Вы находитесь на странице: 1из 220

Apuntes de apoyo a la asignatura

o
FÍSICA 1

ic
ém
Ingeniería de la Salud
ad
UNIVERSIDAD de SEVILLA
Ac
so
U
ia
p
Co
ii

Copyright ©2016 by Francisco L. Mesa Ledesma; esta información puede ser co-
piada, distribuida y/o modificada bajo ciertas condiciones, pero viene SIN NIN-
GUNA GARANTIA;
ver la Design Science License para más detalles.

DESIGN SCIENCE LICENSE


TERMS AND CONDITIONS FOR COPYING, DISTRIBUTION AND MODIFICATION
Copyright ©1999-2001 Michael Stutz <stutz@dsl.org>Verbatim copying of this document is permitted, in any medium.
0. PREAMBLE.
Copyright law gives certain exclusive rights to the author of a work, including the rights to copy, modify and distribute the work (the reproductive,adaptative,.and "distributionrights).
The idea of çopyleftïs to willfully revoke the exclusivity of those rights under certain terms and conditions, so that anyone can copy and distribute the work or properly attributed derivative works, while all
copies remain under the same terms and conditions as the original.
The intent of this license is to be a general çopyleft"that can be applied to any kind of work that has protection under copyright. This license states those certain conditions under which a work published

o
under its terms may be copied, distributed, and modified.
Whereas "design scienceïs a strategy for the development of artifacts as a way to reform the environment (not people) and subsequently improve the universal standard of living, this Design Science License
was written and deployed as a strategy for promoting the progress of science and art through reform of the environment.
1. DEFINITIONS.

ic
"License"shall mean this Design Science License. The License applies to any work which contains a notice placed by the work’s copyright holder stating that it is published under the terms of this Design
Science License.
"Work"shall mean such an aforementioned work. The License also applies to the output of the Work, only if said output constitutes a "derivative work.of the licensed Work as defined by copyright law.
.Object Form"shall mean an executable or performable form of the Work, being an embodiment of the Work in some tangible medium.
"Source Data"shall mean the origin of the Object Form, being the entire, machine-readable, preferred form of the Work for copying and for human modification (usually the language, encoding or format
in which composed or recorded by the Author); plus any accompanying files, scripts or other data necessary for installation, configuration or compilation of the Work.

ém
(Examples of "Source Dataïnclude, but are not limited to, the following: if the Work is an image file composed and edited in PNG format, then the original PNG source file is the Source Data; if the Work is
an MPEG 1.0 layer 3 digital audio recording made from a WAV format audio file recording of an analog source, then the original WAV file is the Source Data; if the Work was composed as an unformatted
plaintext file, then that file is the Source Data; if the Work was composed in LaTeX, the LaTeX file(s) and any image files and/or custom macros necessary for compilation constitute the Source Data.)
.Author"shall mean the copyright holder(s) of the Work.
The individual licensees are referred to as ou."
2

2. RIGHTS AND COPYRIGHT.


The Work is copyrighted by the Author. All rights to the Work are reserved by the Author, except as specifically described below. This License describes the terms and conditions under which the Author
permits you to copy, distribute and modify copies of the Work.
In addition, you may refer to the Work, talk about it, and (as dictated by "fair use") quote from it, just as you would any copyrighted material under copyright law.
Your right to operate, perform, read or otherwise interpret and/or execute the Work is unrestricted; however, you do so at your own risk, because the Work comes WITHOUT ANY WARRANTY – see Section
7 ("NO WARRANTY") below.
3. COPYING AND DISTRIBUTION.

the following additional conditions are met:


ad
Permission is granted to distribute, publish or otherwise present verbatim copies of the entire Source Data of the Work, in any medium, provided that full copyright notice and disclaimer of warranty, where
applicable, is conspicuously published on all copies, and a copy of this License is distributed along with the Work.
Permission is granted to distribute, publish or otherwise present copies of the Object Form of the Work, in any medium, under the terms for distribution of Source Data above and also provided that one of

(a) The Source Data is included in the same distribution, distributed under the terms of this License; or
(b) A written offer is included with the distribution, valid for at least three years or for as long as the distribution is in print (whichever is longer), with a publicly-accessible address (such as a URL on the
Internet) where, for a charge not greater than transportation and media costs, anyone may receive a copy of the Source Data of the Work distributed according to the section above; or
(c) A third party’s written offer for obtaining the Source Data at no cost, as described in paragraph (b) above, is included with the distribution. This option is valid only if you are a non-commercial party,
Ac
and only if you received the Object Form of the Work along with such an offer.
You may copy and distribute the Work either gratis or for a fee, and if desired, you may offer warranty protection for the Work.
The aggregation of the Work with other works that are not based on the Work – such as but not limited to inclusion in a publication, broadcast, compilation, or other media – does not bring the other works
in the scope of the License; nor does such aggregation void the terms of the License for the Work.
4. MODIFICATION.
Permission is granted to modify or sample from a copy of the Work, producing a derivative work, and to distribute the derivative work under the terms described in the section for distribution above,
provided that the following terms are met:
(a) The new, derivative work is published under the terms of this License.
(b) The derivative work is given a new name, so that its name or title cannot be confused with the Work, or with a version of the Work, in any way.
(c) Appropriate authorship credit is given: for the differences between the Work and the new derivative work, authorship is attributed to you, while the material sampled or used from the Work remains
so

attributed to the original Author; appropriate notice must be included with the new work indicating the nature and the dates of any modifications of the Work made by you.
5. NO RESTRICTIONS.
You may not impose any further restrictions on the Work or any of its derivative works beyond those restrictions described in this License.
6. ACCEPTANCE.
Copying, distributing or modifying the Work (including but not limited to sampling from the Work in a new work) indicates acceptance of these terms. If you do not follow the terms of this License, any
rights granted to you by the License are null and void. The copying, distribution or modification of the Work outside of the terms described in this License is expressly prohibited by law.
If for any reason, conditions are imposed on you that forbid you to fulfill the conditions of this License, you may not copy, distribute or modify the Work at all.
If any part of this License is found to be in conflict with the law, that part shall be interpreted in its broadest meaning consistent with the law, and no other parts of the License shall be affected.
U

7. NO WARRANTY.
THE WORK IS PROVIDED .AS IS,.AND COMES WITH ABSOLUTELY NO WARRANTY, EXPRESS OR IMPLIED, TO THE EXTENT PERMITTED BY APPLICABLE LAW, INCLUDING BUT NOT LIMITED TO THE
IMPLIED WARRANTIES OF MERCHANTABILITY OR FITNESS FOR A PARTICULAR PURPOSE.
8. DISCLAIMER OF LIABILITY.
IN NO EVENT SHALL THE AUTHOR OR CONTRIBUTORS BE LIABLE FOR ANY DIRECT, INDIRECT, INCIDENTAL, SPECIAL, EXEMPLARY, OR CONSEQUENTIAL DAMAGES (INCLUDING, BUT NOT
LIMITED TO, PROCUREMENT OF SUBSTITUTE GOODS OR SERVICES; LOSS OF USE, DATA, OR PROFITS; OR BUSINESS INTERRUPTION) HOWEVER CAUSED AND ON ANY THEORY OF LIABILITY,
WHETHER IN CONTRACT, STRICT LIABILITY, OR TORT (INCLUDING NEGLIGENCE OR OTHERWISE) ARISING IN ANY WAY OUT OF THE USE OF THIS WORK, EVEN IF ADVISED OF THE POSSIBILITY
OF SUCH DAMAGE.
ia

END OF TERMS AND CONDITIONS


p
Co

La presente “Colección de Apuntes” fue modificada el 18 de septiembre de 2018.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


Índice general

o
ic
1. Repaso de matemáticas 1
1.1. Álgebra . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1

ém
1.1.1. Resolución de sistemas de ecuaciones lineales . . . . . . . . . . 4
1.2. Geometría en el plano . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 5
1.3. Trigonometría . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 7
1.4. Desarrollos en serie . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 11

ad
1.5. Cálculo diferencial . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 11
1.6. Cálculo integral . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 14
1.7. Funciones de varias variables . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 16
Ac
1.7.1. Teorema fundamental del cálculo . . . . . . . . . . . . . . . . . 17
1.7.2. Diferencial y derivada parcial de una función de
varias variables . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 17
1.8. Álgebra vectorial . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 18
so

1.8.1. Vectores . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 18
1.8.2. Suma de vectores . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 19
U

1.8.3. Producto escalar . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 19


1.8.4. Producto vectorial . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 20
1.8.5. Productos triples . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 21
ia

1.9. Cálculo vectorial . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 22


1.9.1. Operador gradiente . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 22
p

1.9.2. Integral de camino . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 23


Co

1.9.3. Teorema fundamental del gradiente . . . . . . . . . . . . . . . 24


1.9.4. Integral de flujo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 25
1.10. Aspectos generales de funciones armónicas . . . . . . . . . . . . . . . 25
1.11.Análisis fasorial . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 26
1.12.Problemas propuestos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 28

2. Cinemática de la partícula 31
2.1. Introducción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 31

III
iv ÍNDICE GENERAL

2.2. Magnitudes Físicas. Unidades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 32


2.2.1. El Sistema Internacional de unidades . . . . . . . . . . . . . . . 32
2.2.2. Conversión de unidades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 33
2.2.3. Dimensiones de las magnitudes físicas . . . . . . . . . . . . . . 34
2.3. Movimiento curvilíneo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 36
2.3.1. Partículas materiales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 36
2.3.2. Vectores de posición y velocidad . . . . . . . . . . . . . . . . . . 36

o
2.3.3. Vector aceleración . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 38
2.3.4. Movimiento uniforme (MU) . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 40

ic
2.3.5. Movimiento uniformemente acelerado (MUA) . . . . . . . . . . 41
2.4. Componentes intrínsecas de la aceleración . . . . . . . . . . . . . . . . 45

ém
2.5. Movimiento circular . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 49
2.5.1. Movimiento armónico simple . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 52
2.6. Movimiento relativo de traslación . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 52
2.7. Problemas propuestos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 56

ad
3. Dinámica de la partícula 59
3.1. Leyes de Newton . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 59
Ac
3.1.1. Primera ley de Newton: Ley de la Inercia . . . . . . . . . . . . . 60
3.1.2. Segunda Ley de Newton. Fuerza y masa . . . . . . . . . . . . . . 61
3.1.3. La tercera ley de Newton. Acción y reacción . . . . . . . . . . . 64
3.2. Clasificación de las fuerzas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 65
so

3.2.1. Interacciones fundamentales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 65


3.2.2. Acción a distancia y contacto . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 67
U

3.3. Resolución de problemas. Diagramas de fuerzas . . . . . . . . . . . . . 71


3.3.1. Sistemas aislados . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 71
3.3.2. Problemas con dos o más cuerpos . . . . . . . . . . . . . . . . . 73
ia

3.3.3. Fuerzas de rozamiento . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 75


3.4. Movimiento a lo largo de una trayectoria curva. Fuerzas centrípetas . 77
p

3.5. Ley de Hooke. Movimiento armónico simple . . . . . . . . . . . . . . . 78


3.5.1. Partícula unida a un muelle . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 79
Co

3.5.2. El péndulo simple . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 82


3.6. Trabajo y energía . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 84
3.6.1. Trabajo de una fuerza a lo largo de una trayectoria . . . . . . . 84
3.6.2. Potencia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 85
3.6.3. Energía cinética . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 86
3.6.4. Fuerzas conservativas. Energía potencial . . . . . . . . . . . . . 88
3.6.5. Energía mecánica. Conservación . . . . . . . . . . . . . . . . . . 89

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


ÍNDICE GENERAL v

3.6.6. Energía del movimiento armónico simple . . . . . . . . . . . . 94


3.7. Momento lineal . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 95
3.7.1. Expresión alternativa segunda ley de Newton . . . . . . . . . . 95
3.7.2. Impulso y momento lineal . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 96
3.8. Momento angular . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 98
3.9. Problemas propuestos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 100

4. Sistemas de partículas 105

o
4.1. Introducción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 105

ic
4.2. Centro de masas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 105
4.3. Momento lineal de un sistema de partículas . . . . . . . . . . . . . . . 107

