Funcionalmente del Ministerio de Salud y
Administrativamente del entonces Comité Transitorio de Administración Regional
(CTAR), Hoy en día conforme a la Ley Ley Nº 27867, Ley Orgánica de Gobiernos
Regionales. (Gobierno Regional-PUNO), con su Presidente Regional el DR. JUAN
LUQUE MAMANI.

2.9. LOS MÉDICOS Y SUS ENFERMOS

En Puno, como vimos, la corte, los jueces y los abogados tienen un lugar
considerable. Los médicos —para una población de 15.000 habitantes que, además,
deben velar por la salud de la población del departamento— constituyen también un
grupo profesional que goza de gran prestigio. Lo que hemos dicho de los lazos que
unen al abogado a sus clientes no se aplica a las relaciones entre el médico y sus
enfermos. En primer lugar, el médico en Puno cumple con frecuencia funciones que lo
asemejan a un funcionario. El servicio departamental, que tiene a su cargo un programa
muy vasto de lucha contra las enfermedades infecciosas, lo necesita a menudo.
Además, su clientela se limita más estrechamente a la población urbana, y aun a los
grupos blanco, mestizo o cholo de esa población. El indígena y el cholo recurren más
fácilmente al curandero o al brujo e, incluso, una buena parte de la gente no desdeña
estos servicios. ¿Es igual el prestigio del médico al del abogado? No es fácil medir el
prestigio de que goza una profesión. Sin embargo, dos índices permiten al observador
hacerse una idea, aunque sea indirectamente. En primer lugar, el número de niños o
jóvenes interrogados sobre la profesión que a su gusto elegirían. En la encuesta que
desarrollamos en una escuela de Puno y sobre la que tendremos ocasión de volver a
hablar, la profesión jurídica es preferida con mucho a la del médico. Los interrogados
pertenecen a un medio social relativamente homogéneo; todos son hijos de familias
pobres, la única diferencia inmediatamente significativa, en cuanto a su origen social, es
su lugar de nacimiento y de origen (rural o Puno). He aquí un segundo índice de
interpretación, por otra parte, muy incómodo, porque no permite distinguir si el prestigio

23
de un individuo se debe a sus cualidades personales o a la profesión que ejerce.
Incidentalmente, en el curso de conversaciones amistosas, pedimos a varias personas
indicarnos cinco notabilidades locales según un orden jerárquico. Las respuestas
testimonian una notable convergencia. La misma persona ocupa el número 1 en las 8
respuestas que obtuvimos. También es notable que ninguna de las personalidades
designadas por nuestros interlocutores para ocupar los puestos 2, 3, 4 o 5 encuentren
el mismo rango en la opinión de sus conciudadanos, aunque solo se mencionaran 7
nombres diferentes. Agreguemos que la significación del rango atribuido a un individuo
es muy variable y difícilmente captable. El que ocupa el número 1, sin ninguna duda,
dispone de un prestigio personal bien establecido. En cuanto a la diferencia entre los
números 2, 3,4 o 5 es muy sutil y hemos tenido cuidado de interrogar a personas que,
aunque bien al corriente de los asuntos de la ciudad, no pertenecían a la élite de
prestigio, por lo que les era difícil la determinación exacta de las diferencias que, en
más o en menos, afectan el estatus de tal notable en relación con el de tal otro. Como
quiera que sea, 5 sobre 7 de los designados eran abogados, un solo médico fue
mencionado y la más popular de las personalidades de Puno muy evidentemente debía
esta designación más a sus cualidades personales que a sus funciones. Insistamos un
poco en el paralelo entre la situación del médico y la del abogado. En primer lugar, el
abogado y el magistrado son personajes familiares tanto al indio como al misti. No hay
campesino, por pobre que sea, que no haya tenido una experiencia personal, de sus
padres o amigos, de querellas de herencia o de límites. Por el contrario, puede que
pase toda su vida sin ver al médico. La profesión jurídica no solo está presente en
Puno, capital del departamento; en Azángaro, capital de provincia, o en Juli, hay un
tribunal a cuyo alrededor se afanan los abogados; las capitales de distrito tienen un juez
de paz. Los médicos, por el contrario, residen en las ciudades. La ley dispone que cada
provincia deba estar provista de por lo menos uno. Como las provincias son tan vastas,
para la gran mayoría de la población rural el médico resulta un personaje lejano,
localizado muy claramente en el universo del misti. Esta asociación se ve reforzada por
las condiciones en las que se cumple la difusión de las prácticas de higiene en el medio
rural. Los equipos del Ministerio de Salud Pública, organizados para luchar contra las
epidemias de tifo, pasan por los poblados, desinfectan las casas y enseñan a los

