Вы находитесь на странице: 1из 254

MIS AMIGOS

EXTRATERRESTRES
Vivencias Personales

por Juan Manuel Marco


Es propiedad
©JUAN MANUEL MARCO Valencia 1997
Teléfono; 609 66 89 46
Editor: JUAN MANUEL MARCO
Autor; JUAN MANUEL MARCO
Depósito Legal: V - 4505 –
1997 Portada: ZA1DA
A.ASSADI
ÍNDICE
PROLOGO
Pag.0
Pag.0 9
Capítulo I
LUCES EN EL CIELO
CIELO Pag.
11
Capítulo II
CONTACTO TELEPÁTICO
EXTRATERRESTE Pag. 19 Capítulo III
ENCUENTRO CON MI AMIGO EL
GUÍA
Pag. 48
Capítulo IV
ABDUCIDO POR UN OVNI CON
RAMÓN
Pag. 53
Capítulo V
EL OJO DORADO DE MARIO
Pag. 82 Capítulo
Capítulo VI
CONOCIMIENTOS EN UNA ESPACIAL
Pag.106
Pag.106
Capitulo VII
EL CUADRADO
CUADRADO VOLADOR
VOLADOR DE DOS
AGUAS
AGUAS
Pag.158
Pag.158
Capítulo VIII
UNA AVENTURA CON
EXTRATERRESTRES Pag. 192
Capítulo IX
SINTONIZACIÓN CON LA LUZ
Pag. 221
Capítulo X
UN NUEVO PLANETA TIERRA
TIERRA
Pag. 252
No po día pe ns a r q ue a lgú n día ll ega ría a e s cr ibi r
est e lib ro , f ue m u c ho el t ie mpo qu e me lle vó el
dec idi r me a na r ra r mis e xp e rie n cia s ínt i ma s. P ien so
que mu c ha s pe rso na s po drá n ju z ga rme c o mo ext ra ño
o ido , p ero sé qu e h a brá n o t ra s q ue se i dent i fi ca rá n
co n migo , p udi endo c o mpro ba r qu e no e s t á n so lo s y
so mo s ca da día má s en est a o nda e xt ra ña . A g ra d ez co
a mis a m igo s q ue ha n co nt rib uido y co la bo ra do ,
sie ndo d e g ra n a y uda su o ri ent a ció n y á ni mo , s in el lo s
hubi er a sido mu y dif íci l e sc ri bir mis viv e nc ia s . M en-
cio no a quí s us no m bre s co n s u a ut o ri z a ció n: Ma r ía
Ga r cía , Ro sa A ló s. Ma r io J im én ez d e la Peñ a y en
esp e cia l a la pint o ra Za ida A . A ssa di . c re a do ra de la
po rt a da . E lla f ue fi el a mis in di ca cio n es e n el a s p e ct o
mo rfo ló gi co de lo s t res a m igo s e xt r a t er re st re s.
J ua n Ma n ue l Ma r co

PROLOGO
PROLOG O
Conozco a Juan Manuel Marco Moya lo
suficiente como para opinar sobre él. Juan Manuel
Marco es una persona, que yo con mi edad, setenta
años, no he conocido otra igual o parecido. Él podría,
si hubiera querido, ostentar algún reconocimiento
oficial, por su oratoria dilatada y asombrosa. Más él
dice, que se siente pajarillo cuando habla y como él,
canta y canta sin precisar por ello premio alguno.

Si tienes la suerte de leer este último libro del Sr.


Marco, quizás quedes maravillado, pero lo curioso es,
que lo relatado no es obra de fantasía ni invención, lo
que en este libro se narra es una auténtica realidad,
bien es cierto que pocas personas son aptas para
poder percibir estas sensaciones que él describe, más
las que halla, sabrán de la valentía que tiene el Sr.
Marco por expresarlo. Felicito al Sr. Marco por su
valentía por dar a conocer al público sus
conocimientos especiales que estoy seguro que a más
de una persona le va a servir como acicate e impulso
vital.

Por último, decir que estoy orgulloso de poder


haber estado presente en alguna de las partes de este
libro, dado a la amistad que me une con el autor y
desearle larga vida y mucha suerte.

— 10 —
Fdo..: Mario Jiménez de la
P e ñ a M a r t í n e z Presidente
Mundial de la Liga Internacional
de Ciegos y Disminuidos Físicos.

I-LUCES EN EL CIELO

Las experiencias que voy a relatar en este libro,


son vivencias reales e íntimas, fueron ellas las que
me marcaron inquietud, curiosidad y con el tiempo
conocimientos. Las circunstancias del porqué he
decidido describir estos acontecimientos personales,
ha sido motivado por muchas experiencias
coincidentes o causales, compartidas con personas
en el anonimato y que he ido conociendo a lo largo
de toda mi vida. Ellas también tuvieron las mismas
vivencias o similares, por esta causa he decidido
contarlas, pero con esto, no quiero convencer a
nadie de que estas experiencias sean verdaderas,
para mí lo son, y si con estos relatos puedo ayudar a
personas que hayan tenido alguna de estas manifes-
taciones; a comprenderlas y aprender de ellas, que
sepan que no están solos, somos más.
Era el año 1965, cumplía 18 años y estrené
cochecito con la ayuda paterna, vino muy bien. A esa
temprana edad ya disponía de un trabajo de
relaciones públicas y marketing, fue siempre mi
vocación, relacionarme con personas.

Ese mismo verano mis padres querían hacer un


viaje por Andalucía de vacaciones, me ofrecí a
acompañarles con aquel transporte recién estrenado,
fue una gran ilusión el poder viajar junto a mis
padres y conocer esta comunidad.

El viaje estuvo maravilloso, visitamos todas las


provincias de Andalucía y sus lugares turísticos más
importantes. El mencionar este viaje es porque
tuvimos una experiencia en Córdoba muy
interesante y extraña. Nos dispusimos bien
temprano con la fresca, para dejar el hotel y
reanudar nuestro viaje. A la salida de Córdoba,
circulaba por una carretera solitaria, iba relajado y
charlando con mi padre que se hallaba a mi lado, mi
madre estaba contemplando el bello paisaje. De
repente, surgió encima de nosotros, hacia el frente
del coche, una gran luz ovalada que cambiaba de
colores; del naranja al verde, al esmeralda, al azul,
al violáceo y al dorado. Era como un majestuoso ojo
irisado fluctuante, estaba muy cerca de nosotros, se

— 12 —
acercaba más, más y más; en un instante el motor
del coche dejó de funcionar y se detuvo en seco, de
este ojo surgió instantáneamente un fabuloso rayo
de luz fosforescente alternando estos colores, hacia
nosotros. El coche se inundó de luz de colores y nos
sentimos flotar...

Mi padre expresó sorprendido:

- ¿Qué narices es esto Juan Manuel?-.

Yo respondí:

- No tengo ni idea, pero es hermoso-.


Mi madre estaba enmudecida. Se hallaba en el
asiento trasero, no pudo ver con claridad este
fenómeno desconocido para nosotros.

Salí del coche y miré al cielo. No vi nada,


aquello ya no estaba, había sido impactante e
inolvidable. Mi padre siempre fue muy escéptico
para todo, pero esa experiencia le marcó y abrió en
él una incógnita a lo desconocido. Mi madre como
no pudo ver bien el fenómeno, no llegó a apreciar
este fantástico suceso.

— 13 —
Puse en marcha el coche, a la primera arrancó
sin más problemas. Mi padre y yo, comentando lo
ocurrido, coincidíamos en lo que habíamos visto. La
conversación era amena y poco a poco fue saliendo
en la charla el tema de los extraterrestres, cosa que
el tocar esto con mi padre era imposible; él siempre
fue muy escéptico, sobre todo, en cuanto a los
OVNIS, para él no existían, pero lo que acababa de
ver con sus propios ojos le hizo meditar.
Nuestro maravilloso viaje turístico, llegó a su
final, seguí con mi trabajo y el tiempo fue pasando
por mi vida.

En el año 1977 empecé a tener unas


experiencias de contacto extraterrestre con mi
hermana, consecuencia de unos fenómenos
extraños que ocurrieron en su casa a raíz de
acontecimientos que estaban sucediendo en
diferentes lugares de la Comunidad Valenciana, que
seguidamente les voy a explicar:

Por mi trabajo viajaba constantemente, un día


empecé a tener vivencias muy parecidas a las que
tuve en el famoso viaje turístico con mis padres,
sólo que estos OVNIS de luces se repetían a
menudo, sus formas y colores cambiaban con
más espectacularidad. Sin embargo, me costaba

— 14 —
creer lo que me estaba pasando, buscaba una
explicación lógica a estos fenómenos y no la
encontraba. Un día recibí una llamada telefónica de
mi hermana anunciándome:

-Juan Manuel, necesito que vengas a casa


cuando puedas, estoy teniendo unas experiencias de
contacto con el más allá-.

Esto me puso en guardia, soy una persona poco


creyente y bastante escéptico, necesito comprobar
bien un tema para poder creer, pero sé que mi
hermana es una persona cabal y sincera, no
obstante acudí con muchas dudas y cerrado de
ideas.

-;Hola Juan Manuel!-, exclamó mi hermana.

- Quiero explicarte lo que me pasó el otro día


con una amiga: Tuve una experiencia increíble que
no llego a entender; tuvimos un contacto con mi
suegro (fallecido unos meses atrás), su forma de
expresión y manifestación era exacta-.

Le repliqué:

— 15 —
- Mira hermanita, no dudo que hayas tenido
esta experiencia, no obstante, a veces el subcons-
ciente nos puede hacer un engaño ilusorio, y creer
que te está pasando un suceso inexplicable, puede
crear con tus bancos de memoria; imágenes,
mensajes o situaciones que ni tu ni yo podemos
imaginar. Aunque, últimamente me están pasando
cosas rarísimas en las carreteras (le expliqué lo que
me estaba pasando con los OVNIS), pero aun así
tengo muchas dudas, necesito confirmar esto. Me da
miedo que me esté trastornando con estas luces-.

- Si quieres puedo ayudar-, dijo mi hermana.


- Podemos hacer un contacto a ver si
conseguimos alguna respuesta a estos sucesos-.

Elegimos un día y hora para tener nuestro


primer contacto.

Me parecía increíble que yo fuera a tener este


tipo de experiencia, aunque no soy creyente tengo
un espíritu científico y la curiosidad podía más que
mi racionalidad.

— 16 —
II- CONTACTO TELEPÁTICO EXTRATERRESTE

Empecé mi nueva aventura del conocer. Quería


saber qué había detrás de todo esto, no era normal
lo que estaba pasando; fui a visitar a psiquíatras y
no encontraron nada malo en mi cabeza, no
supieron explicarme, sus respuestas no eran nada
claras. No suelo beber alcohol, menos cuando
conduzco, las drogas las condeno, es un mal mayor
que tiene que superar la humanidad. Me venían
pensamientos fugaces: ¿Sería verdad que estas luces
fueron señales extraterrestres u OVNIS?, estaba
hecho un lío.

Llegó el día acordado con mi hermana para


realizar los contactos (no indico el sistema que
utilizamos para contactar, ahora sé que es una
técnica que puede ser peligrosa para la salud mental
y no la recomiendo, esto no es un juego, en aquella
época no lo sabía; pero el resultado fue
sorprendente), llegué a su casa:

- ¡Hola hermanita! ¿estás preparada para la


experiencia?-.

- Sí, está todo preparado Contestó ella-.

— 17 —
Pasamos al salón, nos sentamos y empezamos
la

transmisión telepática.

-¡Hola! ¿estáis por aquí?- pregunté.

Inmediatamente obtuve respuesta:


- ¡Hola! soy... (no doy el nombre por no tener
su permiso), vengo del planeta... de la constela-
ción... y os conozco muy bien, soy un guía paciente,
mi trabajo es ayudar sin romper el libre albedrío
humano-.

-¿Tienes algo que ver con las luces u OVNIS


que se me aparecen, hacen señales y paran el
coche?, pregunté intrigado.

- Sólo son avisos de tu relación con nosotros, lo


de las luces, como tú nos llamas... si te refieres a si
tenemos que ver con ello, es afirmativo-.

-¿Qué queréis de mí? ¿Por qué me ha tocado? Si


no soy creyente-, pregunté curiosamente.

- Nosotros no jugamos a la lotería, todo cuando


sucede es por algo, existen Leyes Universales que
regulan todo lo que es, nosotros sólo servimos a

— 18 —
ellas. Nadie es elegido por alguien, todos los seres
cuando nacen llevan una "energía" muy especial
del conocimiento espiritual, nosotros actuamos
dependiendo de esa información. En tu caso, sabrás
porque y saciarás la curiosidad; pero siempre en el
momento que lo puedas comprender-.

Mi hermana escuchaba estos mensajes y ponía


cara de sorprendida, lo que estaba sucediendo
parecía una película de ciencia ficción.

Seguí preguntando:

- Hablas en plural ¿Sois muchos más?-.

- Somos más que estrellas podéis contar en


el firmamento, el Cosmos está superpoblado de
criaturas inteligentes que velan por el amor en
libertad para su plena expansión. Yo transmito
desde mi nave en cuarta dimensión, pero mis
palabras están aceptadas por la unión del Amor
Universal, por su Gran Ordenador que todo lo vigila
permitiendo vuestros errores; para que podáis
evolucionar en vuestro planeta en plena libertad,
sabemos, que no dentro de mucho tiempo la
humanidad estará preparada para conocer ésta

— 19 —
maravillosa realidad, que es la de ser libre y respetar
a todos los seres desde el amor-.
Los mensajes me ponían la piel de gallina,
había algo en estas palabras que me hacía suspirar,
esto me atraía mucho.

- Me gustaría verte ¿Podré algún día?-.

- No es muy difícil, estoy ahora en el jardín de


tu hermana, podéis verme- (la casa de mi hermana,
en donde estábamos, tenía un jardín).

Mi hermana me miró a los ojos, desprendía


un brillo especial de curiosidad, me hizo una señal
con la cabeza, yo le respondí de la misma forma.
Nos levantamos, fuimos precipitadamente al jardín,
al encuentro de aquel ser. Miramos por todas partes
y no lo veíamos.

- Me parece que estamos mal de la cabeza, si


nos viera alguien buscando en tu jardín un
extraterrestre... ¡esto es de locos!-, me entró mucha
risa.

Mi hermana me miró y dijo:

-Juan Manuel, esto ya es demasiado, parece


que se nos ha caído un tornillo-.

— 20 —
Nos cansamos de buscar por todas partes y
cuando nos decidimos a entrar en la casa, ya
desmoralizados, vi algo:

- Mira, allí en el frontón, en la pared-, le


indiqué a mi hermana.

- Es verdad, ¡es perfecto!-, afirmó.

Observamos con toda nuestra atención,


acercándonos hacia la pared del frontón. Pudimos
ver para nuestro asombro, el dibujo perfecto o el
retrato de un ser que nos mostraba su busto
completo con todos sus detalles faciales; tenía una
cabeza muy grande en forma de bombilla, con un
casco ajustado en torno a su cráneo, formando dos
arcos simétricos terminando en punta de flecha en
el centro de su frente; sus ojos eran redondos,
ligeramente almendrados y grandísimos en
proporción a la forma facial; su nariz era diminuta y
respingona (muy graciosa); la boca era más bien
pequeña, pero dejaba ver una sonrisa de
satisfacción; la barbilla menuda, ligeramente
alargada en forma de punta redonda. Esto nos
cautivó y quedamos convencidos de esta aparición
extraña, a los dos días desapareció de la pared.

Entramos en la casa y proseguimos nuestro


contacto con este ser tan especial.

— 21 —
- ¿Sigues en contacto con nosotros?-.

- Sí, estoy siempre con vosotros-.

- ¿Qué quieres decir con que siempre estás?-.


- Mi tiempo no es vuestro tiempo. Yo siempre
estoy. Vivo lo ilimitado siendo también limitado
como vosotros, en la cuarta dimensión la
perspectiva del tiempo es diferente, allí somos
conscientes de nuestra espiritualidad, teniendo
acceso a la información del tiempo; por esto mismo,
mi trabajo consiste en velar para que lo constituido
siga su curso. Hay muchas cosas que saber, eso es
lo maravilloso de vivir; tener posibilidad de ser útil a
la obra de construcción del Cosmos-.

- ¿Todos sois iguales?-, pregunté con mucho


interés.

- Las formas, colores, estados y ritmos, en


nuestro Universo es ilimitado, dependiendo de las
frecuencias que generan los soles o estrellas en sus
siete niveles, siendo todo ello un proceso expansivo
y unitario. Nosotros podemos ser diferentes en
nuestra morfología; pero lo que nos hace iguales es
el respeto, los sentimientos altruistas que vivimos

— 22 —
con la ayuda conjunta, para conocer lo creado; así
descubrir gota a gota las maravillas que enseña el
Ordenador Universal Espiritual. Él permite su acceso
dependiendo de la evolución de sus criaturas (cada
una en su nivel), y los conduce hacia la unidad del
amor en toda su potencia creadora. No obstante,
respetamos las diferencias evolutivas de los seres,
dejándoles a su libre albedrío para su mayor
comprensión y enseñanza. Todos los seres estamos
unidos con un mismo fin: "evolución en el amor"-.

-¡Es maravilloso en verdad!- expresó mi


hermana con entusiasmo.

-¡Sí, es increíble!, es algo diferente-, me


encontraba en un estado muy especial, sentía que
esta experiencia era algo que no entendía, pero
llegaba de una forma penetrante y sentimental.

- Estoy satisfecho de tener ésta primera


comunicación con vosotros siendo conscientes. En
otras ocasiones ya hemos tenido contactos; en otros
estados de consciencia que poco a poco iréis
recordando en vuestro tiempo-.

- ¿Quieres decir que no es el primer contacto


que realizamos mi hermana y yo?-.

— 23 —
- Mi relación ha sido por separado con cada uno
de vosotros en diferentes ocasiones, no dentro de
mucho lo sabréis; en primer lugar serás tú, y
después tu hermana-.

- ¿Qué tipo de contacto hemos tenido?-, le


pregunté con intriga.

- Cuando llegue su momento lo sabréis-.

- ¿Ese momento depende de algo o alguien? ¿


Es la casualidad o nuestra suerte la que influye para
que esto suceda?-, pregunté con interés.

- Todo lo que existe y no existe, está sujeto a


circunstancias más allá de vuestra comprensión, no
obstante, voy a tratar de explicar el por qué suceden
todas las cosas: La vida en el Universo es ilimitada,
dependiendo de lo limitado para su manifestación.
Es la realidad de cada presente en cualquier tiempo,
dado que el tiempo es relativo; estando sujeto a las
frecuencias o vibraciones que produce la energía
Universal en sus diferentes estados de la materia o
dimensiones en su orden. Existen leyes muy
concretas que son producidas por la misma
naturaleza, ellas se encargan de proteger y velar por
la vida en su realización evolutiva, la ley por

— 24 —
excelencia más usual es la LEY DE AFINIDAD DE
FRECUENCIAS O CAUSALIDAD (CAUSAY EFECTO). Es
en principio la base de todas las cosas, tenéis que
comprender esto. Nosotros vivimos y servimos en
este concepto por amor a todo lo manifestado,
fluimos dentro de lo establecido por la ley natural,
tenéis que tener paciencia y todo os llegará a su
debido tiempo-.

Nos quedamos muy pensativos, tratando de


entender toda esta información.

Mi hermana preguntó.

- ¿Vosotros creéis en un Dios?

- Nosotros no utilizamos las creencias. Vivimos


en una constante unión con todo lo que existe y no
existe, somos conscientes de la mortalidad e
inmortalidad. Para nosotros Dios es vida,
conocimiento y amor; por esto mismo, sabemos que
la vida siempre es vida, y la muerte es una ilusión
que genera los cambios de los distintos grados de
enseñanza en el descubrimiento de la alegría
constante de vivir. A Dios sólo se le puede entender
cuando se experimenta dentro de uno mismo,
siendo la realidad de cada instante eterno e infinito.

— 25 —
Los sentimientos cuando nacen en el corazón,
generan estados de superconciencia de la realidad
de cada uno en su evolución espiritual-.

- ¿Entonces vosotros sois inmortales?, ¿Qué es


el tiempo para vosotros?-, preguntó mi hermana.

-Vivir y morir.es un proceso natural que utiliza


la naturaleza del Universo, para que las criaturas
que moran en él puedan existir y evolucionar hacia
el entendimiento del Ordenador Universal. Hay dos
maneras de vivir y morir en esa experiencia; una
automática y la otra consciente: La primera es
aquella que necesita de los medios necesarios para
entrar en un entendimiento natural del mecanismo
del Ordenador Universal, ésta es necesaria, pues
su enseñanza es obligatoria para llegar a ser útil en
la ayuda de la construcción del Universo; la segunda
es la que se consigue a través del trabajo de la
primera, reportando seguridad y consciencia de la
autosuficiencia para la colaboración en ayuda al
Ordenador Universal en su trabajo.

Nosotros estamos en un constante vivir y morir.


La vida la percibimos desde un nivel espiritual y
nuestros cuerpos los utilizamos como soportes de
nuestro ser espiritual, ellos nos son útiles, tanto

— 26 —
como para un escritor su pluma, pero las ideas no
son la pluma, sino que parten de su mente, por esto
mismo, podemos cambiar de vehículos o cuerpos,
nuestro espíritu es consciente de los cambios y se
enriquece en su infinita expansión, recogiendo su
trabajo que es el Amor, transformándolo en
Sabiduría. Si a esto lo llamáis inmortalidad, sí,
vivimos de esa manera, sin embargo, nos encanta
ser mortales; por esto mismo, de vez en cuando,
nacemos en planetas primitivos como el vuestro sin
ser conscientes de quien somos, hasta que llegamos
a reencontrar en el tiempo esa realidad espiritual y
volvemos a ser inmortales. Ahora soy participe de
mi inmortalidad, y soy quien he provocado este
contacto con vosotros, aunque no seáis conscientes
de esto, en verdad es así.

El proceso del tiempo tiene el mismo mecanis-


mo que el descrito, porque el tiempo forma parte
indivisible de la vida en todas sus manifestaciones,
cuando la vida de cada ser es más rica en Sabiduría
Espiritual (Voluntad, Inteligencia y Amor), su tiempo
es más flexible y accesible. Nosotros utilizamos el
tiempo como medio de transporte, conocimiento y
experiencia; podemos viajar a través de él, como
vosotros podéis andar en vuestras calles, algún día

— 27 —
vuestra humanidad cuando esté más civilizada
podrá hacerlo también-.

Estaba muy atento a los mensajes, eran muy


Interesantes, este ser nos comunicaba; y pregunte
con recelo.
-¿ Quién es o qué es el Ordenador Universal ?-
- El Universo es una unidad inseparable, el
necesita de su ordene para que todo se pueda
manifestar como existe, nada es por casualidad, si
no es la ley de causalidad la que registra y programa
toda la información manifestada por los impulsos
espirituales de la evolución. El Ordenador Universal
mora en el microcosmo y al mismo tiempo en el
macrocosmo. Recoge y ordena por grados o niveles
todas las causas y efectos que suceden, siendo
manifestadas o utilizadas en la afinidad de los seres
en su reproducción real, densidad, forma y
conocimiento en la evolución. Se puede conectar
con Él, cuando tu progreso evolutivo y estado te lo
permite, ya que existen claves de amor para entrar
en contacto con Él. Siempre está al servicio de los
creadores, controla el flujo y reflujo de todas las
frecuencias; su esencia es de origen espiritual,
pasando por los niveles o grados de la materia.
Todos sin excepción formamos parte de Él.

— 28 —
-¿ Nosotros podemos comunicarnos con el
Ordenador Universal ?, si es así, ¿ Cómo podemos
mucho interés.
- Nadie puede conectar o contactar con el
Ordenador Universal. Es Él quien produce ese
contacto, pues n depende de Él ni del ser que
contacta, ese efecto se produce como ya he
informado, surge por el proceso natural y espiritual
de los seres, nadie elige a ,nadie si sus vibraciones
son aún groseras, y nivel de recepción es bajo en
espiritualidad. No obstante, existen muchas
personas que generan ilusiones o espejismos en su
subconsciente, creando creencias o fanatismos,
confundiendo la realidad natural o el mundo natural
y con el tiempo producir desequilibrios, con
desenlaces fatales para ellos y aquellos que son
contaminados por estos mismos. Cualquiera que
actúe en su vida con amor incondicional o armonía
comprendida de lo espiritual, cuando llega su
tiempo es contactado. “ El árbol genera el fruto
maduro, cuando llega el tiempo, su fruto madura. Si
nos adelantamos y lo comemos antes del tiempo,
estará verde, su sabor no es el mismo”.
- ¿ Existe alguna posibilidad para que nosotros
podamos ser conectados al Ordenador Universal ?-.

— 29 —
- Esto es fácil, ya estáis conectados, pues este
contacto que estáis teniendo conmigo es a través de
Él, de otra manera no sería posible. Ningún tipo de
contacto espiritual se puede llevar a cabo sin su
manifestación, es Él mismo el que lo permite, por
las frecuencias de afinidad vuestras y mías. Siempre
que emitáis vibraciones de amor, la conexión estará
con vosotros; a partir de hoy podéis conectaros
cuando queráis, pero acordaros, tenéis que estar en
armonía con el Amor Universal y así tendréis luz
verde para estos contactos. La información que
estáis recibiendo está filtrada por el Ordenador, yo
no podría daros más que la que debo ahora, ella es
natural y espiritual. Esta información no os la doy
como una creencia, ni para practicarla, sino para
que cuando los sentimientos y razón de cada uno la
comprenda, entonces podréis utilizarla-.

Sentía que después de este día, mi vida iba a


ser diferente. Así fue, mi vida se transformó, y los
conceptos de escepticismo fueron cambiando poco
a poco. Seguí preguntando a aquel maravilloso ser
tan sabio y comprensivo:

- ¿El mundo en el que vives es parecido al


nuestro?-.

— 32 —
- Todos los mundos en esencia son iguales, la
evolución de todas las criaturas es espiritual y el
mundo espiritual es el mismo para todos; consiste
en el desarrollo de la sensibilidad, el encuentro del
conocimiento y el amonesto es lo que une a todos
los mundos. Sin embargo; los colores, ritmos,
formas y volúmenes existen en multitud infinita y en
una constante expansión sin límites...Todo es acce-
sible y fácil de conocer, siempre que vuestro amor
sea afín al Ordenador Universal. El facilita el
contacto con lo creado, lo que se está creando y las
posibilidades de lo que se va a crear, nada es
imposible, siempre que la armonía reine en el
corazón y la mente sea receptiva a la flexibilidad-.

-¿El futuro existe?, ¿Cómo se puede tener acce-


so a él?-, pregunté.

- Cada ser se manifiesta en sus posibilidades en


el tiempo, su apreciación es la clave del rendimiento
espiritual de cada criatura. Estés donde estés, sea el
tiempo que sea, siempre estás si tienes la
consciencia plena de estar y aprovechar ese
segundo único, pues en ese momento no existe otro
para el que lo percibe: Un espacio no puede ocupar
el mismo espacio, es perfecto el lugar que
corresponde a cada cosa, hasta que es desplazada

— 33 —
por otra y sigue ocupando otro espacio,
desplazando otra cosa; así bien todo lo que se
desplaza, desplaza, ocupando espacios diferentes;
esto se puede aplicar a los segundos, minutos,
horas, días, etc. El tiempo ocupa espacios en el
mismo tiempo dependiendo de las vibraciones que
produce la luz, podríais viajar en el tiempo, pero el
momento de enseñanza sería el mismo-.

- ¿Cómo puede existir el futuro si no ha pasado


aún?-, pregunté.

- El futuro existe como posibilidades de cada


momento pasado y presente, sería el resultado del
conjunto de las causas pasadas y presentes, por
ejemplo: Si pudierais viajar ahora al futuro
observaríais las posibilidades que existen en la
manifestación de los próximos momentos; pero si
viajarais en otro momento lo que observáis antes
ya habría cambiado; dependiendo los cambios del
mayor tiempo de cada momento, el futuro se puede
cambiar, él depende de cada presente. El libre
albedrío existe en cada ser de la creación,
incidiendo en el conjunto y la forma de actuar en
cada momento. Hay muchas cosas en el futuro que
es prácticamente imposible cambiarlas, y más si el
planeta es primitivo como el vuestro; la mayoría de

— 34 —
destinos están ligados unos con otros, a veces, no
depende de cada individualidad el poder cambiar el
futuro, sino al conjunto, siendo muy difícil que
todos se pongan de acuerdo para hacer el cambio.
Por esto mismo, en las sociedades que practican el
amor, pueden estar en armonía y entre todos
ponerse de acuerdo y cambiar el futuro-.

- ¿Cómo se puede viajar al futuro?-.

- Para poder viajar al futuro hay que estar


preparado en la evolución natural espiritual, no se
debe ir allí por curiosidad o para jugar. Cuando se
viaja al futuro es para ayudar o estudiar el proceso
de una evolución de los seres, no es bueno ir sin la
autorización y la ayuda del Ordenador Universal, que
regula el tiempo y conoce mejor que nosotros los
instantes aptos para poder viajar a determinadas
fechas que queramos conocer. No todos los
momentos son propicios para efectuar determinadas
vivencias, el Universo está constantemente en
cambios de frecuencias espirituales que pueden ser
benignas o malignas; por esto mismo, el Ordenador
detecta mejor que nosotros el momento adecuado
para iniciar cualquier experiencia espiritual. Muchas
personas en el tiempo pasado y actual, tratan de
conocer el futuro por su cuenta a través de estados

— 35 —
psíquicos con falta de espiritualidad, el Ordenador
Universal por su libertad permite que cometan estos
errores, pero es muy desagradable cuando llega la
ley natural y tiene que corregir, entonces, se sufre-.

- ¿Qué significa para vosotros lo espiritual en


vuestra existencia?. ¿Tenéis religiones?-.

- Somos conscientes de que en todas las


civilizaciones inteligentes del Cosmos, cuando por
ley de vida en su tiempo empiezan a descubrir que
pueden pensar y preguntar; vienen los miedos,
ansiedades, preocupaciones, necesidades de
conocer y lo más importante; la necesidad de
discernir. Cuando empiezan a suceder estas cosas,
los humanos necesitan de las creencias y la fe ciega
para poder soportar los cambios de la evolución.
Nosotros somos la creencia, somos conscientes de
nuestra unidad con todo y al mismo tiempo tenemos
individualidad. Practicamos el amor, vivimos en él,
siendo él mismo, lo producimos; ésta es nuestra
espiritualidad y vida cotidiana. Vivimos en armonía y
felicidad, no podemos intervenir en ayuda sin
romper el libre albedrío, cada criatura está en un
nivel de enseñanza, pero a veces, la ayuda llega
cuando los seres superan su trabajo espiritual.

— 36 —
Nuestra religión es vivir, nuestra ciencia es vivir
y nuestra política es vivir; de estas tres cuestiones
hacemos una: "La vida una"-.

Estábamos tan concentrados recibiendo estos


mensajes que el tiempo parecía estar parado,
pregunté a mi hermana:

- ¿Esto que nos está pasando será auténtico o


estamos alucinando?. ¿Por qué tendré siempre
tantas dudas?-.

Mi hermana me miró fijamente a los ojos y dijo:

- Siempre fuiste escéptico para todo, te falta


más fe Juan Manuel- (mi hermana siempre fue una
buena creyente).

- ¡Qué le voy hacer!, cada uno es como es-, dije


con un tono sentimental.

Intervino en la conversación este ser tan espe-


cial venido de las estrellas y dijo:

- Lo que está ocurriendo aquí no tiene que ver


con ninguna creencia, esta experiencia he sido yo
quien la ha estado preparando durante mucho
tiempo, sin que supierais lo que iba a ocurrir;

— 37 —
aunque parezca que vosotros mismos habéis
producido el contacto. Muchas cosas que suceden
son provocadas por nosotros para ayudar y
contribuir a la evolución. Sabemos muy bien quien
es cada cual en este planeta, es nuestro trabajo
velar por todas las criaturas; pero como ya os he
dicho, no siempre podemos intervenir por tratarse
de la enseñanza espiritual en la evolución
planetaria-.

Cada vez que intervenía me sentía relajado y


centrado, proseguí preguntando con mucho interés:

- ¿Qué opinas de la reencarnación?-.

- La vida comienza en la espiritualidad, se


continua con ella y se retorna a ella, siendo siempre
la esencia de cada ser (o espíritu) quien vive y no
muere. La muerte en las criaturas primitivas como
vosotros, existe a consecuencia de la renovación y
cambio a nuevos conceptos o conocimientos que
debe aprender vuestra esencia espiritual.

Cada vida sólo es un peldaño en la escalera de


la evolución del ser supremo que duerme en
vosotros mismos, él necesita despertar en la
consciencia del soporte denso celular que soportáis

— 38 —
en la vida reducida que vivís en ese planeta. La
auténtica vida es otro concepto de ver las cosas,
todos los seres humanos deben llegar a ese cambio
interior de su Yo Profundo o espíritu, es cuando
llega la resurrección en la carne a la vida de la luz o
conocimiento de vuestra esencia. Este mecanismo
natural existe en todo el Universo, nosotros también
tuvimos que pasar por la escuela de la vida. Nadie
se escapa de esta realidad, es un principio muy
antiguo, igual que los seres humanos primitivos
deben nacer en el vientre de su madre, con instintos
animales, también llega su tiempo de nacer en la
luz, con el conocimiento espiritual de millones de
años, es natural, todo tiene su sentido cuando se
sabe y se vive. Sería absurdo que la evolución del
ser humano, sólo tuviera la oportunidad en una vida
reducida de setenta o cien años, de alcanzar su
iluminación espiritual. Cada persona que nace en
vuestro mundo, nace con una edad espiritual y sus
posibilidades están ligadas a la ayuda común de
vuestra sociedad. Ella es la que tiene que contribuir
a que la raza humana sea mejor, es la
responsabilidad del que tiene el poder en ese
planeta; no obstante, el tiempo tiene sus límites.

