Вы находитесь на странице: 1из 11

CONTENIDOS DE UN ESTUDIO DE FACTIBILIDAD

A continuación, se presentará un breve resumen de la descripción de cada uno de


los ítems que debe contener un estudio de factibilidad: Presentación, Estudio de
Mercado, Técnico y Económico-Financiero.

1. PRESENTACIÓN:

El estudio de factibilidad es el análisis de una empresa para determinar:


 Si el negocio que se propone será bueno o malo, y en cuales
condiciones se debe desarrollar para que sea exitoso.
 Si el negocio propuesto contribuye con la conservación, protección o
restauración de los recursos naturales y el ambiente.
La Factibilidad significa que el proyecto propuesto ayude a que o la organización
logre sus objetivos generales. Es posible lograr con los recursos actuales de la
organización en las siguientes tres áreas: técnica, operativa y económica.

Un estudio de factibilidad requiere ser presentado con todas la posibles ventajas


para la empresa u organización, pero sin descuidar ninguno de los elementos
necesarios para que el proyecto funcione. Para esto dentro de los estudios de
factibilidad se complementan dos pasos en la presentación del estudio:
 Requisitos Optimos.
 Requisitos Mínimos.
El primer paso se refiere a presentar un estudio con los requisitos óptimos que el
proyecto requiera, estos elementos deberán ser los necesarios para que las
actividades y resultados del proyecto sean obtenidos con la máxima eficacia.

El segundo paso consiste en un estudio de requisitos mínimos, el cual cubre los


requisitos mínimos necesarios que el proyecto debe ocupar para obtener las
metas y objetivos, este paso trata de hacer uso de los recursos disponibles de la
empresa para minimizar cualquier gasto o adquisición adicional.

Un estudio de factibilidad debe representar gráficamente los gastos y los


beneficios que acarreará la puesta en marcha del sistema, para tal efecto se hace
uso de la curva costo-beneficio.

Dentro de la etapa de presentación, el elemento más importante es el resumen


ejecutivo del proyecto, el cual se hace de último, pero es lo primero que aparece
en el informe de Estudio de Factibilidad. El resumen tiene como finalidad disponer
de una visión general, completa y rápida con lo fundamental del mismo. Debe
destacar los aspectos más importantes del proyecto, incluyendo los que presentan
dificultades.

El resumen hace una descripción del proyecto como un todo, luego se enfoca
cada componente y posteriormente los resultados finales esperados. Sobre cada
componente se deben señalar los principales supuestos y las principales
conclusiones.

Para finalizar, se debe recordar, que en la sección de presentación, debe


aparecer: Introducción; Resumen ejecutivo; Conclusiones y
recomendaciones.

2. MARCO INSTITUCIONAL:

En esta parte del estudio, se debe hacer referencia a los tópicos administrativos y
legales del proyecto. Deben tomarse en cuenta conceptos como: organigramas,
estrategias, programas, normas jurídicas. Por ejemplo, si el proyecto a realizar se
encuentra en el mundo del negocio licorero, debe evaluarse el impacto de las
normas impositivas específicas del sector, como la Ley de Impuesto sobre Alcohol
y Especies Alcohólicas.
Otro ejemplo, corresponde a un proyecto de una nueva inversión, donde se
necesitará la creación de una persona jurídica, para lo cual se deben seguir las
pautas del Código de Comercio, realizar los trámites ante el SENIAT; así como
obtener toda la permisología correspondiente al caso.

Para finalizar, se debe recordar, que en la sección de marco institucional, debe


aparecer: Aspectos administrativos, Aspectos legales.

3. ESTUDIO DE MERCADO:

El mercado de productos y servicios es uno de los principales aspectos de un


proyecto, por lo que hay que dedicarle un gran esfuerzo a investigar y analizar. En
actividades de capacitación y análisis conviene replantear el origen del proyecto
desde una perspectiva del mercado. El análisis del mercado llevará a tomar una
primera decisión de qué producir.

El estudio de mercado está compuesto por bloques, buscando identificar y


cuantificar, a los participantes y los factores que influyen en su comportamiento.