ém
4.3.1. Relación fuerza - momento lineal . . . . . . . . . . . . . . . . . 107
4.3.2. Impulso . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 108
4.4. Trabajo y Energía en un sistema de partículas . . . . . . . . . . . . . . 110
4.4.1. Energía cinética asociada al centro de masas . . . . . . . . . . . 112

ad
4.4.2. Energía interna de un sistema de partículas . . . . . . . . . . . 113
4.5. Colisiones . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 114
4.6. Momento angular de un sistema de partículas . . . . . . . . . . . . . . 118
Ac
4.7. Sólido rígido con un eje principal de giro . . . . . . . . . . . . . . . . . 121
4.7.1. Momento de una fuerza respecto a un eje de giro fijo . . . . . . 121
4.7.2. Momento angular en la dirección del eje de giro . . . . . . . . . 124
so

4.7.3. Dinámica de la rotación del sólido rígido . . . . . . . . . . . . . 127


4.7.4. Energía cinética asociada a la rotación de un sólido rígido . . . 128
4.8. Rodadura (*) . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 131
U

4.9. Problemas propuestos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 134

5. Mecánica de Fluidos 139


ia

5.1. Introducción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 139


5.2. Estática de fluidos. Presión . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 140
p

5.2.1. Fuerzas en un fluido . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 140


5.2.2. Ecuación fundamental de la hidrostática . . . . . . . . . . . . . 142
Co

5.2.3. Manómetros y barómetros . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 146


5.3. Flotación. Principio de Arquímedes . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 147
5.4. Dinámica de Fluidos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 151
5.4.1. Descripción del movimiento . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 151
5.4.2. Líneas de flujo y ecuación de continuidad para fluidos . . . . . 153
5.5. Ecuación de Bernoulli . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 153
5.6. Aplicaciones de la ecuación de Bernoulli . . . . . . . . . . . . . . . . . 155

JCM,FLML Apuntes de Física 1


vi ÍNDICE GENERAL

5.6.1. Teorema de Torricelli . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 155


5.6.2. Efecto Venturi . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 156
5.7. Viscosidad y turbulencia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 158
5.7.1. Flujo viscoso . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 158
5.7.2. Flujo turbulento . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 161
5.8. Problemas propuestos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 162

6. Ondas mecánicas 165

o
6.1. Introducción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 165

ic
6.2. Ecuación de ondas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 167
6.3. Ondas armónicas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 169

ém
6.3.1. Ondas sonoras armónicas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 172
6.4. Energía e Intensidad de la onda . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 173
6.5. Interferencia de Ondas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 177
6.5.1. Superposición de dos ondas armónicas . . . . . . . . . . . . . 177

ad
6.5.2. Focos incoherentes . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 178
6.5.3. Focos coherentes . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 179
6.6. Ondas estacionarias . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 182
Ac
6.7. Difracción (*) . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 184
6.8. Grupo de Ondas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 188
6.9. Problemas propuestos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 192
so

7. Termodinámica 195
7.1. Introducción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 195
U

7.2. Conceptos básicos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 196


7.2.1. Sistemas termodinámicos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 196
7.2.2. Variables termodinámicas y funciones de estado . . . . . . . . 196
ia

7.2.3. Estados de equilibrio . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 197


7.2.4. Procesos termodinámicos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 197
p

7.3. Equilibrio térmico y temperatura . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 198


7.3.1. Principio cero . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 198
Co

7.3.2. Escalas de temperatura Celsius y Fahrenheit . . . . . . . . . . . 199


7.3.3. Termómetros de gas y la escala Kelvin de temperatura . . . . . 200
7.4. Calor . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 201
7.4.1. Definición de calor. Unidades . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 202
7.4.2. Calor específico . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 203
7.4.3. Calor latente y transiciones de fase . . . . . . . . . . . . . . . . 203
7.5. Trabajo y calor en procesos termodinámicos . . . . . . . . . . . . . . . 204

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


ÍNDICE GENERAL vii

7.6. Primera Ley de la Termodinámica . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 206


7.7. El gas ideal . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 207
7.7.1. Ecuación de estado del gas ideal . . . . . . . . . . . . . . . . . . 207
7.7.2. Propiedades termodinámicas del gas ideal . . . . . . . . . . . . 208
7.8. Segunda Ley de la Termodinámica . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 210

o
ic
ém
ad
Ac
so
U
p ia
Co

JCM,FLML Apuntes de Física 1


viii ÍNDICE GENERAL

o
ic
ém
ad
Ac
so
U
p ia
Co

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


T EMA 1

o
Repaso de matemáticas

ic
ém
1.1. Álgebra

Algunas reglas básicas

ad
Cuando se realizan operaciones algebraicas, se aplican las leyes de la aritmética.
Símbolos como x, y y z se emplean normalmente para representar magnitudes
no especificadas, denominadas incógnitas.
En primer lugar, consideremos la ecuación
Ac
8x = 32

Para despejar x, podemos dividir (o multiplicar) cada miembro de la ecuación por


el mismo factor sin romper la igualdad. En este caso, dividimos ambos miembros
de la ecuación por 8, obteniendo
so

8x 32
= ⇒ x =4
8 8
U

Consideremos ahora esta ecuación:

x +2 = 8
ia

En este tipo de expresión, podemos sumar o restar la misma cantidad en cada


miembro de la ecuación. Si restamos 2 a cada miembro, obtenemos

x +2−2 = 8−2 ⇒ x =6
p

En general, si x + a = b, entonces x = b − a. Consideremos ahora la siguiente


Co

ecuación:
x
=9
5

Si multiplicamos cada miembro de la ecuación por 5, nos queda la incógnita


x en el miembro izquierdo de la ecuación y 45 en el miembro derecho:
³x ´
(5) = 9 · 5 ⇒ x = 45
5

En todos los casos, cualquier operación que se efectúe en el miembro izquier-


do debe también efectuarse en el miembro derecho.

1
2 Tema 1. Repaso de matemáticas

A continuación se muestran las reglas que se debe tener presente para multi-
plicar, dividir, sumar y restar fracciones:
³ a ´³ c ´ ac
= (1.1)
b d bd
(a/b) ad
= (1.2)
(c/d ) bc
a c ad ± bc
± = (1.3)
b d bd

o
Potencias

ic
Cuando se multiplican potencias de una misma magnitud x, se aplica la si-
guiente regla:
x n x m = x n+m (1.4)

ém
Cuando se dividen potencias de una misma magnitud, la regla es

xn
= x n−m (1.5)
xm

ad
Una potencia fraccionaria, tal como 1/3, se corresponde con una raíz:

x 1/n =
p
n
x (1.6)
Ac
Por último, cualquier cantidad (x n ) elevada a la potencia m es

(x n )m = x nm (1.7)
so

Logaritmos

Supongamos que una magnitud x se expresa como una potencia de una cierta
magnitud a:
U

x = ay . (1.8)

El número a se denomina base. El logaritmo de x en base a es igual al exponente


al que debe elevarse la base para satisfacer la expresión x = a y :
ia

y = loga x . (1.9)

Inversamente, el antilogaritmo de y es el número x:


p

x = antiloga y .
Co

Es también interesante recordar que siempre se cumple la identidad

x = a loga (x) . (1.10)

En la práctica, las dos bases empleadas con más frecuencia son 10, que es la
base de los logaritmos decimales, y el número e = 2.71828 . . ., denominado cons-
tante de Euler o base de los logaritmos naturales o neperianos. Cuando se em-
plean logaritmos decimales, tenemos

y = log10 x (o’ x = 10 y ) (1.11)

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.1. Álgebra 3

y para el logaritmo neperiano

y = ln x (o’ x = e y ) . (1.12)

Por último, algunas propiedades útiles de los logaritmos son las siguientes:

log(ab) = log a + log b (1.13)


log(a/b) = log a − log b (1.14)
n
log(a ) = n log a (1.15)

o
log(1/a) = − log(a) (1.16)
logb x = logb a loga x

ic
(1.17)
log 1 = 0 (1.18)

ém
ln e = 1 (1.19)
a
ln e = a . (1.20)

Actividad 1.1:

Demuestre la identidad (1.15). [Haga uso de (1.10)]

¿Puede escribirse log a en términos de ln a?


ad
¿Es cierto que log(a + b) = log a + log b? Razone su respuesta.
Ac
¿Cuál es el valor de ln(−3)?
2
Grafique las siguientes funciones: ex , ex , ln x, ln x 2 y x ln x.
so

Ecuaciones lineales
U

Una ecuación lineal tiene la forma general siguiente:

y = mx + b (1.21)
ia

donde m y b son constantes. Esta ecuación se denomina ecuación lineal porque


la gráfica de y en función de x es una línea recta, como se muestra en la figura. La
p

constante b, llamada ordenada en el origen, representa el valor de y en el que la


línea recta corta al eje y. La constante m es igual a la pendiente de la línea recta
y también es igual a la tangente del ángulo que forma la línea con el eje x. Si dos
Co

puntos cualesquiera de la recta se especifican mediante las coordenadas (x 1 ,y 1 )


y (x 2 ,y 2 ), como se indica en la figura anterior, entonces la pendiente de la línea
recta se puede expresar como sigue:

y 2 − y 1 ∆y
m= = (1.22)
x 2 − x 1 ∆x

Obsérvese que m y b pueden tomar valores positivos o negativos. En la figura


anterior, tanto b como m eran positivas. En la figura adjunta se muestran otras
tres posibles situaciones.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


4 Tema 1. Repaso de matemáticas

1.1.1. Resolución de sistemas de ecuaciones lineales

Consideremos la ecuación 3x + 5y = 15, que tiene dos incógnitas, x e y. Una


ecuación de este tipo no tiene una única solución. Por ejemplo, obsérvese que
(x = 0, y = 3), (x = 5, y = 0) y (x = 2, y = 9/5) son soluciones de esta ecuación.
Si un problema tiene dos incógnitas, solo es posible obtener una solución si se
tienen dos ecuaciones. En general, si un problema tiene n incógnitas, su solución
requiere n ecuaciones. Para resolver sistemas de dos ecuaciones que impliquen
dos incógnitas, x e y, despejamos x en función de y en una de las ecuaciones y
sustituimos dicha expresión en la otra ecuación.

o
Un sistema de dos ecuaciones lineales con dos incógnitas puede resolverse
gráficamente. Si las líneas rectas correspondientes a las dos ecuaciones se dibu-

ic
jan un sistema de ejes cartesianos, la intersección de las dos líneas representa la
solución. Por ejemplo, consideremos las dos ecuaciones siguientes:

ém
 x−y =2

x − 2y = −1

Ambas rectas se han dibujado en la figura. La intersección de las dos líneas


es el punto de coordenadas (x = 5, y = 3), que es la solución de este sistema de
ad
dos ecuaciones. Es aconsejable comprobar esta solución por el método analítico
explicado anteriormente.
Ac
Factorización

He aquí algunas fórmulas útiles para descomponer en factores una ecuación:

ax + a y + az = a(x + y + z) (factor común)


so

2 2 2
a ± 2ab + b = (a ± b) (cuadrado perfecto) (1.23)
2 2
a − b = (a + b)(a − b) (diferencia de cuadrados)
U

Ecuaciones de segundo grado

La forma general de una ecuación de segundo grado es


ia

ax 2 + bx + c = 0 (1.24)

donde x es la incógnita y a, b y c son factores numéricos denominados coefi-


p

cientes de la ecuación. Esta ecuación tiene dos soluciones, que se determinan


mediante la expresión
p
−b ± b 2 − 4ac
Co

x= (1.25)
2a
Si b 2 ≥ 4ac, las raíces son reales.

Actividad 1.2: Resuelva la siguiente ecuación:

x2 − y 2 = 7
½

2(x + y) = 9

[Sol.: x = 109/36, y = 53/36]

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.2. Geometría en el plano 5

1.2. Geometría en el plano

La distancia d entre dos puntos de coordenadas (x 1 , y 1 ) y (x 2 , y 2 ) es

q
d= (x 2 − x 1 )2 + (y 2 − y 1 )2 (1.26)

La ecuación de una recta en el plano (ver figura) es

y = mx + b (1.27)

o
donde b es el punto donde la recta corta al eje y y m es la pendiente de la línea.

ic
La ecuación de una circunferencia de radio R centrada en el origen es

x2 + y 2 = R2 .