A las personas que se les dio responsabilidades


en esa vida, y no hayan colaborado en su bienestar

— 39 —
común, en su momento ya tendrá cada cual lo que
corresponda. El Ordenador Universal es consciente
de todo lo que sucede, la ley de causalidad es la que
se encargará a través de la naturaleza de impartir a
cada cual lo que le pertenezca-.

- ¿Cómo imparte la justicia el Ordenador


Universal?-, dije en mi ignorancia mortal.

- El orden cósmico es perfecto, el origen de


todas las cosas son infinitas en su base embrionaria,
encontrando en la pureza espiritual lo eterno y no
conocido, por esto mismo, las esencias tienen que
aparecer a los mundos finitos para su conocimiento
y vivencia expansiva hacia los mundos en la
creación. El desconocimiento de cualquier Yo
Profundo y su mecanismo de aplicación natural;
originan los errores y de ellos debemos aprender
para corregir el desnivel energético ocasionado. La
justicia que imparte el Ordenador Universal es muy
sencilla, consiste en corregir y nivelar los desastres
que se generan en el Cosmos a través de las
experiencias que viven sus criaturas.

La esencia espiritual de cada unidad que existe


es única en su naturaleza, pero en su evolución
puede cambiar de forma, color e información hasta

— 40 —
que se equilibre, por ejemplo: la esencia de un
carbón es el diamante, cuando llega éste a ser
diamante encuentra su conocimiento en su
realización como diamante, así bien; la esencia del
ser humano es creador o genio solar, a través de su
evolución en libertad llegará a ser un creador
perfecto. Por esto mismo tenéis la posibilidad de
aprender en vuestro mundo para ser aceptados
como lo que algún día seréis. Quien entrega las
notas de aprobación o de suspenso (repetir curso),
es el Ordenador Universal.

En vuestro planeta los reinos que han llegado a


una estabilidad dentro de su naturaleza son:
mineral, vegetal y animal; el último reino en
aparecer fue el vuestro, aún no estabilizado. Este,
tendrá la responsabilidad de regular y reparar el
mal que haya producido en su ignorancia o
desconocimiento de su crecimiento espiritual en su
planeta de enseñanza. Nosotros somos conscientes
de ese mal, pero por amor a vosotros lo asumimos.

Este mecanismo natural de evolución existe en


todo el Universo sin excepción. La necesidad de
conocer y aprender está en la esencia de lo
espiritual, gracias a ello, se puede ser libre e
individual. El vehículo por excelencia de percepción

— 41 —
de conocimientos está en lo profundo del núcleo
atómico, en su séptima frecuencia; siendo ella, la
receptora de toda su enseñanza espiritual. La vida
siempre es vida, aunque nosotros no podemos
comprender la vida sin amor. Sabemos que en un
pasado remoto, el amor era sólo una ilusión
incomprendida, tuvimos que aprender esa lección
en la obscuridad como ahora lo estáis viviendo
vosotros. Tener paciencia, el amor surgirá como el
sol, que en su amanecer desplaza la noche, es
vuestro trabajo y enseñanza en el respeto mutuo.

Las circunstancias de cada vida están sujetas a


frecuencias y canales que se producen en el
Ordenador Universal, por esto mismo, si os
armonizáis con Él, encontraréis vuestras
posibilidades y conocimientos que os harán más
libres, como consecuencia daréis libertad: "De lo
que se está lleno se comparte"-.

Estábamos totalmente relajados recibiendo


tanta información que en aquel momento me
parecía extraña, sin embargo, ahora me identifico
con ella. Seguí interrogando a aquel ser tan especial
y espacial.

- ¿Qué son las frecuencias espirituales?-.

— 42 —
- Sabéis muy bien que la energía no se puede
destruir, se transforma; esto es correcto en todos
los niveles, planos y dimensiones del Universo. El
mundo espiritual y el material no dejan de ser una
ilusión, en verdad todo lo que se conoce y no se
conoce ocupa su espacio, lugar, densidad y ritmo. El
Universo está enumerado y sus números no tienen
fin en dos direcciones: en la suma y la resta, entre
éstas dos se halla el punto de partida; aunque la
evolución universal es siempre hacia lo positivo, no
obstante, a veces da la sensación que va hacia lo
negativo, pero sólo es el retroceso para su impulso,
todo retrocede para avanzar, todo lo que baja sube.
La expansión del Cosmos es infinita a través del
flujo y reflujo pendular, siempre que hay un
retroceso el avance será mayor, la fuerza centrípeta
es complementaria a la centrífuga--

El extraterrestre hizo una pequeña pausa, y


prosiguió transmitiendo sus conocimientos:

- Existen siete dimensiones o estancias en el


espacio Universal. Estos espacios son infinitos
ocupando siete planos en cada uno de ellos, y a su
vez siete subplanos, así sucesivamente e ilimitado.
Todo lo que existe y no existe, forma parte de la
vida espiritual una e infinita; pero el orden debe ser

— 43 —
perfecto para poder vivir en él, siendo la necesidad
de conocer lo que se multiplica en sus moradores.

Las siete dimensiones son espacios o moradas


donde se manifiesta constantemente la vida, que
necesita de estos espacios para existir en cada
momento que se realiza en el tiempo. Cada
dimensión depende de su tiempo, siendo éste
diferente en escala gradual en cada dimensión.
Vosotros ahora estáis en la tercera dimensión, y el
tiempo que disfrutáis está sujeto a tres espacios:
alto, largo y ancho. La primera sería lo largo; la
segunda largo y ancho; la cuarta alto, largo, ancho y
control o poder moverse en el tiempo; la quinta es la
misma que la cuarta, más, iluminación solar plena, a
nivel de realización espiritual, (en ésta es donde
viven los regentes solares o creadores de mundos);
la sexta y séptima en otro momento se os hará
saber.

Cada dimensión está formada por materias


diferentes unas de otras, dependiendo del ritmo
atómico en su campo de intensidad molecular. Las
fuerzas magnéticas del Universo cuando se
sintonizan a nivel espiritual, responden en la carga
nuclear para la ayuda de su construcción, por esto
mismo, nosotros sintonizamos en lo espiritual y así
contribuimos a esta maravilla-.

El tiempo transcurría, los mensajes iban


fluyendo a nosotros con claridad, todo aquel año y
el siguiente tuvimos en diferentes ocasiones,
contactos con este ser y otros, acumulé mucha

— 44 —
información. En este capítulo he relatado una parte
de todo lo que recibimos mi hermana y yo.

Los contactos telepáticos, me llevaron a recor-


dar una situación que tuve a los 13 años, pero
aquella experiencia pronto la olvidé, borrándola de
mis recuerdos por no comprenderla, ni poder
explicarla.

III- ENCUENTRO CON MI AMIGO EL GUÍA

Nos situamos en el año 1960, era un muchacho


inquieto y juguetón, nunca me podría figurar las
experiencias que tenía que vivir con seres de otros
mundos; en aquellas fechas mis pensamientos eran
sutiles y propios de mi temprana edad, no podía
estar predispuesto, ni interesado en la vivencia tan
singular que iba a tener. Ahora lo entiendo y sé que
las situaciones que vive uno en la vida siempre son
por algo, pero las entiendes en la madurez.

Me disponía a acostarme, la jornada de


estudios y de actividad había llegado a su fin. La
noche invitaba a descansar, estaba en tareas
propicias de estudiante y el cansancio se hacía sentir
en mi persona; con los besos de costumbre a mis
padres les dije:

— 45 —
- Buenas noches-.

Ellos muy cariñosamente replicaron cada uno:

- Buenas noches, hijo-.


Sin más demora llegué a mi habitación, me
puse el pijama, me introduje entre las sábanas,
apagué la luz, di media vuelta y me coloqué en
posición hacia la pared (la cama estaba situada
lindando a la pared del cuarto). De repente, sentí
algo extraño en mi cuerpo, como unos escalofríos y
sudor, quise cambiar de posición; mi cuerpo no
respondía a los impulsos de mi voluntad, quería
moverlo pero no podía. Hice un gran esfuerzo, él no
respondía para nada. Traté de mover las manos, los
dedos; no respondían. Quise parpadear y tampoco,
los ojos no se movían; sin embargo estaban
totalmente abiertos, pero ellos no hacían caso a mis
órdenes. Todo mi cuerpo era insensible, pensé que a
lo mejor estaba muerto, pues no sentía nada de
nada.

Súbitamente, noté un calor muy agradable y


sensación de ingravidez, sentí un dulzor muy
especial en la boca. Delante de mis ojos sólo
observaba una obscuridad muy profunda, como un
espacio infinito. Al instante, empezaron a surgir

— 46 —
hilos de luz que decoraban aquel manto obscuro en
miles de hilos de colores plateados, dorados y
verdes esmeralda; se formó una gran red de hilos de
colores, que me recordaba a una telaraña gigante.
Poco a poco, la telaraña me fue atrapando, sentí en
lo más hondo de mi ser, algo que se me hace
imposible de relatar, era una sensación de alegría y
al mismo tiempo sentimientos de paz.

— 47 —
La telaraña empezó a tomar forma de espiral,
se fue alejando del centro formando un amplio tubo
que me absorbía lentamente. Estaba flotando en ese
tubo de telarañas, y sin saber cómo; surgió de la
telaraña de luz, una abertura como si se tratase de
un telón de teatro. Lentamente, fue desplazándose
hacia los lados, apareciendo una estancia redonda,
de su suelo y pared surgían diminutos puntitos de
luz natural, era muy agradable el observar esa luz,
me sentía atraído por ella. Al fondo de esta
habitación redonda se encontraba un amplio
ventanal, pude observar a través de él un paisaje tan
hermoso que quedé extasiado, en él se divisaban
cantidades enormes de estrellas que relucían
intensamente invitándome con sus rayos de luz a
suspirar. En el centro, podía ver con toda nitidez
nuestro planeta Tierra azul, su tamaño asemejaba
un balón de fútbol. Mi estado era satisfactorio,
sentía una alegría placentera, daba la sensación que
todo lo que estaba viviendo me parecía muy
familiar; como si no fuera la primera vez que
estuviera allí.

Mi atención se desvió hacia una multitud de


luces de colores parpadeantes situadas en muchos
paneles, formando toda la parte inferior de este
maravilloso mirador estelar. Multitud de colores
fosforescentes se intercambiaban en intermitencia

—48 —
sin cesar, estas luces penetraban en mí ser. No
obstante, era consciente que mi cuerpo estaba
inmóvil en mi lecho, sin embargo, al mismo tiempo
estaba en aquel singular lugar; muy agradable,
activo y sobre todo diferente. Disfrutaba de esta
manifestación; aunque no entendía nada de nada de
la situación que estaba viviendo.

En la parte derecha de los paneles de luces,


empezó a surgir de la nada, una nube espesa de
color plateado de forma ovoide. Se expandió hasta
dos metros de altura aproximadamente, poco a
poco tomó más densidad, de ella un ser se fue
materializando. Su aspecto era saludable y humano
en su constitución morfológica; sus ojos de forma
ligeramente almendrados y grandes, se fijaron en
mí, desprendían una luz dorada muy agradable; sus
labios estaban sonrientes, esta cara me era muy
familiar, no llevaba cabello, su cabeza era brillante.
Lucía una túnica que reflejaba una tenue luz muy
blanca; observaba sus manos anchas, de dedos
alargados que parecían estar tallados
artísticamente, ellas estaban replegadas en paralelo
a la altura de su pecho. con las palmas totalmente
abiertas enfocadas hacia mí.

Empecé a sentirme unido a este ser, mis


pensamientos no existían, sólo sentía ganas de

— 49 —
llorar de alegría. Me encontraba lleno de todo o de
nada, no sabía lo que me estaba pasando, no tenía
en ese momento la consciencia del tiempo.

Este ser empezó a mover lentamente sus


manos en forma circular de dentro hacia fuera en la
misma posición. Su iluminación ocular fue tomando
fuerza, y su proyección de luz dorada hacia mí, la
fui recibiendo como una ducha agradable de
felicidad, lo que sentía me es imposible explicarlo
de alguna manera.

Con el tiempo, en diferentes encuentros que


tuve con este ser, fui enterándome de que él era un
guía o tutor que tenía que velar por mí. En este libro
iré relatando algunas experiencias que he tenido
con mi amigo (así le gusta que le llame).Según él,
tenemos una estrecha relación espiritual.

Seguía frente aquel ser tan atrayente en aquella


habitación redonda iluminada, de pronto, todo a mi
alrededor se fue transformando en una nube
intensa; el telón de luces de telarañas surgió
atrapándome en una red espesa. Sentía la fuerza
parecida a un imán que atraía a mi cuerpo, quedé
ligado a él, intenté moverme y no podía, era como si
mi cuerpo estuviera atado, varias veces traté de
tomar contacto con él, no respondía. En un instante,
pedí ayuda al ser que me produjo esta situación,
— 50 —
empecé a sentir un frío húmedo muy desagradable.
Sentí encima de mí un gran peso que no me dejaba
moverme, lo primero que conseguí mover fueron los
dedos de los pies, después, lentamente fui notando;
piernas, manos, brazos y por último el cuerpo; pero
aún no podía incorporarme, sentía mi cuerpo
acartonado, sentía una humedad fría. Noté que las
sábanas estaban totalmente mojadas de sudor; tuve
calma y como pude, muy despacio, con gran
esfuerzo empecé a activar mis músculos y muy
calmado me fui incorporando. La sensación que
tenía era de vacío, sentía las piernas agarrotadas,
traté de dar un paso, luego otro, pude llegar a la
habitación de mis padres y exclamé con mucha
preocupación:

- ¡Mamá... Papá!-.

Se despertaron mis padres. El primero en


responder fue mi padre:

- ¿Qué pasa hijo mío?-.

Respondí titubeando:

- Me acosté a dormir y de repente me quedé


paralizado-.
Relaté todo lo sucedido, comprobaron que las
sábanas estaban totalmente mojadas por el sudor.
— 51 —
Una vez terminé de explicar lo ocurrido, mi
madre me dijo:

- Hijo mío, me parece que has tenido una mala


pesadilla-.

- No, no. ¡ha sido real!, y para mí no fue nada


malo-.

De ninguna manera mis padres creyeron este


suceso. Yo sí.

Mi madre cambió las sábanas sudadas y se fue


a dormir, pero antes me dijo:

- Juan Manuel, trata de dormir y descansar, si


quieres mañana no hace falta que vayas al colegio-.

- Estoy bien mamá, mañana iré al colegio-.

-Como quieras hijo mío, buenas noches-.

Me introduje en la cama, cerré los ojos para


dormir y empecé a observar en la obscuridad
pequeños cristales ovalados, desprendían una luz
verde esmeralda fosforescente; habrían cientos,
iban surgiendo cada vez más de todas partes, se
entrecruzaban unos con otros como si se tratara de
una danza. Me aturdí, abrí los ojos y vi que no había
nada en mi habitación; volví a cerrar los ojos,
aquellas luces seguían allí. Este fenómeno de las
lucecitas duró unos tres días más o menos, hasta

— 52 —
que lentamente las luces se marcharon de mi vida
(por aquel tiempo). Los años pasaron y esta vivencia
fue enterrada en mis recuerdos; sé ahora que esta
experiencia fue vital para mí.

IV- ABDUCIDO POR UN OVNI CON RAMÓN

Era el año 1978, seguía reuniéndome con mi


hermana, nuestros contactos con extraterrestres
iban siendo más espaciados. No obstante, los
mensajes que nos llegaban eran llenos de ternura y
conocimientos. Se me hacía muy difícil el poder
aceptar esta situación.

- ¡Hola!, queridos amigos, nuestros primeros


contactos llegan a su fin-. Se inició la transmisión
con el extraterrestre, reunidos mi hermana y yo.

- ¿Esto significa que ya no vamos a contactar


con vosotros?-. Preguntó mi hermana sorprendida.

- Las circunstancias de nuestras


comunicaciones han sido satisfactorias, pero esta
etapa inicial fue sólo un avance de información para
vuestro desarrollo espiritual-.

- ¿Cuándo volveremos a comunicarnos?-,


pregunté.

— 53 —
- No puedo contestar a esa pregunta, pero no
dentro de mucho tiempo estaremos en contacto-.
- ¿Qué tenemos que hacer para relacionarnos
con vosotros?-, pregunté con mucho interés.

- No tenéis que hacer nada, nosotros formamos


parte de un programa espiritual de conocimiento,
este programa está en el Ordenador Universal. El es
la fuente de la vida en todos sus sentidos, esta
situación y otras que tienen que venir están
concebidas por El; forma parte de vuestra evolución
y la enseñanza para que podáis despertar a vuestra
consciencia espiritual, dado que ahora estáis
dormidos en vuestra genética y neuronas de tercera
dimensión. Tener paciencia, todo en esa vida que
tenéis, llegará en su momento, depende de muchas
circunstancias. El tiempo os llevará al propósito que
habéis elegido al nacer de madre en ese planeta,
tenéis que aceptar vuestro destino; nosotros
haremos todo lo posible por contribuir a que
vuestra vida sea lo que debe ser. Yo sólo soy un
peón en este trabajo y mis compañeros me ayudan,
con mi amor y cordialidad os digo hasta muy
pronto, os quiero mucho.

Las reuniones y contactos con mi hermana se


acabaron como empezaron, mi hermana siguió su

— 59 —
vida y yo seguí investigando el fenómeno OVNI a
través de todos los medios que disponía. Este tema
me fascinaba y quería descubrir si los contactos con
extraterrestres eran ciertos o yo alucinaba.

Me movía en muchas direcciones buscando


datos y personas que hubieran tenido experiencias
como las mías, encontré de todo. Un día conocí a
Ramón, él tenía mucho interés por el tema del
contacto con extraterrestres, hicimos muy buena
amistad. Era muy buena persona, le interesaban
estos temas a un nivel racional y espiritual, tenía
grandes valores humanos. Le conté mis experiencias
personales y se interesó mucho, un día me dijo:

- Juan Manuel, me gustaría tener alguna


comunicación como tú la tuviste-.

Le respondí:

- Mira Ramón, no sé si esto funcionaría, nos


dijeron que ellos ya buscarían la forma de poder
contactar, aunque intuyo que podemos intentarlo.
Es la primera vez después de varios meses que lo
voy a hacer-.

— 60 —
Quedamos para otro momento, lo intentarí-
amos en su despacho a una hora fuera del trabajo.
Llegó el día, fui a su despacho como concertamos.
Estaba esperando con un amigo que yo no conocía.
- ¡Hola Ramón!-, dije con ímpetu y alegría.

- ¿Qué tal Juan Manuel?, comenté a este amigo


el tema, él está también muy interesado y le
gustaría presenciar nuestro contacto-.

A primera vista no me sentí con agrado en esta


situación, pues Ramón debía haberme avisado con
antelación del imprevisto. No obstante, acepté que
su amigo participará de la experiencia y contesté:

- Bueno, si tú lo has dispuesto así, por mí de


acuerdo, pero no sé si se producirá el contacto-.

Nos situamos cómodos los tres, hicimos una


relajación y nos dispusimos a comunicar. Pasaron
unos minutos, no venía respuesta, pero en un
instante se recibió el contacto:

-¡Hola!. Amor y Paz. Soy ................... -

— 61 —
Reconocí por su nombre que era uno de mis
amigos extraterrestres que había contactado con mi
hermana y conmigo, respondí con alegría:

-¡Hola!, me siento feliz de poder relacionarme


otra vez con vosotros. Estamos aquí reunidos en
armonía, si tenéis alguna información para nosotros
la aceptaremos-,

Ramón y su amigo estaban muy atentos, se les


veía en los ojos un brillo indicando su interés por
este acontecimiento.

- Estoy autorizado por el Ordenador Universal


para informaros de las circunstancias del contacto, u
otros, no existen las casualidades, nosotros somos
conscientes de ello. Este momento es muy propicio
para una comunicación tan especial, las vibraciones
son muy afines-.

Hubo un silencio y prosiguió informando el


extraterrestre:

-Estáis aquí reunidos porque vais a tener una


experiencia en directo en una nave nodriza que ya
está en Valencia, la vivencia tendrá lugar esta
madrugada a las 5 h. donde muere el río Túria. De

— 62 —
momento, no tengo más información que daros, os
esperamos, Paz y Amor. Adiós-.

Nos quedamos sin saber qué decir, nos mira-


mos a los ojos; expresaban extrañeza y curiosidad.
Todo fue muy rápido e incomprensible, después de
unos minutos empezamos a reaccionar y dije:
- No me esperaba que fuera así, no obstante la
experiencia ha sido muy interesante-.

Ramón se expresó:

- En mi vida me he sentido tan especial, ha sido


algo increíble-.

- Pues yo no he entendido nada-, respondió el


amigo de Ramón.

-¿Estáis dispuestos a acudir conmigo a esta


cita?-

Ramón y su amigo aceptaron la invitación,


quedamos a las 4'30 h. de la mañana para ir al
encuentro de esa nave nodriza, ellos pasarían por
mi casa.

Eran las 4'30, mi portero eléctrico sonó:

— 63 —
- Hola Juan Manuel, ¿Estás preparado?-.

- Sí, lo estoy, bajo enseguida-.

Me estaban esperando en el coche.


- ¿Cómo estáis?, ¿Todo marcha bien?-, les dije
con mucho ánimo.

- ¡Fenómeno, estupendo!-, contestaron con


una energía muy positiva.

Nos pusimos en marcha, lo nuestro era ir a la


desembocadura del río Turia, nos esperaba una
experiencia insólita.

El viaje transcurrió entre bromas y chistes, fue


muy divertido, se respiraba un aire muy positivo, en
poco tiempo llegamos al lugar de la cita. Estábamos
en el último puente donde moría el río Turia al mar,
este puente dividía la zona portuaria de Valencia y
un barrio (antes era un pueblo), llamado Nazaret.
Descendimos del coche, seguíamos con las bromas
y los chistes, miré el reloj, eran ya las 4'50 h., luego
observé el cielo, estaba cubierto de nubes. Pregunté
a Ramón:

— 64 —
- ¿Qué hora tienes?-.

- Las 5 h. menos 10 m.-.

Pregunté al amigo de Ramón si tenía la misma


hora, me respondió en afirmativo. Dejamos las
bromas y los chistes, empezamos a dialogar sobre
el porqué estábamos allí, cualquiera que supiera el
motivo nos tomaría por chiflados. No obstante,
estábamos un poco nerviosos esperando la hora del
encuentro.

Volví a preguntar la hora, todos coincidimos en


que eran las 5 h. menos 5 m. En escasos minutos,
casi rozando las 5 h. comenzó un olor penetrante a
incienso (el olor de esa zona cuando llegamos era a
podrido), notamos como una niebla intensa sobre
nosotros, nos sentimos muy extraños, sobre todo
Ramón y yo. El amigo de Ramón no se sintió igual,
fue menos perceptivo, pero notó algo. De inmediato
volví a preguntar la hora:

- ¿Qué hora tenéis?-

Nos miramos todos los relojes y exclamamos:

— 65 —
- ¡ Son las 6 h.!, ¡imposible !, ¡no puede ser! ¡si!
hace escasos minutos eran las 5 h. menos 5 m.!-.

No entendíamos lo que había pasado, ¿Cómo se


había esfumado por arte de magia una hora de reloj
sin enterarnos?, allí había pasado algo extraño y
transcendente.
Nos marchamos a nuestras casas en silencio,
meditando lo ocurrido que era inexplicable e
increíble. Cuando llegamos a mi casa, me dispuse a
dejar el coche, antes de despedirme les dije con
seguridad y convencimiento:

- Creo que en esa hora perdida hemos


sido abducidos por los extraterrestres a nivel
subconsciente. Conozco una técnica de relajación
para percibir las ondas alpha, a veces, se pueden
vivir experiencias pasadas que conscientemente no
hayan sido vividas en su momento: en este estado
se puede acceder a informaciones que pueden
dormir en nuestro subconsciente. Si os apetece y
queréis, nos podemos reunir mañana y trataré de
revivir este acontecimiento que no recordamos ¿Os
parece bien?-

— 66 —
Contestaron con un sí rotundo y quedamos a
una hora determinada del mismo día que estaba
comenzado.

Llegué a mi casa, miré el reloj, eran la 7 h. de


la mañana.

Se acercó la hora, llegué puntual al despacho


de Ramón. Comprobé que mi amigo estaba solo y su
amigo no había acudido.
- Hola Ramón, buenas tardes, ¿y tu amigo?-.

Ramón me miró y con una ligera sonrisa me


dijo:

-Mi amigo no va ha poder venir, de todas


formas no ha entendido nada, ha preferido no
acudir a esta reunión-.

-Antes de hacer la retrogresión para recordar lo


que pasó ayer, sería interesante el hacer un contacto
para pedir permiso-, comenté a mi amigo.

Nos relajamos mi amigo y yo, esperamos la


comunicación, no tardó mucho:

- Queridos amigos, os ofrezco mi gratitud y


felicidad. Esta mañana habéis estado en nuestra

— 67 —
nave nodriza, tuvimos que utilizar frecuencias
especiales para aletargar vuestras neuronas; y así la
información fue asimilada por vuestro Yo Profundo,
él os la desvelará. Lo más importante de las
experiencias de abducción son los cambios que
generamos en las cargas de desequilibrio que lleváis
en la psique, hemos contribuido a reciclar partes de
vuestro cuerpo que necesitaban ayuda, como los
coches que de vez en cuando les hace falta una
revisión y cambio de aceite. Esto lo hacemos con
todos los seres de este planeta, es nuestra misión
ayudar en la renovación de las formas densas y
previsión de acontecimientos negativos que no
deben de suceder en ese vuestro mundo; pero no
podemos evitar que se produzcan todos los
desequilibrios, ellos deben suceder como enseñanza
y libre albedrío, dependiendo de la madurez espiri-
tual de cada criatura en su evolución.

Te permitimos que hagas el ejercicio de la


relajación alpha para que recuerdes lo que paso esta
mañana en mi nave, pero no todo lo vas a recordar,
algún día no muy lejano lo sabrás, lleva su
preparación.

Os deseamos Paz y Amor, dentro de poco


estaremos otra vez juntos. Adiós-.

— 68 —
- Muchas gracias. Adiós-.

Mi amigo y yo estábamos felices, los


acontecimientos que vivíamos eran excepcionales,
nos faltaban palabras para expresarlos; la
experiencia que iba a iniciar me esperaba.

Me dejé caer sobre el sofá, busqué una


posición cómoda.
- Bueno Ramón, voy hacer un ejercicio de
relajación para entrar en el estado alpha y luego a
theta, que me permitirá hacer una retrogresión de la
vivencia que tuvimos y no recordamos, en esa hora
perdida está la clave que nos interesa-.

Empecé a relajarme profundamente. En poco


tiempo empecé a notar las vibraciones alpha, a
través de colores brillantes y relajantes que estaba
observando en el interior de mi mente; se produjo el
tubo de luz blanca y me sentí fluir por él, noté la
caricia agradable de las vibraciones theta:

- Estoy en mi casa, miro el reloj, son las 4'30 h.


de la mañana y estoy esperando a mis amigos para
ir a la misteriosa cita. Suena el portero eléctrico, ya
están aquí, bajo rápido; me veo que subo al coche,
vamos bromeando y contando chistes. Llegamos al

— 69 —
punto del encuentro, hemos dejado el coche
aparcado; estamos ahora junto a la barandilla del
puente, seguimos con la broma, pregunto a Ramón;
¿qué hora tienes?, son las 5 h. menos 10 m., su
amigo confirmó la misma hora, miré mi reloj,
coincidía la hora.

Miro al cielo, estaba cubierto por nubes blancas


y obscuras que se fundían con la obscuridad de la
noche. Ahora estamos comentando el motivo que
nos había llevado a estar allí reunidos, si alguien
supiera porqué habíamos ido a ese lugar nos
tomarían por chiflados; no obstante, estábamos un
poco nerviosos esperando el momento misterioso.
Volví a preguntar la hora, estamos todos mirando
los relojes y ya eran las 5 h. menos 5 m.; estoy
observando las nubes, noto un olor penetrante a
incienso, a nuestro alrededor se iba formando una
niebla...

Siento que se me eriza el cuerpo, noto


cosquillas eléctricas... observo otra vez el cielo, veo
como las nubes se juntan unas con otras formando
una gran nube redonda y sólida. Desde su centro se
forma un agujero redondo, veo que empieza a
iluminarse de una luz blanca y muy brillante; ahora
veo que de esa abertura sale un rayo de forma

— 70 —
tubular, muy lentamente empieza a prolongarse
hacia nosotros. La luz tubular está en nosotros,
observo a mi alrededor, veo a Ramón y a su amigo
como si el tiempo se hubiera parado, están quietos
e inmóviles. Al mismo tiempo observo que estamos
dentro de este tubo de luz, miro hacia arriba; veo
una cañería de luz sólida en todo el entorno. Arriba
del todo, sigo viendo esa abertura redonda de luz
blanca; pero no molesta a los ojos, es agradable.

Sigo en el suelo con Ramón y su amigo... noto


que empiezo a flotar, me invade una tranquilidad
total, lentamente estoy sintiendo que algo me
transporta hacia arriba. Veo como un
ascensor...pero muy lento... siento placer, noto un
dulzor muy agradable en mi boca; veo que me voy
acercando a esa abertura de luz blanca y brillante,
miro a mi alrededor, observo las paredes de luz
sólida de este tubo y no veo el exterior, sólo luz
blanca sólida. Sigo flotando e ingrávido... pienso en
mis amigos, ¿Dónde estarán?, miro hacia abajo y veo
a Ramón que me seguía, también flotaba como yo,
pero su amigo no venía con nosotros. Me fijé en el
rostro de Ramón, estaba muy sonriente siguiendo la
misma elevación por este tubo tan singular; mi vista
se dirigió a la abertura de luz blanca brillante donde
parecía ser nuestro punto de llegada. Entramos en el
orificio, me siento como nunca, siento una
sensación de plenitud total. Ahora observo que
estoy en un sitio sólido redondo, me fijo en las
paredes y son de color anacarado brillante.se denota
en toda su superficie muchos puntitos de luz blanca
fosforescente. A mi lado está mi amigo Ramón, veo
en sus ojos paz y una sonrisa satisfactoria.

— 71 —
Frente a nosotros aparecen una treintena de
seres muy altos (sobre tres metros o más), son muy
rubios, de cabellos largos, llevan un mono de color
plateado, en su cintura se deja ver un amplio
cinturón, van calzados con unas botas del mismo
color que sus ropas. En sus caras se refleja paz, sus
ojos son muy expresivos, de ellos surgen puntitos
de luces de colores muy agradables, su boca está
sonriente. Nos sentimos como si nos conociéramos
de siempre. Formaban una línea, uno al lado de otro
en aquella estancia redonda y amplia. Uno de ellos
avanza un paso, se dirige a nosotros con su luz y
dice:

- Bienvenidos amigos, es vuestra primera


experiencia, estamos satisfechos de estar con
vosotros..-.

Observo su boca, no se mueve cuando habla,


pero lo escucho muy claro y con una voz muy
agradable...

-No te preocupes, nuestra transmisión es


telepática, es una forma de comunicación más
espiritual y directa; el lenguaje que utilizamos es
energético, utilizamos canales de información por

— 72 —
colores, sensaciones e imágenes, es otra manera de
comunicarse más real y sobre todo satisfactoria-.

Seguidamente, hace un ademán alzando su


mano y nos invita a acompañarle dirigiéndose hacia
una parte de la estancia redonda, donde aparece
una puerta ovalada de luz; nos dirigimos hacia el
lugar vuestra aceptación de estos sucesos, ellos son
necesarios para que vuestro desarrollo espiritual sea
algún día cercano más auténtico; y despertéis al
conocimiento del Ordenador Universal. Como os dije
antes de hacer la retrogresión, Juan Manuel no
tendría acceso a todos los sucesos ocurridos en la
nave, hay situaciones que aún no es vuestro
momento de conocer-.

- ¿Por qué no subió con nosotros a la nave el


amigo de Ramón?-, pregunté con curiosidad.

- Todas las personas no emiten las mismas


frecuencias de evolución espiritual, nosotros sólo
podemos contactar o abducir aquellos que emiten
por su evolución las frecuencias adecuadas para que
nuestra ayuda sea factible. Nosotros contribuimos
en la evolución del Cosmos dentro de una armonía
aceptada por el Ordenador Universal, canalizando
todos los niveles de información espiritual. Vuestro

— 73 —
amigo no fue transportado a nuestra nave porque
no daba la frecuencia necesaria para nuestra
intervención, esto no significa que algún día sea
recibido. Todas las criaturas son recicladas y
ayudadas en su evolución, pero en su momento, es
nuestro trabajo. Esto no implica el romper el libre
albedrío de todo, sólo intervenimos en la parte
densa física, en la parte espiritual no podemos
intervenir, ella depende en exclusiva de cada ser en
su evolución-.

