Вы находитесь на странице: 1из 204

Adalid Contreras Baspineiro

El Buen-Convivir
y Bien-Transformar
en la Comunicación

Adalid Contreras Baspineiro

2019

3
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

El Buen – Convivir y Bien – Transformar en la Comunicación


Sistematización de Prácticas innovadoras para el Buen Vivir

SIGNIS ALC Asociación Católica Latinoamericana y Caribeña de la Comunicación


Autor: Adalid Contreras Baspineiro
Edición: Serafín Ilvay
Coordinación editorial: Sonia Navas
Diseño gráfico: Iván Balarezo Pérez
Impresión: Gráficas Silva

Junta Directiva SIGNIS ALC


Presidente, Carlos Ferraro (Argentina)
Vicepresidenta, María José Centurión (Paraguay)
Primer Director, Jorge Villa (Cuba)
Segunda Directora, Lisa Bhajan (Trinidad y Tobago)
Tercer Director, Alejandro Caro (Chile)
Cuarto Director, Fernando Ruíz (Perú)
Delegado subregión SIGNIS Caribe, P. William John-Lewis

Con el apoyo de:

Enero, 2019
ISBN 978-9978-9942-5-2
Registro de derecho autorial No. 99495, del 24 de enero de 2019

Se permite la reproducción del texto siempre que se mencione la fuente.

4
Adalid Contreras Baspineiro

No te rindas por favor,


no cedas,
aunque el frío queme,
aunque el miedo muerda,
aunque el sol se esconda
y se calle el viento,
aún hay fuego en tu alma,
aún hay vida en tus sueños.
Porque la vida es tuya
y tuyo también el deseo,
porque cada día es un comienzo nuevo,
porque ésta es la hora
y el mejor momento.

Mario Benedetti

5
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

6
Adalid Contreras Baspineiro

Índice

Prólogo / 11
Presentación / 13
Agradecimientos / 19

Primera parte: Cuando los pueblos toman la palabra / 23


1. El Vivir Bien / Buen Vivir desde las prácticas innovadoras / 25
1.1 Primos hermanos del Vivir Bien / Buen Vivir / 25
1.2 El Buen-convivir: autoestima, libertad y autonomía personal / 27
1.3 Vivir Bien es comunidad de vida en convivencia para una vida
digna, con derechos / 32
1.4 Vivir Bien es sociedad de la esperanza en el encuentro con Cristo / 34
1.5 Vivir Bien es sociedad de armonía con la naturaleza / 36
2. De la comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir a la
comunicación para el Buen-Convivir y Bien-Transformar / 39
2.1 Comunicándonos / 39
2.2 Educomunicación para la vida / 42
2.3 Comunicación para la conquista de la palabra / 46
2.4 Comunicación para la reconciliación / 49

7
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

2.5 Comunicación para el anuncio de la Buena Nueva / 52


2.6 Comunicación para el cuidado de la casa común / 57
2.7 Comunicación para la convivencia / 61
2.8 Comunicación con metodología tetraléctica / 65

Segunda parte: Sistematización de prácticas innovadoras de


comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir / 71
Módulo I: ¿Qué es un proceso de sistematización? / 73
Unidad 1 - ¿Qué es la sistematización? / 73
1.1 Ubicación temática / 73
1.2 Concepciones sobre sistematización / 75
1.3 Principales funciones de la sistematización / 79
1.4 ¿Por qué y para qué sistematizar? / 80
1.5 Diferencias y similitudes entre sistematización, evaluación,
investigación, síntesis y relato / 83
Unidad 2 - ¿Qué queremos sistematizar? / 89
1.6 Ubicación temática / 89
1.7 Precisando conceptos / 89
1.8 ¿Qué mismo sistematizamos? / 90
1.9 ¿Quién decide ‘qué mismo’ se sistematiza? / 92
Módulo II: Recuperación de la experiencia / 95
2.1 Ubicación temática / 95

8
Adalid Contreras Baspineiro

Unidad 3 - Definición del punto de partida / 96


2.2. Características / 96
2.3. Construcción hipotética de las realidades / 97
Unidad 4 - Recuperación del proceso vivido / 103
2.4. Características / 103
2.5. Línea de tiempo / 104
2.6. Itinerarios / 107
Módulo III: Análisis crítico de la experiencia / 111
3.1. Ubicación temática / 111
Unidad 5 - La comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir / 112
3.2. Vivir Bien / Buen Vivir / 112
3.3. ¿Qué es la comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir? / 116
3.4. Saber comunicarse / 118
3.5. Comunicación para la convivencia / 124
Unidad 6 - Balance crítico de la experiencia: ¿por qué pasó lo que pasó? / 127
3.6. Preguntas y respuestas explicativas clave / 127
3.7. La percepción de los sujetos / 130
3.8. Contextualizando las reflexiones / 131
Unidad 7 - Teorizando desde la práctica / 133
Módulo IV: Los puntos de llegada / 135
4.1. Ubicación temática / 135

9
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

4.2. Lecciones aprendidas / 135


4.3. Proyecciones / 137
4.4. Socialización / 139
4.5. Planificación de la comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir / 141

Tercera parte: Conociendo las prácticas innovadoras de


comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir / 145
1. Las prácticas innovadoras de comunicación para el Vivir Bien /
Buen Vivir seleccionadas para su sistematización / 147
2. Panorama de las experiencias autosistematizadas / 166
3. Objetivos / 169
4. Procesos vividos / 172
5. Lecciones aprendidas / 177
6. Proyecciones / 185

Conclusiones: Para seguir en camino / 193

Bibliografía / 203

10
Adalid Contreras Baspineiro

Prólogo

E stamos en un cambio de época. Son fuertes los signos que indi-


can un agotamiento de un modelo de desarrollo y de construcción
política. Como todo cambio es una crisis que en su proceso final supe-
rará el modelo anterior vigente como paradigma que rige un sistema.
Hasta ahora nuestro sistema cultural se sostuvo con una lógica
eurocéntrica que disciplinó nuestra mirada, nuestras categorías de co-
nocimiento, forma de concebir la historia y por ende de organizar las
sociedades. Al menos el Occidente conquistado por Europa ha sido
destinatario de un paradigma colonizador que en América Latina dejó
una impronta civilizatoria sobre la que construimos nuestra historia de
los últimos 500 años.
Contemplando nuestro panorama el resultado del proceso his-
tórico del cual somos actores responsables y destinatarios, arroja como
consecuencia una forma de vida que beneficia a una porción ínfima de
la humanidad. Los beneficios injustos de pocos son los faltantes justos
de la mayoría. Y todo esto sucede en un escenario que es el hábitat
de todos, maltratado por la codicia, la depredación de lo natural y la
humillación social.
El compromiso de SIGNIS ALC es con la comunicación y no
podemos trabajar en ella sino es en una perspectiva que alimente la
posibilidad de aportar hacia un nuevo cambio de paradigma, social y
político que no se construye desde estrategias ideológicas sino desde
algo más trascendente que abarque una nueva cosmovisión filosófica,
religiosa y social que supere lo históricamente transitado ideológica y
políticamente. Porque de lo que se trata es de generar una transforma-
11
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

ción hacia la justicia, la participación solidaria, colectiva, equitativa y


trascendente, donde nadie quede afuera.
SIGNIS ALC ha optado por reconocer que una ciudadanía hacia
un cambio de lo nuevo se encuentra en el Vivir Bien / Buen Vivir. Es
un renovado punto de arranque actualizado desde lo histórico - polí-
tico que abreva en una concepción social pre colonial cuya base patri-
monial tiene su raíz en los pueblos originarios de nuestro continente.
Aunque esta propuesta holística emerge como un nuevo para-
digma que ha alcanzado el estatus constitucional de algunas políticas
de Estado en países de la región, hay resistencias a reconocer que éste
puede ser el camino a transitar como nueva Utopía.
Es por este último motivo que hemos decidido publicar el pre-
sente libro. En él se vuelcan experiencias concretas de colectivos y or-
ganizaciones de varios países, que han conocido el Vivir Bien / Buen
Vivir, a través de sistematizar sus prácticas sociales y culturales de dis-
tinto tenor y cuyo común denominador es la comunicación.
Estas prácticas trabajadas con rigor profesional por el autor de
esta publicación colectiva, fue liderada por la pericia intelectual técni-
co-académica del Dr. Adalid Contreras Baspineiro, la que sin su guía y
orientación no hubiesen sido posibles.
Este producto editorial es un aporte concreto para difundir y
asentar los pasos necesarios hacia un verdadero cambio, que como tal,
para que sea genuino y transformador tendrá como clave principal una
educación en comunicación, esta vez, con lo que nos es propio.
Este libro, testimonio de lo producido durante más de un año, es
posible gracias al aporte de MISEREOR que como en otras oportuni-
dades confió en la calidad del proyecto y el aval de nuestra institución
en Latinoamérica y El Caribe.

Profesor Carlos A. Ferraro

12
Adalid Contreras Baspineiro

Presentación

A mérica Latina es un laboratorio de creativas experien-


cias de comunicación que los pueblos y sus organizaciones cons-
truyen como espacios de expresión de su palabra, desde sus realidades,
sus vidas, sus sufrimientos, sus rebeldías, sus sueños, sus aspiraciones,
sus propuestas y sus acciones reivindicativas.
Estos procesos reman a contracorriente de los sistemas de comu-
nicación comercial que están dedicados a naturalizar la postergación
de los sectores populares; que son contribuyentes de la legitimación de
ciudadanías con miedos a los cambios, a su vida y al futuro; así como
dedican sus programaciones a la negación de los valores comunitarios
para imponer otros, insolidarios, individualistas, sin criticidad. Las
experiencias de comunicación que democratizan la palabra son los
opuestos de estos estilos, por lo que también son conocidos como al-
ternativos y, por qué no, alterativos.
No es casual por eso que sea nuestro continente el espacio social,
cultural, espiritual y académico, generador de los modos y corrientes
de la comunicación participativa, de la comunicación educativa y de
la comunicación para el cambio social, que trastocaron y siguen de-
safiando al verticalismo persuasivo clásico de las teorías difusionistas.
Ahora, en una forma de expresión contemporánea de la educación y
comunicación popular, América Latina y el Caribe, han dado origen a
la Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir.
Definitivamente, en este lado del mundo, cuando los medios de
comunicación son apropiados por los pueblos, se desburocratizan y se
convierten en lugares de expresión de la palabra, de visibilización de
13
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

sus vidas, de construcción de formas emancipadoras de existencia y de


construcción esperanzadora de sentidos sociales, culturales, políticos
y espirituales. Aquí, la comunicación es mediación de sociedades que
tienden puentes de relación con otras sociedades y también con la na-
turaleza y con el futuro. Por eso se hace comunicación desde el arte,
desde las experiencias educativas, desde la vida familiar y grupal, des-
de las calles, desde los cines, desde los festivales, desde los puestos de
trabajo y desde las luchas reivindicativas. Se hace comunicación para
construir propuestas de desarrollo entendido como proceso de trans-
formación, para luchar contra la discriminación, para evangelizar, para
educar transformando, para inventar fórmulas de paz, para combatir la
violencia contra la mujer y los niños y niñas, para forjar sociedades con
equidad e individuos con autoestima.
En pocas palabras, la comunicación apropiada por los pueblos para
su convivencia y para transformar se expresa en tres realidades. La pri-
mera pone en evidencia el valor de la diversidad y del pluralismo que se
oponen a vivir con la monotonía de una voz oficial única. La segunda
muestra que la esperanza tiene los matices multicolores de los pueblos
infinitos que trascienden sus propios espacios para encontrarse en la bús-
queda de objetivos comunes relacionados con la buena nueva, con el bien
común, con el Vivir Bien / Buen Vivir y con la justicia. La tercera cons-
tata cómo en realidades como las nuestras, la teoría está en deuda con
las prácticas, por lo que se impone ponerla al día partiendo de ellas, con
identidad dialogal, participativa, plural y de convivencia comunitaria.
Es en este marco que SIGNIS ALC desarrolla el proyecto “Siste-
matización de prácticas innovadoras de Comunicación para el Vivir
Bien / Buen Vivir”, y cuyos resultados dan lugar a esta publicación. Por
eso afirmamos que este documento es un testimonio de la expresión
de experiencias vividas, hermosas prácticas de dignificación de la vida,
desde las que queremos aportar a la celebración de la tarea evange-
lizadora por un mundo en el que vivamos todos y todas en armonía
individual con nosotros mismos, en armonía con otros seres humanos
en sociedad, y en armonía con la naturaleza, comprometidos con el
anuncio de la Buena Nueva basado en la denuncia de las inequidades y
la construcción cotidiana del Evangelio.

14
Adalid Contreras Baspineiro

Iniciamos la actividad a finales del 2017 convocando a experien-


cias de comunicación de América Latina, en concreto de Argentina,
Brasil, Ecuador, Paraguay y Perú, patrocinadas por las asociadas na-
cionales de SIGNIS ALC y, en Colombia, donde al no haber asociada
nacional, la selección fue por invitación a experiencias representati-
vas del país. 26 instituciones y organizaciones enviaron las fichas de
identificación, mostrando un abanico diverso en experiencias, en re-
giones geográficas, en el empleo de medios y en poblaciones distintas.
Esta selección, en pequeño representaba la riqueza de la diversidad en
nuestro continente.
En febrero de este 2018 se inicia el proceso de autosistematiza-
ción, desarrollando un curso por medio de la plataforma virtual de
SIGNIS ALC a la que se conectaron periódicamente los participantes
delegados, para conocer y desarrollar cada uno de los módulos traba-
jados en el Manual de autosistematización de prácticas innovadoras
de Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, que se incluye en la
segunda parte de este libro.
Al final del 2018 y del proceso, la carpeta que recoge los distintos
informes de las diecisiete experiencias de los seis países propuestos,
que completaron todo el proceso, es una abultada cuanto rica y ex-
traordinaria crónica de historias, ejercicios, testimonios, datos, cua-
dros, tablas y reflexiones tomando distancia de las prácticas.
Optamos metodológicamente por desarrollar un proceso de au-
tosistematización, en el entendido que la razón de ser de todo proceso
de sistematización, como punto de partida, historia transcurrida y lec-
ciones aprendidas, es incuestionablemente la experiencia vivida. Ella es
la fuente de las prácticas que realiza, de las reflexiones que genera, de las
conceptualizaciones que legitima y de las proyecciones que sugiere. Para
sistematizar es importante superar la falsa dicotomía que existe entre
práctica y teoría, recuperando la capacidad de articularlas para teorizar
a partir de las experiencias, o más bien, dejando que hablen las experien-
cias vividas, en la voz de sus propios actores, para reflexionar críticamen-
te sobre sus recorridos y aportar a objetivos de transformación social.
Por esta cualidad suele decirse que la sistematización es un alto
en el camino, una suerte de descanso pedagógico –muy activo- que sirve

15
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

para tomar distancia de la experiencia, mirarla en su contexto, en sus


relaciones y en sus proyecciones. Este alto en el camino puede hacer-
se a la conclusión de alguna actividad, así como también en su trans-
curso, dando cuenta del trayecto recorrido, para enriquecer la propia
práctica.
La experiencia desarrollada en este proceso de autosistematiza-
ción, nos confirma que son los propios actores de las experiencias, por
su condición de sujetos protagónicos de los procesos que ellos mismos
desarrollaron, los más indicados para recuperar desde su experiencia
lo que hicieron, sintieron, pensaron y proyectaron individual y colec-
tivamente.
Con este documento-testimonio, SIGNIS ALC busca “aportar
desde las prácticas emergentes, a la búsqueda de propuestas que respon-
dan a la urgencia de innovar nuestras instituciones y organizaciones,
para responder mejor a los nuevos desafíos de la realidad”. Se trata de
innovar inspirados en la práctica, compartiendo experiencias para fa-
cilitar la tarea de reinventar los modos, las formas y las metodologías
de la educación, la evangelización y la comunicación participativa a
través de los medios de comunicación para construir una comunica-
ción al servicio de la vida en plenitud de nuestros pueblos.
Hemos estructurado el documento en tres grandes partes. La
primera es una lectura del Vivir Bien / Buen Vivir desde las prácticas
de las experiencias sistematizadas. Es un esfuerzo por conceptualizar
la Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir desde las prácticas
vividas. Siguiendo las narrativas, voces, imaginarios y palabras conte-
nidas en las experiencias autosistematizadas, hemos podido proponer
una aproximación conceptual centrada en la Comunicación para el
Buen-Convivir y Bien-Transformar.
La segunda parte recoge el “Manual de Autosistematización”,
que está compuesto de cinco módulos: El Módulo I se sumerge en el
estudio de lo que es la sistematización, estableciendo sus funciones, ca-
racterísticas y usos principales. El Módulo II hace un repaso de las ca-
racterísticas principales de la Comunicación para el Vivir Bien / Buen
Vivir. El III trabaja la recuperación de las experiencias en su proceso
vivido desde su creación. El Módulo IV propone una reflexión va-

16
Adalid Contreras Baspineiro

lorativa crítica sobre la experiencia en sus contextos. Finalmente, el


Módulo V dedicado a establecer los puntos de llegada, recoge las prin-
cipales lecciones aprendidas y las proyecciones posibles.
La tercera parte “Conociendo las prácticas innovadoras de Co-
municación para el Vivir Bien / Buen Vivir”, contiene una presenta-
ción descriptiva y resumida de las experiencias autosistematizadas, en
apretadas síntesis sobre sus características generales, sus objetivos, sus
cronologías o recorrido histórico, sus principales lecciones aprendidas
y sus posibles proyecciones.
Este libro es de producción colectiva, sus autores son los y las
colegas que se atrevieron a sistematizar sus propias experiencias. Me
tocó la privilegiada cuanto compleja e inspiradora tarea de sistematizar
las sistematizaciones, procurando mantener las palabras, los lenguajes,
el espíritu y las ilusiones de pueblos que quieren mostrarle al mundo
que en esta parte del planeta se construyen sociedades de la esperanza,
reinventando los modos de hacer comunicación para buen-convivir y
bien-transformar.

17
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

18
Adalid Contreras Baspineiro

Agradecimientos

A los verdaderos autores de este trabajo, por su trabajo


cotidiano en favor de la transformación de las sociedades, y porque
voluntariamente se sumaron a la iniciativa de SIGNIS ALC para auto-
sistematizar sus experiencias, sin otro propósito que seguir aportando
a un mundo con esperanza en buena convivencia:

Argentina
Adrián Baccaro - Cine Mundo Chico
SIGNIS Argentina

Brasil
Joelma Viana - Caminhos da Amazônia
Rede de Notícias da Amazônia

Geizom Sokacheski, Gislene Angélico - Natale de Verdad


Associação Evangelizar é Preciso

Osnilda Lima - Prêmio Odair Firmino de Solidariedade


Caritas Brasil

Miguel Angel Ahumada - Webradio Migrante / Missão Paz

Colombia
Daysi Velásquez - Educación para la Paz
Centro de Comunicación Educativa Audiovisual - CEDAL

19
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Shirley Burgos Villamil - Red de Radio Escolares de Arauquita


Grupo COMUNICARTE

Yesid Fernández, Lizeth Prieto - SED Sororidad Ecumenismo


y Democracia / Centro Ecuménico Popular para América Latina
de Comunicación - CEPALC

Ecuador
Eduardo Guerrero, Santiago Naula - Nuestra Palabra;
Aylluyarishunchik (familiaricémonos) / Radio Latacunga

Alex Dávila, Samanta Castro - Proyecto Kúkara Mákara


Fundación Chasquikom

Carlos Méndes - Radio Salinerito / Fundación Familia Salesiana

José Mármol - SIGNIS ALC: Comunicación solidaria


para promover el bien común / Asociación Católica Latinoamericana
y Caribeña de Comunicación - SIGNIS ALC

Paraguay
Diana Viveros - Democratización de la información
para el ejercicio de los derechos humanos – Demoinfo
Organización de Mujeres Campesinas e Indígenas – Conauri

Nicolás López - Radio Voces Nativas / Asociación de Voces Nativas


de la Coordinadora de Comunicación Comunitaria
del Pueblos Indígenas del Chaco Central

Perú
MaryAnn Lynch, Genoveva Huerta, Juan José Barbier - D1
Asociación cultural D1 – el Arte de transformar

Leonardo Tello, Rita Muñoz Ramírez - Escuela Ikuari


Radio Ucamara (Nauta-Quijos)

David Cuenca, Noemí Depaz - Ludoteca Pukllana


Centro de Educomunicación San Viator – Collique

20
Adalid Contreras Baspineiro

Nuestro agradecimiento sincero también a los directivos de SIG-


NIS ALC, representados en su presidente: Carlos Ferraro, quien ade-
más de prologar este trabajo, lo ha seguido disciplinadamente y con
importantes y oportunos aportes en todo su proceso.
Sonia Navas, Secretaria Ejecutiva de SIGNIS ALC, ha sido no
solamente la gestora de este proceso, sino también su más exigente
conductora, alentando a las experiencias participantes y a los coordi-
nadores, a cumplir con eficiencia los plazos, así como dinamizando un
espacio de intercambio permanente. Su aporte en la revisión del conte-
nido y estructura de este documento, ha sido un puntal para garantizar
una mirada continental a experiencias particulares.
Agradecimiento especial a Serafín Ilvay, quien se incorporó al
proceso a medio camino, para acompañar la coordinación, asegurar
el cumplimiento de los plazos del proceso de autosistematización, rea-
lizar seguimiento de los aportes provenientes desde las experiencias
orientando la buena realización de los documentos, organizar las vi-
deoconferencias y construir el sitio web que acoge todas las experien-
cias sistematizadas. Su persistencia con compromiso han sido factor
clave para contar con las autosistematizaciones. Serafín es también el
editor de este trabajo al que ha contribuido de manera invalorable.

21
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

22
Adalid Contreras Baspineiro

Primera Parte
Cuando los Pueblos
Toman la Palabra

23
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Si entendemos el buen vivir como una experiencia


a contrapelo de la vida cotidiana de las mayorías,
y formamos parte de una minoría (¿intensa?)
que entiende la prioridad de una cosmovisión
que privilegie el bien común sobre el bien particular y privado,
lo comunitario sobre lo individual,
el cuidado sustentable del ambiente sobre la generación indiscriminada
de riqueza, distribuida además de forma desigual,
debemos entender que esta forma de pensar
está necesariamente unida a una forma de vivir.
Implica por tanto un discurso profundamente político,
que denuncia toda discriminación, injusticia, exclusión y precariedad.

Cine Mundo Chico, Argentina

24
1
El Vivir Bien / Buen Vivir desde las prácticas innovadoras

1.1 Primos hermanos del Vivir Bien / Buen Vivir


El énfasis de las definiciones del Vivir Bien / Buen Vivir a partir de su
vertiente indígena andina-amazónica, además de visibilizar culturas
de la vida en nuestros orígenes y en nuestros andares, ha servido para
(in)voluntariamente edificar una barrera con sociedades cuyas diná-
micas organizativas obedecen a otras matrices culturales.
La vertiente indígena incluye en las sociedades pueblos cuya
vida desconocemos, o nos hemos acostumbrado a verlos en la peri-
feria, condenados a vivir en los bordes de las legitimidades culturales
y las decisiones sociales. El Vivir Bien / Buen Vivir es un paradigma
legitimado a partir de haberse incluido propositivamente en la histo-
ria, extendiendo las manos al diálogo, el encuentro y la ampliación de
nuestra noción de sociedad y de Estado a la presencia viva de cosmo-
visiones de la vida comunitaria en armonía.
Lo venimos afirmando desde siempre, el Vivir Bien / Buen Vivir
tiene como su fuente de origen la cosmovisión indígena. Pero en para-
lelo se teje también desde los movimientos anti-sistémicos que luchan
por sus múltiples derechos. Y tiene así mismo otra fuente de definición
en el caudal evangelizador que trabaja por el Bien Común. Son fuen-
tes de origen que no se niegan entre ellas, sino que por el contrario se
complementan, así como pueden realizarse por separado dependien-
do de las sociedades donde se desarrollan. Esto podemos evidenciar
en la vida de las ciudades, donde las reivindicaciones se desenvolverán
especialmente en las características de las luchas por los derechos y, es

25
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

obvio, las poblaciones rurales especialmente en los flujos de la vivencia


comunitaria indígena, aunque hay que reconocer que el mundo ahora
está entrecruzado de intercambios poblacionales, especialmente ten-
dientes a la urbanización de las sociedades.
Siendo ésta la realidad social, con el proceso de auto-sistema-
tización que hemos realizado, más que pretender la aplicación me-
cánica de postulados o del encasillamiento de las experiencias en los
principios del Suma Qamaña (Vivir Bien) o del Sumak Kausay (Buen
Vivir), hemos buscado la definición de la vida buena en plenitud y de
la comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir desde los contextos
particulares de las prácticas desarrolladas por las experiencias que for-
man parte de esta iniciativa. En realidad, hemos buscado provocar un
sentido crítico de lectura de sus prácticas como contribuyentes a la
búsqueda de una sociedad de la vida en armonía individual y social
y con la naturaleza, siguiendo lazos de solidaridad comunitaria y de
búsqueda esperanzadora de justicia.
Por otra parte, el Vivir Bien / Buen Vivir ha sido adoptado en los
marcos constitucionales de países como Bolivia y Ecuador, además de
haber sido incorporado en los marcos doctrinarios de diversas organi-
zaciones no gubernamentales, ciudadanas e internacionales, por lo que
se puede afirmar que ha ganado legitimidad en diversos escenarios.
Dado este estado de situación, de una cosmovisión con diversos oríge-
nes, fuentes que la enriquecen y espacios de realización, el trabajo de
sistematización lo desarrollamos guiándonos por esta pregunta: ¿qué
sentipensares relacionados con la filosofía del Vivir Bien / Buen Vivir
están presentes, tal vez definidos de otras maneras, en nuestras vivencias
y prácticas ubicadas en diversas realidades?
Y la respuesta que dan compañeros de Cine Mundo Chico, expe-
riencia enclavada en el corazón del gran Buenos Aires, es expresiva del
pensamiento de las otras experiencias ubicadas en los distintos países
que participaron en esta iniciativa de autosistematización. Copio en
extenso su reflexión:
“Cosmovisión, modo de ver, entender y vivir, en vida
comunitaria, en armonización con la naturaleza, en denuncia
de la exclusión social, las discriminaciones, por una vida

26
Adalid Contreras Baspineiro

digna frente a las nuevas formas de esclavitud, como camino y


utopía de un mundo solidario donde el bien común se impone
sobre una vida individualista, competitiva y mercantilizada,
en denuncia del neoliberalismo y como propulsión de nuevas
emancipaciones, comunicación para el buen vivir parece
implicar una decisión de vida (cotidiana), una actitud de
compromiso y entrega por el otro, por el pobre, por el oprimido,
en la comprensión de lo que nos es originario como pueblo y
en el marco de un encuentro, entre freiriano y sanmartiniano,
muchas veces en conexión con sentidos políticos de nuestras
particularidades locales, nacionales y regionales, y siempre
presentes en el ejemplo constante de cada palabra, acción u
omisión. Mucho de todo esto está presente en nuestras vivencias
y sentipensares, y hacen a nuestro proyecto, desde la diversidad
de cómo cada uno de los integrantes de nuestra comunidad lo
interpreta. Seguramente haga falta mayor profundización en
la reflexión explícita sobre una común cosmogonía, pero en la
comunión, en el hacer, en el planificar, en la mirada, los aportes,
la organización y el modo esperanzador de nuestras prácticas,
podemos declarar que nuestros modos son primos-hermanos
del buen vivir” (Cine Mundo Chico)

1.2 El Buen-convivir: autoestima, libertad y autonomía personal


En su planteamiento original, el Suma Qamaña considera la existencia
del Suma Jaqaña, o el buen vivir individual, subjetivo, personalizado,
espiritual. Este mismo sentido es desarrollado por las experiencias sis-
tematizadas, urbanas y rurales, con importantes reconocimientos del
empoderamiento de los seres humanos, en correspondencia indesliga-
ble con las colectividades de las que forman parte y entornos con los
que se corresponden.
En el Vivir Bien / Buen Vivir la individualidad es de primera
importancia en términos de satisfacción personal, de suficiencia,
de conformidad, de reconocimiento, de inclusión, de identidad, de
dignidad y, por qué no decirlo, de felicidad. Son experiencias cuyo
desarrollo tienen la capacidad de precisar conceptos. Por ejemplo,
la autoestima, que se suele identificar con el individualismo

27
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

competitivo encerrado en la persona, en las prácticas innovadoras


de Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, la autoestima se
hace en el reconocimiento del otro, la estima se construye desde la
referencia a la comunidad, la familia, el grupo, el amigo, el hermano,
el vecino.
Las experiencias sistematizadas, desde sus particulares con-
textos, nos demuestran que esta dimensión, más que una realidad
dada, es una realidad por construirse. Veamos su realización en
diferentes situaciones:
Una dimensión, que atraviesa procesos históricos, es el de la si-
tuación de los migrantes y la diáspora de sus existencias que los lleva
a entronizarse económica, social y culturalmente, en geografías, espa-
cios y sociedades que no son las suyas pero que tienen que saber apro-
piarlas. Es el caso que nos narra Webradio Migrante, de Brasil:
“Las emigraciones evocan sentimientos de rechazo y miedo a
lo distinto y a lo nuevo, a lo que amenaza el bienestar, pero que
despiertan las conciencias a las exigencias de solidaridad (…)
El inmigrante es un guerrero que dejó su casa, familia y se fue a
la batalla. Sus armas son la esperanza, la humildad y el pensa-
miento positivo, la bravura de saber que tendrá muchas caídas
y tropiezos, pero que va a conseguir levantarse y continuar en la
batalla hasta vencer” (Webradio Migrantes)
El Vivir Bien / Buen Vivir en estas situaciones, se correspon-
de con la metáfora del guerrero que tiene que saber triunfar fuera
de sus espacios originarios de socialización y de convivencia. La
capacidad de asumirse este desafío con esperanza y pensamiento
positivo, esa característica espiritual, viene a ser un elemento pro-
pio de la cosmovisión del Vivir Bien / Buen Vivir.
En otra situación expresiva del Vivir Bien / Buen Vivir en su
realización individual, recogida de las prácticas sistematizadas, está la
cotidianeidad de las personas y familias que (sobre)viven en contextos
de guerra y/o violencia. Es difícil, desde sociedades que no atravie-
san estas particulares condiciones de deshumanización, imaginarse
siquiera en qué consisten. COMUNICARTE, de Colombia, nos ayuda
a entenderlas: “Arauca ha sido una región altamente vulnerable, porque

28
Adalid Contreras Baspineiro

el conflicto ha ido absorbiendo hombres, mujeres y adultos de la tercera


edad, ha afectado a los niños, adolescentes y jóvenes que se encuentran
en plena toma de decisión frente a su futuro, porque es precisamente en
estas edades donde las guerrillas han aprovechado para el reclutamiento
y prisión, sumado a esto la falta de oportunidades educativas, de trabajo
y de un proyecto de vida, se les ha privado de soñar y proyectar un futuro
hacia un buen vivir como ciudadanos con derechos y deberes, bajo estas
circunstancias la meta estaba algo distante y difícil de lograr” (COMU-
NICARTE, Colombia)
“Se les ha privado de soñar y proyectar un futuro”. ¡¿Por qué?!
¿Es posible pensar en sociedades del Vivir Bien / Buen Vivir en estas
condiciones? Las experiencias sistematizadas nos enseñan que en es-
tas condiciones no, pero sí, ciertamente, en los caminos de su devela-
miento, ira, denuncia, enfrentamiento y superación emancipadora. En
la apropiación crítica de su inhumanidad, en la superación de las vul-
nerabilidades y en la capacidad de soñar, de esperanzarse y esperanzar,
en esa capacidad personal de humanización, ahí radica el Vivir Bien /
Buen Vivir que, siguiendo las propias comprensiones de las experien-
cias sistematizadas, que relievan la convivencia y el impulso de proceso
de cambio esperanzador, lo vamos a entender como el Buen-Convivir
y Bien-Transformar.
Sobre estos andares, del mismo modo que COMUNICARTE, la
experiencia de CEDAL, Colombia, nos muestra algunas de sus carac-
terísticas:
“La construcción de la paz, comienza como una práctica per-
sonal en una condición individual, en un acto por disponerse
a construirla acompasada con procesos colectivos, con dimen-
sión política, con educación, con movilización social, con la fa-
milia en sus diferentes tipologías, y todas aquellas instancias de
interacción social. La paz es una conquista a nivel personal y
comunitaria” (CEDAL, Colombia)
Pero volvamos a la vida cotidiana, donde las violencias encubier-
tas son también formas represivas de las identidades personales, y en
las que sectores tradicionalmente -e injustamente- excluidos trabajan
sus socializaciones no como procesos de adaptación, sino de inclusión

29
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

y de búsqueda de equidad. Es la situación de los pueblos indígenas y


afrodescendientes en sociedades racistas y xenofóbicas, y es también
la situación de las mujeres en las sociedades machistas que caracteri-
zan nuestro mundo. También en estas situaciones el Vivir Bien / Buen
Vivir se gesta en los pasos que se dan para su superación. Veamos las
enseñanzas de CEPALC, Colombia:
“Un ejemplo de vida plena sin duda, fue la idea de la autonomía,
que no es otra cosa que tomar nuestras propias decisiones como
mujeres, esto no es poca cosa. Realmente era fundamental para
la idea de la libertad y el goce pleno de la vida. Decidir por sí
mismas qué queremos hacer con nuestra vida” (CEPALC, Co-
lombia)
Autonomía se relaciona con empoderamiento, con libertad, con
ser persona, con esperanza y con futuro. Reconocer esta dimensión
como una característica del Vivir Bien / Buen Vivir, es definitivamente
trascendente. La experiencia SED (Sororidad, Ecumenismo y Demo-
cracia) de CEPALC, complementa que, desde esta perspectiva, se trata
de “[…] retar la idea de prosperidad, éxito y una vida bonachona que
han fracasado para la dignidad humana, por ideas más humanizadoras
(…) con una mirada mucho más amplia y mucho más esperanzadora
frente a un aparente no futuro”.
Veamos un ámbito más de expresión del Vivir Bien / Buen Vivir
en su sentido de individualidad, que la Asociación Cultural D1 inscribe
en su experiencia con jóvenes de los barrios populares de Lima, cuyos
horizontes de vida parecieran encerrarse en los muros de la pobreza a
los que se condena por generaciones a sus hábitats. Encontrar caminos
para traspasar estas fronteras y meterse en el mapa de la esperanza,
sabiéndose útiles socialmente, es de suyo trascendente:
“Cuando nos preguntan ¿qué es D1? La respuesta que nos viene a
la cabeza es “somos una familia, somos una comunidad”. Desde
hace 13 años nuestro propósito y compromiso ha sido promover
la integración y la transformación social en el Perú, haciendo
uso de las artes como medio y puente para el cambio, formando
liderazgos positivos para la convivencia y el diálogo (…) desde
la acción y no del discurso (promoviendo) la coherencia entre el

30
Adalid Contreras Baspineiro

Hacer y el Ser, el respeto, compromiso, integración, integridad,


pasión…” (Asociación Cultural D1, Perú)
Forjar liderazgos en situaciones de pobreza y de exclusión so-
ciocultural, implica primero jóvenes con autoestima articulada a la
capacidad de saber que se puede ser en la adversidad y que para serlo
se tienen que cambiar las condiciones en las que se vive. Ese camino
de transformación, ése es el Vivir Bien / Buen Vivir, que se recoge de
manera extraordinaria en el lema de la Asociación Cultural D1: “El arte
de transformar engloba nuestros retos, nuestros deseos y nuestro gran
sueño: ser mejores personas cada día para cambiar nuestro país”.
También en los barrios populares de Quito, Fundación Chas-
quiKom trabaja con jóvenes que, según dice, aspiran a “visibilizar sus
realidades, pensamientos e ideas basados en la reflexión y la propuesta”,
dado que son “un grupo social capaz de vincular a la comunidad hacia
la igualdad de derechos”. En otras palabras, ser joven es ejercer ciuda-
danía desde sus particularidades etarias, sociales y culturales.
También la construcción de subjetividades positivas es una tarea
con los niños en situación de violencia, como en la región de Arauqui-
ta, Colombia, cruzada por los fuegos de la guerrilla, el ejército y el pa-
ramilitarismo. En este ambiente, COMUNICARTE con su programa
“Pásela en Paz”, nos dice que no es imposible trabajar por y con el Vivir
Bien / Buen Vivir, que nos hace falta para transformar nuestro entorno
y sensibilizar más a nuestra sociedad:
“Pásela en Paz trabaja con niños en contextos de guerra bus-
cando con ellos su proyecto de vida, descubriéndose y recono-
ciendo que hay una comunidad que necesita de su ayuda, como
un ser armonioso, equilibrado, justo y equitativo, con ganas de
soñar y seguir adelante, con cualidades y fortalezas que les per-
mitirán realizar lo que puedan proponerse y dejar de ver como
opción de vida, el conflicto” (COMUNICARTE, Colombia)
En definitiva, la armonía de los seres humanos consigo mis-
mos, es una dimensión fundamental del Vivir Bien / Buen Vivir, o
del Buen-Convivir y Bien-Transformar. Las experiencias recogidas
nos han demostrado que esta armonía no es un hecho dado, sino
un desafío, una esperanza, la capacidad de creer en un futuro y un

31
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

camino que se tienen que recorrer para articularse con las dimen-
siones de la armonía en sociedad y con la naturaleza.

1.3 Vivir Bien es comunidad de vida en convivencia para una vida digna,
con derechos
Elemento central es la vida en comunidad, que supone relaciones de
solidaridad, de complementariedad y de correspondencias mutuas o
reciprocidades. Estos principios y acciones están naturalizados en la
cotidianeidad de los pueblos indígenas y en sus traslaciones a otros y
diversos contextos sociales, hacen parte de su idiosincrasia. Con sus
matices y particularidades, y acaso con otras profundidades y densida-
des, la vida comunitaria está presente también en la vivencia de otras
poblaciones y sectores sociales. Pero cuando se trata del Vivir Bien /
Buen Vivir, las relaciones de solidaridad bañan también los encuentros
entre las comunidades y las instituciones. La experiencia del Centro de
Educomunicación San Viator en el Perú, representa bien este sentido:
“San Viator como espacio de encuentro y de acogida tiene un
funcionamiento organizacional de comunidad, de responsabi-
lidades compartidas y de reflexión y diálogo permanente. Los
niños y niñas de la Ludoteca Pukllana no solo establecen rela-
ción cercana con las ludotecarias, sino con todo el equipo que
labora en la institución (…) El apoyo mutuo es una caracte-
rística fuerte como institución, todo el equipo se involucra en
la Ludoteca cuando se necesita algo o cuando se puede apoyar
en algo, contribuyendo así con las fuerzas personales de cada
uno/a, transmitiendo ese sentido de comunidad a toda la gente”
(Centro de Educomunicación San Viator, Perú)
La experiencia de Centro de Educomunicación San Viator nos
enseña que la comunidad empieza en el reconocimiento del otro/a
como sujeto de derecho, apropiado en su particular situación de vida
que consagra la diversidad como valor que se materializa en el apoyo
mutuo con sentido comunitario, sin presión por la competitividad e
individualidad.
De la misma manera, la experiencia de Radio Latacunga en la
sierra ecuatoriana, reconoce el Sumak Kawsay (Buen Vivir) como una

32
Adalid Contreras Baspineiro

tarea diaria en la relación dialógica con los actores comunitarios:


“Día a día hay que estar con ellos en sus fiestas, trabajos co-
munitarios (mingas), reuniones de las organizaciones, en sus
conflictos por mejorar sus condiciones de vida, gestiones ante
autoridades para conseguir obras físicas; el acompañamiento se
torna permanente y sistemático saliendo fuera de los estudios
donde está nuestro interlocutor; que no es un número más, es
un ser humano que vive en familia y en colectividad” (Radio
Latacunga, Ecuador)
La forma comunidad más reconocida es la organización de los
pueblos indígenas, cuyas estructuras, formas, dinámicas y orientacio-
nes se adaptan a los cambios históricos y los tiempos, sin perder su
esencia consagrada a garantizar la vida de todos los seres vivos. El
amor a la vida y la vida con amor es su identidad. Veamos la experien-
cia de Radio Ucamara en el Perú:
“[…] es una experiencia que nace de nosotros como indígenas
kukama con participación y diálogo entre los actores y el medio
en el que vivimos y propone el fortalecimiento de la identidad
y autoafirmación, dando el valor a los conocimientos de los pa-
dres y abuelos, quienes enseñan a los más jóvenes el amor a su
cultura, costumbres y tradiciones con el único propósito de que
cada uno tenga la capacidad de mantener su identidad en el lu-
gar donde se encuentre” (Radio Ucamara, Perú)
Y la vida en comunidad, como hábitat, es reproductora de vida
comunitaria, es escuela de solidaridad, siempre en la articulación ar-
mónica de los seres humanos consigo mismos, con sus semejantes y
con la naturaleza:
“Porque espacios como la casa, la chacra, el río, el puerto y todo
en cuanto nos relacionamos ayuda a sensibilizar e inculcar va-
lores como la justicia, solidaridad, responsabilidad y otros, per-
mitiendo ser mejor persona y generando admiración y respeto
de los bienes de la madre tierra. Y porque los cuentos y cantos
inspirados en un pájaro, en un pez, un paisaje, un pueblo encie-
rran conocimientos valiosos y miradas distintas de entender el
mundo. Porque para nosotros los Kukama todo en cuanto existe

33
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

en la naturaleza son seres que tienen vida y existe una comple-


mentariedad entre ellos y nosotros” (Radio Ucamara, Perú)
Comunidad es como todo en el Vivir Bien / Buen Vivir, valores
y formas de relación por construirse, practicándose en aprendizajes
permanentes y en recuperación o apropiación de imaginarios que em-
piezan abriendo el corazón al reconocimiento del otro. CEDAL, en la
Colombia sometida a la guerra, nos da pistas de la construcción de la
vida en comunidad en situaciones de violencia:
“Para la construcción de la paz hay que iniciar con la familia,
tratando de recuperar el espacio de una época en la que se fo-
mentaban los valores como el respeto y la solidaridad (…) com-
plementado con el diseño de un nuevo modelo pedagógico en
la escuela enfocado a la convivencia humana, no en la convi-
vencia castigadora, promoviendo consignas de conciencia en el
barrio, en el centro cultural, en la escuela, en todos los espacios,
lugares de trabajo, en las Iglesias, en los partidos políticos, en los
medios de comunicación” (CEDAL, Colombia)
Es por eso que en CEDAL se afirma que “el antídoto más eficaz
contra la violencia y el conflicto armado, es el desarrollo humano (…)
con comunidades que asumen con propiedad desde sí mismos, actos de
paz, pactos de no agresión, respeto, diálogo y reconciliación, para que sus
acciones más que palabras, sean hechos tangibles para el bien estar - bien
ser de todos sus hermanos. En este sentido, buscar la paz significa con-
solidar y fomentar una nueva cultura, una nueva civilización y supone
penetrar en todas las estructuras sociales”.