ém
(1.28)

La ecuación de una elipse que tiene el origen como centro (ver figura) es b
a
0
x2 y 2
+ =1. (1.29)
a2 b2
ad
donde a es la longitud del semieje mayor y b es la longitud del semieje menor.
La ecuación de una parábola cuyo vértice se encuentra en y = b (ver figura) es
Ac
y = ax 2 + b (1.30)
b
0
La ecuación de una hipérbola rectangular (ver figura) es
so

x y = constante (1.31)
U

0
La figura 1.1 muestra las áreas y volúmenes para distintas formas geométricas uti-
lizadas durante el curso.
ia

Ángulos
p

La longitud de arco s de un arco circular (ver figura) es proporcional al radio r para


un valor fijo θ (en radianes):
Co

s
s =rθ ⇒ θ= . (1.32)
r

La relación entre radianes y grados sexagesimales es

360o = 2π rad . (1.33)

En la figura 1.2 se muestran algunas relaciones útiles entre ángulos:

JCM,FLML Apuntes de Física 1


6 Tema 1. Repaso de matemáticas

o
ic
ém
ad
Ac

F IGURA 1.1: Áreas y volúmenes de diferentes figuras geométricas.


so
U
ia

Actividad 1.3:

1. Exprese el ángulo β en función de α.


p
Co

2. Calcule el arco de una circuferencia de radio R que recorre 1 rad. Repita


el cálculo si recorre 1o .

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.3. Trigonometría 7

α=β α + β = 180o

o
ic
ém
α=β AB ⊥ B D, AD ⊥ BC → α = β

F IGURA 1.2: Relaciones entre ángulos.

1.3. Trigonometría ad
La parte de las matemáticas que se basa en las propiedades especiales del
Ac
triángulo rectángulo se denomina trigonometría. Por definición, un triángulo rec-
tángulo es aquel que tiene un ángulo de 90º. Consideremos el triángulo rectángulo
de la figura, en el que el lado a es el cateto opuesto al ángulo θ, el lado b es el cateto
adyacente al ángulo θ y el lado c es la hipotenusa del triángulo. Las tres funciones
trigonométricas básicas definidas por este triángulo son el seno (sen), el coseno
so

(cos) y la tangente (tan). En función del ángulo θ, estas funciones se definen del
siguiente modo:
U

cateto opuesto a θ a
sen θ ≡ = (1.34)
hipotenusa c
cateto adyacente a θ b
cos θ ≡ = (1.35)
ia

hipotenusa c
cateto opuesto a θ a sen θ
tan θ ≡ = = . (1.36)
cateto adyacente a θ b cos θ
p
Co

El teorema de Pitágoras proporciona la siguiente relación entre los lados de un


triángulo rectángulo:

c 2 = a2 + b2 . (1.37)

A partir de las definiciones anteriores y del teorema de Pitágoras, se deduce


que

sen2 θ + cos2 θ = 1 . (1.38)

JCM,FLML Apuntes de Física 1


8 Tema 1. Repaso de matemáticas

La funciones cosecante, secante y cotangente se definen del siguiente modo:

1 c
csc θ ≡ = (1.39)
sen θ a
1 c
sec θ ≡ = (1.40)
cos θ b
1 b
cot θ ≡ = . (1.41)
tan θ a

El ángulo θ cuyo seno es x se denomina arcoseno de x y se escribe arcsenx.

o
Análogamente, se definen las funciones arcocoseno y arcotangente:

ic
sen θ = x ⇒ θ = arcsenx
cos θ = x ⇒ θ = arc cos x

ém
tan θ = x ⇒ θ = arctan x .

Las siguientes relaciones se obtienen directamente del triángulo rectángulo


mostrado en la figura anterior:

ad sen θ = cos(π/2 − θ)
cos θ = sen(π/2 − θ)
cot θ = tan(π/2 − θ) .
Ac
Algunas propiedades de las funciones trigonométricas son

sen(−θ) = − sen θ
cos(−θ) = tan θ
so

tan(−θ) = − tan θ .
U

Las siguientes relaciones se aplican a cualquier triángulo (como en la figura):

α + β + γ = π [180o ] . (1.42)
p ia

a 2 = b 2 + c 2 − 2bc cos α (1.43)


Co

2 2 2
b = a + c − 2ac cos β (1.44)
Teorema del coseno c 2 = a 2 + b 2 − 2ab cos γ . (1.45)

a b c
Teorema del seno = = . (1.46)
sen α sen β sen γ

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.3. Trigonometría 9

A continuación se enumeran una serie de identidades trigonométricas útiles:

sen2 θ + cos2 θ = 1 (1.47)


sec2 θ = 1 + tan2 θ (1.48)
2 2
csc θ = 1 + cot θ (1.49)
sen 2θ = 2 sen θ cos θ (1.50)
2 2
cos 2θ = cos θ − sen θ (1.51)

o
2 tan θ
tan 2θ = (1.52)
1 − tan2 θ

ic
θ 1 − cos θ
sen2 = (1.53)
2 2
θ 1 + cos θ

ém
cos2 = . (1.54)
2 2

ad
sen(A ± B ) = sen A cos B ± cos A sen B
cos(A ± B ) = cos A cos B ∓ sen A sen B
(1.55)
(1.56)
Ac
A ±B A ∓B
sen A ± sen B = 2 sen cos (1.57)
2 2
A +B A −B
cos A + cos B = 2 cos cos (1.58)
2 2
so

A +B B−A
cos A − cos B = 2 sen sen . (1.59)
2 2
U

En la figura 1.3 se representan las funciones trigonométricas en función de θ.


Las funciones seno y coseno tienen un periodo 2π rad (o 360º). Es decir, para cual-
quier valor de θ, sen(θ+2π) = sen θ. La función tangente tiene un periodo de π rad
ia

(o 180º).

Actividad 1.4:
p

Exprese sen2 α, cos2 α, sen3 α y cos4 α en función de senos y cosenos de


α y 2α.
Co

En un triángulo no rectángulo, halle el valor de la longitud del cateto


opuesto a dos de lado a y b y que forman un ángulo α.

Halle el valor de x que verifica la ecuación: sec2 x + 2 tan x = 16.


[Sol.:x = arctan(3)]

La ecuación sin2 x + 2 cos x = 16 no tiene soluciones reales. ¿Por qué?

Determine el periodo de la función sen(3x).

JCM,FLML Apuntes de Física 1


10 Tema 1. Repaso de matemáticas

o
ic
ém
ad
Ac
so

F IGURA 1.3: Funciones trigonométricas.


U
p ia
Co

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.4. Desarrollos en serie 11

1.4. Desarrollos en serie

Mostramos a continuación una serie de desarrollos en serie útiles:


n µ ¶ n!
n n−k k n
µ ¶
(a + b)n =
X
x y , con = (1.60)
k
k k k!(n − k)!
n(n − 1) 2
(1 + x)n = 1 + nx + x +··· (1.61)
2!
x2 x3
ex = 1 + x + + +··· (1.62)
2! 3!

o
1 1
ln(1 ± x) = ±x − x 2 ± x 3 − · · · (1.63)
2 3

ic
x3 x5
sen x = x − + −··· (1.64)
3! 5!

ém
x2 x4
cos x = 1 − + −··· (1.65)
2! 4!
x 3 2x 5
tan x = x + + +··· (|x| < π/2) . (1.66)
3 15

Para x ¿ 1, se pueden utilizar las siguientes aproximaciones:

(1 + x)n ≈ 1 + nx
x
e ≈ 1+x
ad (1.67)
(1.68)
Ac
ln(1 ± x) ≈ ±x (1.69)
sen x ≈ x (1.70)
cos x ≈ 1 (1.71)
tan x ≈ x . (1.72)
so

p
Actividad 1.5: Si la unidad imaginaria se define como j = −1 y sus po-
tencias vienen dadas por j2 = −1, j3 = −j, j4 = 1, . . ., demuestre la expresión
U

siguiente denominada identidad de Euler: ejθ = cos θ + j sen θ.


ia

1.5. Cálculo diferencial


p

En varias ramas de la ciencia, es necesario utilizar algunas veces las herra-


mientas básicas del cálculo infinitesimal, inventado por Newton, para describir
Co

los fenómenos físicos. El uso del cálculo infinitesimal es fundamental en el tra-


tamiento de distintos problemas de la mecánica newtoniana, la electricidad y el
magnetismo. En esta sección simplemente vamos a enunciar algunas propieda-
des básicas y reglas prácticas.
En primer lugar, hay que especificar una función que describa cómo se rela-
ciona una variable con otra (por ejemplo, una coordenada en función del tiempo).
Supongamos que llamamos y a una de las variables (la variable dependiente), y
x a la otra (la variable independiente). Para estas dos variables, podríamos tener
una relación funcional como la siguiente:

y(x) = ax 3 + bx 2 + c x + d

JCM,FLML Apuntes de Física 1


12 Tema 1. Repaso de matemáticas

Si a, b, c y d son constantes especificadas, entonces se puede calcular y pa-


ra cualquier valor de x. Normalmente, trabajaremos con funciones continuas, es
decir, aquellas para las que y varía de forma suave al hacerlo x.
La derivada de y con respecto de x se define como el límite, cuando ∆x tiende
a cero de la pendiente de la cuerda dibujada entre dos puntos de la curva que
representa y en función de x. Matemáticamente, escribimos esta definición del
siguiente modo:
dy ∆y y(x + ∆x) − y(x)
= lı́m = lı́m (1.73)
dx ∆x→0 ∆x ∆x→0 ∆x
donde ∆y y ∆x de definen como ∆x = x 2 − x 1 y ∆y = y 2 − y 1 (ver figura). Cuando

o
∆x tiende a cero, la cuerda se convierte en la recta tangente en un punto dado, de
forma que la derivada coincide con la pendiente de dicha recta tangente. Es im-

ic
portante destacar que dy/dx no significa dy dividido entre dx, sino que simple-
mente se trata de la notación de Leibnitz que se emplea para designar el proceso
de cálculo del límite para obtener la derivada, definido en la ecuación anterior.

ém
Una expresión útil que conviene recordar cuando y(x) = ax n , donde a es una
constante y n es cualquier número, positivo o negativo (entero o fraccionario), es

dy
= nax n−1 .
dx

ad
Si y(x) es un polinomio o función algebraica de x, aplicamos esta última ecuación
a cada término del polinomio, siendo cero la derivada de una constante.
Ac
Propiedades especiales de las derivadas

Derivada de la suma de dos funciones. Si una función f (x) es igual a la suma


de dos funciones, f (x) = g (x) + h(x), entonces la derivada de la suma es igual a la
suma de las derivadas:
so

d f (x) d[g (x) + h(x)] dg (x) dh(x)


= = + . (1.74)
dx dx dx dx
U

Derivada del producto de dos funciones. Si una función f (x) está dada por el
producto de dos funciones, f (x) = g (x)h(x), entonces la derivada de f (x) se defi-
ne como
ia

d f (x) d[g (x)h(x)] dg (x) dh(x)


= = h(x) + g (x) . (1.75)
dx dx dx dx
p

Derivada del cociente de dos funciones. Si una función f (x) está dada por el
cociente entre dos funciones, f (x) = g (x)/h(x), entonces la derivada de f (x) se
Co

define como

d f (x) d[g (x)/h(x)]


· ¸
1 dg (x) dh(x)
= = 2 h(x) − g (x) . (1.76)
dx dx h (x) dx dx

Regla de la cadena. Si y = f (x) y x = g (z), entonces, dy/dz puede escribirse co-


mo el producto de dos derivadas:

dy dy dx
= . (1.77)
dz dx dz

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.5. Cálculo diferencial 13

La segunda derivada. La segunda derivada de y con respecto de x se define co-


mo la derivada de la función dy/dx (la derivada de la derivada). Esto se expresa,
normalmente, del siguiente modo:

d2 y
µ ¶
d dy
= . (1.78)
dx 2 dx dx

Derivada inversa. La derivada de x respecto de y es la inversa de la derivada de


y respecto de x, siempre que ninguna de ellas se anule:

o
µ ¶−1
dx dy
= . (1.79)
dy dx

ic
Ejemplo de derivadas de funciones particulares. A continuación se enumeran

ém
algunas de las derivadas utilizadas con más asiduidad (las letras a y n representan
constantes):

d
(a) = 0 (1.80)
dx
d
(ax n ) = nax n−1
dx
d ax
dx
(e ) = ae ax
ad (1.81)

(1.82)

d 1
Ac
(ln(x)) = (1.83)
dx x
d
(sen(ax)) = a cos(ax) (1.84)
dx
d
(cos(ax)) = −a sen(ax) (1.85)
so

dx
d
(tan(ax)) = a sec2 (ax) (1.86)
dx
U

d 1
(arctan(x)) = . (1.87)
dx 1 + x2
ia

Actividad 1.6:

Grafique algunos ejemplos de funciones continuas y discontinuas cu-


ya derivada en el origen (x = 0) no sea continua. Dé las expresiones
p

matemáticas de algunas de ellas.