- ¿Quiénes eran los seres que nos recibieron en


la nave?-.

- Ellos son seres de cuarta dimensión, su


misión es la de colaborar con su trabajo a la
evolución de los entes de tercera dimensión. En
vuestro mundo todo lo que existe no es por
casualidad, hay muchos seres de amor que
contribuyen con su trabajo para que los programas
de información del Ordenador Universal sean
realizados, todos nosotros estamos en esa labor de
construcción-.

- Las luces tan agradables que encontré en la


nave, ¿Cómo se manifiestan?-.

— 76 —
- Nuestras naves son núcleos de energía de
cuarta dimensión, cuando aparecen en la tercera
dimensión, sólo su parte externa está en tercera. su
interior sigue estando en cuarta; dado que nuestro
estado corporal está más adaptado en cuarta
dimensión. En ella las vibraciones moleculares son
diferentes a las de tercera, sus frecuencias de luz
natural se proyectan en sí mismas; y su calidad,
color y brillo se pueden observar a simple vista, no
sólo se puede detectar su brillo, también la luz que
surge es densa y mullida, su tacto es muy agradable
y relajante. En nuestra dimensión la calidad de vida
es muy superior a la vuestra, algún día vuestro
mundo tendrá acceso a esta dimensión; pero si
queréis vivir en cuarta tenéis que aprender a vivir en
la tercera, respetando sus leyes naturales y lo
esencial de la vida; que consiste en el desarrollo del
amor desinteresado, todo lo demás se os dará por
añadidura. El Ordenador Universal sabe y confía que
todas sus criaturas tienen la posibilidad de
evolucionar-.

-¿Falta mucho tiempo para que ésta humanidad


sea consciente y tenga libre acceso a la cuarta
dimensión?-.

— 77 —
- Los tiempos están llegando, hay muchas
personas en vuestro planeta que están trabajando
para que esto sea pronto una realidad. Las nuevas
generaciones que nacen, son seres que ya llevan
implícito el conocimiento de la cuarta dimensión,
ellas están preparadas para el encuentro directo con
el Ordenador Universal. Estos acontecimientos ya
están ocurriendo, nosotros ayudamos para que así
sea, no es muy difícil el poder percibir las
vibraciones de la cuarta dimensión; ella está
surgiendo en los corazones de muchas personas, y
las supersticiones se vaporizarán, como la noche
recibe el sol. Existe una ciencia espiritual que en su
base inicial es regida por las leyes eternas naturales;
que son normas esenciales para el entendimiento de
la existencia vital del Ordenador Universal. Los
tiempos ya han llegado, y muchísimas personas lo
están detectando; el despertar tiene que ser dulce,
con entendimiento de lo que se vive, de lo que es y
se siente. Los contactos seguirán, toda la
información necesaria os será transmitida, os dejo
mi amor. Adiós.-

Seguíamos reunidos mi amigo Ramón y yo. Nos


encontrábamos muy relajados recibiendo toda esta
información tan interesante, Ramón dijo:

— 78 —
- Esto me parece demasiado fantástico,
necesito meditar y digerir toda la información, no
me siento preparado para comprender esta
situación. Si la contase a alguien me tomarían por
lunático o demente, no obstante, me encuentro con
mucha paz y tranquilidad, necesito poner en orden
mi vida-.

Observaba a Ramón y notaba en sus ojos una


luz muy especial, comprendía que estaba confuso,
pues era su primera vivencia con extraterrestres. Yo
en cambio lo iba viendo más claro; sin embargo, me
costaba comprender que esto fuera real. No obstan-
te había algo en mi corazón que me decía que lo
que pasaba era auténticamente real. Me sentí
comprensivo con Ramón y le expresé:

-Te comprendo Ramón, todo esto es


demasiado bonito para poderlo aceptar, tenemos
que madurar, pues como dice mi guía: "El fruto
cuando está verde tiene la posibilidad de estar
maduro"; por esto mismo, no me importa estar
verde-.

— 79 —
V- EL OJO DORADO DE MARIO

Me despedí con un abrazo fraternal de mi


amigo Ramón, le deseé paz y bienestar. Sabía que
debería caminar solo, supongo que estará bien, si
lee este libro recordará esta vivencia tan singular.

Seguía investigando estos temas a través de


mis viajes y relación con personas que habían tenido
experiencias con extraterrestres. Me daba cuenta
que existía mucha gente con estas vivencias,
aunque cada cual lo exponía dependiendo de sus
creencias o filtros psicológicos que arrastraba en su
educación religiosa. Pude observar que muchos
contactados se obsesionaban con este tema; sin
embargo, en mi persona era diferente, siempre fui
escéptico y no creyente en ninguna religión, mis
esquemas eran simples, por esto mismo, me
extrañaba mucho que me pasaran estas cosas.
Hasta ahora no había conocido a nadie que
expusiera sus experiencias sin tintes religiosos. Pero
llegó a mi vida una persona muy especial, dado que
sus experiencias eran muy parecidas a las mías,
todo empezó así:

Era Enero del año 1979, mis actividades de


trabajo seguían como siempre, mi sustento me lo

— 80 —
proporcionaba mi trabajo de marketing como
comercial. Por aquellas fechas era responsable de
varios equipos. Un día vino un compañero de mi
grupo y me dijo:

- Tengo un familiar que necesita orientación


comercial, va a traer unos productos de importación
y he pensado que le podrías ayudar con tu
experiencia-.

Me pareció interesante el tema y pregunté:

- ¿Cuándo puedo conocer a tu familiar?-.

- Mañana por la tarde hay una reunión para


hablar de este tema en una cafetería-.

Acepté la cita, y al día siguiente por la tarde


acudí a la reunión. Mi compañero de trabajo estaba
allí, nada más llegar me presentó a su familiar.
Estaba acompañado por tres personas que también
me fueron presentadas, hubo una de ellas que me
llamó la atención y no supe el porqué, aunque luego
lo averigüe.

La reunión transcurría amena. Mientras todos


hablaban, me fijé que a mi lado estaba la persona

— 81 —
que me llamó la atención. Observé su mano, lucía
un anillo extraño; con gran sutileza me despegué
aislándome del núcleo de la conversación, en voz
baja le dije a la persona que lucía el anillo:

-¡Qué anillo más bonito!, parece mágico-.

Él me respondió muy tranquilo:

- En verdad para mí es mágico, lo llevo muchos


años y le he tomado gran aprecio-.

Por su presencia física noté cierto magnetismo


en sus ojos, luego observé sus manos (las manos
siempre me fascinaron, me encantaba estudiar las
manos de todas las personas que me atraían por
algo), vi que eran muy energéticas y seguras. Seguí
hablando con esta persona:

- Percibo de usted un magnetismo muy


especial-

Sin sorpresa, con un aplomo sincero, afirmó


directamente:

- Es cierto, tengo facilidad para sanar a las


personas desde siempre. aunque trabajo de
funcionario del estado hace muchos años, mi

— 82 —
verdadera afición es ayudar a los desvalidos o
personas que
sufren-.

Estas palabras las escuchaba con mi corazón,


me atraía cada vez más este ser. Me llegaron como
un flash a mi mente los contactos extraterrestres, y
sin saber porqué las palabras fluyeron de mi boca:

- Le voy a decir algo que a lo mejor le puede


sorprender, pero hay algo en mi corazón que me
dice que se lo tengo que comunicar (estos temas los
tenía en secreto, normalmente no hablaba de ello,
sólo en muy determinadas situaciones); he tenido
experiencias con OVNIS-.

Me miró fijamente muy serio, me hizo preocu-


par, y pensé; que a lo mejor no aceptaba este tema
como tanta gente y pensaba que estaba chiflado. Se
levantó de la silla y me dijo insistiendo con una
mirada penetrante:

- Por favor acompáñame-.

Sin saber cómo, le seguí y nos fuimos al otro


lado de la cafetería (al final de la barra), nos
sentamos en unos taburetes. El grupo ni se enteró
de nuestra ausencia, seguían hablando de sus

— 83 —
negocios; nosotros iniciamos una entrañable
conversación. El señor
del anillo comenzó:

- Este tema me interesa muchísimo-.

Pensé, como un reflejo, que no existía la


casualidad, había algo importante en esta persona
que estaba conociendo. Le conté por encima algo de
mis experiencias personales, él estaba muy atento
con mis relatos. Afirmó que también había tenido
algunas vivencias y sin más nos dimos cuenta de
que estábamos aislados de todo, interrumpí:

- Estoy preocupado por tu amigo, ¿Qué va a


pensar de nosotros?, nos hemos fugado-.

- Es verdad-, respondió con sorpresa.

- Otro día con más tiempo me gustaría volver a


continuar esta charla-, le dije con interés.

- Naturalmente, para mí será un placer, anota


mi teléfono y me llamas cuando quieras-.

No me acordaba de su nombre, la presentación


fue muy rápida y me despisté, tuve que preguntarle
de nuevo. Cogí una servilleta de papel y me dispuse

— 84 —
a escribir su nombre y teléfono, él hizo exactamente
la misma operación. Una vez terminamos, nos
incorporamos como si nada a la reunión, nadie
había notado nuestra ausencia. La tertulia llegó a su
fin, nos despedimos cordialmente y me fui muy
satisfecho de haber encontrado un nuevo amigo.

Al día siguiente busqué la servilleta donde tenía


anotado el teléfono de Mario, éste era su nombre:
Mario el amigo (así le gusta que le llamen), busqué y
busqué por los bolsillos y no encontré la dichosa
servilleta. Pensé que algún día volvería a hablar
con él, intuía que no muy tarde lo encontraría.
Efectivamente, a los dos días fui de compras a unos
grandes almacenes; al descender por unas escaleras
automáticas, casi tropiezo con alguien y ese alguien
era ¡Mario el amigo!, me quedé sorprendido:

-¡Hola Mario!, tenía muchas ganas de seguir la


conversación tan amena del otro día, pero perdí la
servilleta donde anoté tu teléfono-.

Mario me miró todo sorprendido y contestó:

-¡Caramba!, a mí me ha pasado lo mismo, yo


también perdí mi servilleta y no pude llamarte-.

Quedamos para charlar en su casa el mismo día

— 85 —
a una hora definida.

Nuestras conversaciones en un principio se


basaban en experiencias que habíamos vivido en el
pasado, un día Mario me dijo:

- Me gustaría hacer un contacto con los amigos


del cielo-.

Tuve una gran sensación de felicidad, al


escuchar de Mario su interés por comunicarse con
ellos.

- Bueno Mario, creo que debemos prepararnos


para algo tan especial, pero no sé si la comunicación
será aceptada, por lo menos lo intentaremos-,
expresé con amor.

Fueron muchos los contactos que tuvimos en


un principio, con pruebas evidentes, objetivas y
físicas de que las comunicaciones con ellos eran
reales. Más adelante explicaré un poco estas
vivencias. Mario escribió un libro narrando las
experiencias titulado «MI VIAJE ESPIRITUALA
SATURNO» ,el libro lo regala a personas que él cree
que están preparadas para leerlo o por simpatía.

Al poco tiempo de conocernos, mis reuniones

— 86 —
con Mario eran cotidianas, un día le dije:

- Mario, ¿Te gustaría tener una experiencia de


relajación alpha para tener una visualización
personal?».

Mario respondió todo enérgico y firme:

- ¡Imposible!, no podré ver nada, soy una


inutilidad para ver dentro de mí, nunca he visto
nada-.

Yo no insistí, respeté su mandato y seguimos


con otro tema.

Unos días después de esta conversación, Mario


me expresó con su ya firme decisión:

- Juan, he meditado sobre tu propuesta de


relajarme al estado alpha para tener una
visualización, y aunque creo que no voy a ver nada,
cuando quieras empezamos-.

Le indiqué que tomara asiento en el sofá, se


situó cómodamente e inicié la relajación:

- Mario, respira profundamente. Vamos a


iniciar una relajación profunda. Sigue respirando en

— 87 —
lo hondo y sólo escucha mis palabras, cada vez
estás más y más relajado, tu cuerpo se siente
liviano, tu pierna derecha siéntela como se relaja...-

Así fui poco a poco relajando todo su cuerpo,


muy lentamente, cuando observé que su cuerpo ya
estaba profundamente relajado, le hice hablar para
que no se durmiese:

- Lo veo todo oscuro, no veo nada, pero me


siento muy bien, estoy profundamente relajado y
tranquilo-.

Insistí con voz muy pausada:

- Mario, deja que tu mente fluya, confía en ti


mismo, tu mente fluye, fluye, fluye...-.

Seguidamente, Mario expresó con voz


dificultosa, por el estado de relajación que estaba
sumido:

- Estoy viendo un ojo dorado precioso, me da


mucha paz y confianza...-.

Mario siguió visualizando su ojo dorado


durante el tiempo que consideré necesario, y poco a

— 88 —
poco le fui sacando del nivel alpha, hasta que le
llevé a su
estado normal. Cuando se reanimó, dijo:

- ¿Por qué me has sacado del nivel alpha tan


pronto?, ¡estaba tan bien!, ha sido demasiado
rápido.

- Mario, este tipo de ejercicio hay que hacerlo


poco a poco y en diferentes sesiones, siendo la
primera vez y para no ver nada, creo que has visto
demasiado-.

Mario respondió con toda su ilusión:

- El ojo dorado era maravilloso, su luz dorada


me llenaba plenamente. He disfrutado de una
sensación que en mi vida me había pasado este tipo
de sentimientos. Estaba lleno de todo. Ha sido un
encuentro con la eternidad. ¡Qué maravilla de ojo
dorado!, la radiación de su brillo perfecto... aún lo
sigo viendo, fue fascinante... pero repito, me has
sacado muy rápido, en fin...-.

Mario sigue viendo su ojo dorado que le guía


en su camino. Dice que yo le desperté a su nueva
vida espiritual. Me llama el despertador cósmico,
creo que exagera, no me siento ningún despertador:

— 89 —
aunque tengo facilidad para conectar con la gente y
relajarla a través de una técnica que me enseñó mi
guía espiritual o amigo extraterrestre (es como
quiere que le llame), esta técnica la denomino la
REALIDAD INTERIODIMENSIONAL, basada en la
percepción interior en estado alpha y luego en el
theta; donde se experimenta el mundo interior a
través de los cinco sentidos en un escenario
tridimensional. Esta experiencia es muy interesante,
ya que ayuda a centrar la mente y desarrollar
estados naturales de percepción del sexto sentido.

He creado cuatro grabaciones en unas cintas


cassettes de 60 m. de duración cada una explicando
la técnica y aplicándola, siendo así fácil la práctica
de esta disciplina tan apasionante. Se incluye a
través de mi palabra en directo una música de
acompañamiento por un músico autor de la nueva
era, muy interesante y espiritual.

Mencionaré para más información del lector, el


título de cada grabación y su contenido:

PRIMERA:
Sintonización con el Yo Profundo.
Cara A: Sintonización con el Yo Profundo.

— 90 —
Cara B: Técnica para sintonizar.
SEGUNDA:
El despertar del tercer ojo.
Cara A: El despertar del tercer ojo.
Cara B: Técnica para su interacción.

TERCERA:
Los siete cuerpos del ser humano, su contacto,
constitución, vibraciones y canales.
Cara A: Los siete cuerpos del ser humano.
Cara B: Técnica de la transpersonalidad.

CUARTA:
Los chakras o ruedas espirituales.
Cara A: Los chakras o ruedas espirituales.
Cara B: Técnica para la creatividad e intuición.

Además de estas grabaciones, realizó con la


misma técnica, cintas cassettes personalizadas,
especiales para cada uno, después de realizar un
estudio extrasensorial de la persona: a través de sus
manos, los colores de su aura y las posibilidades de
su evolución. Este método contribuye a solucionar
problemas personales y desbloquea las cargas
emocionales de la psique.

— 91 —
Mis contactos con Mario fueron y siguen siendo
maravillosos; él es un ser que ha desarrollado unas
cualidades muy sensacionales en su trabajo,
dedicado a la humanidad, por su amor y entrega a la
enseñanza del descubrimiento de personas con los
canales abiertos al cielo, sus técnicas son de una
importancia que algún día serán reconocidas.

El día II de Noviembre de 1979, un OVNI,


aparentemente de grandes proporciones, obligó a
que un avión de la TAE (Transportes Aéreos
Españoles) efectuará un aterrizaje forzoso en el
aeropuerto de Manises, en Valencia, cuando se
dirigía a las islas Canarias. No es la primera vez que
se produce en el espacio aéreo español un incidente
de esta clase. El piloto que protagonizó el hecho ha
contado su experiencia.

"En aquellos momentos", comentó el piloto de


la TAE, comandante Tejada, afectado aún por el
incidente, "volábamos a unas cuarenta millas al
noreste de Valencia. Nos dirigíamos, como sabe, de
Palma a Santa Cruz de Tenerife. A bordo iban
pasajeros alemanes y austríacos".

"Poco antes de las once de la noche nos llamó


el control aéreo de Barcelona y nos requirió para

— 92 —
que pasásemos a la frecuencia de 121,5 megaciclos,
que es la de socorro, y que normalmente se dedica a
búsqueda y rastreo. Al conectar, pensando que
íbamos a buscar algún barco o avión en dificultades,
sólo percibimos los ruidos propios de una emisora,
aunque no logramos identificar de qué se trataba.
Fue entonces, o a los pocos segundos, cuando
vimos aquellas luces rojas. Eran muy rojas y muy
potentes. Se nos echaban encima por nuestro
costado izquierdo". ¿Eran dos objetos? El señor
Tejada piensa que no. "Aquello era un único objeto.
Aparecían ambas luces, una en cada extremo. Todos
los movimientos estaban perfectamente
coordinados, como si en realidad se tratara de un
único aparato".

"La aproximación a nuestro avión fue


vertiginosa", dice el comandante Tejada. "Jamás he
visto una velocidad como aquella". Las dos luces, en
línea, llegaron hasta el avión, un Supercaravelle, con
rumbo 250. "Es decir, por nuestra izquierda y un
poco atrás".

"Cuando observamos las luces por primera vez


estábamos a una diez millas del OVNI. Después, las
luces se aproximaron al avión y estuvieron jugando

— 93 —
materialmente con nosotros a poco menos de media
milla".

El comandante descarta la posibilidad de que el


OVNI fuera en realidad otro avión. "¿Qué avión vuela
a semejante velocidad? ¿Qué avión se coloca a
menos de media milla de mi reactor y se dedica a
jugar, con otro aparato, bajando y subiendo a placer
a nuestro alrededor y con unos movimientos
imposibles de conseguir por un aparato
convencional"?.

Según el comandante, el aparato no


identificado tenía el tamaño aproximado de un
Jumbo. Para esquivarlo debió dar un giro brusco del
avión, lo que en términos aeronáuticos se denomina
ruptura, mientras, el OVNI permaneció regateando
al Supercaravelle durante unos ocho minutos.
Efectuada la ruptura, el OVNI siguió al avión a lo
largo de unas treinta millas. En el transcurso del
incidente, sólo la cabina de mandos tuvo conciencia
del extraño hecho: los pasajeros recibían la cena.

El Supercaravelle tomó tierra en Valencia poco


antes de las doce de la noche del domingo. Tanto el
director del aeropuerto valenciano, señor Morlán,
como el oficial de tráfico y diverso personal de tierra

— 94 —
pudieron ver cómo sobre las instalaciones del
aeropuerto permanecía un extraño objeto, con
varias luces rojas. Según las investigaciones que he
hecho, el Centro del Mando de Defensa, radicado en
Madrid, captó, a través de sus pantallas de radar,
unos ecos que se movían a gran velocidad
precisamente en el área donde volaba el avión de la
TAE. A la vista de ello, el citado Mando de Defensa
dio la orden para que, pocos minutos después de la
toma de tierra del avión, despegaran en alerta y
misión de interceptación dos cazas F-1 de la base
aérea de Los Llanos, en Albacete. Esta parte de la
información no ha podido ser confirmado
oficialmente.

Sobre el incidente se ha abierto un proceso


oficial de investigación, que permanece en secreto.

El caso ocurrido en Valencia es uno de los


doscientos que se han producido en España a lo
largo del año. Uno de ellos afectó recientemente a
otro avión español, un DC-9 de Aviaco, tripulado
por el comandante Miralles, y el copiloto José
Antonio Silva, el presentador de TVE, tuvieron a su
izquierda, mientras se aproximaban a Barajas, en
Madrid, un enigmático aparato que superaba en
tamaño a un Jumbo. Era a plena luz del día.

— 95 —
Estas noticias fueron dadas por el periódico del
País, en otros periódicos y medios de comunicación.

El día 11 de Noviembre de 1979, Mario, un


amigo nuestro y yo, decidimos hacer un contacto
telepático con los amigos del cielo.
Estábamos reunidos los tres ese mismo día por
la noche, y se inició nuestra sesión. Los mensajes no
se hicieron esperar, insistentemente la frase de
recepción era:

- Amigos, en el aeropuerto... amigos, en el


aeropuerto.

Éste era el mensaje que insistentemente


recibíamos y no sabíamos el porqué, pensamos que
algunos amigos venían a visitarnos de tierras
lejanas, pues, la información no aclaraba de qué se
trataba. Casi siempre sus mensajes telepáticos eran
metafóricos y predictorios, sus predicciones eran
exactas y concurrentes.

A los pocos días nos enteramos por los medios


de comunicación del incidente del aeropuerto, fue
sorprendente.

— 96 —
Lo antes posible fui personalmente a ver si me
podía informar de este hecho al aeropuerto de
Valencia. Contacté con un empleado del parking,
con mucho tacto le pregunte si él sabía algo de este
suceso, me dijo que no podía hacer ningún
comentario. Le informé que no pertenecía a ningún
medio de comunicación y que estaba investigando
por mi cuenta el caso. Al final el buen hombre cedió,
informándome con pelos y señales de este extraño
fenómeno.

Los mensajes predictorios fueron sucediendo,


voy a comentar dos acontecimientos que nos
impactaron; aunque fueron muchos más los que
vivimos:

Era un día de Agosto y hacía mucho calor,


nuestras dudas, como siempre florecían en las
conversaciones con los amigos celestes. Nos
comunicaron que mañana provocarían una nevada
en Valencia capital. Nos lo tomamos a risa,
pensábamos que se trataba de una broma. Al día
siguiente, de repente, llegó un frío polar y el cielo
descargó una ligera nieve que no llegó a cuajar;
pero efectivamente, nevó. Esto fue muy comentado
por los medios de comunicación, nadie se podía

— 97 —
explicar que nevara en Agosto; ni siquiera en
invierno nieva aquí en Valencia.

Estábamos en las fiestas de las Fallas de San


José; son festejos de Valencia conocidos
internacionalmente por el arte de monumentos de
cartón, música, color y fuegos de artificio. Nos
hallábamos reunidos los tres, esperando recibir
nuestros mensajes de siempre, ellos no se hicieron
esperar; después de sus saludos preliminares nos
dieron una alucinante predicción.

- El día de San José, antes de la famosa Crema


de la Falla de la Plaza del Ayuntamiento de Valencia,
provocaremos un apagón de luz-.

Nuestro excepticismo se hizo presente y como


siempre nos revelamos contra este hecho, aún las
dudas caminaban en nuestras ideas.

Efectivamente, una vez más, la predicción se


cumplió. Quedándonos asombrados, pues el apagón
se produjo desde Murcia hasta Barcelona, todas
estas localidades incluyendo Valencia, estuvieron
bastante rato sin luz. Los medios de comunicación
hicieron buena nota del extraño evento. Cuando la

— 98 —
luz se hizo presente, la Falla de la Plaza del
Ayuntamiento ardió.

Podría contar más predicciones, pero no quiero


inducir al lector a pensar que esto es una locura,
pues para nosotros en un principio así lo fue. Poco a
poco nos fuimos adaptando a estas extrañezas, y
ahora para mí esto es lo normal.

Hay algo que quiero decir sobre una


experiencia que nos marcó a Mario y a mí en
nuestras decisiones de continuar con estas
vivencias. Estábamos pasando por una pequeña
crisis, eran muchas las circunstancias que nos
circundaban, no comprendíamos muy bien lo que
sucedía.

Un día recibimos un mensaje comunicándonos


que debíamos ir Mario y yo a un lugar determinado,
y allí recibiríamos una información de lo Supremo.
no entendíamos de qué se trataba, pero decidimos
acudir a aquella cita.

El lugar era el Saler; es un sitio cercano a


Valencia, muy pintoresco, con playas de arenas finas
y rodeadas por bosques de pinos. Llegamos al lugar
convenido, era un claro entre los pinos, aparcamos

— 99 —
allí el coche y cómodamente sentados en él,
esperamos que se produjera el contacto. No se hizo
esperar y los mensajes llegaron:

- Estáis reunidos aquí para que toméis


conciencia de la seriedad que supone vuestra
colaboración en la recepción de estos
conocimientos. Sabemos que ellos os serán útiles en
vuestras vidas, y también serán útiles para personas
que como vosotros están conociendo la existencia
de la cuarta dimensión. Es vuestra decisión y libre
albedrío el aceptar la continuidad de seguir o no,
este proceso preliminar de contacto con
nosotros-.

No sabíamos qué decir, pero había algo en


nosotros que nos decía que debíamos continuar con
este laberinto de sorpresas, nuestra curiosidad era
más fuerte. Afirmamos esta decisión a lo Supremo.

De repente, sin saber de dónde, empezaron a


surgir a nuestro alrededor cientos de pájaros
mostrando sus alas multicolores, pensamos que
serían tropicales; eran de gran tamaño y hacían
mucho revuelo. No sabíamos qué hacer, nunca
habíamos visto esos pájaros en Valencia, no era
normal. Ellos parecían que jugaban con nosotros,

— 100 —
habían tantos que no podíamos divisar los pinos de
nuestro alrededor, estuvieron unos veinte minutos
de jugueteo; y de la misma manera que aparecieron,
desaparecieron, sin dejar rastro alguno.

El mensaje continuaba agradeciéndonos


nuestra afirmación, nos dijeron que los pájaros para
ellos eran símbolo de lo elevado, la pureza y el
amor. Nuestras intenciones de continuar fueron
selladas por los seres alados de colores que nos
visitaron.

Mario y yo después del acontecimiento, hicimos


una meditación profunda, recibiendo la paz y el
cariño
de nuestros hermanos.

Aquel suceso fue para nosotros un pacto de


amor con el cielo, son tantas cosas las que nos
pasaron y nos pasan, que sería interminable el
poder relatarlas, algún día se sabrán.

VI – CONOCIMIENTOS EN UNA NAVE ESPACIAL

Por mi trabajo viajaba bastante por las


carreteras. Había cambiado de coche, éste era más
amplio que el primero, el tiempo suma las

— 101 —
diferencias de una juventud. Los contactos y
reuniones con Mario seguían, pero de vez en
cuando, se incorporaba un buen amigo que
conocimos juntos y le interesaban estos temas
también, él fue mencionado en el libro de Saturno
de Mario.

Tenía por costumbre, aprovechando mis


viajes; en el hotel, en horas fuera de mi trabajo,
conectar con mi guía o amigo extraterrestre por
psicografía (escritura automática). Ellos me hacían
demostraciones muy evidentes para que aceptara
que sus mensajes eran auténticos, por ejemplo: A
todos los hoteles que iba, sin pedirlo me daban la
habitación en el último piso y el número de
habitación capicúa; luego, casi todas las noches me
hacían ver luces en forma de burbujas en las nubes,
en la habitación y en el cielo cercano a mi ventana;
por el día me hacían lo mismo en los negocios de
clientes que visitaba: Siempre que entraba en casa
de un cliente al minuto exacto los plomos saltaban y
se marchaba la luz.
Un día, el hijo del director de una de las
empresas con las que yo colaboré en el enfoque de
Marketing de sus productos y la comercialización de

— 102 —
los mismos, me citó en su despacho y con voz
firme, me dijo:

- Sr. Marco, me gustaría acompañarle en este


viaje, para conocer cómo efectúa el trabajo-.

- Me parece estupendo, pero tengo que hacerle


una apreciación un poco extraña; si nota algo raro
en las visitas que efectuemos, no se altere, pues me
pasan cosas muy extrañas y no sé si podrá
aguantarlo.

Le respondí con un acento un poco titubeante y


dudoso. Él sonriendo me contestó:

- ¡Tonterías!, sólo dice tonterías ¿Qué cosas


extrañas pueden pasar?, ja, ja, ja... yo no creo en
tonterías, sólo en mi negocio-.

Yo sabía que esas risitas acabarían en miedos y


susurros.

Salimos juntos de Valencia, íbamos charlando


de temas diferentes en el viaje, y saqué el tema de
los OVNIS, preguntando:
- (Le interesa el tema OVNI?-.

— 103 —
- ¿El tema, qué?-.

- Me refiero a los objetos no identificados que a


veces se ven en los cielos, dicen que pueden ser
extraterrestres-.

- Eso son paparruchas, tonterías que inventa la


gente, no creo en esas cosas, soy un hombre de
negocios y serio. En mi familia somos muy católicos
y esos temas son de locos-.

Pensé que calladito estaba mejor y cambié de


tema, por si las moscas. Es mejor no hablar de estas
cosas cuando nos encontramos a personas
incrédulas, pues no se trata de convencer a nadie
sobre estos hechos. Son experiencias muy
personales y no se busca ningún lucro.

Acabado el viaje, empezó el turno de visitas a


clientes. Nada más llegar a la primera, la luz del
local se marchó, comprobaron que fueron los
plomos los que saltaron; un empleado los ajustó y la
luz volvió. Mi compañero de viaje no hizo ningún
comentario, pero yo sabía que sólo había
comenzado el juego del apagón. En nuestra segunda
visita se repitió el mismo
suceso, en la tercera y en la cuarta exactamente
igual.

— 104 —
Me miró con ojos de extrañeza y dijo:

- ¿Qué pasa con las luces?, ¡Vaya casualidad!.


En los sitios que hemos estado se han apagado al
entrar nosotros, ¡Qué coincidencia!-.

No le hice ningún comentario, pensé que aún


era pronto para explicaciones.

Seguimos nuestro trabajo, y los apagones tan


misteriosos fueron sucediendo por sistema en todo
nuestro recorrido. Terminamos la última visita, con
excitación mi compañero replicó:

- ¡Esto no puede ser!, tantos apagones, uno


detrás de otro, es imposible ¡Qué casualidad tan
rara!-.

Con mucho tacto y sin darle importancia le


afirmé:

- Ya le hice un comentario de estos sucesos


cuando iniciamos el viaje, son cotidianas estas cosas
en mi vida-.

Respondió con intriga:

— 105 —
- ¿Esto tiene algo que ver con los OVNIS ? -. –
Creo que sí, desde que empecé a tener experiencias
con luces en formas de burbujas, lo de los apagones
me suceden todos los días-.
Llegamos al hotel, nos dieron (como siempre) el
número de habitación capicúa y en el último piso.
Estábamos charlando en nuestra habitación, y en un
instante se marchó la luz del hotel; estuvo así toda
la noche. Al día siguiente mi compañero sin dar
explicaciones ordenó:
- Nos vamos a Valencia -.
- ¡ A Valencia !-, respondí con ironía sin
contener una pequeña sonrisa.
Con un ligero enfado e insistencia afirmó:
-No estoy para bromas, no me encuentro nada
bien, deseo retornar a mi casa, no soporto estos
sucesos tan raros-.
Nuca más quiso venir conmigo a ningún viaje de
trabajo… ni de placer.
Continué con mis viajes de trabajo en solitario; los
contactos telepáticos y las bellas burbujas de luz
seguían sucediendo. Un día estaba de viaje por un
pueblo de Castellón. Como casi todas las noches
cuando llegaba al hotel, acabada la jornada de
trabajo, realizaba contactos telepáticos con mi guía
el extraterreste. Me relajaba profundamente para

— 106 —
sintonizar los mensajes telepáticos; con mucha
fluidez y claridad recibí el siguiente mensaje:
-Vamos a tu encuentro, te esperamos-.
- ¿ Cuando ? -.
- Cuando tú quieras, te estamos esperando -.
Luego me informaron del lugar donde debía acudir;
era en una zona turística a las afueras del pueblo en
el que me hallaba.
Terminé mi contacto y me dispuse a dejar el hotel,
fui a un bar cercano a cenar; no tenía mucho apetito,
estaba preocupado e inquieto. Después, me dirigí a
la cita.
Acababa de llegar, estaba en un lugar entre
montañas solitario. Era media noche, hacía frio y el
cielo estaba
raso y estrellado. De repente, sentí un calorcito en
mi cuerpo y observé en el cielo a través del
parabrisas tres estrellas que me llamaron mucho la
atención. Intuí que tenía que salir del coche, estaba
aparcado debajo de un árbol, junto a una gran
explanada rústica. Baje del coche y trate de observar
otra vez las tres estrellas; pero ahora había algo que
me impedía verlas. Surgió a unos cien metros por
encima de mi cabeza, era algo así como un ojo de
cristal de luz, en segundos empezó a tomar forma
sólida, formándose una plataforma con puntitos de

— 107 —
luz de colores; encima de ella alzaba algo muy
grande metalizado brillante, lumínico, plateado y
dorado a la vez. No veía dónde terminaba.
Todo ocurrió muy deprisa, hasta que se quedó
estático, flotando en la vertical del espacio que yo
observaba.
De inmediato, un rayo de luz en forma tubular,
surgió de aquel ojo giganta; aquello lo sentí en todo
mi ser como un baño gelatinoso y espeso que se
fundía lentamente desde la cabeza hasta los pies.
Me sentía diferente, estaba un poco aturdido; la
sensación era muy agradable. Empecé poco a poco a
flotar en esa luz, miré mis pies y vi que no
tocaban el suelo; la sensación que tenía de
aturdimiento ya no existía. Lentamente, fui
ascendiendo por aquel tubo de luz, observé como el
coche se hacía más pequeño a través de la luz que
me elevaba. Miré hacia arriba, pude ver una abertura
redonda muy brillante; pero su luz no molestaba,
era dulce, elegante y atrayente. Sin saber cómo,
entré en ella…
Era un lugar muy amplio y redondo. Con curiosidad
miré hacia el techo; tenía una cúpula, me recordaba
una iglesia; aunque no lo era, me extrañaba aquella
estancia, sus paredes y suelo, de todas partes
surgían puntitos brillantes, iluminando todo aquel

— 108 —
lugar. Advertí a mi izquierda algo raro, podían ser
maquinas, no sé… noté la presencia de alguien;
observé a mi alrededor y no vi a nadie, no le di
importancia a este hecho. Al otro lado de esta
estancia, surgió en la pared una abertura redonda;
me dispuse a entrar por ella, me encontraba muy
tranquilo y relajado. Andaba por un pasillo y las
luces brotaban por todas partes, fui encontrando
diferentes estancias extrañas, algunas tenía la forma
de paneles de abejas.