24
habitantes las virtudes del DDT. Esa intervención muchas veces es considerada como
una amenaza o, por lo menos, como una intrusión. Los educadores de higiene, muy a
menudo, son también mal acogidos. Las casas se vacían cuando ellos se aproximan.
De esta resistencia del indio respecto de la medicina hemos tenido numerosos ejemplos
en la misma ciudad de Puno. Hay un centro organizado para la protección de la
infancia, y hemos tenido ocasión de conversar con las enfermeras y el médico que lo
tienen a su cargo. Antes de acoger a un lactante, el centro procede a una encuesta
sobre los recursos de la familia, su composición, su modo de vida. Las enfermeras
ofrecen en esta ocasión consejos en cuanto a los cuidados que debe observar la mujer
que espera un niño y a la alimentación de los niños de poca edad. También pueden
"seguir" a la madre y asistirla en sus embarazos. La resistencia que sufre la
obstetriz misti es señalada unánimemente por nuestras informantes. Esta se explica por
la desconfianza respecto de todo lo que viene del misti —"No queremos nada con
usted", es una respuesta que con frecuencia reciben los educadores de higiene—, y por
el apego a antiguas costumbres cuya ineficacia no es mejor percibida que la eficacia de
los nuevos métodos.

2.10. LA VACUNACIÓN EN EL PERÚ Y EN EL ALTIPLANO

En el año 1796, Eduardo Jenner en Inglaterra descubrió la vacuna antívariÓlica


utilizando la secreción de las pústilas de las vacas (Cowpox). Ante las múltiples
epidemias de viruela que despoblaban el Nuevo Mundo, el Rey Carlos V de España
autorizó la organización de la Real Expedición Filantrópica de la Vacuna, que partió de
la Coruña, el 1 de diciembre de 1803, bajo el mando del médico Dr. Francisco Javier
Balmis; esta expedición, que traía el fluido vacunal en las pústulas de 20 niños y en
láminas de vidrio llegó a Puerto Cabello (Venezuela) el 19 de marzo de 1804. Allí se
dividió la expedición en dos grupos, uno al mando de Blamis hacia México y otro
dirigido por el Salvani hacia Sud-América. José Salvani y Lleopart, médico catalán,
practicó la vacunación en Colombia y Ecuador (Virreynato de Nueva Granada) y luego
pasó al Virreynato del Perú, llegando a Piura, Trujillo, Lambayeque, Cajamarca y
muchos otros pueblos en su ruta hacia Lima a donde arribó el 23 de mayo de 1806,

25
logrando que el Virrey Abascal instalara la Junta Central Propagadora del fluido
vacunal.

Luego de vacunar en Lima a 22 726 personas, envió el fluido a Huamanga,


Huancavelica y Cusco, donde sus ayudantes practicaron numerosas vacunaciones.

En 1807, emprendió su viaje hacia el sur, pasando por Ica, Arequipa y Puno.

En este último vacunó 1094 personas; luego pasó a Pomata y Zepita y


finalmente se dirigió a la Intendencia de la Paz, donde falleció posiblemente a
consecuencia de tuberculosis agravada por el excesivo trabajo desplegado en su loable
labor sanitaria. Estando en Popayán (Colombia) había sufrido de efusión de sangre por
la boca; en Arequipa se había quejado del mal estado de su salud, atribuido al clima
variado que experimentan los que viajan en la dilatada Cordillera de los Andes, en la
que había sufrido infinitos trabajos e incomodidades (3). Antes de su muerte se puso
sumamente grave y los médicos paceños hicieron junta el 1 de abril de 1809 y
prácticamente lo desahuciaron.