1.4 Vivir Bien es sociedad de la esperanza en el encuentro con Cristo


Evangelizar es testimoniar el anuncio. Así lo entienden en Radio Sali-
nerito, Guaranda, Ecuador, cuando el padre Antonio Polo sdb, funda-
dor de la experiencia afirma que
“Algo hay que demostrar en la vida, de lo que de las puertas de
la iglesia por adentro se anuncia y se celebra. La iglesia no es
para sí misma, es para el Reino, es para librarse de la hacienda
cambiar el mundo” (Radio Salinerito, Ecuador)

34
Adalid Contreras Baspineiro

Y con este enfoque su práctica sigue este camino: “Primero, ayu-


den a la gente a satisfacer las necesidades básicas: agua, luz, caminos, es-
cuelas. Segundo, ayuden la gente a liberarse, porque sin libertad no hay
vida, bajo patrón todo lo que realicen será a beneficio del amo. Tercero,
organización, sin una forma estable de colaboración entre los miembros
de una población no hay continuidad, no hay futuro, Cuarto, fuentes
de trabajo. Quinto, mantener la inspiración, pues motivación y servicio
tienen que ir parejos” (Radio Salinerito, Ecuador)
En otra expresión del Vivir Bien / Buen Vivir como testimonio,
Caritas Brasil reconoce experiencias paradigmáticas que transforman
las realidades manteniendo viva la llama de la paz, de la esperanza y de
la solidaridad para el bien común de las comunidades:
“Nosso objetivo com essa experiencia é realizar um trabalho –,
além de outros teóricos e a vida do povo –, também, sugestio-
nado à luz da Carta Encíclica do papa Francisco a Laudato SÌ
(LS), sobretudo, quando o pontífice apresenta alguns desafíos
do mundo atual frente às comunidades empobrecidas diante da
economía da exclusão. Com ações de fortalecimento de pro-
jetos que atendem a essas popualações e numa ação de comu-
nicação para uma insidência política podemos indicar que a
globalização da indiferença perde a força e o bem viver oferece
equidade e inclusão social além do cuidado com toda a criação”
(Prêmio Odair Firmino de Solidariedade, Caritas Brasil)
La Diócesis de Latacunga asume la tarea evangelizadora como
la promoción de la dignidad como personas e hijos de Dios. Desde
esta perspectiva, sus acciones se vuelcan a “una pastoral que combina
la evangelización explícita y la promoción humana (…) fortaleciendo las
organizaciones de los pueblos indígenas con educación, organización y
evangelización en el pueblo indígena” (Radio Latacunga, Ecuador)
También CEPALC se asume en colectivos que viven la fe desde
las bases populares y en espacios donde se promueve la justicia social
y el pensamiento crítico, y se denuncia las injusticias, pero también se
anuncia la vida. Y “en este caminar Vivir Bien / Buen Vivir es no tener
jerarquías que tanto se ostenta, venera y se rinde pleitesía en el ámbito
religioso; es por el contrario poder dialogar, hacer preguntas sin temor,

35
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

construir conocimiento desde lo popular y la academia, diálogo entre


mujeres con distintos orígenes y distintos saberes, sintiéndonos hermanas
del camino” (CEPALC, Colombia)

1.5 Vivir Bien es sociedad de armonía con la naturaleza


En algunos espacios se maneja el Vivir Bien / Buen Vivir como sinóni-
mo del desarrollo sostenible. Esto es parcialmente cierto, porque esta
característica es central en su definición, pero no lo es todo, sino parte
vital que, junto con otros elementos como la subjetividad de vida en
plenitud, la vida comunitaria y solidaria, la vida digna y el Evangelio,
hacen el Buen-Convivir y Bien-Transformar.
Basándose en las prácticas de nuestros pueblos, se trata de supe-
rar la depredación capitalista del medio ambiente y de las condiciones
que limitan asegurar condiciones de bienestar para las futuras gene-
raciones. La experiencia de Rede de Notícias da Amazônia, Brasil, es
aleccionadora:
“Vivir Bien es cuidado del medio ambiente a fin de garantizar
la preservación de las especies de la fauna y la flora amazónica
en perfecta armonía con los moradores de la región que son
ejemplos concretos de cómo garantizar su sustento sin agredir
el medio en que viven” (Rede de Notícias da Amazônia, Brasil)
La lucha contra el cambio climático, la preservación del medio
ambiente, la búsqueda de un desarrollo diferente, sustentable, sosteni-
ble y justo, vive en los pueblos que han labrado su existencia en con-
vivencia armónica con la naturaleza. En esta realidad, Vivir Bien /
Buen Vivir es recoger estas formas de existencia como inspiraciones
para otro desarrollo, aprendiendo a dialogar con las prácticas y con la
naturaleza:
“Recoger y difundir la vivencia, inquietudes de la gente, las
memorias individuales y colectivas, mitos y cuentos, los
conocimientos tradicionales, sobre las plantas, peces, animales,
medicina natural del pueblo kukama nos permite acercarnos a
la gente entender sus vivencias y preocupaciones. El escuchar
con respeto y transmitir todo esto a los más pequeños construye

36
Adalid Contreras Baspineiro

lazos de confianza refuerza y fortalece la identidad indígena


indispensable para afrontar cambios fuertes y bruscos presentes
en esta sociedad llena de prejuicios hacia los indígenas. Que
los niños aprendan a amar su cultura, respetar y cuidar el bien
común es contribuir a formar ciudadanos con convicciones y
sentimientos” (Radio Ucamara, Perú)

37
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Nos comunicamos con el corazón, lo esencial es invisible a los ojos.


Si cada uno y cada una de nosotras somos una palabra única,
irrepetible y misteriosa debemos engendrarla
dentro de nosotros y nosotras mismas para que sea auténtica
y esto será intra-personal para volverse extra-personal.
Total, para esto se necesita algo muy importante:
crecer en libertad interior y sabernos importantes,
convencernos de la importancia de tener una propia voz.

CEPALC, Colombia

38
2
De la comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir a la
comunicación para el Buen-Convivir y Bien-Transformar

2.1. Comunicándonos
El epígrafe que adoptamos para identificar este acápite, recoge uno de
los criterios más compartidos en las diferentes experiencias sistemati-
zadas: la subjetividad, interioridad, intraculturalidad de las personas,
que lleva a una acción intra y relacional de comunicar comunicándo-
nos: con nosotros y con los otros. En realidad, se trata de procesos
comunicacionales para contribuir a las personas a ser, dignas, con
identidad, con derechos, con la convicción de que su voz es palabra
que construye futuro.
Esta forma de aproximación a las subjetividades, desde las prác-
ticas sistematizadas, lleva a reconceptualizar definiciones como la
autoestima, normalmente relacionadas con la individualidad indivi-
dualista, competitiva, sin consideración de la existencia de otro social,
salvo que fuera para competir con él. En el Vivir Bien / Buen Vivir, por
el contrario, la autoestima es en referencia complementaria y solidaria
al otro social, es el yo fortalecido en función de la solidaridad, de la
comunidad de la dignidad social. Es la capacidad asumida por exigir
y defender derechos, es la capacidad por construir sociedades de dig-
nidad, dignificándose.
En consecuencia, este primer rasgo, intra-personal, no se expli-
ca en las prácticas innovadoras de Comunicación para el Vivir Bien
/ Buen Vivir, sin su contraparte: las relaciones extra-personales o las
interculturalidades a las que alimentan al mismo tiempo que se nutren

39
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

de ellas. Esta articulación es explicable en el marco de la conviven-


cia, que la entendemos en dos dimensiones. Una relacionada con la
capacidad de las personas de vivir en comunidad, lo que supone vida
colaborativa y solidaria. Y la otra, que explica que el ser personal (yo),
existe en cuanto somos en sociedad (nosotros), o dicho desde la viven-
cia de los pueblos del continente: no soy yo, somos nosotros.
Pero en el caso particular de las experiencias sistematizadas no
se trata de un convivir y un ser individual y colectivo en abstracto, sino
de sujetos históricos que, tanto en su vida cotidiana como en su vida
organizativa, contribuyen a sociedades del Vivir Bien / Buen Vivir, o si
se quiere, sociedades de equidad y con justicia.
Por este rasgo afirmamos que las prácticas innovadoras que dan
vida a este trabajo, son expresiones de la Comunicación para el Vivir
Bien / Buen Vivir. Todas las experiencias sistematizadas son apuestas
por la convivencia solidaria para el bien común; y todas ellas son tam-
bién apuestas de transformación por sociedades más inclusivas, jus-
tas y equitativas. Es por esta característica, que en el presente trabajo
optamos por definirlas como experiencias de Comunicación para el
Buen-Convivir y Bien-Transformar. Buen-convivir comunitario, con
reciprocidades y complementarias solidarias, para una cotidiana vida
en plenitud y en armonía. Y Bien-transformar las condiciones de vida,
con ciudadanos y ciudadanas empoderados, con reivindicaciones de-
finidas, con organizaciones fortalecidas y con movilizaciones por un
mundo más justo.
La misión de la Comunicación para el Buen-Convivir y
Bien-Transformar es el cambio en las personas despertando su liber-
tad interior para ser, estar, soñar, luchar. Su misión es también alentar
la vida organizativa y de movilizaciones y luchas sociales por la equi-
dad de género, por la paz con justicia, por los derechos de los pueblos
indígenas, por la defensa del medio ambiente, por la expresión de la
palabra, por la palabra argumentada, por la narrativa inclusiva de los
pueblos, por la esperanza, en suma, por el derecho a la comunicación.
Y uno de los elementos coincidentes en las distintas experiencias,
es asumir el rol dialogal de la Comunicación para el Buen-Convivir y
Bien-Transformar, promoviendo interacciones entre los ciudadanos y

40
Adalid Contreras Baspineiro

los pueblos, como una misión educomunicativa fuertemente enraiza-


da en los principios y metodologías de la educación y de la comuni-
cación popular, que cobra sentido en la capacidad de las poblaciones
para construir historia desde sus propias identidades.
Otro elemento característico, inserto en los ya mencionados es
el carácter relacional de las experiencias. Ninguna se acoge a tareas ni
concepciones difusionistas desde un polo emisor que todo lo sabe has-
ta otro receptor al que todo le falta. Esta es una concepción largamen-
te superada por estas prácticas que asumen que la construcción de la
democracia empieza por la democratización de sus mismas experien-
cias y que sus procesos educomunicacionales son metodológicamente
horizontales, de relaciones de intercambio, interacción y aprendizajes
mutuos. Estas experiencias innovadoras de Comunicación para el
Buen-Convivir y Bien-Transformar, son también actores sociales que
construyen sentidos de vida en armonía y plenitud.
Finalmente, otro rasgo común que queremos destacar, es el de
la concepción implícita en las distintas experiencias, de que la
comunicación y la educación, es decir la educomunicación, es
indesligable de la vida cotidiana de las personas, así como de la
praxis o práctica social, que los encamina a trabajar solidaria-
mente por otros mundos, los de la dignidad, de los derechos,
del Evangelio, del Vivir Bien / Buen Vivir.
Las experiencias sistematizadas dan cuenta de la apropiación
que realizan, además en forma compartida con las comunidades con
las que trabajan, de una diversidad de medios de comunicación. Po-
ner los medios en función de objetivos educativos, de evangelización
de organización ciudadana, es una vieja tradición latinoamericana que
ha permitido a Daniel Prieto hablar de “mediaciones pedagógicas” y a
Jesús Martín Barbero sugerir procesos de transición conceptual “de los
medios a las mediaciones”, que implican un retorno al sujeto.
En esta línea, la Associação Evangelizar é Preciso, Brasil,
trabaja con radio, televisión, medios digitales, combinando procesos
de comunicación on line con acciones sociales que involucran
directamente a las comunidades tanto en sus procesos de organización
como en la producción de programas. Con experiencias como éstas,

41
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

que desmistifican un supuesto rol inoculador de los medios, aún las


nuevas tecnologías son parte ya de procesos educomunicativos para el
Vivir Bien / Buen Vivir.
A partir del señalamiento de estos rasgos comunes, las experien-
cias sistematizadas representan una variedad amplia de tendencias que
no se contradicen ni excluyen entre ellas, sino que más bien se comple-
mentan. Entre estas tendencias o características de la comunicación
para el Buen-Convivir y Bien-Transformar, destacamos: la educomu-
nicación para la vida; la comunicación para la conquista de la palabra;
la comunicación para la reconciliación construyendo imaginarios; la
comunicación para el anuncio de la Buena Nueva; la comunicación
para el cuidado de la casa común; la comunicación para la convivencia;
y la comunicación como metodología tetraléctica.

2.2. Educomunicación para la vida


Las experiencias latinoamericanas y caribeñas en general, y las siste-
matizadas en este estudio, en particular, confirman la superación del
modelo anglosajón (Media Literacy o Media Education), que centra
su atención en el manejo instrumental de los medios y tecnologías de
comunicación, confirmando las bases de la escuela difusionista. En
otro camino, las prácticas innovadoras de Comunicación para el Vi-
vir Bien / Buen Vivir, optan por el carácter dialogal de la educomu-
nicación centrada en la comunicación y la pedagogía crítica heredera
del pensamiento freireano de la educación y la comunicación como
constructoras de libertad, así como del pensamiento de Freinet que
incorpora el periódico escolar como expresión de la cotidianeidad de
los educandos.
La práctica y comprensión de la educomunicación en las expe-
riencias sistematizadas guarda estrecha relación con la comunicación
popular, tan rica conceptual y metodológicamente en su empeño por
construir sujetos históricos individuales y colectivos con voz propia en
la sociedad. De aquí se deriva que la Comunicación para el Vivir Bien
/ Buen Vivir, en las características de las prácticas como las que dan
vida a este documento, podría también identificarse como una Educo-
municación para el Buen-Convivir y Bien-Transformar.
42
Adalid Contreras Baspineiro

El pensamiento de Mario Kaplún se refleja bien en las experien-


cias sistematizadas, por su coincidencia en que, al mismo tiempo que
los pueblos acceden a los medios, canales y flujos de comunicación
para convertirse en emisores e interlocutores, visibilizando sus vidas e
intercambiando experiencias de vida con sus semejantes y otras socie-
dades, se apropian de su palabra, promueven el análisis y la reflexión
sobre su vida y sus contextos, para construir colectiva y participati-
vamente otras sociedades, otros mundos, con esperanza, con justicia,
con futuro.
Por todo lo dicho, podemos afirmar que
La educomunicación no es solamente la articulación de dos
disciplinas, sino la generación de mediaciones que constituyen
sentidos de vida desde y con los sujetos históricos, con determi-
nados sentidos de sociedad en los que se cuide la casa común,
se fomente la solidaridad comunitaria, se promueva la paz con
justicia, prime la equidad de género, se superen las expresiones
racistas, se anuncia y se construya la Buena Nueva, y funcionen
con la primacía de los derechos humanos y de la naturaleza.
Esto es, una educomunicación colaborativa, participativa, dialo-
gal, transformadora, para la convivencia y la vida digna. Dejemos que
sean las propias experiencias que nos muestren sus realizaciones en la
práctica:
COMUNICARTE desarrolla el proyecto “Pásela en Paz, Onda
Multimedial Juvenil”, en la región de Arauca, Colombia, para:
“[…] motivar a los niños y jóvenes de la región en la construc-
ción de un proyecto de vida, utilizando los medios, expresiones
y formas comunicacionales que les permitan darle sentido a
sus sueños (y) hacerles ver la magia (de la comunicación), pero
además de ello, acercarlos a sus raíces, sus costumbres, sus his-
torias…” (COMUNICARTE, Colombia)
Esta propuesta de educomunicación tiene tres dimensiones: Una
relacionada con el acceso de los niños y jóvenes a los medios por los que
puedan expresar y construir su vida, lo que supone un trabajo de apro-
piación técnica, comunicativa, cultural y social de medios alternativos
y populares. La segunda dimensión tiene que ver con mediaciones, no

43
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

se trata sólo de acceso sino de construcción de sentidos, de proyecto de


vida. La tercera es de pertinencia, desde la realidad vivida, promoviendo
una identidad esperanzadora en un contexto de guerra.
La propuesta educomunicativa de COMUNICARTE se enmarca
en la búsqueda de una sociedad colombiana más humana, equitativa
y justa desde el trabajo de la comunicación con las poblaciones de la
Colombia invisibilizada. Es por ello una propuesta para la vida, con un
programa (Onda Multimedial Juvenil) gestionado por niños y jóvenes
que fomentan la convivencia y la paz, construyendo sus proyectos de
vida, sus emprendimientos y sus esperanzas superando la barrera sin
futuro que les pone la acción violenta y el conflicto adosado de miedo
por los distintos grupos armados.
En otra expresión educomunicativa, Cine Mundo Chico en Ar-
gentina, también promoviendo mediaciones, se propuso aproximar el
cine a los adolescentes desde un reconocimiento diferente al que suele
realizar como mero espectador de un espectáculo.
En este marco, un primer elemento de su propuesta educomuni-
cativa o según ellos de educación y comunicación popular, está relacio-
nada con la apropiación del medio, en el sentido que “la polisemia, la
posibilidad de múltiples interpretaciones y la reflexión en colectivo (…)
hacen a una comprensión sensible, espiritual, empática, con los persona-
jes y con el propio contexto de convivencia, para resultar en procesos de
transformación de las propias actitudes tanto en el plano familiar como
en el social”.
Otro elemento característico de su propuesta, es que la concep-
ción de la comunicación que guía sus prácticas tiene un valor inclusi-
vo, en la medida que:
“Parte del convencimiento de entender la necesidad de compar-
tir un valor/sentimiento de verdad vinculado al ser en comu-
nión, en comunidad, en colectivo, basado en la comprensión
y la ayuda del otro o de la otra, des-vinculado, des-interesado,
des-motivado, excluido por tanto de cualquier dimensión so-
lidaria. La comunicación no tiene por lo tanto un valor en sí
misma si no es traducida como un bien colectivo generadora de
inclusión…” (Cine Mundo Chico, Argentina)

44
Adalid Contreras Baspineiro

En este sentido, la propuesta educomunicativa de Cine Mundo


Chico no se detiene en concepciones didácticas técnicas, sino que las
trasciende con el sentido que proponía Paulo Freire, por una educa-
ción liberadora, en la que las personas se convenzan que son sujetos de
derechos colectivos, y asuman organizarse por una vida digna y por el
bien común, en relaciones de solidaridad y de amor al prójimo, opri-
mido en las diferentes formas de pobreza y miseria, actuando juntos
por las mismas posibilidades de igualdad.
Otra experiencia paradigmática es la de Radio Latacunga, Ecua-
dor, que trabaja con población indígena quichua, con la misión de “en-
tretejer, promover y educar el Sumak Kawsay (buen vivir) en la persona, la
familia, la comunidad y la naturaleza a la luz de la Buena Nueva de Jesús”.
Radio Latacunga tiene una larga y efectiva experiencia de co-
municación participativa que materialmente hace posible abriendo
sus puertas a la población, mediante cabinas de grabación en comu-
nidades y organizaciones, formando comunicadores populares, con
unidad móvil para transmisiones en directo desde diversos sectores
de la provincia Cotopaxi y visitas permanentes de los trabajadores
de la radio a las comunidades. La escuela, en este caso no tiene pa-
redes, son las comunidades y la radio enraizada en ellas.
Radio Latacunga es en su conjunto, como organización y como
programación, un espacio educomunicativo que dialoga, en idioma
nativo, sobre y desde la vida de los habitantes de la región. La pro-
gramación, o su vínculo de vida compartida con las comunidades, se
caracteriza por:
“La promoción humana y la evangelización; hacer frente a la
marginación y la exclusión; fortalecer la educación y la orga-
nización para salir de las condiciones de inequidad; el apoyo a
las actividades productivas; el fortalecimiento de las organiza-
ciones existentes y la motivación para el nacimiento de otros
grupos organizados; divulgar en forma sistemática y continua
el saber popular; y, aumentar la participación popular en el pro-
ceso de comunicación alternativa” (Radio Latacunga)
Pero más allá de programas específicos, Radio Latacunga asume
que “una Comunicación para el Buen Vivir / Sumak Kawsay, es un

45
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

apasionamiento que nace de la realidad que viven grandes poblaciones


de la sociedad civil: marginación, injusticia y silenciamiento por grupos
de poder económico, político y comunicacional”. Desde esta perspectiva,
su misión educomunicativa tiene un compromiso de emancipación,
de integración y de proyección a un futuro con justicia.
Programas como Nuestra Palabra y Aylluyarishunchik (familia-
ricémonos), hablan de la vida cotidiana desde sus actores, con géneros
y formatos radiofónicos que permiten la producción participativa de
los programas, desafiándolos a entender la realidad, explicarla en con-
textos locales y más amplios, y proyectarla. Es así como la magia de la
radio se instala en la mente, el corazón y la acción, encaminando una
conciencia crítica desde una comunicación problematizadora.
Es importante mencionar que en la actualidad Radio Latacunga,
en un contexto de fuerte migración de las comunidades rurales ha-
cia los centros urbanos, además de la generalización en el uso de las
nuevas tecnologías de la información y la comunicación, está desa-
rrollando estrategias que permitan combinar las ondas hertzianas y el
internet, haciendo una Comunicación Comunitaria Multimedial para
el Buen Vivir.

2.3. Comunicación para la conquista de la palabra


Una constante en las distintas experiencias es la preocupación por la
expresión, apropiación y construcción de la palabra por ciudadanías
empoderadas en sus identidades sociales y culturales, con conexiones
a un pasado que las enriquece, y un futuro a inventar y afrontar desde
realidades situadas.
Son experiencias dibujadas en los mapas nocturnos que Jesús
Martín Barbero imaginó superar con nuevas coordenadas para transi-
tar de los medios a las mediaciones, es decir asomarse a las experien-
cias cotidianas y organizativas de las personas, lo que desafía a repen-
sar la comunicación inscrita dentro de la cultura y la cultura dentro
de la política. Estos son mapas que orientan las mediaciones desde las
matrices culturales, desde las temporalidades sociales y desde la plura-
lidad de voces y de sujetos sociales.

46
Adalid Contreras Baspineiro

Como respondiendo a este desafío y al establecimiento de los


sensoriums o nuevas sensibilidades sugeridos por Walter Benjamin, y
que se encuentran en los procesos de percepción, para lo que se tie-
ne que partir de la experiencia de vida de la gente, proyectos educo-
municativos como el Kúkara Mákara de Fundación ChasquiKom en
el Ecuador, realizan acciones para un periodismo cultural con niños
y jóvenes, acudiendo a las nuevas tecnologías de la información y la
comunicación, enraizándose en el día a día de las poblaciones de los
barrios populares de Quito.
Este proyecto, que privilegia la convivencia comunitaria, respon-
de a una demanda de jóvenes que “buscan un espacio de participación
hacia el diálogo y hacia ser escuchados”, para escuchar, hablar y sentir.
Fundación ChasquiKom, siguiendo las propuestas de los jóvenes, su-
giere:
“una ´comunicación para el amor´ por la que sus palabras ser-
virán para crear una vida comunitaria en sociedad, donde los
medios no sean mercantilizados, no exista el individualismo y
más bien sean prácticas colaborativas e inclusivas” (Fundación
ChasquiKom, Ecuador)
Otra experiencia representativa de la conquista de la palabra por
los pueblos, es la que desarrolla DemoInfo, propuesta de comunicación
popular que cuenta con una plataforma virtual alimentada por la arti-
culación que tiene con radios campesinas, indígenas y populares, en la
perspectiva de contribuir a la democratización de la información para
el ejercicio de los derechos humanos en Paraguay, ofreciendo “un espa-
cio comunicacional que recoge las voces populares desde el sentir campe-
sino, indígena y urbano de la clase trabajadora con generación propia de
contenidos, garantizando así la pluralidad de las voces”. En otras pala-
bras, DemoInfo es un micrófono abierto para los movimientos sociales.
Valido de plataformas virtuales: página web, redes sociales (Fa-
cebook y Twitter) e Ivoox para difusión de formatos en audio, y con
una amplia red de difusión radiofónica, sirve como un disparador de
elementos de formación en derechos humanos y de concienciación di-
rigida a las clases más excluidas y vulneradas, para:

47
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

“contribuir a democratizar las voces y hacer que la gente misma


sea portavoz de su realidad al animarse a hablar y apropiarse de
la palabra para la defensa de su territorio, de la soberanía alimen-
taria y por una vida libre de violencias” (DemoInfo, Paraguay)
En otra dimensión, nos dice la experiencia de CEPALC, Co-
lombia, que la conquista de la palabra propia, es una forma de pensar
en libertad partiendo de una escucha interna, para decir luego lo que
pensamos, y lo que maduramos, complementado con los medios de
comunicación en una expresión más potente. El proceso es más o me-
nos así:
“Construir desde la duda, la pregunta y la apertura que da el
concepto de derechos humanos, nos sirvió como herramienta
de entrada para empezar a descubrir juntas y juntos, que clara-
mente nuestra calidad de vida no era la mejor, nuestras relacio-
nes con los llamados distintos no eran sensibles; que nuestras
vidas en general, pero que en particular la vida de las muje-
res carecía de armonía y equilibrio por el machismo reinante
no solo en las iglesias sino en los ámbitos más cotidianos (...)
aprendimos a usar un lenguaje inclusivo, a reconocer su impor-
tancia, no es solo decir “los y las” sino vivir el poder que tiene
nombrar a las mujeres, visibilizar sus luchas, sus trabajos, sus
necesidades” (CEPALC, Colombia)
La conquista de la palabra se articula a la construcción de ciuda-
danía, de personas sabiéndose sujetos de derechos, como la experiencia
de las mujeres con las que “se amplió el interés por descubrir: mi cuerpo
mi territorio, la sabiduría femenina, la comprensión de mi planeta desde
un eco-feminismo capaz de regresar a modos más sencillos y más vitales de
conexión con la salud, la economía vista con mirada de mujer; la política
no corrupta, la sicología desde una mirada amplia en donde las emocio-
nes, la psiquis y la intelectualidad van unidas a lo campesino y ancestral,
alternativa a los modos mercantiles (…) Descubrir y tomar conciencia de
las angustias que crea el sistema capitalista y nuestros amargos modos de
existir desde la apariencia, la individualidad, la aceptación y sobre todo la
sumisión, abre las compuertas a re-descubrir el mundo de la sencillez y las
sanadoras propuestas de un buen vivir, vivir bien” (CEPALC, Colombia)

48
Adalid Contreras Baspineiro

2.4. Comunicación para la reconciliación


Pese a que resulta evidente que el propósito es construir sociedades de
paz con justicia, no ha sido fácil subtitular este acápite. Y hemos op-
tado por el término reconciliación, porque pensamos que como tarea
comunicativa acompañando la palabra y las acciones de los pueblos,
el camino -y el destino- hacia la paz, es precisamente la capacidad de
dialogar, entender, perdonar, juzgar, reflexionar y reconciliar, porque
la paz no consiste sólo superar la guerra, sino en reaprender a convivir.
Este camino es así mismo un proceso educomunicativo que im-
plica consolidar y fomentar una nueva cultura, una nueva civilización
penetrando en todos los poros de las estructuras sociales. Construir
la paz, nos dicen en CEDAL, Colombia, “supone educar para gestionar
el conflicto, para el bien común; es ayudarle a reconocer al ser humano
su importancia en el mundo, enseñarle a tener una misión y propósitos”,
buscando una paz duradera mediante la dignificación del ser humano,
a sabiendas que:
“el antídoto más eficaz contra la violencia y el conflicto armado,
es el desarrollo humano desde una mirada más amplia (con)
actos de paz, pactos de no agresión, respeto, diálogo y reconci-
liación. Una paz que reconoce el conflicto, lo asume y libera a
sus agentes para que sus acciones más que palabras, sean hechos
tangibles para el bien estar - bien ser de todos sus hermanos”
(CEDAL, Colombia)
Siguiendo la experiencia de CEDAL, vemos que el proceso edu-
comunicativo para la construcción de la paz comienza como una prác-
tica personal en un acto por disponerse a construirla, acompasada con
procesos colectivos, porque la paz es una conquista personal, familiar
y comunitaria. Y esto es posible cultivando los valores de fraternidad
para la convivencia humana, no castigadora. Esto se desarrolla, por
ejemplo, “promoviendo consignas de conciencia en el barrio, en el centro
cultural, en la escuela, en todos los espacios, lugares de trabajo, en las
Iglesias, en los partidos políticos, en los medios de comunicación”, con la
consigna mayor de que educomunicar en pro de la paz significa verdad
y perdón en función del bien común.
Vivir Bien / Buen Vivir es vida en plenitud y con justicia. Es

49
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

inclusión social y cultural. Es construcción de sociedades plurales con


respeto de las diversidades. Desde esta perspectiva, la Comunicación
para el Buen-Convivir y Bien-Transformar es también construcción
de sentidos y prácticas sociales por la equidad, con la convicción que
“se hace desde la idea del trabajo comunitario, de la mano con amor con
quien está a mi lado, construyendo redes emocionales desde la comuni-
cación que es capaz de hacer vibrar la piel, la que es capaz de subir la au-
toestima, de la comunicación senti-pensante que es siempre horizontal,
que no conceptualiza sino que más bien hace imaginar mundos posibles
con la ayuda del colectivo” (CEPALC, Colombia)
Realidades tan complejas, difíciles, extremas en sus manifesta-
ciones de violencia, de pobreza, de exclusión, de traumas personales y
sociales y de explotación, son reflejos de sociedades de los olvidados
por los sistemas oficiales, como si éste fuera un proceso natural. Y es-
tos son precisamente los espacios donde las experiencias sistematiza-
das acometen la tarea de construir imaginarios de futuro de la mano de
propuestas de educación y comunicación popular, que derivan en for-
mas creativas de Comunicación para el Buen-Convivir y Bien-Trans-
formar.
Desde la perspectiva de los derechos humanos, CEPALC en Co-
lombia desarrolla su proyecto de Sororidad, Ecumenismo y Democra-
cia, que lo conceptualiza como “una buena receta para el Buen Vivir/
Vivir Bien”, con la finalidad de deconstruir procesos la marginalidad y
transformarla en la construcción de ciudadanías. Para ello, del mismo
modo que en las otras experiencias, es necesaria “una forma agitadora
o de contra-cultura para ver la vida, expresada en una práctica de comu-
nicación que consiste en una metodología de aprender a decir No: No a
la violencia, No a lo que no quiero en mi cuerpo, No a cualquier censura
de mis emociones, No a que otras personas decidan mi vida”.
Construir imaginarios de libertad es un acto comunicativo que
implica el diálogo, la inclusión y la interacción respetuosa con otras
personas, desarrollando cotidianamente relaciones de amistad, de
retribución, de agradecimiento, de colaboración que se deben pro-
mover hasta recuperarlas como formas reconciliadoras de culturas
de la fraternidad.

50
Adalid Contreras Baspineiro

Y sobre esta base, trabajar comunicacionalmente imaginarios de


libertad con futuro de equidad y de armonía, implica desarrollar len-
guajes múltiples de identidad, de inclusión, de crítica, de respeto y de
esperanza acudiendo a la conversación diaria, a la música, a la radio, al
teatro, a la poesía, a la pintura, al video, a los memes, a la fotografía, la
prensa y todos los medios con los que se median sentidos de sociedad,
de cultura, de política y de espiritualidad.
La reconciliación no está ligada únicamente al conflicto armado
o a la violencia ejercida por la guerra. Es un proceso necesario tam-
bién en situaciones de violencia encubierta, prácticamente naturaliza-
da en las vidas de las sociedades que no se interrogan por la situación
de poblaciones excluidas y olvidadas a su propia suerte, como es la
experiencia de los migrantes y de los desplazados.
En este campo, la experiencia con refugiados de Webradio Mi-
grantes y su programa Missão Paz (antes Pastoral del Migrante), en
Brasil, es significativa en el tratamiento articulador entre los que llegan
y las sociedades receptoras, donde se tienen que construir espacios de
convivencia:
“No emigran solamente los brazos para trabajar y exilados pa-
ralizados por el miedo buscando un refugio provisional de la
guerra y de la opresión, son personas que se mueven y con ellas
emigran culturas, religiones, costumbres, hábitos y maneras
de vivir que vuelven la sociedad de acogida un microcosmo
del mundo con un pluralismo interno y con vínculos globales
siempre más significativos. Con el regreso, que implica urgen-
tes prioridades políticas, las emigraciones evocan sentimientos
de rechazo y miedo a lo distinto y a lo nuevo, a lo que amenaza
mi bienestar…” (Missão Paz, Brasil)
La solidaridad no es una reacción natural, sino por el contra-
rio, una realidad por construirse a nivel local, nacional e internacional,
atacando las injusticias que provocan estructuralmente la expulsión de
poblaciones desde sus lugares de origen. En estas situaciones la comu-
nicación camina con los migrantes, superando con ellos las barreras de
exclusión y edificando con ellos y las sociedades en las que se insertan
su reconocimiento como humanos, y como ciudadanos, con derechos.

51
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

El encuentro entre las realidades de las sociedades que expulsan y las


receptoras, generando espacios de dignidad, es también expresión de
reconciliación, o si se quiere de paz con justicia, o más específicamente
aún de un Vivir Bien / Buen Vivir.
Es la reconciliación entre la sociedad que debe abrirse a la re-
cepción solidaria y el migrante que “es un guerrero, que dejó su casa,
familia y se fue a la batalla. Sus armas son la esperanza, la humildad y
el pensamiento positivo, la bravura de saber que tendrá muchas caídas
y tropiezos, pero que va a conseguir levantarse y continuar en la batalla
hasta vencer” (Webradio Migrante, Brasil).
No podemos dejar de mencionar cómo en la experiencia de We-
bradio Migrante, se ponen las nuevas tecnologías al servicio de la edu-
comunicación, superando el uso irracional de las redes sociales que
han envilecido la comunicación con mensajes a veces anónimos que
denigran la vida, valiéndose de su condición de libertad expresiva sin
límites. Las prácticas innovadoras de Comunicación para el Vivir Bien
/ Buen Vivir, como décadas antes con la radiodifusión, luego con los
audiovisuales y ahora con las TICs, han asumido su tarea evangeli-
zadora y educomunicativa de la criticidad en las redes sociales y su
contribución a sociedades dignas en el Siglo XXI.

2.5. Comunicación para el anuncio de la Buena Nueva


Las sucesivas conferencias del episcopado latinoamericano, hasta la
última realizada en Aparecida, Brasil, en 2007, remarcan la íntima re-
lación que existe entre comunicación y evangelización como “camino
necesario para llegar a la comunión”, partiendo del modelo de comu-
nicador que es Cristo, que “sale al encuentro nuestro y espera nuestra
respuesta”. Con esta opción, la Iglesia latinoamericana se compromete
con la preservación de la vida en la tierra en condiciones de igualdad
y de justicia, asumiendo que para ello es imprescindible no solamente
el hombre en la tierra, sino la propia tierra, creación de Dios para ga-
rantizar vida.
En la recuperación de su experiencia, SIGNIS ALC señala que ya
el año 1955 la I Conferencia del Episcopado Latinoamericano, realiza-
da en Río de Janeiro, exhortaba a que se procure que en cada país se
52
Adalid Contreras Baspineiro

organicen al menos un diario católico, se promuevan las Escuelas de


Periodismo, se celebren Jornadas de la Prensa Católica, y se de impulso
a la radio para fines religiosos y educativos.
SIGNIS ALC, que se basa en la existencia anterior del Secreta-
riado Conjunto de las Organizaciones Católicas de Comunicación de
América Latina y el Caribe (SCC: compuesto por UCLAP, prensa;
OCIC-AL, cine y UNDA-AL, radio y televisión), convertida luego en
la Organización Católica Latinoamericana y Caribeña de Comunica-
ción (OCLACC), no es solamente una estructura que desarrolla formas
de comunicación, sino que las inspira desde su opción por la misión de
la Iglesia latinoamericana, como se aprecia en la siguiente afirmación:
“Como resultado de procesos de reflexión y análisis de la comu-
nicación y de la realidad de América Latina, a la luz del magiste-
rio y los documentos de la Iglesia latinoamericana, producidos
tanto por las Conferencias del Episcopado Latinoamericano de
Medellín y de Puebla, así como por la Conferencia de Religiosos,
CONFER, y otros importantes documentos elaborados desde el
Departamento de Comunicación del CELAM – DECOS, se han
realizado importantes y valiosos aportes para la comunicación
tanto para la Iglesia, que como aplicación del Concilio Vaticano
II hizo una clara opción preferencial por los pobres, y desde el
mundo de la comunicación se trabajó en impulsar una pastoral
de las comunicaciones con espíritu liberador, es decir de una
Iglesia comprometida al servicio de las grandes mayorías pos-
tergadas, pobres y excluidas, y desde la perspectiva del Evange-
lio” (SIGNIS ALC)
Opción preferencial por los pobres desde la perspectiva del
Evangelio, se traduce en la comunicación como una pastoral libera-
dora, educativa, ecologista, participativa, con capacidad de denuncia y
anuncio de la Buena Nueva, en una Iglesia latinoamericana que en la
fidelidad de su misión se asumía como “la voz de los que no tienen voz
en la sociedad”, evitando ser manipulada y conservando celosamente
su independencia profética.
La Iglesia Católica Latinoamericana y Caribeña se compromete
con el “bien común” que tiene que ver con la búsqueda y promoción
de la dignidad de la persona humana, a través de todas aquellas
53
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

“condiciones de la vida social que hacen posible a las asociaciones y a


cada uno de sus miembros el logro más pleno y más fácil de la propia
perfección” (DSI, 164). En la misma línea, Aetatis Novae (1992), define
que las comunicaciones que se hacen en la Iglesia y por la Iglesia
consisten esencialmente en el anuncio de la Buena Nueva de Jesucristo.
Es la proclamación del Evangelio como palabra profética y liberadora
dirigida a los hombres y a las mujeres de nuestro tiempo.
Para SIGNIS ALC:
“la Comunicación para el Vivir Bien o Buen Vivir se identifica
como una clara propuesta que se coloca contra la deshumani-
zación capitalista, (neo) colonial, patriarcal, depredadora, indi-
vidualista y desarrollista” (SIGNIS ALC)
SIGNIS ALC ha desarrollado importantísimas actividades for-
mativas, de investigación, producción, lectura crítica, organización,
representación y promoción del bien común en el continente. Y en el
contexto actual está empeñado en acompañar y promover las acciones
de renovación de la Iglesia toda; plasmar en hechos la Evangelii Gau-
dium y Laudato Si; contribuir en la articulación de la vida de la comu-
nicación eclesial católica en el orden regional e internacional; poner
las nuevas tecnologías al servicio del anuncio de la Buena Nueva; pro-
mover formas de comunicación para una Cultura de Paz e historias de
esperanza en red; y recrear formas nuevas de comunicación, participa-
ción y educación, incorporando a jóvenes, adolescentes, niñas y niños.
La experiencia de SIGNIS ALC nos enseña que la comunicación
como camino para la comunión va mucho más allá de la mera trans-
misión de información, dado que, desde su raíz etimológica, del latín
communis (poner en común), apuesta por construir comunidad dialo-
galmente, en convivencia, denunciando los desórdenes e injusticias y
anunciando esperanzas en la Buena Nueva del Evangelio.
El Evangelio se encarna en experiencias concretas que encontra-
mos en las distintas prácticas sistematizadas, como un mensaje libera-
dor en la persona de Jesús, que interpela, rescata, dialoga y construye
caminos de esperanza. El anuncio no radica sólo en la palabra sino
también en los actos cotidianos de quienes la profesan. En esta línea,
CEPALC Colombia entiende que

54
Adalid Contreras Baspineiro

“evangelizar es comunicar una experiencia, así las cosas, es fun-


damental que quienes comunican estas experiencias las deben
vivir profundamente, porque al fin y al cabo quien comunica
será el mensaje (…) la palabra entonces ha de ser coherente con
la vida de tal manera que quienes comunicamos debemos en-
gendrar primero en nosotros la palabra que somos para después
comunicarla a nuestros hermanas y hermanos. Solo así nuestro
mensaje tendrá eficacia y poder de transformación” (CEPALC,
Colombia)
La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, como el Ver-
bo, camina con los pueblos, se hace con ellos, como lo demuestra la
experiencia de Natal de Verdade de la Associação Evangelizar é Preciso
en Curitiba, Brasil, que busca escribir la historia desde una perspectiva
esperanzadora, que supere la visión mercantilizada de la sociedad:
“intenção resgatar a verdadeira história do Natal, tão estereoti-
pada pelo comércio e a mentalidade do consumismo, reforçan-
do que o principal personagem desta festa é Jesus Cristo. Al-
guns elementos ajudaram neste processo de resgate do valor do
natal, como o presépio, recordando a história do nascimento de
Cristo e a própria ação caritativa (…) Estimular entre a popu-
lação a pratica da Solidariedade em um cenário tão expressivo
para a população pelo consumismo, resgatando o verdadeiro
sentido do Natal foi uma experiência “impar” para os membros
internos e perceber a catequização unida a doação efetuada,
serviu para a formação de uma sociedade mais envolvida emo-
cionalmente as raízes da evangelização” (Natal de Verdade, As-
sociação Evangelizar é Preciso, Curitiba, Brasil)
Algunas de las experiencias sistematizadas son explícita, radi-
cal y fundamentalmente evangelizadoras, inculturadas en los tiempos,
como se aprecia en la definición de la razón de ser de Radio Latacun-
ga, Ecuador, como “Evangelizar a la luz del Evangelio y del Magisterio
auténtico de la Iglesia; promover el desarrollo integral del Pueblo y, en
particular del indígena, del campesino y del área suburbana. Teniendo
como Misión: Entretejer, promover y educar el Sumak Kawsay (buen vi-
vir) en la persona, la familia, la comunidad y la naturaleza a la luz de
la Buena Nueva de Jesús. Y su visión: una red popular y comunitaria de

55
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

evangelización, educación y comunicación, que promueve la ciudadanía


y democracia con opción preferencial por los excluidos y silenciados”.
Anuncio de la Buena Nueva no es sólo intercambio de la pala-
bra labrada en la Iglesia, sino y, especialmente, de las prácticas encara-
das por los pueblos, como se puede apreciar en la experiencia de Cine
Mundo Chico, Argentina, que nace en los años 90 para dar respuesta
a un contexto de depresión económica y política, con toda una carga
cultural negativa, producto de 10 años de neoliberalismo, trabajando
con jóvenes que vivían una situación de desazón y falta de un horizonte
utópico, típico de la postmodernidad, lo que redundaba en consumos
culturales superficiales afines a valores promovidos por la sociedad de
consumo.
El factor de la realidad que se propone enfrentar es “la falta de
una mirada solidaria, empática y afectiva con la problemática del otro.
Se plantea el problema como de índole emocional y abarca la falta de
sensibilidad y la dificultad de ponerse en el lugar del otro (años del vale
todo)”, con una propuesta educomunicativa que se propuso
“acercar a los adolescentes a problemáticas sociales actuales,
protagonizadas por los mismos jóvenes, representadas en re-
latos cinematográficos de diferentes culturas, para, a partir de
la puesta en escena de lo emocional, poder hacer una primera
aproximación y reflexión a los problemas de la sensibilidad y el
compromiso social…” (Cine Mundo Chico, Argentina)
La Ludoteca Pukllana es una experiencia impulsada por la con-
gregación de clérigos San Viator en Collique, en el distrito de Comas,
uno de los más populosos y pobres de Lima Perú. El proyecto es un
espacio “de convivencia e inter-relación, un espacio de libre expresión en
donde los niños y niñas van perdiendo el miedo a expresar y opinar lo
que sienten y piensan. La imaginación y la creatividad como forma de
expresión para auto-conocernos. Una acción solidaria, en el sentido de
un apoyo mutuo sin condición”. Esto es también, sin duda evangeliza-
ción, y en muchos sentidos es una forma de anuncio de la Buena Nue-
va, puesto que se fortalece la capacidad de expresión, la autoestima, la
autonomía y la participación experimentando trabajos en grupo, para
que los niños/as aprendan a involucrarse y organizarse, asumiendo

56
Adalid Contreras Baspineiro

responsabilidades en propuestas que las imaginan como producto de


su intervención, que denuncia las condiciones existentes y celebra so-
ciedades imaginadas con esperanza para ellos.