Me llamó la atención una, con muchos colores


fosforescentes, asemejaba a unas alas de mariposa,
por buscar alguna forma parecida.

Seguí mí marcha por pasillos y más pasillos, no


encontraba a nadie, me parecía divertido, como si
todo fuera un juego misterioso, de repente se me
ocurrió preguntar en voz muy alta y segura, dije:

— 109 —
- ¡Hola! . ¿Hay alguien por ahí? cucu... ¡hola!-.

Pero nadie contestaba. Tenía la sensación de no


estar solo, ¿alguien me acompañaba?... Seguían más
y más pasillos, mis pasos parecían flotar, el suelo
era transparente, brotaban un sinfín de luces,
parecía que esas luces me acariciaban y se
deslizaban como una alfombra mágica sacada de un
cuento de las mil y una noches. Mi mente estaba
despejada y no podía pensar en nada, excepto en lo
que estaba viviendo...

Por fin, llegué a un lugar muy especial, era


inmenso, no llegaba a ver dónde acababa. Al fondo
observé una luz solar, hacía aparición como si de un
amanecer se tratase. La luz del lugar fue
aumentando en consideración. Pude divisar muchos
seres que andaban de un lugar a otro; eran altos y
bajos, de diferentes tipologías. Pasaban por mi lado,
parecía que yo estaba ausente; pero en un segundo,
uno de ellos paró su marcha y se fijó en mi persona.
Observé su constitución; era pequeño,
aproximadamente medía un metro y veinte
centímetros, su cabeza era desproporcionada a su
cuerpo, llevaba un casco que le protegía su cráneo y
que terminaba formando punta en la frente; la cara
descubierta, era muy extraña, de forma triangular

— 114 —
ligeramente ovalada, ojos muy grandes en forma
almendrada, parecían de mosca gigante, su nariz era
pequeñita y graciosa, la boca también era pequeña y
dejaba ver una ligera sonrisa muy amable.
Transmitía mucha paz y confianza, me sentí muy
atraído por el amor que desprendía, percibí una voz
dentro de mí ser:

- Juan, te queremos mucho, te están


esperando... ven, te acompañaré- me indicó con su
mano un lugar e inició la marcha. Yo le seguía.

Dejamos aquel lugar tan hermoso y entramos


en otro pasillo, llegamos a un espacio de forma
circular. En el centro se hallaba una fuente tipo
surtidor que se elevaba a mucha altura, de ella
fluían multitud de luces de colores que jugaban en
movimientos espirales unas con otras. Observaba en
las paredes una especie de ventanas en forma
exagonal, parecía un panal de abejas, pero no era
aquello, parecían de cristal, porque detrás de ellas
se veían siluetas de seres. Daba la sensación de que
me observaban, levanté la vista, no vi dónde
acababan las ventanas, aquello era muy alto. Giró la
cabeza el pequeño ser, con una sonrisa me guiñó un
ojo y me hizo una leve
señal con su abultada cabeza para que le siguiera.

— 115 —
Junto a la fuente de las luces se hallaba un
soporte anacarado en forma de plataforma, subimos
a ella y empezamos a elevarnos muy lentamente. La
vista era formidable: Desde lo alto se divisaba todo
aquello lleno de luces y cosas que no había visto
nunca, tenía la sensación de estar en una nube de
luz flotando. Miré hacia mis pies y vi como burbujas
de luces de colores que se movían a un ritmo
especial. La fuente de colores casi no la podía ver,
estaba a bastante altura de donde iniciamos la
ascensión. Un resplandor de luz apareció encima de
nosotros, esa luz era muy agradable, cuando
penetré en ella, sentía paz y algo muy especial que
nunca había sentido en mi vida.

Me hallaba en un lugar con mucha luz, no vi a


mi acompañante. Todo era luz... sentía que algo me
hacía desplazarme, como si se tratara de una
escalera automática, como esas que hay en los
grandes almacenes. Aquello se detuvo, y divisé la
silueta de un ser que se hallaba cerca de mí: era más
bien alto y llevaba un mono muy ajustado al cuerpo.
A través de este resplandor fue apareciendo su
cabeza sin pelo; sus ojos grandes y ligeramente
ovalados. su nariz recta y ligeramente respingona, la
boca grande dejando ver una sonrisa de paz. Este

— 116 —
ser me era familiar, reconocí que él era mi guía
espiritual o amigo como le gusta que le llame.

Flotábamos en la luz mi amigo y yo. Todo era


luz alrededor nuestro, no podía ver las paredes ni el
suelo de aquella estancia. Con mucha ternura sus
ojos se posaron en los míos, sonriendo con amor
me expresó:

- Estás en una nave nodriza y te he llamado


porque tengo que darte información-.

- No entiendo porque me pasan estas cosas,


esto me parece increíble, no entiendo nada; pero me
encuentro muy bien aquí-, contesté sin pensar.

- Es lógico que no entiendas nada, con el


tiempo irás recibiendo información y sabrás el
porqué de todos estos sucesos; pues la casualidad
no existe en el Universo, todo se debe a algo, y con
el tiempo todo se sabe. Tú ya llevas toda la
información en tu subconsciente, estas cosas como
tú bien dices; te pasan porque es tu propia vida
espiritual que desconoces en tu "ahora" vida en ese
planeta tierra. Esto le pasa a muchas personas de tu
mundo; ellas irán despertando a medida de sus
resultados, hechos y evolución-.

— 117 —
- ¿Quieres decir que esto que me está pasando
tiene que ver con mi naturaleza espiritual?-, le
pregunté sorprendido.

- Naturalmente, es cierto que todos los seres


que nacen llevan un mundo espiritual en lo más
profundo de su ser, dependiendo de la evolución en
el tiempo Universal-.

-¿En qué consiste la evolución espiritual?-,


pregunté con mucho interés.

-Todos los seres humanos tenemos una vida en


dualidad: la primera es espiritual e infinita, la
segunda es la receptora de la primera; ella es cíclica,
vive por etapas o vidas terrenales, es la transmisora
de experiencias y conocimientos que recoge la vida
espiritual, siempre que la información que ésta
produzca sea aceptada por el Ordenador Universal,
si no es aceptada produce cargas negativas que son
recibidas de vuelta; es así como los seres de tu
mundo evolucionan».

Esta información la estaba recibiendo de una


manera extraña, me daba la sensación que era yo
quien me estaba contestando. Mi amigo intervino,
diciéndome con fuerza:

— 118 —
- No te preocupes por esos pensamientos, ya sé
que te da la sensación de que las respuestas
parecen hechas por ti mismo, esto no es así, sólo es
esa impresión; pero en verdad, es que tu unión a mí,
en este momento está ligada a través de mis
pensamientos y ellos ahora forman parte de ti, la
conversación que estamos realizando es telepática y
ella funciona así. Siempre que haya este tipo de
contacto o comunicación sucede lo mismo, por eso,
los seres que quieran comunicarse de esta manera
tiene que estar en comunión. Es muy necesario que
las personas que practiquen esta disciplina, estén
muy compenetradas y sobre todo se sientan con
amor; sino es así, esto puede ser peligroso, no
recomiendo que la practiquen sin el suficiente amor
al prójimo-.

-Ahora comprendo porque a veces cuando la


información telepática me llega parece que es mía y
me crea confusión-, le respondí.

Seguía flotando en esa luz tan preciosa, era tan


agradable y amoroso.

-¿Por qué tengo todo el tiempo esta sensación


tan agradable desde que estoy en la nave?-,
pregunté a mi amigo:

— 119 —
- Eso es normal, antes de llegar fuiste bien
preparado por nosotros, a través de frecuencias y
ondas, creamos vibraciones en tu subconsciente
muy positivas; ellas producen endorfinas que
reciben tus neurotransmisores, dando este
resultado-.

Perdí la noción del tiempo, parecía como si


fuese protagonista de una película de ciencia
ficción, y al mismo tiempo el espectador. Estaba
muy relajado y atento a mi amigo. De sus ojos
brotaba una luz tenue, dorada que inundaba todo
mi ser. Me surgió un pensamiento y pregunté:

- ¿Cómo se puede tomar consciencia de nuestra


unidad espiritual?-.

Con su peculiar sonrisa mi amigo respondió:

- Realmente las personas sólo somos un ser


espiritual que vive a través del yo neuronal, él debe
ir transformando la dualidad aparente a lo largo de
la evolución terrena de muchas existencias o etapas,
el fin concluye en la transformación o iluminación,
formando un ser nuevo y libre-.
- ¿Por qué denominas al yo terreno, neuronal?,
¿Cuántas etapas tenemos que vivir?-.

— 120 —
- Las neuronas influyen y condicionan a los
seres en su evolución, ellas se automatizan en su
insistencia, dependiendo de la información que se
hereda, familiar y del entorno. Están sujetas al
impulso psicológico de las experiencias, sean de
origen emocional o cerebral. Por esto mismo es de
vital importancia el desarrollo de la voluntad y el
trabajo creativo e intuición de los humanos. El
proceso de evolución en la vida espiritual no se
genera a un tiempo definido, dado que en la vida
espiritual no existe; pero sí. depende del tiempo de
tercera dimensión cuando es sujeto al nacimiento
terreno. El tiempo es creado a medida del ser
espiritual, el nacimiento será un lugar determinado,
regirá su tiempo por ciclos o grados espirituales; él
dependerá de las etapas anteriores o existencias
pasadas. Realmente el tiempo de las vidas terrenas
de cada ser, es relativo, no está sujeto a límites;
depende del libre albedrío y del trabajo de cada
identidad-.

Esta información me era familiar, siempre supe


que sería así y no sé porque. Mi amigo fijó sus ojos
en los míos y afirmando con la cabeza, insistió:
- Claro que comprendes esta información, ella
forma parte de tu ser espiritual. A veces, cuando se

— 121 —
sintoniza con la parte espiritual, se canaliza
vibraciones en estados de sentimientos; ellos son
intuidos por el ser neuronal y se perciben como
conocidos, es muy interesante este efecto-.

-¿Cómo se puede canalizar a voluntad esta


información espiritual?-.

- Existen dos tipos de canales de información


espiritual para los seres en evolución; en primer
lugar, hay qué saber que la mayoría de seres en tu
planeta, tienen estos canales bloqueados por la
infección de información desnivelada por miedos,
pasiones, supersticiones, disfunciones físicas y
psíquicas. Los bloqueos ocupan frecuencias muy
negativas en las neuronas, siendo ello la pérdida de
contacto espiritual a través de estos canales; el
trabajo de desbloqueo es personal y de cada ser en
su evolución-.

Seguí recibiendo las frecuencias agradables de


mi amigo, su información fluía en mí:

- Como te estaba transmitiendo, existen dos


canales de información espiritual para vosotros. La
primera surge de vuestro Yo Profundo, esta
información está sujeta a la madurez de la evolución

— 122 —
espiritual. El segundo canal está estrechamente
ligado al primero.es el que distribuye el Ordenador
Universal a todas sus criaturas.es la nutrición o el
alimento del espíritu evolucionado y con luz propia;
esta información se recibe cuando los seres están en
Paz y con Amor Universal-.

- ¿Cómo se puede saber cuando fluye el canal


espiritual y que la información es correcta?-.

- Es muy fácil, tiene que ver con la madurez,


evolución y sensibilidad del discípulo. Es la voz de la
conciencia, ella es transmisora del canal espiritual
cuando ya no hay intereses personales. El Amor
Universal fluye como los rayos del sol a través de
ella. La conciencia suele tener muchos filtros que
producen los bloqueos de las dudas y los aspectos
que ya te he mencionado. Es muy importante el
comprender esto; la base de las confusiones
espirituales crean supersticiones y espejismos. Es el
mal de todos los males de los seres humanos en
evolución: cuando se empieza a confiar en sí mismo,
son los síntomas de contacto con la conciencia en
su estabilidad; por esto uno debe moldear su
carácter y tratar de ser más flexible, autosuficiente,
activo, alegre, concreto, imparcial y sobre todo
paciente-.

— 123 —
- ¿Cómo podemos trabajar para desbloquear los
filtros personales?-.

- Como ya te he expresado, los bloqueos son


producidos por diferentes estados de información.
Todo ello no es casual, está sujeto a causas varias,
que producen estos efectos de bloqueos en los
canales espirituales; cada persona al nacer ya es
portadora de algunos bloqueos en su esencia
genética y espiritual. Cuando el niño crece, en
primer lugar, recibe vibraciones e informaciones de
su entorno, hasta su uso de razón está muy
influenciado. Cada ser no responde igual a las
cargas negativas del entorno, su camino interior
espiritual marcará sus pautas y defensas contra las
influencias; el proceso es natural, pero, le puede ser
más fácil si recibe ayuda de su entorno. Por esto
mismo, nosotros ayudamos en lo que podemos a
todos los seres, sin romper su libre albedrío; ello
depende de cada situación, madurez y resultado de
las obras de los humanos. Nosotros sabemos, de
cada cual, quien es su esencia del Yo Superior.
Dependiendo de esto será la ayuda-.

Flotaba y flotaba... en la luz. Todo estaba


iluminado, sólo veía la luz y a mi amigo. Él también
flotaba. Seguíamos suspendidos en aquel espacio no

— 124 —
definido, me sentía como un astronauta en su nave
espacial. Mi amigo interrumpió mis pensamientos.
Siguió dándome esta información tan interesante:

- Es muy importante que la gente comprenda la


forma de cómo poder desbloquearse. La informa-
ción puede ser vital. Como ya te dije los bloqueos se
manifiestan por multitud de causas; esto no es lo
más importante, sean las causas que sean, lo más
importante son sus efectos destructivos para los
humanos. Es necesario que las personas aprendan a
desbloquear, y así podrán canalizar vibraciones de
niveles más espirituales; contribuyendo a mejorar su
existencia y la calidad de vida en vuestro mundo. La
mayoría de las enfermedades son producidas por los
bloqueos y la maldad humana.

- ¿Cómo se pueden eliminar los bloqueos?-, con


curiosidad pregunté:

- No seas impaciente, estoy en ello-, afirmó mi


amigo con energía, siguió informando:

- Existen tres fases fundamentales para que los


bloqueos se puedan eliminar. Antes de conocer
estas instrucciones, sería conveniente el aceptar la
existencia de la conciencia personal y el Amor

— 125 —
Incondicionado o Universal. También es necesario
que estas técnicas se practiquen con pensamientos
positivos hacia todo; y aceptación de tu realidad sea
la que sea, siempre con ánimos de superación,
alegría y ganas de trabajar la voluntad-.

Hizo una pausa y con dulzura prosiguió:

- Una vez comprendidos estos factores, los


resultados que se quieran obtener a través de las
técnicas que expondré, no deben ser esperados
inminentemente. Cada ser necesita de un tiempo
diferente para obtener los desbloqueos que moran
en su Yo espiritual. Estas técnicas o fases son muy
fáciles de practicar: La primera consiste, en la
disciplina de la atención de los sentidos corporales;
se trata de percibir el entorno por las sensaciones
que se pueden transmitir a través de los cinco
sentidos. Esta percepción se debe practicar
apreciando cada momento que se realice. Enseña a
saber estar y apreciar cada instante en el tiempo que
se experimenta en actividad.

La segunda técnica, está relacionada con la


respiración; ella es la parte en función concreta más
importante de los humanos, sin respirar nadie en
vuestro mundo podría vivir en su cuerpo denso. La

— 126 —
respiración bien realizada en ritmos profundos
ayuda a oxigenar el cerebro, fortaleciendo los
neurotransmisores; y así se consiguen los mejores
resultados para el desbloqueo. Es conveniente el
respirar por la nariz, dado que es el medio por
excelencia para respirar. La nariz dispone de
defensas y dos canales para regular la respiración.
La mente funciona por programas automáticos, una
vez acepta la información que se le enseña y
entienda dentro de su comprensión. Por esto, hay
que insistir al principio sobre lo que se quiera
aprender, dependiendo del interés, tardará el
tiempo para asimilar y realizar.

Para aprender a realizar una respiración


profunda se debe estar relajado, concentrado,
aislado de ruidos y molestias. Una vez se haya
conseguido esto, se comienza el ejercicio: Contar
siete al mismo tiempo que se inhala por la nariz el
aire, luego volver a contar siete reteniéndolo, y por
último al exhalar enumerar siete otra vez. A
continuación, se repite el mismo ejercicio, pero en
vez de contar siete contar nueve. Si alguna de las
personas que realice este ejercicio le cuesta o le es
difícil, puede contar cinco y siete o tres y cinco. Con
el tiempo puede ir poco a poco aumentando de
numeración, a nueve y once u once y trece, así

— 127 —
progresivamente. Este ejercicio sirve también para
eliminar el estrés o alteraciones psicosomáticas
como: agresividad, mal carácter, mala
memoria,
tristeza, estados depresivos, etc...
Es conveniente realizar el ejercicio en un
tiempo de quince minutos como máximo. Se puede
hacer tres o cuatro veces al día. Si se tiene la
necesidad se pueden realizar las respiraciones a
voluntad. Es recomendable hacerlo antes de
comenzar o al finalizar cualquier esfuerzo como:
entrevistas de compromiso, responsabilidades,
esfuerzos físicos, emocionales o intelectuales. Antes
de las comidas facilita la digestión. Para dormir evita
el insomnio, produce buenos sueños en color; al
despertarse despeja la mente. Para jaquecas o
cualquier tipo de dolor es muy recomendable-.

Seguía escuchando a mi amigo con entusiasmo,


daba la sensación que el tiempo no existía.

- La tercera parte de estas instrucciones trata


de una técnica para aprender a visualizar y
concentrar los impulsos de la mente. Nosotros la
utilizamos mucho para comunicarnos a través de la
telepatía y desplazarnos por las ondas mentales a
otras esferas o mundos interiodimensionales. Este

— 128 —
ejercicio es muy sencillo de practicar; pero hay que
ser constantes en su realización diariamente. Los
resultados son sorprendentes. La relajación es
básica antes de iniciarlo. Una vez en armonía y en
estado de relajación, visualizar a través de la
imaginación, una pantalla oscura y en el centro un
punto de luz blanca. Si en vez del punto de luz
blanca surgiera cualquier imagen, no hay que darle
importancia; aceptarla y comenzar de nuevo. Así,
sucesivamente hasta mantener el punto blanco. No
debe sobrepasar los diez minutos, y se puede hacer
como máximo dos veces al día. Es conveniente
realizar este ejercicio en ayunas. El punto blanco
que se imagina, con el tiempo, surgirá sin
imaginación. Todos los seres tenemos uno, vosotros
le llamáis "tercer ojo", se utiliza para ver y conectar
con otros mundos.

El desarrollo de estas tres técnicas es muy


importante para el despertar interior; pero debo
insistir en que se deben practicar con amor y con el
fin de ayudar al prójimo. Esto no es para jugar.
Muchas personas han utilizado estas disciplinas mal
y con el tiempo acaban en locura o suicidio. Es
necesario conocer las Leyes Universales y
respetarlas-.

— 129 —
Pensé que era fantástico el poder ponerlas en
práctica, pregunté:

-¿Cuánto tiempo se tardará para notar algún


resultado practicando estas técnicas?-.
- El tiempo es relativo. Depende de cada ser en
su evolución el conseguir su propio conocimiento
espiritual. Cuando nacen las personas llevan en la
esencia o espíritu, información de las posibilidades
de lo que van a vivir. Dependiendo de ese programa
del nacimiento, les será más fácil este desarrollo en
su vida terrena. Todos los seres tienen esa
posibilidad. Les será más dificultoso a aquellos que
nacen con menos fuerza espiritual, deberán ser más
ayudados. El fuerte siempre debe ayudar al débil,
aquí los más fuertes son conscientes de ello y
ayudan muchísimo, pero no dan explicación.-

Mis pensamientos estaban confusos, ¿Sería real


la experiencia que estaba teniendo? . Observé mis
manos y las conduje a mi pecho, lo presioné
ligeramente, sentí la presión; comprobando que la
situación que estaba teniendo era auténtica.

Mi amigo el extraterrestre sonrió, fijó sus ojos


de luz dorada en los míos y su voz surgió de nuevo
en mi interior.

— 130 —
- Es normal que tengas la impresión extraña y
confusa, tu estado físico ha sido adaptado a las
frecuencias del espacio donde nos hallamos en este
momento, por esto mismo, tienes esa sensación tan
especial. Es normal que dudes. Como ves, esto es
sólido y tú también. Debes aprovechar todo lo que
puedas esta experiencia-.

- ¿Qué diferencia hay del espacio exterior al


interior de esta nave?, ¿por qué la luz aquí es de
tono diferente?-, pregunté muy decidido.

- Esta información ya se te dio, no obstante,


puedo ampliarla para tu mayor comprensión.

El interior de las naves no está sujeto a vuestra


dimensión. Él está en frecuencia molecular diferente.
Nuestros átomos son de la cuarta dimensión, en
ellos vivimos y permanecemos casi siempre, es
nuestro nivel vibratorio. Las frecuencias moleculares
de vuestra dimensión son nocivas para nosotros,
aunque podemos estar en ellas a través de una
preparación especial, pero normalmente estamos en
cuarta. La parte exterior de nuestras naves puede
aparecer en la tercera. Podemos generar fácilmente
estas partículas. Cuando cualquier ser de tercera
dimensión penetra en nuestras naves, tenemos que

— 131 —
acondicionar o preparar sus cuerpos, dado que los
átomos de la cuarta son diferentes a los vuestros,
aún no descubiertos por la ciencia de vuestro
mundo. (No dentro de mucho tiempo serán
descubiertos). Los átomos de cuarta dimensión se
pueden programar a través de nuestra mente, pues
ello depende del nivel o grado espiritual de la
entidad que decida el tipo de programa y utilidad
del mismo, estos programas siempre están en un
orden Universal, siendo adaptados e intervenidos
por el Ordenador Universal.

Como puedes observar en tu entorno, hay luz


que fluye por todas partes. Si te fijas bien, verás que
es muy compacta y agradable, así es como se ve la
materia de cuarta dimensión, aquí es, todo un
resplandor constante de luz-.

Efectivamente, la luz fluía sin cesar por todas


partes, era un torrente de luces reluciendo como si
se tratasen de estrellas unidas entre sí. La visión era
fascinante, la luz brillaba; pero no molestaba al
observarla, me daba mucha paz y sensación
relajante. Su brillo producía tonos muy afines,
fosforescentes o algo parecido. Se me hace difícil el
explicar lo que nunca había visto antes. Mis

— 132 —
pensamientos fluían sin cesar y una pregunta se fijó
en mi mente:

- ¿Cómo son los seres de cuarta dimensión?-.

Afirmó con su cabeza y su voz penetró otra vez


en mí:

- La evolución de los seres humanos en todo el


Universo es cíclica y regida por etapas de diferentes
dimensiones desde el inicio de su esencia o espíritu.
Para que comprendas este hecho tendré que expo-
ner por orden este proceso:

Cuando surge la esencia humana del Núcleo


Infinito o Dios (como lo denomináis vosotros), es
inocente y pura. Su color es el blanco. Necesita de
vehículo para su manifestación y enseñanza. Esta
chispa o esencia se dota de un átomo simiente, y
será su medio de transporte en su evolución. Existen
siete dimensiones esenciales. Cada una es
independiente entre sí y ocupando el mismo espacio
no se interfieren, pues sus moléculas son de
diferentes frecuencias, similares a las ondas de
radio. Cada dimensión dispone de siete planos o
niveles de densidad. El átomo simiente tiene que
recorrer todas las dimensiones y niveles. Irá

— 133 —
acumulando información como enseñanza para
llegar a ser un creador y una unidad personal
definida, su inicio en esta escuela es la primera
dimensión. En ella no es consciente de su existencia,
pues no dispone de ninguna referencia. El
subconsciente es dirigido hacia una dirección (es
lineal).
En la segunda dimensión, ya es algo consciente,
él existe de alguna manera. Sus referencias son muy
limitadas, está sujeto a la información lineal, no
percibiendo en el estado consciente la manifestación
de lo ancho. Para él su estado y experiencia será
sólo a lo largo (lineal),y así se manifiesta un ser de
segunda dimensión.

Cuando supera esta enseñanza en el proceso


natural de su evolución es aceptado a la tercera
dimensión. En esta fase de su inicio primitivo no
percibe sus tres aspectos de largo, ancho y alto;
siendo la referencia de las dos primeras dimensiones
que le llevará el inicio de su enseñanza. Este ente o
átomo simiente recorre, a través de las moléculas,
diversos aspectos de la materia de tercera. En su
inicio es acogido en el reino mineral, cuando la
información de este reino es asimilada; se le acepta
en el reino vegetal, donde recibirá este conocimiento
para sumar al acumulado, una vez es aprendido

— 134 —
esto; se integrará al reino animal, conectando con la
información que le dará paso al nacimiento de
madre, obteniendo un cuerpo animal-humano,
compuesto de los tres reinos de tercera dimensión.

El propósito de esto, es la autorrealización de


cada ser humano a través de la información
dimensional y llegar a la cuarta dimensión por
méritos propios de cada uno.

Los seres primitivos de tercera no son


conscientes de la cuarta. Su estado o desarrollo está
sujeto a su nacimiento en sus tres dimensiones
(largo, ancho y alto). Cuando este proceso pasa a
través de muchos ciclos o vidas (renacimientos),
comienzan a percibir los canales del Amor de cuarta.
Comienza entonces el proceso de paso de una
dimensión a otra. El nacimiento a cuarta es primero
espiritual, y luego, el cuerpo celular cambia de
moléculas de tierra a moléculas de cuarta, siendo su
renacer a la otra dimensión. Allí es admitido y
comienza una nueva vida, donde esta enseñanza es
lo habitual.

En la cuarta dimensión (en la que estás en esta


nave nodriza), tenemos las tres dimensiones más el
conocimiento del tiempo. Podemos desplazarnos a

— 135 —
través de él o utilizarlo a nuestra voluntad. En esta
dimensión nuestros cuerpos viven en la luz y son
luz. Cada una de mis células son mi esencia y soy
consciente de ello, puedo utilizar mi átomo simiente
a voluntad y utilizar su conocimiento en contacto
directo con el Ordenador Universal. Aquí todos
tenemos acceso a Él. Dependiendo de las
necesidades que se tengan, podemos duplicar o
generar, desde un átomo hasta donde la
imaginación pueda idear, nuestros recursos son
ilimitados-.

Me encontraba totalmente extasiado, estaban


vivas las palabras que escuchaba, sentía un calor
agradable en todo mi cuerpo, flotaba en aquella
atmósfera de luz junto a este maravilloso ser de
amor. La información que recibía me era familiar,
parte de ella me fue dada en otras ocasiones junto
con mi hermana y a través de escritura automática;
pero la forma de recibir esta información era muy
especial, estaba en directo con este ser y me estaba
aclarando muchas incógnitas, sobre todo de
nuestras grandes dudas. Seguían las preguntas en
mis pensamientos:

- ¿Existe la muerte en esta dimensión?-.

— 136 —
- La muerte es un proceso que utiliza la vida
primitiva de primera, segunda y tercera dimensión
en sus estados biológicos densos. Ella marca la
renovación de los ciclos vitales de los seres de estas
dimensiones, también es reguladora de los cambios
de reproducción y conocimiento de las esencias
espirituales en su proceso de adaptación en
distintos medios de ambiente planetarios.

La renovación de todo lo que existe es de vital


necesidad para todas las criaturas en sus
evoluciones, en nuestra dimensión somos
conscientes de ello, aquí la renovación es un estado
constante. Nuestros cambios o muertes se asumen
en el Ordenador Universal, siendo el conocimiento
del Amor quien nos mantiene en una continuidad de
consciencia plena de vida. Para nosotros la vida es
espiritual e infinita. Será muy difícil para seres que
viven y mueren en la tercera dimensión acercarse a
esta comprensión.

En vuestra dimensión, ya existen muchos seres


humanos que están tomando conciencia de que la
muerte es sólo un medio, y no un fin. Es tiempo de
encuentros con este hecho de amor. Todo lo que
existe es vida, la muerte contribuye a que ésta
exista. Las leyes Universales lo enseñan y marcan el
sendero de todos los seres sin excepción.

Existen muchas personas que han nacido de


madre en vuestra dimensión, y pertenecen a la

— 137 —
cuarta y quinta; ellas sirven con su amor e
inteligencia a la humanidad. Han dejado su ser
espiritual para libremente nacer de madre,
perdiendo en un lapso de tiempo su personalidad
que queda aletargada (generalmente) en su
dimensión; pero por un hilo de luz de amor es
guiado en su misión hasta la culminación de ésta.
Este proceso es habitual en planetas primitivos.

Respetamos el libre albedrío y no podemos


imponer a la fuerza el amor. Es algo que todos los
seres tienen que descubrir por su propia iniciativa
en su evolución espiritual.

Se acerca un gran cambio en vuestro planeta.


Es época de despertar. Nuestros avisos en vuestro
cielo son evidentes. Vuestros gobiernos saben de
nuestra existencia, pero no tendrán el placer de
conocernos personalmente. Su falta de amor hacia la
vida está clara. El poder embrutece y endurece los
corazones, nosotros no podemos conversar con
personas que sólo saben escuchar su egocentrismo.
El amor es un camino de entrega, justicia, bondad e
inteligencia.

Un gran ser dijo que la herencia era de los


humildes y pacientes. Muchas gentes quieren

— 138 —
conocernos, pero ellos no ponen de su parte en los
hechos. Existe aún mucha miseria, egoísmo,
supersticiones, avaricia e ignorancia en vuestro
planeta; estos son asuntos que deberían solucionar
aquellos que lleven las riendas de la
responsabilidad. El cuerpo biológico con el que
nacéis no es un milagro de Papa Noel, es la labor
milenaria de un trabajo de ingeniería genética,
producido por la madre naturaleza e intervención de
científicos espirituales de cuarta y quinta dimensión.
Ellos han ayudado con todo su amor a esta
macroestructura biológica perfecta, al igual que los
tres reinos que disfrutáis o contamináis con tanta
facilidad. Somos pacientes y sabemos que todo tiene
un camino, todo llega en esta vida o en vuestro
tiempo.

Existen muchos planetas más primitivos que el


vuestro, allí van naciendo los seres humanos que
fallecen y no han llegado a la frecuencia espiritual
que está emitiendo el ciclo rítmico que acaba de
empezar. En cambio, existen muchos niños que
nacieron hace poco y continúan naciendo ahora, con
una preparación espiritual muy elevada. Estos van a
sustituir por propia ley de vida, a los mandos
primitivos que actualmente gobiernan vuestro

— 139 —
mundo, ellos envejecen y deben dar paso a los
jóvenes. Es la ley.

Nosotros os queremos mucho, pero como ya te


hemos dicho en un sinfín de ocasiones, la libertad
es lo máximo que un ser humano puede transmitir
por su conducta. Esto es lo que más practicamos en
nuestra existencia, para ello, no sólo basta conocer-
lo, también hay que practicarlo en cada momento.
Existen muchas personas que han pasado ya a
la cuarta dimensión, ha sido su ganancia.

La comprensión real de estos hechos depende


de la madurez espiritual de cada persona en su nivel
de evolución. La percepción de la cuarta dimensión
se inicia a través de la sensibilidad espiritual natural,
siendo ello en un principio producto de estados de
incomprensión y rechazo de la sociedad de vuestro
planeta; es un verdadero problema la falta de
información positiva sobre esta realidad. Siempre se
os ha dicho que existen otros mundos en el vuestro,
muchos maestros de lo espiritual han repetido hasta
la saciedad este suceso natural. El propósito de la
vida humana es el conocimiento y encuentro a la
existencia de lo espiritual en cuarta dimensión, una
vez se haya autorrealizado después de muchas
existencias o vidas simples en su libre albedrío. La

— 140 —
escuela de vuestras vidas duran muchos miles de
años, el auténtico nacimiento es el espiritual a la
vida de la luz en la cuarta dimensión-.