El 11 de mayo de 1813, Blamis lleno de congoja, anunció al pueblo español la


muerte de su compañero y empeñoso colaborador, José Salvani. Se dice que en el
Perú vacunó a casi 200 000 personas.

Entre 1821 y 1847 fueron los párrocos los encargados de vacunar, labor para la
cual no estaban preparados por lo cual posiblemente en muchos casos fracasó este
medio profiláctico.

En 1847, Ramón Castilla expidió una ley creando los cargos de vacunadores
para todo el país y ordenando a los Prefectos para que los nombrasen y asignasen sus
haberes.

El 7 de febrero de 1887, el Presi-dente Cáceres aprobó el Reglamento General


de Sanidad, encargando a los médicos titulares o princiales el estudio e informe de las
epidemias de los lugares donde trabajaban.

26
La creación del Ministerio de Salud Pública y Previsión Social, por ley del 5 de
OCtubre de 1935, representó un paso decisivo en las luchas contra las epidemias que
arrasaban al país, particularmente en las regiones más aisladas de la capital como era
el departamento de Puno.

Entre 1933 y 1937, el médico Dr. Manuel Núñez Butrón organizó en Juliaca
brigadas de promotores de salud llamados Rijcharis (en quechua significa los que
despiertan), quienes recorrían las parcialidades campesinas de la Provincia de San
Román (departamento de Puno), enseñando principios de la higiene y vacunando
contra la viruela. En uno de los informes semanales que presentaban, figura que habían
vacunado en seis meses a 9 978 personas.

Esta labor sanitario-social de Rij¡charismo, hoy ha sido reconocida y por eso el


busto de Núñez Butrón figura en el Parque de la Medicina Peruana, en Lima, junto al
monumento de Daniel A. Carrión, y se le considera el pionero de la Atención Primaria
de Salud. (11)

2.11. LA GRAN CAMPAÑA DE INMUNIZACIÓN MASIVA EN EL


DEPARTAMENTO DE PUNO

En 1952 (12 de setiembre), el Consejo Superior del Fondo Nacional de Salud y


Bienestar Social, presidido por el Dr. Roque Romero Cárdenas, aprobó un Plan de
Salud Pública, que comprendía un proyecto de vacunación triple (antivariólica,
anticoque luche y antidifteria) en forma masiva en el departamento de Puno.

Se encomendó este proyecto al Departamento de Inmunizaciones dirigido por el


Dr. Antonio De la Fuente. Para su ejecución se nombró, con fecha 15 de octubre de
1953, al Dr. Arturo Ruiz Harrison, Médico Regional de la Zona Sur del Departamento de
Inmunizaciones y al Dr. David Frisancho Pineda, Médico Asistente.

Todo esto se logró a petición del Servicio Sanitario Regional de Puno, dirigido por
el Dr. Francisco Mariño. Yo viajé al CUSCO, donde se organizó una brigada de 10
vacunadores y un jefe que fueron entrenados durante un mes.

27
Esta campaña consistió en inmunizar contra viruela a la población total de cada
distrito y contra coqueluche y difteria a los niños desde tres meses hasta siete años de
edad.

Los inmunizadores se desplazaban casa por casa, abarcando todas las


comunidades campesinas, fundos agropecuarios y capitales de distrito; al mismo
tiempo que inmunizaban, realizaban el censo de viviendas y población, anotando la
topografía, clima, condiciones sanitarias (agua, desague, etc.), alimentos, distancias y
medios de comunicación.

A los 28 días de la primera vacunación, volvían por lo mismos lugares vacunando


contra viruela a quienes no lo hicieron la vez anterior; y colocaban la segunda dosis de
vacuna anticoqueluche y antidifteria. Deberían proteger por lo menos al 80% de la
población.

