Вы находитесь на странице: 1из 10

Facultad de Educación y Ciencias sociales

Escuela de Sociología.
Sociología Específica lll: Migraciones

“Las deficiencias de los sistemas públicos en la incorporación de los


migrantes en Chile.”

Nombres: Valentina Acuña.


Camila Hidalgo.

Profesor: Luis Thayer.

18 de julio del 2019, Santiago.


Problematización

En los últimos dos años, los migrantes han llegado a nuestro país, con la necesidad
de obtener una mejor calidad de vida, donde muchas veces entran a el país receptor
con la visa de turista, sin embargo, perduran tiempo ilimitado en el país funcionando
de manera irregular, con el fin de buscar nuevas oportunidades laborales y una
estabilidad en ámbitos de vivienda, social, educación, salud, etc. Es bajo esta lógica
que en el año 2019 y con el nuevo gobierno de Sebastián Piñera, se promulga la idea
de decretar un nuevo sistema de visas, modificando la ley de migración con el
propósito de regularizar la situación de todos aquellos migrantes que se quedan de
manera irregular en Chile, idealizando una imagen hacia los migrantes que la
situación sería más justa y acogedora tras normalizar y regularizar su estadía,
además de regular el flujo de estadías que existen en Chile. Cabe destacar que, esta
propuesta de ley aún no se encuentra completamente aprobada.

A través de esto, en la realidad chilena no sucede de esta forma puesto que,


el sistema para los migrantes es muy deficiente en ámbitos legislativos,
administrativos y/o políticos. Esta apreciación se realiza en base a lo que se pudo
observar en las salidas a terrenos donde, la problematización de este análisis
principalmente estará ligada al modo en que funciona el proceso por el cual deben
pasar los migrantes al querer regular su situación como también solicitar una visa, ya
que el trámite a realizar puede recién venir a obtenerse después de varios meses o
hasta un año de haber ingresado al país. En consecuencia, de la gran cantidad de
extranjeros que ha llegado a Chile comienza a surgir el problema de la mala atención
en los departamentos y oficinas de extranjería debido a que se junta demasiada
gente, la atención y el proceso para conseguir los fines de los migrantes colapsa
volviéndose lenta y no siendo capaz de atender a todas estas personas volviéndose
un sistema ineficiente produciendo diversos cambios como por ejemplo que el
departamento de extranjería que antes se encontraba en San Antonio, fuera
reemplazado por la oficina que hoy se encuentra en Matucana. También, el caso de
que el departamento de policía internacional, ahora atienda a los individuos sólo si
solicitan una hora previa. Y, además la oficina del registro civil ubicado en Santa Ana,
que es prácticamente el último paso a dar, se haya dejado exclusivamente para
atención de migrantes. Sin embargo, a pesar de la incorporación de estas mejoras,
volvemos a caer en lo engorroso que suele ser este proceso de regulación ya que,
tras pasar por el Departamento de extranjería, el Departamento de policía
internacional y el registro civil, muchas veces el procedimiento es ineficiente ya que
el tiempo que se estima es indeterminado o muchas veces hay situaciones de fuerza
mayor lo que impiden asistir a la horas establecidas y también dentro de las oficinas
de migración rompen con los horarios de atención de personal.

Sustentándose en la bibliografía de Portes y Böröcz podemos relacionar este


problema con los modos de incorporación que se reflejan en Chile, entendiendo que
este concepto hace referencia al proceso de inserción por el que pasan los
inmigrantes tras abandonar su país y con la llegada al país receptor deben adaptarse
a los diferentes contextos sociales a los que se exponen. Entre los contextos más
relevantes a la hora de adaptarse en otro país se encuentran tres variables
importantes a considerar, que son la política del estado receptor, la recepción de la
sociedad y también la constitución del colectivo nacional.
En el caso de Chile el Estado está basándose en lograr integrar una nueva
política que tiene una lógica de soberanía nacional y restricción al acceso de los
derechos sociales debido a que, con la nueva ley, todas aquellas personas migrantes
que no regularicen su situación, serán deportados a su país de origen. Dando a
entender que al no registrarse los migrantes pueden ser un peligro para nuestra
sociedad, bajo esta lógica se puede notar que Chile está tomando como referentes a
las políticas que predominan en otros países, en donde el ingreso de migrantes se da
de manera más limitada y restringida, pero llevado a la realidad que se vive en nuestro
país, es difícil controlar esta situación.

