Вы находитесь на странице: 1из 4

Laboratorio 3

John Estrada E-8-124343 1GG141 6/5/2019

Evidencias del laboratorio #2 de sistemas de potencia

 Haga la simulación del sistema para determinar por qué los equipos no operan
adecuadamente.

Figura 1. Simulación del sistema de alimentación de las plantas.

 Haga el triángulo de potencias de la carga resultante.

Q (MVar)
Planta 2
2.9825 MVar
23.074°
Planta 1
7.0012 MW

5.9287 MVar
21.56° P (MW)
15.0009 MW

Figura 2. Triángulo de potencia de las 2 Plantas.

Q (MVar)

8.9112 MVar

7.0012 MW

5.9287 MVar
22.049°
P (MW)
22.0021 MW

Figura 3. Triángulo de potencia resultante de la barra 2.


 Un electricista de vasta experiencia le indica que es posible…

Figura 4. Simulación del sistema con el capacitor conectado

 Con base a la potencia reactiva encontrada, determine de cuántos Faradios deberá ser el
banco.
3𝑉 2 3(7.9790)2
𝑋𝐶𝑌 = = = 21.4357 Ω
𝑄𝐶 8.91𝑥106
1 1
𝐶𝑌 = = = 123.75µ𝐹
2𝜋𝑓𝑋𝐶𝑌 2𝜋(60𝐻𝑧)(21.4357Ω)
 Haga el triángulo de potencias de la carga resultante, una vez añadido el banco de
capacitores.

0.1227°
22.00211 MW
Figura 5. Triangulo de potencia resultante

 Investigue sobre las regulaciones existentes localmente en cuanto al factor de potencia para
cargas residenciales y comerciales.

Según la Resolución No. 4156-Elec. Del 5 de enero de 2011 por la cual se aprueban las
modificaciones al Reglamento de Transmisión:
“Las distribuidoras en los puntos donde se conectan con el Sistema Principal de Transmisión (SPT),
de acuerdo con el presente Reglamento deben mantener sus factores de potencia entre 0.90 (-) y 1.00,
o sea en el rango atrasado. Existen casos donde el factor de potencia medido en el punto donde el
distribuidor se conecta al SPT resulta en adelanto (+) producto de la inyección de Potencia Reactiva
en exceso por parte de la Generación Distribuida y en esos casos se penaliza a la distribuidora.”

 Investigue sobre los cargos por bajo factor de potencia para diferentes sectores del consumo
eléctrico en Panamá (residencial, comercial e industrial).

Se aplicará un recargo por bajo factor de potencia, para lo cual se debe considerar lo
siguiente:
Los clientes finales conectados a las redes de distribución deberán mantener en sus puntos
de interconexión con el fin de minimizar el transporte de potencia reactiva por dichas redes
un factor de potencia mayor o igual a 0.90 (-) en atraso.
El factor de potencia promedio mensual se calculará según los consumos de kVArh y kWh
del período facturado mediante la siguiente fórmula:

F.P = Cos [Tan-1(kVArh / kWh)]

Donde:
F.P. = Factor de potencia mensual.
kVArh = Energía reactiva del período.
kWh = Energía real del período.

Para determinar que un cliente final está en una condición de bajo factor de potencia, el
cliente final debe tener una medición que resulte en un bajo factor de potencia por un
período consecutivo de tres (3) meses.
Antes de aplicar una penalización por bajo factor de potencia, la empresa distribuidora
deberá notificar mediante nota a los clientes finales que estén en esta condición para que
tengan la oportunidad de corregirlo. Esta penalización sólo podrá facturarse a los clientes
finales si se ha cumplido el plazo de tres meses después que la empresa distribuidora ha
notificado mediante nota al cliente final sobre su situación con respecto al factor de
potencia y si se mantiene dicha condición, a partir de la facturación de ese mes. Este
recargo por bajo factor de potencia no podrá cobrarse retroactivamente y el mismo sólo se
aplicará a aquellos clientes finales que tengan una tarifa que incluya un cargo por demanda.
A aquellos clientes finales que tengan un factor de potencia fuera de los límites, se le
aplicará un recargo correspondiente a un 2% por cada 0.01 en que dicho factor de potencia
baje de 0.90 (-) en atraso. Este recargo se aplica solamente al componente de la facturación
correspondiente al consumo de energía en kWh correspondientes a comercialización y
distribución y no se aplica a ningún otro componente de los cargos de la factura del cliente
final.

 Investigue sobre los defectos del bajo factor de potencia en la calidad de la operación de las
redes eléctricas.

Cuanto más bajo sea el factor de potencia, mayor potencia aparente se debe proporcionar a
las cargas para entregar una misma potencia activa; esto tiene una serie de efectos
negativos, tanto para el cliente, como para la empresa que suministra el servicio eléctrico:
a) Efectos negativos para la empresa suministradora:

 Debe tener una mayor capacidad de generación de potencia aparente (KVA).


 Sobredimensionamiento de las líneas de distribución y los transformadores
correspondientes.
 Con el aumento de la intensidad, aumentan las caídas de tensión y esto complica la
regulación de la tensión, dando problemas de estabilidad en la red.
 Pérdidas de potencia, como consecuencia de una intensidad elevada, proporcionales
a la intensidad al cuadrado por la resistencia de la línea (efecto joule).
 Como consecuencia de intensidades elevadas, se genera calentamiento excesivo en
los conductores, con consecuencias negativas en la vida útil de los aislantes y los
equipos en general.

b) Efectos negativos para el cliente:

 Disminución de la vida útil de los aislantes y equipos.


 Sufrirá caídas de tensión y perdidas de potencia en los conductores, como
consecuencia de la intensidad elevada, esto en menor escala ya que la longitud de
sus líneas será menor.
 Aumento de la factura de electricidad, en función de la tarifa contratada, por
consumo de energía reactiva.