Habiéndose denunciado una epidemia de viruela en el distrito de Nufloa,


Provincia de Melgar (Departamento de Puno), viajamos del Cusco a dicho distrito el 15
de noviembre de 1953. Aquí realizamos la primera campana, llegando hasta unas casas
apartadas donde había varios enfermos variolosos, reconociendo hasta 43 y varios
casos de defunción.

Vacunamos a los pobladores del distrito de Nuñoa y luego a los del distrito de
Santa Rosa; fue entonces, a fines de mayo de 1954, que tuvimos que desplazarnos al
distrito de Rosaspata de la provincia de Huancané, donde los maestros de la
comunidad de Mallcusuca, habían denunciado varios casos de viruela entre los
alumnos e inclusive defunciones de algunos de ellos a causa de dicha enfermedad. Allí
comprobamos la existencia de 29 casos de viruela en la parcialidad de Mallcusuca y
encontramos que dicha enfermedad se ha-bía presentado anteriormente en las
comunidades de Ñapa y Cahuaya y también que habían fallecido a consecuencia de
viruela, trece personas en su mayoría niños.

Luego de inmunizar a los pobladores de todo el distrito de Rosaspata,


trabajamos en los distritos de Moho, Conima, Huancané, Vilquechico, Samán, Taraco y
28
Pus¡. Estando en Taraco enfermé con fiebre tifoidea; apenas recuperado continué mi
tarea hasta marzo de 1955, en que por falta de fondos económicos fue suspendida tan
importante campaña sanitaria.

Sin embargo, con ella se había logrado yugular las dos últimas epidemias de
viruela en el Perú; desde entonces no se volvió a presentar ningún otro caso en el
altiplano peruano. Es necesario decir, que con motivo de una denuncia de fiebre amari-
lla en la provincia de Sandia, zona tropical, tuvimos que hacer un largo recorrido
penetrando en camioneta hasta Limbani y de allí a caballo y más de las veces a pie
recorrimos Phara, Quiaca, Patambuco, Cuyo-Cuyo, Sandia. Desde este lugar acom-
pañado solamente por dos Sanitarios penetramos a pie al valle de Chunchusmayo,
vacunando contra amarilla las poblaciones de Pilcopata, Palmera y Chunchusmayo.
(12)

2.12. FACTORES QUE DETERMINAN LA APARICIÓN DE LAS IRA EN


PUNO

2.12.1. Factores estructurales

Es necesario contemplar el problema desde lo estructural, donde los


determinantes sociales juegan un papel crucial. La desnutrición crónica hace más
vulnerables a grupos determinados de población, como menores de 5 años (bajo peso
al nacer, escasa o nula lactancia materna, no completar sus esquemas de vacunación),
mujeres embarazadas y adultos mayores. Las viviendas que no prestan las condiciones
para abrigar adecuadamente a la familia en temporadas de frío, donde hay condiciones
de hacinamiento, contaminación del aire dentro de la vivienda por ejemplo del humo de
la cocina o quema de leña. El analfabetismo que persiste alta en algunas zonas y
donde está demostrado que es un indicador importante ya que la educación es un
indicador clave que determina la salud. La pobreza es un determinante que influye ya
que las comunidades con mayor número de casos son también las que tienen los
mayores índices de pobreza y desnutrición.

29
2.12.2. Factores medio ambientales
La temporada de frío es un evento recurrente estacional, sin embargo
variaciones bruscas de temperatura, influenciadas por el cambio climático, son una
determinante que influye en la salud de la población, registrándose incremento de la
incidencia de casos de IRA´s y neumonías.

2.12.3. Factores conductuales y culturales


La llegada tardía a los establecimientos de salud, debido a que las mamás o
cuidadores tratan a los pacientes con medicina tradicional o directamente los medican,
acudiendo al establecimiento de salud cuando el paciente está en una condición de
gravedad.