Bajo la recepción de la sociedad se observa que la población chilena tiene


cierto rechazo en base a la población migrante que se hace evidente en variados
aspectos, que principalmente se dan como un prejuicio a los migrantes diciendo que
llegan a Chile a robar el trabajo a los chilenos, culpándolos de la cesantía que aqueja
a nuestro país. Sin embargo, esto no es así puesto que los migrantes por lo general
se integran a trabajos que los chilenos “no quieren hacer” o trabajos en los cuales
aceptan a pesar de que ganan poco dinero, o se les paga con otros recursos como
vivienda o comida. Además, se puede ver una separación social evidente entre
migrantes y chilenos, ya que los individuos suelen acercarse a sus pares. Como
ocurre en la plaza de armas de Santiago, donde es común ver a los ciudadanos
peruanos, a los ciudadanos venezolanos y colombianos ofreciendo distintos tipos de
servicio de estética, comida, agencias de viaje y abastecimiento de productos en la
calle Catedral. En estos lugares rara vez se ve a chilenos, acudiendo a comprar algún
producto o cortándose el pelo en una peluquería extranjera. Se debe mencionar que
el rechazo social se ve más expuesto en el caso de los migrantes haitianos netamente
porque la gente no está acostumbrada a ver inmigrantes afrocaribeños, es por esto
que en el caso de los migrantes venezolanos o colombianos no ocurre lo mismo, ya
que pasan más desapercibidos. Lo cual a su vez también hace que los inmigrantes
venezolanos o colombianos se integren de mejor manera a la sociedad.

Finalmente, en el ámbito del colectivo nacional en congruencia con lo


anteriormente mencionado, la incorporación será excluyente, pues la población
migrante en general se ve por debajo de la chilena, lo cual, llevado a las clases
sociales, la población migrante por lo general, se encuentra en el estrato social bajo,
no teniendo muchas posibilidades realizar una movilidad ascendente, en el caso de
nuestro país.

Contextualización

En Chile, el ingreso de migrantes a nuestro país, ha aumentado considerablemente


en los últimos 15 años siendo estos actualmente alrededor de 1.251.225 donde
646.128 corresponden a hombres y 605.097, a mujeres (Ministerio de secretaria
general de Gobierno, 2019.). Sin embargo, no fue hasta hace unos 2 o 3 años que
esto se convirtió en un tema de gran relevancia puesto que, llegó una gran cantidad
de ciudadanos haitianos como también venezolanos debido a las malas condiciones
de vida y la difícil situación en la que se encuentran estos dos países.
En el día a día que se puede apreciar esta realidad en nuestro país, al momento
de cuando simplemente vamos caminando por la calle, cuando vamos a un
restaurant, a una tienda, o en cualquier otro tipo de trabajo, observamos que hay una
gran cantidad de población migrante trabajando. Lo que llama la atención respecto a
este ámbito es que la gente hace distintos juicios de valor que por lo general son
negativos al ver tanta población migrante trabajando ya que, sus apreciaciones por
sobre todo de las personas más adultas son de la idea de que los migrantes vienen a
quitarles el trabajo a los chilenos. En consecuencia, de esto, empresarios chilenos
prefieren contratar a migrantes para trabajos específicos aprovechándose de las
necesidades de estos y asimismo dándoles una remuneración mucho más baja. Cabe
destacar que el 28,4% de la población chilena está de acuerdo con que los
inmigrantes les quitan el trabajo a los chilenos, siendo una cifra no menor convocando
al aumento de la discriminación y exclusión de los migrantes. (INDH, 2017).

No solo se puede apreciar en caso de la restricción del trabajo hacia los


migrantes, sino que también, el trato por parte de funcionarios o personas, la
ineficiencia en el acceso a servicios, agresiones y diversos tipos de discriminación.
Según el estudio realizado en la Universidad de Talca el 57% de los migrantes ha
sufrido agresión directa por parte de chilenos, al 47,2% los han discriminado en la
inserción laboral como por ejemplo en el aislamiento por ser extranjero, el 46%
obtiene el acceso a servicios y por último, el 36,6 ha recibido trato injusto. (Inmigración
y discriminación en Chile, Universidad de Talca 2018)

Otro aspecto que es de gran relevancia es por sobre todo caracterizar a estas
personas extranjeras como migrantes ya que, al llamarlas así inmediatamente se está
catalogando a una persona determinada en ámbitos de color, sexo, cultura, etc.
“Cuando hablamos de migración, decimos racismo” (Tijoux, Emilia, 2018).