Co

Explique las razones por las que el concepto de derivada es tan suma-
mente relevante en Física e Ingeniería.

Exprese en palabras y de forma clara el significado de la siguiente


ecuación: d f (x)/dx = f (x). ¿Existe alguna función que satisfaga la an-
terior ecuación? ¿Existe alguna diferencia fundamental con ecuacio-
nes del tipo x 3 − sen x = 7?

Halle las derivadas de las siguientes funciones:: (sen x)/x, sen(1/x),


x 3x , y ln(sec x).

JCM,FLML Apuntes de Física 1


14 Tema 1. Repaso de matemáticas

1.6. Cálculo integral

La integración es la operación inversa de la derivación. Por ejemplo, conside-


remos la siguiente expresión:

dy
f (x) = = 3ax 2 + b
dx
la cual es el resultado de derivar la función

y(x) = ax 3 + bx + c .

o
Podemos escribir la ecuación anterior como dy = f (x)dx = (3ax 2 + b)dx y ob-
tener y(x) “sumando” todos los valores de x. Matemáticamente, escribimos esta

ic
operación inversa como sigue:
Z
y(x) = f (x) dx . (1.88)

ém
Para la función f (x) dada en el ejemplo anterior, tenemos
Z
y(x) = (3ax 2 + b) dx = ax 3 + bx + c

ad
donde c es una constante de integración. Este tipo de integral se denomina inte-
gral indefinida, dado que su valor depende de la elección que se haga de c.
Una integral indefinida I (x) se define, en general, como
Ac
Z
I (x) = f (x)dx . (1.89)

donde f (x) se denomina integrando y f (x) = dy(x)/dx.


Para una función continua cualquiera f (x), la integral se puede describir co-
so

mo el área bajo la curva limitada por f (x) y el eje x entre dos valores especificados
de x, por ejemplo, x 1 y x 2 , como se muestra en la figura.
El área del elemento en color azul es aproximadamente f (x i )∆x i . Si sumamos
todos esos elementos desde x 1 hasta x 2 y calculamos el límite de esta suma cuan-
U

do ∆x i → 0, obtenemos el área real bajo la curva limitada por f (x) y x entre los
limites x 1 y x 2 :
X Z x2
f (x i )∆x i = f (x)dx = I (x 2 ) − I (x 1 ) .
ia

Área = lı́m = (1.90)


∆x i →0 i x1

Las integrales del tipo definido por esta ecuación se denominan integrales
p

definidas.
Una integral habitual que surge en situaciones prácticas es la siguiente:
Co

x n+1
Z
I (x) = x n dx = +c (x 6= −1) (1.91)
n +1

Este resultado es obvio, ya que la derivada del miembro derecho de la ecuación


con respecto a x es f (x) = x n , como puede verificarse directamente. Si los límites
de integración son conocidos, esta integral se convierte una integral definida y se
expresa como sigue:
x2 x 2n+1 − x 1n+1
Z
x n dx = (x 6= −1) (1.92)
x1 n +1

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.6. Cálculo integral 15

Integración por partes

En ocasiones, resulta útil aplicar el método de la integración por partes para


calcular ciertas integrales. El método utiliza la propiedad que establece que
Z Z
udv = uv − vdu (1.93)

donde u y v se eligen cuidadosamente de modo que sea posible reducir una in-
tegral compleja a una integral más sencilla. En muchos casos, se realizan varias
reducciones. Consideremos la función siguiente:

o
Z
I (x) = xex dx .

ic
Esta integral se puede calcular integrando por partes. Seleccionamos u ≡ x y dv ≡

ém
ex dx, de modo que du = xdx y v = ex . Así,
Z Z
x x
I (x) = xe dx = xe − ex dx = xex − ex + c .

Es decir,

I (x) =
Z
ad
x 2 ex dx = x(ex − 1) + c .
Ac
Integración por sustitución

Otro método útil que debe recordarse es la integración por sustitución, en la


que se realiza un cambio de variable. Por ejemplo, consideremos la siguiente in-
tegral:
so

Z
I (x) = cos2 x sen xdx .
U

Esta integral es fácil de calcular si expresamos u = cos x, de modo que du = − sen xdx.
La integral queda entonces del siguiente modo:

u3
Z
I (u) = − u 2 du = − +C .
ia

Deshaciendo el cambio de variables queda, finalmente,


p

cos3 x
I (x) = − +c .
Co

Actividad 1.7: Halle la solución de las siguientes integrales:


Z 1
cos3 x dx
0

1 x2
Z
dx .
0 3x 3 + 1

JCM,FLML Apuntes de Física 1


16 Tema 1. Repaso de matemáticas

Integrales inmediatas

A continuación se enumeran algunas integrales indefinidas de utilidad (to-


mando la constante de integración c igual a 0):
x n+1
Z
x n dx = si n 6= −1 (1.94)
n +1
1
Z
dx = ln x (1.95)
x
Z 0
f (x)
dx = ln[ f (x)] (1.96)
f (x)

o
1
Z
e ax dx = e ax (1.97)

ic
a
1
Z
sen(ax) dx = − cos(ax) (1.98)
a

ém
1
Z
cos(ax) dx = sen(ax) (1.99)
a
1 1
Z
tan(ax) dx = − ln[cos(ax)] = ln[sec(ax)] (1.100)
a a
1 1 x
Z

Z
a +x
2

a −x
2
1

1
ad2

2
dx = arctan

dx =
a
1

1
ln
2a a − x
a+x

x −a
a

si a 2 − x 2 > 0
(1.101)

(1.102)
Ac
dx = ln si x 2 − a 2 > 0 (1.103)
x2 − a2 2a x + a
1 x x
Z
p dx = arcsen = − arc cos si a 2 − x 2 > 0 (1.104)
a −x
2 2 a a
so

Actividad 1.8: Halle la solución de las siguientes integrales:


R 0
f (x) f (x)dx
U

Rb
a f 00 (x) f 0 (x)dx

0 x sen x dx
R ∞ sen x
ia

0 dx .
x
p

1.7. Funciones de varias variables


Co

Diferencial de funciones de una sola variable

Recordemos que para una función de una sola variable f = f (x), ya se definió
la derivada de la función f (x) con respecto a x como
d f (x) f (x + ∆x) − f (x) ∆f
= lı́m = lı́m . (1.105)
dx ∆x→0 ∆x ∆x→0 ∆x

Geométricamente, esta derivada expresa el valor de la pendiente de la tangente a


la curva f (x) en el punto x. El concepto de diferencial de f (x), denotado genéri-

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.7. Funciones de varias variables 17

camente como d f , expresa la variación infinitesimal de la función f (x) entre x y


x + dx, esto es,
d f (x) = f (x + dx) − f (x) . (1.106)
Desde un punto de vista matemático, este diferencial viene dado por el siguiente
producto:
df
µ ¶
d f (x) = dx . (1.107)
dx
Debe recordarse nuevamente que d f /dx no expresa un cociente entre d f y dx
sino que por el contrario debe entenderse como la acción del operador d/dx so-
bre la función f (x). Este hecho se pone de manifiesto con otras notaciones que

o
prefieren expresar la derivada de la función f (x) con respecto a x como Dx f (x),
donde Dx ≡ d/dx es precisamente el operador derivada.

ic
1.7.1. Teorema fundamental del cálculo

ém
El teorema fundamental del cálculo establece la siguiente relación entre las
operaciones de integración y diferenciación de la función f (x):
Z b µdf ¶
dx = f (b) − f (a) . (1.108)
a dx

Una posible³manera
que d f (x) =
´
df
dx dx, y por tanto
Z b
ad
de “deducir” la expresión anterior pasa por tener en cuenta
Ac
d f (x) = f (b) − f (a) . (1.109)
a

1.7.2. Diferencial y derivada parcial de una función de


varias variables
so

Es muy frecuente que en la naturaleza las magnitudes dependan de más de


una variable, así la temperatura de una habitación depende de la posición del
punto donde se mide, esto es, de las tres coordenadas espaciales del punto. Este
U

hecho se manifiesta matemáticamente diciendo que la temperatura es función de


x, y y z y se denota como T = T (x, y, z).
Similarmente al concepto de derivada introducido en la sección anterior pa-
ia

ra funciones de una sola variable, puede ahora definirse el concepto de derivada


parcial. Esta derivada hace referencia a la variación de cierta función con respec-
to a una sola de las variables cuando las demás permanecen constantes. Así, se
define la derivada parcial de la función f (x, y, z) con respecto a x como
p

∂f f (x + ∆x, y, z) − f (x, y, z)
= lı́m (1.110)
Co

∂x ∆x→0 ∆x
y análogamente para las restantes variables. A partir del concepto de derivada
parcial, puede deducirse que una variación infinitesimal de la función f (x, y, z)
cuando dicha función varía entre los puntos x y x + dx podrá expresarse como

∂f
µ ¶
¯
d f ¯x = dx . (1.111)
∂x

La variación infinitesimal de la función f (x, y, z) cuando ésta varía entre los pun-
tos (x, y, z) y (x +dx, y +dy, z +dz) podría obtenerse, por tanto, sumando las varia-
ciones parciales a lo largo de cada una de las coordenadas. De este modo, puede

JCM,FLML Apuntes de Física 1


18 Tema 1. Repaso de matemáticas

escribirse que
∂f ∂f ∂f
µ ¶ µ ¶ µ ¶
df = dx + dy + dz . (1.112)
∂x ∂y ∂z

Actividad 1.9:

Escriba el diferencial de la siguiente función: x(t ) = 3t 2 + 9t − 5.

• ¿Varía dx con t ?
• Exprese en palabras el significado de dx supuesto que x(t ) repre-

o
sente la posición en el tiempo de una partícula que se mueve a lo
largo del eje x.

ic
Encuentre una integral definida (tanto el integrando como los límites
de integración) cuya solución sea sen(π/3) − cos(π/3) + 1.

ém
Obtenga el diferencial de la siguiente función: x(u, v) = u 2 v − v 2 +
v sen(u).

Si la temperatura en grados centígrados de una habitación viene dada


por T (x, y, z) = x 2 + y 2 + 20, exprese en palabras el significado de dicha
función.
ad
• ¿Qué significa que ∂T /∂x ∝ x?
• ¿Qué implica que ∂T /∂z = 0?
Ac

1.8. Álgebra vectorial


so

1.8.1. Vectores
U

En la naturaleza existen magnitudes físicas que están completamente deter-


minadas por su valor y sus unidades. De forma genérica puede decirse que estas
magnitudes son escalares. Ejemplos de estas magnitudes son la masa, la distan-
cia, la temperatura, etc. Por el contrario, existen otras magnitudes que además
ia

de su valor y unidades están “dotadas” de una propiedad adicional: su dirección.


Este tipo de magnitudes se conocen con el nombre de magnitudes vectoriales e
incluyen a magnitudes tales como la posición, la velocidad, la fuerza, el campo
eléctrico, etc. Para expresar las magnitudes vectoriales se hace uso de los vectores
p

y por tanto se hace imprescindible el álgebra de vectores.