2.12.4. Factores vinculados a la atención en salud


Mantener, desde los servicios de salud, un enfoque principalmente “biomédico”,
con pocas actividades de educación y prevención, así como, debilidad en el diagnóstico
y manejo de casos, ocasionaron que un mayor número de muertes en menores de un
año se registraran en establecimientos de salud. Así mismo las inclemencias de las
heladas y nevadas constituyen un factor que puede afectar el acceso a los
establecimientos de salud y la afectación de las instalaciones físicas de los mismos.
(13).

2.13. ESTABLECIMIENTOS DE SALUD EN PUNO

Del total de Hospitales, 2 Hospitales tienen la categoría de II-2 los cuales son
hospitales de referencia de la zona Norte el Hospital Carlos Monge Medrano de Juliaca
y de la zona sur el hospital Manuel Núñez Butron de Puno , 9 Hospitales tiene la
categoría de II-1,los cuales se encuentran en la capital de provincia de las Redess de
salud y corresponden a las provincias: Huancané, Ayaviri, Azángaro, Juli, Ilave,
Yunguyo, Sandia, Macusani, Lampa. Los centros de salud con categoría I-3 son 50 que
corresponden al 11.36% y con categoría I-4 son 42 establecimientos de salud con un
9.55%. Puestos de salud con categoría I-1 con 219 establecimientos (49.71%) y I-2 con
118 establecimientos de salud (26.82%). El número de establecimientos que están en el

30
régimen CLAS están distribuidos en todas las REDES, siendo en mayor porcentaje en
la REDESS Collao.

El número de ambulancias no es suficiente para asegurar la demanda de


los servicios y realizar las referencias a los establecimientos de mayor complejidad, se
utilizan para el traslado de las emergencias y cuando se tiene otra eventualidad se tiene
que recurrir a otras formas de transporte, estas unidades móviles además son utilizadas
para las actividades extramurales., traslado de personal y equipos en
atenciones integrales y muchas veces para llevar insumos y equipamiento a los
establecimientos de salud de sus micro redes , debido a que no se cuenta con
camionetas ni presupuesto para elcontrato de otras unidades móviles.

2.14. ANALISIS DE DETERMINANTES SOCIALES Y ECONÓMICOS

Puno es uno de los departamentos que presenta una situación crítica en lo que
se refieren a indicadores sociales, como podemos apreciar en la tabla (ver tabla N° 2)
puno presenta una incidencia de pobreza de (60.8%), por encima del promedio nacional
(34.8%). En cuanto a pobreza extrema, es el sexto departamento con la mayor tasa en
el país.

2.15. ANALISIS DE MORTALIDAD GENERAL

Durante el año 2012, en el departamento de Puno la bronconeumonía ocupó el


primer lugar entre las principales causas de muerte habiendo 289 casos representando
el 4.61%, con una tasa de mortalidad de 0,21 por cada 1000 habitantes, le sigue
el diagnóstico de Septicemia no especifica con 257 casos representando el 10%

2.16. MORTALIDAD INFANTIL

En el año 2012 se presentó 730 casos, siendo la principal causa de muerte


infantil el diagnóstico de Obstrucción no específica de la respiración con 70 casos

31
representando el 9.59 % de causas de muerte infantil, seguido de Septicemia no
especificada con 58 y Bronconeumonía no especificada también con 58 casos; ambos
diagnóstico representan el 7.95 % causas de mortalidad. De acuerdo a la tasa de
mortalidad podemos decir que es alta en comparación a otros grupos etareos, habiendo
343 muertes por cada 10 000 infantes.

2.17. MORTALIDAD DEL ADOLESCENTE (12 – 17 AÑOS)

En este grupo etario podemos observar que es el grupo en el que existen menos
casos de muerte con una tasa de mortalidad de 0.57 por cada 100 personas. También
podemos observar que el diagnóstico de Septicemia no especificada con 14 casos, es
la principal causa de mortalidad en Adolescentes representando el 5.20% del total de
causas. En este grupo observamos que entre las 10 primeas causas de muerte están
los accidentes de tránsito.