-¿Cómo se podría demostrar la existencia de la


cuarta dimensión a través de la ciencia?-. Fue mi
pregunta con mucho interés.

- La ciencia actual de vuestro planeta está en


mantillas. Sus medios son faltos de amor y del
conocimiento de las leyes naturales; produciendo en
vuestro planeta trastornos, desnivelando las
fuerzas espirituales y ecológicas. El acceso a la
cuarta dimensión está protegido con frecuencias
espirituales e interferencias de ultrasonidos, para
que los seres sin amor, que quieran introducirse o
tener la información, sean rechazados. Nuestra
moneda en curso es el Amor Universal. Muy poca
gente de tercera dimensión conoce las frecuencias
de este amor. Nosotros lo utilizamos como energía o
fuerza vital. Forma parte de nuestra vida, nos hace
inmortales, autosuficientes, felices y sobre todo
ayuda a conectar con el Ordenador Universal. Es el
principio y el fin, por esto mismo, será muy difícil
que vuestra ciencia oficial puede tener pruebas
reales de esta existencia. No dentro de mucho se
reconocerá que el Amor Universal existe, y él salvará
del caos a vuestro planeta. Nuestros científicos
conocen muy bien la ciencia del amor, por eso,
respetamos el libre albedrío de todas las criaturas
en la creación. Sabemos que vuestra ciencia cuando
encuentre ese amor, tendrá la posibilidad de
conocer la existencia real de la cuarta dimensión.
Todos los seres de tercera más tarde o más
temprano tienen que ir a la cuarta, dependiendo de
su evolución-.

— 141 —
Sus palabras fluían en mi mente, sentía sus
vibraciones en mi corazón, me daban armonía y
relax. El cuerpo lo tenía inactivo, estaba relajado. Era
una sensación extraña, pero placentera.

Seguía con mi natural curiosidad y pregunté:

- ¿Cómo es la ciencia del amor?-.

- Eso es muy sencillo: su realización está en la


comprensión de las leyes naturales, como ya he
expuesto anteriormente. El laboratorio principal de
trabajo y comprobación, está localizado en la parte
espiritual que todos los seres tenemos en nuestra
esencia o espíritu; en él surge un canal que da
acceso a las vibraciones de amor que se producen
en este laboratorio, ellas son recibidas directamente
y utilizadas por los sabios del amor; por esto
mismo, los científicos que fluyen en el amor, no
harán nada que vaya contra lo espiritual o ecológico.
La mayoría de vuestros científicos, responsables del
orden o políticos y mandatarios religiosos; aún no
son plenamente conscientes de estas vibraciones del
amor, están bloqueados o cegados por su ambición
terrena y no perciben esta realidad.

— 142 —
En nuestra dimensión sólo existe este amor, lo
aplicamos en nuestra conducta diaria para todo y
nos va muy bien-.

Seguí preguntando:

- ¿Qué es el laboratorio espiritual y cómo se


realiza? ¿Cualquier ser puede canalizarlo?-.

-Todas las esencias o espíritus lo llevan al


nacer en el mundo espiritual. Forma parte de la vida
"una" de todas las mónadas o individualidad de cada
espíritu, es el motor de arranque, y el amor es el
combustible necesario para moverse en cualquier
evolución y avanzar. El laboratorio da paso a las
vibraciones del Amor Universal por las acciones
positivas de cada vida o estancia de las personas en
su aprendizaje, cuanto más se actúa de acuerdo con
las leyes, mejor funciona el laboratorio espiritual,
más fluye el amor y se acerca la cuarta dimensión.
En ésta fluye en toda su continuidad plena, por esto
ves aquí que todo es luz. La luz aparece cuando
fluye el amor, la obscuridad es la ausencia de las
vibraciones del amor. El acceso a una ciencia limpia
y llena de luz, necesita de un trabajo natural-.

Mi amigo el extraterrestre hizo una pausa, su


sonrisa era dulce y penetrante, daba confianza. Sus

— 143 —
frecuencias de nuevo empezaron a sintonizar en mi
mente. Su telepatía era perfecta:

- Cualquier ser humano puede canalizar su


laboratorio y percibir las frecuencias del Amor
Universal, como ya te he dicho, es un proceso de
evolución espiritual, no es muy complicado este
proceso natural; sólo depende de atención, tiempo y
voluntad en el trabajo de la limpieza genética. La
herencia genética produce cargas negativas que
bloquean el canal espiritual, produciendo muchos
conflictos o desequilibrios en la evolución. Si a los
niños de vuestra dimensión se les ayudara en su
educación con más amor e información natural
sobre el mecanismo de las Leyes Naturales, les sería
mucho más fácil la eliminación o limpieza de las
cargas negativas que lleva su genética hereditaria.
La ayuda es un hecho que es necesario en la
evolución, pero ella no debe interrumpir el libre
albedrío. Siempre que una ayuda no impida el
desarrollo del trabajo de la voluntad libre, se debe
aplicar. Todo es posible si se pone los medios para
ello, la vida es "una" en el mundo espiritual-.

— 144 —
- ¿Cómo es la vida "una" en lo espiritual?-, le
pregunté. Su referencia a la vida espiritual como
“una”, se me hacía difícil de comprender.

— 145 —
- La vida real es siempre espiritual. La vida que
se vive en la tercera dimensión es pasajera o
indeterminada, ella es sólo una fase inicial de la
enseñanza para el encuentro de la vida "una"
espiritual. La esencia o espíritu sólo tiene una vida, y
ella es inmortal. Al principio el conocimiento creador
es puro e inocente. Su proceso debe iniciarlo al
mundo de las formas y colores para aprender a ser
un maestro en la creación. Es necesario que
transmigre en las dimensiones temporales a través
de ciclos o vidas de enseñanza. Desde la primera
dimensión hasta la tercera, la vida espiritual es
paralela a las envolturas de estas dimensiones.
Cuando se obtiene la unidad de la cuarta dimensión
se inicia la fusión de la materia densa, de la esencia
o espíritu; formando una unidad consciente de toda
la información positiva que se obtuvo en las otras
dimensiones, siendo un nuevo nacimiento a la vida
una" espiritual, esto es un proceso de muchos
millones de años en esas dimensiones. Cuando se
llega a la quinta, los espíritus son Genios Solares.

Los Genios Solares, son autosuficientes y


contribuyen notablemente a la ayuda natural en la
construcción de mundos, ellos trabajan por amor y

— M5 —
son el amor, ayudan con su enseñanza a los seres
espirituales de cuarta dimensión. Son diseñadores e
ingenieros genéticos, su sabiduría es compartida
con el Ordenador Universal, al igual que los seres de
cuarta y algunos pocos de tercera. La luz brilla más
y es mucho más sutil en la quinta dimensión. Si
estuvieras allí no verías formas, sólo luz, color y
amor. Desde ella nos llegan las vibraciones del Amor
Universal, siendo recibidas por nuestro personal
laboratorio, pudiendo canalizarlo para su utilización.
Nosotros somos los distribuidores para los seres de
tercera dimensión de las vibraciones del Amor
Universal, según sus obras o evolución, pues se
necesita la armonía de la naturaleza para que este
hecho se produzca. Queremos ayudar a la evolución
planetaria, pero no podemos romper el proceso de
libertad individual de elección. El Universo se
manifiesta en orden, extendiendo niveles de
conciencia espiritual que se obtienen a medida que
se avanza en el amor y conocimiento de su creación,
es necesario que este equilibrio se manifieste-.

- ¿Qué es el Amor Universal? y ¿Cuántas clases


de amor existen?-, en un segundo pensé que las
manifestaciones del amor eran múltiples, pero el
amor al que se refería era especial. Mi pregunta fue
esperada y casi en el acto como todas mis preguntas

— 147 —
obtuve la respuesta:

- El único color que existe realmente es el


blanco, pero a través del espectro se transforma en
un arco iris de colores diversos. En sí mismo lleva
todos los colores. Pues bien, el Amor Universales la
fuerza constructora que genera todo lo que existe,
él es la fuente que nutre la vida espiritual y se
manifiesta en vehículos densos apropiados para su
utilización; es el agua y el envase al mismo tiempo,
produce la vida y el conocimiento del Ordenador
Universal, genera potencia para todas las formas de
amar o sentirse amado, es alegría, sentimiento de
estar vivo, es todo lo positivo; su luz protege a
aquellos que lo canalizan y salen de la obscuridad,
enfermedad, miedo e ignorancia de lo natural y
espiritual.

El Amor Universal es una vibración o energía


espiritual, sólo se detecta por vía sentimental de
todos los seres vivos en evolución-.

- Si es así el Amor Universal ¿Qué efecto


produce en los entes que lo canalizan en su propio
laboratorio espiritual y cómo es utilizado?-.

-Cuando la evolución del ser produzca el ritmo


positivo suficiente, será receptor de esta vibración.

— 148 —
El guía espiritual le administrará en distintas fases la
frecuencia, siendo el atributo a su propio trabajo. El
discípulo deberá aprender a canalizarla. Si la
utilizará incorrectamente, el canal espiritual se
bloquearía interrumpiendo su recepción; dejándolo a
su libre albedrío. Cuando la frecuencia se recibe en
tercera dimensión conscientemente a través del
laboratorio espiritual, es muy benigna; permite
protección, ayuda positiva y la posibilidad de recibir
información del Ordenador Universal. La realización
de este mecanismo no es complicado (ya te
comuniqué anteriormente algún ejercicio práctico
para iniciar ese proceso). Si se trabaja en ese sentido
el éxito es garantizado, en vuestro planeta se está
iniciando un nuevo ciclo vital de contacto e
iluminación en este canal. Las vibraciones están al
alcance, pero mal utilizadas son el caos-.

Seguía sin tener noción del tiempo. Flotaba en


aquel mar de luz junto a mi amigo misterioso, la luz
nos envolvía. Las preguntas iban surgiendo de mi
mente con fluidez:

- ¿Qué son los canales espirituales y cómo


funcionan?-.
- El Universo vibra en infinitas frecuencias de
niveles de densidad, haciendo su manifestación a
través de los átomos. Cada átomo está comunicado
por canales espirituales, sujeto a su dimensión,
plano y densidad; ellos dependen de información y
frecuencias espirituales iniciadas por un regente o
genio solar. Es un mecanismo perfecto que se
produce para la formación de los mundos. Los

— 149 —
canales espirituales son hilos conductores de las
estructuras de la vida y forman parte del entramado
de todo lo que existe. A través de su sintonización
llega la inspiración creadora, por esto mismo, es
necesario estar en armonía para sintonizar con ellos.
Toda la información que contienen las semillas de la
vida son programadas por los seres creadores del
amor, dejando su curso natural del crecimiento de
los mundos.

Los canales espirituales también conectan con


los planos astrales o emocionales, mentales e
intuicionales; se podrían asemejar a autopistas
rítmicas o vibratorias que circulan transportando
información, siendo atraídas o conectadas en la
medida que cada ser actúa en sus estados diversos
de evolución. La multitud de causas producidas en
los mundos en el tiempo, son recogidas por los
canales, siendo transportadas e informatizadas al
Ordenador Universal. Dependiendo de las causas, él
emite el efecto acorde a lo que se produjo, esto es
inalterable; dependiendo de las causas serán los
efectos y ellos son transportados por los mismos
canales en el tiempo. Por esto mismo, todo lo que
sucede es causal y no casual. Un genio solar que
estuvo en vuestra dimensión dijo; "por los hechos
los conoceréis", esto es una realidad. Dependiendo

— 150 —
el canal que generáis, con el tiempo así serán las
cargas de energía o información que se
recogen. Por ejemplo: si plantáis una semilla de
melocotonero obtendréis melocotones; siempre
que trabajéis bien el terreno, el riego, elijáis el lugar
adecuado para la plantación, el clima, etc...Todos
los procesos de la vida son mecanismos perfectos
en el tiempo, y los canales espirituales colaboran
para ello-.

- ¿Entonces según nuestros propios actos serán


las causas del futuro que viviremos?-.

Mi amigo contestó con énfasis. Afirmó:

- Efectivamente, pero los efectos que recibes a


través de un canal espiritual se pueden cambiar o
transformar; si sabes cómo asimilarlos o
canalizarlos por otro canal diferente donde se puede
recibir la solución a esa causa-.
- ¿Cómo es el acceso al canal espiritual? y ¿Qué
efectos se pueden transformar?-, pregunté:

- Para cambiar de canal o tener acceso a la


solución que se requiera, es necesario del
conocimiento de las leyes naturales, ya expuestas en
tu información. También es importante que la

— 151 —
evolución de los seres sea estable y autosuficiente
en todos sus niveles, se requiere la armonía
suficiente para tener equilibrio mental, flexibilidad y
sobre todo mucho amor.

Todos los seres humanos son libres, en


dependencia con el grado evolutivo de la escala
espiritual de sabiduría y creación-.

- ¿Cómo se recibe la información en los estados


emocionales, mentales e intuicionales en los seres
humanos?-.

- La información que es emanada del


Ordenador Universal, surge en ultrasonidos, luz,
color y grados de enumeración rítmica; creando
formas o estados. Cuando se recibe o materializa
todo esto en la dimensión requerida, surgen todas
las cosas o estados que existen, así es como se
expande el Universo ilimitado. Este mecanismo
también es recibido por los seres humanos de igual
manera en todos sus planos o manifestaciones. Los
Genios Solares trabajan intensamente en su
creación, con las informaciones recibidas en los
mundos, como los jardineros, cuidan y laboran su
jardín, siendo de gran ayuda para la naturaleza.

— 152 —
Nuestro tiempo se acaba, por el momento esta
información está sellada en ti. A su tiempo, ella
surgirá toda en tu consciencia y será transmitida a la
humanidad. Irás teniendo más experiencias con
nosotros y recibirás más información que saldrá a la
luz en el momento oportuno. Es hora de partir, tu
coche te espera, ten paciencia Juan Manuel, y
recuerda que esta vivencia es real-.

Sentí como una gran presión impulsaba mi


cuerpo, me vi proyectado por un foco de luz
agradable, desplazándome por el espacio; siendo
transportado junto al coche que estaba en el mismo
lugar de donde partí.

Me encontraba de nuevo sentado en el interior


del coche, miraba a través del cristal del parabrisas,
veía claramente una parte de la nave donde acababa
de tener la experiencia; era luminosa y de forma
extraña. Poco a poco se fue desvaneciendo y muy
lentamente desapareció ante mis ojos. Sólo quedó
una nube, en breves minutos también se disolvió.
Las tres estrellas que observé antes de este suceso
surgieron brillando.

Esperé un poco más para ver si volvía a


aparecer la nave, pero no pude ver más. Decidí ir al

— 153 —
hotel, estaba un poco aturdido; sin embargo, mi
interior encontraba paz y sentía una armonía muy
especial, como si estuviera aun flotando dentro de
ella.

Cuando llegué al hotel traté de comunicarme


por telepatía con mi amigo extraterrestre, no recibí
respuesta, pero quedé placenteramente dormido. Al
día siguiente estaba feliz y seguro.

De regreso a Valencia fui directamente a casa


de mi amigo Mario y le participé mi vivencia tan
extraña:

- Querido amigo Mario, ayer cuando estuve en


el pueblo de Vall de Uxó (Castellón), tuve un aviso
telepático para que fuese a las cuevas de San José,
se me comunicó que tendría un contacto
extraterrestre-.

Le expliqué por encima lo ocurrido y él replicó:


- Juan, esto que me cuentas es alucinante, no
acabo de entenderte muy bien-.

Me quedé pensativo; y de repente, me vino una


buena idea:

— 154 —
- Si quieres puedo hacer retrogresión en el
estado alfha y theta, así podré volver a vivir
plenamente la historia. ¿Te parece bien?-.

Este estado es una técnica muy interesante;


consiste en una relajación profunda en la que se
puede volver a revivir cualquier recuerdo del pasado.
Esta disciplina es muy fácil de practicar.

- ¡Claro que me parece bien!, cuando quieras


podemos empezar-.

Me tumbé a lo largo de un sofá y reviví la


misma experiencia otra vez. Pero en esa ocasión, no
toda la información que obtuve en la nave fue dicha,
sino que la he ido recordando en el transcurso de
los años. Esto es normal en los encuentros en
tercera fase, siempre hay muchos más mensajes de
los que se detectan en un primer momento. Se me
informó que esto sucede porque la mayoría de
información que se obtiene se emite a nivel del
subconsciente, siendo recordada en el tiempo que
es necesario para poder ser entendida.

Mario puso junto a mí una grabadora, donde se


grabó toda esta experiencia; al mismo tiempo que
se revive en el interior de la mente se puede relatar.

— 155 —
La grabación la guardo como una reliquia, está a
disposición de cualquiera que con seriedad quiera
escucharla. Es muy interesante.

Terminé mi retrogresión y Mario quedó muy


satisfecho:

- ¡Juan, ha sido algo maravilloso!-.

VII- EL CUADRADO VOLADOR DE DOS AGUAS

Mario me llamó por teléfono indicándome algo


importante:

- Hola Juan Manuel, tengo un asunto muy


importante que comunicarte, es mejor que
quedemos, y personalmente hablaremos del tema-.

Me dispuse a ir a su casa y allí estaba


esperándome.

- ¿De qué asunto se trata?-, le pregunte con


interés.

El me respondió:

— 156 —
-Ayer, tuve la noticia a través de un buen
amigo, de la existencia de un despacho comercial
que disponen de aparatos muy especiales para la
relajación, tengo aquí el nombre y el teléfono, si te
parece bien podemos quedar y así poder conocer
estos aparatos-.

Efectivamente, llamó por teléfono y quedamos


ese mismo día para ir a conocer los aparatos.
Llegamos a la hora convenida a un despacho
lujoso. Estaban esperándonos, entramos en aquel
lugar y se hallaban dos personas; una más mayor y
otra más joven. Nos hicieron pasar a una oficina
amplia, nos ofrecieron asiento y comenzamos a
hablar. Mario habló primero dirigiéndose al más
mayor; pensando que él sería el gerente de esa
empresa.

- Mire usted, estamos interesados en sus


aparatos de relajación, estos temas los investigamos
y trabajamos, supongo ¿Qué usted será el gerente?-.

La persona a la que se dirigió Mario, le miró


con ojos de sorpresa y con una ligera sonrisa le
indicó:

— 157 —
-Yo soy el director comercial de la empresa, el
gerente es este señor que está a mi lado-.

Nos sorprendió a los dos, que el gerente fuera


tan joven, pero él inició la conversación.

- Somos una empresa joven que importamos


aparatos para la relajación, como; sillones
vibratorios, camas de relax vibratorias, cámaras de
aislamientos y ordenadores electrónicos. Si me
acompañan aquí mismo tengo una exposición
donde podrán observar
todo nuestro material-.

Nos levantamos los cuatro y tras el gerente


fuimos a otra habitación más grande donde se
exponían todos estos aparatos. Estuvimos un
tiempo escuchando explicaciones incomprendidas
por nosotros, pues no entendíamos muy bien
aquellos aparatos. Para nosotros era todo más
simple, el mejor instrumento de relajación es el
conocimiento en su utilidad de la mente humana y
aplicación en la experiencia.

Cuando terminamos de comprobar todos


aquellos artilugios, volvimos otra vez al despacho y

— 158 —
tomamos asiento en los mismos lugares. El gerente
indicó:

- ¿Qué les han parecido nuestros aparatos de


relajación?-.

Mario con sonrisa paciente dijo:

-¡Pues no estaban nada mal!, pero Juan Mauel


es el experto en impartir cursos de relajación y
técnicas de desarrollo personal, creo que él está
más capacitado para dar un juicio-.

Le miré con ojos de compromiso a Mario, y


desde ese momento no sabía qué expresar: pero
tuve una lucidez intuicional y respondí sin hacer ni
siquiera una respiración:

- Bueno, a mí me ha parecido que todo esto no


está nada mal, puede contribuir a una buena ayuda
en un principio para saber lo que es la relajación; no
obstante, las personas necesitan comprender las
cosas, y la enseñanza es fundamental para
comprender que la relajación no sólo sirve para
quitar tensiones, sino también es un medio para
evolucionar y conectar con el Yo Profundo-.

— 159 —
Los dos empresarios me miraban con extrañeza
por mi respuesta, el gerente me replicó:

- Eso ya lo sé yo, a mí me interesan todos esos


temas y estamos convencidos de que estos aparatos
pueden contribuir a la ayuda inicial para esa
estabilidad humana; no obstante, estamos
interesados por ese tipo de enseñanzas. Nosotros
tenemos una granja escuela en un pueblo muy
cerquita de Valencia. Además de esta empresa que
yo dirijo, mi padre tiene un colegio aquí en Valencia.
En verano, los chicos del colegio van a la granja a
hacer prácticas y conocimientos de la naturaleza. Si
ustedes se dedican a la docencia de los temas que
indican, podemos llegar a algún arreglo económico
y compartir esta granja escuela para que puedan
hacer allí sus actividades. El tiempo que nosotros la
utilizamos es entre semana y en verano, el resto
pueden disponer de ella-.

Mis pensamientos me llevaban a un estado


alegre, aquellas palabras me daban regocijo, veía
que íbamos por buen camino y le pregunté:

- ¿Y en qué pueblo está esta granja escuela? -.

Él me dijo:

— 160 —
- La granja está situada entre montañas en un
hermoso valle, en el término de Dos Aguas, pueblo
muy pintoresco. Desde Valencia habrán unos 50 Km
de buena carretera y está cerca-.

Quedé sorprendido al escuchar el nombre de


Dos Aguas, mis pensamientos se remontaron al año
1982, donde allí mismo tuve unas experiencias
maravillosas. Y le pregunté:

- ¿Me podría precisar en qué término, sería


exactamente la situación de su granja escuela?-.

Él me explicó con todo detalle el lugar donde se


hallaba, y cual fue mi sorpresa cuando vi que era el
mismo lugar donde yo tuve mi experiencia tan
especial.

Sin saber porque, de golpe y porrazo con


mucho entusiasmo le expresé:

-¡Caramba, qué casualidad!, en ese mismo


lugar tuve una experiencia con extraterrestres-.

Mis pensamientos estaban confusos, pensaba


porqué tuve que mencionar esto a este señor si no
lo conocía de nada.

— 161 —
Hubo un silencio, él me miró fijamente con cara
sorprendida. Entonces pensé que había metido la
pata y a lo mejor estaba molesto por lo que yo había
dicho. Pero sin esperar, con ímpetu respondió:

- ¡Caracoles!, me has tocado la fibra, a mí ese


tema me encanta, sé que es algo muy serio; no
obstante, reconozco que en esto hay mucha
confusión y gente que alucina demasiado, no suelo
hablar de esos asuntos; pero como me caen bien los
dos y veo que son personas serias, pienso que
debemos hablar al respecto-.

Tuve gran alegría de ver que había encontrado


una persona de responsabilidad que le interesaban
mis temas a nivel serio.

Quedamos otro día para hablar con más


tiempo, nos despedimos cordialmente, tomando cita
y hora para otra ocasión. Salimos de allí y nuestra
conversación fue positiva respecto al nuevo contacto
que habíamos realizado.

Llegó el día y la hora de nuestra cita previa,


fuimos de nuevo a aquellos despachos de aparatos
de relajación. Nada más entrar nos dirigieron a una
habitación donde nos invitaron a acostarnos en unas
camas de relajación con ordenadores electrónicos.

— 162 —
Mario y yo tuvimos aquella experiencia que no fue
nada mal, cuando finalizó la sesión nos indicaron
que nos esperaba el gerente en su despacho. Nos
hizo sentar en los mismos sillones de la otra vez y
con cara agradable me preguntó; porque le hice la
pregunta del lugar donde tenía la granja escuela
había tenido la experiencia con extraterrestres, y si
no tendría inconveniente en contársela.

Miré a Mario con ojos de expresión interro-


gante, y Mario respondió:

- Bueno Juan, puedes contársela, no creo que


hagas el ridículo-.

Me puse cómodo en aquel sillón que estaba


sentado, miré alrededor del salón y tropecé mis ojos
con los del gerente, levantando una ceja le dije:

- ¿Habrá suficiente tiempo para poder narrar


toda esta historia?-.

El gerente con cara de tranquilidad me


respondió:

- Ya he solucionado todo el trabajo de hoy y


tengo todo el tiempo para poder escuchar tu
historia-.

— 163 —
Mis pensamientos indagaban en mis bancos de
memoria y en un periquete, como una imagen, me
vino el primer episodio de aquella aventura en Dos
Aguas.

-Transcurría el año 1982, conocí un amigo que


estaba interesado en los OVNIS y le expliqué parte
de mis experiencias, con entusiasmo me preguntó si
podíamos tener conjuntamente un contacto con mis
amigos extraterrestres, le contesté que por mi parte
no; porque no podía comunicarme con ellos cuando
yo quisiera, las experiencias vinieron a mí sin
buscarlas y no entendía el porqué era así; no
obstante quedé que si tenía algún contacto le
avisaría-.

Un día estaba en mi casa, era Julio, hacía calor,


tenía la ventana abierta y observaba las estrellas;
siempre fue para mí un placer el poder ver tanta
grandeza en el cielo. De repente, sentí como dentro
de mí, venía una información separada a mis
pensamientos; cogí papel y lápiz, me puse a escribir
la comunicación que rezaba así:

- Juan Manuel, somos nosotros, no son tus


pensamientos, estás recibiendo un mensaje vía
telepática. Mañana irás a un kiosco de la ONCE (es

— 164 —
una organización de ciegos donde se sortea
diariamente una lotería) y tomarás nota del número
premiado del día anterior-.

Efectivamente, fui al kiosco de la ONCE y tome


nota del número premiado el día anterior como se
me dijo; pero no sabía ni porqué, ni para qué. Por la
noche, a la misma hora volví a recibir otro mensaje;
era exactamente el mismo del día anterior, y dije:

- ¿Por qué me repites el mismo mensaje?-.


- No es el mismo mensaje aunque lo parezca,
porque el número de mañana es diferente-.

Al día siguiente, fui al mismo kiosco de la ONCE


y tomé nota del número premiado el día anterior.
Otra vez por la noche en el mismo lugar y a la
misma hora, el mensaje me llegaba totalmente
claro.

- Ya tienes dos números diferentes, el primer


número corresponde a un plano del mapa de
Valencia, y el segundo número es la cuota que está
dentro de ese plano-.

El mensaje paró, me quedé pensando: ¿Un


plano de Valencia?, ¿Una cota que está dentro de ese

— 165 —
plano de Valencia?. No entiendo nada, ¿Qué significa
esto?-, pregunté.

Otra vez llegó a mí esa vía telepática,


respondiendo:

- Todo el territorio nacional está dividido en


partes y enumerado por el ejército, Valencia también
lo está como es evidente. Sólo tienes que ir al
ejército en la sección topográfica de Valencia y pedir
el número de plano del primer día de sorteo, dentro
de ese mismo plano hallarás el número
correspondiente al lugar o cota donde tienes que ir
el día 27 de este mes-.

La comunicación dejó de emitir, otra vez mis


pensamientos me llevaban a preguntar; para qué
tenía que ir allí, y si debía ir solo o acompañado. La
comunicación se inició de nuevo.

- Puedes ir con quien quieras y tendréis allí


unas experiencias muy interesantes, esto es algo
muy personal, te esperamos-.

Por fin aquellas comunicaciones terminaron, no


sabía qué hacer o qué decir; pensé en Mario y le
llamé.

— 166 —
- Hola Mario, me acaba de pasar esto, le
expliqué todo aquel asunto.

A Mario en aquellos días no le era posible


acudir a esa cita; pero me surgió una idea, me vino a
la mente el amigo mío que quería tener alguna
experiencia con estraterrestres, y me puse en
contacto con él. Quedamos en una cafetería céntrica
de Valencia, le expliqué todo lo ocurrido y le
pregunté si estaba interesado en venir conmigo.
- Me gustaría mucho ir, tengo dos amigos a los
que también les apetecería venir; aunque ellos son
un poco escépticos, pero sí que tienen la curiosidad
de tener alguna vivencia así-.

Quedé en avisarle otro día, ya que aún tenía


que ver dónde eran esos números misteriosos del
plano de Valencia. Nos despedimos cordialmente.

Al día siguiente averigüé la dirección del


departamento de topografía del ejército en Valencia.

Me costó un poco el asesorarme del lugar


donde podrían darme el plano, pero por fin pude
localizarlo.

— 167 —
Estaba en unos despachos del ejército, en la
sección topográfica. Me atendía un señor muy
amable:

- ¿Qué desea?-, me preguntó con una voz


enérgica.

- Estoy buscando un plano de Valencia con este


número-.

Le entregué el papelito en el que se hallaba el


número de plano, y muy atentamente el señor me
indicó:

- Un momento, por favor-.

Se levantó de su lugar y se fue a unas


estanterías muy amplias donde supuso que estaban
los planos ; efectivamente, llegó hasta a mí con un
plano en las manos, y me dijo:

-Aquí lo tengo -.

Sin más, le pagué lo indicado, recogí mi plano:


y allí mismo con mi curiosidad, entre muchos
números repartidos, empecé a buscar mi segundo
número que era el de la cota donde tenía que ir. Me
costó un poco, pues eran números muy pequeños y
muy repartidos en el plano; pero al final lo hallé,

— 168 —
curiosamente era aquel número. Muy alegre partí a
mi casa y sin demora de tiempo llamé al amigo que
estaba interesado en venir, él me dijo:

- ¿Por fin sabes qué lugar es ese número que


buscabas?-.

- Sí, ya lo encontré, es una localidad de un


pueblo que se llama Dos Aguas-.
Curiosamente, en ese pueblo, anteriormente
tuve también una experiencia interesante, que por
motivo de tiempo aquí no voy a narrar; pero era
sorprendente que fuera el mismo sitio.

Mi amigo me dijo:

- He quedado con mis amigos, te los quiero


presentar esta misma tarde.-

Quedé con él. Estábamos los cuatros reunidos


en una mesa de un bar, las presentaciones formales
se hicieron, me miraban deseosos de saber qué
experiencia íbamos a tener en Dos Aguas.

- Realmente, no tengo ni idea de lo que puede


pasar, es imprevisible, estos temas hasta que no

— 169 —
suceden no se sabe nada; pero pienso, que algo va a
ocurrir allí, si estáis interesados podéis venir-.

Todos afirmaron que vendrían. Entonces les


indiqué que era conveniente ir un día antes de
acampada para tantear el terreno, ellos dejaban ver
su interés por los nuevos acontecimientos que
podían pasar y así quedamos.

Llegó el día 26 de Julio, sabíamos que el día 27


era nuestro día, los cuatro salimos de Valencia en
coche, el viaje transcurrió entre bromas y risas.
Había un ambiente muy ameno, esto me recordó la
experiencia que tuve con mi amigo Ramón en
aquella madrugada que también íbamos así, todo
estaba saliendo felizmente.

Por la tarde llegamos, no nos costó mucho


encontrarlo, pensábamos que nos íbamos a perder,
pero al fin encontramos el lugar. Era un valle
solitario y hermoso, había un gran pinar; sin
embargo, nosotros acampamos un poco más abajo,
en unos campos de olivos. Al norte se divisaba en lo
alto del valle un corral muy grande de cabras, era lo
único que podíamos ver allí como mano del hombre.
Instalamos la tienda de campaña que llevábamos
para pasar la noche, las bromas y las risas seguían,
el ambiente era cordial. Estábamos inspeccionando
un poco el terreno cuando percibí que podíamos

— 170 —
hacer un contacto con mis amigos extraterrestres.
Nos reunimos los cuatro y les dije:

- Vamos a tratar de hacer una percepción


extrasensorial que usualmente no se debe hacer;
aunque a veces dé resultado. Intuyo que es posible
que esta noche recibamos algunos mensajes de
orientación, después de cenar intentaremos hacer el
contacto-.

Nos sentamos en unas piedras y abrimos unas


latas que llevábamos de conserva, sacamos unos
fiambres, queso y fruta; nos dispusimos hacernos
cargo de esos alimentos, nuestro apetito era mucho.
Después de cenar seguíamos con los chistes y las
risas. No en mucho tiempo les dije que podíamos
realizar el experimento que ya les había indicado. En
una bolsa de plástico metimos todas las latas y
desperdicios de la cena, limpiamos aquel lugar. Con
nuestras linternas como fondo de luz, empezamos
la posible transmisión con mis amigos
extraterrestres, no tardó mucho en llegar la
comunicación, pronto se hicieron notar los mensajes
que fluían entre nosotros. A cada uno de ellos le
indicaron asuntos muy personales que sólo ellos
sabían y posibles soluciones a algún problema que
otro. Quedaron extrañados, ¿Cómo era posible que

— 171 —
supieran cosas tan personales y problemas que ellos
tenían?, allí estaba pasando algo importante.