2.6. Comunicación para el cuidado de la casa común


Para muchas comprensiones, el Vivir Bien / Buen Vivir es sinónimo de
desarrollo sostenible o la protección del medio ambiente. En realidad,
no es exactamente así, aunque uno de los componentes fundamentales
de esta cosmovisión integral, sea la armonía de los seres humanos in-
dividualmente y en sociedad con la naturaleza a la que nos debemos y
que nos proporciona vida.
Para el Vivir Bien / Buen Vivir el respeto a la Madre Tierra como
dadora de vida, es un concepto fundamental. Así como también lo
es el reconocimiento de todos los seres vivos como gestores de vida y
con quienes se debe entablar relaciones armónicas para la armonía del
propio universo (pluriverso) y el cosmos. Las plantas, los animales,
los ríos, el aire, las montañas son también, a la par de los humanos,
gestores de vida y razón de ser del Vivir Bien / Buen Vivir. Esta es la
Casa Común, que proclama la Iglesia y recoge con énfasis Laudato Sí
en su proclama 1.5.
La comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, debe enton-
ces contribuir a esta vida en armonía con la naturaleza, lo que implica
también saber escucharla, dialogar con ella para que juntos enfrenten
problemáticas tan complejas como la depredación del medio ambiente
por la acción del capitalismo salvaje, o las causas y efectos del cambio
climático, o la degradación de la biósfera, o la priorización de la explo-
tación de los recursos naturales por sobre su preservación.
Estas concepciones son la razón de vida de algunas de las ex-
periencias sistematizadas, como por ejemplo la Rede de Notícias da
Amazônia, Santarem, Brasil, que produce el programa “El camino de
la Amazonia”, una radiorevista con entrevistas, canciones, encuestas,
radionovela, consejos de medio ambiente, reportajes y relatos de ex-
periencias.
Rede de Notícias da Amazônia afirma que la región amazónica es
codiciada como fuente de materia prima noble y por su biodiversidad,
57
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

y también el agua es mirada como fuente de lucro, como mercancía.


En este contexto, se ha propuesto:
“despertar la conciencia de los 20 millones de seres humanos,
que viven aquí, muchos durmiendo en cuna espléndida, sin
darse cuenta de que la biopiratería, la invasión de la soja, la des-
trucción del bosque, la construcción de hidroeléctricas, se están
sucediendo a su alrededor. Los amazónicos necesitan despertar
y reaccionar en la defensa de su cultura, de sus riquezas, de sus
pueblos y de sus vidas” (Rede de Notícias da Amazônia, Brasil)
Con este propósito “El camino de la Amazonia”, que tiene por
objetivo suscitar el debate sobre el cuidado del medio ambiente a fin
de garantizar la preservación de las especies de la fauna y la flora ama-
zónica en perfecta armonía con los moradores de la región, que son
ejemplos concretos de cómo garantizar su sustento sin agredir el me-
dio en que viven, se caracteriza porque “pretende no sólo divulgar los
problemas ambientales que ocurren en la región, sino las acciones que
son desarrolladas por los luchadores sociales en pro de la vida de la ma-
dre naturaleza”.
El programa no se detiene en la denuncia de la depredación, sino
que también destaca las respuestas que diversos pueblos y distintas or-
ganizaciones, luchadores sociales y de la naturaleza, encaran por una
vida en armonía.
Otra experiencia, también en la Amazonia es la desarrollada por
Radio Ucamara, Perú, que produce un programa de educación am-
biental en formato de radiorevista, con el objetivo de suscitar el debate
sobre el camino de la Amazonia recuperando prácticas de preserva-
ción del ambiente que garantizan el sustento de los pueblos en perfecta
armonía con la naturaleza. Con su programación, “[…] se promueve
la educación ambiental, se suscita la consciencia crítica de los oyentes
para que busquen alternativas de mejor vivir con el medio en que vive.
Con la consciencia ellos y ellas también buscan cobrar de sus gobernantes
acciones para el mejor cuidado de la casa común”.
Realizar este trabajo supone una concepción, metodologías
y acciones de comunicación que se basan en la oralidad que los
pueblos indígenas Amazónicos y, entre ellos los Kukama, practican

58
Adalid Contreras Baspineiro

cotidianamente como un espacio vivo de sucesión que se precisa en


el intercambio de saberes transmitido de generación en generación, y
que ha garantizado sus vidas y la continuidad de su cultura. Para Radio
Ucamara
“Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir es la forma de
expresión que tiene cada pueblo, cada persona para dialogar
con su semejante en su espacio diario y la estrecha relación, vín-
culo y el estricto respeto al bosque, al rio y a la tierra para una
vida más justa” (Radio Ucamara, Perú)
En otro contexto, la sierra ecuatoriana, el proyecto Radio Sali-
nerito, también desarrolla actividades de preservación del ambiente,
recuperando de la encíclica Laudato Sí la advertencia que hace sobre
el trato destructivo de nuestra Pachamama (Madre Tierra), reflejo del
trato depredador que hemos adoptado los seres humanos con la con-
signa de que “el otro vale en la medida que me sirve y lo uso”. Y este
otro son otros seres humanos, pero también los animales, las plantas y
el ambiente.
Con sus programas económicos, dirigidos a garantizar el bienes-
tar comunitario, y su línea de comunicación siguiendo una línea eco-
logista, Radio Salinerito se caracteriza porque:
“Tratamos de recuperar las especies botánicas presentes en el
medio y eliminadas por el trabajo de la sal (…) Estamos com-
prometidos a recuperar en lo posible especies animales en pe-
ligro de extinción: ranas, cangrejos de agua dulce, tortugas...”
(Radio Salinerito, Ecuador)
Esta visión se complementa con su comprensión que los seres
humanos debemos re-educarnos para preservar, proteger, apreciar y
admirar “la hermosura encantadora de nuestro entorno natural”, que
es el medio que nos da vida.
La experiencia de Radio Voces Nativas en el Chaco paraguayo ra-
tifica el sentido y valor que tiene la naturaleza en la vida de sus comu-
nidades, y no solo rurales, sino también cuando sus habitantes migran
a zonas urbanas, o cuando los trazos urbanos ganan sus territorios:
“Somos indígenas que amamos mucho la naturaleza y ahora
estamos dentro de una zona urbana, pero dijimos que vamos

59
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

a plantar nuestra naturaleza y cada familia lleva su árbol desde


el monte para cultivarlo en su patio (…) La naturaleza nos da
la riqueza, por ejemplo, comemos mucha fruta y hoy en día, en
época de primavera, están floreciendo muchos árboles, lo que
nos da la esperanza de armonía, por lo que reclamamos que
nuestra zona debe tener árboles para que los niños, niñas, an-
cianas y ancianos puedan disfrutar dentro de nuestras tradicio-
nes y cultura” (Radio Voces Nativas, Paraguay)
La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir sabe que la
preservación de la vida en armonía con la naturaleza es protección y
defensa, luchando para ello en un contexto continental que rema en
contra de su existencia. Las experiencias sistematizadas son ejemplos
de múltiples formas de organización, movilización y confrontación
con los poderes. Una de estas formas es la interpelación, asumida por
Radio Voces Nativas, que en una región que con 38° a la sombra, está
sufriendo una inclemente sequía que afecta el equilibrio y la vida de
sus habitantes. Las autoridades hacen poco para subsanar esta situa-
ción y evitar migraciones, así como pérdida de sus recursos naturales.
En esta situación, la emisora juega un doble rol de interpelación
y de negociación: “Nosotros experimentamos que la comunicación por
radio llega mucho más rápido y mejor entendida cuando transmitimos
en nuestra lengua materna porque se entiende mucho mejor el sufri-
miento o la necesidad de las personas de otras comunidades. Por ejem-
plo, nos llega un reporte de comunidades donde no llega el agua, entonces
lo trasmitimos a la gobernación...”.
También SIGNIS ALC, siguiendo la convocatoria del Papa Fran-
cisco, propone “unirnos en la búsqueda de un desarrollo sostenible e
integral y en la colaboración para construir nuestra casa común, con el
cuidado de toda la creación (…) afrontar la crisis ecológica como una
manifestación externa de la crisis ética, cultural y espiritual de la moder-
nidad” (señalada en Laudato Si, numeral 119, pág. 93)
La propuesta de SIGNIS ALC está fundamentada en el propio
compromiso de la Iglesia latinoamericana que ya en la declaración del
Departamento de Misiones del Consejo Episcopal Latinoamericano
(CELAM), del año 1985, afirmaba que los indígenas mantienen una

60
Adalid Contreras Baspineiro

relación mística, cósmica y religiosa con la tierra, que es compatible


con las tradiciones cristianas como el Génesis, que cuenta que Yahvé
formó el hombre con polvo de la tierra (2,7); dijo que produzca la tie-
rra pasto y hierbas que den semilla y árboles frutales que den sobre la
tierra fruto con semilla dentro (1,11-12); y produzca la tierra animales
vivientes de diferentes especies (1,24). Y todos estos dones como las
bases para la vida en la tierra.
Esta convicción va a ser refrendada por el mensaje del Papa Juan
Pablo II el 1992 en la Conferencia del Episcopado Latinoamericano
celebrada en Santo Domingo, y que expresa: “Uno mi voz a la de cuan-
tos demandan la puesta en acto de estrategias y medios eficaces para
proteger y conservar la naturaleza creada por Dios. El respeto debido
al medio ambiente ha de ser siempre tutelado por encima de intereses
exclusivamente económicos o de la abusiva explotación de recursos en
tierras y mares”.
Con experiencias como las de Radio Salinerito, Radio Latacunga,
Rede de Notícias da Amazônia, Voces Nativas, SIGNIS ALC y otras, se le
restituye a la naturaleza su función social para garantizar la soberanía
alimentaria, la conservación del patrimonio agua, suelo y biodiversi-
dad y el bienestar de las comunidades.
Por todo lo visto, desde la perspectiva de las experiencias siste-
matizadas, sostenemos que
Comunicación para el Buen-Convivir y Bien-Transformar es
el intercambio cotidiano para entendernos, asumir compromi-
sos y tomar decisiones que nos ayuden a desarrollar prácticas
sociales para fortalecernos cultural y socialmente en nuestras
comunidades, entre nosotros y con todos los seres vivos, arro-
pados por la madre naturaleza que nos cobija y nos da vida en
la casa común: nuestro universo.

2.7. Comunicación para la convivencia


Tradicionalmente, la comunicación participativa se movía con
tres dimensiones de realización articulada: el acceso a los medios, el
diálogo como forma de comunicación, y la participación desde las
identidades de las personas. Esta es la triada que permite acoger la

61
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

comunicación horizontal y superar la mirada aristotélica persuasiva de


la comunicación vertical.
A esta caracterización sumamos una cuarta dimensión: la convi-
vencia, que la entendemos recogiendo el concepto aymara del Jiwasa,
que se traduce como “nosotros/as dos”, y en su sentido real supone un
“tú y yo” singular y un “los otros y nosotros” plural, inclusivos, en los
que las segundas personas son más importantes en el acto comunica-
tivo que empieza con la escucha de su palabra. Comunicacionalmente
se refiere a “ambos interlocutores”, en un acto relacional donde ambos
son productores de discurso, no un hablante y otros oyentes; ambos
constructores de sentidos y de sociedades en prácticas socioculturales
que se caracterizan por gestionarse en relaciones de mutuo respeto, sin
exclusiones, aunque también con tensiones propias de las diferencias
que no se hibridan sino se complementan, lo que supone el desarrollo
de prácticas socioculturales y políticas.
Las construcciones discursivas en la comunicación para la convi-
vencia no pueden entenderse como procesos planos de entendimiento
entre pares y distintos. En tanto manifestaciones de las construccio-
nes sociopolíticas, los consensos dependen de complejas y sinuosas
negociaciones y debates que se desatan en la búsqueda de acuerdos,
siguiendo los cánones de la “frónesis”, o capacidad de dialogar con pru-
dencia y respeto, manejando adecuadamente las formas de expresión
y los argumentos.
El entendimiento entre pares, iguales o parecidos implicará for-
mas de reciprocidad permanente que alimenten las formas de vida en
comunidad, por ejemplo, a través de la mutua cooperación en acciones
como la minga o minkha, que consiste en el intercambio de colabora-
ciones el sentido de “hoy por ti, mañana por mí”. El entendimiento
entre distintos o diferentes requiere de formas de complementariedad
en las que cada sujeto, individual o colectivo, aporta con lo mejor de
sus experiencias en cometidos comunes.
La convivencia es una forma de vida comunitaria que pervive
en las culturas de los pueblos indígenas del continente, como nos lo
demuestra la experiencia de Radio Ucamara en la selva peruana, que
entiende la comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir como “un

62
Adalid Contreras Baspineiro

intercambio memorioso donde la narrativa indígena es el vehículo im-


portante para transmitir, heredar y compartir la sabiduría de los abuelos
y abuelas hacia las generaciones más jóvenes y entre todos a la vez”, de-
safiando a volver permanente al pasado, pero no en un acto estático de
identidad nostálgica, sino para la apropiación de cosmovisiones que
permitan resignificar el presente y proyectar un futuro distinto, solida-
rio, de convivencia y armonía comunitaria:
“El rescate de las historias de las gentes y de los colectivos que
habitan la zona, es la memoria colectiva como aglutinación de
las individuales, que sienta las bases de la identidad que marca
la mirada al futuro. El colectivo se siente, se construye, miran-
do al futuro desde su ubicación en la historia, en el espacio, en
sus relaciones con el medio ambiente y el medio social” (Radio
Ucamara, Perú)
El empeño de Radio Ucamara para hacer visibles estas memo-
rias, y con ella las identidades, no radica solamente en su valor cultu-
ral, sino, “sobre todo, por la fuerza de su contenido político y fortaleza
espiritual, con un tratamiento comunicacional que respete los temas más
“sentidos” y los sentidos, la diversidad de opiniones, los sentimientos, la
intimidad y los procesos de dolor expresados en las miradas de la gente,
posturas, silencios y rabias, dándole importancia a lo que la gente siente”.
Con un sentido inclusivo Radio Ucamara promueve el encuen-
tro entre culturas y entre sociedades, para lo que “abre sus micrófonos
a la participación protagónica de la gente sencilla, de la que vive en los
márgenes, los olvidados, los que no son tenidos en cuenta al momento
de tomar decisiones importantes, pero que tienen mucho que aportar,
tomando las riendas para tener una vida más digna”. Esta dinámica
inclusiva y de apropiación del poder, esto es también convivencia.
La convivencia, lo dijimos, no es un hecho dado sino el cami-
no que se recorre desde distintas dimensiones: el trabajo comunitario,
las acciones solidarias, las luchas sociales, los encuentros, las interac-
ciones, la participación en los medios, la recuperación de la memoria
histórica y de la identidad, en suma desde todos los encuentros inter-
culturales y alteridades que permiten forjar sujetos que se incluyen en
las sociedades y en la historia, con valores de vida en comunidad.

63
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Una dimensión presente en algunas de las experiencias siste-


matizadas como prácticas innovadoras de comunicación para el Vivir
Bien / Buen Vivir es el arte, que Asociación Cultural D1 en el Perú ha
privilegiado como el camino para la incorporación de los jóvenes de
los barrios populares o pueblos jóvenes de Lima en la sociedad, ha-
ciéndolos protagonistas de sus vidas, abriéndoles oportunidades y di-
señando paradigmas esperanzadores de sociedades de bienestar. Entre
otras actividades impulsan el Festival Internacional de Culturas Urba-
nas Pura Calle, que promueve a través del intercambio entre jóvenes
de distintos países valores de respeto, integración e interculturalidad
con creatividad e innovación permanente, a partir de los fundamentos
de la cultura Hip Hop, movimiento universal que tiene como objetivo
promover una cultura de paz
La metodología Asociación Cultural D1 promueve:
“Libertad: a partir del autoconocimiento, libertad para desear,
para sentir, para elegir, para soñar, para expresar, para actuar.
Pasión: por la vida, por el arte y por la excelencia. Respeto: ha-
cia nosotros mismos, hacia el otro, hacia la diversidad cultural
y hacia el entorno. Integración: valoración de la diversidad y
singularidad del otro. Creatividad: construyendo alternativas
para trasformar positivamente la realidad con alegría y optimis-
mo. Confianza: en uno mismo y los otros para relacionarnos
con reciprocidad, colaboración y solidaridad. Compromiso: con
nuestro aprendizaje, con la escuela, con nuestro entorno, con
nuestro país” (Asociación Cultural D1, Perú)
Con este marco, el Festival Pura Calle se concibe como una pla-
taforma cultural preventiva, un espacio de integración, diálogo y en-
cuentro donde se comparten las vivencias y expresiones sociocultura-
les limeñas y latinoamericanas, forjando en el encuentro un modo de
“ser” y de “hacer”, de convivir con respeto. De aquí nace la consigna
“somos uno, somos pura calle”, que es diálogo, intercambio y encuen-
tro a partir del arte, siendo diferentes, pero actuando juntos, mirando
un mismo propósito. Esto es convivencia.
El Festival Pura Calle impulsa espacios de reflexión y de diálogo
abierto para desarrollar la sensibilidad y fortalecer la convivencia

64
Adalid Contreras Baspineiro

comunitaria, compartiendo lo que los participantes de distintos países


sienten y piensan, apelando para ello a sus propias palabras y gestos.
Es un acto de libre expresión, pero también de escucha con respeto de
lo que dicen los y las demás. En palabras de sus gestores:
“En Pura Calle el buen vivir se experimenta desde el respeto y
el reconocimiento entre todos y todas, la diversidad de expe-
riencias, conocimientos y saberes, promoviendo una mirada
crítica de la realidad, dialogando y reflexionando sobre ella y
generar acciones de cambio (…) Es una experiencia de convi-
vencia e interrelación, un espacio de libre expresión, donde la
imaginación, la creatividad y la innovación se ve en cada uno
de los que construimos, diseñamos y participamos del Festi-
val. Nos autoconocemos, transformamos y nos transforma-
mos como un vínculo positivo circular. Una acción solidaria,
en el sentido de un apoyo mutuo sin condiciones” (Asociación
Cultural D1, Perú)
La experiencia del festival materializa un aprendizaje colaborati-
vo, co-creativo e integral con reconocimiento del otro, convirtiéndose
todos en interlocutores de un mismo proceso compartido. Es una prác-
tica de diálogo que no consiste en hablar sino en saber escucharse con
todos los sentidos, para construir y vivir una experiencia comunitaria.

2.8. Comunicación con metodología tetraléctica


Podemos afirmar que la generalidad de las experiencias sistema-
tizadas tiene como el punto de partida de sus prácticas la vida del otro/
otra en sus propias realidades. Desde ellos desarrollan sus acciones
siguiendo una lógica que deriva en acciones reivindicativas y transfor-
madoras después de haber transitado por espacios de análisis, debate,
empoderamiento y reflexión crítica.
Sin explicitarlo en esquemas, son experiencias que siguen los
procesos de la metodología que en nuestros escritos sobre la Comu-
nicación para el Vivir Bien / Buen Vivir hemos denominado como la
“lógica tetraléctica” o metodología de la comunicación participativa
para la convivencia, dado que “por sus características inclusivas de las
sociedades y culturas es básicamente participativa; por su aporte a la

65
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

armonización de las sociedades con la naturaleza y el cosmos es funda-


mentalmente educativa; y por su orientación política es irreversiblemen-
te popular”.
En pocas palabras, a partir de la recuperación de diversas expe-
riencias en el continente, afirmamos que:
“La “lógica tetraléctica” estructura la construcción de los cono-
cimientos, de las prácticas, de los imaginarios y de la palabra ar-
ticulando en forma procesual y yuxtapuesta, como movimiento
contínuo, estos cuatro momentos encadenados y organizados
por pares opuestos / integrados: “sentir / pensar – decidir / ac-
tuar – volver / convivir - celebrar / esperanzar”. Momentos que
guardan estrecha correspondencia con los principios del “sa-
ber escuchar – saber compartir – saber convivir – saber soñar”.
(Centro de Educomunicación San Viator, Perú)
Este planteamiento se corresponde con las experiencias siste-
matizadas en esta iniciativa y se corresponde bien con la práctica de-
sarrollada por el Centro de Educomunicación San Viator en el Perú.
Esta experiencia define tres procesos en su metodología: i) la acción
cotidiana; ii) la reflexión personal y grupal; y iii) la acción comunitaria,
que se dan en un marco de diálogo, interacción y horizontalidad. Estos
procesos consisten en:
“Acción cotidiana: donde los sujetos viven su realidad de mane-
ra sensible y atenta. Reflexión personal y grupal, donde los suje-
tos analizan sus realidades de manera compartida, con sentido
crítico y responsable, desde donde se realizan acciones espon-
táneas. Y acción comunitaria para construir acciones conjuntas
de manera reflexionada, que permita cambiar esas realidades”
(Centro de Educomunicación San Viator, Perú)
En este proceso el Centro de Educomunicación San Viator se asu-
me como un facilitador y dinamizador que crea espacios de confianza,
fraternidad y cariño, para que los y las participantes se sientan libres
de expresar sus sentimientos y pensamientos. Para ello es vital pro-
mover tres valores básicos: “El respeto mutuo: haciendo referencia al
proceso personal y grupal. La solidaridad: para compartir experiencias
en grupo, adentrándose en la realidad del otro/a. Y la apertura: para

66
Adalid Contreras Baspineiro

construir una propuesta en conjunto, asumiendo compromisos compar-


tidos de cambio”.
Con estos argumentos, la experiencia de Centro de Educomu-
nicación San Viator se refleja bien en su proyecto de la Ludoteca Puk-
llana, que es asumida como una propuesta de Comunicación para el
Vivir Bien / Buen Vivir, por las siguientes razones que definen su lógica
metodológica:
En relación al escuchar para hablar, o saber escuchar:
“La ludoteca es una experiencia de construcción / deconstruc-
ción constante que desde sus inicios tiene en cuenta el contex-
to y experiencias de vida de los niños y niñas. Reconociendo
que cada persona trae sus propios saberes y valorando sus dife-
rencias, que es la que enriquece la convivencia. La escucha no
solo se da entre los niños y niñas, sino es algo que parte desde
las personas que acompañan. Esto se da en acciones sencillas
como el llamarnos por nuestro nombre, acto tan significativo
que permite que el trato sea más cercano, que los niños y niñas
puedan acercarse y expresar sin temor lo que sienten y lo que
piensan”. (Centro de Educomunicación San Viator, Perú)
La experiencia de DemoInfo en Paraguay, es representativa del
primero escuchar para luego hablar. Y lo es más porque se trata de
un programa de información. Para diferenciarse de los típicos infor-
mativos básicamente de difusión, DemoInfo construye las realidades
que comunica desde las experiencias, prácticas, demandas y voces de
múltiples pueblos y organizaciones sociales. Pero además prolonga
esta sintonía con las audiencias en los formatos y lenguaje que utiliza,
obviamente expresado en los modos como habla la gente.
Pero no solamente por su programación, sino también por su
organización, DemoInfo es una representación comunicacional de di-
versas y representativas organizaciones sociales que se unieron para
impulsar este espacio comunicacional que recoge las voces populares
desde el sentir campesino, indígena y urbano de la clase trabajadora
con generación propia de contenidos, garantizando así la pluralización
de las voces.
En relación a refrendar las palabras con los actos:

67
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

“En la ludoteca se promueve una reflexión constante que per-


mite que los niños y niñas puedan ser conscientes de sus accio-
nes, pero también que puedan darle valor a su palabra a través
de sus actos. La flexibilidad en la dinamización del espacio per-
mite estar atentas y actuar conscientemente frente a las necesi-
dades e inquietudes del grupo”. (Centro de Educomunicación
San Viator, Perú)
En relación con este punto, queremos hacer mención a la expe-
riencia de Cáritas Brasil, con el Prêmio Odair Firmino de Solidariedade.
Odair, religioso franciscano, dedicó buena parte de su vida a la obra de
Cáritas, y su misión se caracterizó por su lucha incansable contra las
injusticias, el abandono y la exclusión de grandes bolsones de la pobla-
ción brasilera. En un claro ejemplo de nuestra propuesta de refrendar
las palabras con los actos, “Odair assumiu a causa das pessoas em si-
tuação de vulnerabilidade social, amando-as e defendendo-as, sem re-
servas. Seu modo de vida, sempre alegre, humano e cheio de esperança,
fazia transparecer seu coração misericordioso. Diante da violência que
sempre atinge duramente os mais empobrecidos, especialmente negros/
as, jovens e mulheres, Odair promoveu em seu contexto histórico e social,
a cultura de paz, sempre solidário com os que foram perseguidos por lu-
tar pela causa da justiça e defender os direitos humanos” (Caritas Brasil)
Sobre el saber de lo que se habla:
“El decir ‘mi palabra’ en los niños y niñas se va dando desde la
confianza que van sintiendo en la gente, entre ellos mismo/as
y el espacio en el que se encuentran. Inicialmente se trata de
expresar lo que sentimos, pensamos, no necesariamente desde
una reflexión grupal. Partiendo de la apropiación del espacio
para tener libertad de expresarte”. (Centro de Educomunica-
ción San Viator, Perú)
Otro ejemplo de la importancia de los contenidos en los progra-
mas de Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, es el de la Rede
de Notícias da Amazônia, que relata que sus programas recogen “prác-
ticas de cómo garantizar el sustento de los pueblos en perfecta armonía
con la naturaleza (promoviendo) la educación ambiental, suscitamos la
consciencia crítica de los oyentes para que busquen alternativas de mejor

68
Adalid Contreras Baspineiro

vivir con el medio en que vive”. Esta forma comunicacional, donde la


solidez del mensaje está basada en reflexiones a partir de prácticas vali-
dadas y posibles de seguirse implementando, posibilita que los mismos
comunarios no sólo los implementen, sino que también los reivindi-
quen ante los gobernantes, para que desarrollen acciones para el mejor
cuidado de la casa común.
Sobre el saber soñar:
“La ludoteca permite fomentar que las personas que participan
en este espacio le den valor a sus sueños y confíen en ellos/as
mismos/os. Siendo importante preguntarnos: ¿Qué queremos?
¿Qué nos gustaría que sea diferente? Hay que tener en cuenta
que cada persona sueña algo distinto, pero en armonía con los
y las demás”. (Centro de Educomunicación San Viator, Perú)
Con la Ludoteca Pukllana, el Vivir Bien / Buen Vivir se experi-
menta desde el respeto y el reconocimiento de los niños y niñas como
sujetos de derechos, es decir, que tienen experiencias y saberes, que tie-
nen una mirada crítica de la realidad, que pueden dialogar y reflexio-
nar sobre ella y que pueden generar acciones de cambio.
En otro ejemplo, sobre el saber soñar, con todos los sentidos, y
con los pies en la tierra, la Red de Jóvenes de SIGNIS ALC, define entre
sus propósitos: “Incidir en el diseño y la implementación de políticas
públicas relacionadas con la comunicación social en los derechos funda-
mentales de las personas, las culturas y la naturaleza, y en la promoción
de nuevas experiencias de economía solidaria, democracia participativa,
organización ciudadana, cuidado del bien común y defensa de la digni-
dad humana”. Los sueños pueden expresarse en cambios en la situa-
ción cotidiana de vida de las personas, o también en reivindicaciones
mayores como la incidencia en políticas públicas.
Lo cierto es que -revisando la lógica metodológica en todo su
proceso- la convivencia comunitaria y solidaria se fortalece desde la
escucha, con expresiones de interculturalidad, valorando la diversidad,
fomentando el trabajo comunitario mediante el trabajo en equipo, va-
lorando el aporte de cada uno/a y el apoyo mutuo. Definitivamente,
dialogar no consiste solo en hablar, sino en escucharnos con todos los
sentidos: “Dialogar sobre nuestras acciones, pensamientos, sentimientos,

69
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

emociones y sobre las dificultades individuales y grupales, para un análi-


sis de conjunto que nos permita construir y vivir una experiencia comu-
nitaria” (Centro de Educomunicación San Viator, Perú).
Es una metodología que se realiza en cuatro espacios: el acce-
so ciudadano a los medios diversos para expresarse; el diálogo como
forma de comunicación; la participación como condición de la cons-
trucción discursiva; y la convivencia como la característica comunica-
cional para la vida en plenitud y armonía.
Esta metodología está estrechamente relacionada con las estrate-
gias de comunicación, que entendemos como la articulación entre “ob-
jetivos de comunicación, sujetos históricos y métodos de planeación, en
función de lograr cambios en las sociedades desde las prácticas sociales,
cotidianas y organizadas”. Como parte de un futuro in-imaginado que
tiene que ser construido, se lee bien desde el verbo “disueñar”, propues-
to por Fernando Birri,1 para significar que hay que soñar activamente,
mientras se trabaja por lograr lo que se sueña, sin dejarse llevar por las
limitaciones del realismo, innovando en una vida que no se detiene.
Por todo lo dicho, podemos afirmar que la metodología tetraléc-
tica es una forma de construcción del conocimiento que captura la pa-
labra en su dinamismo, con idas y retornos y con entrecruzamientos
permanentes entre la razón y las emociones, entre las certezas y las
visiones, entre el pensamiento científico y las creencias mágicas, y en
la trascendencia de los sentipensamientos, recuperando el concepto
que Orlando Fals Borda rescató de los pescadores del río Magdalena y
que popularizó Eduardo Galeano para significar que “sentipensamos”
o que pensamos y sentimos al mismo tiempo.

1 Fernando Birri, legendario director de la Escuela de Cine de Los Baños, La Habana.

70
Adalid Contreras Baspineiro

Segunda Parte
Sistematización
de prácticas innovadoras
de comunicación
para el Vivir Bien / Buen Vivir

71
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Uno escribe a partir de una necesidad de comunicación


y de comunión con los demás,
para denunciar lo que duele y compartir lo que da alegría.
Uno escribe contra la propia soledad y la soledad de los otros (...)
Somos lo que hacemos y sobre todo lo que hacemos
para dejar de ser lo que somos:
nuestra identidad reside en la acción y en la lucha.
Por eso la revelación de lo que somos implica la denuncia
de lo que nos impide ser lo que podemos ser.
Nos definimos a partir del desafío y por oposición al obstáculo.

Eduardo Galeano, En defensa de la palabra

72
Adalid Contreras Baspineiro

Módulo I
¿Qué es un proceso de sistematización?
video: bit.ly/2sIpc2Z

UNIDAD 1 - ¿QUÉ ES LA SISTEMATIZACIÓN?

1.1 Ubicación temática


No es casual que empecemos trabajando este curso virtual estudiando
lo que es la sistematización, porque desde un inicio necesitamos des-
pejar dudas y ponernos de acuerdo en lo que vamos a entender por
auto-sistematización.
Como sistematización no es un concepto nuevo, revisaremos la
comprensión que se tiene del tema recogiendo el pensamiento de di-
versos autores.2 Sobre esta base precisaremos su utilidad, explicando
las razones del por qué y para qué (auto)sistematizar, y estableceremos
las similitudes y diferencias que tiene con acciones relacionadas y con
las que se suele confundir, como son la evaluación, la investigación, la
síntesis y el relato.
Respondiendo a este propósito, vamos a trabajar los siguientes
contenidos:
• La definición de la sistematización
• Las razones que justifican realizar procesos de sistematización

2 Para profundizar el estudio sobre la sistematización, en la bibliografía de referencia inclui-


mos los siguientes documentos: Jara, Oscar, Para sistematizar experiencias, Alforja, San José,
1994; Piérola, Virginia, Manual para la sistematización de experiencias de educación y comu-
nicación, Ciespal, Quito, 2003; Zúñiga López, Rosa Elva y Zúñiga Preciado, María Teresa,
Metodología para la sistematización participativa de experiencias sociales. Una propuesta
desde la educación popular, IMDEC, Guadalajara, 2013

73
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

• Las características de la auto-sistematización


• Las similitudes y diferencias entre sistematización, investiga-
ción, evaluación, síntesis y relato
La Unidad concluye con una aplicación de lo estudiado en las
prácticas de los participantes, quienes definirán desde las característi-
cas particulares de sus propias realidades, qué es lo que van a entender
por auto-sistematización en los procesos que van a desarrollar con este
proyecto que empezamos a trabajar.

El término sistematización
Para empezar por su comprensión más elemental, revisemos su sig-
nificado recuperando la definición del diccionario digital ABC, que
dice: “la palabra sistematización proviene de la idea de sistema, de or-
den o clasificación de diferentes elementos bajo una regla o parámetro
similar” (https://goo.gl/SQLNzK).
Por su parte, el portal Qué Significado, recogiendo la raíz del
término sistematización en la estructura de un sistema, dice que “está
asociado a la idea de orden, organización y clasificación de distintos
elementos bajo un parámetro determinado” (https://goo.gl/bzDtis).
Basándonos en ambas y coincidentes definiciones, identifi-
camos que el término “sistematización” comprende los siguientes
elementos:
• Sistema u organización específica de los elementos o partes
que permiten el funcionamiento de una unidad, o tema, o
asunto.
• Propósito de orden, organización, clasificación y definición.
• Parámetros o reglas que regulan el funcionamiento del sistema.
• Complementando estos elementos, el término sistematización
contempla:
• Su realización en ámbitos científicos, institucionales y/o en la vida
cotidiana.
• Como un proceso constante y dinámico de elaboración de cono-
cimiento a posteriori de la realización de una actividad.
Estas actividades en las que se asienta un proceso de sistematiza-
ción ocurren en dos áreas:

74
Adalid Contreras Baspineiro

1. La sistematización de información, que implica la clasificación,


jerarquización y ordenamiento de datos bajo ciertos criterios,
categorías y relaciones.
2. La sistematización de experiencias o de la práctica, recogiendo,
ordenando, categorizando, contextualizando e interpretando lo
ocurrido para recoger aprendizajes y generar nuevos conoci-
mientos y compartirlos.

1.2. Concepciones sobre sistematización


Empecemos poniéndonos de acuerdo sobre lo que entendemos por
sistematización. Para iniciar su definición, nos basamos en el texto
de Virginia Piérola: Manual para la sistematización de experiencias de
educación y comunicación,3 en el que recoge, enlazándolas, diversas de-
finiciones que reproducimos a continuación:
Para Marcela Gajardo la sistematización es una síntesis de
antecedentes empíricos y conceptuales que permiten explicar los al-
cances y significados de las prácticas. Por su énfasis entre lo que
se propone y se realiza, la sistematización, sería además de una re-
cuperación del camino andado, una forma de evaluación con un
sentido explicativo.
Según Eduardo Pino, la sistematización es un esfuerzo consciente
por capturar el significado de la acción y sus efectos. Esta comprensión
añade un elemento central en el proceso: el de la reflexión sobre las
acciones realizadas desde sus aspectos determinantes, trascendiendo
las apariencias.
Gabriela Pischeda enriquece más el concepto de sistematiza-
ción, cuando señala que además de desarrollar un proceso evaluativo
y reflexivo, debemos ante todo buscar que nuestra experiencia se haga
comunicable a los demás. Desde esta perspectiva, la sistematización
contiene otro sentido o utilidad: su socialización.
Oscar Jara va más allá cuando señala que la sistematización no
es síntesis ni evaluación, sino que éstos son pasos necesarios para que
se pueda dar un proceso de teorización o de sistematización en todo el
3 Piérola, Virginia, Manual para la sistematización de experiencias de educación y comunica-
ción, Ciespal, Quito, 2003, pp. 11–13.

75
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

sentido de la palabra. La comprensión de este postulado en el marco


de la metodología dialéctica del proceso educativo, estableciendo la
relación práctica-teoría-práctica, le permite asegurar que la sistema-
tización implica necesariamente un proceso de teorización a partir de
las experiencias, a las que se las ubica contextualmente, se las cuestio-
na, y se busca relación entre ellas para llegar a un profundo análisis
de continuidad y cambio.
Jara propone, además, que la sistematización desarrolla un
proceso de totalización, por el cual los diferentes actores que parti-
cipan en las experiencias sociales logran una elaboración concep-
tual, una formulación de conocimientos, al mismo tiempo que se
apropian de nuevos elementos metodológicos e instrumentales que
les permiten reforzar una visión crítica de su práctica concreta y
específica, a partir de realidades más amplias y globales.
Precisando lo señalado, Sergio Martinic remarca que la siste-
matización es un proceso que nos permite lograr un conocimiento que
no sea ni ajeno ni opuesto a nuestra experiencia. Así la sistematiza-
ción implica no sólo una abstracción del conocimiento ya acumu-
lado, sino un proceso social pertinente, relacionado con prácticas
reales, existentes. Esta concepción sugiere además la lectura organi-
zada y crítica de la práctica desarrollada y de su interrelación con la
realidad.
Por su parte, Eduardo García Huidobro afirma que la sistema-
tización de experiencias debe tomar en cuenta los factores de reflexión
ideológica, de balance del proyecto, de sus interrelaciones con la socie-
dad, además de buscar la participación de todos los actores, clarificando
su rol. Este aporte sugiere -como método- la importancia de la parti-
cipación, en la sistematización, de los actores que intervinieron en la
experiencia.
Mercedes Gagneten, por su lado, afirma que encarar procesos
de sistematización supone reproducir conceptualmente la práctica, lo
que implica aprender a pensar desde el hacer. Gagneten insiste en la
necesidad de superar el campo meramente fenoménico, así como la
urgencia de superar las descripciones de las apariencias, para transi-
tar más bien hacia la esencia, que no es otra que la raíz profunda de

76
Adalid Contreras Baspineiro

la realidad y de la práctica realizada en ella en un espacio y tiempo


concretos.
En su propia definición, Virginia Piérola brinda varios elemen-
tos que interrelacionados permiten conceptualizar la sistematización:
Es un proceso que está precedido por la descripción, la documentación,
el análisis y la evaluación de los diferentes aspectos de los proyectos,
experiencias sociales, o programas. Su realización permite identificar
los aciertos, los errores, las dificultades, los aportes, los cambios y los
reajustes de las prácticas institucionales, teniendo como referente el
marco teórico y la propuesta inicial del proyecto.
Piérola remarca que el proceso no se detiene ahí, en la sola
descripción, recuperación, análisis crítico o balance de las acciones
realizadas, ya que su principal cualidad es la posibilidad de la toma
de distancia de la práctica para teorizarla a partir de su propio
desarrollo.
Efectivamente, una de las cualidades de la sistematización, es
que permite un proceso de teorización que aporta a la creación de nue-
vos conocimientos sobre las temáticas trabajadas o la afirmación de
los presupuestos teóricos que sirvieron de marco inicial, con el im-
portante aporte que da la práctica social en su intervención transfor-
madora de la realidad.