2.18. MORTALIDAD DEL ADULTO (30 - 59 AÑOS)

En este grupo etario podemos observar que la tasa de mortalidad es de 0.24


casos por cada 1000 personas; entre las principales causas están los Accidentes de
vehículo con motor o sin motor, tipo de vehículo no especificado con 54 casos, las
cuales representa al 4.72% del total de causa de muerte. También podemos ver que los
casos de muerte por cirrosis hepática alcohólica están entre las 10 primeras causas de
muerte.

2.19. MORTALIDAD DEL ADULTO MAYOR (60 A MÁS AÑOS)

El cuadro muestra que la tasa de mortalidad en este grupo etario es de 0.80 por
cada 1000 personas. Siendo la principal causa de muerte la septicemia no especificada
con 31 casos de muerte, representado el 5.34% del total de causas de muerte.
Podemos observar que al igual que la etapa de vida adulto, los diagnósticos de cirrosis
están presentes.

32
2.20. MORTALIDAD MATERNA

Como se puede observar en el gráfico, la mortalidad materna ha ido


disminuyendo con respecto a los años anteriores, mostrando para el 2012, 32 casos de
mortalidad materna, por cuál se podría decir que, por cada 100 000 Recién Nacido
Vivos, se presentan 104 casos de mortalidad materna. Estos casos de mortalidad
materna se presentan más en las Provincias de San Román y Puno. Se aplican
diversas políticas en la prevención de la morbimortalidad en las madres gestantes, y
ese esfuerzo se ve, por lo que los casos de morbilidad disminuyen.

2.21. MORTALIDAD POR NEUMONÍA EN NIÑOS MENORES DE 5


AÑOS

Los casos de mortalidad por neumonía han ido disminuyendo de manera


notable, ya que se han ido implementando estrategias a nivel regional priorizando las
zonas de mayor riesgo, para el año 2012, la tasa de mortalidad fue de 17.56 es decir
que 17 niños de cada 1000, fallecieron por Neumonía.

2.22. MORTALIDAD POR EDAS EN NIÑOS MENORES DE 5 AÑOS

En el año 2012 hubo 21 casos de muerte por EDA en niños menores de 5 años,
haciendo una tasa de mortalidad de 14, es decir que por cada 1000 niños 14 fallecieron
con diagnóstico de EDA. Según el gráfico podemos observar que no hay diferencias
con años anteriores, esto debido que aún no se ha podido solucionar los problemas de
saneamiento básico.

2.23. MORBILIDAD GENERAL

Podemos observar que la principal causa de morbilidad general son las


Infecciones de las vías respiratorias agudas con el 32.42% del total de causas, también
podemos notar que la enfermedad bucal está entre las primeras causas de morbilidad.

33
2.24. DESNUTRICIÓN EN NIÑOS MENORES DE 5 AÑOS

Observamos que el distrito de Carabaya, es el distrito con mayor índice de


desnutrición crónica en niños menores de 5 años atendidos con 30.8%, esto debido a
que este distrito se encuentra en los niveles de extrema pobreza en la mayoría de
distritos. A esto va sumado de que estos distritos no cuentan con servicios saneamiento
básico, es decir que no consumen agua segura.

2.25. LA PROMOCIÓN DE SALUD Y LA COMUNICACIÓN

Para el abordaje desde la promoción y la comunicación, se presenta un plan


basado en las debilidades y/o brechas encontradas, luego de la realización de visita de
campo a la DIRESA Puno y a la Red de Salud de Juliaca (enero 21 y 22, 2014), para
centrarse en aquellas identificadas como prioritarias, es decir con mayores
probabilidades de modificación y que representen un mayor impacto en las acciones de
prevención y respuesta. La clave del trabajo de prevención es que se conozcan las
prácticas clave para evitar la enfermedad y reconozcan los signos y síntomas de IRA´s
para la rápida atención en el establecimiento de salud. Ambas disciplinas ofrecen una
perspectiva teórica y técnica para influir en las conductas individuales y colectivas, por
lo que este plan de comunicación y promoción de la salud se centra en la integración de
ambas disciplinas para que sus acciones se complementen en la práctica y contribuyan
con los objetivos del proyecto.