Co

Notación vectorial

Usualmente las magnitudes vectoriales suelen denotarse en los textos impre-


sos mediante letras minúsculas o mayúsculas en tipo negrita, v, V, dejándose usual-
mente la notación con una flecha/raya encima de dichas letras, ~ ~ , para la es-
v,V
critura manual de los mismos. No obstante en el texto de estos apuntes, con la
idea de evidenciar más si cabe el caracter vectorial de las magnitudes, usaremos
la notación con una flechita encima de las variables. En las figuras aparecerán a
menudo los vectores denotados en tipo negrita.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.8. Álgebra vectorial 19
z
vz
Para expresar que cierta magnitud es vectorial se pueden usar varios tipos de
notación. A continuación destacamos las más usadas: v
Mediante una terna de números que son las componentes del vector en los vy
ejes cartesianos x, y, z: vx y
~
v = (v x , v y , v z ) . (1.113)
Geométricamente, las componentes cartesianas del vector pueden identifi- x
carse con las proyecciones de este vector a lo largo de los ejes cartesianos. v
El vector ~
v puede también expresarse en función de su módulo y de su vector
unitario. El módulo del vector ~ u suele denotarse como v o bien |~
v | y viene

o
dado según el teorema de Pitágoras por
v^

ic
q
v | ≡ v = v x2 + v 2y + v z2 .
|~ (1.114)
Módulo del vector ~
v
El vector unitario asociado con el vector ~ v se define como aquel vector de

ém
módulo unidad que tiene la misma dirección y sentido que ~ v . Dicho vector
se denotará de forma genérica como v̂ o bien como ~ vˆ , pudiéndose expresar
como
~
v (v x , v y , v z )
v̂ = = q . (1.115) Vector unitario de ~
v
v v x2 + v 2y + v z2 z
Obviamente el vector ~
v puede escribirse como: ~
v = v v̂.
ad
Expresando el vector como suma de las componentes del vector por los vecto-
res unitarios a lo largo de los ejes coordenados. Los vectoresunitarios a lo largo
v
de los ejes x, y, z se denotaran como x̂, ŷ, ẑ respectivamente. Otras notaciones
Ac
frecuentes para estos vectores unitarios son i, j, k o bien ex , e y , ez . Usando esta y
notación, el vector ~ v se escribirá como:

~
v = v x x̂ + v y ŷ + v z ẑ . (1.116)
x
so

1.8.2. Suma de vectores

La suma de vectores se realiza sumando sus componentes. De este modo si


U

~
a = a x x̂ + a y ŷ + a z ẑ
c
~
b = b x x̂ + b y ŷ + b z ẑ , b
ia

el vector ~
c suma de los dos anteriores será por tanto:
a
~ a +~
c =~ b
p

= (a x + b x )x̂ + (a y + b y )ŷ + (a z + b z )ẑ . (1.117)


Co

1.8.3. Producto escalar

a y~
El producto escalar de dos vectores ~ a ·~
b, denotado como ~ b es un escalar
fruto de la siguiente operación:

a ·~
~ b = ax bx + a y b y + az bz (1.118)
= ab cos α , (1.119)

siendo α el ángulo formado por los dos vectores (es independiente si este ángulo
se mide en dirección horaria o antihoraria ya que cos(π − α) = cos α). El producto

JCM,FLML Apuntes de Física 1


20 Tema 1. Repaso de matemáticas

a ·~
escalar ~ b puede interpretarse geométricamente como la proyección de uno de
los vectores sobre el otro (salvo factores numéricos). Este hecho se manifiesta cla-
ramente en el producto escalar de ~ a por uno de los vectores unitarios según los
ejes coordenados, esto es,
~a · x̂ = a x ,

donde se ve claramente que ~


a · x̂ es justamente la proyección del vector ~
a sobre el
eje x.
Algunas de las propiedades del producto escalar son:

El producto escalar es conmutativo:

o
a ·~
~ b =~
b ·~
a. (1.120)

ic
El producto escalar es distributivo respecto a la suma de vectores:

ém
a · (~
~ b +~ a ·~
c) = ~ b +~
a ·~
c. (1.121)

El producto escalar de dos vectores perpendiculares es nulo:

a ·~
~ a ⊥~
b=0 ⇒ ~ b. (1.122)

ad
El producto escalar de un vector por sí mismo es igual al cuadrado del módulo
de dicho vector:
~ a = a2 .
a ·~ (1.123)
Ac
1.8.4. Producto vectorial

a y~
El producto vectorial de dos vectores ~ a ×~
b, denotado como ~ b, es un vector
definido como
so

a ×~
~ b = ab sen α n̂ , (1.124)

siendo α el ángulo más pequeño formado por los dos vectores y n̂ el vector unita-
a y~
rio normal exterior al plano que contiene a los vectores ~ b. Puesto que el plano
U

tiene dos normales (cada una con distinto sentido), el vector n̂ que aparece en
(1.124) siempre se refiere a la normal que apunta según la regla de la mano dere-
cha. Esta regla dice que usando la mano derecha y apuntando el dedo índice en
a y el dedo corazón en la de ~
la dirección de ~ b, el dedo pulgar indicará la dirección
ia

1
de n̂. Geométricamente, el módulo del producto vectorial, |~ a ×~b|, es igual al área
del paralelogramo generado por los vectores ~ ~
a y b.
p

A partir de la definición del producto vectorial (1.124) pueden deducirse las


siguientes propiedades:
Co

El producto vectorial es anticonmutativo:

a ×~
~ b = −~
b ×~
a. (1.125)

El producto vectorial es distributivo respecto a la suma de vectores:

a × (~
~ b +~ a ×~
c) = ~ b +~
a ×~
c. (1.126)
1 Esta regla también se conoce a veces como regla del tornillo cuando dice que considerando el giro
que va desde ~a hasta ~
b por el camino más corto, si este giro se aplica a un tornillo, el sentido de
avance o retroceso del tornillo indica hacia donde se dirige la normal.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.8. Álgebra vectorial 21

El producto vectorial de dos vectores paralelos es nulo:

a ×~
~ a ∥~
b=0 ⇒ ~ b. (1.127)

Multiplicación por un escalar α:

a ×~
α(~ a ×~
b) = α~ a × α~
b =~ b. (1.128)

Teniendo en cuenta la definición (1.124) y las propiedades (1.125)–(1.127), el


a por ~
producto vectorial de ~ b puede obtenerse como

o
a ×~
~ b = (a x x̂ + a y ŷ + a z ẑ) × (b x x̂ + b y ŷ + b z ẑ) =

ic
= (a y b z − a z b y )x̂ + (a z b x − a x b z )ŷ + (a x b y − a y b x )ẑ . (1.129)

Usando la definición del determinante, la expresión anterior puede escribirse co-

ém
mo ¯ ¯
¯ x̂ ŷ ẑ ¯¯
a ×~
~
¯
b = ¯¯ a x a y a z ¯¯ . (1.130)
¯ b b y bz ¯
x

1.8.5. Productos triples


ad
Dado que el producto vectorial de dos vectores es otro vector, este vector pue-
de a su vez multiplicarse escalar o vectorialmente para formar lo que se conoce
Ac
como productos triples.

Producto triple escalar: ~ a · (~


b ×~c ).
Desde un punto de vista geométrico, este producto triple escalar puede inter-
pretarse como el volumen del paralelepípedo generado por los tres vectores ~ a,
~ c dado que según la figura adjunta |~
so

b y~ c | es el área de la base y |a cos α| es


b ×~ a
la altura (α es el ángulo entre ~a y~b ×~c ). Usando esta interpretación geométrica b
es fácil deducir que
c
U

a · (~
~ c) =~
b ×~ c ×~
b · (~ a) = ~ a ×~
c · (~ b) . (1.131)

Es interesante notar que en la expresión anterior se ha preservado el “orden


alfabético”.
ia

El productor triple escalar puede también obtenerse a partir del siguiente de-
terminante:
¯ ax a y az ¯
¯ ¯
p

a · (~
~
¯ ¯
c ) = ¯¯ b x b y b z ¯¯ .
b ×~ (1.132)
¯ c c y cz ¯
x
Co

a × (~
Producto triple vectorial: ~ b ×~
c ).
Este producto triple vectorial puede también obtenerse como

a × (~
~ c) =~
b ×~ b(~
a ·~
c ) −~ a ·~
c (~ b) . (1.133)

Nótese que el vector

a ×~
(~ b) ×~
c = −~ a ×~
c × (~ a (~
b) = −~ c ) +~
b ·~ b(~
a ·~
c) (1.134)

es un vector completamente diferente al definido en la expresión (1.133).

JCM,FLML Apuntes de Física 1


22 Tema 1. Repaso de matemáticas

Actividad 1.10:

Sean los siguientes puntos: A(0, 0), B (1, −1), C (1, 1) y D(2, 0). Halle los
−→ −−→
vectores AB y C D y represéntelos gráficamente. Entre las posibles con-
clusiones que pudiera extraer del anterior cálculo, ¿podría decir que
existe algo así como un “punto donde empieza el vector” en la propia
definición del vector?

Halle el módulo y el vector unitario de ~


a = 3x̂ − 7ŷ + ẑ y también de
~
r (t ) = 3t 2 x̂ + ŷ − t 3 ẑ.

o
~ 2
Halle las componentes del vector pb(t ) cuyo módulo es b(t ) = 9t y su
vector unitario b̂(t ) = (3t x̂ + 5ẑ)/ 9t 2 + 25.

ic
¿Puede la proyección del vector unitario â sobre otro vector unitario b̂
tener como valor 1.7? Explique las razones.

ém
Encuentre los vectores del plano que son ortogonales a ~ a = a x x̂ + a y ŷ.
~
Repita el cálculo anterior para el vector b = b x x̂ + b y ŷ + b z ẑ. Describa
las posibles conclusiones que haya podido extraer de estos cálculos.

Usando las propiedades de la suma de vectores y de su producto esca-


lar, deduzca las relaciones (1.43)-(1.45).

ad
Halle los vectores que son ortogonales al plano definido por los si-
guientes tres puntos: A(0, 2, 1), B (1, −1, 0), y C (2, 1, 1).

¿Cuál es la distancia mínina desde el punto D(3, 3, 3) al plano descrito


Ac
en el punto anterior?
so

1.9. Cálculo vectorial

En este apartado extenderemos los conceptos de derivada, diferencial, e inte-


U

gración al caso de magnitudes vectoriales.

1.9.1. Operador gradiente


ia

Si tenemos una función escalar de varias variables, f (x, y, z), ya vimos en la


expresión (1.112) que el diferencial de dicha función, d f , puede expresarse como
p

el siguiente producto escalar:

∂f ∂f ∂f
µ ¶
Co

df = , , · (dx, dy, dz) . (1.135)


∂x ∂y ∂z

Definiendo el operador vectorial ~


∇ como

∂ ∂ ∂
µ ¶
~
∇≡ , , (1.136)
Operador ~
∇ ∂x ∂y ∂z
∂ ∂ ∂
≡ x̂ + ŷ + ẑ , (1.137)
∂x ∂y ∂z

al aplicarlo a la función f (x, y, z) se obtiene el gradiente de f , ~


∇ f , que es eviden-

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.9. Cálculo vectorial 23

temente una magnitud vectorial:


∂f ∂f ∂f
µ ¶
~
∇ f (x, y, z) = , , (1.138)
∂x ∂y ∂z Definición de gradiente de f
∂f ∂f ∂f
= x̂ + ŷ + ẑ . (1.139)
∂x ∂y ∂z
Esta definición permite escribir el diferencial de la función f como el siguiente
producto escalar:
df =~ ∇ f · d~
r , (1.140)
r = (dx, dy, dz).
donde d~

o
Usando la definición de producto escalar, d f también puede escribirse como

ic
d f = |~ r | cos α ,
∇ f | |d~ (1.141)

lo que permite deducir que la máxima variación de la función f (x, y, z) se produce

ém
cuando α = 0, esto es, cuando d~ r es paralelo al gradiente de f , ~
∇ f . Consecuente-
mente, la dirección del vector ~
∇ f marca la dirección de máxima variación de la
función en el punto (x, y, z).