Principales funciones de la sistematización


Con la finalidad de precisar más lo que es la sistematización, expone-
mos sus principales funciones4:
1. En primer lugar, y como primera actividad, la sistematización
permite la recuperación de las experiencias, capturando el signi-
ficado de la realidad, de la acción y de sus efectos. Es una recu-
peración descriptiva y analítica, profundizando explicaciones de
las acciones realizadas.
2. A partir de la descripción organizada y sistemática de la expe-
riencia, sistematización es también un proceso de reflexión críti-
ca y de evaluación de las acciones realizadas. Por ello se afirma
que sistematización es un proceso de teorización sobre y desde
4 Basado en Piérola, Virginia, op. cit., p. 14.

77
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

las prácticas, totalizando la experiencia en sus relaciones y en su


contexto o realidad más amplia.
3. Sistematización supone también la posibilidad de previsión del
futuro mediante la definición de proyecciones de la experiencia.
4. Una cuarta característica, consiste en que toda sistematiza-
ción debe servir para compartir la experiencia, comunicán-
dola, socializándola y legitimándola como un referente para
otros procesos.

Características de la sistematización
Recuperamos las principales características de un proceso de sistema-
tización, puntualizando los siguientes elementos5:
• A toda sistematización le antecede una práctica. A diferencia de
otros procesos investigativos a éste le antecede un “hacer”, que
puede ser recuperado, recontextualizado, textualizado, analiza-
do y reinformado a partir del conocimiento adquirido a lo largo
del proceso.
• Todo sujeto es sujeto de conocimiento y posee una percepción y un
saber producto de su hacer. Tanto la acción, como el saber sobre
la acción que posee son el punto de partida de los procesos de
sistematización.
• Todo proceso de sistematización es un proceso de interlocución
entre sujetos en el que se negocian discursos, teorías y construccio-
nes culturales. Durante la práctica existen múltiples lecturas que
tienen que hacerse visibles y confrontarse con el fin de construir
un objeto de reflexión y aprendizaje común.
• La sistematización como proceso de construcción de conoci-
miento sobre una práctica social, no es neutro; por el contra-
rio, el interés que lo direcciona y los principios éticos que lo
enmarcan son eminentemente emancipadores y transforma-
dores. La sistematización hace entonces parte de las pro-
puestas socio-críticas de construcción de conocimiento.

5 Tomado de Zúñiga López, Rosa Elva y Zúñiga Preciado, María Teresa, Metodología para
la sistematización participativa de experiencias sociales. Una propuesta desde la educación
popular, IMDEC, Guadalajara, 2013, p. 9.

78
Adalid Contreras Baspineiro

En la sistematización interesan tanto el proceso como el pro-


ducto. El proceso vincula múltiples componentes uno de ellos es
el pedagógico; nos formamos para sistematizar y sistematizando
nos formamos. Estamos hablando aquí de aprendizajes altamente
significativos para los que participan.

1.3 Funciones de la sistematización


Para ponernos de acuerdo sobre su significado, recuperamos la defini-
ción propuesta por Virginia Piérola6 y que entiende la sistematización
como:
• Un proceso que se desencadena a partir de una práctica desarro-
llada.
• Está precedido por la descripción, la documentación, el análisis
crítico y la evaluación de los diferentes aspectos de los proyectos,
experiencias sociales, o programas.
• Permite identificar los aciertos, los errores, las dificultades, los
aportes, los cambios y los reajustes de las prácticas institucionales,
teniendo como referente el marco teórico y la propuesta inicial
del proyecto.
• Su principal cualidad es la posibilidad de la toma de distancia de la
práctica para teorizarla a partir de su propio desarrollo. Efectiva-
mente, una de las cualidades de la sistematización, es que permite
un proceso de teorización.
• Aporta a la creación de nuevos conocimientos sobre las temá-
ticas trabajadas o la afirmación de los presupuestos teóricos
que sirvieron de marco inicial, con el importante aporte que
da la práctica social en su intervención transformadora de la
realidad.
Basándonos en esta definición, a la que debemos añadir que con-
cluye con la socialización de la experiencia en diversos otros contextos,
tenemos que un proceso de sistematización se estructura secuencial-
mente con los siguientes elementos (gráfico 1):

6 Piérola, Virginia, Manual para la sistematización de experiencias de educación y comunica-


ción, Ciespal, Quito, 2003, p. 14.

79
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Gráfico 1
Elementos de un proceso de sistematización

INVESTIGACIÓN REFLEXIÓN PROYECCIÓN

Nuevos
PRÁCTICA O Descripción Balance Análisis crítico Lecciones conocimientos Socialización
EXPERIENCIA Recuperación contextualizado Teorización aprendidas Nuevas Intercambio
prácticas

1.4 ¿Por qué y para qué sistematizar?


Las razones que justifican sistematizar las prácticas, son:7
• Permitir reconstruir las experiencias de manera completa. No
sólo quedándonos con el informe parcial, o las evaluaciones que
normalmente responden a objetivos específicos. Reconstruir
desde los orígenes de la experiencia y seguir todo el proceso que
ha cumplido.
• Conservar la memoria del proyecto. Documentando el proyecto,
para contar con información ordenada, precisa y coherente.
• Contribuir en la construcción de conocimientos a partir de la prác-
tica y de la realidad. Revisando los marcos de referencia, teóri-
cos, metodológicos y conceptuales, del proyecto, enriqueciéndo-
los, con la práctica y replanteándolos.
• Promover la apropiación crítica por parte de los participantes
del proyecto. Con la reflexión interna sobre el proceso desa-
rrollado, respondiendo a la necesidad de dar alternativas a las
diferentes inquietudes que se encuentran en la implementa-
ción de las acciones.
• Mejorar el desarrollo del proyecto y asegurar sus logros. La cons-
tancia de los aciertos, avances y errores que se dan en la marcha
del proyecto, identificando hitos, aciertos, errores, dificultades y
potencialidades.
7 Piérola, Virginia, op. cit., pp. 23 – 24.

80
Adalid Contreras Baspineiro

• Permitir contextualizar el proyecto. Dar al proyecto una ubica-


ción en un universo más amplio, para conocer el sentido que
tienen los procesos ya implementados en un marco de con-
cepción social que se quiere alcanzar como fin mismo de las
experiencias.
• Hacer que nuestras experiencias sean comunicables. Observan-
do cierto orden, enfatizando lo más sobresaliente de las mismas,
focalizando los riesgos y previniendo los errores, o lo que es lo
mismo, compartir e intercambiar experiencias para fortalecer es-
pacios de diálogo con otros actores sociales y experiencias.
Resumiendo, digamos que la sistematización de las prácticas
busca una superación epistemológica de los alcances de un proyecto,
incorporando en el acervo teórico, metodológico y práctico, en este
caso de las experiencias de comunicación para el Vivir Bien / Buen
Vivir, aportes que profundicen sus comprensiones, conocimientos y
acciones, y que organicen sus proyecciones.

La auto-sistematización
Pensando en los procesos que vamos a encarar en nuestro proyecto
sobre “Sistematización de experiencias innovadoras de comunicación
para el Vivir Bien / Buen Vivir”, podemos decir que
la auto-sistematización es un proceso de reflexión crítica (teori-
zación) de las prácticas sociales que encaran los propios prota-
gonistas de la experiencia, a partir de la recuperación y análisis
crítico de lo vivido, para generar nuevos conocimientos y prác-
ticas, mostrando sus lecciones aprendidas como referentes que
los propios actores de la experiencia, desde sus propias realida-
des, recogen y proyectan tomando distancia de sus prácticas.
En realidad, la auto-sistematización es más un procedimiento
metodológico que está relacionado con las cualidades de quienes siste-
matizan. Ya dijimos que el requisito más importante tiene que ver con
que sean los propios protagonistas de la experiencia los que se respon-
sabilicen del proceso de sistematización.
Por esta razón, es de extrema importancia contemplar una adecuada
elección de las personas que se harán cargo de la auto-sistematización.

81
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Para ello recomendamos tomar en cuenta estas características que operan


como requisitos:8
• Conocimiento profundo de la experiencia a ser sistematizada.
Como no se trata de un proceso externo de sistematización, el/la
responsable(s) requiere(n) un dominio vivencial de la experien-
cia, además de un conocimiento profundo de la realidad donde
se desarrolla.
• Interés en aprender de la experiencia. La sistematización supo-
ne una reflexión crítica sobre la práctica, lo que le dota de un
sentido pedagógico que requiere que los responsables valoren
la experiencia y sus potencialidades educativas y comunicativas
para la misma realidad y otras en las que se podría tomarla en
cuenta como un referente.
• Sensibilidad para dejar que la práctica hable por sí misma, desde
su propio desarrollo, lo que define como requisito una actitud
respetuosa de la experiencia y una apertura a la participación de
los sujetos involucrados en la práctica.
• Habilidad para recopilar información y hacer análisis. El co-
nocimiento de la experiencia es irreemplazable por su impor-
tancia para aprehender la experiencia en sus realidades situa-
das, pero el manejo riguroso de la recolección de información
y realización de los análisis es imprescindible como requisito
sine quanon para capturar los procesos y analizar críticamente
su desarrollo.9
• Valorar la experiencia para compartirla. Recordemos que el
proceso de sistematización culmina con su socialización o co-
municación para su conocimiento inspirador en otras realida-
des. Esta característica debe estar presente desde el arranque del
proceso de sistematización, asumiéndosela con una valoración
positiva capaz de dinamizar otras experiencias.

8 Basado en Jara, Oscar, Para sistematizar experiencias, Alforja, San José, 1994, pp. 75-79
9 El curso virtual que estamos desarrollando, tiene el cuidado de seguir paso a paso los
procedimientos de la sistematización y ofrece instrumentos y esquemas que deben ser apro-
piados, adecuados y aplicados.

82
Adalid Contreras Baspineiro

1.5 Diferencias y similitudes entre sistematización, evaluación,


investigación, síntesis y relato
En la práctica, suele ser un error común el confundir sistematización
con otras formas de organización y análisis de información, como son
la evaluación, la investigación y la síntesis.
También se la suele confundir con procedimientos como la me-
moria o el relato de hechos y acontecimientos, que en realidad son mé-
todos válidos para una de las partes de un proceso de sistematización:
la recuperación de la experiencia.
A continuación exponemos las principales similitudes y diferen-
cias entre sistematización, evaluación, investigación, síntesis y relato
(cuadro 1):

Cuadro 1
Diferencias y similitudes entre sistematización, evaluación, investigación, síntesis y relato10

Sistematización Evaluación Investigación Síntesis Relato

Su propósito es
Su propósito es Su propósito
reconocer la reali- Su propósito es
realizar interpre- Su propósito es es narrar las
dad en relación a realizar un resu-
tación crítica del conocer los resul- vivencias y apren-
otras experiencias men de los aspec-
proceso vivido, tados obtenidos dizajes, reales o
o a algún aspecto tos destacados de
para aprender de por la experiencia ficcionales asumi-
desconocido de una experiencia
la experiencia dos como ciertas
ésta
Centrada en la Se centra en las
Combina su
Se centra en la comprobación de lecciones de vida
Centrada en los centralidad en
dinámica de los hipótesis de ac- que surgen de
resultados el proceso y los
procesos ción o preguntas las vivencias y
resultados
problematizadoras sucesos
Busca preservar
Busca la relación Busca la relación la memoria legi-
Busca las relacio-
entre los objetivos entre los hechos, Busca describir el timando formas
nes entre lo que
y las metas con los procesos y las proceso recorrido referenciales de
pensamos y lo
los resultados estructuras con- y sus logros vida que traspo-
que hacemos
obtenidos ceptuales nen los tiempos y
espacios

10 Las categorías sistematización, evaluación e investigación han sido tomadas de Zúñi-


ga López Rosa Elva y Zúñiga Preciado María Teresa, Metodología para la Sistematización
Participativa de Experiencias Sociales. Una propuesta desde la Educación Popular, IMDEC,
Guadalajara, 2013, p. 17. Las categorías Síntesis y Relato son de elaboración propia.

83
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Sistematización Evaluación Investigación Síntesis Relato

Quien la realiza
no necesita haber
Quien la realiza
sido protagonista Quien la realiza
Quien la realiza Quien lo realiza necesita tomar
del proceso (hay debe identificarse
debe haber sido puede o no haber distancia de la
mucho que decir con las vivencias
parte del proceso sido parte del experiencia para
en cuanto a la narradas genera-
que se sistematiza proceso. recogerla crítica-
forma en que el cionalmente
mente
investigador se
involucra)
Expresa los apren- Expresa las Expresa nuevas Expresa los Expresa idiosin-
dizajes alcanzados brechas entre formas de cono- sentidos y ritmos crasias, norma-
de los procesos lo planeado y lo cimiento sobre de las acciones tivas y legitimi-
vividos logrado áreas específicas desarrolladas dades
Se recomienda su
realización al tér-
Se realiza según el
mino de un ciclo Se realiza al fina-
Depende de lo que interés del investi- Se recrea gene-
de la experiencia, lizar el proceso;
se quiera evaluar: gador (pregunta); racionalmente
o haciendo cortes y puede aplicarse
proceso, resulta- puede darse en y se recrea sin
en el camino para también para cada
dos, impacto varios momentos fronteras
reconocer como una de sus etapas
de un proceso
se va dando el
proceso
Abarca todo el
proceso: recu-
peración de la
Se centra en la
experiencia; su Basándose en
recuperación de Permite la recupe-
análisis crítico; procesos de in- Describe de ma-
la experiencia y ración cualitativa
recuperación de vestigación realiza nera estructurada
proyecta conclu- y vivencial de la
lecciones aprendi- un balance de la la experiencia
siones y recomen- experiencia
das; sus proyec- experiencia
daciones
ciones prácticas y
conceptuales; y su
socialización

84
Adalid Contreras Baspineiro

Sistematización, evaluación, investigación y síntesis tienen en


común que implican trabajo sistemático, riguroso, de reflexión y aná-
lisis, es decir que operan con método.
Muchas experiencias, cuando deciden sistematizar sus prác-
ticas, se suelen detener en la recuperación de sus experiencias, las
recogen y comparten. Dejan que su propia práctica hable. Recono-
ciendo el valor que tiene este procedimiento, especialmente por la vía
del relato, lo vamos a realizar en este proyecto, pero animándonos a
dar un pasito más allá, con la teorización de nuestras experiencias y
sus proyecciones.
En rigor, el método de la sistematización, para lograr teorizar
las prácticas desde su propio desarrollo, se basa en el desarrollo previo
de procesos evaluativos, investigativos, de síntesis y relato. Dicho de
otro modo, un proceso de sistematización se apoya en la realización de
otros de investigación, evaluación, síntesis y relato (gráfico 2).

Gráfico 2
Investigación, evaluación, síntesis, relato y sistematización

Evaluación Síntesis

Investigación Relato

SISTEMATIZACIÓN

En síntesis
En nuestra comprensión, sistematización tiene mucho de lo expresado
por Evangelli Nuntiandi cuando plantea que

85
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

“Cada vez que intentamos volver a la fuente y recuperar la frescu-


ra original del Evangelio, brotan nuevos caminos, métodos crea-
tivos, otras formas de expresión, signos más elocuentes, palabras
cargadas de renovado significado para el mundo actual. En rea-
lidad, toda auténtica acción evangelizadora es siempre ´nueva´”
(Evangelli Nuntiandi, 11)
Este proceso de descubrimiento de Cristo cotidianamente en las
vivencias transcurridas y en la novedad, es un profundo acto de siste-
matización, porque por una parte acude a la recuperación de la fuen-
te, al mismo tiempo que identifica los procesos o caminos recorridos.
Contextualiza, analiza las acciones realizadas y avizora las experiencias
nuevas desde la memoria “deutoronómica”,11 provocando respuestas al
futuro en realidades situadas que tienen que ser conocidas y afronta-
das en base al conocimiento y práctica acumulados.
Por lo dicho, podemos afirmar que para sistematizar es im-
portante superar la falsa dicotomía que existe entre práctica y teo-
ría, dejando que hablen las experiencias vividas para reflexionar
críticamente sobre sus recorridos.
Por esta cualidad suele decirse que la sistematización es un alto
en el camino, una suerte de descanso pedagógico –muy activo- que sirve
para tomar distancia de la experiencia, mirarla en su contexto, en sus
relaciones y en sus proyecciones. Este alto en el camino puede hacer-
se a la conclusión de alguna actividad, así como también en su trans-
curso, dando cuenta del trayecto recorrido, para enriquecer la propia
práctica.
Resumiendo, podemos representar la sistematización en el si-
guiente esquema (gráfico 3):

11 Una de las fuentes que nutrieron la escritura del Antiguo Testamento, profetizando sobre
los lugares de adoración a Dios.

86
Adalid Contreras Baspineiro

Gráfico 3
Sistematización es…

Socialización de la experiencia

Nuevo Nueva
conocimiento práctica

Lecciones aprendidas

Teorizar desde
la práctica contextualizada

Recuperación crítica
de la experiencia

Descripción

Experiencia

Fuente: Elaboración propia

87
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Prácticas de aprendizaje

Por favor, en no más de una página:


• Definan brevemente qué vamos a entender por (auto)sistematización en la
recuperación, análisis crítico y proyección de sus experiencias.
Para realizar este trabajo pueden valerse de las definiciones que incluimos en
la página 75, o de otras, citando la bibliografía que utilicen.
Por supuesto que también pueden trabajar su propia conceptualización o, en
su caso, si es que existiera, la concepción de sistematización contemplada en
sus proyectos.
Y pueden presentarlo ya sea mediante la redacción de un texto breve, o con un
punteo de sus elementos, o con un esquema.

88
Adalid Contreras Baspineiro

UNIDAD 2 - ¿QUÉ QUEREMOS SISTEMATIZAR?

1.6 Ubicación temática


Esta Unidad Temática tiene por objetivo definir con la máxima
precisión qué mismo es lo que vamos a (auto)sistematizar, o cuál
es la práctica concreta que vamos a recuperar, analizar crítica-
mente, proyectar y compartir.

1.7 Precisando conceptos


En la Unidad Temática 1 vimos que la sistematización no es sólo un
trabajo de recuperación de una experiencia, ni tan solo su consecuente
interpretación, sino que es también una tarea permanente de construc-
ción de propuestas que emergen de la propia práctica.
Para trabajar en nuestras experiencias esta comprensión de la
sistematización, empecemos aclarando algunos aspectos clave para la
definición de una práctica innovadora de comunicación para el buen
vivir, que queremos sistematizar:
• Práctica es la realización sostenida y continuada de actividades
que buscan un fin determinado. Se suele también identificar con
experiencia en el sentido que ésta es la manera acumulada de
cómo se desarrollaron las actividades.
• Una práctica social viene a ser una manera de intervención en la
realidad, con la participación de la comunidad, con la finalidad
de transformarla en función de objetivos de equidad y de justicia.
• La sistematización de las prácticas entonces no se queda en la
descripción o recuento de datos y hechos, sino que reconstru-
ye experiencias o “procesos vitales en permanente movimiento,
que combinan dimensiones objetivas y subjetivas: las condicio-
nes del contexto, las acciones de las personas que en ellas inter-
vienen, las percepciones, sensaciones, emociones e interpreta-
ciones de cada actor/a, las relaciones personales y sociales entre
ellos y ellas”.
• Una práctica comunicacional, que es una forma de la práctica
social, consistirá en la producción individual o colectiva de

89
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

discurso para la construcción, de/construcción y re/construcción


de sentidos de sociedad y de cultura, ya sea mediante
determinados medios de comunicación o en mediaciones
cotidianas directas. La práctica comunicacional no se reduce a
la circulación de mensajes, sino que se realiza en las prácticas
sociales o de transformación participativa de las sociedades.
• Y una práctica comunicacional para el Vivir Bien / Buen Vi-
vir de nuestros pueblos, se caracterizará por el desarrollo de
experiencias que en las posibilidades y características de cada
realidad contribuyan a una vida colaborativa, solidaria, con
complementariedades y reciprocidades que permitan la ar-
monía individual, social y con la naturaleza, en una existen-
cia sin excesos, con lo suficiente para vivir dignamente, sin
exclusiones.

1.8 ¿Qué mismo sistematizamos?


Hemos querido precisar los anteriores conceptos para que definamos
adecuadamente, como se dice en el Ecuador, “qué mismo” vamos a
sistematizar.
Sobre el tema, diferentes textos sobre sistematización (Jara
1994, Bickel 1996, Zúñiga 2013), recomiendan trabajar tres dimen-
siones: el objeto, su objetivo y el eje temático, que los asumimos tam-
bién en esta fase de nuestro trabajo. Veamos en qué consisten y cómo
abordarlos.

El objeto de la sistematización
La práctica que elijamos tiene que ser, como condición general, comu-
nicacional. Y en el caso de este proyecto, innovadora de las formas de
comunicación educativa, comunicación popular, evangelizadora, co-
munitaria, capaz de aportar a la construcción de sociedades más justas
y equitativas.
En este sentido, “¿qué mismo queremos sistematizar?”, tiene que
ser una práctica comunicacional capaz de aportar a una cultura de la
esperanza tejida desde las experiencias que desarrollan nuestros pue-
blos diversos.

90
Adalid Contreras Baspineiro

Es necesario delimitar la experiencia mediante la defini-


ción precisa del qué queremos sistematizar o del objeto de la
sistematización.
Expliquémonos con algunos ejemplos:
• Una práctica comunicacional puede ser una actividad muy
concreta dentro de un proyecto más grande. Me explico:
una organización puede estar desarrollando tres líneas de
acción: información, participación comunitaria y forma-
ción de líderes. El qué mismo puede ser solo una de esas lí-
neas, la más representativa y con potencialidad para aportar
a otros procesos.
• Otro ejemplo: una organización realiza su trabajo comuni-
cacional a través de tres medios: programas de radio, pro-
ducción de videos y realización de festivales que visibilizan la
organización regional. El qué mismo puede ser una sola de
las tres posibilidades si el mayor aporte que brinda justifica
hacerlo así.
• Por supuesto, en ocasiones existen casos que hacen necesario
sistematizar la experiencia completa, con todos sus componen-
tes y en toda su complejidad. Y así hay que hacerlo.
Para esta tarea es muy importante establecer los sujetos (quié-
nes) que participan en el proceso, el lugar (dónde) se llevó a cabo la
experiencia y el período de tiempo (de cuándo a cuándo) se quiere
recuperar la experiencia.
No siempre es necesario abarcar toda la experiencia, sino un
tramo de su historia, aquel que más nos aporte a lo que estamos bus-
cando, o sea compartir prácticas innovadoras de comunicación para
el Vivir Bien / Buen Vivir.
Resumiendo, para determinar el “qué mismo” que queremos sis-
tematizar, vamos a establecer:
• Qué sistematizaremos
• Quiénes participaron en la experiencia
• Dónde se desarrolla la experiencia
• Período de tiempo del desarrollo de la experiencia que vamos a
abordar con la sistematización.

91
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

El objetivo de la (auto)sistematización
En pocas palabras, se trata de responder a la pregunta: ¿Para qué que-
remos sistematizar la práctica (objeto) que hemos seleccionado? Se
trata de definir el para qué sistematizar.
Este momento se conoce también como el de la definición de los
objetivos del proceso de (auto)sistematización. Es un momento clave
que nos va a permitir establecer con claridad los resultados que espe-
ramos lograr con la (auto)sistematización.

El eje temático
Es el hilo conductor que le da coherencia al objeto y objetivo de la
(auto)sistematización, siguiendo ordenadamente y sin dispersarse en
sus fases de descripción, análisis, interpretación y proyección de la ex-
periencia.
El eje temático está compuesto por los temas que atraviesan
la(s) experiencia(s) y la(s) hilvana(n) en propósitos comunes. Es
como una especie de columna vertebral que sostiene y le da sentido
a la experiencia.
Para identificarlo se tienen que establecer los aspectos más
destacados que componen la experiencia que estamos sistemati-
zando, y que son centrales en nuestra apuesta social y política
institucional.
En el caso del tema de nuestro trabajo, se trata de establecer los
principales elementos que componen nuestras prácticas, y que aportan
a la construcción de sociedades del Vivir Bien / Buen Vivir.

1.9 ¿Quién decide “qué mismo” se sistematiza?


Son los propios protagonistas de la experiencia los más llamados a de-
finir qué mismo se quiere sistematizar.
Para ello actuarán guiados por el criterio de recuperar una prác-
tica vivida que se sabe que contiene elementos para compartirla como
aportes para contribuir a forjarnos un mundo mejor. Un ejemplo
(cuadro 2).

92
Adalid Contreras Baspineiro

Cuadro 2
Una organización de mujeres que quiere formar nuevas dirigentes
Objeto: ¿qué? Objetivo: ¿para qué? Eje temático
El nacimiento y conformación de Rescatar la experiencia acumu- Factores que permitieron que las
nuestra organización, desde el lada por las dirigentas históricas, compañeras se formaran como
8 de marzo de 1985 (que surge para orientar la formación de una dirigentes.
el núcleo inicial), hasta el 20 nueva generación de dirigentas.
de diciembre de 1990 (en que Desarrollo del vínculo dirigentes
se realiza el primer congreso – bases.
provincial)
Fuente: Basado en Zúñiga López, Rosa Elva y Zúñiga Preciado, María Teresa, Metodología para la sistematización participativa de experiencias
sociales. Una propuesta desde la educación popular, IMDEC, Guadalajara, 2013.

Prácticas de aprendizaje

Al momento de seleccionar su experiencia a sistematizar, les queremos solici-


tar que definan con claridad la práctica concreta que vamos a sistematizar en
tu experiencia. Si fuera necesario, puedes corregir, complementar o modificar
las razones o justificaciones que definiste para la selección de tu práctica.
Hecho esto, y para ir avanzando en nuestro ejercicio de auto-sistematización,
tienes que escribir la denominación precisa (nombre o título) de la práctica que
eligieron para sistematizar.
También vamos a anotar sus objetivos, la cobertura geográfica donde se rea-
liza, su ubicación en la institución o proyecto de los que forma parte y las
acciones concretas que realiza, anotando su metodología, los responsables de
la actividad, los participantes y los recursos que utiliza.
Para ello les pedimos trabajar y completar el siguiente esquema (cuadro 3):

93
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Cuadro 3
¿Qué práctica o experiencia
¿Para qué sistematizar esta
queremos sistematizar?
experiencia?
(Implica especificar cuál práctica Ejes de sistematización
(Definir qué esperamos lograr con
o experiencia específica vamos
esta sistematización. No se trata (Deben definir el o los principales
a sistematizar, quiénes son los
del objetivo de la práctica o expe- aspectos que interesa destacar
sujetos que participan, dónde se
riencia seleccionada, sino de los de su experiencia.)
realiza la experiencia y cuándo o
alcances del proceso de sistema-
el período de tiempo que van a
tización de su práctica.)
sistematizar.)

Texto paralelo

En la bibliografía al final de este libro se desarrolla detalladamente este punto.


Recomendamos ver especialmente:
• Bickel, Ana, La sistematización participativa para descubrir los sentidos
y aprender de nuestras experiencias, Red Alforja – FUNPROCOOP – El
Salvador CA., 2005.
• Zúñiga López, Rosa Elva y Zúñiga Preciado, María Teresa, Metodología
para la sistematización participativa de experiencias sociales. Una pro-
puesta desde la educación popular, IMDEC, Guadalajara, 2013.
Como ya explicamos en la metodología del curso virtual deben ustedes trabajar
sus reflexiones sobre la práctica que han elegido para ser sistematizada.

94
Adalid Contreras Baspineiro

Módulo II
Recuperación de la experiencia
video: bit.ly/2B1L9yh

2.1 Ubicación temática


En este módulo vamos a trabajar una de las dimensiones clave del pro-
ceso de sistematización: su fase de la recuperación de la experiencia o
práctica innovadora de comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir.
Para abordar esta dimensión vamos a seguir estos pasos secuen-
ciales, uno descriptivo y otro explicativo, que se contienen en dos Uni-
dades Temáticas:
1. La recuperación del punto de partida o fundacional de la expe-
riencia, o sea el establecimiento de las condiciones en las que
nace, sus propósitos y acciones iniciales y su relevancia. Este
tema lo trataremos en la Unidad Temática N° 3: Definición del
punto de partida.
2. La recuperación del proceso vivido, recorriéndolo etapa por
etapa, guiados por su eje comunicacional que comprende
una concepción de la comunicación, acciones, métodos y
recursos que dan lugar a determinados resultados en sus
contextos particulares. Abordaremos este tema en la Unidad
Temática N° 4: Recuperación del proceso vivido.

95
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Unidad 3 - Definición del punto de partida

2.2 Características
El punto de partida para el proceso de sistematización, es el momen-
to fundacional de la práctica desarrollada. Se refiere a la propuesta
inicial que da lugar al desarrollo de la experiencia en un contexto
determinado. Oscar Jara remarca que trabajar el punto de partida se
trata de partir de la propia práctica, es decir de lo que hacemos senti-
mos y pensamos.12
Como podemos apreciar, en el Punto de Partida intervienen dos
elementos: la realidad y la propuesta.
La realidad está referida al contexto específico, o el espacio so-
cial, cultural, político y económico en el que va a intervenir nuestra
propuesta. De esta realidad, nuestra experiencia se va a desarrollar
enfrentando uno de sus elementos. La propuesta es la alternativa de
futuro o la realidad esperada que espera construir.
Por ejemplo, si nuestra experiencia se desarrolla en un barrio
popular de cualquiera de las ciudades de nuestro continente, sin duda
que la realidad del barrio se va a caracterizar por la pobreza, el trabajo
informal, la desatención en los servicios de salud, sanidad, transpor-
te, la formación de grupos, la función de organizaciones de vecinos, y
muchos otros factores más. De todos ellos, nuestra experiencia va a
priorizar uno o algunos relacionados. Podría ser la situación de inse-
guridad de los jóvenes y la ausencia de caminos de esperanza.
En ese elemento o problemática concreta interviene nuestra ex-
periencia como una alternativa de solución. Ese aspecto concreto de
la realidad y nuestra propuesta de intervención en ella conforman el
Punto de Partida de nuestra práctica y que tenemos que recuperar en
este momento del proceso de autosistematización.
El gráfico 4 representa bien lo que estamos exponiendo:

12 Jara, Oscar, Para sistematizar experiencias, Alforja, San José, 1994, p. 93.

96
Adalid Contreras Baspineiro

Gráfico 4
Realidades y prácticas

RFE

RV

RP

2.3 Construcción hipotética de las realidades


Las tres realidades se definen de la siguiente manera:
• La realidad futura esperada (RFE) es la apuesta por la sociedad
(in)imaginada que no existe materialmente, pero se la presume
como el futuro que se aspira construir, asumiéndola como la ex-
presión buscada y requerida para constituir sociedades del Vivir
Bien / Buen Vivir. En otras palabras, es la apuesta de sociedad a
la que se aspira con el desarrollo de la experiencia.
• La realidad vivida (RV) contiene las condiciones de la realidad a
la que busca dar respuesta la experiencia. La realidad es siempre
compleja y dinámica y tiene que ser reconocida e interpretada
estableciendo la problemática concreta que permite desencade-
nar la práctica de comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir.
• La realidad posible (RP) simboliza los factores de la realidad en la
que ésta podría derivar, negativamente, sin el desarrollo de pro-
cesos que transformen este decurso. Se suele identificar como
una realidad catastrófica e indeseada, pero posible de realizarse
inercialmente si la realidad sigue su tendencia crítica.
La propuesta que justifica la experiencia, unas veces está
contenida en el diseño de un proyecto, Si este fuera el caso de su

97
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

experiencia, nos corresponde recuperar los documentos que dan


origen a la experiencia. Pero otras veces la propuesta no está escrita y
radica en la inspiración, intuición o buena intención de sus gestores.
En este caso se tiene que acudir a la memoria de los fundadores y/o
generadores de la experiencia.

Prácticas de aprendizaje

El propósito de este ejercicio es el de “mapear” la experiencia estableciendo


el punto de partida en sus principales componentes. Para ello es necesario
trabajar lo siguiente, aclarando que se trata (y así es en todo proceso de sis-
tematización) de elaborar un punteo de elementos o síntesis13 y no grandes
redacciones14 (cuadro 4):

13 Los documentos de respaldo: proyectos, entrevistas, testimonios u otros de los que se


sacan los insumos para las síntesis, pueden incluirse en Anexos, y podrían ser recuperados
también el momento de la redacción del documento final como elementos que permitan
explicar este cuadro resumido.
14 Concluyendo el proceso, y contando con toda la información recopilada, realizaremos
la redacción de un documento final que permita compartir la experiencia sistematizada.

98
Adalid Contreras Baspineiro

Cuadro 4
El proyecto inicial

Aspectos Descripción

¿Cómo era la situación antes


de desarrollar la experiencia?

(Contexto socio-histórico en el
que nace la experiencia)

¿Qué factor de esa realidad


se propuso enfrentar la expe-
riencia?

(Problemática que se quiso


enfrentar)

¿Qué es lo que se propusieron


lograr con la experiencia?

(Objetivos y/o propósitos


iniciales)

¿Qué función cumplía la


comunicación al iniciarse la
experiencia?

(Estrategia la concepción y rol


de la comunicación)

¿Cuáles fueron las primeras


actividades?

(acciones, metodología,
cobertura, sujetos, recursos,
responsables…)

¿Qué habría pasado en la


realidad donde se inicia la
experiencia sin la realización de
la práctica que estamos siste-
matizando?

En la columna “Aspectos” hemos incluido diferentes categorías


que hacen a la constitución del inicio de una experiencia. Pueden estar
explicitadas en documentos trabajados por quienes iniciaron la expe-
riencia, así como también podrían estar implícitas en sus mentes, sus
corazones y sus buenas intenciones. Tenemos que recuperarlas.
99
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Para ello, los elementos de cada una de las categorías tienen que
trabajarlas en la columna “Descripción”, con un breve y resumido re-
cuento de sus componentes.
Veamos rápidamente en qué consiste cada una de las categorías
propuestas en la columna “Aspectos”:
La primera categoría se refiere a las características principales de
lo que en el Gráfico 4 hemos denominado realidad vivida (RV). Esta
realidad depende de cada experiencia específica y podría ser un barrio,
una ciudad, una región, una provincia, un sector social o poblacional.
Reiteramos que esto lo define cada una de las experiencias en sus reali-
dades específicas. Un pequeño ejemplo, de una experiencia que traba-
ja en la formación musical de niños de la calle incorporándolos a una
orquesta infantil. Antes del inicio de la experiencia, la realidad de estos
niños era trágica: la mayor parte de ellos con hogares disfuncionales,
dedicados al trabajo informal en la calle, sujetos a grandes riesgos e
incluso, algunos de ellos, incursionando en el consumo de drogas. Esa
es la realidad de partida de este caso específico.
Definida la situación específica, identificamos la principal pro-
blemática que se quiso enfrentar con la experiencia cuando se inicia.
Por lo general este factor está relacionado con un elemento crítico que
se quiere enfrentar y superar con la experiencia que se pone en funcio-
namiento. En pocos casos, casi de excepción, puede tratarse de una
potencialidad que se quisiera profundizar y proyectar. Esto sólo lo de-
cide cada realidad y experiencia al momento de formularse e iniciar
su implementación. Siguiendo el ejemplo de la orquesta de los niños
de la calle, la problemática que se quiso enfrentar fue su alto riesgo de
incorporación en actividades delincuenciales sin una actividad que les
muestre otro futuro.
Los objetivos y/o propósitos se refieren a lo que la experiencia se
propuso lograr desde su inicio. Hay que escribirlos tal y cual fueron
propuestos en su inicio, o tal y cual fueron pensados cuando empieza
la experiencia. En el ejemplo que estamos trabajando, el propósito
inicial de la experiencia fue sacar a los niños de los riesgos de la de-
lincuencia y trabajar un futuro con esperanza incorporándolos en la
música.

100
Adalid Contreras Baspineiro

Descritas las anteriores categorías, siguiendo el orden de los as-


pectos del cuadro anterior, corresponde trabajar la comunicación como
el eje de las experiencias que estamos sistematizando en este proyec-
to sobre Prácticas Innovadoras de Comunicación para el Vivir Bien /
Buen Vivir. Para ello, vamos a escribir brevemente nuestra concepción
de la comunicación cuando se inicia la experiencia. No se trata de una
definición académica, sino de la comprensión que teníamos de la co-
municación en ese momento y la importancia que le asignamos para el
desarrollo de la experiencia. En el ejemplo de la orquesta con los niños
de la calle, la concepción de la comunicación era eminentemente edu-
cativa, en la medida que se trataba de trabajar valores y aprendizajes de
la música orquestal. Por supuesto que esta caracterización depende de
sus propias experiencias y con seguridad que nos encontraremos casos
en los que se propusieron una información representativa de la reali-
dad de los sujetos con los que trabajan; o experiencias de participación;
o valorizaciones de la cultura, y otros.
En la descripción de la comunicación al inicio de nuestras ex-
periencias, es de suma importancia recuperar las actividades iniciales,
describiendo para ello las metodologías que desarrollaron; la ubica-
ción de la experiencia y una descripción de los sujetos; así como los
recursos (infraestructura, materiales y financieros) con los que se con-
taba cuando empezaron las actividades. Este dato se complementa
con los responsables de la experiencia en su inicio (se puede destacar
sus especialidades y experiencia en el tema que hace a la identidad del
proyecto)
Finalmente, incluimos la descripción de un aspecto hipotético, o
de una realidad que posiblemente podría haberse dado sin la realiza-
ción de la experiencia (en el Gráfico 1, la realidad posible - RP): La pre-
gunta a ser respondida es: ¿Cuál habría sido la situación de los sujetos
con los que trabajan si no se hubiera desarrollado la experiencia? En
el ejemplo que estamos viendo, sin duda que los niños que ahora for-
man parte de la orquesta infantil habrían estado inmersos en acciones
delincuenciales. La importancia de establecer este aspecto radica en
que permite precisar la relevancia social, política y cultural de nuestra
práctica.

101
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

En el caso que quisieran describir otros aspectos, o desagregar


los propuestos, se pueden añadir filas. Lo importante del ejercicio, es
que permita establecer un mapa de situación recuperando lo más fiel-
mente posible la experiencia en sus inicios, reiterando que todavía no
se trata de realizar redacciones acabadas, sino un punteo resumido de
los principales elementos.

Texto paralelo

Con este tema, su Texto Paralelo, siguiendo paso a paso el proceso de autosis-
tematización tiene hasta el momento estos contenidos:
• Título de la práctica que están auto-sistematizando
• Auto-sistematización es…
• ¿Qué mismo queremos sistematizar?
• Definición del punto de partida
No olviden que el Texto Paralelo es su obra, que puede ser enriquecida con
otros elementos además de los que estamos realizando en este proceso de
auto-sistematización.

102
Adalid Contreras Baspineiro

UNIDAD 4 - RECUPERACIÓN DEL PROCESO VIVIDO

2.4 Características
En este momento se debe realizar un ejercicio de recuperación de los
principales hechos ocurridos en el desarrollo histórico de la experien-
cia, desde su creación hasta la actualidad. Se trata de tener una visión
global y cronológica de los principales acontecimientos que sucedie-
ron durante su desarrollo. Para este ejercicio es indispensable recurrir
a los registros y al diálogo con personas que vivieron la experiencia.
Los hechos o acontecimientos que se reconstruyan no sólo son
descriptivos, sino que deben dejar constancia de las interpretaciones
que dan sus protagonistas. Es importante incorporar en esta recons-
trucción los acontecimientos del contexto estrictamente relacionados
con la experiencia.
Sin pretender agotar la historia de la experiencia, ni mucho me-
nos, desde las percepciones de los sujetos se establecen los hitos más
relevantes en su desarrollo. Se trata de recuperar los principales he-
chos que marcaron o distinguieron la naturaleza y la identidad del pro-
yecto en su dimensión comunicacional.
Alfonso Torres dice que “la sistematización busca en primer lugar
producir un relato descriptivo sobre la experiencia, una re-construcción
de su trayectoria y densidad a partir de los relatos provenientes de las
diversas fuentes y actores que pueden conversar sobre ella”.15
Los relatos revelan historias, procesos, episodios y los tránsitos
de la experiencia, que permiten identificar hitos importantes en la his-
toria de una experiencia o práctica. En este sentido, el relato, la narra-
tiva y las crónicas se convierten en herramientas clave para reconstruir
vivencialmente la historia vivida.
Con el relato, los sujetos que intervinieron cuentan cómo vivie-
ron la experiencia y qué significó en su trayectoria de vida. Entrar en la
magia del relato –dice Lola Cendales- “es dejarse conducir a un mundo
donde van surgiendo acontecimientos, personas, sentimientos, sueños,
15 Torres, Alfonso, “La sistematización como investigación interpretativa crítica: entre la
teoría y la práctica”, en Santibáñez, Erika y Álvarez, Carlos, Sistematización y producción de
conocimientos, CIDE, Santiago de Chile, 1997, p. 28.

103
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

frustraciones y alegrías, que van formando una trama y una secuencia


que integra, da sentido y permite acceder al sentido de la experiencia”.16
Los relatos permiten identificar hechos significativos que pro-
vocan cambios, o virajes, o ajustes en los proyectos, y van generando
períodos específicos o cortes en el tiempo en procesos de experiencias
que no son lineales, sino que por el contrario están sujetos a perma-
nentes cambios que tienen que ser identificados.
El relato permite establecer hitos o acontecimientos importantes,
de alta relevancia en la vida de un proyecto, y que se convierten en mo-
mentos significativos para su desarrollo, marcando las características o
modos de ser en una determinada etapa. Por este último argumento,
un hito se identifica con una etapa.
Reconstruir nuestra experiencia significa entonces contarla, na-
rrarla, relatarla tal cual la vivimos.