Cuando los mensajes personales terminaron,


nos transmitieron una información sobre cómo
funcionaban los relojes cósmicos y qué eran, daré
aquí una reducida explicación:
- Los relojes cósmicos son las fuentes de
frecuencias que se manifiestan en la acción
molecular del tiempo que existe en cada dimensión.
Todo está regido por un tiempo exacto, él depende
de los efectos del pasado. El tiempo funciona a
través de espirales cíclicas, en procesos de
aceleración fisiológico, psicológico y espiritual;
siendo, el mismo tiempo para todos fisiológico; y
variable, cuando se trata de lo psicológico y de lo
espiritual. Existen mundos paralelos en las
personas, esos mundos paralelos forman parte de
un triángulo personal, donde predomina el tiempo
cronológico o fisiológico; pero, está sujeto en los
seres humanos al mundo de la psique y al mundo
espiritual. Sabemos que en la tercera dimensión el
tiempo cronológico es igual para todos, aunque en
la evolución de cada ser está sujeto a su psique y a
su espíritu inmortal. Por esto mismo, el tiempo de la
psique se puede regular por el bienestar o el
malestar, sujeto a éstas dos corrientes, depende de

— 172 —
la sabiduría espiritual que alberga cada ser, es la
experiencia del conocimiento la que marca la
consciencia de la utilidad del tiempo cronológico
para la mejora e individualidad de cada uno.

No es muy difícil comprender, que las personas


en vuestra tercera dimensión sois triples en la
mejora de vuestro tiempo; dependiendo siempre del
proceso espiritual a que se somete cada discípulo
que va a la escuela de vuestro mundo. Muchas
personas que viven ahora ahí, van tomando
consciencia de que la vida es una escuela hacia el
mundo de la sabiduría que está en nuestra cuarta
dimensión. Nuestro tiempo es diferente al vuestro,
nuestro triángulo aquí es una unidad de amor y
sabiduría, es algo que los seres de tercera
dimensión deben aprender a través de muchas
existencias o niveles por vuestro mundo.

Las circunstancias que os han hecho llegar


hasta aquí, de alguna manera van a cambiar vuestra
existencia. Mañana, sobre las doce del mediodía,
vais a tener una sorpresa que ahora no podemos
indicaros-.

Hubo más mensajes hasta la madrugada, al


mismo tiempo que estos mensajes llegaban; por

— 173 —
encima de nuestras cabezas, de vez en cuando
surgían como flases de luz muy rápidos y
esporádicos, esto nos puso en guardia, algo estaba
pasando.

Al final, cuando se despidieron de nosotros en


los mensajes, indicaron a uno de los concurrentes;
que antes de las doce del mediodía de la sorpresa
que íbamos a tener, yo debía relajarlo y bajarle a
alpha (estado de visualización), puesto que iba a
tener otra experiencia muy interesante. El contacto
finalizó, las risas y los chistes cesaron, y el sueño
nos invadió a todos.

Estaba acostado dentro de la tienda de


campaña, observé que mis tres amigos dormían
placenteramente. Sentí unas ganas imperiosas de
hacer un pipí, salí fuera de la tienda y entre unos
matorrales inicié mi desahogo; pero esos mismos
matorrales empezaron a moverse, entre ellos vi algo
oscuro que llamó mi atención, pensé que sería algún
jabalí que andaba por allí. La visibilidad era escasa,
mis reflejos fueron algo temerosos, no sabía muy
bien lo que pasaba; como pude, con paso ligero,
entré en la tienda y me sumergí en una manta,
estábamos en la montaña, el frio no era muy fuerte,
fue agradable el cubrirse con ella. Estaba

— 174 —
reconciliando el sueño cuando empecé a sentir en el
pie izquierdo un gran picor, después un dolor leve y
sin darle importancia al suceso quedé dormido.
Abrí los ojos y puede observar que en la tienda
estaba solo. Al levantarme del lecho y apoyar mi pie
izquierdo en el suelo, sentí un dolor agudo en él; al
salir observé el pie, estaba hinchado, alguna araña
juguetona debió obsequiarme con un beso de
incordia. Cojeando divisé a mis amigos, estaban
muy lejos de la tienda.
-¿Qué te pasa que cojeas?-, me dijo uno de
ellos.
-Pues no sé, tengo el pie hinchado, algún bicho
me habrá picado. En fin, no es nada-, repliqué
con voz potente.
Prepararon unas galletas y leche con café
descafeinado, éste fue nuestro desayuno. Comprobé
que eran las diez de la mañana, y con un tono
alegre, les dije:
-Podemos realizar ahora la relajación alpha a
nuestro amigo-.
Todos dieron la conformidad, nos acercamos a la
tienda; saqué una manta, la puse entre la parte
interior y exterior de la tienda; a lo largo de ella,
acostó, quedando su pecho y cabeza fuera de la
tienda.

— 175 —
Expliqué lo que se iba hacer; ellos no conocían ésta
técnica. El participante nos confirmó que era su
primera vez; le animé, sería placentera.

— 176 —
Empecé el ejercicio, él estaba con los ojos bien
cerrados; mis palabras, muy pausadas llegaban a
sus oídos, dando el efecto de relajación, ellas iban
dirigidas a quitar la tensión en cada parte de su
cuerpo. Empecé por las piernas, luego los brazos, la
espalda, la cabeza, los ojos, el cuello y todo su
cuerpo. Cuando ya estaba muy relajado, le hice
hablar para que nos contará la experiencia que iba a
tener en el estado alpha.

- ¿Cómo te sientes?-, le pregunté muy


dulcemente.

Él respondió:

- Me siento flotar, no noto mi cuerpo, estoy


muy agradable, cada vez floto más y más.... Ahora
siento que estoy por encima de mi cuerpo, es como
si algo me atrae, un imán o una fuerza extraña que
no conozco; aunque cada vez me elevo más. Estoy
llegando a algo que está encima de la tienda de
campaña, pero no lo veo bien-.

Miramos los tres por encima de la tienda en el


cielo; el cielo estaba totalmente azul, despejado, no
había ni una sola nube, hacía un sol maravilloso de
verano. De repente, vimos a unos cuarenta metros,

— 178 —
más o menos de altura, encima de nuestras cabezas,
como un punto oscuro o una pequeña nube, pero
redondo. Cada vez aquello iba tomando mayores
proporciones hasta que se formó un gran círculo
espeso y oscuro, no sabíamos lo que era. Sin
embargo, nuestro amigo relajado, empezó a narrar
la experiencia que estaba teniendo, sus ojos seguían
muy cerrados.

-Ahora sí que observó como me estoy


dirigiendo a un núcleo redondo, espeso que me
absorbe-.

Nosotros seguíamos observando lo mismo que


él estaba narrando, y escuchando su voz.

-Acabó de entrar en ese círculo, veo mucha luz


a mi alrededor que me absorbe, hay mucha luz...-.

Estábamos un poco intranquilos porque no


sabíamos muy bien lo que le estaba pasando a
nuestro amigo; sin embargo, intuíamos que no
debíamos molestarle, que debía seguir teniendo esa
experiencia.

Le pregunté:

— 179 —
- ¿Qué ves o dónde estás?-..
-Ahora, estoy en un sitio circular y firme, como
si fuera de metal o algo parecido, pero con luz; me
encuentro muy a gusto y bien. Frente a mí veo
cuatro seres más altos que yo (él medía l'90 cm.
aprox.), son rubios, de pelo largo, van vestidos con
un mono apegado al cuerpo de color plateado, con
un cinturón ancho, me sonríen y me observan con
sus ojos muy especiales. Me hacen un ademán de
bienvenida. Ahora veo otro más que aparece ahí,
igual que ellos, pero éste tiene el mono dorado; me
hace una señal para que le acompañe. Frente a
nosotros se enciende una pantalla muy grande,
estoy viendo en esa pantalla imágenes
tridimensionales: como terremotos, casas que se
encienden, olas gigantes que llegan hasta las
ciudades, personas atemorizadas que corren; y yo le
pregunto:

- ¿Qué es esto?-.

El mentalmente me responde:

- Esto son cosas que pasan en tu planeta y


pasarán, él aún es muy primitivo y tiene su vida,
sufre la ignorancia de sus habitantes que no le
entienden; la naturaleza tiene su curso de

— 180 —
programación. Las cosas suceden porque las
personas de tu mundo no trabajan lo suficiente en la
investigación de cómo prevenir, ayudar, querer y
respetar los elementos naturales para que esto no
suceda. "Aún existe demasiado egoísmo,
superstición y culto al ego". Los males que os
ocurren es una medicina que sirve para aprender las
enseñanzas que la ceguera de la gente en su
egoísmo de poder no quieren ver; pero sabemos,
que en este planeta existe buena semilla y el futuro
será regido por seres de amor y sabiduría. No
debéis preocuparos por los males de la Tierra, pues
es algo natural que suceda en planetas tan
primitivos como el vuestro, donde aún el amor no es
conocido. Por esto mismo, el tiempo es la mejor
medicina para encontrar la verdad.

Nosotros sabemos que vosotros sentís ese


amor, por eso estáis aquí. Tú has sido elegido para
esta experiencia porque de los cuatro era el que
tenía que saber en directo de nuestra existencia;
aunque, tú no vas a ser consciente de toda la
información. A través de tu tiempo, llegará un día
que te darás cuenta de que estás ahí abajo para algo
más que vivir una simple vida-.

Con voz floja y titubeante dijo nuestro amigo:

— 181 —
- No sé qué decir, esto es algo extraño, no
comprendo nada. Ahora observo que se despiden de
mí, me siento fuera de esa luz y sólo veo un círculo
oscuro-.

Efectivamente, nosotros observábamos bien


aquel círculo inmenso, cada vez se hacía más y más
pequeño, hasta que fue sólo un punto, luego nada.
Él se sentía ya en su cuerpo, lo toqué, estaba un
poco frío; pero era consciente de que estaba allí,
poco a poco fui reavivándole con mis palabras y con
mi amor. Él iba tomando consciencia de su cuerpo,
aunque estaba entumecido. Le costó mucho el
poder mover las piernas, luego los brazos, poco a
poco fue abriendo los ojos. La experiencia terminó,
él no daba crédito a lo que había sucedido porque
era muy escéptico, y dijo:

- Esto ha sido mi imaginación, no puede ser


cierto-.

Nosotros tres le contamos que mientras él


estaba con los ojos cerrados, pudimos ver el mismo
círculo oscuro que él vio con su ojo espiritual; y
cuando él terminó, el círculo se marchó como
empezó.

Después estuvimos comentando el suceso entre


todos, hubo división de opiniones.

— 182 —
Nuestro amigo de la relajación alpha, estaba
dentro de la tienda de campaña conmigo,
comentando un poco más lo sucedido. De repente,
escuché en el exterior donde estaban los otros dos
amigos, como algo sucedía. Con toda la rapidez que
pude salí de la tienda, y observé a mis dos amigos
señalando con la mano en alza hacia el norte del
cielo. Vi como se posaba encima de unas torres de
alta tensión un enorme erizo de púas muy largas y
blancas, con un tamaño aproximado de dos plazas
de toros, era inmenso, estaba estático en el cielo.
Nos quedamos sorprendidos de ver aquello tan
extraño y al mismo tiempo tan bello, nuestros ojos
estaban fijos en sus púas largas y blancas.

En muy poco tiempo, las púas empezaron a


moverse y a menguar, transformándose en un cua-
drado como dos autobuses aproximadamente, era
de color anacarado metalizado mate. Empezó muy
lentamente a deslizarse hacia nosotros, iba dando
vueltas de campana, patinando como una pompa de
jabón, nos enseñaba todas sus partes. Era grueso y
sus ángulos redondos, pero sus lados métricamente
cuadrados. Cada vez se iba acercando más y más,
siempre dando vueltas. Pasó por encima de nosotros
a una distancia aproximada de 50 m. de altura. En el
ambiente se respiraba un aire denso y el silencio era

— 183 —
sepulcral, no se escuchaba nada, era como si el
tiempo se hubiera parado. Observé que mis dos
amigos dirigían sus cabezas hacia aquel objeto que
pasaba, ellos estaban parados y lo único que se
divisaba era el movimiento de sus cabezas al pasar
este posible OVNI o lo que sea. También me fijé que
mi amigo, él de la relajación, estaba dentro de la
tienda de campaña y no salió, no sé porque. Yo
instintivamente corrí detrás de aquel objeto,
expresando en mi interior; me gustaría que
pudierais bajar, mis pensamientos decían lo mismo.
Poco a poco, aquello fue perdiéndose hacia el sur; y
lógicamente por la distancia fue haciéndose más y
más pequeño hasta que desapareció a lo lejos.

Me reuní con mis dos amigos de inmediato, les


pregunté si habían observado lo mismo que yo, y
los tres llegamos al mismo acuerdo; lo que vimos
fue real y todos vimos lo que vimos. Luego, salió
nuestro amigo, él de la relajación; le contamos lo
sucedido y le preguntamos porque no salió de la
tienda a ver aquel fenómeno.

- No me preguntéis el porqué no he salido, si


queréis que os diga la verdad no lo sé-.
Insistimos para que nos diera una explicación
más clara. Y él repitió:

— 184 —
- No insistáis, no tengo ni idea porqué no salí.
No debería verlo yo-.

Pensé que él tuvo una experiencia en el interior


de una nave y nosotros la tuvimos en el exterior. Esa
fue la única conclusión que pude sacar del suceso.

Miramos el reloj, eran las doce y diez del


mediodía; hasta el momento no habíamos
controlado la hora, supusimos que la sorpresita que
nos indicaron la noche anterior había sido aquella.

Llegó la hora de comer, sacamos las latas que


quedaban y el fiambre que sobró la noche anterior,
esa fue nuestra comida.

Luego, me indicaron que hiciera otro contacto


para ver si había más información; pero yo me
negué rotundamente. Intuía que las experiencias
que habíamos tenido ya eran suficientes y más para
ellos que era su primera vez. Ellos repetían que
querían tener otra experiencia, llegaron a enfadarse
conmigo por negarme; como pude, les hice
comprender que no era conveniente el sobrecargar
la curiosidad. Hay un refrán que dice: "la avaricia
rompe el saco". Mientras estábamos hablando de
estos acontecimientos, vimos en el cielo una

— 185 —
maravillosa águila muy grande, con sus alas
tendidas, volaba cerca de nosotros en círculo
constantemente, indicando que tuviéramos paz y
amor entre nosotros. Al cabo del rato, el águila
desapareció, como vino se marchó. Nos quedamos
muy sorprendidos y con mucha paz.

En un instante, sin saber cómo, con el día tan


maravilloso de sol que hacía; llegó un viento
huracanado, algo increíble. Soplaba tan fuerte que
se llevó la tienda de campaña, la arrancó
súbitamente del suelo, tuvimos que refugiarnos
dentro del coche. El coche daba tumbos y
movimientos bruscos al chocar el viento en él. Esto
duró unos 15 minutos interminables, no sabíamos
qué pasaba, en la vida habíamos visto un viento tan
trepidante; pero automáticamente, dejó de repente
de existir y la calma llenó el valle. Salimos del coche,
fuimos a buscar la tienda de campaña, que fue a
parar bastante lejos de allí.

Cuando estábamos plegando la tienda para


guardar ya todo, un señor de I '50 cm.
aproximadamente de altura, se acercó a nosotros.
Era de aspecto agradable, sus ropas eran de
labrador, su mirada serena y tranquila. Con un
castellano muy claro se

— 186 —
dirigió a nosotros:

- ¡Hola! ¿Qué tal?, ¿De acampada por aquí?-.

Nos miramos los cuatro con cara sorprendida,


sin saber qué decir, yo me dirigí a aquel buen
hombre:

- Pues sí, llegamos ayer, hemos pasado la


noche aquí, es un sitio muy bonito y tranquilo. Pero
hay algo que hemos comprobado hace un momento
que nunca hemos vivido; ha sido el viento tan
terrible que ha hecho. ¿Esto es normal qué pase por
aquí?-.

El hombre contestó:

- En mi vida he visto una cosa así, yo vengo de


mis tierras que están un poco más arriba; y desde
luego, lo del viento nunca ha pasado aquí, es muy
extraño-.

Nos despedimos de este buen hombre. Sin


más, recogimos todas nuestras cosas y en silencio,
arrancamos el coche. Nuestro viaje de regreso fue
sepulcral, no se intercambió ni una palabra. Cada

— 187 —
uno marchó a su casa y las únicas palabras que se
mediaron, fueron:
-Ya nos veremos, adiós.

- Bueno, ésta fue toda la experiencia que viví


allí en Dos Aguas el 26 y 27 de Julio de 1982-.

Al final dijo el gerente:

-Aquel corral de cabras que vieron en la


montaña, allí edificamos la granja escuela-.

Dicho estas palabras, nos manifestó su interés


por el suceso.

Otro día fuimos con él a su granja escuela de


Dos Aguas, nos la enseñó poniéndola a nuestra
disposición por si queríamos usarla para la
realización de los cursillos.

Fue así como iniciamos las enseñanzas en


aquella granja.

Cada dos o tres meses organizamos un fin de


semana para impartir la docencia a personas que se
interesan por la relajación, la superación personal y
temas de la nueva era. No obstante, algunos fines
de semana, tuve con Mario y otras personas, más

— 188 —
experiencias de contacto con amigos extraterrestres
de la otra dimensión. No podré mencionar en este
tratado todas las vivencias, pero hay una muy
significante que voy a tratar de explicar en el
próximo capítulo.

VIII - UNA AVENTURA CON EXTRATERRESTES

Mis experiencias con extraterrestres fueron


sucediendo en el transcurso de los años, los
contactos ocurrían y la información era cada vez
más profunda e interesante. En un próximo libro
trataré de exponer esta información; no obstante,
voy a relatar un acontecimiento extraordinario que
nos sucedió a un grupo de personas, ellas pueden
dar testimonio de que ocurrió en realidad:

Se organizó un cursillo de un tema esotérico


los días 30 de Abril. I y 2 de Mayo de 1.993, donde
intervinieron como ponentes en sus distintas
enseñanzas:

Mario Jiménez de la Peña, especialista en


radiestesia y técnicas de sanación; Azvi, pintor
esotérico, especialista en técnicas únicas y
originales, que analizó las energías espirituales de
los asistentes; J. M. Marco, autor de este cursillo y

— 189 —
otros participantes que expusieron temas de
interés.

Las cosas sucedieron así ...

El autobús llegó a "Los Almendros" (Granja


Escuela), situada en la Sierra de Martes, en la
localidad del pueblo de Dos Aguas (Valencia), a 750
metros. de altitud sobre el nivel del mar. El reloj
marcaba las 22 h. del 30 de Abril.

Los 45 viajeros, después de haber distribuido


sus equipajes en las habitaciones comunes, salieron
al exterior para poder contemplar el hermoso
paisaje y ensanchar los pulmones con el aire
vivificante de aquel valle rodeado de montañas y de
vegetación exuberante.

Al acercarse la hora de la cena y empezar a


hacer frío, los viajeros entraron en el salón; que al
mismo tiempo hacía de comedor y sala de conferen-
cias. Se procedió a servir la cena, ésta transcurrió
con agrado y un buen apetito. Todos los presentes
tenían pensamientos muy positivos, a ello contribuía
el conocerse entre ellos y la incógnita sobre el
cursillo que iba a empezar en contacto con la
naturaleza. Tras haberles deseado una buena

— 190 —
estancia y un buen aprovechamiento de las
enseñanzas que se iban a impartir, J. M. Marco
presentó a todos los ponentes e inició la primera
charla.

La lección incluyendo el preámbulo de la


presentación, se extendió durante hora y media
aproximadamente. Después salimos al patio central,
cuyo techo eran las estrellas y nos sentamos en
sillas, formando círculo alrededor de un buen fuego
de troncos de olivo. A pesar de todo, muchos de los
componentes del grupo, estaban abrigados con
mantas, pues el clima de alta montaña era bastante
fresquito a las I2'30 h. de la noche.

Antes de que se iniciaran las preguntas y viven-


cias de los asistentes. Mario, procedió poniéndose
frente a la hoguera, a magnetizar (según su técnica
muy personal), unas varillas de cobre, fabricadas
por él mismo para los participantes en exclusiva.
Posteriormente servirían para obtener una
experiencia con los asistentes; ello implicaba la
enseñanza del descubrimiento de cada uno de ellos
como sanadores espirituales. Esta práctica de Mario
era común en todos los cursillos en los que él
participaba. Luego, todos los asistentes

— 191 —
intervinieron en un animado coloquio. Los temas
eran muy interesantes.

El suceso que a continuación se relata, fue una


vivencia que tuvo Mario esa misma noche. Así la
expresó al día siguiente:

- Con atención escuchaba las exposiciones del


coloquio que se estaba realizando en torno a la
hoguera. Sin saber porque, sentí nerviosismo y un
erizamiento espiritual en mi interior, esto hizo que
dejara el círculo para pasear inquieto por el exterior.

Mi percepción no me engañó, de inmediato


frente a mí, se hicieron visibles cuatro o cinco seres
de un color verde fluorescente y que identifiqué de
procedencia de GANIMIDES (Mario en otra ocasión
fue transportado a este lugar y también a
SATURNO). Estos seres son inconfundibles; al no
poseer esqueleto sólido pueden adoptar posturas
insólitas, otra de sus características es la forma de
la comisura de sus labios, que por su disposición
adoptan una curvatura que les confiere una perenne
sonrisa. Yo ya les conocía, por una visita espiritual a
su planeta. Ellos son seres pacíficos, muy
inteligentes y alegres. Son veloces como relámpagos
en sus desplazamientos.

— 192 —
Yo iba de un lado a otro para evitar que los
asistentes al cursillo pudieran visionarios; no todo el
mundo está preparado para estas experiencias, y
hubiera podido suceder algún incidente
desagradable. El caso es que lo logré, y es más, creí
que nadie se había dado cuenta del fenómeno, digo
creí, porque al día siguiente, durante el descanso de
una de las charlas de J. M. Marco, se acercó a mí uno
del grupo llamado Juan; cuyo aspecto místico
anteriormente capto mi atención y me dijo:
-Ayer por la noche, cuando estábamos entorno
a la hoguera, tú te levantaste y caminaste en círculo
con gesto de preocupación-.

-Y bien-, inquirí.

Respondió Juan:

- El caso es que no pude acercarme a ti, algo


como un muro me lo impedía ...-.

- Lo que dijo a continuación fue la confirmación


de que lo que yo había visto era una realidad,
porque Juan alegó:

— 193 —
-Vi, como en un abrir y cerrar de ojos, unos
seres muy altos y delgados de un color verde
fosforescente-.

Yo le dibuje en un papel uno de aquellos seres.

- ¿Eran así?-, le pregunté.

La contestación fue afirmativa.


Más tarde, antes de cenar Mario había
comentado a alguno del grupo, que esa noche se
avistaría un OVNI. Se corrió la voz del suceso y le
invitaron a acercarse al micrófono del comedor para
que todos se enteraran de este acontecimiento.
Estaban acabando de cenar y a través de los
altavoces, con potencia surgió la voz pausada y el
aplomo de Mario, anunciando:

- Esta noche se avistará un OVNI. Aquellos que


quieran verlo deben estar atentos-.

La noticia produjo un pequeño revuelo y


algunas sonrisas en los escépticos. Mario no indicó
ninguna hora de esta posible experiencia. Hubo una
persona que se alzó de su asiento y le hizo una
pregunta:

— 194 —
- ¿Cómo sabe ciertamente que va a suceder el
avistamiento?-.

Mario contestó con absoluta seguridad:

- Cuando va a ocurrir algún fenómeno de esta


naturaleza, mi cuerpo se me eriza por dentro. Es un
síntoma extraño que va acompañado a veces, como
ahora, de escalofríos y un malestar muy especial;
por eso sé que esta noche va a venir una nave
espacial. No obstante, cuando me suceden estas
cosas debo irme a la cama a dormir, es algo natural
en mi-.

Después de esto, Mario se marchó a dormir.

Todos se quedaron extrañados con la actitud


de Mario, no era normal que indicara un suceso tan
importante que iba a ocurrir y se marchase a dormir,
no era lógico. Muchos de los presentes afirmaron
que esto era una broma de Mario, pues no tenía
ningún sentido, no se lo creyeron.

J. M. Marco, reafirmó el mensaje de Mario:

- Hace muchos años que conozco a Mario y sé


que es cierto lo que acaba de anunciar, es normal en

— 195 —
él unos síntomas tan particulares. Si dice que esta
noche va aparecer una nave espacial, es que vendrá,
estoy seguro. Mario es un ser muy especial y no
gasta este tipo de bromas, hoy veremos una nave-,
afirmó de lleno.

Los asistentes dejaron sus lugares del comedor


y salieron al patio de la granja. Se hallaba con todo
su resplandor el fuego habitual de la Paz (así lo
denominaba J. M. Marco).Tomaron sus asientos
como siempre, se empezó con las enseñanzas de J.
M. Marco, luego dio paso a otros ponentes del
cursillo que trataron otros temas de interés.

Transcurría la noche con entusiasmo. Los


participantes charlaban entre ellos sobre sus temas
particulares y comentaban el cursillo que estaban
realizando.

Llegó la hora del resopón (eran las 2'20 de la


madrugada, sobre esta hora hay costumbre en los
cursillos que se organizan en la Granja Los Almen-
dros, de tomar un chocolate con pastas). Todos
entraron al comedor, cogieron cada uno su asiento y
con apetito tomaron el chocolate con pastas. Hubo
bromas y chistes, el ambiente era muy alegre y
amistoso.

— 196 —
Después de los dulces se organizó una
pequeña excursión por los alrededores de la granja.
Hacía una noche estupenda, las estrellas brillaban
en multitud, la temperatura era fresquita, casi todos
llevaban envueltas en sus cuerpos unas mantas y el
paseo nocturno sucedió en calma.

Poco a poco, muchos de los asistentes fueron


retirándose a dormir. Los que quedaron estaban
sentados alrededor del fuego observando las
estrellas de vez en cuando pasaba alguna estrella
fugaz que hacía exclamar algún suspiro que otro.

Juan Manuel Marco, interrumpió el silencio de


la noche llamando la atención de todos y dijo:

- Me parece que los presentes no tienen sueño


y no quieren dormir, son las 3'30 de la madrugada,
muchos ya están durmiendo (éramos unos veinte),
creo que esperamos ver el OVNI de Mario-.

Hubo una afirmación unánime y Juan Manuel,


siguió explicando:

- Si Mario dijo que lo veremos, lo veremos-.

Hizo una ligera pausa y continuó diciendo:

— 197 —
- Podría dar información sobre el tema OVNI,
puesto que a lo largo de mi vida he tenido diversas
experiencias con extraterrestres. Si tenéis ánimo y
os apetece, puedo explicar algo sobre cómo son los
OVNIS y cómo funcionan-.

Uno de los asistentes se levantó y dijo con


entusiasmo:

- ¡Claro que sí!-. Observó a su alrededor y pudo


ver como todos tenían en sus ojos un brillo muy
especial, dando su afirmación con interés.

- Si queréis esta información será mejor que


entremos al comedor, aquí hace un fresquito que
pela y allí estaremos más cómodos-.

Sin mediar palabra entraron todos y se situaron


en sus asientos fijando su atención en la
información que iban a recibir.

Juan Manuel Marco, comenzó a explicar sus


experiencias con los extraterrestres, dijo que por
falta de tiempo sólo explicaría algo de ellas, y en
otra ocasión podría ampliar esta información.

Estaba comentado cómo podían pasar las naves


de la cuarta dimensión a la tercera:

— 198 —
- Las naves extraterrestres viajan por el Cosmos
en la cuarta dimensión. En la cuarta la velocidad de
la luz es nada, pues allí existe además de largo,
ancho y alto: el tiempo. En él se puede viajar a
voluntad dentro de las normas o leyes de cuarta
dimensión.
Si en nuestra tercera dimensión controlásemos el
tiempo, las distancias serían casi nada / el pasado
se estudiaría en su realidad. El pasado no se puede
alterar, lo que ya pasó está grabado en una
frecuencia del tiempo en tres dimensiones y su
percepción sensorial. Es como una película
olográfica en la cual se puede uno mover dentro de
ella y percibirla con los cinco sentidos hacia atrás,
hacia delante o pararse, pero nunca cambiarla.

No se puede saber lo que aquí no existe y no


se ha tenido experiencia alguna en esa dirección.

Las naves son núcleos de átomos inteligentes y


asumen cualquier información que es programada
desde cuarta dimensión por seres que producen una
gran potencia espiritual. Este tipo de átomos son
como diminutos ordenadores que a su vez están
conectados con el Ordenador Universal, que
supervisa y autoriza la programación de estos
átomos. Ellos pueden traspasar la barrera de cuarta

— 199 —
a tercera, a través de la información que haya sido
programada por el Genio Solar o Maestro Arquitecto
en otro ser para viajar en el tiempo.

Algún día la humanidad tendrá acceso al


conocimiento espiritual de la cuarta dimensión, y
será entonces cuando se sabrá a la luz de la ciencia
la existencia real de este descubrimiento tan
singular-.

Uno de los oyentes preguntó:

- ¿Por qué los extraterrestres no informan


directamente a las potencias sobre este conocimien-
to? ¿A qué tanto misterio?-.

- Eso sería muy sencillo-, hizo una pequeña


pausa y prosiguió...

- Estas mismas preguntas las hice yo y las res-


puestas fueron las siguientes:

- Para nosotros sería muy sencillo la comunica-


ción con las potencias de tu planeta y transmitir el
conocimiento científico de la cuarta dimensión. Pero
esto no puede ser factible, porque depende del
proceso de la evolución natural, para que desde el

— 200 —
amor y la paz se pueda conocer con el tiempo estos
conocimientos. Todo proceso de la vida natural
necesita de su tiempo.

El planeta Tierra es muy joven y los seres que


lo habitan, están en un proceso de cambios en su
libre albedrío, ello implica su esfuerzo personal e
investigación para completar el descubrimiento
científico de la existencia de la vida en la cuarta
dimensión. La mayoría de los descubrimientos que
la humanidad encontró, han sido inspirados por
nosotros desde nuestro anonimato. Ya conocíamos
que la mayoría de inventos, a pesar nuestro, serían
utilizados para fines bélicos. Sabemos que los seres
primitivos son violentos y con muchos miedos a su
destrucción, siendo su defensa la agresividad y
armarse hasta los dientes para su protección. Esto
es normal en planetas como el tuyo, donde la
conciencia está poco desarrollada; la tienen que
justificar en sus religiones y temor de un Dios que
no tiene que ver nada con las enseñanzas que
dieron grandes maestros en tu planeta, que en su
mayoría fueron sacrificados en suprema violencia.

Todo llegará en su tiempo. La fruta está verde,


pero confiamos que madurará. Los humanos de tu
tiempo están creciendo, muchos ya saben de

— 201 —
nuestra existencia y otros nos intuyen. Las nuevas
generaciones están naciendo con programas en su
subconsciente del conocimiento del amor, y por
tanto, ellos estudiarán e investigarán estos
descubrimientos de vuestro futuro y no hará falta
que tengamos que informar de estos asuntos a
ninguna potencia; sino que, será un encuentro
mutuo, como el amado encuentra a su amada y se
enamoran sin esfuerzo. Nosotros fluimos en el amor
y sólo en el amor existirá este encuentro-.

- Esta información la viví en una nave espacial,


comprendí que sin amor el caos puede reinar con
el poder supremo y que la humanidad no
estaba preparada para asimilar por ahora estos
descubrimientos-.

Una muchachita del grupo que atentamente


escuchaba a Juan Manuel, le interrumpió haciendo
un ademán con la mano y le invitó a salir de la
estancia donde se estaba impartiendo la charla.

- Excusadme, parece que alguien quiere alguna


información en privado-, exclamó Juan Manuel.

Una vez fuera los dos, la asistente con voz un


poco titubeante dijo:

— 202 —
- Acabo de recibir por telepatía un mensaje
extraterrestre-.

En su mano llevaba una hoja de papel donde


escribió el supuesto mensaje, se la entregó a Juan
Manuel para que la leyera, el escrito rezaba así:
- ¡Hola!, somos los que estáis esperando, en
cinco minutos estaremos con vosotros-.

El mensaje era corto y conciso. Juan Manuel


dejo ver en sus ojos un brillo de alegría y con
delicadeza afirmó a la joven telépata:

- No hagas ningún comentario, así no se creará


disposición o sugestión sobre el tema. Entremos a la
estancia, me ingeniaré cualquier motivo para salir
todos y ver este acontecimiento sin que ellos sepan
lo que va a ocurrir-.

Entraron al recinto, la muchachita se fue en


silencio a su lugar y Juan Manuel siguió su charla
anunciando un ejercicio de concentración para
relajarse:

- Sería interesante que realizaremos un ejercicio


para canalizar y concentrar nuestra mente a través

— 203 —
de una estrella, el ejercicio nos ayudará. Saldremos
ahora para realizarlo-.

Hubo aceptación general, y con muy buen


agrado fueron saliendo al patio para participar de
aquella experiencia: sin saber el auténtico motivo
que se iba a producir en breves minutos.
Todos se situaron uno al lado del otro,
formando una línea en el centro del patio por
sugerencia de Juan Manuel, una vez estaban bien
alineados les dijo:

-Vamos a centrarnos en la estrella que más


brille frente a nosotros, dirigiremos con las palmas
de las manos nuestra energía hacia la estrella. Las
manos las situaremos frente a nuestro pecho con
las palmas hacia fuera, luego, poco a poco ¡remos
moviéndolas en sentido circular desde dentro hacia
fuera, al mismo tiempo manteniendo armonía.
Debemos respirar por la nariz con lentitud,
guardando el ritmo al compás del movimiento
circular de las manos-.