Actividad 1.11:

Halle la expresión de ~
∇ f y d f para f (x, y, z) = x y 2 + z 3 .
ad
Obtenga el vector unitario asociado con la dirección de máxima varia-
ción de la función anterior.
Ac
1.9.2. Integral de camino

~ (esto es, una magnitud vectorial cuyas componen-


so

Dado un campo vectorial F


tes dependen de la posición espacial), la integral de camino de F ~ entre dos puntos
A y B a lo largo de la curva Γ se define como la siguiente integral:
Z B
U

C AB = ~ · d~
F l
A,Γ
~ (P i ) · P i P i +1 .
X
= lı́m F (1.142)
P i +1 →P i (Γ) i
ia

La integral anterior puede interpretarse como la superposición infinitesimal del dl B


producto escalar F ~ ·d~
l para cada elemento diferencial de la curva Γ entre los pun-
tos A y B . El vector d~l es un vector que tiene por módulo la longitud de un ele-
p

mento diferencial de la curva y por dirección la de la recta tangente a la curva en F


dicho punto. Las integrales de camino son muy usuales en Física, definiendo, por
Co

ejemplo, el trabajo que realiza cierta fuerza entre dos puntos a través de cierta tra-
yectoria. En general, la integral de camino depende del camino que se elija para ir A
desde A hasta B .
Algunas de las propiedades más importantes de las integrales de camino son:
Z B Z A
~ · d~
F l =− ~ · d~
F l.
A,Γ B,Γ

Si A 0 es un punto intermedio de la curva Γ entre A y B , se tiene que


Z B Z A0 Z B
~ ~
F · dl = ~ ~
F · dl + ~ · d~
F l.
A,Γ A,Γ A 0 ,Γ

JCM,FLML Apuntes de Física 1


24 Tema 1. Repaso de matemáticas

Actividad 1.12:

Cierta fuerza puede expresarse como F ~ = x 3 y x̂ − z 2 ŷ. Halle el traba-


jo hecho por esta fuerza para trasladar una partícula desde el punto
A(0, 1, 0) hasta el punto B (3, 1, 0) siguiendo una trayectoria recta para-
lela al eje x.

1.9.3. Teorema fundamental del gradiente

o
De forma similar a como se hizo para funciones de una sola variable en (1.108),

ic
se verifica que
Z B
∇ f · d~
~ l = f (B ) − f (A) , (1.143)
A

ém
donde la integral en la expresión anterior es una integral de camino.
La expresión (1.143) puede “justificarse” considerando la definición del dife-
rencial de f dada por (1.140). A partir de esta definición, la integral en (1.143)
puede verse como una superposición infinitesimal de las variaciones de la fun-
ción entre los puntos A y B , y esto es precisamente f (B ) − f (A).

ad
Dos importantes corolarios se pueden extraer de la expresión (1.143) son

1. Z B Z B
Ac
∇ f · d~
~ l= ∇ f · d~
~ l, (1.144)
A,Γ A,γ

∇ f · d~
RB
esto es, A ~ l es independiente del camino tomado entre los puntos A y B .
~ ·d~
RB
Debe notarse que, en general, la integral de camino C AB = A,Γ F l sí depende
del camino (considérese, por ejemplo, el trabajo realizado por un coche para
so

desplazarse entre dos puntos siguiendo distintas carreteras).

2. I
∇ f · d~
~ l =0. (1.145)
U

La integral de camino anterior a través de cualquier curva cerrada, Γ, es nula.


ia

Actividad 1.13: La fuerza gravitatoria (o peso), P ~ , puede expresarse como


~ ~
F = −∇E p (y), donde E p (y) = mg (y − y 0 ), g = 10 m/s2 y y 0 es un nivel de
referencia constante.
p

R B de masa m = 2 kg, obtenga el valor de la integral de


Para una partícula
~ · d~
camino C AB = A,Γ P
Co

l siendo A(2, 3, 0) m y B (1, 0, 0) m.

¿Depende la anterior integral (es decir, el trabajo hecho por el peso) del
camino seguido para ir desde A hasta B ? Encuentre una explicación
para ello.

Sin hacer ningún cálculo, deduzca el valor del trabajo de la fuerza gra-
vitacional necesaria para trasladar la anterior partícula entre los pun-
tos A(2, 3, 0) m y B (1, 3, −5) m, y también entre el punto A(2, 3, 0) m y él
mismo tras recorrer una trayectoria cerrada.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.10. Aspectos generales de funciones armónicas 25

1.9.4. Integral de flujo

Una integral muy útil que aparece en Física es la integral de flujo. El flujo de un
campo vectorial ~A a través de una superficie S se define como la siguiente integral
de superficie: Z
Φ= ~
A · d~
S, (1.146)
S

donde S es una superficie arbitraria y d~


S es el vector diferencial de superficie, de-
finido como
d~
S = dS n̂ , (1.147)

o
que tiene por módulo el área del elemento diferencial y por dirección y sentido el
del vector unitario normal exterior a la superficie, n̂. Por ejemplo, para el caso del
plano z = Cte, el diferencial de superficie será d~
S = dxdy ẑ.

ic
1.10. Aspectos generales de funciones armónicas

ém
Una función armónica f (t ) es aquella que varía en el tiempo de la forma ge-
nérica:
f (t ) = A cos(ωt + ϕ) , (1.148)

determina el rango de variación de la señal, esto es

−A ≤ f (t ) ≤ A .
ad
donde A es la amplitud, ω la frecuencia angular y ϕ el desfase. La amplitud, A,
Ac
La frecuencia angular está relacionada con la frecuencia f a través de

ω = 2π f = , (1.149)
T
donde T el periodo de la señal, esto es, aquel valor tal que f (t ) = f (t + T ). El des-
fase ϕ determina el origen del tiempo, esto es, cuál es el valor de la función en el
so

instante t = 0:
f (0) = A cos ϕ .

Es interesante recordar algunas relaciones trigonométricas de las funciones


U

seno o coseno, a saber:

sen(a ± b) = sen a cos b ± cos a sen b


cos(a ± b) = cos a cos b ∓ sen a sen b ,
ia

de donde puede deducirse, por ejemplo, que

cos(ωt + ϕ − π/2) = sen(ωt + ϕ) . (1.150)


p
Co

Actividad 1.14:

Obtenga la amplitud, el periodo, la fase inicial y la frecuencia angu-


lar de la función armónica f (t ) = 3 sen(100πt ). Previamente escriba la
anterior función en la forma general dada en (1.148).

Dadas dos funciones armónicas de la misma frecuencia: f (t ) =


5 cos(100πt ) y g (t ) = −5 sen(100πt ), halle su función suma. ¿Cuál es
la frecuencia de la función resultante? ¿Qué ocurriría si la frecuencia
angular de las funciones que se suman no es la misma?.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


26 Tema 1. Repaso de matemáticas

1.11. Análisis fasorial

En la resolución de ecuaciones de segundo grado, es frecuente encontrarse


con
p soluciones que implican tomar la raíz cuadrada de un negativo, por ejemplo
−9. No obstante, es fácil notar que no existe ningún número real (esto es, que
pertenezca al conjunto R) tal que su cuadrado sea −9. Para solucionar esta cues-
tión se introducen los números imaginarios, que pueden formarse a partir de la
definición de la unidad imaginaria, j:
p
j = −1 , (1.151)
de modo que

o
p p p p
−9 = −1 × 9 = −1 × 9 = j3 .

ic
Los números que tienen tanto parte real como imaginaria se conocen como nú-
meros complejos y pueden definirse como
z = a + jb , (1.152)

ém
donde a = Re (z) se dice que es la parte real de z y b = Im (z) la parte imaginaria
de z.
Usualmente los números complejos se representan en un plano de modo que
sobre el eje vertical se sitúa el eje imaginario y sobre el eje horizontal el eje real.
De este modo, el número z queda caracterizado por un punto (como se muestra

ad
en la figura adjunta) que está a una distancia |z| dada por
p
|z| = a 2 + b 2 ,
que se conoce como módulo de z, y con un ángulo ϕ medido en sentido antiho-
(1.153)
Ac
rario a partir del eje real dado por
b
µ ¶
ϕ = arctan , (1.154)
a
que se denomina argumento de z.
so

Es fácil observar en la figura que z puede escribirse como


z = |z|(cos ϕ + j sen ϕ) ,
y dado que la identidad de Euler dice que
U

ejϕ = cos ϕ + j sen ϕ , (1.155)


se tiene que el número complejo z puede reescribirse como
ia

z = |z|ejϕ . (1.156)

Actividad 1.15:
p

Escriba en forma polar los siguientes números complejos dados en


forma binómica: z 1 = 3, z 2 = −3, z 3 = j, z 4 = −j, z 5 = 1 + j, z 6 = 1 − j,
Co

z 7 = −1 + j, y z 8 = −1 − j. [Se recomienda representar gráficamente los


números anteriores en el plano complejo.]

Escriba en forma binómica los siguientes números complejos: z 1 =


e−jπ , z 2 = ejπ/4 , z 3 = 7e−jπ/2 , z 4 = 2ejπ/3 , z 5 = 3e−j3π/4 , z 6 = 3ej3π/4 , y
z 7 = 0ejπ/2 .

Sea z 1 = 1 − j y z 2 = 2e j π/4 , obtenga el resultado de las siguientes ope-


p
raciones: z 1 − z 2 , z 1 z 2 , z 1 /z 2 , z 14 , z 2 , y ln z 2 .

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.11. Análisis fasorial 27

Teniendo en cuenta la identidad(1.155), es fácil notar que la función armónica


f (t ) = A cos(ωt + ϕ)
puede escribirse como
f (t ) = Re Aej(ωt +ϕ) = Re Aejϕ ejωt .
¡ ¢ ¡ ¢
(1.157)
Si ahora definimos el fasor, f˜, de la función f (t ) como
f˜ = Aejϕ , (1.158)
se tiene que
f (t ) = Re f˜ejωt .
¡ ¢
(1.159)

o
La identidad (1.159) permite establecer una relación biunívoca entre las fun-

ic
ciones armónicas y sus fasores asociados, de modo que a toda función armónica
se le puede asociar un fasor, esto es,
f (t ) ↔ f˜ . (1.160)

ém
Siguiendo las propiedades más elementales del cálculo de números complejos
pueden demostrarse fácilmente las siguientes propiedades:
f 1 (t ) + f 2 (t ) ↔ f˜1 + f˜2 (1.161)
α f˜ ,
α f (t ) ↔
siendo f i (t ) = A i cos(ωt + ϕi ) y α un número real. ad
Una propiedad adicional de fundamental importancia práctica es
(1.162)
Ac
d f (t )
↔ jω f˜ . (1.163)
dt
Esta última propiedad puede deducirse como sigue:
d f (t )
= − ωA sen(ωt + ϕ) = −ωA cos(ωt + ϕ − π/2)
dt
so

=Re −ωAej(ωt +ϕ−π/2) = Re −ωAejϕ e −jπ/2 ejωt


¡ ¢ ¡ ¢

=Re jωAejϕ e jωt = Re jω f˜ejωt ,


¡ ¢ ¡ ¢
(1.164)
U

de donde se deduce que el fasor asociado a d f /dt es precisamente jω f˜.

Actividad 1.16:
ia

Halle los fasores asociados (en forma binómica) a las siguientes fun-
ciones armónicas: f 1 (t ) = −5 cos(πt ), f 2 (t ) = −5 cos(2πt ), f 3 (t ) =
−5 cos(2πt + π/6), f 4 (t ) = −5 sen(πt ), f 5 (t ) = −5 sen(2πt ), y f 6 (t ) =
−5 sen(2πt + π/6).
p

Escriba las funciones armónicas de periodo T = 1/50 s asociadas a los


Co

siguientes fasores: z 1 = e−jπ , z 2 = ejπ/4 , z 3 = 7e−jπ/2 , z 4 = 2ejπ/3 , z 5 =


3e−j3π/4 , z 6 = 3ej3π/4 , y z 7 = 0ejπ/2 .