El estudio de mercado busca probar que existe un número suficiente de


consumidores, empresas y otros entes que en determinadas condiciones,
presentan una demanda que justifican la inversión en un programa de producción
de un bien durante cierto período de tiempo

Un estudio de mercado, se basa en: Producto, Demanda, Oferta, Precio, Mercado


Potencial y Comercialización, como se presenta en el siguiente diagrama
resumen:
A. Producto: En esta parte se deben definir las características específicas del
bien o servicio objeto de análisis.( Producto principal, subproductos, productos
sustitutivos, productos complementarios).

B. Consumidor: Población, ingreso, factores limitativos de la comercialización,


situación actual y futura de la oferta y la demanda.

C. Precio: Aquí se analiza los mecanismos de formación de precios en el mercado


del producto, así como la fijación de los mismos, para lo cual se deben establecer
límites máximos y mínimos probables, en los cuales oscilará el precio de venta
unitario del producto.

D. Mercado Potencial: El objetivo del estudio de mercado es proyectar las


cantidades del producto que la población estará en capacidad de consumir a los
diferentes niveles de precios previstos. en este sentido, es necesario calcular la
demanda insatisfecha.

E. Comercialización: Son las actividades relacionadas con la transferencia del


producto de la empresa productora al consumidor final y que pueden generar
costos para el proyecto.

Para finalizar, se debe recordar, que en la sección de estudio de mercado, debe


aparecer: Descripción del producto, características y usos; Demanda del
producto; Oferta del producto; Mercado potencial; Formación de su precio;
Canales de comercialización.

4. ESTUDIO TÉCNICO:

En este punto se debe indicar la capacidad prevista de instalación, programa de


producción y/o prestación de servicio, descripción del proceso o actividades,
requerimientos de personal y evaluación de la disponibilidad de materiales e
insumos requeridos en el proyecto.

El Estudio Técnico tiene por objeto proveer información para cualificar el monto
de las inversiones y de los costos de operación pertenecientes a esta área. Su
propósito es determinar las condiciones técnicas de realización del proyecto
(materias primas, energía, mano de obra, etc.); en este estudio se incluyen los
aspectos de tamaño, localización e ingeniería. Consiste en lo siguiente:

A. Estudio básico:
Abarca el tamaño, procesos productivos y localización del proyecto.

A.1) Tamaño del proyecto: Este se califica por la capacidad de producción y


requerimientos que de los bienes tenga el proyecto y el demandante
respectivamente: se deberá definir la selección de:
 Materias primas
 Diseño
 Márgenes de capacidad a utilizar
 Sobrecarga y reserva de la capacidad productiva
Los factores que se deben tomar con base para definir el tamaño del proyecto,
serán, básicamente:
 Tamaño del mercado
 Capacidad de recursos financieros, materiales y humanos
 Problemas de transporte
 Aspectos políticos
 Capacidad administrativa.

A.2) Procesos administrativos (Organizacional): Se refiere a los factores propios


de la actividad ejecutiva de la administración del proyecto: organización,
procedimientos administrativos y aspectos legales, se debe atacar básicamente 2
tipos de aspectos:
 La forma jurídica de la empresa
 La organización técnica y administrativa de la empresa.

A.3) Procesos productivos: Se refiere a los procesos de transformación aplicados


en el proyecto para la fabricación de los bienes, es decir, la conversión de las
materias primas en productos terminados.

A.4) Localización del proyecto: Consiste en fijar desde el punto de vista económico
el establecimiento de la dimensión de la planta; es necesario definir donde se va a
producir y considerar la localización del proyecto considerando la fuente de
insumos (materia prima, energía, mano de obra); también se debe analizar el
mercado de los productos.

B. Estudio Complementario sobre las obras físicas(construcciones y/o


adaptaciones), organización y calendario de construcción y actividades:
B.1) Obras Físicas: Abarca lo concerniente a la inversión en terrenos, planos y
programas de construcción. Entre los factores más importantes a considerar
están: la dimensión de las obras, equipos, maquinaria, instalaciones, condiciones
geográficas y físicas.

B.2) Calendario de actividades: Se deberá establecer un programa que indique


con exactitud los tiempos óptimos para la evaluación de las diferentes etapas del
proyecto, siendo estas: la resolución, concertación, ejecución, operación y control
del proyecto.