Estaban todos observando la estrella que había


sido elegida y comenzaron el ejercicio. En un
instante, se hizo ver por encima del tejado, algo
extraño que desprendía como un humo muy blanco.

— 204 —
Aquello descendió y se situó a ras del suelo, a un
metro de distancia del grupo que aún permanecían
en formación lineal. Se fijaban extasiados en aquel
vehículo misterioso, los observadores describieron
con todo detalle el aspecto de aquella nave: Su
forma era alargada, de unos siete metros de largo;
en su cola surgían dos toberas de las cuales salía un
humo denso y muy blanco, el mismo que se observó
en un principio en su aparición. La cabeza
terminaba en punta ligeramente ovalada, daba la
sensación que la carrocería era metálica de un color
plateado mate. Todo aquello formaba la plataforma
de una cúpula amplia de luz verde fosforescente.
Estuvo un momento inmóvil, dejando ver su forma
aerodinámica, / en un segundo aceleró
desapareciendo ante los ojos de los que estaban
observándolo. Un silencio sepulcral hubo en todo
este suceso.

Cuando finalizó esta manifestación, todos los


asistentes estaban sorprendidos y no daban crédito
a la aparición súbita de aquella nave espacial tan
singular. Hubo unos pocos del grupo que
observaron la misma nave en otra posición, según
ellos la vieron pasar a bastante altura por encima de
sus cabezas, esto parecía insólito. A la conclusión
que se llegó fue que ellos estaban observando el

— 205 —
cielo y al ver la nave, tuvieron la incertidumbre y la
sorpresa de la aparición, quedando extasiados. No
vieron la nave que aterrizó frente a ellos, pues el
silencio absoluto que hubo durante este suceso
pudo despistar su atención. No obstante, hubo
división de opiniones, pero al final, el acuerdo de
que la nave espacial apareció fue unánime.

Estaban reunidos comentando lo ocurrido y en


el silencio de la noche se oyeron unos chillidos de
mujer, con apresuración fueron al lugar donde
surgieron estos gritos. Era una asistente muy
especial; ella antes había narrado, en la reunión que
estuvo después de la cena junto a la hoguera, que
fue abducida por extraterrestres, su historia fue
ésta:

- Estaba en una estación de invierno para


practicar mi deporte favorito, que es el esquí.
Cuando se aproximó el momento de esquiar, llegué
a la pista y empecé a deslizarme por ella. Estuve
esquiando, no sé el tiempo que pasó, fui a un lugar
solitario. Un rayo sólido de luz que se acercó a mí
desde el cielo me elevó, como si se tratase de un
ascensor. En unos segundos, me vi en un lugar
redondo donde habían unos seres muy pequeños de
un metro veinte aproximadamente, con una cabeza

— 206 —
muy amplia y desproporcionada para su cuerpo. Me
invitaron a pasar al interior de aquel lugar. Estaba
alegre y feliz, mis pensamientos eran luz blanca.
Estos seres fueron muy amables y cariñosos. No
supe muy bien lo que paso allí, sólo sé que
volvieron a dejarme en el mismo lugar. Un grupo de
amigos sorprendidos al verme exclamaron:

- ¿De dónde sales?, estamos tres días tratando


de hallarte, hasta la policía y más gente te hemos
buscado sin cesar, habíamos perdido las esperanzas
de encontrarte, pero algo nos hizo hoy venir aquí-.

- Estuve unos días aturdida sin recordar nada


de lo sucedido. Fui a numerosos psiquíatras de
diferentes partes del mundo y nadie me pudo hacer
recordar mis tres días en blanco; hasta que visité un
parapsicólogo en Barcelona, me hizo una hipnosis y
en ella recordé sólo lo que ya expliqué al principio
de mi abducción. Lo que pasó con aquellos seres
aún no lo he recordado, tengo la esperanza de que
algún día podré saberlo-.

El grupo llegó donde se hallaba esta mujer y la


encontraron sentada en el suelo junto a la hoguera .
Juan Manuel le preguntó:

- ¿Qué le ha pasado? ¿Se encuentra mal?-.

— 207 —
Ella con un rostro preocupado y cogiendo su
pie derecho, dijo:

-Acaban de venir dos seres muy altos de color


verde, me llevaron a un lugar extraño, había a mi
alrededor una luz verde fosforescente, y me hicieron
algo en este pie (mostraba su pie derecho, en él se
veía como un corte alargado que no sangraba,
aunque era muy reciente). Después, volvieron a
dejarme aquí, era tanta mi confusión, y al no saber
mi situación, tuve que gritar-.

- ¿Siente algún dolor en el pie?-, le preguntó


Juan Manuel.

- No, mi pie está muy bien. Tengo un problema


de articulaciones en los pies y no los podía mover
mucho, pero ahora el pie (señalizando el derecho)
puedo moverlo perfectamente y no tengo dolor
como antes; aunque el izquierdo lo sigo teniendo
mal, me podían haber arreglado los dos pies (se
sonrió), esto ha sido fantástico-.

Juan Manuel también sonrió y con una


expresión muy natural en él, en broma le expresó:

— 208 —
- Así da gusto ir al médico, a lo mejor en la
próxima consulta le arreglan el otro pie-.

Todos se quedaron con la incógnita y la


extrañe- za de este suceso. Juan Manuel les invitó:

- Vamos a dar un paseo por la carretera que


circunda este lugar y a lo mejor vemos algo más-.

La afirmación fue unánime y envueltos con sus


mantas salieron a pasear.

En el famoso paseo de madrugada, se avistaron


aviones, estrellas fugaces y alguna pequeña nube
que otra; sin embargo, ninguna nave, ni
extraterrestre volvió a aparecer. Estuvieron hasta la
salida del astro rey, entre ellos no se denotaba
cansancio ni sueño, se hallaban contentos y felices
de haber tenido una experiencia única y de tanta
importancia que nunca podrían olvidar.

Llegó la hora del desayuno, todos los


participantes al cursillo se reunieron para comenzar
el día con algo en sus estómagos. Muchos de los
transnochadores de la experiencia extraterrestre
aún no habían dormido y estaban muy alegres.
Relataron todo lo sucedido a los demás compañeros
que se fueron a dormir y no pudieron tener una

— 209 —
vivencia tan extraordinaria. La mayoría no creía lo
que estaba escuchando, pensaban que era una
broma que se les estaba haciendo; pero la
insistencia fue muy rotunda, y algunos fueron
aceptando el hecho con muchas dudas.

Después del desayuno Juan Manuel anunció el


comienzo del programa del cursillo que iba a
reanudar esa jornada:
- Es la hora, salgamos al patio, hace un día
espléndido-.

Cada uno de los asistentes cogió su silla y sin


más demora fueron al patio, se situaron todos en el
centro del mismo formando varias hileras de sillas.
Juan Manuel inició la charla matinal explicando con
pelos y señales todo lo ocurrido la noche anterior.

Una vez acabada la charla muchos de los


asistentes expresaron su opinión y preguntas sobre
sus dudas del relato tan extraño. Las preguntas
fueron satisfechas, después de este paréntesis, el
cursillo siguió sin más comentarios.

Transcurrió la jornada con diversas


enseñanzas, vivencias y experiencias. Era Domingo
día 2 de Mayo. La gente estaba inquieta. Antes de

— 210 —
comer Juan Manuel impartió su última ponencia, ya
que por la tarde Mario debería dar la suya y así
finalizaría el cursillo.

Algo se notaba en el ambiente, muchos


escrutaban el cielo esperando algún fenómeno, en
los espacios de tiempo de descanso que se daban
en las ponencias. Mario estaba en el patio
observando el cielo azul como los demás, pero él
tuvo una experiencia que más tarde comunicó a
todo el grupo, fue así:
-Yo también miré hacia el sol que asomaba
entre las montañas, y vi, ¡ CLARO QUE VI ! y dibujé:
Habían siete puntos luminosos debajo del sol y un
rostro que tenía en cada ojo tres pupilas, con una
boca circular que le confería aspecto de niño
asombrado. Pensé que estaban observándonos, sé
que se van a volver a presentar-.

Al finalizar la comida, Juan Manuel Marco, había


estado más de 40 horas seguidas sin comer, ni
beber y sin dormir; ya que estuvo impartiendo
conocimientos a los asistentes e información
personal a cada uno de ellos. ¡TODO UN RECORD!,
su resistencia hablando es un hecho muy especial.
Es mucho el interés que despierta, él dijo:

— 211 —
- Me voy a echar una cabezadita, dado que vas
a dar tu ponencia, cuando llegue la hora de entregar
los diplomas me despiertas y finalizaremos el
cursillo-.

Mario se dispuso a comenzar su charla, en el


transcurso de ella se decidió salir al patio para
realizar unos ejercicios de meditación. Estaban
realizando los ejercicios, cuando una voz de mujer
dijo muy emocionada:
- ¡MIRAD EL CIELO! ¡MIRAD EL SOL!... ¡ AY!
¡DIOS MIO!. ..

Todos miraron al sol, y exclamaron:

- ¡QUÉ MARAVILLA!-.

No se sabía muy bien lo que estaba


sucediendo, era difícil el poder explicar los
acontecimientos que se observaban y sentían. El
caso es que estaban mirando todos el sol, se podía
contemplar sin pestañear; daba la sensación de que
se movía de izquierda a derecha y viceversa, su
movimiento fue siendo más claro y real. Muchas de
las personas que estaban viviendo aquella
experiencia, sin saber porque entraron en trance, y
algunas de ellas hablaron en lenguajes extraños.

— 212 —
Aquello era paranormal, se notaba en el ambiente
un exceso de calor repentino, la atmósfera estaba
muy cargada de electricidad.

El fenómeno aquel duró una hora y media


aproximadamente según los testimonios, sus
relatos fueron estos:

-Ya de por sí, así de fácil, podíamos mirar el


sol fijamente sin sufrir deslumbramiento; era como
mirar a una de esas lámparas de vidrio opaco de
forma esférica. Alrededor de ese globo, habían otros
globos más pequeños, pero más brillantes. Y
entonces ¡EMPEZÓ EL ESPECTÁCULO! .

Había momentos en que se contemplaban dos


soles y los globos más pequeños daban vueltas
alrededor de los soles. En otros momentos, salían
disparados los globos a lo largo del cielo, que
estaba parcialmente nublado; y entonces, aparecían
unas oberturas entre las nubes. Los espacios que
quedaban eran como "OJOS DE BUEY", se mostraban
cinco o seis esferas de diversos colores; verde,
naranja, lila, azul, plata, dorado ... etc.

El espectáculo era eso, "ESPECTACULAR".


También las figuras centrales de los dos soles y sus

— 213 —
globos más pequeños, que permanecían siempre
con luz blanca, empezaron a transformarse en
fenómenos gráficos y de colores. Como si se
hubiera colocado interpuesto papel de celofán de
diversos colores, así se iluminaban las nubes que
rodeaban los dos soles y los globos lumínicos.

Se empezaron a ver figuras en el cielo. Los dos


soles se unieron formando un gigantesco globo
reluciente. Unas alas extendidas y enormes,
partiendo del centro del globo solar, que muchos las
interpretaron como alas de paloma; aunque para
Mario ciertamente eran angélicas.

A todo esto, Mario fue a avisar a Juan Manuel


Marco que estaba profundamente dormido en su
habitación. Al comprobar que su sueño era muy
pesado, no quiso interrumpirlo, respetó su
descanso. Él se preguntó: ¿Hice bien?, un
pensamiento le cruzó por su mente: Debería ser así,
yo me fui a dormir anoche y no vi la manifestación
de aquella nave espacial con la cúpula verde
fluorescente, él tampoco está hoy en este festival de
luces de colores.

"TENÍA QUE SER ASÍ". Sólo decir, que el final de


este suceso fue impresionante, pues aquel globo

— 214 —
solar fue poco a poco transformándose en una
puerta totalmente rectangular; donde surgían unos
rayos sólidos de colores, que casi llegaban a
nosotros con fuerza y resplandor. Esta puerta
luminosa estuvo un rato proyectando su luz sobre
nosotros, y poco a poco fue desapareciendo, al igual
que apareció-.

Parte de este suceso y más cosas que


sucedieron fueron filmados en directo por uno de
los asistentes al cursillo. Juan Manuel Marco dispone
de una copia que amablemente le obsequió este
participante.
El autobús llegó a "Los Almendros" y los
viajeros se dispusieron a partir; pero sabían que ya
no estaban solos, sino que estaban más cerca de
ellos mismos. Se apreciaba en el brillo de sus ojos la
alegría de vivir, tuvieron experiencias insólitas e
inolvidables ese fin de semana en contacto con la
naturaleza y encuentros con el amor espiritual.

IX - SINTONIZACION CON LA LUZ


Esta experiencia fue registrada por un grupo de
amigos que fueron testigos en directo cuando
llevaba a cabo una sintonización. Este tipo de
vivencia en muy pocas ocasiones la he podido

— 215 —
realizar. Para poder producir este tipo de
sintonización, es necesario que me encuentre en
un estado especial de receptor de frecuencias
extraterrestres, no siendo inducidas por mi
voluntad.

Como ya he anunciado en este libro, mis


experiencias personales con extraterrestres no las
digo para que se crean como una verdad (aunque
para mí sean auténticas). Sé que existen muchas
personas que también han tenido este tipo de
vivencias. Al mismo tiempo, pienso que estos
conocimientos les pueden contribuir o ayudar a su
bienestar común, y para saber que no están solos.

Esta vivencia fue escrita por uno de los testigos


que estuvo presente, y me la ofreció para que la
difundiera. Los acontecimientos fueron estos:

Las sintonizaciones que se transcriben a


continuación fue llevada a cabo por Juan Manuel
Marco con la presencia de cuatro personas, en la
madrugada del
Domingo 13 de Noviembre de 1994 a las 2'30 h.
aproximadamente.

— 216 —
Se inició con una prerelajación a través de la
respiración, para luego llegar a un estado de
relajación que le permitiese sintonizar con las
frecuencias adecuadas, para que se produjese la
experiencia.

- Hay que hablar, porque si no hablas te "bajas"


demasiado, y no es bueno. Cuando hagáis cualquier
ejercicio siempre estar conscientes y despiertos, por
eso es bueno hablar, la voz te empuja, la fuerza
cósmica te guía. Yo ahora estoy muy relajado, las
palabras cuestan, pero hay que esforzarse un
poquito para que salgan, porque yo empiezo a
pesar, mi cuerpo pesa.

Relajaros vosotros un poquito también,


tranquilizaros. Tranquilizaros, dejad que vuestros
pensamientos sean sutiles. Relajaros por favor,
porque estoy ahora sintonizando, mi cuerpo
sintoniza y cualquier ritmo no adecuado rompe el
contacto. Por eso cuando hay gente, tiene que estar
muy tranquila. Normalmente cuando hago esto, está
Mario (amigo íntimo de Juan) a mi lado, siempre,
Mario, el Gran Mario.
No moveros, estar relajados porque estoy
sintonizando la frecuencia adecuada. No os

— 217 —
preocupe si mi voz sale un poco rara, porque la
carne pesa, y cuesta mucho mover la boca, tengo
que hacer un poco de ventrílocuo con las palabras.
Cuando estás sintonizando vas bajando tu cuerpo y
tu organismo, están muy perceptivos.

Siento que estoy sintonizando (profunda


inspiración de aire), empiezo a sentir la luz, mi
mente no está aquí. Cada vez mi cuerpo pesa mas . .
., mis piernas están muy relajadas . . mis brazos
están relajados ..mi columna vertebral
descansa; me sube la luz por la columna vertebral
poco a poco, llega al Sahasrara (Chakra o centro de
la coronilla). Relajaros por favor, no estar con
tensiones. Toda la columna vertebral se relaja.
Relajaros conmigo también y sintonizar la
frecuencia. Toda la cabeza está muy relajada
(inspiración de aire profundo), mis ojos pesan, mi
boca se llena de saliva.

Estoy flotando, flotando (nueva inspiración


profunda de aire) . . ., empieza a absorberme . . .,
me absorben . . .

Yo sé que estoy aquí con vosotros, mi cuerpo


está aquí, pero mi sentimiento está en otro lado ...,
está subiendo ..., sube.

— 218 —
Es una forma de sentir y ver las cosas, veo sin
ver nada y siento sin sentir nada, es un estado
diferente, es una manifestación de la v i s i ó n .
. h a y muchas maneras de observar y sentir.

Me siento en un lugar muy relajado, es un sitio


que me es familiar. No estoy solo, estoy en una
estancia redonda, hay mucha luz, se ve como... no
sé, están a mi alrededor..., pero se confunden con la
luz. Siento mucha energía, es una energía muy
especial, siento como esas luces que están a mi
alrededor me saludan, me dan la bienvenida. Me
dicen que otra vez estoy aquí, me dan las gracias
por venir.

Me dicen que no les veo, pero que están ahí,


que siento sus luces. Me están diciendo que "sí",
porque yo les he preguntado si es cuarta dimensión.
Les pregunto porque no les veo físicamente, y dicen
que están allí, en un centro descontaminante donde
todo es luz, y yo estoy en esa luz, por eso no los
puedo ver (aquí todo ser que entra en la nave se
transforma en luz, para su mejor descontaminación
o limpieza de cargas negativas de la tercera
dimensión y así poder compensar el cambio
dimensional). Siento que esa luz me está limpiando
para poder pasar a otro estado

— 219 —
físico.

Me están quitando la suciedad, estoy muy


contaminado, muy sucio.... Es mucha luz que me
entra por dentro y por fuera, me fluye por todo el
cuerpo una luz blanca, es muy blanca. Veo que
estoy menos sucio (nueva inspiración de aire). Hay
mucha luz, y siguen limpiándome porque tengo
unos pequeños desarreglos.

Ahora me hacen pasar a otro sitio. Ya los veo...,


¡ah! son mis amiguetes, de los pequeñitos (I '20 mts.
de altura; ojos ovalados, muy grandes y cabeza de
gran volumen). Me saludan atentamente, les
pregunto dónde estoy-.

- Estás en una nave espacial..., has sintonizado


con nuestras frecuencias, sabíamos que esto iba a
pasar, teníamos que decirte algo-.

Ellos cuando quieren comunicarse con alguien,


ponen los medios necesarios para poder hacerlo,
provocando esta situación, siendo el momento
adecuado, y a través de este cuerpo comunican.

Me están aplicando instrumentos a mi cuerpo,


me dicen:

— 220 —
- Estamos terminando los ajustes de tus
frecuencias físicas y emocionales..., estás muy
deteriorado, tienes que cuidar tu sistema nervioso,
debes tomarte las cosas con más tranquilidad,
siempre estamos contigo, confía más. El destino
está siendo cumplido, hay un programa muy
intenso, mucho trabajo..., no os preocupéis...,
siempre vamos por delante en el tiempo...,
afirmando el camino; pero a veces, hay
interferencias y lógicamente no lo podemos poner
todo tan claro. Todas las cosas tienen que seguir su
sendero..., hay muchas cosas que ajustar. Os
alteráis y vuestros estados emocionales siempre os
están engañando. Trabajáis demasiado con
impulsos emotivos de carácter astral (sensitivo), hay
que trabajar más espiritualmente y tener mucha más
confianza en vosotros.

Es época de recogida de la siembra, para eso


los grandes maestros han estado en ese mundo.
Nosotros somos seres que vamos a recoger la mies,
porque llega la hora poco a poco; pero esto es un
trabajo lento, no hay prisas para nada, nunca hay
prisas, es un problema de amor; y el amor está en el
desarrollo del trabajo humano-.

— 221 —
Nueva profunda inspiración de aire.
- Estoy ahí tumbado, y siguen ajustando cosas,
me están explorando por todos lados, pero yo no
siento nada, me encuentro muy bien-.

- No te preocupes, en este momento estás


bilocado (facultad de poder estar corporalmente en
dos sitios al mismo tiempo), ahora tienes dos
cuerpos físicos; él que está allí y él que está aquí.
Estás físicamente con nosotros.

Esto es natural y muy normal, lo hacemos muy


a menudo con todos vosotros. Cuando lo decidimos
y es el momento oportuno, os desdoblamos y os
trabajamos físicamente para facilitar vuestra
evolución e información genética. A veces,
utilizamos esta manera de abducción; y otras, sin
bilocaros (directamente), lo podemos hacer de
muchas maneras, depende del programa de cada
persona y su momento. Siempre hay programas y
todos estáis de alguna manera dentro de un
conjunto de programas que combinan entre sí.

La energía de cada ser, tiene su programa


adecuado y acondicionado para su evolución. Esa
misma evolución es parte de otros programas en
conjunto, dependiendo del tiempo, estructura
planetaria y el programa evolutivo del estado

— 222 —
espiritual; es así como funciona el proceso del
Ordenador Universal a través de la evolución de todo
lo que existe. Todo es un complejo unitario de
ritmos, frecuencias, ondas y energías que pululan
siendo atraídas o rechazadas, dependiendo del nivel
evolutivo de cada esencia espiritual, nosotros
contribuimos a la obra perfecta del Ordenador
Universal. Ayudamos a la gran obra cósmica, tan
maravillosa, nos sentimos verdaderamente cómodos
y agradables pudiendo contribuir a una cosa tan
hermosa que sois vosotros y nosotros mismos (en
vuestro planeta) también; porque al igual que
vosotros formamos parte de la cadena cósmica, y
todos estamos unidos por un lazo de amor y cariño,
por eso os queremos-.

Nueva inspiración de aire.

- ¡Qué simpáticos!, ¡uuy!. Siguen ajustándome


cosas, debo estar muy fastidiado-, ahora se ríen.

- ¡Je, je!, sí, estás un poco fastidiado; pero lo


comprendemos. No te preocupes tanto, sigue con la
misión, con el trabajo que hay que hacer: Dar
información de la Nueva Era. Hay mucha gente que
está despertando; pero aún queda gente que quiere
despertar, y llega su hora. Cada cual tiene su

— 223 —
momento y no hay que forzar. Dejad que las cosas
vengan
cuando tengan que venir.

Cada persona es un fruto, y todos los frutos no


están igual de maduros, ni de verdes. Hay árboles
que ni siquiera tienen fruta aún, no tener prisa,
nunca..., nunca..., prisa nunca, no hay prisas.
Siempre vais con prisas, ¡si el Cosmos nunca se
acaba!, para qué queréis prisas.

Trabajar espiritualmente y veréis como las


cosas no tienen tanta importancia como les dais.
Hay cosas más importantes; sin embargo, no las
veis, y las tenéis; no las usáis para nada, es una
lástima. Tenéis frecuencias ..., tenéis algo
importante que decir y comunicar. Hay frecuencias
en vosotros que tenéis por desarrollar conectando
con vuestra esencia; encontraréis vuestro sexto
sentido, y trabajando con amor, os ayudará al
encuentro de la autosuficiencia interior y realización
plena favoreciendo a los demás. Estas frecuencias
las tenéis todos al nacer; aunque el grado o nivel de
facultad es diferente en cada persona, dependiendo
de su evolución espiritual. No obstante, todos
pueden usar esta facultad, es vuestra atención que
tenéis, ¡Usarla!.

— 224 —
Cada uno está en lo suyo, y si de momento no
puede, no os preocupéis, ya podrá entender. Cada
cual está en su mundo, tiene una época, es un ser;
no os preocupéis, el ser vive en su tiempo
psicológico, hay muchas clases de tiempos.

Ahora tú estás en otro tiempo, te sientes entre


nosotros y es real que estás aquí en nuestra nave,
para muchas personas esta experiencia será subje-
tiva y para otras ridícula, esto no importa mucho,
¡Ya entenderán, en su momento!. No os inquietéis,
siempre estamos con vosotros de muchas maneras.
Ni siquiera podéis imaginar las formas que estamos
con vosotros. ¡Siempre!, porque os cuidamos, os
aseamos, os limpiamos, os trabajamos, os quere-
mos, os damos todo lo que tenemos. Pero nunca
podemos daros vuestra voluntad, vuestro esfuerzo
personal es de vosotros, es el trabajo que tenéis que
hacer. Comprender esto bien, no es tan difícil de
entender, este conocimiento tan sencillo, siempre es
el mismo-.

Nueva inspiración de aire.

- Yo sigo aquí. Hay uno a mi lado, pequeñajo,


cabezón; que no hace más que meterme mano por

— 225 —
no sé dónde. No lo veo ahora ... Pero yo no siento
nada molesto, la verdad. Se ríe y dice:
- Pero como vas a sentir nada si estoy trabajan-
do con luz, y con luz no puedes sentir; porque con
nuestra luz vibras a nuestro nivel, y así nunca pasa
nada molesto, sino agradable.

Ahora bien, a las personas que vibran a más


bajo nivel o ritmo, pueden sentir algunas cosas, al
ser luces con baja potencia; pero esto tampoco tiene
ninguna importancia, pasa enseguida. Tú no te
inquietes, vamos a dejarte como nuevo-.

- Pues bien, esto es de película-.

- Sí, esta experiencia después de haberla tenido


quedará como subjetiva.

Las experiencias de abducidos, por lo general,


siempre les queda el recuerdo como algo que paso
subjetivamente por ellos mismos; esto deber ser así,
sino sería más traumático. Los seres en vuestro
planeta son muy jóvenes en la evolución Universal, y
la preparación psicológica y espiritual es muy
importante para entender estos fenómenos no

— 226 —
usuales. Aun así, se producen efectos o trastornos
extraños en casi todas las personas; pero en ningún
caso pueden ser nocivos, excepto en algunos seres
que por su carga de frecuencias primitivas o
negativas sus reacciones pueden ser diferentes. No
obstante, esta experiencia queda como enseñanza
en su vida espiritual, contribuyendo en su evolución.
Vuestro vehículo denso o físico que utilizáis
actualmente, está bajo en frecuencias y energías,
por esto mismo tenéis conflictos. El cuerpo lo habéis
adaptado a la esencia y formado un bloque único,
siendo la voluntad espiritual el haber nacido de
madre para evolucionar ...

Es así, por amor todo es posible, usar el amor y


veréis como todo aquello que queráis lo tendréis. Si
no ponéis el amor; aunque tengáis todo, nunca lo
tendréis-.

Inspiración profunda.

- Me dicen que les acompañe, que vamos a


otro sitio más agradable.

Pasamos a una estancia, estamos en un lugar


muy grande. ¡Uy! ¡Qué bonito!, está lleno de plantas,

— 227 —
fuentes y cosas. Dicen que estamos en la nave, allí
está todo acondicionado. Es un jardín tropical muy
hermoso.
Yo sigo con los pequeñitos, y pregunto ¿Por
aquí hay alguno grande?-.

- No, en esta nave somos todos pequeñitos;


aunque a veces estamos con los otros, pero no
importa, porque nosotros sólo medimos nuestros
corazones.

Nuestra medida Universal es la del corazón,


que es la puerta del amor, es lo que nos da la
satisfacción de ser todos iguales. Aquí no hay
grandes ni pequeños, sólo hay corazones; y los
corazones son los brillantes que viven y dan luz a la
vida, es la maravilla del vivir, ¡vivir!, ¡vivir! y ¡vivir!..

- ¡Olé, qué tío!, es una maravilla la energía de


este Ser que habla, se hacía grande cuando hablaba,
su luz iba creciendo y salía de su cuerpo, ¡Qué
fantástico es este gran amigo! .

Estoy a gusto, me siento muy diferente. Me han


limpiado muy bien mi ser, me han sacado brillo por
todos lados. Ahora parezco otro..., no hay

— 228 —
problemas, da la sensación que floto, no peso nada-
.

-Sí, pero luego te manchas otra vez, tienes que


tomarte las cosas más tranquilamente, sin
apresuraciones, no te preocupes tanto. Nosotros os
lo ponemos todo en la mano, sois como (se refiere
también a mi amigo Mario) las hormigas
exploradoras y estáis ahí para trabajar.

La vida es personal y de cada persona, pero no


somos importantes, les dais demasiada importancia
a vuestras vidas personales, que en realidad no
existen, aún estáis en autogestación espiritual. Lo
personal es diferente aquí, es todo comunitario, de
amor y cariño. El amor es unidad, nosotros os
queremos mucho. Lo personal se comparte; pero
cada uno tiene su familia y sus cosas, nos
respetamos mutuamente. Sabemos lo que queremos
de antemano; y no nos dejamos influir. La sabiduría
y el amor son nuestros mejores consejeros. Vivimos
juntos pero no revueltos, no confundiros pensando
cosas extrañas, porque la gente de vuestro planeta
se va al morbo y casi siempre idean lo que no
deben.

— 229 —
Muchas veces caéis en lo bajo, ridículo y juicios
apresurados, ¡Cómo no comprendéis el sentimiento
espiritual del corazón y del Amor Universal!. Las
gentes pueden unirse, amarse y ser puros; pero al
mismo tiempo, cada uno tener su vida personal,
independencia, responsabilidad, amigos, amores,
familia .... no tiene la mayor importancia, son cosas
pasajeras. Lo personal es una cosa que siempre lo
llevas. Pero lo cósmico, unitario, amor, trabajo y
servicio es lo más maravilloso que pueda existir y lo
más agradable, por ser útil a quien sea, en cualquier
momento, siempre que esa misma persona vibre
adecuadamente, lógicamente, la ley lo marca.

La ley lo marca; siempre la ley, la frecuencia y


el grado. Nosotros sintonizamos con las frecuencias,
si las frecuencias son afines, nosotros somos afines;
sino. no lo somos, no podemos hacer nada, porque
haríamos mucho daño a esas personas, aunque
parezca lo contrario.

¡Sí! , de momento les favoreceríamos sus


necesidades, pero luego ¡Qué!, ¡no! ¡no! , ellos
tienen que trabajar, tienen que evolucionar; y es lo
que dices en las charlas a través de nosotros, tú
hablas y dices lo que es, el que no lo entienda, pues
no lo entienda. No se habla para que se entienda,

— 230 —
sino para que se sepa. Es muy diferente lo que se
sabe y lo que se entiende. Bueno, pues que
comprenda el que comprenda, no hay más
problema.

Si tú estás allí abajo (se refiere a la Tierra) es


porque quieres estar, es tu amor y tu cariño hacia
los demás, pues aguanta marea. Es así el amor por
el
planeta Tierra-.

Nueva inspiración de aire.

-¡Qué maravilla!, estamos como flotando por


ahí. Son majos, llevo por lo menos ocho a mi
alrededor. Son todos muy simpáticos. Tienen una
cabeza grande, llevan un casco pequeñito, no se les
ve pelo (no sé si bajo del casco lo tendrán), los ojos
son muy grandes y ligeramente ovalados, y la boca
pequeñita, en su conjunto los encuentro fascinantes.
Son unos hermanos maravillosos, son pequeños;
pero desde luego tienen un corazón increíble, son
seres que irradian paz, conocimiento y sabiduría-.

Ahora están riéndose y dicen:

- ¡Jo!, no se lo va a tragar nadie, ¡je! ¡Je!.; pero


no importa, no importa si la gente pueda pensar

— 231 —
esto o lo otro. Los pensamientos son lechugas que
se pudren y se tiran al mar. "Un maestro muy
famoso dijo; no echar perlas a los cerdos".

No importa lo que piensen los demás, lo que


importa es lo que uno siente ante lo que vives y
experimentas; y lo que vas a dar. Esto es lo im-
portante, la entrega, no estar pendiente de recibir.
Por eso, tenéis que aprender a dar, dar, dar ..., y
veréis que la satisfacción mayor del mundo es poder
dar sin tratar de recibir nada.es lo más hermoso; de
lo que se da luego se cría, se multiplica todo cuando
das.

No os preocupéis, tener más confianza en las


cosas, afincaros en vuestro corazón y el amor hacia
los demás, no tengáis miedo a poder amar, eso es
algo maravilloso-.

-¡Ah!, yo sigo en aquel jardín dando vueltas,


hay como cascadas y muchas flores, música que sale
de las flores y cosas-.

- La cuarta dimensión es así, es normal, es lo


hermoso de la vida poder vivir dentro de la vida
como nosotros.

— 232 —
Nosotros no vivimos, vivimos dentro de la vida,
porque somos la vida y sentimos. Somos otra forma
de sentir y vivir. Casi nadie entenderá esto, no se
pueden entender las cosas que se sienten con el
corazón. Como vais a entender el agua, se bebe y
punto. Te da la vida, te da todo. Pero si entiendes el
agua, es que no estás bebiendo; bebe el agua y
después trata de entenderla, pero primero bebe
y sáciate, ten fuerza y la podrás dar.

Acordaros siempre de dar, siempre acordaros,


es importante que empleéis la fuerza cuando la
tengáis. Por eso, trabajar para obtener la fuerza, y
cuando más lo hagáis, luego más la tendréis. Y eso
es así, la ley de la cadena y la continuidad básica del
Universo. Todas las galaxias, las estrellas, todo lo
que existe funciona igual; a imagen y semejanza de
lo pequeño a lo grande, de lo grande a lo pequeño,
todo lo existente es así de precioso y hermoso.

Tenéis que sintonizar las frecuencias de alegría,


de fraternidad, de confianza y de amistad. No tener
dudas entre vosotros, apoyaros mutuamente, tratar
de ser esenciales. No seáis tan tontos y no os dejéis
engañar por seres poco evolucionados, se apegan a
vosotros. Sabed elegir personas adecuadas y el sitio
donde estar, es muy importante, porque no vais a

— 233 —
arreglar la vida de nadie; si la persona no está
evolucionada, esto es un proceso de millones de
años luz.

