Вы находитесь на странице: 1из 5

DESPRENDIMIENTO PREMATURO DE PLACENTA NORMO INSERTA DPPNI

Desprendimiento o la separación total o parcial del sitio de implantación de una


placenta normoinserta antes del nacimiento del feto y después de las 20 semanas
de gestación. Proviene del término del latín abruptio placentae que significa
“desgarro de la placenta a pedazos”, y denota un accidente repentino, una
característica clínica de la mayor parte de los casos de esta complicación. 2,3.

Epidemiologia y Factores de riesgo

Tiene una frecuencia de diagnóstico 1 en 200 partos. Se desconoce la causa


primaria, pero existen varios padecimientos relacionados.2.

 Edad, paridad, raza y factores hereditarios: La incidencia aumenta con la


edad materna (>40), y en mujeres de gran paridad. Es más frecuente en
mujeres de raza negra y caucásicas (1/200) comparadas con asiáticas
(1/300) o latinoamericanas (1/450).
 Hipertensión: El padecimiento más relacionado es algún tipo de
hipertensión> Hipertensión gestacional, preclamsia, hipertensión crónica o
una combinación de estas, presente en 44%~. 2,3.
 Ruptura prematura de membranas y parto prematuro.
 Tabaquismo: Riesgo modificable, aumento de 2 a 5 veces más el riesgo para
abrupción severa. 3.
 Desprendimiento traumático.
 Leiomiomas.
 Desprendimiento prematuro de placenta recurrente
 Cocaína: La hipertensión y el incremento de los niveles de catecolaminas
causados por el abuso de cocaína causan vaso espasmo en los vasos
sanguíneos uterinos, lo que causa separación de la placenta y abrupción. Sin
embargo esta hipótesis aún no ha sido comprobada. La incidencia reportada
es de 13-35% aproximadamente y puede ser dosis dependiente.
 Trombofilias.
Fisiopatología

Se inicia con hemorragia haca las deciduas basales, que luego se dividen y dejan
una capa delgada adherida al miometrio. En consecuencia, el proceso en sus
primeras etapas consta de la aparición de un hematoma decidua que da pie
separación, compresión y destrucción final de la placenta adyacente al mismo.

Datos clínicos que orientan con el diagnóstico:

Hipertonía uterina o polisistolia y sangrado transvaginal (Brusco, profuso, doloroso,


oscuro) que se acompaña de dolor abdominal y repercusión fetal en grado variable,
con o sin trabajo de parto, así como presencia de factores de riesgo. 1.

Diagnostico con estudios de gabinete. 1.

Ultrasonido: Sensibilidad de 80%, especificidad de 92%. Hallazgos:

1. Colección entre placenta y líquido amniótico

2. Movimiento de la lámina corionica con la actividad fetal.

3. Colección retro placentaria.

4. Hematoma marginal.

5. Hematoma subcorionico

6. Aumento heterogéneo en el grosor de la placenta (>5cm en el plano


perpendicular).

7. Hematoma intraamniotico.

Tratamiento. 1.

 En casos de abruptio placentario y muerte fetal, independiente de edad


gestacional, si las condiciones de la madre son estables y no existen
contraindicaciones: Se puede permitir parto vaginal.
Establecer acceso intravenoso en forma inmediata y reemplazar en forma
agresiva la sangre y los factores de coagulación que se requieran.
 En caso de abruptio placentario en embarazos cercanos a término o a
término, con el feto vivo: Realizar cesárea.
 Embarazo pre término (Semana 20 a 34 de gestación), desprendimiento
parcial de la placenta, sin sangrado activo, madre hemodinámicamente
estable y bienestar fetal corroborado: manejo conservador.
 Placenta previa y desprendimiento prematuro de placenta en forma parcial
con 28 a 34 semanas de gestación y sin indicación de urgencia quirúrgica,
administrar esquema de inductores de madurez pulmonar: Dexametasona 6
mg IM c/15 hrs, 4 dosis o Betametasona 12 mg IM c/24 hrs 2 dosis.

PLACENTA PREVIA

Aquella que está implantada sobre o muy cerca del orificio interno del cuello uterino.

 Placenta previa total: Orificio cervicouterino


interno está cubierto por completo por la
placenta
 Placenta previa parcial: Cubre de forma
parcial el orificio interno.
 Placenta previa marginal: El borde de la
placenta está en el margen del orificio interno
 Implantación baja de la placenta: Placenta está
implantada en el segmento uterino inferior.El
borde de la placenta no llega al orificio interno
pero esta próximo al mismo.

Epidemiologia

Tiene una incidencia reportada de 0.33 a 2.6%, aumentando el riesgo con el número
de embarazos asociados.

Factores de riesgo
Edad materna mayor de 35 años, multiparidad, cicatrices uterinas previas
(Legrados, procedimientos de aspiración manual uterina, cesáreas, miomectomias)
y tabaquismo.

Patogénesis

Patogénesis desconocida. Se cree que se debe a presencia de áreas de decidua


suboptimamente vascularizada en la cavidad uterina superior, posiblemente debido
a cambios inflamatorios o atróficos, lo que promueve la implantación del trofoblasto
en o en dirección hacia la cavidad uterina inferior.

Datos clínicos que orientan con el diagnóstico:

Sangrado transvaginal activo indoloro, de cantidad variable y que se presenta al


final del segundo trimestre del embarazo, habitualmente sin actividad uterina y/o
posterior al coito.

Diagnostico con estudios de gabinete. 1.

Realizar ultrasonido transvaginal en el segundo y/o tercer trimestre, a toda paciente


con sospecha de placenta previa, para confirmar el diagnóstico. Puede realizarse
con seguridad en pacientes con placenta previa ya que la posición de la sonda se
encuentra de 2 a 3 cm por debajo del cérvix. De no contar con el ultrasonido
trasnvaginal, deberá realizarse ultrasonido abdominal con vejiga llena, al final del
segundo trimestre de gestación.

Manejo

Pacientes con placenta previa y/o acretismo placentario con edad gestacional entre
28 a 33 semanas de gestación, con o sin sangrado activo, deben ser hospitalizadas
y seguir las siguientes recomendaciones:

 Mantener en reposo absoluto.


 Vigilancia estrecha de signos vitales.
 Vigilar si hay perdidas transvaginales.
 Realizar ultrasonido de control cada 2 semanas o en caso de presentar
sangrado que no ponga en peligro su vida.
 Cruce sanguíneo actualizado.
 Mantener a la paciente con hemoglobina por arriba de 11 mg/dL realizando
biometría hemática cada 7 días en caso necesario.
 Valorar bienestar fetal (Perfil biofísico o ultrasonido y prueba sin estrés).

En pacientes con pérdida sanguínea importante y/o persistente que ponga en riesgo
la vida interrumpir el embarazo a la brevedad posible, utilizando todos los recursos
existentes (Cesárea urgente).

Referencias:

1. IMSS 162-09. Guía de referencia rápida. Diagnóstico y tratamiento de la


hemorragia obstétrica en la segunda mitad del embarazo y puerperio
inmediato.
́ ez, M., Cunningham, F. and Fraga, J. (n.d.).
2. Williams, J., Araiza Martin
Williams obstetricia. 23rd ed. Mexico: McGraw Hill, pp.787-800.
3. Cande V Ananth,Wendy L Kinzler. Placental abruption: Clinical features and
diagnosis. UpToDate 2018. Review Mar 2018.
4. Charles J Lockwood.Placenta previa: Epidemiology, clinical features,
diagnosis, morbidity and mortality.Uptodate mar 2018. Uptdated August 2017