Respecto a lo anterior, además, se puede apreciar las distintas políticas que


existen en referencia a el ingreso de migrantes a Chile como en el caso de que para
los venezolanos existe La Visa de responsabilidad democrática la cual consiste en
donde se les otorga a estos una Visa de residencia temporal en Chile durante un año
donde también puede ser prolongada por el mismo tiempo.

“Desde la entrada en vigencia del decreto, en mayo de 2018, se entregaron


19.244 visas a ciudadanos venezolanos, quienes, a través de un trámite online y el
pago de un arancel de aproximadamente 25 dólares, recibieron el documento que les
aseguraba la residencia temporal por un año, prorrogable por una vez y con
posibilidad de residencia definitiva”. (González, Tomás, 2019. Universidad de Chile).

Por otro lado, se establecen las posibilidades que tienen por ejemplo los
migrantes que provienen de Haití donde se les determina dos opciones una es la
nueva Visa de turismo la cual no permite la residencia permanente en Chile y la nueva
Visa de reunificación familiar para ciudadanos haitianos la cual se basa especialmente
a los cónyuges, hijos menores de edad y mayores que estudien hasta los 24 años, de
una persona de nacionalidad haitiana que resida en Chile. (Ministerio de Relaciones
Exteriores).
“Esta nueva visa de turismo para ciudadanos haitianos, se entregaron 112 en
2018. Por otra parte, de las más de 1.300 entrevistas que realizó en 2018 la
Organización Internacional para las Migraciones (OIT), organismo de las Naciones
Unidas que se encarga de supervisar la entrega de este permiso, sólo se otorgaron
144” (González, Tomás, 2019. Universidad de Chile).

Evidentemente existe por así decirlo prioridades de quienes entran a chile y


quienes no. Respecto a los datos reflejados en las citas anteriores se les da muchas
más posibilidades a ciudadanos venezolanos dándoles 19.244 visas mientras que, a
los haitianos solo 112 en la visa de turista, evidenciándose totalmente la exclusión y
selección de personas en base a el país del cual proviene.

Caracterización del lugar observado:

Antes de describir el lugar que fue observado se debe entender que el proceso que
deben realizar los migrantes al regularizar su situación en Chile tiene una serie de
etapas. En primer lugar, los migrantes deben acudir a la oficina que se ubica en
Matucana en donde deben llegar con una solicitud de visa provisoria según lo que el
migrante defina hacer. Es por esto que muchas veces esta oficina se satura, puesto
que son muchos los migrantes optando por la misma solicitud. Posteriormente,
cuando se tiene aprobada la solicitud, los migrantes deben agendar una cita con el
departamento de extranjería y policía internacional en donde llevan su solicitud y aquí
se les timbra, una vez realizado este trámite, los migrantes pueden dirigirse al registro
civil que se ubica en Santa Ana en donde finalmente pueden solicitar su carnet que
les permite acceder a las condiciones y derechos sociales.

En el caso de este trabajo se realizaron dos observaciones de carácter no


participantes.

Primera observación se realiza el día 9 de Julio a partir de las 11 de la mañana


en el Departamento de extranjería y migración Matucana:

Al llegar a la oficina se puede apreciar una gran cantidad de inmigrantes de diferentes


nacionalidades que se encuentran haciendo la fila con sus papeles en la mano para
poder realizar los trámites que se remiten a la solicitud para regularizar su situación
en el país. En su mayoría los migrantes que se pueden observar son de nacionalidad
haitiana, colombiana, venezolana y peruana, esto se observa en la medida que
hablan, ya que, por la diferencia en sus acentos, es más fácil diferenciar de qué país
provienen.

La cantidad de personas que hay en espera afuera bordea las cincuenta,


mientras que al interior del lugar se puede observar filas aún más largas saturadas de
gente. Cuando llegan al mesón se ve que entregan un papel y la fila continúa. Afuera
del lugar se puede ver que dentro de la misma calle hay varios locales que son de
asistencia para los migrantes con la intención de facilitar la realización del trámite. En
estos locales se puede imprimir los documentos requeridos para la solicitud, como
también hay carteles en donde se ofrece ayuda para conseguir una cita en la oficina.
Durante en tiempo que estuvimos en el lugar, la fila no avanzó, la gente se
mantuvo en la misma posición o en algunos casos dejaban a alguien cuidando su
lugar en la fila, para así no retrasar aún más su atención y no perder el turno.