No podéis hacer que un día crezca un árbol, el


árbol necesita de tiempo para crecer. ¿Será mayor
un espíritu creador, que un ser humano empezando
a crecer?, vosotros queréis hacer crecer un ser en
una semana, en un mes o en un año. ¡Estáis locos!.
Todo son procesos de millones / millones años luz,
las cosas se realizan con la experiencia y el tiempo.
Sólo podéis contribuir a despertar, contribuir a
ayudar como hacemos nosotros; ayudamos a
aquellos seres que contribuyen a la construcción,
que dan su flor y su fruto. Es hora de poder llegar a
ellos, porque ellos marcan por sus hechos, por su
forma de actuar conoceréis quien son; no por ideas
o palabras, sino por su forma de hacer. El
pensamiento, la palabra y la obra tienen que
funcionar en armonía.

No seáis tan tontos, no os guiéis tanto por los


impulsos falsos del corazón. El corazón emite
impulsos falsos cuando son condenados por el
propio cerebro. Las neuronas y la mala información
que en ellas se hallan, hacen de filtros en la
vibración de la emisión de sus colores; formando

— 234 —
energías que realmente son bajas y groseras. Os
impregnáis de ellas y creáis ilusiones, creáis
abismos, creáis cosas extrañas sin daros cuenta. Y
creáis la ilusión de la creencia que sois algo o estáis
ahí para esto o para lo otro. ¡No!, nadie ayuda a
nadie que no se ayuda o no tiene el conocimiento
espiritual para corresponder, por lo menos una
parte, que menos que algo para poder trabajar. El
que no quiera trabajar no comprenderá, y quien no
trabaje, nunca entenderá; porque todas las cosas en
sí, son mucho más sencillas y vosotros lo complicáis
de una forma terrible. Ir más al grano, ir a las cosas
claras y concretas. No os compliquéis la vida, no
merece la pena, todo mucho más sencillo, mucho
más sencillo…

Nueva inspiración de aire.

-¡Uh!, ¡Qué bien se está aquí!, me ha venido un


airecillo muy bueno, se está fabuloso-.
Seguimos por ahí, al mismo tiempo que van
hablando, que si habla uno y habla otro. Es va a una
gran velocidad y yo sigo dando vueltas por allí,
como flotando. Vamos viendo todo aquello, es
precioso, es una nave nodriza muy grande. Dicen
que están aquí en Valencia, pero están en cuarta
dimensión.

— 235 —
-Aquí las frecuencias son las adecuadas para
nosotros y para vosotros cuando podáis alcanzarlas,
es donde existe la vida auténtica, dado que la
tercera dimensión sólo es un reflejo de lo que es la
cuarta. El silencio de la vida está en tercera y forma
parte de la enseñanza, por esto se vive
parcialmente. La cuarta dimensión es la vida, es una
parte total de la vida. Por eso, cuando estáis en
cuarta os sentís de alguna manera realizados,
penetráis en el conocimiento Cósmico, teniendo
acceso al Ordenador Central o Universal, en Él
encontraréis toda la información adecuada para la
necesidad de cada momento. Cultivar la cuarta
dimensión en vuestro corazón y la recibiréis y aún
más estaréis en ella. Practicar el canal abierto, lo
tenemos siempre abierto para vosotros. Aquel que
venga con el Amor Incondicional; recibirá el Amor
del Conocimiento, así podrá canalizar toda la
información a aquellos que escuchen con su
corazón y la entenderán. Pero aquel que venga con
historias, contrariedades, dogmas, orgullo o
imposición de verdades, es mejor dejarles su camino
y cambiar de temas.
Hay mucha gente que esto no puede entenderlo,
porque en su evolución aún están embrutecidos con
sus magias o juegos esotéricos, tonterías
ancestrales, etc… todo esto es necesario para

— 236 —
alcanzar el conocimiento, cuando lo empiezas a
descubrir, en ese momento te das cuenta que
empiezas a nacer a una nueva vida, y así
infinitamente; la realidad es que no hace falta saber
todo esto, no obstante aunque no queramos lo
sabemos; que es nuestra y de todos la evolución
mortal e inmortal al mismo tiempo las dos-.(esto
sólo se entiende cuando lo sebes desde tu
corazón espiritual).
Todo es una cadena magnifica; de millones, de
millones, de millones e infinito de Seres. No se
puede romper toda esa cadena sólo por una forma
de lucro, sugerencia o por una ayuda que uno quiera
arreglar, así porque sí. No se puede hacer las cosas
porque sí, o se cometen errores, y los errores
provocan problemas, y los problemas hay que
arreglarlos, si no se reparan de inmediato se
generan con el tiempo muchos más errores. Al final
todo se multiplica automáticamente, infectando lo
personal, planetario, solar, galáctico etc… y así se
va creando una cadena de causas y efectos,
produciendo el efecto famoso; dómino (se cae una
ficha y caen todas) y las operaciones terminan en
grandes desastres, y al final los números no salen
(nosotros como sabemos estas posibilidades
utilizamos la ciencia cósmica de la probabilidades,
no conocida en vuestro mundo)-.

— 237 —
— 238 —
La ciencia de los números es exacta. Tienen que ser
todos los números que deben ser, porque cuando
los números no son los que deben ser, entonces las
cosas ya no funcionan, hay que cambiarlas, se deben
transmutar. Nosotros vamos de cabeza trabajando
como locos, porque los de allí abajo (planeta Tierra)
van sin orden alguno. Si no fuera así, vuestro mundo
ya se habría hecho añicos o destruido muchas veces,
porque aún existen muchos brutos por evolucionar,
muy brutos...

Nosotros entendemos eso perfectamente,


porque sois niños; y los niños, pues bueno, hay que
tener paciencia con ellos, porque os queremos.
Nosotros somos como vuestros padres y siempre
estamos con vosotros, respetando el libre albedrío
espiritual y natural, os amamos muchísimo. Un
padre tiene que tener paciencia con su hijo por amor
a él. Tenemos que aguantar vuestras impertinencias,
pero no importa, nos lo tomamos con mucha
benevolencia y mucho amor. El sufrimiento de allí
abajo existe, no tentar al sufrimiento, se pasa mal.
Sabemos que lo pasáis mal, aunque es una forma de
cura para interrumpir otros programas y hacer otro
nuevo; y al final se transforman en programas
evolutivos de amor, cariño y construcción. No
siempre es necesario que tengáis que sufrir o

— 244 —
pasarlo mal, se os han dado por los maestros
espirituales conocimientos específicos para no
sufrir; siempre que los pongáis en práctica y estéis
atentos en vuestra evolución, nadie puede vivir o
experimentar en vuestro cuerpo físico más que
vosotros mismos.

Ya te encontramos muy bien-.

- El viajito que he tenido con ellos parece que


está acabando-.

- Te queremos mucho, saludos de tu guía, está


muy bien. Dentro de poco tendréis una experiencia,
pero sobre la marcha, no tengáis mucha prisa en
este aspecto.

Cuando tengamos que aparecer, apareceremos,


esto es así. No aparecemos porque vosotros lo di-
gáis, hay programas complejos matemáticos, no
podemos romper un programa sólo por una
sugerencia. (La ley de afinidad y compensación
enseña que la expansión infinita de la vida, actúa a
través de causas y efectos, siendo procesados en un
orden informático o cibernético).
Los programas son perfectos, el trabajo es muy
importante; aunque a nosotros la broma nos encan-

— 245 —
ta, nos gusta mucho la alegría, nos agrada todas las
cosas naturales. Pero no mezclamos las cosas, de
todas formas tienen que ser puras en su naturaleza;
con el tiempo se adulteran.se prostituyen, se
degradan y terminan con grandes problemas.
Porque ¡ojo!, que estamos hablando de millones de
años, y cuando una genética está muy adulterada, se
autodestruye, y bueno, se genera otra, total es un
cambio de cuerpo o nuevo nacimiento genético. Eso
hicieron en Sodoma y Gomorra. Nosotros no fuimos,
en ese programa sólo colaboramos indirectamente.
Estas razas ya estaban bastante degeneradas en sus
genes, y el cambio fue necesario. A lo largo de esa
humanidad ha existido en diferentes épocas varias
Sodomas y Gomorras, no es el caso de vuestro
tiempo actual, existe una mayoría de genes
positivos. Estamos satisfechos, aunque, hay una
parte de vuestra humanidad primitiva que incordia;
no obstante, esto no se puede evitar." La luz surge
de la oscuridad y el hambre nos da la posibilidad de
poder comer". La evolución de los seres es un
trabajo espiritual en la autorrealización del
sentimiento infinito a través de ciclos de enseñan-
zas, creando individualidades perfectas en su auto-
determinación, formando una cadena de creadores
solares. Nosotros formamos parte de un pequeño
eslabón de esa cadena, y contribuimos humildemen-

— 246 —
te a un plan perfecto de amor concebido por genios
solares y a su vez por el Ordenador Universal,
manifestado en vuestra evolución planetaria.

Es muy difícil entender desde vuestra


perspectiva toda esta información, pues vuestro
razonamiento está basado en conceptos limitados
por vuestra necesidad de supervivencia elemental.
Es comprensible que tengáis dudas sobre vuestra
evolución planetaria espiritual, porque los conceptos
están reducidos por el temor a la muerte física aún
no muy entendida en vuestras investigaciones
científicas; pero no dentro de mucho tiempo
encontraréis la respuesta científica de esta verdad.
Vuestro mundo será diferente y las supersticiones
serán desterradas para la eternidad, la ciencia se
iluminará-.

-Todos me dan su energía-, (profunda


inspiración de aire).

- Siempre estamos en contacto, no está mal


que te bajes a theta, porque así es más directo que
en las charlas. Te enchufas bien, no hay ningún
problema, tu programa sale bien. Estés más
tranquilo, o puedes pasarlo mal, no te preocupes,
nosotros ayudamos dentro de los medios que

— 247 —
acondiciona el sistema del programa. Cuando el
programa llega hasta el punto previsto, nosotros no
podemos pasar, podría haber dificultades, no
podemos hacer más que lo que se debe, esto es así
de cierto. Por eso, tenéis que comprender,
realmente estamos ahí, hay un trabajo importante
que realizar. Contribuimos siempre, pero debéis
trabajar vosotros, para eso tenéis un cuerpecillo de
tercera dimensión; y lo sabemos. Las consecuencias
de poder nacer en esta tercera dimensión es
moldearse para poder ser engendrado de madre, y
adaptarse a una genética que debe ser superada en
la manifestación del Yo espiritual, dependiendo el
programa del Ordenador Universal-.

- Me dan otro abrazo (nueva profunda


inspiración), se despiden de mí con mucho amor.

Me llevan a otro lugar. Salimos del jardín,


pasamos por un pasillo hasta una plataforma,
empiezo a descender ...»a descender.

Ahora me siento otra vez ..., estoy entrando en


mi cuerpo ..., me estoy recuperando. Siento que el
cuerpo me pesa mucho, el cuerpo está todo sudado,
menudo rollo de cuerpo. ¡Uf! ya estoy aquí, hay que
ver como se te quedan los huesos, el cuerpo parece

— 248 —
de cartón, todo entumecido; aunque me siento muy
bien, con las cargas que me han eliminado..

La experiencia que se acaba de reproducir tuvo


una duración de unos 40 minutos, y se encuentra
grabada en una cinta casette. En este relato se hace
algún comentario del autor; y hay también datos que
recogió en su experiencia y no pudo expresar en la
grabación en su totalidad.

X - UN NUEVO PLANETA TIERRA

Los cambios en la forma de percibir mi mundo


iban sucediendo a medida que las experiencias con
mis amigos extraterrestres se manifestaban. Ellas
me estaban dando nuevos conceptos de la
existencia de la creación del Cosmos.

Mis sentimientos se proyectaban hacia todo lo


que existía, era un nuevo amor sobre la vida y los
seres humanos. Estaba encontrando una realidad
que nunca hubiera podido imaginar, todo de alguna
manera se expresaba hacia mí con su canal de luz;
siendo la información transmitida a mi consciencia.
Los colores producidos por la psique humana eran
recibidos y comprendidos por mi intelecto, siendo

— 249 —
ello un conocimiento vivo de la existencia de la vida
espiritual, el aura era para mí un fascinante estudio
de la psique.

A través de una técnica de meditación en la Luz


del Amor, pude desarrollar una disciplina de
percepción extrasensorial para penetrar en el micro
mundo atómico, y percibir información de la
grabación de imágenes registradas por el tiempo.

En el mundo de tercera dimensión en el que


nacemos, se produce interrumpidamente en una
constante producción de vida animada e infinita,
estando sujeta a sus ritmos temporales y
atemporales; todo ello en un gran programa que
marca la evolución y materialización de la misma, se
manifiesta en esta información una mínima parte de
esta compleja y sencilla; en nuestra existencia, su
autorrealización, fines, liberación y sobre todo su
desenlace en el alcance de la felicidad, libertad y el
conocimiento creador solar.

— 250 —
Los relojes del tiempo en tercera dimensión uno
de sus mejores transmisores son los Neutrinos ya
conocidos; el nano tiempo conduce a 4ª Dimensión.

— 251 —
Cada micro segundo, cuando se manifiesta en
un instante, es registrado por la manta atómica en
una frecuencia etérea en nuestro espacio, como si
se tratase de una película olográfica o
tridimensional, con el efecto de nuestros cinco
sentidos. Todo queda registrado en una realidad
interiodimensional, que algún día la ciencia oficial
descubrirá y podremos saber en realidad cual fue el
auténtico pasado de la existencia de este planeta
Tierra.

La mente humana tiene grandes recursos


cuando fluye su canal espiritual del amor. En ella se
pueden canalizar facultades naturales de percepción
extra-sensorial y telepática, siendo de una gran
ayuda para la evolución y encuentro con nuestro
Super-Ser o Yo Profundo. Todos los grandes
maestros de sabiduría, enseñaban que existe un
mundo espiritual en cada uno de nosotros, y el
encuentro con él, sería el despertar a una nueva
existencia y concepto del Amor Universal. Es difícil
comprender el sentimiento del nuevo amor cuando
se quiere pensar en él. La humanidad quiere saber
cómo será este nuevo amor, y ella no sabe que los

— 2S3 —
sentimientos espirituales nacen en acción de amar y
no pensar; los buenos pensamientos ayudan a amar.

— 2S3 —
Mi afición por conectar en meditación con fó-
siles y piedras antiguas, era mi trabajo para adquirir
información sobre la existencia de la vida en un
pasado de nuestro planeta. Para realizar estos
ejercicios tenía que relajarme a fondo y concentrar
toda mi atención en mi mano, donde se hallaba el
fósil o piedra a estudiar. Mi consciencia estaba
totalmente entregada, por las sensaciones
electromagnéticas en forma de descargas muy leves
eléctricas que recibía en la mano. Seguidamente, mi
mente visualizaba un punto de luz blanca, que se
iba ampliando en forma de túnel alargado. La
sensación era muy suave y placentera, sin el menor
esfuerzo por mi parte; era desplazado por ese túnel
de luz, hasta encontrarme en un espacio libre que
podía sentirlo con mis cinco sentidos, como si se
tratase de una realidad. Estos espacios eran
ocupados por historias que me hacían revivirlas.
Aunque, cuando quería modificar o tocar cualquier
cosa de aquel escenario, mis manos se desplazaban
a través de aquella materia, como si fuera un
fantasma; sin embargo, sí que podía sentir todas las
impresiones sensoriales. También podía hacer que
las imágenes se pararan o echaran marcha atrás,
como si se tratase de un vídeo doméstico.

— 254 —
Mucha información he vivido a través de esta
técnica de meditación extrasensorial. Podría indicar
algunas de ellas; tuve en mi mano el contacto de
una vértebra de un dinosaurio, una piedra de una
antigua pirámide de Egipto, una piedra del Partenón
de Grecia, una reliquia de la época medieval
relacionada con la Santa Inquisición y muchas más.

No tengo pruebas para confirmar que estas


vivencias sean reales, pero hay personas que han
aportado algún objeto personal y he podido ver su
información. Estas técnicas de meditación puedo
enseñarlas, y actualmente las imparto en un curso
denominado «PSICONATUROLOGIA» o el lenguaje de
la naturaleza y su comprensión para la ayuda del
autoconocimiento o encuentro con el Yo Profundo.

Existen discípulos que han participado en este


curso y sus resultados son muy óptimos. Las
técnicas de meditación son sencillas y
comprensibles para su adaptación y práctica.

Un día mi amigo Mario con un tono alegre me


expresó:

— 255 —
- Juan Manuel, tengo algo muy interesante para
ti-.

Puse cara de misterio, no me podía imaginar


que aquello que Mario me iba a dar; sería definitivo
para culminar mi información del porqué de mis
experiencias con extraterrestres.

- ¿De qué se trata?-, pregunté con un tono de


sorpresa.

- Me acaba de traer mi hija una piedra sagrada


de un Lamasterio del Tibet-.

Mario lucía en su mano una piedra alargada de


15 cm. de larga por 4 cm. de ancha
aproximadamente. Se veía claramente en ella una
inscripción rarísima, las letras eran signos extraños
que nunca había visto hasta ahora, este escrito
cruzaba a lo largo de la piedra.

Tome la piedra en mi mano, e


instantáneamente sentí un ligero y agradable
cosquilleo eléctrico que me hizo suspirar, y
exclamé:

- ¡Mario, esta piedra es muy especial!-.

— 256 —
Mario dejo ver una sonrisa de satisfacción y
dijo:

-Tienes que ver en ella, intuyo que existe una


información muy especial que tenemos que saber -.
Elegimos un día en un lugar tranquilo para
poder obtener la información que se aletargaba en
esa piedra. El día y la hora elegida por nosotros
llegó.

La piedra del Tibet estaba celosamente atrapa-


da en mi mano izquierda, mi cuerpo reposaba en un
lecho y una grabadora pequeña colocada junto a mi
cuello; esperaba ser puesta a punto, para recoger la
información de la experiencia que iba a narrar de la
piedra del Tibet.

El primer contacto se inició:

Mario accionó el botón de la grabadora, y en un


instante, se puso a registrar mi voz:

- Estoy muy relajado... muy relajado...-.

Con tono tenue, seguí autorrelajándome a tra-


vés de mi palabra; hasta que empecé a sentir como
la piedra se unía formando una masa compacta con

— 257 —
mis células. Las chispas de luz surgieron en mi
visión interior (el cosquilleo se hizo presente), los
puntitos de luz fueron uniéndose formando un
orificio lumínico; él se fue haciendo más grande, de
un color blanco muy brillante, hasta que me inundó
absorbiéndome. Me sentí desplazado por aquella
luz, como en un tobogán tubular a una gran
velocidad; pero con una sensación muy agradable y
de serenidad.

A través de aquella luz tubular, estaba siendo


propulsado; hasta que fui transportado a un
escenario muy real, que iba narrando a medida que
se manifestaba en mis cinco sentidos:

- Me encuentro en un valle nevado... es de


noche y observo la luna... la noche está estrellada-.

Esta experiencia extrasensorial fue registrada


en presencia de Mario durante 17 horas en
diferentes etapas de tiempo; no obstante, las
vivencias que tuve fueron manifestadas en más de
tres meses, dado que me trasladaron a un tiempo de
cuarta dimensión, y allí el tiempo fluye en una
frecuencia diferente al nuestro. Estoy preparando un
nuevo libro dedicado sólo a esta experiencia de la

— 258 —
piedra del Tibet, existe mucha información de
utilidad para la humanidad y su futuro cercano. Sin
embargo, voy a transmitir un pequeño extracto y un
mensaje para el nuevo cambio de nuestro planeta
Tierra:

Entré en aquel espacio nevado, estuve en un


lamasterio y conocí su interior; en él se hallaban
unos monjes que pude observar. Me encontraba en
una terraza de ese lamasterio y fui súbitamente
desplazado por el aire, viendo como el lamasterio
quedaba detrás de mí. Por el cielo iba volando hacia
un lugar muy especial...

Aterricé muy suavemente sobre una colcha de


nieve, sentía el frío como algo agradable, un viento
lleno de copos de nieve me blanqueaba el cuerpo.
De repente, sentí frente a mí, una cascada eléctrica
de chispas burbujeantes que me atraía como un
electroimán...

Traspasé aquella cortina electrizante y el


escenario era totalmente diferente...

Estaba situado en un espacioso jardín, me


hallaba en un sendero de piedras preciosas que se

— 259 —
presentaban dando un ligero brillo fascinante; me
invitaron a caminar sobre ellas. Era completamente
de día, y una luz solar muy especial se reflejaba en
aquel paisaje tan singular.

Empecé a desplazarme, y digo desplazarme;


porque sentía el suelo como una alfombra de
terciopelo mullida y un dulce calorcito en mis pies
cuando andaba. Estuve paseando un poco por allí, vi
unas flores exuberantes y hermosas; invitándome a
escuchar una tenue y maravillosa música que me
acompañaba en mi dulce paseo. En un instante,
observé unos niños que estaban jugando en un
ancho espacio, formado por un prado verde
esmeralda brillante, todo aquello daba tonos con
matices de luz; es como si las cosas tuvieran luz
propia en su color natural, la vista era muy hermosa.

Los niños se acercaron a mí, me observaron


con ojos que dejaban escapar una luz suave y
relajante; al mismo tiempo, sonreían con ternura
dando signos de amistad. Sentí que ya me conocían,
pero ¿Cómo puede ser que me conocieran?.

Mis pensamientos estaban fluyendo en confu-


sión ¿Cómo podían saber de mi presencia?, es algo

— 260 —
especial. Ya no estaba en la experiencia
extrasensorial de la piedra del Tibet, mi presencia
allí era real; quiero decir tiempo consciente. Si
estuviera en mi experiencia extrasensorial, ellos no
tenían que tener consciencia de mi presencia en ese
espacio; pero mi pregunta era ¿Dónde me hallaba?...

Seguí paseando por aquel sendero de aspecto


hermoso junto a los niños, divisé no muy lejos, una
ciudad maravillosa construida con piedras preciosas
al igual que la senda de mi paseo placentero.
Caminé unos cuantos pasos más y fui a parar frente
a una mansión en forma de figuras geométricas; de
múltiples formas y de una belleza difícil de describir
Las piedras de este edificio brillaban con su luz
propia, sus luces se mezclaban unas con otras,
dando una sensación de bienestar

Me acerqué a esta fortaleza tan reluciente y


observé una amplia escalera irisada de luz que me
invitaba a subirla. Empecé a ascender por ella sin
esfuerzo alguno, los niños se quedaron abajo y con
una sonrisa me dieron su adiós. Mis ojos se fijaron
en la figura de un ser que pacientemente me
esperaba en lo alto de aquella escalera...

— 261 —
Sus ojos eran grandes y proyectaban sobre los
míos una luz dorada en forma de miles de puntos
que me acariciaban con dulzura; produciéndome
alegría y confianza. Su cabeza era calva, me sonreía
con cariño, lucía una túnica de luz muy blanca y
brillante, su altura sería de dos metros
aproximadamente.

Lo reconocí, era mi guía. En varias ocasiones,


tuve el placer de estar con él; en este libro hago
mención de algunas de ellas.

-Te he traído aquí porque tienes que vivir unas


experiencias y obtener información de interés para
la evolución del planeta Tierra-.

Pude sentir estas palabras dentro de mí, como


ya era habitual en su lenguaje telepático.

- ¿Dónde estoy?-, le pregunté con misterio.

Con mucho amor escuché en mi interior su voz:

-Te he traído a un espacio de cuarta dimensión,


esta ciudad es una base nuestra de trabajo para la
ayuda del planeta Tierra. Como esta ciudad existen
muchas, son estancias que vas a conocer. También

— 262 —
tenemos que ir a varios planetas donde nos están
esperando-.

Me hizo una seña con su mano, y tras él entré


al interior de aquella mansión tan original.

Viajamos a diferentes planetas, y en ellos tuve


muchas experiencias de formas de vidas avanzadas.
Me enseñó cómo podían tener acceso a la informa-
ción registrada en el tiempo de la creación de
nuestro sistema solar, la formación del planeta
Tierra y cómo se realizó la evolución de los seres
humanos desde la primera célula.
Tuve el conocimiento de cómo transcendían al
mundo espiritual los seres de tercera dimensión
después de la muerte; y cómo se transformaban los
seres más evolucionados a cuarta dimensión.

Viajé a través de distintos tipos de transportes,


que se desplazaban en los espacios dimensionales;
y al mismo tiempo, comprobé cómo se producían
estos vehículos. También me enseñaron cómo cana-
lizaban esencias espirituales para la composición o
creación del Cosmos.

— 263 —
En varios de mis viajes con mi guía, fuimos a un
sistema solar más lejano de nuestra Vía Láctea; en él
se hallaba un planeta donde residían seres de una
maravillosa sabiduría de amor. Estos sabios habían
sido elegidos para coordinar diferentes galaxias en
su expansión creadora, contribuían en el
conocimiento del Ordenador Universal. Aquí no voy
a citar todas las veces que estuve allí, ni toda la
información que se me transmitió; pero sí que tengo
algo que comunicar, para ello explicaré uno de mis
viajes a ese planeta, y el mensaje que obtuve para la
Tierra y su futuro, siendo de importancia para
todos:

Mi guía me indicó que debíamos hacer un viaje


a un planeta muy especial y que allí nos estaban
esperando un grupo de amigos que tenían algo que
transmitirnos.

Nos acercamos a su nave o núcleo de transpor-


te, como él la denominaba. Era de forma ovoide,
más bien se asemejaba a un enorme huevo; sus
dimensiones aproximadas eran de 2'50 m. de alto
por su forma externa 2 m. en su parte más ancha.
Parecía cristal o un material análogo. En su interior
se veía en el eje central como una columna de luz,

— 264 —
en un constante movimiento de abajo hacia arriba y
al contrario; subían y bajaban unos haces de luces
de múltiples colores que parpadeaban
constantemente, las observaba con mucha
curiosidad. Entramos en aquel huevo luminoso
cristalino, en sus paredes habían dos cabinas
empotradas en forma de sarcófagos egipcios de
cristal, estaban situadas una enfrente de la otra.

Me hizo un ademán con su mano para que


entrara en la cabina y así lo hice. Ella se adhirió
como un guante mullido alrededor de mi cuerpo; me
sentía muy cómodo y relajado.

El también se situó frente a mí en su lugar, me


observaba con sus ojos de luz dorada; dándome
mucha seguridad, su sonrisa era constante y plena.
Todo aquel espacio en el que cómodamente
reposaba empezó a inundarse de luces de colores
que surtían del eje central. Mi cuerpo se estaba
fusionando con aquellas luces, sentí un placer muy
especial; aunque, en un abrir y cerrar de ojos, me vi
otra vez en aquel huevo y en la misma posición. Mi
compañero de viaje me dijo:

-Ya hemos llegado -.

— 265 —
Miré a mi alrededor y creí estar en el mismo
lugar. Mi guía volvió a indicarme:

- Parece el mismo sitio, pero estamos en otro


planeta. El lugar de llegada es semejante en todos
los planetas que usamos este tipo de transporte-.

Desde allí fuimos transportados por un tubo de


luz a otro lugar más espacioso, sus paredes y suelo
brillaban con puntitos de luz.

Bajamos cuatro escalones y frente a nosotros se


hallaba un salón más amplio que él que dejamos
atrás. En su centro había una mesa alargada en
forma ovalada, a su alrededor estaban sentados
numerosos seres de apariencias y colores múltiples;
sus aspectos eran simpáticos y daban confianza,
todos estaban sonriendo. Por sus ojos surgían luces
de colores muy tenues, pero profundos y brillantes.
Parecían personajes escapados de un film de
ficción.

Los ojos de aquellos seres se cruzaron entre sí


y formaron como una burbuja de luces de colores
sobre el espacio. Me quedé asombrado cuando vi
como aquella burbuja de luz se desplazaba hacia mi

— 266 —
pecho y me penetraba; la sensación que tuve era de
cariño y fraternidad. Mi amigo que estaba junto a
mí, me afirmó:

- Acaban de darte un abrazo de bienvenida en


conjunto con sus luces-.

Todo aquello me parecía familiar, pero no sabía


el cómo. Todos me observaban con esmerada
atención. Uno de ellos con ojos saltones y muy
expresivos fue el portavoz del grupo. Sentí su voz
en mi mente, sus ojos proyectaban una luz azulada
metalizada:

- Querido amigo, todas mis palabras son


pensamientos unidos de todos mis compañeros aquí
presentes. Somos un grupo que trabajamos muy
estrechamente con el Ordenador Universal, nuestros
asuntos están relacionados con la evolución
espiritual y el seguimiento de los cambios de niveles
de frecuencias dimensionales.

El Universo está regido por fuerzas establecidas


con un orden espiritual, que se manifiestan
cronológicamente, dependiendo de su nivel de
evolución e información de los estados de la

— 267 —
materia. La vida no es una casualidad, sino la
existencia del conocimiento espiritual en la
manifestación de la naturaleza. Todos los sistemas
solares son núcleos de energía vital creadora, ellos
están completamente relacionados unos con otros.
Dependiendo de la potencia espiritual en su tiempo
de evolución, producen formaciones de galaxias, y
así se va expansionando la vida por todo el Universo
infinito. Es muy difícil entender todo esto con mente
finita, el Universo no tiene fin.

Sabemos que el planeta Tierra está pasando


por un cambio de frecuencias espirituales, estos
acontecimientos son gradualmente manifestados
por vibraciones espirituales que se van densificando
en el tiempo. Este proceso hace tiempo que empezó
y ahora es cuando los cambios se van a producir con
evidencias.

Es época de depuración espiritual y de la


transformación de cargas emocionales psíquicas;
por esto mismo.es conveniente que los seres
humanos de la Tierra cultiven los buenos modales,
la armonía natural y el amor. Es preciso que esta
información sea entendida; los tiempos van a ser
fuertes con las personas indeseables, supersticiosas
y egoístas. Nuevas afecciones psicosomáticas se
manifestarán a mentes que viven por el engaño. Los
bloqueos de la psique tienen que ver con la falta de

— 268 —
defensas espirituales naturales, ellos contribuirán
cada vez más a que estos acontecimientos estén
ocurriendo y con el tiempo se acentuarán mucho
más.

Todos los mundos dependen de ciclos o épocas


de evolución. Las leyes del Universo son perfectas e
inmutables, sus enseñanzas nos dan el AMOR.

Sólo con amor es posible la transformación del


nuevo ser humano en tu mundo. Los especiales
acontecimientos que van a suceder en la Tierra
serán decisivos para el conocimiento real de nuestra
existencia. Está dicho por santos y profetas que
llegaría un tiempo en el que el cielo se manifestará y
un nuevo mundo aparecerá.

Nuestra cuarta dimensión existe en todo el


Universo, en la Tierra va a ser comprobada como
algo real; será el descubrimiento más importante
que la humanidad en la Tierra obtenga en toda su
historia. Pero antes de que este acontecimiento
suceda, en tu planeta habrá paz y armonía con
todos sus habitantes, la ciencia conocerá el amor y
lo aplicará en ayuda de la naturaleza.

— 269 —
No podemos darte fecha alguna, pero si decirte
que estos hechos no tardarán mucho tiempo, podrás
comprobarlo por ti mismo.

Nuestra entrevista por hoy ha terminado,


tendremos más encuentros e información que
transmitirte. Estamos muy satisfechos de haber
podido estar reunidos con tu presencia en este
planeta, ahora vas a conocerlo-.

Aquel ser tan especial dejó de influir con su


dulce voz en mí. Todos los presentes me
observaban con sus ojos luminosos de colores, lo
que más me llamaba la atención era sus sonrisas tan
expresivas que mantenían sin cesar.

A continuación, me presentaron a una bella


dama, era ingeniera en biología, hizo de guía o
azafata y tuvo la gentileza de enseñarme aquel
planeta tan exuberante. Estuve dos semanas de
excursión con aquella mujer angelical viendo
maravillas en aquel lugar. El tiempo real que pasó en
tercera dimensión fue sólo de una hora, que pude
grabar al mismo tiempo que tenía esta experiencia.

— 270 —
Cuando acabó mi excursión en aquel planeta
me despedí de la azafata bióloga y del grupo de
regentes. Mi amigo me invitó al huevo transportador
y en un periquete aparecimos de nuevo en el lugar
de procedencia.

- Es hora de que vuelvas junto a tu piedra, en


otro momento puedes conectar con ella y
seguiremos estas experiencias-, afirmó mi amigo
con extremado esmero y cariño.

Noté mi cuerpo, él estaba totalmente


entumecido y agarrotado, poco a poco me fui
incorporando. Era increíble la vivencia que acababa
de vivir. digo vivir porque la realidad que
experimenté fue total.

Actualmente, mi vida ha cambiado, reconozco


que mis pensamientos siguen en comunión con el
Ordenador Universal; es mucha la información que
dispongo, y recibo más todos los días. Las
experiencias sigo teniéndolas muy a menudo, soy
consciente de que no estoy solo, porque voy
encontrando en mi camino a muchas personas que
están teniendo mis mismas vivencias o parecidas.

— 271 —
Existen otros mundos y mi ignorancia es cada
día mayor cuando observo las estrellas y sé que
existe un orden Universal, son tantas cosas las que
hay que aprender... me siento enamorado de poder
vivir... sólo soy un diminuto instrumento y doy las
gracias por sentirme útil cuando entrego mi amor.