2.5 Línea del tiempo


Una manera de rescatar la información contenida en los relatos es di-
bujar una línea del tiempo transcurrido, contextualizándolo e identi-
ficando sus etapas o periodos de la vida, con un armado que recoja la
experiencia desde su fundación hasta la actualidad. Para ello les pido
trabajar una “Línea del tiempo” de sus experiencias, siguiendo el es-
quema del gráfico 5.
Para construir este esquema es importante empezar definiendo
las etapas que sigue su experiencia desde su inicio hasta el presente.
Es necesario identificar o calificar estos hitos destacados, otorgándoles
una denominación característica. Sólo a modo de ejemplo podemos
mencionar que la primera etapa es la etapa del despegue, la segunda la
etapa de inclusión ciudadana, la tercera la etapa de la consolidación…
Hay que definir lo que corresponde a sus propias experiencias, las que
hubiesen vivido en su desarrollo histórico, recomendándoles no sub-
dividir demasiado estos períodos históricos.

16 Cendales, Lola, Experiencias de sistematización, en Dimensión Educativa, Sistematiza-


ción de experiencias, búsquedas recientes, Aportes Nº 44. Santafé de Bogotá, 2000.

104
Adalid Contreras Baspineiro

Gráfico 5
Etapas o Línea de tiempo

Fechas

Etapas Fundación Etapa X Etapa Y Etapa Z Actualidad

Contexto

Para cada hito o etapa, es necesario anotar las fechas en las que
se desarrollan, además de elementos destacados del contexto de la rea-
lidad y/o institucional en el que ocurren estos acontecimientos.
Es recomendable realizar este trabajo grupalmente, incorporan-
do representantes de los distintos sujetos participantes. Va un ejemplo
(cuadro 5):

Cuadro 5
Fecha Etapa Contexto
Etapa de despegue: inicio de la
enero de 2010 La comunidad está dividida
experiencia
Se cuenta con apoyo de la
enero 2011 – diciembre 2014 Etapa de formación de líderes
universidad xx
Las organizaciones ciudadanas
Etapa de organización de las
enero 2015 – diciembre 2017 participan activamente en el
comunidades
proyecto
Etapa de incidencia en las políti- La experiencia es reconocida en
enero 2018 -
cas municipales la región

Las características de cada etapa se pueden definir al influjo de


variadas razones, por ejemplo:

105
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

• Las concepciones, estrategias, propósitos o comprensiones im-


plícitas y explícitas que se tienen sobre la comunicación.17 Un
ejemplo podría ser la concepción inicial del proyecto como una
experiencia de comunicación para el desarrollo y su precisión
posterior como comunicación educativa. O en otro caso, una
concepción de comunicación comunitaria que se redefine como
comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir.
• Podría darse el caso que la definición de alguno de los hitos esté
relacionado con programas, actividades, materiales de comu-
nicación y/o educación, eventos u otros desarrollados o pro-
gramados por el proyecto el momento de su creación. Podría
haber pasado, por ejemplo, que el proyecto empiece como una
experiencia de producción de informativos radiofónicos, pero
que en su transcurso se decide conceder un sentido educativo
atravesando la totalidad de la programación. O que iniciándose
un proyecto para la lectura crítica de productos se deriva en la
producción de programas.
• Algunas veces la razón para la definición de un hito depende de
los recursos que intervienen, ya sean técnicos, de infraestructura o
equipamiento destinados a las acciones de comunicación. Hemos
encontrado experiencias en las que la compra de una computado-
ra “Mac” con ductilidad para la edición de documentos, transfor-
mó la dinámica institucional diversificando su producción.
• Los responsables de los proyectos suelen ser también un factor
que determina la definición de etapas institucionales, por ejem-
plo si se incorpora un especialista, o personas que manejan los
idiomas y pertenecen a los grupos con los que se trabaja.
• Puede suceder también que los hitos sean producto de hechos
externos como por ejemplo el financiamiento, el cambio de au-
toridades, la competencia comunicacional las variaciones de
precios de productos, consecuencias del cambio climático, la
emergencia ciudadana, elecciones, u otros que condicionan la
vida institucional.
17 En muchísimas experiencias se suele manejar en forma indiferenciada comunicación y
educación.

106
Adalid Contreras Baspineiro

Texto paralelo

Hasta este punto, su Texto Paralelo tiene estos contenidos:


• Título de la práctica que están auto-sistematizando
• Auto-sistematización es…
• ¿Qué mismo queremos sistematizar?
• Definición del punto de partida
• Etapas en el desarrollo histórico de la experiencia

2.6 Itinerarios
Una vez identificados los hitos, nos toca ahora describirlos detallada-
mente, uno por uno, desarrollando secuencialmente el proceso que
se ha seguido con el mayor detalle posible. Dicho de otro modo, en
este momento de la sistematización vamos a compartir nuestras expe-
riencias, contándolas, testimoniándolas, relatándolas o exponiéndolas
como crónicas de una historia vivida por personas que conocen los
acontecimientos ocurridos.
Un relato es la narración coloquial de un hecho ocurrido, que se
realiza desde un “yo” que ha vivido la experiencia y puede testimoniar-
la. Tiene autoridad para hacerlo porque la conoce, porque la ha vivido,
porque ha sido parte de su construcción, superando sus dificultades,
celebrando sus avances y enriqueciéndose con la participación de los
sujetos con los que trabajan. En este sentido, el testimonio es incluyen-
te, puesto que a partir del relato de un actor se le da voz a diversos otros
sujetos que participaron en la experiencia.
Hace un tiempo escribimos que “el relato o narración de historias
de vida individual y colectiva permitirá subvertir las construcciones des-
de el estricto mundo de la razón que no se combina con los sentimientos,

107
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

ni se articula con las prácticas”.18 Y eso es precisamente lo que preten-


demos en este momento de la autosistematización: que nos cuenten
sus vivencias con sus palabras, en lenguaje coloquial, cotidiano, con
sentipensamiento, sin interpretaciones académicas. Compártannos sus
historias vividas tal y como las vivieron, asumieron y entendieron.
El relato es al mismo tiempo descripción y explicación de lo vi-
vido. Cuenta y justifica por qué se hizo lo que se hizo y cómo se lo
hizo. Por qué así y no de otro modo. Qué es lo que le motivó a trabajar
su experiencia de la forma como la han trabajado. Para ello, se van a
preguntar ustedes mismos y contestar permanentemente a: ¿por qué?,
¿por qué?, ¿por qué?...
Para recoger la historia de nuestra experiencia, vamos a realizar
estos ejercicios en el orden que los presento:
1. Contar la experiencia. Por favor graben su relato siguiendo
el orden cronológico de su desarrollo (para esto va a servirles
como una guía útil la “Línea del Tiempo” que trabajamos an-
teriormente). Hablen contándonos su vivencia a todxs quienes
estamos participando en este proyecto. La grabación la pueden
hacer en audio y/o en video, según las posibilidades que tengan.
Sus productos los vamos a compartir entre todxs, para conocer-
nos. Hay que empezar por el principio, por el primer hito, que
está obligatoriamente referido a la fundación de la organización.
Luego siguen al otro hito y así, sucesivamente, hasta llegar al mo-
mento actual. Si algún acontecimiento en especial marcó la vida
de la práctica, deben contárnoslo, por ejemplo un evento o un
programa especial o alguna adquisición…
Sin encasillarse en lo que les vamos a decir, sino del modo más
natural posible, en su testimonio de etapa por etapa, por favor cuénte-
nos sobre lo siguiente:
• ¿En qué espacio social o geográfico desarrollan esa fase de su
experiencia?, ¿por qué?
• ¿Con qué sujetos trabajaron?, ¿por qué?

18 Contreras Baspineiro, Adalid, Sentipensamientos. De la comunicación-desarrollo a la co-


municación para el vivir bien, Universidad Andina Simón Bolívar / Fundación Tierra, Quito,
2014, p. 143

108
Adalid Contreras Baspineiro

• ¿Qué acciones principales desarrollaron?, ¿por qué?


• ¿Qué avances lograron?, ¿por qué?
• ¿Qué factores influyeron para que esto sea así?, ¿por qué?...
Si van a hablar en idiomas nativos, les pedimos comedidamente
que traduzcan al español las partes que crean conveniente, y que nos
permitan entendernos. Para los colegas del Brasil está muy bien que
hablen en portugués, y si es portuñol, mejor.
En muchas experiencias este ejercicio de narración o relato or-
denado de su experiencia es asumido como la sistematización. Y esto
es así, porque normalmente los testimonios y relatos suelen ser muy
ricos en su contenido y altamente enriquecedores para motivar a otras
experiencias.
En este proyecto vamos a darnos algunos pasos más que van a
enriquecer aún más nuestro relato.
1. Por eso proponemos que como un siguiente paso, con la fina-
lidad de enriquecer nuestro propio testimonio individual o
grupal, realicemos algunas entrevistas con informantes clave, o
personas representativas de su grupo. No es necesario que sean
muchas entrevistas, una por grupo representativo puede ser su-
ficiente, o incluso una entrevista colectiva. No olviden que con
la entrevista lo que buscamos es que estos sujetos representativos
de sus grupos o comunidades ofrezcan su propio testimonio re-
latando su mirada sobre la experiencia o su historia de vida.
La entrevista, abierta, sin categorías cerradas, debe permitir re-
coger la vivencia de los entrevistados en la experiencia. Para ello se
podrían plantear preguntas tales como:
• ¿Cómo se enteraron sobre la existencia de la experiencia?
• ¿Cómo participaron en su proceso, y por qué?
• ¿Qué opinión tiene sobre la experiencia desarrollada?
• ¿Qué utilidad tiene para usted y su grupo o comunidad?
• ¿Cómo debería continuar?
1. Si les parece que enriquece su relato, en la recuperación de la ex-
periencia pueden también incluir testimonios grabados, videos,
fotografías, esquemas, gráficos, escrituras y otros.
2. Sí y sólo sí tuvieran la práctica suficiente para exponer su relato

109
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

por escrito, como testimonio, es válido que lo presenten así. Al


tratarse de un proceso en género narrativo, por favor cuiden que
el análisis e interpretación no obnubilen el relato.
En su relato (autosistematización), cada hito o etapa constituirá un capítulo
de su testimonio.

Texto paralelo

Los contenidos del Texto Paralelo hasta este punto son:


• Título de la práctica que están auto-sistematizando
• Auto-sistematización es…
• ¿Qué mismo queremos sistematizar?
• Definición del punto de partida
• Etapas en el desarrollo histórico de la experiencia
• Itinerarios o relato de la experiencia vivida

110
Adalid Contreras Baspineiro

Módulo III
Análisis crítico de la experiencia
video bit.ly/2S2YMqZ

3.1 Ubicación temática


El módulo anterior estuvo dedicado a la recuperación de las prácticas.
Continuando con el proceso de sistematización, vamos a dedicarnos
ahora a mirar críticamente la experiencia, tomando distancia de ella.
En cierto modo este es el momento evaluativo de la práctica, en la me-
dida que se valoran identificando en un balance, los factores negativos
y positivos de la experiencia, así como los factores del contexto que
operan ya sea como posibilitadores19 o como obstaculizadores.20
Según Alfonso Torres, la sistematización le plantea estos retos a
la interpretación: “en primer lugar, es preciso ir más allá de lo que se re-
coge de las vivencias de los actores, es necesario tomar en cuenta factores
del contexto que tienen influencia sobre la experiencia; en segundo lugar,
se deben considerar los efectos no previstos por las acciones sociales, que
generalmente escapan de las percepciones individuales; en tercer lugar,
hace falta identificar las ideologías que están presentes en los discursos,
en las prácticas y en las representaciones sociales de los actores”.21
Como se trata de trascender la descripción, para explicar los he-
chos y procesos, en este Módulo vamos a trabajar tres lecciones:
• Unidad 5: La comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir
• Unidad 6: ¿Por qué pasó lo que pasó?

19 En los sistemas de planificación son conocidos como oportunidades.


20 Reconocidos como amenazas en los sistemas de planificación.
21 Citado en Borjas, Beatriz, Metodología para sistematizar prácticas educativas. Por las
ciudades de Italo Calvino, Federación Internacional de Fe y Alegría, Caracas, 2003, p. 74.

111
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

• Unidad 7: Teorizando desde la práctica


En la primera lección estudiaremos y debatiremos sobre las carac-
terísticas de la comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, reflexión
que nos servirá de referencia para analizar nuestras experiencias.
La segunda lección dedicará su primera parte a establecer pre-
guntas elaboradas por los responsables de la sistematización, para ex-
plicar las características del proyecto organizadas en categorías que
tienen que ver con su desarrollo, sus posibilidades y la vivencia de los
sujetos involucrados en la experiencia.
En un ejercicio complementario se recogerá la percepción de los
sujetos con los que se desarrolla la experiencia, con un sentido también
crítico-valorativo de la práctica.
En un tercer momento, de interpretación propiamente dicha y
de reflexión crítica, se relacionarán las acciones desarrolladas en la ex-
periencia con dos contextos: el contexto institucional que puede de-
terminar el ritmo y condiciones de trabajo; y el contexto de la realidad
que incide favorable o desfavorablemente en su desarrollo.
Finalmente, en la tercera lección, profundizando el proceso de
teorización a partir de la práctica vivida, precisaremos elementos que
consoliden la experiencia como una práctica innovadora de comuni-
cación para el Vivir Bien / Buen Vivir.

Unidad 5 - La comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir

3.2 Vivir Bien / Buen Vivir


En una primera aproximación al Vivir Bien / Buen Vivir, acudimos al
pensamiento de D. Pedro Casaldáliga, que en resumen dice lo siguiente:
“Esta palabra libertadora, en versión andina SumakKawsay,
el Buen Vivir, nos sale al encuentro como un evangelio de vida
posible, digna y para todas las personas y todos los pueblos. Buena
nueva del Buen Vivir frente al mal vivir de la inmensa mayoría y
contra «la buena vida», insultante, blasfema, de una minoría que
intenta ser y estar ella sola en la casa común de la humanidad”.

112
Adalid Contreras Baspineiro

Esta afirmación contiene elementos que nos permiten empezar a


despejar dudas y ganar claridades sobre la naturaleza y características
del Vivir Bien / Buen Vivir. Veamos:
• Hablar sobre el Vivir Bien / Buen Vivir es hacer referencia a una
cosmovisión, es decir una forma de ver y entender la realidad,
que tiene su fuente fundante en la vida comunitaria, o en el buen
convivir de los pueblos indígenas-originarios.
• Más que un concepto es una alternativa esperanzadora de socie-
dad, frente al “vivir mejor” de grupos que fabrican su riqueza a
costa de las mayorías y establecen su plusvalía a expensas de la
madre naturaleza.
• Es expresión de denuncia sobre las formas de discriminación,
exclusión y explotación en el mundo, al mismo tiempo que se
constituye en un anuncio de vida digna.
• En este sentido, es una propuesta esperanzadora de buena convi-
vencia entre sociedades y con la naturaleza, que para legitimarse
tiene que construirse en la cotidianeidad de nuestras sociedades.
• Entonces, el Vivir Bien / Buen Vivir es una sociedad a construir-
se, al mismo tiempo que el camino para llegar a ella. Dicho de
otro modo, la sociedad de la solidaridad será producto de las
prácticas solidarias de los pueblos.
• Este camino y destino se hacen con una irrenunciable opción
por los más pobres, para que las sociedades de la armonía y la
plenitud sean inclusivas, colaborativas y equitativas, para todos y
todas, sin desequilibrios para las sociedades y la naturaleza.
Si bien la legitimación del Vivir Bien / Buen Vivir está en la na-
turaleza comunitaria y de vida en plenitud y armonía de los pueblos
indígenas originarios, ha sido apropiado y enriquecido desde distintas
otras sociedades y perspectivas. En realidad, tiene como su eje pro-
pulsor la resistencia y la emancipación de los pueblos con propuestas
que se enraízan en su búsqueda de inclusión y de justicia, desde las que
labran proyecciones esperanzadoras para el planeta.
En su recorrido, el Vivir Bien / Buen Vivir es una cosmovisión
que está en proceso de permanente construcción nutriéndose de di-
versas fuentes, entre las que destacamos las siguientes:

113
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

• La vertiente original o “momento constitutivo”,22 que se encuen-


tra en las prácticas comunitarias de los pueblos indígenas de nues-
tro continente y otros pueblos ubicados en los sures del planeta.23
• Otra vertiente la encontramos en las reivindicaciones de diver-
sos movimientos anti-sistémicos que resisten el capitalismo y en-
cuentran en el Vivir Bien / Buen Vivir una alternativa civilizato-
ria que se construye con la primacía de los derechos humanos y
de la naturaleza.
• También se constituye en una fuente la aplicación del Vivir Bien
/ Buen Vivir en los marcos constitucionales y políticas de Estado
de algunos países que reconocen la primacía de los derechos co-
lectivos y los de la naturaleza.
• Otra fuente vive en las dinámicas de la construcción de la so-
ciedad de la justicia que encarna como buena nueva el Evan-
gelio. Estas fuentes de definición, que coexisten sin establecer
necesariamente nexos entre ellas, operan a veces alimentándose,
complementándose y reproduciéndose, y otras ignorándose, ne-
gándose o resistiéndose. Por estas razones se suele decir que el
Vivir Bien / Buen Vivir es una definición en disputa y en tensa
construcción, con encuentros y desencuentros tanto experien-
ciales como conceptuales.
En pocas palabras, Vivir Bien / Buen Vivir es convivencia comple-
mentaria o una relación del individuo con la sociedad y la naturaleza sin
desequilibrios respecto a riqueza y poder; siendo de trascendental impor-
tancia el sentido de pertenencia y responsabilidad con la comunidad, lo
que supone preocupación por los demás, así como expresiones de afecti-
vidad y reconocimiento.24
Los elementos esenciales del Vivir Bien / Buen Vivir, son

22 Retomando el concepto de René Zavaleta Mercado, que habla del momento constitutivo
como el fundante o “momento ancestral o su causa más remota” (1980, 180)
23 La apelación al “sur metafórico” hace referencia a la existencia de sociedades ocultas,
opacadas, silenciadas e invisibilizadas incluso por los Nortes metafóricos que conviven en
los países del Sur geográfico, reproduciendo con sus poderes nacionales los proyectos (neo)
coloniales digitados desde occidente y desde el norte geográfico.
24 Huanacuni, Fernando, Buen vivir / vivir bien, Filosofía, política estrategias y experiencias
regionales andinas, Lima, CAOI, 2010, p. 2.

114
Adalid Contreras Baspineiro

• armonía,
• equilibrio,
• convivencia y
• vida espléndida.
Estas son sus características:
La armonía se expresa en cuatro dimensiones: la armonía de los
seres humanos consigo mismos; en sus relaciones de sociedad con otros
seres humanos; en sus relaciones con la naturaleza o la Madre Tierra y
los otros seres vivos; y en sus relaciones con el cosmos y con Dios.
Desde esta perspectiva, Vivir Bien / Buen Vivir es la “casa co-
mún” construida desde una visión de “ecología integral” como propo-
ne el Papa Francisco, para significar respuestas económicas, ambienta-
les, sociales y culturales para el bien común solidario.
El equilibrio se expresa en el hecho que el Vivir Bien / Buen Vivir
es una propuesta de equidad y justicia alternativa al capitalismo; de
oposición y superación del desarrollo lineal; con sentido descoloniza-
dor; impulsor de la equidad de género; y promotor de interculturalida-
des y Estados plurinacionales.
Representa la integridad en los valores y comportamientos para
la relación fraterna, la equidad, transparencia, ética, inclusión e igual-
dad y el reconocimiento afectivo y solidario entre seres humanos y con
la naturaleza, en una búsqueda permanente de relaciones incluyentes
con justicia y primacía de los derechos humanos y de la naturaleza.
La convivencia implica que el Vivir Bien / Buen Vivir es parti-
cipación, relación y diálogo entre múltiples actores, en una relación
democrática con protagonismo de los pueblos, fortaleciendo las co-
munidades y la resiliencia integradora de lo diverso en las capacidades
nacionales.
Vivir Bien / Buen Vivir es un sistema de convivencia comunitaria
y colaborativa con complementariedades que reconocen coexistencias
en paridad con otros, desarrollando reciprocidades con corresponden-
cia proporcional de las solidaridades en sistemas interculturales con
alteridades entre las múltiples diversidades.
La vida en plenitud se caracteriza porque el Vivir Bien / Buen
Vivir se materializa en formas de vida fraterna, colaborativa, digna,

115
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

sin carencias y sin excesos, con lo suficiente para vivir dignamente; así
como en políticas públicas con una distribución justa y equitativa de
la riqueza, desde una opción por los más pobres, en sociedades inter-
culturales.

Práctica de aprendizaje

Por favor, en no más de una página compártenos tu respuesta a esta pregunta:


¿Desde la experiencia que estás sistematizando, qué interrogantes te plantea
esta primera aproximación a la comprensión del Vivir Bien / Buen Vivir?

3.3 ¿Qué es la Comunicación para el vivir Bien / Buen vivir?25


Entendemos la Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir como
“[…] un proceso de construcción, de/construcción y re/
construcción de sentidos sociales, culturales, políticos y espirituales
de convivencia intercultural y comunitaria con reciprocidad,
complementariedades y solidaridad; en el marco de una relación
armónica personal, social con la naturaleza y el cosmos; para
una vida buena en plenitud que permita la superación del vivir
mejor competitivo, asimétrico, excluyente e individualizante
cosificados en el capitalismo y el (neo)colonialismo (…) En este
proceso, la construcción del discurso promueve una interacción
participativa desde las diversidades y alteridades; poniendo en
relación enunciaciones desde el espacio público y privado, estatal
y ciudadano, real y virtual; compartiendo signos y significados
para la construcción del Vivir Bien / Buen Vivir a través de

25 Para profundizar el estudio de este tema, sugerimos el texto: Contreras Baspineiro, Ada-
lid, Aruskipasipxañanakasakipunirakispawa, Razón y Palabra, Instituto Tecnológico y de
Estudios Superiores, Monterrey, Volumen 20, N° 23, abril-junio, pp. 22-47. 2016.

116
Adalid Contreras Baspineiro

múltiples recursos y medios de comunicación, en sistemas plurales


enmarcados en el ejercicio del Derecho a la Comunicación”.26
Si el Vivir Bien / Buen Vivir es una respuesta a la deshumaniza-
ción capitalista, (neo) colonial, patriarcal, depredadora, individualista
y desarrollista, la Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir es la
respuesta a la funcionalización de los procesos de comunicación a es-
tos sistemas, contraponiendo enunciaciones y prácticas colaborativas
e inclusivas.
No es posible pensar una sociedad del vivir Bien / Buen vivir con
sistemas comunicacionales mercantilizados, difusionistas, con manejo
empresarial-utilitario de la libertad de expresión, dedicados a exaltar
el individualismo, a promover el culto al miedo y avalar las guerras
mediáticas que agreden la vida.
La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir tiene el sen-
tido de lo que el pueblo aymara define como aruskipasipxañanaka-
sakipunirakispawa, que se traduce como “necesariamente debemos
siempre comunicarnos unos a otros, obligatoriamente, para arribar
a entendimientos”.
Esta formulación tiene dos sentidos: uno inclusivo/dialogal
(nos comunicaremos unos a otros) en el ámbito de los intercambios
e interacción discursiva; y otro vinculante (la obligación de comu-
nicarnos) en la práctica social, para arribar a entendimientos, com-
promisos y decisiones en un acto de humanización de la palabra,
“hablando con el corazón”, con franqueza, constructivamente, con
amor, con fines de armonización y de fortalecimiento sociocultural.
Esta comprensión de la comunicación es relacional, se basa en
la participación y el diálogo y se dirige a la construcción de compro-
misos y acciones para un estilo de vida en convivencia comunitaria.
Podríamos afirmar también, recuperando la concepción de la ecología
integral, que la Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir se cons-
truye en la espiritualidad compartida para combatir la pobreza, cuidar
la naturaleza y devolver la dignidad a los excluidos.27

26 Contreras Baspineiro, Adalid, Sentipensamientos. De la comunicación-desarrollo a la co-


municación para el vivir bien, UASB, Quito, 2014, p. 81.
27 Laudato Sí, Capítulo IV.

117
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, como el Verbo,


camina uniendo en un solo tiempo y un solo espacio el origen, el pre-
sente y el futuro. Vuelve permanentemente al pasado, a la creación, a
la identidad pero no para detenerse en él sino para recuperarlo como
fuente de inspiración. En este recorrido, la palabra camina peregrina
hacia el Gran Jubileo construyendo sentidos de sociedad, de cultura,
de política y de espiritualidad de vida en plenitud y armonía en el pre-
sente y para las sociedades del futuro.
La comunicación es la palabra que camina el devenir histórico
de personas y sociedades múltiples que construyen y enuncian dis-
cursos dándole sentido a los tránsitos de una vida comunitaria con
principios de correspondencia, reciprocidad, complementariedad y
equilibrio con justicia. Es la palabra que fluye en las prácticas sociales,
en las interacciones culturales, en los diálogos intrapersonales, en los
intercambios y reciprocidades de los pueblos que interactúan y cons-
truyen vida digna, aquí y en el futuro.

3.4 Saber comunicarse


La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir se explica en los prin-
cipios representados en el gráfico 6.28

Escuchar para hablar: saber escuchar


Equivale a “escucharnos con todos los sentidos”, reconociendo la
existencia del otro comunicacional como un sujeto activo y productor
de discurso, superando la noción lineal entre emisor y receptor y enca-
minando procesos dialogales.
En el Vivir Bien / Buen Vivir, saber escuchar es un proceso más
complejo que la interacción humana. Como dice Choquehuanca, de-
bemos “escucharnos entre nosotros, escuchar a la Madre Tierra, a to-
dos los seres, al río, a nuestras aves, sobre todo a los más humildes”.29
“Escucharnos entre nosotros” supone reconocer a los sujetos en
sus contextos, donde deciden sus construcciones sociales y culturales,

28 Basado en el “jaqinparlaña” o hablar como habla la gente.


29 Choquehuanca, David, Suma qamaña: Vivir bien, no mejor, Koinonía, Agenda Latinoa-
mericana, 2012, p. 1.

118
Adalid Contreras Baspineiro

Gráfico 6
Saber comunicarse

Escuchar
para Saber escuchar
hablar

Saber compartir
Refrendar
Hablar las palabras
como habla con los actos Saber vivir en armonía
la gente
(”desde abajo”)
Sentipensar
Saber
de lo que
se habla Saber soñar

Fuente: Elaboración propia

así como los cambios en sí mismos, en las sociedades y en la realidad.30


Como sugiere Jesús Martín-Barbero, se trata de construir sentidos de
vida a partir de las mediaciones sociales y culturales -y añadimos- po-
líticas, espirituales y cósmicas, a partir de sabernos escuchar a nosotros
mismos con predisposición a compartir.
Para “escuchar a la Madre Tierra, a todos los seres, al río, a nues-
tras aves”, corresponde descentrar los enfoques, las concepciones, las
prácticas y las miradas hacia ópticas que muestran cómo fluyen en for-
ma combinada las voces del ambiente, los sonidos de la naturaleza, las
tremulaciones de la tierra y los sentidos libertarios acumulados en las
sabidurías populares y las prácticas reivindicativas.
Corresponde visibilizar a estos seres excluidos de la sociedad, de
la historia y de los medios de comunicación con alternativas de expre-
sión de sus voces, de sus sonidos, de sus movimientos y de sus latidos
en sus propias y particulares gramáticas que en situaciones de crisis

30 Alfaro, Rosa María, La otra brújula. Innovaciones en comunicación y desarrollo, Calan-


dria, Lima, 2006, p. 98.

119
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

como el cambio climático se expresan en erupciones, aludes, sequías


e inundaciones demandando por las causas y efectos que provoca la
voracidad del capitalismo indolente con la naturaleza.
Los sonidos de la naturaleza y las voces del ambiente se escuchan
en la narrativa expresada en testimonios, frases, poesía, canciones, le-
yendas, imágenes y análisis sobre el equilibrio hombre – sociedad – na-
turaleza – cosmos. También se almacenan en la belleza y bondades de
la naturaleza recogida en la filosofía de los pueblos cuya existencia se
rige bajo el principio de la vida31. Y están en los acuerdos que le atribu-
yen a la Pachamama / Madre Tierra las características de un ser vivo,
capaz de escuchar, de reaccionar, de ser amada y, por estas razones, ser
un sujeto de derecho.
Saber escuchar “sobre todo a los más humildes” requiere revi-
talizar la Comunicación Popular, espacio de expresión de la palabra
de los pueblos; ámbito de visibilización de sus identidades diversas;
irrumpimiento de la palabra interpeladora, impugnadora, contra
hegemónica y anticapitalista; y proyecto expresivo de las propues-
tas que construyen una nueva sociedad basada en la solidaridad y
en la justicia. La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir es
la expresión contemporánea de la Comunicación Popular.

Refrendar las palabras con los actos


Comunicación no se reduce a la producción y circulación de mensa-
jes; es fundamentalmente práctica social. Comunicación para el Vivir
Bien / Buen Vivir es también refrendar las palabras con los actos, de-
mostrando con la calidad de la vida la trascendencia de lo que se dice.
Siendo así, la participación para la convivencia se va a definir también
en la articulación coherente de la palabra con la vida cotidiana y orga-
nizativa, promoviendo como valores el saber compartir y el saber vivir
en armonía y complementariedad.
El gráfico 7 representa esta característica:

31 Kowii, Ariruma, “Cultura Kichua, interculturalidad y gobernabilidad”, en Gobernabili-


dad, democracia y derechos humanos, PADH, UASB, Revista Aportes Andinos N° 13, Quito,
2005, p. 3.

120
Adalid Contreras Baspineiro

Gráfico 7
Saber refrendar las palabras con los actos

Prácticas de amistad
y narrativas de amor por la vida

SABER SABER VIVIR


COMPARTIR EN ARMONÍA
Los otros Nosotros
Confianza Reciprocidad
Transparencia Complementariedad
Equilibrio Solidaridad

Meditación - Prudencia
Sensatez - Autoestima

YO

Saber compartir “[…] es dejar de competir para complementarse,


es saber dar para recibir, es saber que todos somos hermanos”.32 Promo-
ver este principio implica dotarle de sentido educativo al proceso co-
municativo, pues no van a ser procesos de difusión, publicidad o trans-
misión de conocimientos los que van a legitimar el Vivir Bien / Buen
Vivir; son necesariamente prácticas dialogales las que van a permitir la
sistematización de las experiencias así como la producción de nuevos
conocimientos para su apropiación crítica en las reivindicaciones so-
ciales y en las políticas públicas.
Recordemos con Freire que la educación “[…] no es la transfe-
rencia o transmisión de la sabiduría o de la cultura, no es la extensión del
conocimiento técnico”33, es saber compartir, reconocer, intercambiar y
32 Choquehuanca, op. cit., p. 1.
33 Freire, Paulo, ¿Extensión o comunicación?; Isira, Santiago de Chile, 1969, p. 59.

121
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

(re)crear experiencias y saberes para construir sociedades de vida soli-


daria en un mundo que hay que transformar, incitando apropiaciones
positivas de las prácticas de vida en comunidad, donde los seres vivos,
animados e inanimados, se protegen unos a otros.
Se comprenderá entonces la inconveniencia de la difusión y
la información como el único o el principal camino en la construc-
ción de la sociedad del Vivir Bien / Buen Vivir. Se trata de trabajar
narrativas de amor por la vida en géneros testimoniales, historias
de vida, relatos y crónicas que permiten conocer, entender, apro-
piarse, recrear con sentimiento y expresarse en lenguaje coloquial,
cotidiano y ejemplificador. Es importante recuperar la noción de
un “nosotros” con identidad cultural y social aunque las historias
sean particulares, enlazando rememoraciones reales o virtuales y
vividas o contadas.
Pero además hay que desenmascarar la visión colonialista, pa-
triarcal y capitalista; y para esto, Silvia Rivera nos propone una “so-
ciología de la imagen”, argumentando que en el colonialismo las pala-
bras no designan, sino encubren formas de “no decir”, rescatando en
contraposición imágenes “[…] que iluminan este trasfondo social y nos
ofrecen perspectivas de comprensión crítica de la realidad”34 en historias
contenidas en los tejidos, en la astrología, en las pinturas, revelando un
mundo opacado por las culturas oficiales.
Saber vivir en armonía y complementariedad define que la pala-
bra no se expresa solo con mensajes, sino también con acciones. Y en la
Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, se tiene que “refrendar las
palabras con los actos”, en una demostración de consecuencia entre lo
que se predica y lo que se practica.
En definitiva, al influjo de la cosmovisión del Vivir Bien / Buen
Vivir se deben (re)crear pensamientos y prácticas donde la recipro-
cidad se reconoce como forma de vida, la comunidad como forma
de organización, la convivencia con la naturaleza y el cosmos como
identidad, la igualdad entre hombres y mujeres como cotidianeidad, la
equidad como dignidad y la vida plena como destino.
34 Rivera Cusicanqui, Silvia, Ch´ixinakaxutxiwa: una reflexión sobre prácticas y discursos
descolonizadores, Tinta Limón, Buenos Aires, 2010, pp. 19-20.

122
Adalid Contreras Baspineiro

Para una vida en armonía y complementariedad, los Estados


deben promover políticas inclusivas; la ciudadanía practicar en dis-
tintos ámbitos formas de convivencia comunitaria; y las experiencias
de comunicación ofrecer espacios donde los diversos intercambien
historias, narrativas y proyectos, y que se complementen, reafirmán-
dose, en sociedades de la solidaridad con prácticas liberadoras de
unidad desde la diversidad y desde la pluralidad.

Saber de lo que se habla


El reconocimiento de la solidaridad, la confianza, el equilibrio, la com-
plementariedad y la reciprocidad como valores y principios de la vida
comunitaria requiere de construcciones discursivas con sentido, con
argumentaciones que permitan que los procesos de Comunicación
para el Vivir Bien / Buen Vivir se desarrollen como acción comunicati-
va en el sentido que propone Habermas, con reflexión crítica, lenguaje
razonado e interacciones en función de acuerdos y entendimientos.
Se debe hablar sabiendo lo que se dice, y lo que se espera. En este
cometido cumple una trascendental función el silencio, que es el tiempo
destinado a la conexión de los seres humanos con el mundo interior en
sus subjetividades, pero también con el exterior social, natural y cósmi-
co en un marco de respeto mutuo. De la pausa conectada emergen los
conceptos, las acciones y las construcciones discursivas con sentido, ex-
presando los sentipensamientos con contenido, forma, ética y estética.
En tiempos de sobresaturación informativa, de aligeramiento
de los mensajes y de la vida, necesitamos espacios para la meditación,
la reflexión crítica y la construcción fundamentada de la palabra, de
manera tal que sentimientos y conocimientos activen las prácticas de
construcción de la vida buena en plenitud y armonía.
La capacidad de sentir y pensar al mismo tiempo, es siempre en refe-
rencia a las prácticas sociales, en las que la comunicación es discurso como
construcción de mensaje y como compromisos, decisiones y acciones.

Saber soñar
Se trata de diseñar un futuro que empieza en la acumulación histórica
de la reciprocidad comunitaria. Saber soñar es pensar en las utopías,

123
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

pero con caminos construyéndose cotidianamente, aprendiendo a vi-


vir en armonía individual, social y con la naturaleza y el cosmos.
Los procesos de comunicación acompañan con la palabra el camino
del Vivir Bien / Buen Vivir y también la imaginación de su punto de llega-
da en un mapa que está en permanente construcción. La palabra expresa
las conquistas, advierte las dificultades y alimenta los sueños y las esperan-
zas, en un ejercicio donde se debe “soñar con los pies en la tierra”.

3.5 Comunicación para la convivencia35


Si comunicación es acceso, diálogo, participación y convivencia, las
construcciones discursivas expresan la búsqueda de consensos que de-
penden de negociaciones y debates que se desatan siguiendo los cáno-
nes de la “frónesis”, o capacidad de dialogar con prudencia y respeto,
manejando adecuadamente las formas de expresión y los argumentos.
El gráfico 8 muestra los flujos de las relaciones en la comunica-
ción para la convivencia, expresión de la Comunicación para el Vivir
Bien / Buen Vivir:

Gráfico 8
Los otros más nosotros

PARES
(Reciprocidad)

OPUESTOS
(Complemen- NOSOTROS
tariedad /
Alteridad)

NATURALEZA /
COSMOS
(Equilibrio)

35 Basado en Contreras Baspineiro, Adalid, Jiwasa. Comunicación participativa para la con-


vivencia, FES, Quito, 2017.

124
Adalid Contreras Baspineiro

Es importante reparar en la caracterización de “los otros” como


un sujeto múltiple con identidad que se interrelaciona con el “noso-
tros/as” mediante el mecanismo de la dualidad complementaria, que
permite actuar con distintos sentidos, según la característica de las
otredades. Así, con los iguales o pares se establecerán relaciones dia-
logales de reciprocidad. Con los distintos, opuestos o diferentes las re-
laciones serán de complementariedad, aportando cada uno desde sus
propias constituciones en una unidad que no los fusiona, sino genera
enunciaciones plurales a veces tensas y otras convergentes.
En las relaciones socioculturales y políticas, los distintos se in-
cluyen complementaria e interculturalmente, con alteridades no exen-
tas de profundas contradicciones, diseñando desde la diversidad un
nosotros complejo, con capacidad de generación de discursos como
“la producción social del sentido”, tal cual lo sugería Verón.36
Las relaciones con la naturaleza y el cosmos, que son considera-
dos también seres en los que habitan todos los seres vivos, las relaciones
de convivencia son de equilibrio con respeto, cuidado mutuo y com-
plementariedad sostenible en resiliencias constructivas. Y, en general,
en todas sus relaciones y sentidos, la comunicación para la convivencia
genera procesos de inclusión con integración, provoca intercambios,
entabla debates constructivos y está hecha de interacciones.
En una aproximación parecida a la identificación del otro, Todo-
rov, reconoce la complejidad del tema y sus múltiples manifestaciones:
“Uno puede descubrir a los otros en uno mismo, darse cuenta
de que no somos una sustancia homogénea, y radicalmente ex-
traña a todo lo que no es uno mismo: yo es otro. Pero los otros
también son yos: sujetos como yo, que sólo mi punto de vista,
para el cual todos están allí y sólo yo estoy aquí, separa y distin-
gue verdaderamente de mí”.37
Definitivamente todos somos interlocutores. Las sociedades se
hacen con relaciones de escucha, complementariedad, reciprocidad,

36 Verón, Eliseo, La semiosis social: fragmentos de una teoría de la discursividad, Gedisa,


Barcelona, 1997, p. 1.
37 Tzvetán Todorov, La conquista de América. El problema del otro, Siglo XXI, novena edi-
ción, Madrid, 1998, p. 13.

125
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

debate, confrontación e integración dinamizando intercambios dis-


cursivos e interacciones en función de propósitos unas veces transfor-
madores y otras legitimadoras del orden existente. Desde la situación
que fuere, la comunicación para la convivencia tiene que poner en co-
mún las diversidades, relievando las voces invisibilizadas, e identifi-
cando en el camino y en la perspectiva la construcción de una sociedad
de plenitud y armonía.
La convivencia no quiere decir tolerancia de la discriminación,
ni de las exclusiones ni de los sistemas de explotación social, ni de des-
trucción de la naturaleza. Por el contrario, la comunicación para la
convivencia, inscrita en la Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vi-
vir, es una oportunidad para la democratización de la palabra y de las
sociedades, desarrollando procesos discursivos, organizativos y de mo-
vilización denunciando las inconsistencias, develando las asimetrías,
combatiendo las exclusiones y proponiendo alternativas. La palabra,
en la comunicación para la convivencia, es una palabra liberadora.

Práctica de aprendizaje

Hemos hablado de la Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, establecien-


do sus principales características, que les pido analizar con detenimiento, para
responder esta pregunta:
• ¿Por qué se considera tu experiencia como una propuesta de Comunica-
ción para el Vivir Bien / Buen Vivir?
La respuesta, por favor máximo en un par de páginas.

126
Adalid Contreras Baspineiro

UNIDAD 6 - Balance crítico de la experiencia

¿Por qué pasó lo que pasó?


En este punto vamos a trabajar tres elementos indispensables para ana-
lizar críticamente nuestras prácticas:
• Vamos a elaborar y responder preguntas clave que nos permitan
explicar nuestra experiencia;
• vamos a recoger percepciones de sujetos partícipes del desarro-
llo de la experiencia; y
• vamos a realizar un balance sobre los principales logros y difi-
cultades de nuestras prácticas, así como identificaremos los fac-
tores del contexto que inciden en su desarrollo.

3.6 Preguntas y respuestas explicativas clave


En esta etapa se trata de realizar una interpretación crítica del proceso
vivido, superando su mera descripción que, ha sido ya trabajada en
el paso anterior. Se trata de una reflexión que permita encontrar la
razón de ser de lo que sucedió en el proceso en el que se desarrolla la
experiencia.
La manera de trabajar este momento es plantearse preguntas que
vayan procesualmente profundizando los análisis, tratando de explicar
por qué sucedieron los hechos tal cual sucedieron durante el desarrollo
de la experiencia del proyecto. Por eso, con acierto, Oscar Jara dice que
la pregunta clave en esta etapa es “¿por qué pasó lo que pasó?”.38
Para realizar esta reflexión primero se tienen que definir las pre-
guntas que operarán como provocadoras y guías de las reflexiones.
¿De dónde salen las preguntas?, ¿quién las formula? Nuestra recomen-
dación es que sean los mismos gestores de los proyectos quienes elabo-
ren, críticamente, las interrogantes sobre sus prácticas, cuidando que
sean relevantes y que permitan identificar los factores esenciales que
han intervenido en el desarrollo de la experiencia.
38 Jara, Oscar, op. cit., p. 117.