Segunda Observación: Se realizó el día 11 de Julio y comenzó alrededor de las


11:10 de la mañana en Migraciones y policía internacional PDI:

Al llegar a la oficina que se ubica en la calle Eleuterio Ramírez se puede observar que
el lugar no tiene la fachada de una oficina, sino más bien la de una bodega que se
habilitó como oficina. La entrada al lugar está mucho más despejada que en
Matucana, por lo que se puede observar de mejor forma como es adentro. En la
entrada hay un guardia quien se encarga de dar las indicaciones correspondientes a
los migrantes que allí llegan. La cantidad de personas que están en el lugar, es mucho
menor en comparación a la oficina de Matucana. Hay alrededor de 25 personas
esperando, en el momento que estamos observando, nos llama la atención que fuera
del lugar hay dos chilenas en la entrada, las que se encuentran como si estuvieran
esperando algo. Nos acercamos a ellas para preguntarles si ellas estaban en la fila
de espera, pero nos cuentan que son una especie de asesoras de migrantes, que
acuden día a día a las distintas oficinas, brindándoles ayuda. Ellas nos relatan cómo
es el proceso por el que pasan los migrantes cuando deben someterse a la regulación
de sus papeles, señalándonos que el tiempo transcurrido hasta que recién terminar
el papeleo es aproximadamente de un año.

También nos comentan que la situación en la oficina de PDI ha mejorado


bastante, ya que ya no se producía una enorme fila que daba vueltas por muchas
calles, o que la gente debiera ir a dormir desde el día anterior para tener un lugar en
la fila. Ahora no se venden los puestos en la fila, ya que antes los mismos migrantes
pagaban dinero, por tener un lugar, o que alguien hiciera la fila por ellos. Otro caso es
el mejoramiento en la atención, ya que ahora se realiza de manera más ordenada
debido a que la atención se da con una hora agendada con anterioridad. Al menos
esta es la percepción que tienen ellas. Yo les pregunto qué tanta mejora existe en la
atención si los migrantes siguen quejándose de las ineficiencias del sistema a lo que
ellas responden que los migrantes jamás se conforman y quieren que todo el papeleo
sea más que rápido.
Análisis de los aspectos observados a la luz del problema:

Basándonos en lo mencionado anteriormente en la problematización y las


observaciones que se llevaron a cabo, podemos decir que el problema de las
deficiencias que posee nuestro país en materia de extranjería queda expuesto en la
realidad que se enfrentan día a día los migrantes que acuden a flexibilizar su situación
en Chile, porque a pesar de que el poder ejecutivo y legislativo se encuentren
trabajando en crear nuevas leyes o reformas con el fin de facilitar las condiciones de
acceso para los migrantes, la situación sigue siendo precaria, en el caso de ambos
departamentos de extranjería y como también, en el registro civil las solicitudes son
muy difíciles de conseguir ,entonces optan por pagar dinero con tal de poder lograr
llegar a una atención más óptima donde, pudimos observar y apreciar que muchas
de las asesorías son abusivas y falsas por así decirlo ya que cobran una gran cantidad
de papeles para “apresurar el proceso” resultando una falacia ya que la
responsabilidad de agilizar el procedimiento son los distintos departamentos de
migración. Esto pudimos notarlo principalmente por los comentarios realizados por
los mismos migrantes, como también fuentes de algunos diarios que hacen referencia
a la situación que se vive en estos casos.

Por otro lado, los reclamos que más recalcan los migrantes están ligados a la
falta de personal de atención en las oficinas lo cual retrasa aún más la obtención de
los certificados, además de la poca claridad en la información que dan, según la
diversidad de casos o los motivos por los que solicitan las visas los migrantes, como
por ejemplo los vencimientos de papeles o qué hacer ante algún problema específico.
Otro reclamo ligado a la falta de información se observa cuando el departamento no
abre las puertas al público sin comunicar esto a los migrantes, quienes se percatan
de esta situación cuando llegan al lugar y este se encuentra cerrado o tiene un cartel
diciendo que no se abrirá la oficina. Esto genera además un gasto innecesario para
ellos como también una pérdida de tiempo ya sea en sus quehaceres diarios o su
trabajo. Hay otros reclamos ligados al cobro de papeles que en ciertos casos ,no se
justifican, existen casos puntuales de personas que sin saber, pagan un papel sin
motivo alguno, sólo porque quienes los atienden les piden hacerlo. Este hallazgo
queda a la vista nuevamente en la aglomeración que se produce fuera de las oficinas,
como también por medio de las críticas que los migrantes realizan al sistema.