2.26. CENTRO DE SALUD JORGE CHAVEZ SUBE DE CATEGORIA


DE 1 – 4

Con resolución directoral regional N° 0112-2019/DRS-PUNO-DPES-DSS,


firmada por el Director Regional de Salud Puno C.D. Percy Luque Bautista, elevan de
categoría al Centro de Salud Jorge Chávez de Juliaca a nivel 1-4 con población
asignada al establecimiento público con internamiento y atención medica de salud
general y especializado, para ello titular de la institución de salud, conjuntamente con el
Vice-Gobernador Profesor Agustín Luque Chayña hacen la entrega de dicha resolución
al jefe del establecimiento de salud medico Alberto Magno Velásquez Montenegro,
34
también en esta ceremonia se contó con autoridades de la provincia de San Román,
entre ellos la Teniente Alcaldesa del Municipio Provincial, Policía Nacional, y otras
autoridades, el acto se desarrolló en el establecimientos de salud Jorge Chávez el día
22 de febrero del año en curso.

El titular de salud en su alocución menciono, que a partir de la fecha el personal


tiene la responsabilidad de brindar una atención de calidad, respondiendo a las
necesidades de salud de la población que acude al establecimiento, asimismo recalco,
que esta categorización y funcionamiento de establecimiento permitirá disminuir las
muertes maternas y la diminución de la anemia, finamente se comprometió brindar
todo el apoyo al personal de salud y más adelante la implementación de una
ambulancia y equipamientos del centro de salud.

Asimismo, es el establecimiento de salud se realizó una atención integral de


salud priorizando la atención al niño y a la madre, como parte de las actividades
establecida en el Plan Regional de Lucha Contra la Anemia, que consiste en sesiones
demostrativas de preparado de alimentos ricos en hierro, tamizaje y tratamiento de la
anemia, desparasitación, vacunación, control de crecimiento y desarrollo del niño-niña y
atención integral a la madre y familia. (14)

2.27. NECESIDADES Y BRECHAS A TRABAJAR EN JULIACA

 Trabajar de manera articulada con actores clave (médicos


tradicionales, agentes comunitarios, Juntas Vecinales) en la comunidad.
(13)

 Mantener mensajes clave dirigidos a mejorar nutrición e incentivar


lactancia materna, desde y con la comunidad, pero también en servicios
de salud (mejorar la consejería en estos espacios).

 Propiciar en las instituciones educativas la construcción de


espacios formadores, incentivando desarrollo de habilidades y conductas

35
saludables como lavado de manos, nutrición adecuada, abrigarse en
temporada de frío.

 Incluir la participación del hombre en el cuidado de sus niños


(enfoque de género)

 Potenciar el trabajo con actores clave para fomentar la consejería a


través de sus espacios comunitarios (Centros de Prevención y Vigilancia
del Cuidado Integral de la Madre y el Niño, Juntas Vecinales, CUNAMAS,
Vaso de Leche, etc.)

 Capacitar a periodistas de medios de comunicación local para el


manejo de la información, adecuado y oportuno, durante las alertas
epidemiológicas.

36
CONCLUSIONES

Finalmente, pudimos ver que hay pocos antecedentes en nuestra región, pero
muy importantes.

La salud pública es un instrumento valioso para la atención integral de salud;


constituye la expresión de respuesta a los problemas relacionados con la protección,
promoción y recuperación que afectan la salud de la población.

El cumplimiento eficiente y eficaz de la salud pública garantizará la atención


integral de salud de la población), siendo imperativo por lo tanto que se formalice y
ejecuten políticas, estrategias, planes y programas operativos de salud, que estén
debidamente sustentados política, técnica y administrativamente, suficientes y que
cuenten con recursos reales y financieros.