127
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Estas preguntas tendrán la capacidad de poner en diálogo


nuestras reflexiones con y a partir de nuestras acciones, tomando
distancia de ellas para contextualizarlas, explicarlas y darles senti-
do social, político y espiritual. Corresponde cuestionarse, a fondo,
sobre el trabajo realizado, identificando sus principales tensiones,
contradicciones, resultados, logros y contribuciones.
A modo de ejemplo proponemos esta batería de preguntas
(cuadro 6):

Cuadro 6
Preguntas y respuestas clave
Categorías Preguntas clave
¿Cuáles fueron las motivaciones principales que llevaron a darle vida al proyecto?
Origen
Razones para que surja el proyecto
¿En qué medida fueron cumplidos los propósitos iniciales del proyecto?, ¿qué factores
incidieron en esta situación?

Desarrollo ¿La metodología empleada fue la más apropiada para el proyecto?

¿Qué ajustes se realizaron al proyecto en su desarrollo?, ¿estos permitieron profundi-


zar sus alcances?
¿Qué cosas de las realizadas no volvería a hacer o tendría cuidado en considerarlas
como factores que influyen en el proyecto?

¿Los resultados del proyecto coinciden con los propósitos iniciales?


Resultados
¿Qué cosas del proyecto tienen que reajustarse para alcanzar resultados más signifi-
cativos?

¿Cuáles han sido las principales dificultades?, ¿y cuáles los logros más significativos?
¿Qué lecciones son posibles rescatar de la experiencia para profundizarla o replicarla o
Proyecciones
proponerla como inspiración ejemplificadora para otras prácticas?
¿Cuáles son los hechos más destacados que han afectado positiva o negativamente en
Vivencia
tu vivencia personal, expectativas, deseos y aspiraciones?

128
Adalid Contreras Baspineiro

Práctica de aprendizaje

El ejercicio consiste, en base al ejemplo visto líneas arriba, en plantearse pre-


guntas clave para los siguientes aspectos:
• la concepción original del proyecto;
• la explicación de los procesos desarrollados en el transcurso del proyecto;
• los principales resultados;
• la proyección futura de la experiencia; y
• la explicación de sus vivencias en el desarrollo del proyecto.
Enseguida, y con orden, cada pregunta tiene que ser respondida con un sentido
crítico, pensando en una posible profundización de la experiencia para alcanzar
nuevos objetivos, así como en su socialización. Para ello les pedimos trabajar
el siguiente esquema (cuadro 7).

Cuadro 7
¿Por qué pasó lo que pasó?

Categorías Preguntas clave Respuestas explicativas

Origen

Desarrollo

Resultados

Proyecciones

Vivencias

129
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

3.7 La percepción de los sujetos


Momento crucial de la sistematización que va a permitir particularizar
la participación de los sujetos que intervienen en la experiencia. Aun
cuando el ejercicio anterior sobre las preguntas clave, haya sido traba-
jado con la participación de los sujetos, es importante especificar sus
percepciones sobre los siguientes aspectos y otros que ustedes conside-
ren necesario en el desarrollo de sus experiencias (cuadro 8).

Cuadro 8
Percepciones de los sujetos

Aspectos Respuestas explicativas

¿Cuáles fueron las expectativas de los


sujetos al inicio del proyecto?

¿En qué medida consideran que fueron


satisfechas estas expectativas?

¿Qué percepción tienen de sus aprendiza-


jes y aportes del proyecto a su vida?

¿Qué piensan de la experiencia?

¿Cuáles son sus demandas y propuestas?

El diálogo con algunos de los sujetos, representativos del con-


junto, es un buen recurso para obtener la información sobre sus per-
cepciones. Para quienes les fuera posible realizar sesiones con grupos
focales en base a las preguntas señaladas, es también una buena alter-
nativa.
Por supuesto que, si lo estiman conveniente, pueden incluir otras
preguntas que den cuenta de las percepciones de los sujetos sobre la
práctica que estamos sistematizando.

130
Adalid Contreras Baspineiro

Práctica de aprendizaje

Por favor, siguiendo el modelo del Cuadro 3, trabaja respuestas de sujetos cer-
canos a la experiencia que estamos sistematizando. Importa más la cualidad o
representatividad que el número de respuestas. Podrían ser dos o hasta cinco
personas.

3.8 Contextualizando las reflexiones


El siguiente esquema (cuadro 9) nos permitirá esclarecer las funciones
que juegan las causas contextuales externas o de la realidad, e internas
o de la organización responsable del proyecto, incidiendo positiva o
negativamente en el desarrollo de la experiencia:

Cuadro 9
Preguntas para la reflexión crítica
Contexto Factores internos
Aspectos
Facilitadores Obstaculizadores Fortalezas Debilidades
Origen de la experiencia
Desarrollo de la práctica
Resultados
Proyecciones
Vivencia

Los aspectos son los mismos que nos permitieron organizar


preguntas y sus respuestas. A cada una de estos aspectos, es necesario
encontrarle sus elementos causales que radican tanto en las condicio-
nes internas que tiene el proyecto, como en los factores del contexto.
Cuanto más concretos los elementos causales, mejor.
131
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Para cada situación del aspecto deben preguntarse a sí mismos:


1. ¿en qué medida influyen los factores externos, del contexto, en
esta situación?; y
2. ¿qué aspectos de la organización interna responsable del proyec-
to han influido y cómo para esta situación?
Es muy posible que las mismas razones del contexto y las in-
ternas incidan en todas, o algunas de las situaciones, habrá que saber
explicar y optar. Procuremos establecer, por prioridades, que una ra-
zón del contexto sea o facilitador u obstaculizador, y no ambos. Del
mismo modo, que un factor de la organización interna sea o fortaleza,
o debilidad.
Como su nombre lo indica, los facilitadores son las oportu-
nidades favorables que existen en la realidad y que operan como
dinamizadores positivos desde el entorno para la realización de la
experiencia. Por el contrario, los obstaculizadores son las amenazas
(A) del contexto para las aspiraciones de la práctica que estamos
sistematizando.
Se debe anotar para cada categoría, en qué afecta o favorece el
contexto a la realización de la experiencia, especificando por qué los
factores del contexto operan facilitando y obstaculizando. Se opera de
la misma manera con la identificación de las fortalezas y/o debilidades
de la organización responsable de la experiencia.
Entre los instrumentos para la definición de las característi-
cas del contexto y situación interna de la organización, están prin-
cipalmente:
1. análisis realizados por los responsables de la experiencia;
2. entrevistas abiertas a personas que tienen conocimiento privile-
giado de estos elementos; y
3. análisis de datos secundarios, como estudios, informes, censos u
otros que den cuenta de los factores de los entornos.

132
Adalid Contreras Baspineiro

Práctica de aprendizaje

Siguiendo el modelo compartido en el cuadro anterior, u otros que ustedes


manejen, por favor identifiquen los logros y dificultades, así como los fac-
tores del contexto que operan como obstaculizadores o facilitadores de sus
experiencias.

Unidad 7 - Teorizando desde la práctica

La explicación crítica de los procesos es un momento de teorización a


partir de la práctica desarrollada, como afirma Ana Bickel, “con la in-
terpretación crítica nos referimos a aquella interpretación que va más
allá de la apariencia de la realidad, que trata de penetrar adentro de
la superficie de la eperiencia, escarbando para descubrir lo que hay
dentro”.
La teorización, o explicación integral de la experiencia desarro-
llada se realiza en una dinámica que va de lo simple a lo complejo, des-
de el análisis de las diferentes partes de la experiencia, profundizando
en cada una de ellas, hasta construir una síntesis global que permite
articular los diferentes elementos. Se trata de explicitar lo realizado y
construir los sentidos que tuvo la experiencia.
En algunas experiencias se asume este momento como el de
la profundización en el análisis e interpretación de los resultados a
través del debate, la indagación (cuantificación y descubrimiento de
elementos) y la reflexión (identificación de problemas y definición
de alternativas) , respondiendo a interrogantes, como: ¿qué etapas
y cambios ha habido en la experiencia?, ¿qué elementos claves
133
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

potenciaron y debilitaron la experiencia?, ¿qué factores influyeron


en los diferentes niveles de la experiencia?, ¿qué lecciones aprendidas
quedan de la experiencia (deseadas o no)?
Buena parte de estas inquietudes las hemos resuelto en los pun-
tos anteriores, que se convierten en insumos para esta fase. Con esta
aclaración, en este momento vamos a precisar y profundizar algunos
aspectos, especialmente referidos con la concepción comunicacional
de la experiencia, el Vivir Bien / Buen Vivir y la participación de los
sujetos, y que han sido trabajados desde el primer módulo.

Práctica de aprendizaje

En el siguiente ejercicio incluimos preguntas que van a orientar el proceso de


teorización o totalización de la experiencia:
1. Desde las características de la experiencia que estás sistematizando, en-
saya una definición sobre ¿cuál es la concepción de comunicación que se
ha manejado y que ha guiado la práctica?
2. ¿Cómo se expresa el Vivir Bien / Buen Vivir en la experiencia que estás
(auto)sistematizando?
3. ¿Qué aportes conceptuales y metodológicos podemos rescatar de la ex-
periencia que estás sistematizando para los procesos de Comunicación
para el Vivir Bien / Buen Vivir?

134
Adalid Contreras Baspineiro

Módulo IV
Los puntos de llegada
video bit.ly/2FPod9K

4.1 Ubicación temática


El momento de los puntos de llegada tiene una rara composición. Por
una parte es un momento de culminación formal del proceso de sis-
tematización; y por otra es un momento de transición hacia nuevos
cometidos. En cualquiera de los casos no podemos hablar de un cierre
del proceso, sino de la preparación de los caminos para encarar otros
nuevos.
Para trabajar este momento, en el proceso de sistematización
nos hemos enriquecido previamente con la recuperación de la ex-
periencia en su realidad concreta, así como con una reflexión crítica
sobre sus dinámicas conceptuales, metodológicas, organizativas y
prácticas.
Corresponde ahora –y esto será abordado en este Módulo– iden-
tificar las lecciones aprendidas con la práctica desarrollada, y definir
sus posibles proyecciones, así como sus formas de socialización.
Para el Texto Paralelo, a modo de la planificación de nuevos
procesos de Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, le com-
partimos una planilla que se organiza siguiendo la “lógica tetraléctica”,
característica de la metodología de esta cosmovisión.

4.2 Lecciones aprendidas


Muchas experiencias de sistematización trabajan conclusiones39. En
este trabajo hemos optado por trabajar “lecciones aprendidas”, con la
39 Ver por ejemplo los escritos de Jara (1996), Piérola (2003) y Zúñiga (2003)

135
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

finalidad de especificar elementos destacados no sólo como resultados,


sino también como desafíos, en la experiencia realizada.
La idea de las “lecciones aprendidas” está relacionada con apren-
dizajes que se consiguen en base a logros o déficits que provocan las
reflexiones sobre la experiencia desarrollada. Se puede decir que los
aprendizajes están hechos de las síntesis de los principales conocimien-
tos construidos a lo largo del proceso de sistematización y que emanan
de la interpretación crítica sobre la práctica desarrollada.
En otras palabras, son afirmaciones sobre nuestras prácticas y
concepciones, que en función de los propósitos u objetivos del proyec-
to corresponde establecer en sus aspectos teóricos, metodológicos, del
contexto y de las actividades. Estas afirmaciones pueden ser los logros
conseguidos con el proyecto, o también podrían significar los vacíos,
dudas o preguntas que quedaron abiertas en relación a las concepcio-
nes de comunicación, las metodologías de trabajo, la participación de
los sujetos, las características de la organización, y las contribuciones
en la realidad donde se desenvuelve la experiencia.
De manera más específica, las lecciones aprendidas son una síntesis
de los resultados obtenidos, o de los hallazgos más relevantes que se alcan-
zaron con el desarrollo de la experiencia. Pueden ser considerados como
los aportes de lo que se debe hacer, o no, que la experiencia genera para su
propia profundización o como referente para otras experiencias40.
Para su elaboración, cada lección aprendida tiene que ser for-
mulada de manera breve en párrafos cortos que reflejan la reflexión
de los responsables del proyecto sobre la experiencia. Para su redac-
ción, Zúñiga y Zúñiga recomiendan: “construir a manera de puente
introductorio un párrafo que permita engarzar el contenido de todo el
documento de sistematización con lo que se pretende exponer en las
conclusiones (En conclusión... Finalmente…. Concluyendo…. Por
último…. Resumiendo… Como se mencionó… Como mencionába-
mos ya… Abreviando…)”41.

40 Siendo resultado de la práctica vivida, en este ejercicio no pueden incorporarse otros o


nuevos elementos de discusión, o aspectos que no hayan sido abordados durante el desarro-
llo de la experiencia sistematizada.
41 Tomado de Zúñiga y Zúñiga, IMDEC, 2013

136
Adalid Contreras Baspineiro

Práctica de aprendizaje

Para establecer las lecciones aprendidas, por favor respondan las siguientes
preguntas:
1. ¿Cuáles son las principales lecciones que nos deja la experiencia para la
conceptualización de la Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir?
2. ¿Qué aspectos metodológicos y por qué podemos rescatar como aportes
de la experiencia?
3. ¿Qué elementos nos ofrece la práctica desarrollada para la participación
ciudadana?
4. ¿Cuáles de los aspectos desarrollados en la experiencia contribuyen a for-
mas de convivencia comunitaria y solidaria?
5. ¿Qué elementos y cómo contribuyen a una vida en armonía y plenitud?
6. ¿Qué lecciones sacamos de la experiencia desarrollada acerca de la es-
tructura y funcionamiento de la organización?
7. ¿Cuáles son las principales carencias, o déficits, o ausencias que deja la
experiencia?
8. De manera general: ¿cuáles considera los tres principales aportes de la
experiencia desarrollada?

4.3 Proyecciones
A partir de las lecciones aprendidas se elaboran, a modo de recomen-
daciones, las proyecciones posibles de la experiencia en su propia pro-
fundización o inspirando el desarrollo de otras iniciativas.
Vamos a entender las proyecciones como las afirmaciones conte-
nidas en la experiencia sistematizada para sinergizar la construcción de
nuevas realidades.

137
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Práctica de aprendizaje

Para elaborar las proyecciones es recomendable proponer elementos para


cada una de las agrupaciones de las lecciones aprendidas, siguiendo el es-
quema del cuadro 10.

Cuadro 10
Proyecciones

Categorías Para la propia experiencia Para otros espacios

Proyecciones sobre la concepción

Proyecciones sobre los propósitos

Proyecciones sobre la metodología

Proyecciones sobre la organización

Proyecciones sobre la participa-


ción de los sujetos

Proyecciones sobre las acciones


comunicacionales

138
Adalid Contreras Baspineiro

Para cada categoría se anotan, a modo de recomendaciones,


las proyecciones posibles tanto para la propia experiencia, como para
otras experiencias de otros espacios.
Es así que por ejemplo en la categoría “participación de los su-
jetos”, se anotan las propuestas que surgen de la experiencia desa-
rrollada para su profundización en la propia experiencia, y/o, como
recomendaciones de los aspectos que tendrían que tomar en cuenta
otras experiencias que tomen como referente la que estamos siste-
matizando.
Con la misma lógica se trabajan las otras categorías, asumiendo
nuestra experiencia como un referente paradigmático para el desarro-
llo de otras nuevas. Estas recomendaciones pueden ser conceptuales
o pragmáticas. Conceptuales, por ejemplo para la categoría “concep-
ción”, afinando nuestras definiciones.
Una recomendación práctica podría consistir en la publi-
cación de la propuesta. Lo mismo se puede hacer con las otras
categorías, recomendando por ejemplo, realizar talleres sobre la
metodología.
Los alcances de las proyecciones dependen exclusivamente de
las políticas y decisiones de cada una de las experiencias. La sistemati-
zación habrá posibilitado organizarla para ser legitimada en diferentes
ámbitos.

4.4 Socialización
Esta fase, que sigue como continuidad de las lecciones aprendidas y de
las proyecciones, contempla dos actividades:
1. la preparación de los materiales a ser compartidos; y
2. los espacios de socialización.

139
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Práctica de aprendizaje

En relación a la preparación de los materiales, específicamente para este pro-


yecto consideramos los siguientes:
• Un documento escrito, o Informe Final, que toma como fuente de sus con-
tenidos los distintos elementos trabajados en el ejercicio realizado con los
distintos Módulos preparados para este proceso de sistematización. En
este momento se trata de darle coherencia a sus distintas partes, con una
redacción en lenguaje narrativo, ágil, capaz de vivenciar la experiencia y
entusiasmar a los lectores42.
• Una selección de videos, programas de radio, fotografía o gráficos, or-
ganizados en documentos que den cuenta de los procesos vividos en el
desarrollo de la experiencia. O si se quiere, y se puede, la producción de
programas especiales que narren la experiencia sistematizada.
Los Informes, en su estructura general, que deberá ser desagregada y subtitu-
lada por cada experiencia de acuerdo a sus particularidades, podrían consistir
en lo siguiente:
Introducción
1. El momento fundacional
2. El proceso histórico
3. Situación actual
4. Balance crítico
5. Lecciones aprendidas
6. Proyecciones
Anexos

42 A modo de ejemplo, se puede revisar algún capítulo de López Vigil, José Ignacio, “Pío
XII: una mina de coraje”, ALER, Quito, 1986; además de un par de capítulos de Geerts, An-
drés, Van Oyen, Víctor y Villamayor, Claudia, “La radio popular y comunitaria: la práctica
inspira”, ALER, Quito, 2004.

140
Adalid Contreras Baspineiro

Para su presentación, el presente proyecto: “Experiencias Inno-


vadoras de Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir”, ha previsto
los siguientes espacios de socialización:
• Un espacio en el sitio web de SIGNIS ALC, dedicado a la Comu-
nicación y el Buen Vivir (http://buenvivir.signisalc.org), incluye
las diferentes experiencias sistematizadas, los materiales trabaja-
dos en el proceso de sistematización y el informe final.
• Un libro en versión digital para su envío a diferentes institucio-
nes de comunicación, sociales, de cooperación y académicas, y
acceso de todos los interesados en el tema.
Además, de propia iniciativa las experiencias que participan
en el proyecto, y en función de las condiciones y posibilidades de
cada realidad, deberán trabajar formas creativas de presentación
en los espacios y con los sujetos con los que desarrollaron dicho
proyecto.
Entre otras iniciativas podrían realizarse eventos y exposicio-
nes, o también producciones específicas de radio, video, impresos o
internet, que les permitan recordar y profundizar sus reflexiones y
conocimientos, además de re-crear y proyectar nuevos cometidos.
Estas iniciativas serán recogidas y compartidas en el sitio web del
proyecto.

4.5 Planificación de la comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir


Para la planificación de acciones futuras de comunicación para el
Vivir Bien / Buen Vivir, sobre sus experiencias, u otras que quisie-
ran encarar a futuro, les proponemos aplicar el siguiente esquema
(cuadro 11):

141
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Cuadro 11
Plan de comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir
Acción de comunicación:
Tema general:
Objetivo general:
Objetivos Subtemas / Espacios de
Fases Sujetos
específicos mensajes comunicación

Sentir – pensar
(saber escuchar)

Decidir - actuar
(refrendar las pala-
bras con los actos)

Volver – convivir
(hablar sabiendo)

Celebrar - esperanzar
(saber soñar. Hablar
esperanzando)

Fuente: Adalid Contreras Baspineiro, La palabra que camina. Comunicación popular para el Vivir Bien / Buen Vivir (Quito: ALER / CIESPAL /
FES, 2016), p. 148

Como se puede apreciar, en la columna de la izquierda se reco-


gen los elementos de la lógica tetraléctica, cada uno de los cuales debe
definirse tomando en consideración los elementos de las otras colum-
nas y del encabezado, que los explicamos a continuación:
• La acción de comunicación señala la actividad del proyecto co-
municacional para trabajar el Vivir Bien / Buen Vivir: política
de comunicación, estrategia, reunión, programa de radio, serie
televisiva, sistema de multimedios, curso de especialización, etc.
• El tema general o tema generador, está referido a un aspecto fun-
damental de la vida de los sujetos y debe tener la capacidad de
motivar su reflexión, su interés y su expectativa para organizarse,
movilizarse y participar.

142
Adalid Contreras Baspineiro

• El objetivo general o resultado que se quiere alcanzar desarrollan-


do un proceso de comunicación, responde a la pregunta ¿para
qué?, señalando el horizonte y punto de llegada al mismo tiempo
que punto de arranque para nuevos y más exigentes resultados.
• Los objetivos específicos desagregan el objetivo general y explican
los momentos de la lógica metodológica (sentir / pensar – deci-
dir / actuar – con / vivir – volver / esperanzar), con resultados
medibles y metas concretas que se quieren y pueden alcanzar
con el proceso de comunicación.
• Los subtemas / mensajes son desagregaciones del tema ge-
neral y los mensajes, o base del discurso que se construyen
con la ética y estética de la naturaleza del Vivir Bien / Buen
Vivir, con capacidad de expresar la palabra de los pueblos y
el don de entusiasmarlos y movilizarlos.
• Los sujetos se reconocen respondiendo a la pregunta
¿quiénes son y qué acciones realizan en la construcción del
Vivir Bien / Buen Vivir?, asumiendo con Eliseo Verón que
los discursos están investidos de prácticas socioculturales y
políticas que hacen que su construcción sea dinámica tanto
en el momento de la emisión como en el de la recepción, que
es también un espacio de (re)construcción discursiva.
• Y los espacios de comunicación, son los lugares y las situaciones
donde se construyen discursos. Están referidos a los medios y
actividades de comunicación con los que trabaja el proyecto.
Cerremos este punto recordando que trabajar experiencias de
Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, es construir en el ca-
mino y en el punto de llegada, sociedades de convivencia comunitaria
para la vida en plenitud y armonía.

143
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

144
Adalid Contreras Baspineiro

Tercera Parte
Conociendo las
prácticas innovadoras de
comunicación para
el Vivir Bien / Buen Vivir

145
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

La metodología D1 aborda todo el proceso creativo y de aprendizaje del


Festival Internacional de Culturas (FICU), promoviendo estos valores:
Libertad: A partir del autoconocimiento, libertad para desear, para sentir,
para elegir, para soñar, para expresar, para actuar.
Pasión: Por la vida, por el arte y por la excelencia.
Respeto: Hacia nosotros mismos, hacia el otro, hacia la diversidad cultural
y hacia el entorno.
Integración: Valoración de la diversidad y singularidad del otro.
Creatividad: Construyendo alternativas para transformar positivamente la
realidad con alegría y optimismo.
Confianza: En uno mismo y los otros para relacionarnos con
reciprocidad, colaboración y solidaridad.
Compromiso: Con nuestro aprendizaje, con la escuela, con nuestro
entorno, con nuestro país.
Asociación Cultural D1, Perú

146
Adalid Contreras Baspineiro

1. Las prácticas innovadoras de comunicación


para el Vivir Bien / Buen Vivir seleccionadas
para su sistematización

No es solamente práctica, es práctica social lo que caracteriza los pen-


sares y los haceres de las experiencias seleccionadas para el proceso de
sistematización que da lugar a este libro. Con esta precisión queremos
significar que se trata de prácticas transformadoras de la realidad, de su
contexto histórico y natural, así como también de los propios actores
que construyen las experiencias y sus organizaciones. Las experien-
cias que mostramos en este parte del libro son, a todas luces, prácticas
dignificadoras de la vida y esperanzadoras de otros futuros posibles,
tejidos con los hilos de la sabiduría y energía de nuestros pueblos.
Es una mirada desde adentro de las experiencias, que para una
mejor comunicación con quienes se interesen en conocerlas y apren-
der de ellas, las hemos organizado en cinco partes: Primero un panta-
llazo o panorama global de sus ubicaciones. Luego una presentación
detallada de sus objetivos y propósitos que señalan el devenir de las
prácticas. Sobre esta base de ubicación desarrollamos la experiencia
propiamente dicha o los procesos vividos en sus contextos particula-
res. Esto nos permite recoger, desde la propia definición de sus actores,
las principales lecciones aprendidas. Y culminamos la presentación
con una exposición de las proyecciones que han definido para seguir
en camino, construyendo un mundo del Vivir Bien / Buen Vivir.

147
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

País: Argentina
Experiencia: Cine Mundo Chico
Es un ciclo de cine-debate que acerca a
estudiantes de escuelas medias, a distintas
experiencias que viven los jóvenes y niños
en Argentina, el continente o el mundo. Se
trata de analizar películas o producciones
que abran la posibilidad de valorar la propia
experiencia de vida, de manera que surjan
temas como la vocación profesional, la jus-
ticia, la dignidad de la persona humana, la
manifestación solidaria del amor... valores humanos y sociales.
Web: www.signisargentina.org/cine-mundo-chico.htm/
Email: secretaria@signis.org.ar
Facebook: www.facebook.com/cinemundochico/

Institución: SIGNIS Argentina


Es una asociada a SIGNIS Mundial (Asociación Católica para la Comunica-
ción); su asamblea fundacional data de mayo de 2002. La historia de la ins-
titución en la Argentina se remonta a actividades realizadas con anterioridad
al 2002 vinculadas con el cine bajo la denominación de OCIC (Organización
Católica Internacional del Cine). Inició sus actuaciones participando con un
primer jurado cinematográfico en el Festival de Mar del Plata en el año 1963,
con la presencia de autoridades de OCIC mundial y un miembro argentino.
Web: www.signisargentina.org
Email: cd.signisargentina@gmail.com
Facebook: www.facebook.com/signisargentina

148
Adalid Contreras Baspineiro

País: Brasil
Experiencia: Natale de Verdad
Las campañas de Navidad forman parte de la histo-
ria de Associação Evangelizar é Preciso y cada año
se perfeccionan buscando lograr cumplir la misión
institucional: evangelizar. La Campaña Navidad de
Verdad fue la semilla para la promoción de eventos
navideños que buscan superar el tradicional dar y re-
cibir regalos, por el de promover la evangelización en
niños, adultos y ancianos. Hasta ahora ha superado la expectativa en lo que
se refiere a la recaudación y aceptación del público. Fue difundida a través
de la radio y la televisión evangelizar y ganó espacio en otros medios de
comunicación del estado.
Email: responsabilidadesocial@evangelizarepreciso.com.br

Institución: Associação Evangelizar é Preciso


La Associação Evangelizar é Preciso (Asociación en necesario Evangelizar) fue
fundada en 2005 por el Padre Reginaldo Manzotti, con el fin de evangelizar por
los medios de comunicación, además de ayudar a los cristianos a despertar
sus intereses por la práctica religiosa de forma auténtica, buscando siempre un
aprendizaje a través del mensaje de Dios. Es una institución que se mantiene
por donaciones espontáneas de asociados de todo el país y no tiene intereses
políticos ni fines de lucro. La Obra cuenta con el apoyo de la Arquidiócesis de
Curitiba y bendecida por su madrina: Nuestra Señora del Carmen.
Web: www.padrereginaldomanzotti.org.br
Facebook: www.facebook.com/padrereginaldomanzotti
Youtube: www.youtube.com/PadreReginaldoManzotti
Twitter: www.twitter.com/padremanzotti
Instagram: www.instagram.com/padremanzotti

149
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

País: Brasil
Experiencia: Webradio Migrante

Webradio Migrantes en español inició en


julio de 2013, como fruto da colaboración de la Red
Scalabriniana de Comunicación con la Missão Paz de
São Paulo.
La Red Scalabriniana de Comunicación realiza un amplio trabajo, y admi-
nistra cuatro radios en AM y una FM. Además, desde hace algún tiempo
gestiona la Webradio en portugués a la que se sumó la Webradio Migrantes
en español al aire, cuando se integró a la experiencia Missão Paz, que atien-
de y acoge a diversas comunidades de inmigrantes e refugiados de lengua
española.
El programa Latinoamérica al Aire también se difunde por Radio 9 de Julio
en AM 1600 KHZ, todos los domingos a las 18:30, con Miguel Ahumada e
Patricia Rivarola.
Web: www.radiomigrantes-es.net
Email: csc@redescalabriniana.org
Facebook: www.facebook.com/radiomigrantesesp

Institución: Missão Paz


(Misión Paz) es una institución filantrópica de apoyo y acogida a los inmi-
grantes y refugiados. Su historia empieza en la década de 1930, por los
Misioneros de San Carlos Borromeo (Scalabrinianos) y se renueva de forma
permanente, con un trabajo completo de atención humanitaria integral a la
población migrante.
La estructura de alojamiento temporal – Casa do Migrante (Casa del Migran-
te) - cuenta con una capacidad de atención de 110 personas. Por otra parte,
en la Missão Paz hay también servicios de documentación; asesoría legal;

150
Adalid Contreras Baspineiro

asistencia social; servicios de asistencia de salud y psicológica; educación,


con clases de portugués, conferencias interculturales y orientación a cursos
de formación; mediación para el trabajo entre las empresas y los inmigrantes
con las subsiguientes visitas en las empresas, la prevención del trabajo escla-
vo, la acogida y la protección de las víctimas.
Web: http://www.missaonspaz.org/
Email: contato@missaonspaz.org
Facebook: www.facebook.com/missaopazsaopaulo

País: Brasil
Experiencia: Caminhos da Amazônia
Caminhos da Amazônia es un programa de Educa-
ción ambiental en formato de radio-revista con el
objetivo de generar debate sobre el cuidado del medio ambiente garantizan-
do la preservación de las diversas especies de flora y fauna de la amazonía
en perfecta armonía con los habitantes de la región, quienes son ejemplos
concretos de cómo garantizar su sustento sin dañar el medio en el que viven.

Institución: Rede de Notícias da Amazônia


Es una asociación fundada en 2007, que reúne a 19 emisoras de Radio en
Brasil, de seis Estados: Pará, Amazonas, Acre, Rondônia, Amapá, Roraima e
Maranhão.
Su misión es aportar a una sociedad más humana y cristiana, en una Amazo-
nia respetada en su ecosistema en la que se valoren las culturas originarias
de sus pueblos y la sociedad civil.
Facebook: www.facebook.com/Rede-de-Notícias-da-Amazônia-285312001553539/

151
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

País: Brasil
Experiencia: Prêmio Odair Firmino de Solidariedade
Cáritas Brasil, organismo de la Conferencia Nacional de los
Obispos de Brasil (CNBB), lanzó en 2010 el Prêmio Odair
Firmino de Solidariedade, iniciativa que tiene la finalidad de
estimular acciones de divulgación de la cultura de la solida-
ridad, además de valorar experiencias de carácter colectivo
que defiendan y promuevan los derechos humanos.
Web: http://caritas.org.br/39459-2/39459

Institución: Caritas Brasileira


Caritas Brasileña es una entidad de promoción y acción social que trabaja en
la defensa de los derechos humanos, la seguridad alimentaria y el desarrollo
sostenible y solidario. Trabaja junto a los excluidos y en defensa de la vida y
en la participación de la construcción solidaria de una sociedad justa, iguali-
taria y plural.
Web: www.caritas.org.br
Facebook: www.facebook.com/caritasbrasileira
Youtube: www.youtube.com/user/CaritasBR
Twitter: www.twitter.com/caritasbrasil
Flickr: www.flickr.com/photos/caritasbrasileira/sets

152
Adalid Contreras Baspineiro

País: Colombia
Experiencia: Educación para la Paz
CEDAL desarrolló talleres sobre Expresiones culturales por la paz, que se
clausuraron con presentaciones públicas en Ciudad Bolívar (Bogotá), Soacha
(Cundinamarca), La Ceja (Antioquia), Cartagena (Bolívar), Montería (Córdoba),
Ibagué (Tolima), Neiva (Huila). Los espacios de formación propiciaron la toma
de conciencia sobre la responsabilidad que cada joven participante en estos
talleres como ciudadano comprometido con la paz. Las temáticas se centraron
en consolidación de valores, formación para la paz y reconciliación y ompren-
sión de los deberes y derechos en el proceso de construcción de paz en el país.
Se incluyeron temas como: autoestima, plan de vida, convivencia en el hogar y
en el contexto escolar, cartografía del territorio, el joven como ciudadano y actor
social, educación para la paz , cultura de la violencia, cultura de la paz.
Web: https://cedal.org.co/es/formacion-humana/taller-2

Institución: CEDAL
La misión del Centro de Comunicación Educativa Audiovisual - CEDAL es propi-
ciar un desarrollo humano integral con énfasis en comunicación educativa a los
sectores de población menos favorecidos e interesados en la transformación
evangelizadora de la sociedad colombiana. Realiza sus áreas de acción con una
orientación pedagógica hacia una democratización participativa y comunitaria,
según las exigencias históricas y los valores éticos cristianos. La visión es ser un
centro de formación en comunicación educativa con capacidad investigativa y
tecnológica para ofrecer las modalidades de servicio que la sociedad requiera
en su proceso de transformación social evangelizadora.
Web: www.cedal.org.co
Email: cedal@colnodo.apc.org cedalc@gmail.com
Facebook: www.facebook.com/profile.
php?id=100012252690117

153
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

País: Colombia
Experiencia: Red de Radio Escolares de Arauquita
El Grupo Comunicarte y la Radio Comunitaria Arau-
quita Stereo se han aliado para diseñar y ejecutar
una Estrategia de Educomunicación enfocada a la
articulación de las Radios Escolares con el trabajo y
compromiso de la emisora comunitaria en el muni-
cipio de Arauquita en el departamento de Arauca, Colombia.
El tema principal que trabaja la Red es la construcción de la Paz en la cotidia-
nidad de la vida estudiantil, desde la comunicación alternativa frente a la ne-
cesidad de generar una cultura de Paz, cultura ciudadana, la democratización
de la comunicación y la alfabetización al mundo audiovisual en defensa de la
dignidad de las personas y el respeto por los Derechos Humanos.
Web: www.grupocomunicarte.org/pasela-en-paz.html

Institución: Grupo COMUNICARTE


Es un equipo de profesionales, comunicadores, periodistas, educadores, tra-
bajadores sociales, psicólogos, cientistas y agentes sociales que aportamos
con nuestra investigación, experiencia y calidad a la construcción del tejido
social por una sociedad colombiana más humana, equitativa y justa desde el
trabajo con la Comunicación, para el desarrollo social, comunitario, cívico y
democrático comprometido con el país. Nace como una alternativa frente a
la necesidad de generar una cultura de paz, cultura ciudadana, la democrati-
zación de la comunicación y la alfabetización al mundo audiovisual.
Web: www.grupocomunicarte.org/
Youtube: www.youtube.com/user/GrupoCOMUNICARTEorg/videos
Google: www.plus.google.com/108343825870587209286

154
Adalid Contreras Baspineiro

País: Colombia
Experiencia: SED - Sororidad, Ecumenismo y Democracia
Sororidad del latín sor
que significa hermana.
Hay sororidad cuando las
mujeres se apoyan, se quieren y se animan a llevar adelante compromisos
con mirada de mujer. La sororidad evita la competencia y rechazo e invita
a la aceptación y construcción conjunta. Ecumenismo del griego ecúmene
que significa vivir bajo un mismo techo, comunidad de intereses y construir
unidad respetando las diferencias. Incluye a personas no creyentes. Y De-
mocracia del griego que significa poder del pueblo, palabra que remplaza a
‘paz’, porque así se ejerce ciudadanía y desde allí se defienden los derechos.

Institución: CEPALC
El Centro Ecuménico para América Latina de Comunicación - CEPALC nace
para llenar el vacío de capacitación en comunicación en sectores populares de
Colombia. CEPALC fue oficialmente fundado en Bogotá el 6 de enero de 1978
y sus primeros trabajos se desarrollaron en un barrio de la comuna nororiental
de Medellín con la colaboración del Padre Federico Carrasquilla, sacerdote muy
conocido en la ciudad por su vocación de servicio y entrega integral a los más
humildes. Amparo, la fundadora de nuestra institución, tenía una serie de ex-
periencias capacitando organizaciones sociales en la apropiación de los medios
de comunicación en diferentes países de América Latina y estas experiencias la
animaron para crear este proyecto piloto en Colombia.
Web: www.cepalc.com
Email: cepalc@colnodo.apc.org
Facebook: www.facebook.com/amparo.beltran.14606
Youtube: www.youtube.com/channel/UCBJ7FCoLgRmmQ-vd7fs4ZxQ

155
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

País: Ecuador
Experiencia: Nuestra Palabra / Aylluyarishunchik-
familiaricémonos
Nuestra Palabra es un programa radiofónico que ofrecer a la audiencia pro-
ductos alternativos radiofónicos bilingües de reflexión espiritual, vida coti-
diana, comunitaria, participativa, formativa y social. ‘Aylluyarishunchik’ (fami-
liaricémonos) es un programa radial que promueve a la familia campesina,
indígena y migrante en busca de igualdad de condiciones, visibilizando sus
valores morales, culturales a partir de su transmitir su cotidianidad. Estos dos
programas se difunde desde los orígenes de la radio, hace 36 años, han gene-
rado una comunicación democrática y ciudadana intercultural con el pueblo
indígena y campesino de la Provincia de Cotopaxi en miras a fortalecer los
valores para una vida plena, dando actoría a las personas, líderes y autorida-
des comunitarias.

Institución: Radio Latacunga


“La voz de un pueblo en marcha”, es una radio popular y participativa que
prioriza las voces de los marginados y excluidos, para generar una comunica-
ción democrática y ciudadana alrededor de los problemas que afectan a las
grandes mayorías y que van en contra de los valores cristianos. Desde sus
inicios en la década de los setenta, ha creado estrategias de participación con
los diferentes actores indígenas, campesinos y mestizos. El equipo humano
de la radio visita a las comunidades y parroquias para recoger sus voces. Las
cabinas de grabación ubicadas en organizaciones indígenas y el equipo de re-
porteros populares son los encargados de transmitir la voz de sus comunida-
des, por medio de programas especiales, en los dos idiomas de la provincia:
español y kichwa. El camino recorrido hasta hoy por Radio Latacunga es el
camino junto al pueblo marginado y empobrecido, actualizando el proyecto
evangelizador y de promoción humana hacia entretejer, promover y educar
el Sumak Kawsay (buen vivir) en la persona, la familia, la comunidad y la
naturaleza a la luz de la Buena Nueva.

156
Adalid Contreras Baspineiro

Web: www.latacungaradio.com
Email: radiolatacunga@gmail.com
Facebook: www.facebook.com/radiolatacunga/
Twitter: www.twitter.com/radiolatacunga

País: Ecuador
Experiencia: Proyecto Kúkara Mákara / Noticiario Juvenil (Funda-
ción Chasquikom)
El Noticiario radial llegó a ser presentado en 56 radios a nivel na-
cional y 10 a nivel latinoamericano. Este proyecto apoya a que se
escuche la voz de los y las jóvenes, generando espacios de partici-
pación interculturales en áreas de incidencia e integración. El ob-
jetivo del Noticiario es informar acontecimientos de relevancia y
actualidad, de forma objetiva y veraz desde la perspectiva juvenil,
con credibilidad y manejo oportuno e imparcial de la información.
Este proyecto busca ser retransmitido en medios de comunicación que crean
en la importancia de que los jóvenes tengan un espacio para expresarse.

Institución: Fundación ChasquiKom


La Fundación ChasquiKom es una Organización No Gubernamental encami-
nada al desarrollo de comunicadores juveniles en América Latina. Fundada en
1997, cuenta con reconocimiento legal y su sede es Quito. Contamos con equi-
pamiento de alta calidad y tecnología y con gente capacitada en comunicación
juvenil; todo esto encaminado básicamente al desarrollo de la juventud escucha
y de la que participa directamente en la Fundación. Hoy en día el trabajo de
ChasquiKom quiere proyectarse a la capacitación de otros jóvenes de diferentes
organizaciones y colegios, en comunicación y así fortalecer lazos entre organi-
zaciones y sobretodo llevar el mensaje de lucha a los sectores juveniles y la
difusión de los mismo en distintos medios de comunicación propios.

157
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Facebook: www.facebook.com/Chasquikom/videos/1975710382725633/
Web: www.chasquikom.org

País: Ecuador
Experiencia: Radio Comunitaria Salinerito 89.9 fm
La solidaridad, la transparencia, la alegría, la inclusión y el amor… son los
valores de Radio Salinerito, es la voz de un pueblo de Economía Solidaria.
El motivo de la radio son las personas, su hacer, lo que piensan y sus ne-
cesidades, en síntesis, expresar radialmente el mensaje que vive en ellos.
Nuestro propósito es integrar las voces de las comunidades y organizaciones,
su proceso de desarrollo y sus sueños. Porque la radio es una forma creativa
de cambiar el mundo. La programación se orienta a la integración y capaci-
tación de los habitantes en ciertas habilidades como reporteros comunitarios,
locutores, presentadores de noticias, etc. Además busca fomentar una mayor
participación de las comunidades de la Provincia de Bolívar en los procesos
de desarrollo y refuerzo de la sociedad civil y la democracia local.
Web: www.salinerito.com/radio
Web: www.salinerito.com/online.htm (en vivo)
Email: radiocomunitaria@salinerito.com
Facebook: www.facebook.com/RadioSalinerito89.9/
Twitter: www.twitter.com/radiosalinerito

Institución: Salinerito
Grupo de empresas, productos y atractivos turísticos de Salinas de Guaranda,
entre otras cosas, que desde 1970 en la provincia de Bolívar - Ecuador, se
apostó al Cooperativismo como la forma efectiva y democrática de enfrentar

158
Adalid Contreras Baspineiro

la pobreza y marginación, con el apoyo de voluntarios extranjeros, la Misión


Salesiana y especialmente al impulso que dio la iglesia con Mons. Cándido
Rada. Poco a poco se pasó a un pueblo organizado y agroindustrial, con-
virtiéndose en referente para la provincia y el país. El resultado ha sido el
mantenimiento de su población, evitando la migración a los núcleos urbanos,
así como la mejora sustancial de las condiciones de vida de sus habitantes.
Es por eso que el proceso Salinero es considerado una experiencia modelo
dentro de la Economía Popular y Solidaria.
Web: www.salinerito.com
Email: grupposalinas@salinerito.com
Facebook: www.facebook.com/elsalinerito
Twitter: www.twitter.com/SalineritoO
Instagram: www.instagram.com/el_salinerito/
Youtube: www.youtube.com/channel/UCo3ECZPqCk1pbuvZwGL8Pdg?view_
as=public
Flickr: www.flickr.com/people/elsalinerito/

País: Ecuador
Experiencia: SIGNIS ALC: Comunicación solidaria para promover
el bien común
La experiencia recupera la propuesta político-comunicacional de las orga-
nizaciones católicas de comunicación en América Latina, desde su creación
(1952) y su posterior articulación en el Servicio Conjunto de Comunica-
ción de las Organizaciones Católicas Internacionales de Comunicación,
OCLACC, y finalmente SIGNIS ALC. Desde sus inicios, en América Latina,
las organizaciones católicas de comunicación llevan adelante un trabajo de
comunicación que busca aportar para la construcción de una sociedad más
justa y fraterna, a través de una propuesta de comunicación solidaria.