A través de esto, se puede observar que a pesar del cambio en el modo


operativo y funcionamiento del departamento de extranjería PDI que ahora funciona
mediante la solicitud de una cita previa, sigue siendo deficiente pues, los migrantes
dicen que casi nunca existe disponibilidad para tomar las citas debido a que PDI da
un cupo de solicitudes limitado que se satura o se acaban rápidamente. El problema
que trae la solicitud de estas citas también ha llevado a lo que se denomina
“inmigrantes analfabetos virtuales” que son aquellas personas que no saben cómo
utilizar computadores, que no entienden cómo se debe realizar la solicitud, o que
simplemente no cuentan con los recursos necesarios para acceder a internet lo que,
nuevamente nos lleva a que estas personas que se hacen llamar asesores, lucren
con las desventajas en las que se encuentran los migrantes respecto a la tecnología.
Por último y una de las quejas que más se hacen escuchar en los comentarios
de los migrantes está ligado al maltrato que reciben en estas oficinas por parte de los
funcionarios públicos ya que, en su mayoría los migrantes suelen ser agredidos
verbalmente por los guardias, siendo blancos de discriminación, faltas de respeto y la
poca empatía por el otro.

En base a las deficiencias que acabamos de mencionar, también se observan


en la medida que la gente denuncia o expone los casos y problemas por los que
deben pasar al momento de realizar la tramitación.

Reflexión y dificultades:

En base a las dificultades metodológicas que tuvimos para realizar este análisis
tenemos que el acceso a los distintos departamentos de extranjería se vuelve
complejo, ya que, si no se tiene un motivo para entrar a las oficinas, las posibilidades
de ingresar son muy limitadas. Además los guardias de estos lugares no tienen un
trato muy amable con la gente y mucho menos con los inmigrante ya que, en
reiteradas ocasiones contestan de mala manera a estos, o dando una información
inconclusa de lo que deben hacer por lo que, los inmigrantes optan por preguntar a la
gente que está a su alrededor en vez de dirigirse hacia los funcionarios del
departamento siendo estos los encargados de dar la información adecuada en base
a los procedimientos que los migrantes deben realizar pero, constantemente existen
quejas por la ineficiencia que se desarrolla por sobre todo en la información como en
el caso de cuando se abre la agenda para tomar una hora para poder conseguir por
ejemplo una VISA, la información sigue siendo confusas ya que escuchamos
comentarios de molestia respecto a lo dificultoso que puede ser conseguir una hora
con un funcionario.

Por otro lado, una de las dificultades más relevantes fue el hablar con los
migrantes ya que, observamos muchos casos en que los individuos estaban
ocupados hablando por teléfono, molestos por la ineficiencia de la atención, además
de que nos preocupaba preguntarles por su situación específica ya que podían pensar
que estábamos sacando información que pudiera perjudicarlos y también, la
complejidad de poder comunicarnos con migrantes haitianos o de otras
nacionalidades que no logran hablar muy bien el español. Sin embargo, pudimos
entablar una conversación con personas de nacionalidad colombiana donde nos
dieron información muy específica en relación con la fila gigantesca que se apreciaba
fuera del departamento de extranjería y migración donde, nos informaron para que se
realizaba esa fila y por qué demoran tanto en atenderlos.

Dentro de las reflexiones que se pueden establecer en relación a la salida de


terreno que realizamos es que sin duda debiera existir una mejora respecto a la
información que deben tener los migrantes en base al procedimiento que deben
realizar para regularizar su situación en Chile por lo que, no solo basta con publicarlo
por ejemplo vía internet ya que muchos migrantes no tienen el acceso o no entienden
mucho este sistema Web donde, también debiese existir un aumento de funcionarios
si la problemática es la sobrecarga de estos y que es por esta razón la cual no se
cumple las condiciones adecuadas y eficientes para los migrantes. Por otro lado,
debiese existir alguna persona encargada de que pudiese comunicarse con aquellos
migrantes que no manejan fluidamente el lenguaje español ya que, esto
evidentemente limita la comunicación por lo que hace deficiente el sistema de
atención.