A continuación se presenta un diagrama resumen del proceso de estudio técnico:

Para finalizar, se debe recordar, que en la sección de estudio técnico, debe


aparecer:
Localización de la planta; Infraestructura de servicios; Tecnología utilizada;
Proceso de producción; Efluentes y pérdidas del proceso; Cronograma de la
inversión; Volumen de ocupación; Capacidad instalada; Capacidad utilizada;
Control de calidad.

5. ESTUDIO ECONÓMICO-FINANCIERO:

El inversionista realizará asignaciones importantes de recursos al proyecto, sólo si


espera en un futuro recuperar una cantidad mayor a la erogación realizada, es
decir, tiene la esperanza de obtener utilidades de acuerdo con el monto de la
inversión y el riesgo que se corra.

La utilidad puede definirse como el resultado de la productividad de la inversión


del capital y esta deberá darse de acuerdo con los resultados de las operaciones
del negocio y a las expectativas de los accionistas. Los accionistas y los
encargados de administrar los recursos financieros de la empresa, deberán tener
presente que como consecuencia del uso del capital requerirán obtener una
utilidad. De lo anterior se infiere la existencia del costo del capital, que puede
definirse como la tasa de rendimiento que deberán recibir los inversionistas con
motivo de sus aportaciones.

La tasa de rendimiento mínima fijada por la empresa se puede determinar con


base en aspectos internos y externos, es decir tomando en cuenta los porcentajes
de utilidad que ella misma generará y los créditos de los mercados de capitales,
respectivamente. Esto es de suma importancia para efectuar la evaluación del
proyecto de inversión.

El estudio financiero tiene como finalidad demostrar que existen recursos


suficientes para llevar a cabo el proyecto de inversión, así como de un beneficio,
en otras palabras, que el costo del capital invertido será menor que el rendimiento
que dicho capital obtendrá en el horizonte económico (período de tiempo dentro
del que se considera que los efectos de la inversión son significativos).

La información que deberá contener el estudio financiero consta de las siguientes


partes:

1) El presupuesto de los recursos financieros necesarios para el desarrollo del


proyecto en su totalidad.

2) La determinación y evaluación de los flujos de efectivo presupuestados con


base en los métodos del período de recuperación, valor presente neto y una tasa
interna de retorno, además de las condiciones de riesgo e incertidumbre
existentes.

3) El plan de financiamiento, indicando en este si las fuentes de recursos serán


internas (utilidades capitalizables, depreciación, amortización, incremento de
pasivos, etc.) y/o externas (crédito bancario, préstamos de empresas afiliadas o
accionistas, etc.).

4) El análisis de sensibilidad, se refiere a los cambios de uno o mas factores


dentro de ciertos rangos lógicos, el objetivo es forzar al proyecto para asegurar al
axioma posible su rentabilidad. Se deben considerar los siguientes factores:

 Horizonte económico.
 Volumen de producción y precio del producto.
 Costos y gastos.
 Tasa mínima de rendimiento definida.
 El flujo del proyecto, con base en criterios muy conservadores,
probables y optimistas.
 El plan de implantación: es aquí donde se establecen los elementos
cuantificables y no cuantificables del proyecto.
Luego de realizado el estudio financiero, se sigue con el plan de implantación; en
el cual se establecen los elementos cuantificables y no cuantificables del proyecto,
consiste en realizar un programa de actividades calendarizado, donde se
determinen los cursos de acción que habrán de seguirse, mediante el
establecimiento de los principios que deberán normarlo, la sucesión ordenada de
las operaciones para llevarlo a cabo y la fijación de tiempos y montos necesarios
para su desarrollo.

Existen diferentes procedimientos para la formalización de los planes de ejecución


y son los siguientes:
 Manuales de políticas y procedimientos por área funcional.
 Diagrama de flujo de procedimientos y procesos.
 Presupuestos.

Para finalizar, se debe recordar, que en la sección de estudio económico-


financiero, debe aparecer: Evaluación económico-financiera: Componentes de
la inversión; Inversión total; Depreciación y amortización; Financiamiento;
Nómina; Materias primas (o suministros); Ingresos; Gastos de fabricación (o
de operación); Estado de resultados. Evaluación de resultados: Estructura
del valor de la producción; Punto de equilibrio; Cálculo del capital de
trabajo; Flujo de fondos; Rentabilidad; Análisis de sensibilidad.