159
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Institución: SIGNIS ALC


La Asociación Católica Latinoamericana y Caribeña de Comunicación - SIGNIS
ALC, es una gran red de instituciones, comunicadores y profesionales de la
comunicación, con capacidad y posibilidad de incidir en la sociedad civil y en
las políticas de comunicación de los estados, instituciones e iglesias locales.
SIGNIS ALC se distingue por su actitud de servicio, de solidaridad con los
excluidos y por promover las alianzas y la comunión como el mejor camino
para profundizar las estrategias de desarrollo de nuestros pueblos. Apoya la
formación y profesionalización de los comunicadores a través de un servicio
de capacitación y asesoría permanente utilizando todos los recursos huma-
nos y las nuevas tecnologías al alcance de la institución.
Web: www.signisalc.org/
Email: signisalc@signisalc.org
Facebook: www.facebook.com/signisamericalatina
Twitter: twitter.@Signis_ALC
Instagram: signisalc
Youtube: www.youtube.com/signisalc

160
Adalid Contreras Baspineiro

País: Paraguay
Experiencia: Radio Voces Nativas
Espacio de comunicación de las comunidades y Pueblos Indígenas del Chaco
Paraguayo. Donde se expresan las diversas culturas que habitan este gran te-
rritorio donde la radio aporta a construir nuevas y mejores personas, con cada
amanecer y apuntamos siempre al buen vivir para todos los pueblos indígenas.
Web: www.paraguayonline.net/vocesnativas (en vivo)
Facebook: www.facebook.com/Radio-Comunitaria-Voces-Nati-
vas-321322461335575/

Institución: Asociación de Voces Nativas de la Coordinadora de


Comunicación Comunitaria del Pueblos Indígenas del Chaco
Central
Es una organización sin fines de lucro. Dentro de los logros es potenciar
nuestra señal de transmisión con la adquisición nuevos equipos de transmi-
sión, gracias el apoyo económico a la población indígena Cyin o Clim.
Web: www.vocesnativas.org.py/

País: Paraguay
Experiencia: Democratización de la información para el ejercicio
de los derechos humanos – Demoinfo
Es un proyecto ejecutado por una mesa de organizaciones sociales
conformadas por la Coordinadora de Organizaciones Campesinas (ONAC,
MCNOC, CONAMURI, MAP, CNOCIP) la Central de Cooperativas de Vivienda
por Ayuda Mutua del Paraguay (CCVAMP) la Coordinadora de Empresas

161
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Asociativas Rurales Departamentales, la Mesa de


Desarrollo de Organizaciones Sociales de Cordillera
y la Asociación Nacional de Radios comunitarias y
medios alternativos.
Web: www.demoinfo.com.py
Email: proyecto@demoinfo.com.py / proyectodemoinfo@gmail.com
Facebook: www.facebook.com/demoinfopy
Ivoox: www.co.ivoox.com/es/demoinfo_aj_2396967_1.html

Institución: Conamuri
La Organización de Mujeres Campesinas e Indígenas - Conamuri, trabaja
con mujeres del campo, organizadas en comités de producción y pequeñas
asociaciones en 12 departamentos de Paraguay: Itapúa, Central, Concepción,
Misiones, Alto Paraná, Guairá, Caazapá, Caaguazú, Canindeyú, San Pedro,
Boquerón, Presidente Hayes. La organización nace con el mandato de iniciar
la construcción de una organización nacional de mujeres que articulase las
reivindicaciones y propuestas del sector campesino e indígena, para la defen-
sa de sus derechos y para la búsqueda de alternativas frente a la angustiante
situación de pobreza, discriminación y exclusión por razones de clase, etnia
y género.
Web: www.conamuri.org.py
Facebook: www.facebook.com/conamuri.paraguay/
www.youtube.com/channel/UCkxVqJ-QhXY5hZwO2b9obvQ
Twitter: twitter.com/CONAMURI

162
Adalid Contreras Baspineiro

País: Perú
Experiencia: Asociación Cultural D1 – el Arte de
transformar
Movimiento cultural que promueve un modelo educativo centra-
do en la persona, usando las artes como herramienta de transfor-
mación individual y social. La Escuela D1 cuenta con una amplia
trayectoria y reputación, brindando una formación de excelencia
a cientos de amantes de la danza en el Perú. Esta escuela combina
la técnica y expresión artística de cada estilo impartiendo valores
como el respeto, trabajo en equipo y perseverancia. Asimismo,
ofrecemos a nuestros alumnos (principiantes y avanzados) una amplia gama
de disciplinas de baile clasificadas en tres estilos: Urbanos, Clásicos y Latinos.
Web: www.d1-dance.com/escuela

Institución: Asociación Cultural D1


Asociación cultural sin fines de lucro, orientada a la transformación social y a
la promoción cultural. Fundada por la bailarina peruana Vania Masías en 2005
en Lima. Este proyecto se inició con la ambición de formar líderes en jóvenes
de sectores marginales del Perú. El proyecto forma alrededor de 7 mil jóvenes
al año, convirtiéndose en uno de los principales referentes en el uso de las
artes como herramienta de transformación social. Se estima que ha tenido un
impacto en más de 170 mil personas de forma directa.
Web: www.d1-dance.com
Facebook: www.facebook.com/D1AsociacionCultural/
Twitter: www.twitter.com/D1AC_Oficial
Youtube: www.youtube.com/channel/UCwfQLnssTfk0O9uM0Fn1wkw
Instagram: www.instagram.com/d1asociacioncultural/

163
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

País: Perú
Experiencia: Ludoteca Pukllana
Este programa busca promover y fortalecer el desarrollo
integral e integrador de la vida de los niños y niñas de Co-
llique (Distrito de Comas, Provincia de Lima, Perú). Se da
especial atención al acompañamiento y refuerzo en los
procesos de interaprendizajes, a través de metodologías lúdicas, participativas
e interactivas educomunicacionales. Se promueve una educación que genere
relaciones comunitarias, afirmando y desarrollando las identidades culturales
andinas y amazónicas, enriqueciéndolas con una práctica intercultural.
Web: www.sanviator.org.pe/index.php/servicios/ludoteca

Institución: Centro de Educomunicación San Viator


Institución de educomunicación que desde los valores cristianos de la justicia
social y la opción por los pobres visibiliza a los sujetos sociales excluidos
de la comunidad, inspirados por el carisma viatoriano. Entre los enfoques
transversales, en el buen vivir, apostamos por la “conversión ecológica” hacia
un “equilibrio ecológico” que invita el papa Francisco. Aquí se contemplan
relaciones solidarias con la naturaleza, entre las personas y los pueblos, que
tenga en cuenta la dimensión espiritual; recuperando el sentido holístico de
la vida comunitaria como una perspectiva del buen vivir.
Web: www.sanviator.org.pe
Email: sanviator@sanviator.org.pe
Facebook: www.facebook.com/sanviator.org.pe/
Twitter: www.twitter.com/CentroSanViator
Youtube: www.youtube.com/channel/UC8Fr3kR3w2LfxRA3rp42mow

164
Adalid Contreras Baspineiro

País: Perú
Experiencia: Escuela Ikuari
Radio Ucamara en 2012 abre el espacio ‘Escuela Ikuari’ en respuesta a lo que ha
vivido y sigue viviendo el pueblo de Nauta, en el que la población kukama no
siente amor ni orgullo de pertenecer a esta cultura, por la imposición del cas-
tellano por parte del Estado en las instituciones públicas. En las escuelas se pro-
hibía a los niños hablar en su lengua materna incluso castigando a quienes lo
hacían. Los kukama debido a la exclusión, discriminación y estigmatización por
la población mestiza, sienten vergüenza y hasta reniegan de sus orígenes, no
transmiten su lengua a las nuevas generaciones obligándolas a ser un pueblo
invisible y con grandes riesgos de perder su lengua y desaparecer como pueblo.
Facebook: www.facebook.com/ESCUELAIKUARI.R.UCAMARA
Youtube: www.youtube.com/watch?v=kCKsGwXIKoE

Institución: Radio Ucamara


Radio Ucamara es una radio del Instituto de Promoción Social Amazónica
IPSA, fundación a cargo del Vicariato Apostólico de Iquitos. Su labor educado-
ra y promotora de la educación y la cultura ha ido definiéndose con el aporte
de muchos colaboradores, pero sobre todo, con la sabiduría del Pueblo Indí-
gena Kukama, territorio donde interviene. Actualmente la radio es conducida
por gente del pueblo Kukama. Su acción comunicacional se sustenta en las
investigaciones de la memoria de nuestros pueblos amazónicos y el trabajo
radiofónico.
Web: http://radio-ucamara.blogspot.com/
Facebook: www.facebook.com/Radio-Ucamara-1655666701327536/
Youtube: https://www.youtube.com/channel/UCkSfG0xv4mAHKv-be3_0Qag/
Twitter: www.twitter.com/RadioUcamara/

165
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

2. Panorama de las experiencias autosistematizadas


Como se puede apreciar en el Cuadro expuesto a continuación, son
experiencias que responden a una diversidad de expresiones de formas
de educomunicación, o en palabras de ellos, de educación y comuni-
cación popular. Para el desarrollo de sus actividades, la mayor parte
de las experiencias acude a la apropiación pedagógica de medios de
comunicación, particularmente la radio y también el cine.
Otros, muchos, combinan estos medios o desarrollan sin ellos
acciones directas en comunidades y barrios, basando sus experiencias
en las bondades del arte y el encuentro donde despliegan una gama
amplia de técnicas participativas.
Dos de las experiencias han sido fundadas en la década de los
ochentas, y otras dos en los noventas, en plena vigencia de la globa-
lización y su modelo estrella, el neoliberalismo, a cuyas secuelas em-
pobrecedoras, individualizantes, desarraigadoras y apañadoras de la
inseguridad, quieren dar respuesta.
La gran mayoría de los proyectos, aunque sus marcos institucio-
nales sean anteriores, son iniciativas de este siglo, en cuyas décadas ini-
ciales se viven los efectos de la crisis del neoliberalismo, el surgimiento
de alternativas esperanzadoras de cambio en las sociedades, su declive,
y también procesos intensos de urbanización de los países, así como de
la generalización de las nuevas de la información y la comunicación.
SIGNIS ALC, con sus casi cuarenta años a cuestas, sintetiza la historia
de la comunicación educativa y popular latinoamericana.
Es interesante constatar que nueve de las 17 experiencias tra-
bajan con niños, niñas y/o jóvenes y adolescentes, y varios de ellos
incluyendo a sus familias. También los derechos de las mujeres
ocupan un lugar importante en las experiencias que trabajan con
poblaciones amplias. Cinco experiencias se desarrollan en ciuda-
des y tres expresamente áreas rurales; ocho en ambos territorios en
propuestas regionales o nacionales y una tiene ámbito de acción
continental.
En cualquier caso, los procesos de urbanización son tenidos
en cuentas de manera recurrente en las distintas experiencias.

166
Adalid Contreras Baspineiro

Cuadro 1
Experiencias innovadoras de educomunicación para el Buen-Convivir Bien-Transformar
Experiencia Área trabajo Ubicación Sujetos Fundación
ARGENTINA
SIGNIS Argentina: Cine debate Ciudad de Buenos Adolescentes 1998
Cine Mundo Chico Aires y el Gran
Buenos Aires
BRASIL
Associação Organización de Curitiba Niños diciembre
Evangelizar é convivencias 2016
Preciso: Natal de Instituciones
Verdade
Familias

Proyectos sociales
Caritas Brasil: Premiación Brasil Organizaciones sociales, 2010
Prêmio Odair asociaciones, coope-
Firmino de rativas y grupos comu-
Solidariedade nitarios
Rede de Notícias da Radiorevista Amazonía brasileña Audiencia de la Rede de
Amazônia: Notícias da Amazônia
Caminhos da
Amazônia
Missão Paz: Radio en línea San Pablo Inmigrantes, refugiados, 2013
Webradio Migrantes personas desplazadas
por la violencia y sus
familias
COLOMBIA
CEDAL: Educación Capacitación, Ciudad Bolívar Niños, jóvenes y líderes 1980
para la Paz investigación y (Bogotá), Soacha
producción de (Cundinamarca), (2015)
medios Medellín (Antioquia),
Cartagena (Bolívar),
Montería (Córdoba),
Ibagué (Tolima),
Neiva (Huila)
CEPALC: SED - Talleres Bogotá Mujeres pertenecientes 2000
Sororidad a iglesias protestantes
Ecumenismo y históricas
Democracia
Grupo Radio Municipio Arauquita Niños y jóvenes arau- 2014
COMUNICARTE: quiteños
Red de Radio (2017)
Escolares de
Arauquita

167
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Experiencia Area trabajo Ubicación Sujetos Fundación


ECUADOR
Fundación Radio Ecuador Jóvenes 1997
Chasquikom:
Proyecto Kúkara
Mákara
Fundación Familia Radio Salinas Población de la provincia 2009
Salesiana: Radio
Salinerito
Radio Latacunga: radio Cotopaxi Indígenas y vecinos de la 1981
Nuestra Palabra / provincia de Cotopaxi
Aylluyarishunchik
(familiaricémonos)
SIGNIS ALC Formación Quito Comunicadores de 1982
en de prensa, organizaciones católicas
radio, televisión de América Latina y el
y cine para Caribe
comunicadores
Educomuni-
cación, cine,
jóvenes y
teología
PARAGUAY
Conamuri: Plataforma vir- Paraguay Movimientos sociales 2016
Demoinfo tual de radios
Radio Voces Radio Boquerón Indígenas del Chaco 2013
Nativas paraguayo
Asociación Cultural Festival de Hip Lima Adolescentes, jóvenes 2012
D1 hop
PERÚ
Centro de Educo- Ludotecas Lima Niños y niñas 2009
municación San
Viator – Collique:
Ludoteca Pukllana
Radio Ucamara: Radio y escuela Perú Pueblos amazónicos 2006
Escuela Ikuari del idioma
kukama Autoridades

Niños

168
Adalid Contreras Baspineiro

3. Objetivos
La generalidad de las experiencias sistematizadas, expresan finalidades
de transformación de las situaciones en las que se desenvuelven. En
realidad, su inserción en las sociedades donde trabajan obedece a un
compromiso con el cambio positivo de su estado de situación, priori-
zando las capacidades de las poblaciones para forjar ellas mismas sus
futuros imaginados en el camino de enfrentamiento de las situaciones
que paralizan sus vidas en los márgenes de las políticas estatales.
Ninguna de ellas tiene objetivos de legitimación de las realida-
des, todas son compromisos de vida digna, que es una realidad a cons-
truirse en sociedades expuestas a todos los indicadores contrarios a la
vigencia de derechos. Son por eso mismo, propuestas de transforma-
ción a partir de prácticas de educomunicación.
Los objetivos se desenvuelven en los cambios a nivel personal
de los y las participantes: su autoestima, su identidad, su concien-
cia, su espiritualidad. Tambièn el nivel social, de cambios organi-
zados, de conjunto, con la movilización de las poblaciones son pre-
ocupación combinada con el nivel de la cotidianeidad, articulados
a la construcción de la identidad cultural y social, recuperando las
prácticas comunitarias propias de nuestros pueblos.
También son usuales los objetivos relacionados con la apro-
piación de medios de comunicación, para dibujar mediaciones con
ellos, desde y para una visión crítica que deberá incentivar proce-
sos relacionales de interacción e intercambios entre los participan-
tes de los proyectos y los actores relacionados con ellos. En esta
misma dimensión, la interpelación a las causas que condicionan
situaciones de marginalidad o de indefensión, son también obje-
tivos buscados junto con la búsqueda de visibilización de los y las
participantes, de su palabra, de sus demandas, de sus esperanzas y
de sus propuestas.

169
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Cuadro 2
Objetivos de las experiencias innovadoras
Experiencia Objetivos
ARGENTINA
SIGNIS Argentina: Aproximar el cine a los adolescentes desde un reconocimiento diferente al
Cine Mundo Chico que se suele realizar como mero espectador.

Acercar a los adolescentes a problemáticas actuales, protagonizadas por los


mismos jóvenes, representadas en relatos cinematográficos de diferentes cul-
turas para poder hacer una reflexión de la sensibilidad y el compromiso social.

Constituir redes de docentes


BRASIL
Associação Evangelizar Rescatar el verdadero sentido de Navidad (nacimiento de Jesús)
é Preciso: Natal de
Verdade Que las personas colaboren de forma práctica en la promoción de la caridad
y la paz.
Caritas Brasil: Estimular acciones de diseminación y divulgación de la cultura de la solidari-
Prêmio Odair Firmino dad y bien vivir.
de Solidariedade
Valorar experiencias colectivas de defensa de los derechos humanos

Rescatar la memoria en honor a Odair Firmino


Rede de Notícias da Suscitar el debate sobre el cuidado con el medio ambiente a fin de garantizar
Amazônia: Caminhos la preservación de las especies de la fauna e la flora amazónica en perfecta
da Amazônia harmonía con los moradores de la región que son ejemplos concretos de
cómo garantizar su sustento sin agredir el medio en que viven.
Missão Paz: Extraer experiencias que permitan seguir fortaleciendo y enriqueciendo las
Webradio Migrantes experiencias de comunidades de diferentes países

Mejorar el respeto la dignidad de los migrantes y refugiados y también buscar


acercarse al Vivir Bien/Buen vivir.
COLOMBIA
CEDAL: Brindar a los niños la oportunidad de reflexionar y expresar a través de sus
Educación para la Paz propios lenguajes, creatividad, imaginación, fantasía y observación de la
realidad, sus concepciones sobre la paz, sus vivencias y deseos, de modo
que se conviertan poco a poco en constructores de paz.

Estimular reflexiones y expresiones artísticas y culturales, de los jóvenes


(montajes teatrales, creaciones artísticas, escritos, poesía, pintura, música,
danza, canto, etc.) para leer desde sus propias percepciones el concepto de
paz como un tema que les afecta, interesa y compromete con su familia y su
comunidad, de modo que se conviertan en agentes constructores de paz.

Crear conciencia de la responsabilidad de ser constructores de paz, como


deber y derecho consagrados en la constitución nacional y como compromi-
so cristiano.

170
Adalid Contreras Baspineiro

Experiencia Objetivos
CEPALC: SED - Formar en derechos humanos con perspectiva de mujer y prevención de
Sororidad Ecumenismo todas las violencias basadas en género, desde una perspectiva histórica, de
y Democracia educación popular y comunicación para el buen vivir/

Vivir bien.

Conocer nuestros derechos; luego el camino de sororidad; luego, el vivir


nuestros derechos y ganar espacios de liderazgo y como resultado: transfor-
mar nuestras comunidades.
Grupo COMUNICARTE: Motivar a niños y jóvenes en la construcción de un proyecto de vida, utilizando
Red de Radio Escolares los medios, expresiones y formas comunicacionales como una opción para
de Arauquita darle sentido a sus sueños y su compromiso con una sociedad más solidaria.

Crear una red de Radios Escolares, en donde se fomentará la participación


comunitaria y juvenil en los canales locales de difusión.

Producir contenidos desde los temas de interés e inquietudes de los niños


y jóvenes a través de los distintos lenguajes mediáticos (fotografía, radio,
video, redes sociales, blog/web) para involucrarlos en su participación social
y en la construcción cotidiana de la Paz.

Socializar los contenidos producidos por los jóvenes a través de los canales
de difusión disponibles en la región.
ECUADOR
Fundación Activar la participación juvenil en cuanto a comunicación, fortaleciendo
Chasquikom: Proyecto mediante nuestra propuesta de medios alternativos la democratización de la
Kúkara Mákara comunicación recalcando todos ejercicios y todas las prácticas significativas
para el buen vivir.
Fundación Familia Difundir la historia, el presente y el futuro de cada organización, cada vo-
Salesiana: luntario, cada empresa, cada producto, incluso la marca que confluyen en la
Radio Salinerito Radio Salinerito.
Radio Latacunga: Vincularnos con todos los actores sociales, especialmente con los excluidos,
Nuestra Palabra / para generar una comunicación democrática y ciudadana alrededor de los
Aylluyarishunchik problemas que afectan a las grandes mayorías y que van en contra de los
(familiaricémonos) valores cristianos.

Entretejer, promover y educar el Sumak Kawsay (buen vivir) en la persona, la


familia, la comunidad y la naturaleza a la luz de la Buena Nueva.
SIGNIS ALC Proporcionar a los comunicadores católicos la posibilidad de integrarse no
solo a las asociaciones de comunicadores de cada país sino también a una
serie de REDES de interés temático.

Promover una nueva forma de participación e integración de los colaborado-


res y otros actores, superando las fronteras nacionales y construir vínculos
desde los intereses y necesidades específicas de todos los comunicadores y
comunicadoras en el continente.

171
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Experiencia Objetivos
PARAGUAY
DemoInfo Coordinar diferentes experiencias de radios comunitarias de los distritos y
barrios y constituirlas en una red de expresiones ciudadanas, un vehículo
de denuncias y de contribución para el avance de los procesos de los mo-
vimientos sociales, promoviendo los derechos humanos y la participación
protagónica e impulsando legislación para la democratización de la comuni-
cación.
Radio Voces Nativas Dialogar las distintas experiencias con los mismos pueblos originarios, a la
vez que es un espacio de reclamo y de tratamiento de sus problemas.

Comunicar con sinceridad y compromiso voluntario, con un pueblo que


necesita comunicación propia, una voz propia para enfrentar los problemas.
PERÚ
Asociación Cultural D1 Generar oportunidades de desarrollo a adolescentes y jóvenes a través de
la danza y las artes expresivas con un enfoque transformador; tratando de
articular el potencial humano y artístico para promover una cultura integrado-
ra y creativa en el Perú.
Centro de Educomu- Brindar un espacio para que los niños y niñas realicen las tareas, ya que no
nicación San Viator hay bibliotecas públicas en la zona.
– Collique: Ludoteca
Pukllana Realizar una propuesta que integre las demás dimensiones de los propios
niños y niñas y no solamente la de conocimientos.
Radio Ucamara: Hacer visible la recuperación de la identidad a través de la revitalización y
Escuela Ikuari transmisión intergeneracional del idioma kukama.

Busca la recuperación y revitalización del idioma materno el kukama, donde


niños y niñas adquieren conocimientos de su lengua y cultura por parte de
los adultos mayores, atreves de la narración y el canto.

4. Procesos vividos
Los diferentes proyectos expresan la dinamicidad de los procesos en
los que están insertos, definiendo momentos de realización unas veces
condicionados por los contextos en los que se desenvuelven, otras por
las posibilidades de trabajo fundamentalmente financieras y de recur-
sos humanos, también por las respuestas de las poblaciones con las que
trabajan y, en todos los casos, por las maduraciones de los procesos
que impulsan participativamente las propias organizaciones.
En realidad, una historia institucional está hecha de muchas his-
torias internas que aparecen, se desarrollan y se diluyen o profundizan,
fundamentalmente por la búsqueda de pertinencia y adecuación con

172
Adalid Contreras Baspineiro

las realidades culturales y sociales donde se desenvuelven. Al ser pro-


cesos participativos, los ritmos los marcan los grados de apropiación,
organización, movilización y acción transformadora de los sujetos.
El cometido de las prácticas innovadoras de comunicación para
el Vivir Bien / Buen Vivir, es tan exigente como son las transformacio-
nes sociales que implican el paso de un campo de historicidad a otra.
Se trata de escribir historias otras, de justicia, partiendo de terrenos
de absoluta y profunda injusticia. Y hay que escribir estas historias
haciéndolas, caminándolas, soñándolas, materializándolas, siempre de
la mano de las transformaciones que, a su vez, en el proceso, sufren los
y las actores sociales, haciéndose sujetos históricos.
Los procesos que construyen las prácticas innovadoras de co-
municación para el vivir bien, ejerciendo la construcción a su vez del
derecho a la palabra, no son sencillos. Veamos solamente algunas si-
tuaciones en las que se desenvuelven y que son sin duda, encuentros
procesuales con la utopía: Insertar migrantes desplazados de toda legi-
timidad social en la vida cotidiana; o generar esperanza en niños cuya
única experiencia es la guerra que no deja más ilusiones que seguir
viviendo; o empoderar mujeres como sujetos de derechos apretujadas
por el sistema que las excluye, por el machismo, por la violencia natu-
ralizada, por la multiplicidad de roles no reconocidos; o trabajar por la
inclusión de pueblos indígenas sometidos a relaciones de dominación
colonial que resisten consolidando sus identidades y labrando desde
ellas propuestas de sociedad para el planeta.
Podrán apreciar los lectores que los procesos vividos no son su-
cesiones de etapas previamente establecidas, sino acomodos, previstos
o no, a las apropiaciones ciudadanas de sus propias capacidades para
conocer, valorar, exigir y ejercer sus derechos. De ninguna manera
los que se siguen son caminos planos, por el contrario, son senderos
sinuosos que se construyen con la oposición de grupos que quisieran
eternizar las inequidades y de contextos que parecen diseñados para
naturalizar una Latinoamérica olvidada.
Los procesos que siguen las prácticas innovadoras de comuni-
cación para el vivir bien son construcciones de las otras historias, no
oficiales, que se escriben desde los bordes de la normalidad, para in-

173
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

vadir su centro con otros temas, con otras cosmovisiones, con otros y
otras actores, con otras demandas, con otras expresiones culturales,
con otros rostros, con otras utopías basadas en la solidaridad y en el
bien común.
Son procesos largos, dificultosos, participativos, humanizadores,
inclusivos, dignificantes, evangelizadores, esperanzadores…

Cuadro 3
Procesos vividos
Experiencia Procesos vividos
ARGENTINA
SIGNIS Argentina: Formulación de proyecto, solicitudes de apoyo, búsqueda de asociados, y
Cine Mundo Chico acciones muy puntuales o micro como prueba piloto
Etapa de despegue y formulación de proyecto
Asentamiento
Continuidad y primera expansión
Crisis
Recuperación y segunda expansión
Reformulación y multiplicación
Reflexión sobre el concepto de “sistematizar”: Reflexión micro (interna) y
macro (externa)
BRASIL
Associação Evangelizar Planeamiento de las acciones
é Preciso: Natal de Diseño de la identidad visual y preparación de los materiales de apoyo y
Verdade distribución.
Emplazamiento del árbol de solidaridad y lanzamiento de la campaña por
distintos medios de comunicación
Diseño de la metodología de eventos
Entrega de canastones navideños
Caritas Brasil: 2010. Tema: As mudanças climáticas e a vida no planeta.
Prêmio Odair Firmino 2011. Tema: Mulher, meio ambiente e desenvolvimento
de Solidariedade
2012. Tema: Juventude, desenvolvimento e solidariedade.
2013. Tema: Soberania alimentar e solidariedade: alternativas às desigualda-
des sociais
Pausa del proyecto los años 2014 y 2015
2016. Tema: Pastoralidade e transformação social. Fue el 60° de Cáritas
Brasileña
2018. Tema: A cultura da paz para a superação da violencia

174
Adalid Contreras Baspineiro

Experiencia Procesos vividos


Rede de Notícias da 2011: Recepción del premio Micrófono de plata, otorgado por la SIGNIS ALC
Amazônia: Caminhos y la CNBB
da Amazônia
2014: Reconocimiento de las recomendaciones sobre uso del agua que
realiza la emisora en un trabajo de la Universidad Federal del Acre
2015: En un trabajo del Instituto Esperanza de Enseñanza Superior se conoce
que un habitante de Santarém afirma que hay una relación inmediata entre
hablar de medio ambiente y hablar del programa Caminos de la Amazonia
Actualmente: Estancamiento de la producción únicamente en Santarém (la
cabeza de red), las otras emisoras no están produciendo programas. En
Santarém el equipo humano es pequeño
Missão Paz: Orientación a la capacitación de la comunidad para planear, producir, mejorar,
Webradio Migrantes y empoderar a los actores de diferentes espacios radiales, trabajando princi-
palmente con la población migrantes y refugiados.
Surge la necesidad de consolidar todas las enseñanzas en un centro de
comunicación de radio para niños y jóvenes, con el objetivo de hacer de la
formación un proceso continuo, y menos aislado,
Las emisiones dejan de ser únicamente en español
COLOMBIA
CEDAL: Trabajo durante más de 20 años años, con poblaciones en las que el impacto
Educación para la Paz de la guerra ha sido devastador y donde constantemente son insuficientes
las acciones que favorecen la restitución de la confianza, la fe en la vida y la
comprensión de la paz
1997 - 2000 trabajo con la población de Córdoba en la creación, diseño,
publicación y socialización de material didáctico en forma de tres cartillas
para trabajar el tema de convivencia pacífica.
2001 a 2004 se abordó la problemática de la violencia estructural en diversas
ciudades del país
Desde el año 2005, se emprendieron proyectos para la consolidación de las
comunidades más vulnerables en torno a redes ciudadanas, la humanización
y la comunicación
CEPALC: SED - 2000: Se inicia el trabajo con mujeres de iglesias
Sororidad Ecumenismo
y Democracia 2015: Se amplía la convocatoria a mujeres jóvenes no necesariamente de
iglesias, sino de escuelas y zonas populares
Grupo COMUNICARTE: Diagnóstico participativo para seleccionar colegios e instituciones educativas,
Red de Radio Escolares grupos de trabajo, sitios de encuentro, entre otros.
de Arauquita
La siguiente etapa fue, capacitación, producción mediática, acompañamiento
y monitoreo.
Festival Pásela en Paz

175
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Experiencia Procesos vividos


ECUADOR
Fundación 1997-2002: Inicia Noticiero juvenil ChasquiKom
Chasquikom: Proyecto 2000-2001: Inicia Taller de corresponsales
Kúkara Mákara
2001: Inicia programa Ondas verdes
2004: Inicia programa La lengua de la hormiga
2004-2005: Fortalecimiento institucional
2011: Inicia Taller de periodismo juvenil
2012 – 2014: Apertura radio online Medusa Radio Activa
2013: Inicia programa La santa
2013-2014: Inicia programa Tic Tic
2014: Noticiero juvenil ChasquiKom y capacitaciones Chasquicine
2016: Inicia programa Kúkara Mácara
Fortalecimiento con el ingreso de nuevos miembros y voluntarios
Fundación Familia 2001: Se abre radio con financiamiento de la Conferencia Episcopal Italiana
Salesiana:
Radio Salinerito Cierra por falta de fondos y se consigue una frecuencia comercial
2005: Se empieza a buscar una frecuencia comunitaria
2009: Se obtiene una frecuencia comunitaria de corto alcance
2014: Se involucran organizaciones a través del Grupo Salinas y se obtiene la
frecuencia comunitaria de largo alcance
Radio Latacunga: 1981: Apertura de radio Latacunga
Nuestra Palabra /
Aylluyarishunchik Programas que responden a la razón de ser de la Radio
(familiaricémonos) Discordancia entre las expectativas de los oyentes y la oferta de la radio.
Investigación sobre las necesidades de la audiencia
1991: Ampliación de públicos abriendo de radio Stereo Latacunga FM para
financiar a la AM y llegar a los pobladores urbanos
SIGNIS ALC 1927-1928: Creación de la Unión Católica Internacional de Prensa (UCIP), la
Organización Católica Internacional de Cine (OCIC) y la Asociación Católica
Internacional para la Radio, la Televisión y Medios Afines (Unda) en Europa.
1955-1960: Se decide crear el Secretariado Latinoamericano de Unda
(UNDA-AL); la Unión Católica Latinoamericana de Prensa, UCLAP; y el Se-
cretariado Latinoamericano de la Organización Católica Internacional de Cine
(OCIC-AL) con sedes itinerantes cada uno.
2001: Las tres organizaciones se fusionan en una sola que adopta el nom-
bre de Organización Católica Latinoamericana y Caribeña de Comunicación
(OCLACC) y queda instalada en Quito
2013: La OCLACC asume la razón social de la Asociación Católica Mundial
para la Comunicación (SIGNIS ALC)

176
Adalid Contreras Baspineiro

Experiencia Procesos vividos


PARAGUAY
Conamuri: Demoinfo Fundación de Demoinfo en 2010
Incorporación de Demoinfo al plan estratégico de Conamuri en agosto de
2016.
Radio Voces Nativas Fundación el año 2013
Formación de comunicadores indígenas
Incorporación de jóvenes y niños
Asociación Cultural D1 Nace como Festival Internacional de Culturas Urbanas (FICU)
Es renombrado como Festival Internacional de Culturas Urbanas Pura Calle
PERÚ
Centro de Educomu- Se realiza el acompañamiento a los niños durante un año escolar
nicación San Viator Se decide acompañar a los niños durante dos años
– Collique: Ludoteca
Pukllana
Radio Ucamara: Despegue: inicio de la experiencia (solo en los ambientes de la radio con
Escuela Ikuari edades diversas (adultos jóvenes y niños) Se replantea la política comunica-
cional, nace Radio Ucamara (2006)
Se expande a cinco juntas vecinales de nauta (cinco grupos) con más de
treinta niños en cada grupo, dirigido solo a niños(as) y adolescentes.
Se apertura la escuela en la comunidad nativa de puerto prado, río Marañón y
en la escuela de arte purawa en el río Ucayali quebrada yarapa.
Permanencia de los grupos en las cinco juntas vecinales de nauta (Darwin
Grandes Ruiz, Alcibíades Torres Huartapairo, 28 de Julio, prolongación lima y
28 de julio ultima cuadra)

5. Lecciones aprendidas
Es interesante constatar en el señalamiento de las lecciones aprendidas,
que los proyectos sistematizados son estructuras abiertas a su perma-
nente perfeccionamiento, especialmente en su rol de mediación por
el que, constituyéndose en un actor más de los procesos, contribuye a
que sus logros sean en realidad los logros en la vida de las personas y
sociedades con las que trabajan.
Con una mirada integral, hemos dividido las lecciones aprendi-
das en: i) conceptuales y metodológicas para valorar las apuestas ins-
titucionales; ii) culturales y sociales para valorar la práctica social, es
decir las acciones ciudadanas en su vida cotidiana que transcurre en la

177
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

cultura y en su vida organizativa que transcurre en el campo político;


y iii) institucionales, para establecer las propias transformaciones insti-
tucionales al influjo de la energía y dinamismo de las prácticas sociales.
Notarán los lectores que las lecciones aprendidas tienen el carác-
ter a su vez de desafíos, que los podemos concentrar en algunas tenden-
cias: Son desafíos ubicados no solamente en los territorios que habitan
y tiempos en los que se desenvuelven, sino situados en los procesos por
hacerse, para seguir caminando. Una expresión de esta tendencia, en
educomunicación, desde un eje irrenunciable guiado por los princi-
pios de la educación y la comunicación popular, asumir por ejemplo
las nuevas tecnologías, poniéndolas al servicio, junto con los medios
tradicionales y grupales, y el arte, al servicio de la participación, de la
expresión ciudadana, de su visibilización y de la transformación de sus
situaciones de vida.
En suma, son lecciones aprendidas para seguir caminando.

Cuadro 4
Lecciones aprendidas
Experiencia Educomunicativas Culturales/sociales Institucionales
ARGENTINA
SIGNIS Los aspectos que más Las experiencias for- Ser parte de un proyecto que
Argentina: Cine contribuyen a las formas man parte de un movi- ha pasado por distintas fases
Mundo Chico de convivencia comunita- miento social emanci- es de gran utilidad para enten-
ria y solidaria son los que pador e inclusivo. der de dónde venimos, qué
se vinculan con los mo- Nuestros proyectos hacemos, y por qué y hacia
mentos de comunicación forman parte de una dónde vamos. Esto ayuda a
y participación. red social de incidencia fortalecer los lazos de unión e
La tecnología facilita la en nuestros barrios, identidad del grupo.
comunicación en redes di- ciudades y periferias. El proyecto depende en parte
gitales. Esto tiende a hacer de los liderazgos, el tipo de
eficiente las acciones del liderazgo (abierto y demo-
proyecto, pero crea un tipo crático) de los últimos tiem-
de comunicación diferente pos incide en la expansión.
de la interpersonal directa. Es necesario un liderazgo
CMCH nos aproximó a compartido y un espacio
prácticas asociadas a la común para el tratamiento y
educación popular, que resolución de posibles con-
pueden tener raíces comu- flictos, para reencaminarnos
nes con el buen vivir o el siempre en el sendero de
vivir bien. nuestra misión.

178
Adalid Contreras Baspineiro

Experiencia Educomunicativas Culturales/sociales Institucionales


BRASIL
Associação Las convivencias sirvie-
Evangelizar é ron para la formación
Preciso: Natal de de una sociedad más
Verdade involucrada emocional-
mente en las raíces de
la evangelización.
Caritas Brasil: Si hubiera inversión para visi-
Prêmio Odair bilizar comunicacionalmente
Firmino de una acción, se podría influir
Solidariedade en el desarrollo de las comu-
nidades en los territorios.
Rede de Notícias Para retomar la experiencia La principal actividad Es necesario cambiar la
da Amazônia: que creemos ser de éxito del programa es reco- forma de producción. Se
Caminhos da pretendemos trabajar un gre relatos de produc- debería formar un equipo
Amazônia proyecto para la formación tores, líderes y vecinos en la cabeza de red para
de radio-periodistas que de la región y entrevis- mantener una periodicidad
se comprometen a produ- tas con especialistas del programa.
cir los programas, y tam- que dan consejos de
bién contar las historias cómo mejor cuidar de
de lucha, vida y respeto nuestra casa común.
al medio ambiente de los También se producen
luchadores sociales de la radionovelas que mues-
Amazonia. tran experiencias.
Missão Paz: Usar recursos tecnológi- Los medios digitales
Webradio cos modernos y técnicas sirven para la coope-
Migrantes de comunicación en el ración entre personas,
aprendizaje a través de independientemente de
medios refuerza la comu- su nacionalidad.
nicación como esencial Los medios participan en
para el conocimiento. la construcción de valores
La radioweb abierta y gra- sociales, en una relación
tuita estimula la comunica- de permanente ida y vuel-
ción en red de la comunidad ta: por un lado, los medios
escolar y el protagonismo son espejo de los valores
de los estudiantes. de una sociedad y sus
Producir contenido y comu- relaciones internas y, por
nicarse por redes sociales otro, son fundamentales
es parte del cotidiano de en la definición de valores
migrantes y refugiados hoy, y actitudes.
pero educar en lo digital es Los migrantes son
fundamental para la educa- protagonistas en la
ción para el siglo XXI. creación de contenido
Las nuevas tecnologías in- y en la reflexión sobre
fluyen en la comunicación sus responsabilidades
para la convivencia. en este proceso.

179
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Experiencia Educomunicativas Culturales/sociales Institucionales


COLOMBIA
CEDAL: Resignificación del len- Hemos aprendido a La apropiación, en conjunto,
Educación para guaje en función de pro- comprender la respon- de niños, jóvenes y adultos,
la Paz ducir códigos del lenguaje sabilidad individual y de las problemáticas que
simbólico y del lenguaje social de ser agentes los rodean y sus posibles
articulado en clave de paz, de paz desde cualquier soluciones, es un elemento
en el cual tiene un papel escenario de actuación. estratégico para evitar las
importante la promoción El antídoto más eficaz acciones intervencionistas
del diálogo interreligioso. contra la violencia y el lo que permite darle un largo
La experiencia educomu- conflicto armado, es el aliento a este proceso.
nicativa permite hacer desarrollo humano, al
partícipes a todos los cual se aportó desde la
miembros de la comuni- formación de comuni-
dad, aportando desde su dades que asumieron
diversidad a la pacificación actos de paz, pactos de
de sus pueblos, ciudades, no agresión, respeto,
regiones diálogo y reconciliación.
Sin la realización del La religión contribuye al
proyecto, sin duda, no logro de la paz realizan-
se habría acercado a los do procesos enfocados
chicxs a una experiencia hacia la fraternidad,
real de comunicación para valor que convoca a
el desarrollo juvenil. que no se encuentren
Se debe apelar a la con- enemigos o contrincan-
ciencia de la sociedad tes, sino hermanos a
como la principal educa- los que acoger y querer.
dora, para hacer contra-
parte a aquellas conductas
que fomentan el odio y la
desesperanza.
CEPALC: SED La comunicación popu- El nombrar a cada una
- Sororidad lar y alternativa, es un de las mujeres que par-
Ecumenismo y proceso de construcción ticipaba en el proceso
Democracia colectiva de conoci- sirvió para dar mérito a
mientos que tiene como cada mujer que cami-
propósitos fundamentales naba en el proceso.
la participación activa de Las múltiples expresio-
todas las personas, la nes de la comunicación
escucha activa, nuevas (teatro, música, radio,
formas de la mirada, la pintura, fotografía,
reflexión permanente para video, títeres, danza,
una comprensión y la sombras chinas)
lectura crítica de medios, permitió a las mujeres
símbolos, imágenes y prácticas reales para
discursos.