En nuestro país se observa un marco con muchas diferencias en el acceso a los


servicios de la salud ya sea por limitaciones geográficas, económicas y culturales,
existiendo un importante sector de la población peruana que no tiene acceso a
ningún servicio esto se refleja en los pobres índices de salud que, aunque han
mejorado en los últimos años, aún persisten elevados las diferencias con respecto al
grupo de países latinoamericanos.

La mortalidad materna en Puno ha disminuido pero persiste, siendo un problema


grave a nivel regional y local, comparado con las estadísticas de otras ciudades y a
nivel mundial. Ante esta situación nos permitimos decir que la morbilidad y mortalidad
materna está determinada por las condiciones de vida (mayor en mujeres pobres, de
zona rural e indígenas), factores geográficos, patrones culturales que determinan la
forma como se valora la vida y el status de la mujer en el país y el acceso a los
servicios de salud.

El Rijcharismo es una experiencia pionera de interculturalidad en América, de


desarrollo endógeno, participación comunitaria y atención primaria de salud, que

37
permitió a las comunidades altipampinas de Puno, un acceso real al control de los
procesos que afectaban su salud.

38
REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

1. Figueroa, M. La Doble Jornada Laboral Y Sus Implicaciones En La Salud


Física De Las Enfermeras Del Hospital Carlos Monge Medrano De La Ciudad De
Juliaca Durante El Año 2-602. Tesis presentada para Maestría en Salud Pública.
Puno. Perú. 2002.
2. Laín E. Antropología médica para clínicos. Barcelona: Salvat Editores S.A;
1986.p. 179-202.
3. León Barua Raúl, Berenson Seminario Roberto. Medicina teórica.:
Definición de la salud. Rev Med Hered [Internet]. 1996 Jul [citado 2019 Mayo
20] ; 7( 3 ): 105-107. Disponible en: http://www.scielo.org.pe/scielo.php?
script=sci_arttext&pid=S1018-130X1996000300001&lng=es.
4. Frisancho-Pineda D. Manuel Núñez Butrón y el «Rijcharismo» . Act Med
Peru 2001;18(2). 93-94.
5. La Gran Cruzada. Manuel Núñez Butrón [entrevista]. Med Social.
1952;11(14):10-3.
6. Un Rijchary. Labor Rijchary. RunaSoncco. 1948;14(10):8-16.
7. Colegio Médico del Perú, Comité de Educación Médica Continua. Dr.
Manuel Núñez Butrón. Pionero de la Atención Primaria en el Mundo. Lima:
Colegio Médico del Perú; 2011 [citado 28 Dic de 2014]. Disponible
en:http://alarv3.wix.com/manuelnunezbutron#!albumphotos20001=6
8. Delgado G. Doctrina y acción “rijchari” de Manuel Núñez Butrón. Med
Social. 1953;12(20):8-10.
9. Cueto M. El regreso de las epidemias. Salud y sociedad en el Perú del
siglo XX. Lima: Instituto de Estudios Peruanos; 1997 [citado 24 Ene 2013].
Disponible en: http://archivo.iep.pe/textos/DDT/regresoepidemias.pdf
10. Gustavo Aliaga Rodríguez, Universidad Autónoma de Sinaloa, Facultad de
Ciencias Sociales. Mazatlán, México. El Rijcharismo en el Altiplano peruano
como una experiencia pionera de salud intercultural en América.

39
11. Frisancho, D. LAS DOS ÚLTIMAS EPIDEMIAS DE VIRUELA EN EL
PERÚ. Perú. 1996.
12. Lastres, Juan B: La Salud Pública y la prevención de la viruela en el Perú.
Imprenta del Ministerio de Hacienda y Comercio, Lima 1957.
13. Plan de Comunicación y Promoción de la Salud para prevenir y responder
a las IRAG PUNO. MINSA. Oficina General de Comunicaciones Dirección
General de Promoción de la Salud.
14. Página Web DIRESA PUNO. Febrero. 2019.

40

Похожие интересы