Dados los fasores f˜1 = 1 − j y f˜2 = 2e j π/4 asociados con las funcio-
nes armónicas f 1 (t ) y f 2 (t ) de frecuencia f = 50 Hz, halle las funcio-
nes armónicas resultantes de las siguientes operaciones: f 1 (t ) − f 2 (t ),
3 f 1 (t ) + 2 f 2 (t ) y 3 f 10 (t ) + 2 f 2 (t ).

Para el caso anterior ¿puede encontrarse el resultado de f 1 (t ) f 2 (t ) par-


tiendo de sus fasores asociados?

JCM,FLML Apuntes de Física 1


28 Tema 1. Repaso de matemáticas

1.12. Problemas propuestos


1. Escriba la expresión de

a) la longitud y el área de una circunferencia de radio R,


b) el volumen de una esfera de radio R,
c) el área y el volumen de un cilindro de radio R y altura h,
d) el área y el volumen de una pirámide de base cuadrada de lado a y altura h.

2. Escriba la expresión matemática de cos(2α), sen(2α), sen2 (α) y cos2 (α) en función de cos(α) y
sen(α).
3. Dados los siguientes planos:

o
π ≡ 2x + 2y − z − 2 = 0 π0 ≡ x − 2y + 2z + 4 = 0

a) Obtener la ecuación de la recta que determinan.

ic
b) Hallar todos los puntos que equidistan de π y π0 .

4. Dados los puntos A(1, −1, 2), B (2, 0, −1), C (0, 1, 3), se pide:

ém
a) Hallar todos los puntos que equidistan de A, B y C .
b) ¿Cuáles de ellos pertenecen al plano 2x + 2y + 2z + 1 = 0?
c) Hallar la ecuación del plano que pasa por A, B y C .

5. Dado el sistema de ecuaciones

x + y + 2z = 2

ad −3x + 2y + 3z = −2
2x + m y − 5z = −4

a) Discutir el sistema según los valores de m.


b) Resolverlo para m = 1.
Ac
6. a) Hallar el valor de λ para que sea continua la siguiente función:

λx 2 − 1

e
si x > 0


 3x 2

f (x) =

 sen(2x) si x ≤ 0 .

so



x
b) Representar la anterior función en el intervalo −10 < x < 10.
7. Dado el polinomio P (x) = x 3 + ax 2 + bx + c, obtener los valores de a, b y c para que se verifiquen
U

las siguientes condiciones:

a) El polinomio P (x) tenga extremos relativos en los puntos de abscisas x = −1/3, x = −1.
b) La recta tangente a la gráfica de P (x) en el punto (0, P (0)) sea y = x + 3.

8. Calcular las derivadas de las siguientes funciones:


ia

a) (3t 2 − 1) cos(4t )
2
ez
b)
p

z 6 − cos2 z
c) 5x 3x ln(x)
Co

9. Sabiendo que la función F (x) tiene derivada f (x) continua en el intervalo cerrado [2, 5] y que
F (2) = 1, F (3) = 2, F (4) = 6, F (5) = 3, f (3) = 3 y f (4) = −1; hallar:

a) 25 f (x) dx
R

b) 23 [5 f (x) − 7]dx
R

c) 24 F (x) f (x) dx
R

10. Calcular las primitivas de las siguientes integrales:

a) cos2 (ωt ) dt
R

b) sen3 (2y) dy
R

dz
c)
R
z4 − 1

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


1.12. Problemas propuestos 29

R 2 2
d) x ln (x) dx
R −3u
e) ue du
p
11. Recordando que ejα = cos(α) + j sen(α), siendo j = −1 la unidad imaginaria, escriba en forma
binómica y polar el resultado de las siguientes operaciones con números complejos:

a) ejπ/4 − 7j3
b) (4 + j)(2 − 5j)
(3 + 2j)2
c)
4 − 5j
d) [e(2+jπ/3) ]4

12. Expresar el vector (9, 8) como combinación lineal de los vectores (3, 1) y (1, 2) y representar gráfi-

o
camente el resultado.
Sol.: (9, 8)=2(3, 1)+ 3(1, 2).

ic
13. Encontrar el unitario en la dirección dada por los puntos de coordenadas (3, 2, 0) y (6, 8, 2).
Sol.: n̂=(3/7, 6/7, 2/7).
14. Calcular el vector unitario perpendicular al plano determinado por los puntos (0, 0, 0), (1, 2, 3) y

ém
(3, 3, 1). p
Sol.: (−7, 8, −3)/ 122
15. Encontrar el ángulo formado por los vectores (3, 6, 2) y (8, 6, 0) utilizando dos técnicas diferentes
(producto escalar y vectorial).
Sol.: α = 31.003o .
16. Utilizando el concepto de producto vectorial, determinar el área del triángulo cuyos vértices son
los puntos p
de coordenadas (1, 0, 0), (4, 5, 2) y (3, 1, 2).
Sol.: Área= 117/2.
ad
17. Encontrar los vectores unitarios radial (r̂) y tangente (t̂) en los puntos (x, y) de una circunferencia
de radio R que se halla en el plano XY y tiene su centro en el origen de coordenadas. Repetir lo
anterior suponiendo ahora que la circunferencia tiene su centro en el punto (3, 2).
Sol.: centro en (0, 0): r̂ = (x/R, y/R), t̂ = (−y/R, x/R);
Ac
centro en (3, 2): r̂ = ((x − 3)/R, (y − 2)/R), t̂ = (−(y − 2)/R, (x − 3)/R).
18. Indicar cuales de las siguientes expresiones tienen sentido y cuales no:
a ·~
a) (~ b) ·~ a · (~
c ; b) ~ b ×~ a (~
c ); c) ~ b ·~ a ·~
c ); d) (~ b) ×~
c.
Sol.: correctas: b), c); incorrectas: a) y d) .
p
19. Utilizando el hecho de que |~ a| = ~ a ·~
a , demostrar que
so

q
a +~
|~ b| = |~ a |2 + |~ a ·~
b|2 + 2~ b.

20. Encontrar la componente del vector (7, 5, 2) en la dirección dada por la recta que une los puntos
U

(5, 4, 3) y (2, 1, 2).


Sol.: (6, 6, 2).
21. Descomponer el vector ~ A = (1, 5, 5) en sus componentes paralela y perpendicular a la dirección
dada por el unitario n̂=(0, 3/5, 4/5).
Sol.: ~
A=~
A∥ + ~A ⊥ , siendo ~
A ∥ =(0, 3/5, 4/5) y ~
ia

A ⊥ =(1, 21/5, 28/5).


22. Las coordenadas de una partícula móvil de masa m = 2 kg en función del tiempo son ~ r (t ) =
(3t , t 2 , t 3 ) m (t en segundos). Determinar: a) la velocidad y aceleración de la partícula; b) la fuerza
que actúa sobre la misma en el instante t = 1 s, así como las componentes de dicha fuerza en la
p

dirección perpendicular y tangente a la trayectoria.


Sol.: a) ~ v (t ) = (3, 2t , 3t 2 ) m/s, ~ ~ = (0, 4, 12) N; F
a (t ) = (0, 2, 6t ) m/s2 ; b) F ~⊥ = (−6, 0, 6) N, y F
~∥ =
(6, 4, 6) N.
Co

q
23. Calcule el gradiente de la función φ(x, y, z) = 2x y/r , siendo r = x 2 + y 2 + z 2 .
Sol. ~ ∇φ = r −3 2y(r 2 − x 2 )x̂ + 2x(r 2 − y 2 )ŷ − 2x y z ẑ
£ ¤

JCM,FLML Apuntes de Física 1


Co
pia
U
so
Ac
ad
ém
ic
o
T EMA 2

o
Cinemática de la partícula

ic
ém
2.1. Introducción

ad
Movidos por nuestra curiosidad, desde antaño la especie humana ha buscado
los principios fundamentales y universales que gobiernan las causas y los efectos
en los fenómenos observables del universo. Este procedimiento de búsqueda es lo
que se denomina ciencia, siendo el método científico el acto de construir, probar
Ac
y relacionar modelos con el objetivo de describir, explicar y predecir la realidad.
Toda esta metodología implica el establecimeinto de hipótesis, la realización de
experimentos que se puedan repetir y observar y la formulación de nuevas hipó-
tesis. Esencial para determinar el valor de un modelo científico es su simplicidad
y su utilidad para elaborar predicciones o para explicar observaciones referidas a
un amplio espectro de fenómenos.
so

Podemos definir la física como la ciencia que estudia la materia y la energía así
como el espacio y el tiempo. Sus objetos de interés son los principios que determi-
nan el movimiento de las partículas y las ondas, las interacciones de la partículas
U

y las propiedades de las moléculas, los átomos y los núcleos atómicos, así como
los sistemas de mayor escala, como los gases, los líquidos y los sólidos. La física
podría considerarse como la rama de la ciencia más fundamental dado que sus
principios sirven como base para otros campos científicos como la química, la
ia

biología, la geología, etc.


El presente curso de física empezará con el estudio de la mecánica. Esta rama
p

de la física trata sobre el movimiento de los cuerpos. El movimiento puede estu-


diarse desde el punto de vista cinemático y dinámico. En el primer modelo se des-
cribe el movimiento en sí mismo; en el segundo, se investigan las relaciones que
Co

existen entre el movimiento de los cuerpos y las causas que lo producen. Dentro
de este último apartado, la estática establece, como caso particular, las condicio-
nes de equilibrio de los cuerpos. La mecánica es la más antigua de las ramas de
la física y también la más elaborada. Sus modelos se han levado a otros campos,
incluso fuera de la física. De ahí su interés como fundamento para entender otras
parcelas científicas.
En el presente tema estudiaremos la cinemática de una partícula y dejaremos
el estudio de la dinámica para el próximo tema. Además, empezaremos el tema
con una introducción al concepto de las magnitudes físicas que intervienen en
mecánica, antes de abordar el estudio de la cinemática propiamente dicha.

31
32 Tema 2. Cinemática de la partícula

2.2. Magnitudes Físicas. Unidades

Comenzaremos nuestro estudio de la mecánica estableciendo unas pocas de-


finiciones básicas, introduciendo las unidades y mostrando cómo estas unidades
se tratan en las ecuaciones.
La medida de toda magnitud física exige compararla con cierto valor unita-
rio de la misma. Así, para medir la distancia entre dos puntos, la comparamos
con una unidad estándar de distancia tal como el metro. La afirmación de que
una cierta distancia es de 25 metros significa que equivale a 25 veces la longitud
de la unidad metro; es decir, una regla métrica patrón se ajusta 25 veces en dicha

o
distancia. Es importante añadir la unidad metros junto con el número 25 al expre-
sar una distancia debido a que existen otras unidades de longitud de uso común.

ic
Decir que una distancia es 25 carece de significado. Toda magnitud física debe
expresarse con una cifra y una unidad.

ém
2.2.1. El Sistema Internacional de unidades

Todas las magnitudes físicas pueden expresarse en función de un pequeño nú-


mero de unidades fundamentales. Muchas de las magnitudes que se estudiarán
en mecánica, tales como velocidad, fuerza, trabajo o energía, pueden expresarse

ad
en función de tres magnitudes fundamentales: longitud, tiempo y masa. La se-
lección de las unidades patrón o estándar para estas magnitudes fundamentales
determina un sistema de unidades. El sistema utilizado universalmente en la co-
munidad científica es el Sistema Internacional (S.I.). En el S.I. la unidad patrón de
Ac
longitud es el metro, la unidad patrón de tiempo es el segundo y la unidad patrón
de la masa es el kilogramo. Damos a continuación la definición de las unidades
patrón de cada una de las magnitudes fundamentales:

Longitud: La unidad patrón de longitud, el metro (símbolo m) estaba defini-


so

da originalmente por la distancia comprendida entre dos rayas grabadas sobre


una barra de una aleación de platino e iridio que se guarda en la Oficina In-
ternacional de Pesas y Medidas, en Sèvres (Francia). Se escogió esta longitud
de modo que la distancia entre el Ecuador y el Polo Norte a lo largo del meri-
U

diano que pasa por París fuese igual a 10 millones de metros. El metro patrón
se define hoy día como la distancia recorrida por la luz en el vació durante un
tiempo de 1/299792458 segundos. Esto supone que la velocidad de la luz es
exactamente 299.792.458 metros por segundo.
ia

Tiempo: La unidad de tiempo, el segundo (símbolo s) se definió originalmente


en función de la rotación de la Tierra, de modo que correspondía a 1/86400 del
día solar medio. Actualmente se define en función de una frecuencia caracte-
p

rística asociada con el átomo de Cesio. Todos los átomos, después de absorber
energía, emiten luz con longitudes de onda y frecuencias características del
Co

elemento considerado. Existe una frecuencia y una longitud de onda particu-


lares asociadas a cada transición energética dentro del átomo de un elemento
y todas las experiencias manifiestan que estas magnitudes son constantes. El
segundo se define como la frecuencia de la luz emitida en una determinada
transición del Cesio es de 9.192.631.770 ciclos por segundo. Con estas defini-
ciones, las unidades fundamentales de longitud y de tiempo son accesibles a
cualquier laboratorio del mundo.