Respecto a las reflexiones que se han establecido anteriormente se pueden


reflejar al momento de presenciar estos departamentos y oficinas de atención al
migrante ya que las molestias y quejas por parte de ellos se relacionan básicamente
con lo engorroso que es el procedimiento, el atochamiento entre los migrantes y la
información precaria que dan respecto a los papeles y acciones que deben realizar
para regularizarse en el país de residencia.

Conclusiones:

En síntesis, se puede establecer que la discriminación en Chile se sigue manteniendo


en distintas dimensiones de la realidad social, sobre todo en las actitudes que
mantienen los chilenos hacia los migrantes como también por parte de ciertos
funcionarios que imposibilitan el acceso a servicios en condiciones óptimas y
eficientes. Si bien se intentó realizar modificaciones en los distintos tipos de
departamentos de extranjería para que estos tuvieran un funcionamiento menos
complejo y más cómodo tanto para extranjeros como para los funcionarios ya que
antes surgían filas y un atochamiento enorme entre migrantes, hoy en día se siguen
manteniendo estas debilidades ya sea, en el ámbito de la aglomeración de extranjeros
a la hora de espera de una cita o entrega de un certificado o al momento de obtener
una información adecuada.

Otro aspecto a destacar es que no solo se mantiene la discriminación, sino que


también se evidencia la exclusión ya que, al momento en que los servicios de
regularidad para extranjeros sean inoperantes excluyen a estos tanto en la espera de
los procedimientos como también a la posibilidad de que sean caracterizados como
irregulares en Chile que probablemente podrían ser extraditados. Además, se
evidencia la exclusión tan sólo en apreciar que dentro de los distintos departamentos
no exista alguna persona que hable por ejemplo el idioma Creol de los haitianos,
haciendo que la comunicación e información que llegue a ellos sea confusa y
posiblemente errónea donde, se impulsa esta idea de que el que llegue al país
receptor debe adecuarse al contexto y condiciones que este dé y no a la inversa.
Referencias bibliográficas

INDH. (2017). Informe Anual: Situación de los Derechos Humanos en Chile.


Recuperado de:https://www.indh.cl/destacados-2/informe-anual/

Inmigración y discriminación en Chile (2018). Universidad de Talca. Recuperado de:


http://www.cenem.utalca.cl/docs/publicaciones/informe_discriminacion_inmigrantes.
pdf

Discriminación a inmigrantes: Las consecuencias sociales de la violencia racial en


Chile. (2018). Universidad de Chile. Recuperado de:
http://www.uchile.cl/noticias/147102/discriminacion-a-inmigrantes-y-la-violencia-
racial-en-chile
Portes, A y Böröcz J. (1992) “Inmigración contemporánea: perspectivas sobre sus
determinantes y modos de acceso” Revista Alfoz nº 91 – 92, CIDUR, Madrid. pp. 20
– 33.

Ministro(s) del Interior e informe sobre estimación de personas extranjeras residentes


en Chile: Permite visibilizar a la población de migrantes y construir políticas públicas
que se requieren (2019). Ministerio de secretaria general de Gobierno.
http://www.msgg.gob.cl/wp/index.php/2019/02/14/ministro-s-de-interior-e-informe-
estimacion-de-personas-extranjeras-residentes-en-chile-permite-visibilizar-a-la-
poblacion-de-migrantes-y-construir-politicas-publicas-que-se-requi/

Ministerio de relaciones exteriores. Gobierno de Chile.Tipos de Visa. Recuperado


de:https://chile.gob.cl/puerto-principe/sobre-el-consulado/tipos-de-
visa#vtxt_cuerpo_T1

Ministerio de relaciones exteriores. Información sobre visa de responsabilidad


democrática. Recuperado de: https://chile.gob.cl/chile/blog/venezuela/informacion-
sobre-visa-de-responsabilidad-democratica

González, Tomás (2019).“Éste sí, éste no”: La selección detrás de la nueva política
migratoria. Universidad de Chile. Recuperado de:
https://radio.uchile.cl/2019/03/03/este-si-este-no-la-seleccion-detras-de-la-nueva-
politica-migratoria/