180
Adalid Contreras Baspineiro

Experiencia Educomunicativas Culturales/sociales Institucionales


La comunicación popular interpretar ideas, expre-
tiene un compromiso con sarlas y entender que
la memoria histórica, la tenían escenarios pa-
transformación de ideas y recidos y que no están
discursos desde la expe- solas en el mundo.
riencia sentipensante. El uso de un lenguaje
La palabra propone ideas, devocional fue una
designa sujetos, incluye o práctica asertiva que
excluye y es determinante cohesionó al grupo.
para una comunicación
incluyente, viva, asertiva
que nombra la diferencia
y la diversidad para cons-
truir mensajes nuevos que
transforman realidades
para la equidad.
La educación popular
construye nuevos sig-
nificados y nuevos con-
tenidos, que dan lugar a
otros niveles del lenguaje
que debe ser incluyente e
integrador, activo y trans-
formador.
El juego permite compren-
der la solidaridad, sumar
complicidades, fomentar la
cooperación en vez de la
competencia.
Grupo La experiencia educo- El nombrar a cada una Hay que seleccionar a
COMUNICARTE: municativa sirvió para de las mujeres que estudiantes que les guste
Red de Radio el compromiso con el participaba en el pro- el Proyecto, independien-
Escolares de derecho y obligaciones de ceso esto sirvió para temente de sus notas o
Arauquita Comunicación Participati- dar mérito a cada mujer estatus social.
va para los medios locales que caminaba en el
y comunitarios. proceso.
Se construyó otra mirada
a los medios alternativos
de comunicación: Todos
tenían otra idea de los
medios de comunicación y
querían imitar a los gran-
des medios nacionales.
Se hizo una lectura crítica
de los medios de comu-
nicación.

181
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Experiencia Educomunicativas Culturales/sociales Institucionales


ECUADOR
Fundación Los jóvenes empezaron a El Buen Vivir recalca la
Chasquikom: mostrar lo bueno y lo malo convivencia comunitaria
Proyecto Kúkara de cada uno, e identifica- entre los miembros que
Mákara ron que falta la voz de la forman parte de este
gente. proyecto (que ya que
son más de 20 jóvenes).
Fundación El quehacer radial es El voluntariado Sur-Sur
Familia algo cultural, que se tiene muy buenas pers-
Salesiana: combina con eventos de pectivas en lo práctico y
Radio Salinerito capacitación, actividades desvirtúa la idea de que
organizativas y otros para hay poblaciones que
generar en la mentalidad saben y otras que no
de dirigentes, promoto- saben, gente que tiene
res, agentes de pastoral, y otros que no tienen:
propuestas de cambio. todos tenemos mucho
Hacer las cosas pensando que dar, cada uno en sus
en Radio. espacios de fortaleza.

Radio Los medios de comunica- La construcción del Los productores de la


Latacunga: ción en la actualidad son el Sumak Kawsay, es una emisora son actores impor-
Nuestra Palabra complemento de la familia, tarea diaria; en la rela- tantes del Proyecto, tienen
/ Aylluyarishun- la comunidad y la escuela, ción dialógica con los experiencia en la producción
chik (familiaricé- muchos dicen que les ha actores comunitarios. de programas radiofónicos.
monos) superado, incidiendo más Las formas de par- Se debió contar con ins-
en la formación y educa- ticipación deben ser trumentos de monitoreo y
ción de las personas. dinámicas y acoplarse seguimiento para valorar si
Un programa radiofónico a los nuevos contextos. las metas y los objetivos se
que no se renueva ante Vivir de la historia y cumplieron.
los cambios de la realidad, de logros pasados Es necesario que se hubiera
ante la competencia de los nos estanca, se debe buscado asesoría externa y
medios de comunicación intensificar las visitas al capacitación.
o ante los avances de las campo.
tecnologías actuales, tiende
a estancarse y no ofrecer
alternativas a la audiencia.
SIGNIS ALC Entender la comunicación La presencia de jóvenes Institucionalmente se debe
como camino para la en eventos directamen- profundizar la vinculación
comunión va mucho más te organizados en la del trabajo de las redes con
allá de la mera transmisión región ha permitido que la línea del proyecto político
de información. Por su se encuentren, debatan, de comunicación.
propia raíz etimológica del conozcan de sus expe- Falta mejorar los niveles de
latín communis, apuesta riencias y descubrir que participación interna de las
por construir la comuni- no son los únicos con redes, entre sus propios
dad, donde la comunión y propuestas de cambios miembros y otros actores.
el progreso en la conviven- sustanciales en sus
cia humana son los fines. países.

182
Adalid Contreras Baspineiro

Experiencia Educomunicativas Culturales/sociales Institucionales


Se ha cambiado el apren- Se dinamizó nuestra vida
dizaje lineal de la palabra institucional al abrirnos
impresa hacia un apren- al mundo y acompañar y
dizaje basado en la explo- visibilizar mejor las accio-
ración por los sentidos y nes, luchas y propuestas de
la velocidad. Este hecho las organizaciones sociales,
obliga a un replantea- de los pueblos, etc. para
miento de los modos de que las redes sean vistas de
enseñar y de perfeccionar forma institucional.
a los formadores.
Hay que repensar la edu-
comunicación como algo
más que una acción: es un
estilo de vida, una forma
de pensar y de ser.
PARAGUAY
Conamuri: Se debe practicar el uso Desde el golpe de La concentración de todo el
Demoinfo de un lenguaje más in- Estado contra el go- trabajo en una sola persona
clusivo y la participación bierno democrático de es una dificultad que debe
protagónica de las mujeres Fernando Lugo en el superarse para hablar con
a través de la multiplica- año 2012, las organiza- propiedad de la existencia
ción de sus voces desde ciones y movimientos de un equipo consolidado.
las bases y territorios. sociales han empe-
zado a comprender
la importancia de la
comunicación al ser
tergiversados o silen-
ciados sus gritos de
protesta en los medios
hegemónicos.
Radio Voces La comunicación de radio La comunicación llega, Gracias a nuestra voluntad
Nativas llega mucho más rápido y entra y aporta al desa- y capacidad que, aunque no
es mejor entendida cuando rrollo. somos estudiantes de gran
transmitimos en nuestra categoría, con las personas
lengua materna. que se han preocupado por
nosotros, hemos ganado
experiencia al realizar las
prácticas con ellos.
Asociación La imaginación y la crea- La experiencia del Para tener mayor impacto,
Cultural D1 tividad, la innovación se festival coloca claves es necesario involucrar a
ve en cada uno de los que y apunta al fortaleci- todas las personas que
construimos, diseñamos miento de la ciudadanía estaban en el equipo y en
y participan del festival. desde la libertad, todos los niveles de trabajo
Nos autoconocemos, pensamiento crítico, que tenemos en Asociación
transformamos y nos discernimiento sobre la Cultural D1.
transformamos como un realidad y convivencia.

183
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Experiencia Educomunicativas Culturales/sociales Institucionales


vínculo positivo circular. La participación, el En este marco, Asociación
Una acción solidaria, en trabajo en equipo y las Cultural D1 como facilitador
el sentido de un apoyo dinámicas invitan a de espacios de encuentro
mutuo sin condición. involucrarse y organi- y de acogida tiene un fun-
En esta propuesta el zarse, asumir respon- cionamiento organizacional
diálogo no solo consiste sabilidades para que de comunidad, de respon-
en hablar, sino en escu- las actividades resulten sabilidades compartidas
charnos con todos los satisfactorias. y de reflexión y dialogo
sentidos. Dialogar sobre Un aprendizaje colabo- permanente.
nuestras acciones, pen- rativo, co creativo inte-
samientos, sentimientos, gral como significado
emociones y sobre las del reconocimiento al
dificultades individuales y otro, es por ello que se
grupales. Para un análisis proponen encuentros y
de conjunto que nos per- compartir.
mita construir y vivir una
experiencia comunitaria.
PERÚ
Centro de Edu- Cuando el público es Es necesario involucrar
comunicación tan variado en edad, las a todas las personas
San Viator – dinámicas y actividades que están en relación
Collique: Ludote- propuestas para los niños con el niño aprendizajes
ca Pukllana y niñas de 6 años no eran de los niños y niñas,
acordes y no respondían a través de visitas y
a las necesidades de los entrevistas a los/as
niños de 11 años”. docentes y visitas a los
hogares.
Radio Ucamara: Logramos una propuesta Se debe aprender a ser
Escuela Ikuari pedagógica novedosa pacientes y tolerantes
en la cual los mayores con aquellas personas
kukama hablantes enseñan que no han llegado a
la lengua y transmiten su comprender la impor-
conocimiento cultural a tancia de dar valor a la
niñas y niños a través de cultura kukama.
canciones, narraciones Ese respeto y armonía
y actividades educativas en la que viven los pue-
lúdicas, muchas de ellas blos indígenas kukama
realizadas al aire libre y con la naturaleza se
relacionadas con el mundo transmite en los can-
natural. tos, cuentos haciendo
Las nuevas herramientas posible que los niños
tecnologías y la música aprenden dar el valor al
ayudan a hacer más atrac- mundo natural y a su
tiva la iniciativa de valorar cultura.
el idioma y la cultura sobre
todo fue un paso decisivo

184
Adalid Contreras Baspineiro

en el enfoque del derecho


a la cultura y reconocer
que los adultos mayores
son fuente de sabiduría
y de gran valor para la
Sociedad.

6. Proyecciones
La noción de proyección debe asumirse como un proceso indesligable del
diseño de estrategias, que de manera muy general la identificamos con un
plan general que orienta las acciones por hacerse y las que se dejarían de
hacer; que explica los contextos en los que se desenvuelven; que imagi-
na escenarios de realización; que acompaña los procesos de participación
ciudadana; y que recoge las expresiones de la palabra que construye los
caminos que conducen a los cambios que se pretenden alcanzar.
Es por este carácter que las proyecciones señaladas por las prác-
ticas innovadoras de comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, ya
sea que estén pensadas hacia adentro de las propias experiencias, o
hacia afuera para contribuir a la generación de otras experiencias en
otros espacios, remarcan aspectos: i) de visión de los proyectos, más
ubicados en los contextos cambiantes en los que se desenvuelven; ii)
de misión, o roles a cumplir en el desarrollo de las acciones; iii) de pro-
tagonismo ciudadano, con una convicción creciente sobre la impor-
tancia de su tarea transformadora; iv) de concepción de las propuestas
de educomunicación, que quieren abordar más directamente el Vivir
Bien / Buen Vivir; v) de metodologías de trabajo, irrenunciablemente
participativas; vi) la necesidad del intercambio e integración con otras
experiencias de contextos parecidos o de otras regiones y países; y vii)
de nuevas formas de vida para seguirse construyendo y alimentando
otros procesos similares.
El paso que sigue en estas experiencias, es sin duda la definición
de estrategias de educomunicación, para seguir construyendo futuro,
porque su destino ya no les pertenece sólo a ellas mismas, porque se
han convertido en fuentes de inspiración para políticas más amplias
comprometidas con el bien común.

185
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Cuadro 5
Proyecciones
Experiencia Proyecciones institucionales Proyecciones externas
ARGENTINA
SIGNIS Argentina: Conformación de equipos comprometi- Mejorar la comunicación externa.
Cine Mundo dos con las razones de ser del Proyecto. La concepción de Comunicación para el
Chico Formulación de planes considerando Vivir Bien / Buen Vivir debe formar parte
todos los factores relevantes que hacen de la acción hacia el exterior.
al proyecto. Incentivar la transferencia de propósi-
Gestión (cultural) y optimización de las tos, alentando las preguntas y referen-
acciones. cias sobre el sentido de las acciones
Mejorar la comunicación interna. realizadas y los sueños por cumplir.
Organizar un equipo que se distribuya Socializarla nuestra metodología través
las tareas con propiedad y objetivos de de las comunicaciones públicas.
eficiencia.
Evaluar la posible integración de la comu-
nicación para el buen vivir como aspecto
básico de nuestra forma de ser comunidad.
Socializar ad intro los diversos aspectos
metodológicos.
Establecer tiempos de recaudo, memo-
ria, calma, armonía y retiro, no en el
aislamiento, si en un ir y venir.
Captar jóvenes comunicadores que
sean sensibles a la cultura solidaria, a
la preocupación por el otro, al sentido
social de la comunicación.
BRASIL
Associação Contar con un conjunto fijo de activida- Contar con un modelo de propuesta
Evangelizar é des de la Obra Evangelizadora. para organismos y entidades religiosas
Preciso: Natal de que pudieran tener interés en sistemati-
Verdade zarlo en sus regiones.
Caritas Brasil: Acompañar los procesos de comunica-
Prêmio Odair ción y lograr mayor fortalecimiento de
Firmino de los proyectos premiados.
Solidariedade
Rede de Notícias Capacitaciones para mejorar la produc- Ofrecer radionovelas que además de
da Amazônia: ción del programa. llegar al público adulto, también llega a
Caminhos da Trabajar un proyecto para la formación los niños, haciendo que ambos com-
Amazônia de radio-periodistas que se comprome- prendan las temáticas presentadas en
ten a producir los programas. cada programa.
Contar las historias de lucha, vida y Replicar el programa como un todo
respeto al medio ambiente de los lucha- en otras zonas para que las personas
dores sociales de la amazonía. supiesen de las experiencias exitosas

186
Adalid Contreras Baspineiro

Experiencia Proyecciones institucionales Proyecciones externas


Inclusión de periodistas de las emisoras que otros están haciendo para el mejor
socias a Rede de Notícias da Amazônia. cuidado del medio ambiente y de nues-
tra casa común.
Missão Paz: Constituirse en un canal de comuni- Entendiendo que las iglesias son ins-
Webradio cación en busca de mayor espacio de tituciones verticales, atraerlas en su
Migrantes visibilidad junto a las organizaciones conjunto y no solo a algunas personas
socias. o liderazgos.
COLOMBIA
CEDAL: Replicar los conocimientos adquiridos Trabajar de forma mancomunada entre
Educación para a personas de otras comunidades organizaciones sociales que realizan
la Paz multiplicando así iniciativas de paz en la acciones hacia la humanización.
escuela y su vivencia permanente.
Que los padres de familia repliquen sus
aprendizajes en sus casas y por tanto,
en la formación de sus hijos.
CEPALC: SED Contar con una amplia participación de Contar con un voluntariado compro-
- Sororidad mujeres de todas las generaciones en las metido y tenaz que seguramente le
Ecumenismo y iglesias para conseguir un mayor impacto dará proyección más significativa a los
Democracia en la comunidad eclesial. procesos.
Comprender conceptos cabalmente. Trabajar con una mirada holística que
Formar ideas políticas que se asuman en debe incluir otras propuestas religiosas
los procesos populares de formación. y no religiosas para una mayor inciden-
Promover cambios de actitud frente a la cia social.
vida, transformación de hábitos, trabajar Mantener la sencillez, en todas nuestras
productos intangibles como las ideas, relaciones institucionales, es decir es-
los conceptos para nuevos imaginarios tamos hablando de la casi ausencia de
Elaborar una pedagogía asertiva y emo- burocracia y la efectividad en las gestio-
cional para vivir la sororidad de manera nes y tratamientos con los grupos.
progresiva, sin anteponerla a la solidari-
dad, sino integrarlas.
Atravesar el empoderamiento y toma de
conciencia por diferentes perspectivas
desde los derechos humanos hasta las
economías solidarias, la ecología y las
múltiples miradas de lo sexual.
Acercarnos a estrategias pedagógicas
que amplíen las miradas desde prácticas
populares aplicadas en la cultura.
Dejar de hacer uso utilitario de la co-
municación y más bien vivirla. Transitar
la comunicación como si se tratara de
un camino lleno de formas, colores,
sonidos, deleitándose con los sentidos
humanos que son diversos.

187
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Experiencia Proyecciones institucionales Proyecciones externas


Grupo Convertir nuestro material en aporte Los organismos que apoyaron el pro-
COMUNICARTE: al conocimiento de las comunidades yecto quedaron satisfechos con los
Red de Radio educativas, comunitarias y comunica- resultados, por lo que se desean que
Escolares de cionales. Que lo producido sea utilizado se siga desarrollando hasta poder crear
Arauquita como muestras pilotos para capacitar un semillero de comunicación en el
otros grupos. departamento.
Se desea que los estudiantes que estu- La experiencia, la metodología y los
vieron en la experiencia encabecen los productos mediáticos nos ayude como
grupos de semilleros en temas como kit para socializar los derechos de la
radio, video, fotografías, escritos y comunicación de los niños, de los
medios digitales. Ahora sean ellos los jóvenes y de las emisoras comunitarias
facilitadores o guías para otros estudian- y escolares.
tes que desean aprender y sumergirse Que los estudiantes, docentes y padres
en el mundo de la comunicación y no de familia salgan a las calles encuentren
hayan tenido la oportunidad de partici- noticias, historias, relatos, crónicas,
par en el Proyecto. denuncias, etc. Entrevistan, construyan
e informen lo que pasa en su región,
dejen de lado las noticias de las capita-
les del país.
ECUADOR
Fundación Kúkara Mákara será un medio de pro- proponemos un programa que difunda
Chasquikom: puesta por excelencia: el desarrollo de temas de interés en especial a la juven-
Proyecto Kúkara los temas resulta de análisis e interac- tud y la familia. A través del desarrollo
Mákara ciones grupales de jóvenes que, por y difusión de ideas originales que logre
medio de foros y debates expresan sus impacto en la sociedad, en ámbitos,
ideas y adquieren las técnicas y herra- colegial, universitario y empresarial. Así
mientas de la comunicación del futuro. también estará adecuado para ser visto
por el entorno familiar.
Fundación Familia Generar ingresos de la publicidad radial Generar una cultura radial en toda la
Salesiana: para que la Fundación continúe y amplíe población sobre todo a nivel de orga-
Radio Salinerito sus servicios sociales. nizaciones pues en ellas se encuentra
la responsabilidad de generar e innovar
para dar respuesta a toda la juventud
habida de puestos de trabajo.
Que la radio forme facilitadores para
que brinden asesoría a comunidades
campesinas de todo el país en diferen-
tes aspectos de la cual Salinas tiene ya
amplia experiencia.
Que los dirigentes de las instituciones
públicas y privadas, rindan cuentas a
sus votantes y socios a través de la
señal radial de modo que puedan ser
partícipes activos de la gestión insti-
tucional.

188
Adalid Contreras Baspineiro

Experiencia Proyecciones institucionales Proyecciones externas


Radio Latacunga: Continuar con la agenda de la presencia Buscar alianzas con responsabilida-
Nuestra Palabra / de la radio en comunidades, barrios des recíprocas con organizaciones
Aylluyarishunchik periféricos de la ciudad y parroquias comunitarias, gremios y otros grupos
(familiaricémonos) rurales; participando en reuniones y organizados.
fiestas comunitarias y patronales. Coordinar con dirigentes y líderes
Realizar entrevistas individuales y co- sociales la realización de debates radia-
lectivas, grupos focales y almacenar les mensuales desde diversos lugares,
testimonios históricos. como formas de participación ciudada-
Realizar ajustes a la programación na en las políticas de desarrollo.
radiofónica, mejorar la calidad de los Desde la experiencia de Radio Latacun-
programas; realizar jornadas de reflexión ga, fortalecer las redes nacionales y
con el equipo de la radio para detectar continentales de comunicación para el
nudos positivos y negativos que inclu- buen vivir.
yan la identificación de la programación
con el marco filosófico de la radio.
Hacer ajustes a la programación en
concordancia con los nuevos proble-
mas que vive la población campesina e
indígena en salud, educación, derechos,
economía, producción agropecuaria, mi-
gración masiva, deportes y más ámbitos
de la vida cotidiana de la gente.
Estudiar la influencia de las tecnologías
en la escucha de radio en las poblacio-
nes jóvenes campesinas e indígenas.
Buscar nuevas estrategias de incorporar
a los habitantes del sector rural que
migran a las ciudades.
SIGNIS ALC El compromiso de SIGNIS ALC es el de Acompañar y promover acciones de
continuar trabajando por el presente y renovación de la Iglesia, en sintonía con
futuro de nuestros pueblos, para res- las enseñanzas del Papa Francisco.
ponder desde una propuesta de comuni- Contribuir a la articulación de los proce-
cación solidaria, crítica y cristiana, a los sos de comunicación eclesial católica
grandes desafíos en torno a la pobreza, en el orden regional e internacional.
injusticias, inequidad, exclusión social,
falta de educación en la democracia y Incidir en el diseño y la implementación
globalización de la indiferencia. de políticas públicas relacionadas con
la comunicación social en los derechos
Incorporar a jóvenes comunicadores fundamentales de las personas, las cul-
que asuman la misión de generar y pro- turas y la naturaleza, y en la promoción
mover una comunicación que contribuya de nuevas experiencias de economía
a la construcción de sociedades más solidaria, democracia participativa,
justas, democráticas y solidarias. organización ciudadana, construcción
Generar Ecosistemas educomunicativos, del bien común y defensa de la dignidad
gestionados por las experiencias ya humana.
vivida que incidan en un cambio social.

189
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Experiencia Proyecciones institucionales Proyecciones externas


Organizar y construir una amplia base
de datos que contenga información so-
bre experiencias existentes de evangeli-
zación y comunicación en el continente
y compartirlo a través de sitio web de
SIGNIS ALC, que se busca se convierta
en el Portal de la Comunicación de
América Latina.
Proveer una permanente actualización y
profesionalización del comunicador.
Fortalecer el trabajo de las diversas
redes de comunicadores solidarios.
PARAGUAY
Conamuri: Convertirnos en una agencia popular de Fortalecer alianzas con colectivos y
Demoinfo noticias a través del fortalecimiento de gremios, tanto nacionales como inter-
sus plataformas virtuales: página web, nacionales.
redes sociales (Facebook y Twitter),
cuenta de Ivoox para difusión de forma-
tos en audio.
Retomar en un futuro cercano los talle-
res de formación de vocería en los te-
rritorios para la multiplicación de repor-
teros y reporteras populares, además
de distribuir tareas dentro del equipo de
comunicación de Conamuri para una
optimización de los talentos humanos y
para un trabajo mejor coordinado.
Habilitar una radio online o un programa
semanal en alguna radio comunitaria en
Asunción, como Fe y Alegría del Bañado
Sur, para pasar a la acción, hacer de la
prédica una práctica y no simplemente
servir como medio de comunicación.
Radio Voces Que las generaciones futuras no tengan Que el gobierno reconozca oficialmente
Nativas que esperar a un ingeniero o locutor, con el trabajo de los comunicadores indí-
licenciatura de comunicación y con un genas y pueda financiar su ganancia,
gran presupuesto. al menos en parte, por su esfuerzo y
Para entender este mundo (de la comu- dedicación diaria a la radio. Debemos
nicación, de la radio); hay que lograr la unir nuestras voces también por esto.
educación formal de una comunicadora
o comunicador entre los jóvenes.
Asociación Realizar festivales regionales, ya tene-
Cultural D1 mos peticiones y alianzas y nos prepa-
ramos para la escala internacional.

190
Adalid Contreras Baspineiro

Experiencia Proyecciones institucionales Proyecciones externas


PERÚ
Centro de Al ser una propuesta flexible, la me- Que niños y las niñas reconozcan sus
Educomunicación todología Educomunicacional de San derechos, se organicen y asuman res-
San Viator Viator podría ser aplicada y difundida ponsabilidades en los diversos espacios
– Collique: por distintos pues se enfoca en el ser en los que se desenvuelven.
Ludoteca humano (niño y niña) como centro de su Que niños y las niñas creen redes de
Pukllana propio desarrollo. comunicación para poner en agenda
temáticas de intereses comunes, visibi-
lizando sus realidades y actuando frente
a ellas.
Radio Ucamara: Buscar proyectos para continuar con la Llegar a otros sectores de la población
Escuela Ikuari enseñanza del idioma y permita capa- y que otras instituciones sean parte de
citar a maestros en las comunidades. esta iniciativa como aliados para darle
dotarles de materiales de ayuda y acom- continuidad al proyecto.
pañamiento a través de visitas.
Elaborar una página web de la escuela
Ikuari dentro del sitio de Radio Ucamara
para difundir los materiales.
Continuar produciendo materiales au-
diovisuales dentro de ella videos que
expliquen los conceptos y la metodolo-
gía de enseñanza para que otros grupos
y pueblos lo puedan Usar y crear sus
propios proyectos para recuperar su
lengua materna.

191
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

192
Adalid Contreras Baspineiro

Conclusiones
Para seguir en camino

193
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Soy lo que sostiene mi bandera.


La espina dorsal del planeta es mi cordillera.
Soy lo que me enseñó mi padre.
El que no quiere a su patria no quiere a su madre.
Soy América Latina,
un pueblo sin piernas, pero que camina.

Calle 13, Latinoamérica

194
Adalid Contreras Baspineiro

El Vivir Bien / Buen Vivir


es Buen-Convivir y Bien-Transformar
Las experiencias sistematizadas que dan origen a este trabajo, desde
su diversidad geográfica, a partir de los sentipensamientos y prácticas
sociales de los sujetos con los que trabajan y tomando en cuenta las ac-
ciones institucionales que realizan, nos han enseñado que el Vivir Bien
/ Buen Vivir se define como un Buen-Convivir comunitario, hecho de
reciprocidades y complementarias solidaridades para una cotidiana
vida en plenitud y en armonía. Así mismo, nos señalan el camino del
Bien-Transformar las condiciones de vida, con ciudadanos y ciudada-
nas empoderados, con reivindicaciones definidas, con organizaciones
fortalecidas y con movilizaciones por un mundo más justo.
Son experiencias que nos enseñan una forma de vivir en la que
se privilegia el bien común sobre el bien particular y privado, lo comu-
nitario sobre el individualismo, el cuidado sustentable del ambiente
sobre la generación indiscriminada de riqueza, la solidaridad sobre la
competitividad, así como la distribución equitativa por sobre la acu-
mulación desigual.

La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir


es dialogal, relacional, educativa, participativa y liberadora
Para trabajar esta forma de vivir, la comunicación debe construir un
discurso que es profundamente político, porque denuncia toda dis-
criminación, injusticia, exclusión y precariedad y se compromete con
una cosmovisión o modo de ver, entender y vivir, en vida comuni-
taria, en armonización con la naturaleza, una vida digna frente a las
nuevas formas de esclavitud, como camino y utopía de un mundo
solidario, en denuncia del neoliberalismo y como propulsión de nue-
vas emancipaciones.
195
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Así, la Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir implica una


decisión de vida (cotidiana), una actitud de compromiso y entrega por
el otro, por el pobre, por el oprimido, en la comprensión de lo que nos
es originario como pueblo y en el marco de un encuentro y conexión
con sentidos políticos de nuestras particularidades locales, nacionales
y regionales, y siempre presentes en el ejemplo constante de cada pala-
bra, acción u omisión.
Tiene un sentido dialogal, promoviendo interacciones entre
los ciudadanos y los pueblos, como una misión educomunicativa
fuertemente enraizada en los principios y metodologías de la edu-
cación y de la comunicación popular, que cobra sentido en la capa-
cidad de las poblaciones para construir historia desde sus propias
identidades.
Es un acto combinado de educación y comunicación que se
realiza mediante la generación de mediaciones que constituyen sen-
tidos de vida desde y con los sujetos históricos, con determinados
sentidos de sociedad en los que se cuide la casa común, se fomente
la solidaridad comunitaria, se promueva la paz con justicia, prime
la equidad de género, se superen las expresiones racistas, se anuncia
y se construya la Buena Nueva, y funcionen con la primacía de los
derechos humanos y de la naturaleza. Esto es, una educomunicación
colaborativa, participativa, dialogal, transformadora, para la convi-
vencia y la vida digna.

La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir


es una forma de educomunicación para la vida
La misión de la Comunicación para el Buen-Convivir y Bien-Trans-
formar empieza por el cambio en las personas despertando su libertad
interior para ser, estar, soñar, luchar con identidad, con dignidad, con
derechos. Su misión es también alentar la vida organizativa y de mo-
vilizaciones y luchas sociales por la equidad de género, por la paz con
justicia, por los derechos de los pueblos indígenas, por la defensa del
medio ambiente, por la expresión de la palabra, por la palabra argu-
mentada, por la narrativa inclusiva de los pueblos, por la esperanza, en
suma, por el derecho a la comunicación.
196
Adalid Contreras Baspineiro

En el Vivir Bien / Buen Vivir la individualidad es asumida en


términos de goce de vida, de suficiencia, de reconocimiento, de inclu-
sión, de identidad, de dignidad, de autonomía, de empoderamiento,
de libertad, de capacidad de expresarse y visibilizarse, de imaginarse
y soñar un futuro y, por qué no decirlo, de felicidad. En la capacidad
personal y colectiva de humanización, ahí radica el Vivir Bien / Buen
Vivir.
Las experiencias sistematizadas nos enseñan que el Vivir Bien /
Buen Vivir se construye construyendo los caminos de develamiento
de las inequidades; de forjamiento de la ira, la denuncia, el enfrenta-
miento y superación emancipadora de las injusticias; de apropiación
crítica de su inhumanidad; de superación de las vulnerabilidades y de
dinamización colectiva de la capacidad de soñar, de esperanzarse y es-
peranzar. Vivir Bien / Buen Vivir no es un hecho dado, sino un desa-
fío, una esperanza, la capacidad de creer en un futuro y un camino que
se tienen que recorrer.

La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir


es la conquista de la palabra
Una constante en las distintas experiencias es la preocupación por
la expresión, apropiación y construcción de la palabra por ciuda-
danías empoderadas en sus identidades sociales y culturales, con
conexiones a un pasado que las enriquece, y un futuro a inventar
y afrontar desde realidades situadas. La conquista de la palabra se
articula a la construcción de ciudadanía, de personas sabiéndose
sujetos de derechos.
Son experiencias dibujadas en los mapas nocturnos que Jesús
Martín Barbero imaginó superar con nuevas coordenadas para transi-
tar de los medios a las mediaciones, es decir asomarse a las experien-
cias cotidianas y organizativas de las personas, lo que desafía a repen-
sar la comunicación inscrita dentro de la cultura y la cultura dentro
de la política. Estos son mapas que orientan las mediaciones desde las
matrices culturales, desde las temporalidades sociales y desde la plura-
lidad de voces y de sujetos sociales.

197
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

La Comunicación para el Vivir Bien/Buen Vivir


es reconciliación
Reconciliación como tarea comunicativa acompañando la palabra y
las acciones de los pueblos, tiene como camino –y destino– la paz con
justicia. Esto es, la capacidad de dialogar, entender, perdonar, juzgar,
reflexionar y reconciliar, porque la paz no consiste sólo superar la gue-
rra, sino en reaprender a convivir. Este camino es así mismo un pro-
ceso educomunicativo que implica consolidar y fomentar una nueva
cultura, una nueva civilización penetrando en todos los poros de las
estructuras sociales. Construir la paz.
El proceso educomunicativo para la construcción de la paz co-
mienza como una práctica personal en un acto por disponerse a cons-
truirla, acompasada con procesos colectivos, porque la paz es una con-
quista personal, familiar y comunitaria. Y esto es posible cultivando
los valores de fraternidad para la convivencia humana, no castigadora,
de perdón por el bien común.
Reconciliación es también construir imaginarios de libertad,
en un acto comunicativo que implica el diálogo, la inclusión y la in-
teracción respetuosa, desarrollando cotidianamente relaciones de
amistad, de retribución, de agradecimiento, de colaboración que se
deben promover hasta recuperarlas como formas reconciliadoras
de culturas de la fraternidad. Y sobre esta base, trabajar comuni-
cacionalmente imaginarios de libertad con futuro de equidad y de
armonía, implica desarrollar lenguajes múltiples de identidad, de in-
clusión, de crítica, de respeto y de esperanza acudiendo a la conver-
sación diaria, a la música, a la radio, al teatro, a la poesía, a la pintura,
al video, a los memes, a la fotografía, la prensa y todos los medios con
los que se median sentidos de sociedad, de cultura, de política y de
espiritualidad.
La reconciliación no está ligada únicamente al conflicto armado
o a la violencia ejercida por la guerra. Es un proceso necesario también
en situaciones de violencia encubierta, prácticamente naturalizada en
las vidas de las sociedades que no se interrogan por la situación de
poblaciones excluidas y olvidadas a su propia suerte, como es la expe-
riencia de los migrantes y de los desplazados.
198
Adalid Contreras Baspineiro

La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir


es anuncio de la Buena Nueva
La evangelización es, esencialmente una práctica de dignidad, demos-
trando en la vida lo que de las puertas de la iglesia por adentro se anun-
cia y se celebra. La iglesia no es para sí misma, es para el Reino, es para
liberar y cambiar el mundo. ¿Cómo?: ayudando a la gente a satisfacer
las necesidades básicas; instando a la gente a liberarse; fomentando
su organización colaborativa; promoviendo formas de vida suficiente
(que a nadie le falte nada); y fomentando para mantener viva la inspi-
ración y la esperanza por otro mundo posible.
La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, como el Verbo,
camina con los pueblos, se hace con ellos. Es la expresión de una op-
ción preferencial por los pobres, desarrollando una pastoral liberado-
ra, educativa, ecologista, participativa, con la expresión de una palabra
profética y liberadora de denuncia y anuncio de la Buena Nueva.
La comunicación como camino para la comunión va mucho
más allá de la mera transmisión de información, dado que, desde su
raíz etimológica, del latín communis (poner en común), apuesta por
construir comunidad dialogalmente, en convivencia, denunciando los
desórdenes e injusticias y anunciando esperanzas en la Buena Nue-
va del Evangelio. El Evangelio se encarna en experiencias concretas,
como un mensaje liberador en la persona de Jesús, que interpela, res-
cata, dialoga y construye caminos de esperanza. El anuncio no radica
sólo en la palabra sino también en los actos cotidianos de quienes la
profesan.

La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir


es un compromiso para el cuidado de la casa común
La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, basándose en las
prácticas de nuestros pueblos, busca contribuir a superar la depreda-
ción capitalista del medio ambiente y de las condiciones que limitan
asegurar condiciones de bienestar para las futuras generaciones. Las
plantas, los animales, los ríos, el aire, las montañas son también, a la
par de los humanos, gestores de vida y razón de ser del Vivir Bien /
Buen Vivir. Esta es la Casa Común.
199
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

La comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir, debe enton-


ces contribuir a esta vida en armonía con la naturaleza, lo que implica
también saber escucharla, dialogar con ella para que juntos enfrenten
problemáticas tan complejas como la depredación del medio ambiente
por la acción del capitalismo salvaje, o las causas y efectos del cambio
climático, o la degradación de la biósfera, o la priorización de la explo-
tación de los recursos naturales por sobre su preservación.
La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir sabe que la
preservación de la vida en armonía con la naturaleza es protección y
defensa, luchando para ello en un contexto continental que rema en
contra de su existencia; por lo que promueve el intercambio cotidiano
para entendernos, asumir compromisos y tomar decisiones que nos
ayuden a desarrollar prácticas sociales para fortalecernos cultural y
socialmente en nuestras comunidades, entre nosotros y con todos los
seres vivos, arropados por la madre naturaleza que nos cobija y nos da
vida en la casa común: nuestro universo.

La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir es


convivencia comunitaria
Elemento central es la vida en comunidad, que supone relaciones de
solidaridad, de complementariedad y de correspondencias mutuas o
reciprocidades. No se trata sólo una comunidad en su sentido territo-
rial, sino de forma de vida que empieza en el reconocimiento del otro/a
como sujeto de derecho, apropiado en su particular situación de vida
que consagra la diversidad como valor que se materializa en el apoyo
mutuo con sentido comunitario, sin presión por la competitividad e
individualidad.
La forma comunidad más reconocida es la organización de los
pueblos indígenas, cuyas estructuras, formas, dinámicas y orientacio-
nes se adaptan a los cambios históricos y los tiempos, sin perder su
esencia consagrada a garantizar la vida de todos los seres vivos. Pero
también en los centros urbanos, en los barrios y en las grandes ciuda-
des se encuentran sociedades en las que el amor a la vida y la vida con
amor, son su identidad, estableciendo relaciones en una vida en co-
munidad que remando a contracorriente de la globalización, establece
200
Adalid Contreras Baspineiro

relaciones de solidaridad. En estos emprendimientos diversos radica


el Vivir Bien / Buen Vivir.
La Comunicación para el Vivir Bien / Buen Vivir no diferencia
emisores que todo lo saben ni receptores que todo lo necesitan. Fo-
menta la interacción desde las prácticas sociales, en formas comuni-
cacionales donde la gente tiene acceso a la expresión de su propia pa-
labra; y establece dialogalmente relaciones con el mundo; es partícipe
de procesos que inciden en los cambios en sus vidas, con ellos como
actores. Y desarrolla también en los procesos de comunicación formas
de convivencia donde son ‘ambos interlocutores’, productores de dis-
curso, no un hablante y otros oyentes; ambos constructores de sentidos
y de sociedades en prácticas socioculturales que se caracterizan por
gestionarse en relaciones de mutuo respeto, sin exclusiones, aunque
también con tensiones propias de las diferencias.
Las construcciones discursivas en la comunicación para la convi-
vencia no pueden entenderse como procesos planos de entendimiento
entre pares y distintos. En tanto manifestaciones de las construccio-
nes sociopolíticas, los consensos dependen de complejas y sinuosas
negociaciones y debates que se desatan en la búsqueda de acuerdos,
siguiendo los cánones de la ‘frónesis’, o capacidad de dialogar con pru-
dencia y respeto, manejando adecuadamente las formas de expresión
y los argumentos.
El entendimiento entre pares, iguales o parecidos implicará for-
mas de reciprocidad permanente que alimenten las formas de vida en
comunidad, por ejemplo, a través de la mutua cooperación en acciones
como la minga o minkha, que consiste en el intercambio de colabo-
raciones el sentido de ‘hoy por ti, mañana por mí’. El entendimiento
entre distintos o diferentes requiere de formas de complementariedad
en las que cada sujeto, individual o colectivo, aporta con lo mejor de
sus experiencias en cometidos comunes.

¿Qué es la Comunicación para el Bien-Convivir y Bien-Transformar?


Es la palabra que expresa la vida en convivencia. Es la palabra que
camina con los pueblos recorriendo los andares del trabajo comu-
nitario, de las acciones solidarias, de la reconciliación, de las luchas
201
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

sociales, de los encuentros e interacciones socioculturales y políticas,


de la participación de los pueblos haciéndose sujetos de la historia,
de la recuperación de la memoria histórica y de la identidad, de la
voz colectiva liberadora, del anuncio de la buena nueva, de la ar-
monía de los seres humanos consigo mismos en sociedad y con la
naturaleza, del futuro con esperanza, y de los encuentros intercultu-
rales y alteridades que permiten forjar sujetos que se incluyen en las
sociedades y en la historia, con valores de vida en comunidad. Es la
palabra que transforma.

202
Adalid Contreras Baspineiro

Bibliografía

Alfaro, Rosa María, La otra brújula. Innovaciones en comunicación y desa-


rrollo, Calandria, Lima, 2006
Bickel, Ana, La interpretación crítica, Fundación Promotora de Cooperati-
vas, El Salvador, 1996
Borjas, Beatriz, Metodología para sistematizar prácticas educativas. Por las
ciudades de Italo Calvino, Federación Internacional de Fe y Alegría,
Caracas, 2003
Cendales, Lola, Experiencias de sistematización, en Dimensión Educativa,
Sistematización de experiencias, búsquedas recientes, Aportes Nº 44.
Santafé de Bogotá, 2000
Choquehuanca, David, Suma qamaña: Vivir bien, no mejor, Koinonía,
Agenda Latinoamericana, 2012
Contreras Baspineiro, Adalid, Aruskipasipxañanakasakipunirakispawa, Ra-
zón y Palabra, Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores, Mon-
terrey, Volumen 20, N° 23, abril-junio, 2016, pp. 22-47
Contreras Baspineiro, Adalid, Jiwasa. Comunicación participativa para la
convivencia, FES, Quito, 2017
Contreras Baspineiro, Adalid, La palabra que camina. Comunicación popu-
lar para el vivir bien / buen vivir, ALER / CIESPAL / FES, Quito, 2015
Contreras Baspineiro, Adalid, Sentipensamientos. De la comunicación-desa-
rrollo a la comunicación para el vivir bien, UASB, Quito, 2014
Freire, Paulo, ¿Extensión o comunicación?, Isira, Santiago de Chile, 1969
Geerts, Andrés, Oeyen, Víctor van y Villamayor, Claudia, La radio popular
y comunitaria: la práctica inspira, ALER, Quito, 2004

203
El Buen-Convivir y Bien-Transformar en la Comunicación

Huanacuni, Fernando, Buen vivir / vivir bien, Filosofía, política estrategias


y experiencias regionales andinas, Lima, CAOI, 2010
Jara, Oscar, Para sistematizar experiencias, Alforja, San José, 1994
Kowii, Ariruma, Cultura Kichua, interculturalidad y gobernabilidad, en Go-
bernabilidad, democracia y derechos humanos, PADH, UASB, Re-
vista Aportes Andinos N° 13, Quito, 2005
López Vigil, José Ignacio, Pío XII: una mina de coraje, ALER, Quito, 1986
Papa Francisco, Laudato Sí, Carta Encíclica sobre el cuidado de la casa co-
mún, 2015
Piérola, Virginia, Manual para la sistematización de experiencias de educa-
ción y comunicación, Ciespal, Quito, 2003
Programa Especial para la Seguridad Alimentaria en Centroamérica –
PESA, Guía metodológica de sistematización, Aecid/FAO, Tegucigal-
pa, 2004
Rivera Cusicanqui, Silvia, Ch´ixinakax utxiwa: una reflexión sobre prácticas
y discursos descolonizadores, Tinta Limón, Buenos Aires, 2010
Torres, Alfonso, La sistematización como investigación interpretativa crítica:
entre la teoría y la práctica, en Santibañez, Erika y Álvarez, Carlos,
Sistematización y producción de conocimientos, CIDE, Santiago de
Chile, 1997
Tzvetán Todorov, La conquista de América. El problema del otro, Siglo XXI,
novena edición, Madrid, 1998
Verón, Eliseo, La semiosis social: fragmentos de una teoría de la discursivi-
dad, Gedisa, Barcelona, 1997
Zúñiga López, Rosa Elva y Zúñiga Preciado, María Teresa, Metodología
para la sistematización participativa de experiencias sociales. Una
propuesta desde la educación popular, IMDEC, Guadalajara, 2013

204