Masa: La unidad de masa, el kilogramo (símbolo kg), igual a 1000 gramos (g),
se define de modo que corresponde a la masa de un cuerpo patrón concre-
to, también conservado en Sèvres. Estudiaremos con más detalle el concepto

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


2.2. Magnitudes Físicas. Unidades 33

de masa en el capítulo siguiente. Como veremos, el peso de un objeto en un


punto determinado de la tierra es proporcional a su masa. Así, las masas de
tamaño ordinario pueden compararse a partir de su peso.

Al estudiar electricidad y termodinámica necesitaremos otras tres unidades


físicas fundamentales: la unidad de corriente eléctrica, el amperio (A); la unidad
de temperatura, el kelvin (K) y la unidad de cantidad de materia, el mol. Existe
otra unidad fundamental, la candela (cd), unidad de intensidad luminosa, que no
tendremos ocasión de utilizar durante este curso. Estas siete unidades fundamen-
tales constituyen el Sistema Internacional de unidades.

o
La unidad de cualquier magnitud física puede expresarse en función de es-
tas unidades del S.I. fundamentales. Algunas combinaciones importantes reciben

ic
nombres especiales. Por ejemplo, la unidad S.I. de fuerza, kg·m/s2 se denomina
newton (N). Análogamente, la unidad S.I. de potencia, kg·m2 /s3 se denomina va-
tio (W). En la Tabla 2.1 se relaciona los prefijos de los múltiplos y submúltiplos

ém
más corrientes de las unidades del S.I. Estos múltiplos son todos potencias de 10
y un sistema así se denomina sistema decimal; el sistema decimal basado en el
metro se llama sistema métrico. Los prefijos pueden aplicarse a cualquier unidad
del S.I., por ejemplo, 0,001 segundos es un milisegundo (ms); 1.000.000 de watios
es un megawatio (MW).

Múltiplo
1018
1015
Prefijo
exa
peta
Abreviatura
E
P 10−15
ad
Múltiplo
10−18
Prefijo
atto
femto
Abreviatura
a
f
Ac
1012 tera T 10−12 pico p
109 giga G 10−9 nano n
106 mega M 10−6 micro µ
103 kilo k 10−3 mili m
102 hecto h 10−2 centi c
101 10−1
so

deca da deci d

Cuadro 2.1: Prefijos de las potencias de 10.


U

Como último comentario en este apartado es conveniente notar que las uni-
dades siempre se expresarán en el tipo de letra estándar (no cursiva). Así, por
ejemplo, 3m denotará “tres veces la masa de un cuerpo” pero 3 m denotará “tres
ia

metros.” Por otra parte las unidades siempre se escribirán en minísculas pero sus
abreviaturas se escribirán en mayúsculas o minúsculas según procedan de un
nombre propio o bien uno común. De este modo, 1 s representa “un segundo”
p

y 1 A representa “un amperio” dado que amperio proviene del físico Ampère. En
otro ejemplo tendremos que 1 km represente “un kilómetro” pero 1 Km representa
Co

“un kelvin metro”.

2.2.2. Conversión de unidades

Todas las magnitudes físicas contienen un número y una unidad. Cuando es-
tas magnitudes se suman, se multiplican o dividen en una ecuación algebraica, la
unidad puede tratarse como cualquier otra magnitud algebraica. Por ejemplo, su-
pongamos que deseamos hallar la distancia recorrida en 3 horas (h) por un coche
que se mueve con una velocidad constante de 80 kilómetros por hora (km/h). La

JCM,FLML Apuntes de Física 1


34 Tema 2. Cinemática de la partícula

distancia x es precisamente la velocidad v multiplicada por el tiempo t :

80 km
x = vt = ×3 h
 = 240 km .
h


Eliminamos la unidad de tiempo, la hora, igual que haríamos con cualquier


otra magnitud algebraica para obtener la distancia en la unidad de longitud co-
rrespondiente, el kilómetro. Este método permite fácilmente pasar de una unidad
de distancia a otra. Supongamos que quisiéramos convertir nuestra distancia de
240 kilómetros en millas (mi). Teniendo en cuenta que 1 mi=1.61 km, si dividimos
los dos miembros de esta igualdad por 1.61 km se obtiene

o
1 mi
=1.
1.61 km

ic
Como toda magnitud puede multiplicarse por 1 sin modificar su valor, pode-
mos convertir 240 km en millas multiplicando por el factor (1 mi)/(1.61 km):

ém
1 mi
240 km = 240 
km
 = 149 mi .

1.61 
km

El factor (1 mi)/(1.61 km) se denomina factor de conversión. Todos los facto-


res de conversión tienen el valor 1 y se utilizan para pasar una magnitud expresada

ad
en una unidad de medida a su equivalente en otra unidad de medida. Escribien-
do explícitamente las unidades no es necesario pensar si hay que multiplicar o
dividir por 1.61 para pasar de kilómetros a millas, ya que las unidades indican si
hemos escogido el factor correcto o el incorrecto.
Ac
Aunque siempre podemos proceder de la manera anteriormente expuesta,
cuando debemos hacer operaciones algebraicas que involucran varias magnitu-
des siempre es recomendable expresar los valores numéricos de dichas magnitu-
des en el S.I. para así asegurar que el resultado de sus operaciones también tenga
unidades del propio S.I. De este modo prescindimos de las unidades enlas ope-
so

raciones intermedias y solo al final añadimos la unidad oportuna del S.I. corres-
pondiente a la magnitud involucrada. Así, en el cálculo de la distancia x realizado
anteriormente, primero expresaríamos la velocidad en el sistema internacional,
para lo cual
U

80000
v= = 22, 22 m/s .
3600
Posteriormente también expresaríamos el tiempo en segundo; esto es, t = 10800 s
ia

y finalmente operaríamos de la siguiente manera:

x = v t = 22, 22 × 10800 = 240 ×103 m .


p

2.2.3. Dimensiones de las magnitudes físicas


Co

El área de una figura plana se encuentra multiplicando una longitud por otra.
Por ejemplo, el área de un rectángulo de lados 2 m y 3 m es A = (2 m)(3 m) = 6 m2 .
La unidad de área es el metro cuadrado. Puesto que el área es el producto de dos
longitudes, se dice que tiene dimensiones de longitud por longitud, o longitud al
cuadrado, que suele escribirse L 2 . La idea de dimensiones se amplía fácilmente a
otras magnitudes no geométricas. Por ejemplo, la velocidad tiene dimensiones de
longitud dividida por tiempo o L/T . Las dimensiones de otras magnitudes, tales
como fuerza o energía, se escriben en función de las magnitudes fundamentales:
longitud (L), tiempo (T ) y masa (M ). La suma de dos magnitudes físicas sólo tiene
sentido si ambas tienen las mismas dimensiones.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


2.2. Magnitudes Físicas. Unidades 35

A veces pueden detectarse errores en un cálculo comprobando las dimensio-


nes y unidades de las magnitudes que intervienen en él. Supongamos, por ejem-
plo, que estamos utilizando erróneamente la fórmula A = 2πr para el área de un
círculo. Veremos inmediatamente que esto no puede ser correcto, ya que 2πr tie-
ne dimensiones de longitud, mientras que el área tiene dimensiones de longitud
al cuadrado. La coherencia dimensional es una condición necesaria pero no su-
ficiente para que una ecuación sea correcta. Una ecuación puede tener las di-
mensiones correctas en cada término, pero no describir una situación física. El
Cuadro 2.2 relaciona las dimensiones de algunas magnitudes corrientes en física.

Magnitud Símbolo Dimensión

o
Área A L2
Volumen V L3
v LT −1

ic
Velocidad
Aceleración a LT −2
Fuerza F M LT −2
Presión(F /A) p M L −1 T −2

ém
Densidad(M /V ) ρ M L −3
Energía E M L 2 T −2
Potencia P M L 2 T −3

Cuadro 2.2: Dimensiones de las magnitudes físicas

ad
Cuando una magnitud carece de dimensiones, se denomina adimensional.
Los ángulos, por ejemplo, son magnitudes adimensionales. Esto se ve claramente
en la definición de radián [ver Eq. (1.32)], que se muestra gráficamente en la figura.
Ac
Con centro en el vértice del ángulo se traza un arco AB de radio R. Entonces la
medida θ en radianes es
s Definición de ángulo en radianes
θ= (2.1)
R

donde s es la longitud del arco. Esta definición se basa en el hecho de que s/R es
so

independiente del radio del arco y, por tanto, caracteriza bien al ángulo. Un radián
se define, en consecuencia, como el ángulo que corresponde a una longitud del
arco igual al radio. Así, una circunferencia completa (360º) tendrá 2π radianes.
U

Claramente, el radián carece de dimensiones, ya que proviene del cociente entre


dos longitudes. Análogamente, los argumentos de funciones trascendentes (seno,
coseno, logaritmo, exponencial, . . . ) son también adimensionales.
ia

Actividad 2.1:

Describa las ventajas más importantes de disponer de un “sistema de


p

unidades” y más en concreto del Sistema Internacional.

Determine si las siguientes expresiones son correctas o incorrectas y


Co

razone su respuesta: (a) 2 ms, (b) 5 Ms, (c) 5 sM, (d) 7 km, (e) 7 mk,
(f ) 7 mK, (g) 7 Km, (h) 200 KHz, (i) 200 kHz, (j) 200 Julios, (k) 4 Metros,
(l) 4 kilometros, (m) 4 Kilometros.

Exprese la velocidad de un móvil que nos dicen que es 120 km/h en las
siguientes unidades: (a) m/s, (b) km/min, (c) mm/año, (d) Mm/día,
(e) pulgadas/mes.

Explique la relevancia de un análisis de dimensiones en las expresio-


nes físicas.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


36 Tema 2. Cinemática de la partícula

2.3. Movimiento curvilíneo

2.3.1. Partículas materiales

Cuando se mueven los cuerpos describiendo una trayectoria, pueden al mis-


mo tiempo girar, caso de una pelota que rueda por el suelo, o vibrar, como una
gota de agua que cae. Estos movimientos superpuestos al del cuerpo, que se mue-
ve como un todo, dificultan el estudio del movimiento. Para evitar inicialmente
estas complicaciones se considera que los cuerpos se mueven como partículas
materiales. Matemáticamente, una partícula es un objeto puntual (“ocupa” un

o
punto) sin dimensiones y, por tanto, no puede tener ni rotaciones ni vibraciones
internas.

ic
En la realidad no existen tales objetos puntuales; sin embargo, en el estudio
del movimiento de muchos cuerpos, estos se comportan muy aproxidamente co-
mo si lo fueran. Es por ello que la mecánica de la partícula constituye un modelo

ém
muy útil para el estudio del movimiento. A continuación realizamos una serie de
comentarios en relación con la aplicación del modelo de partícula a la mecánica:

Aunque la palabra partícula se asocia intuitivamente a algo de pequeñas di-


mensiones, los cuerpos no tienen que ser necesariamente pequeños para que

ad
puedan considerarse como partículas. Así, con este modelo, se consigue una
gran cantidad de información acerca del movimiento de los cuerpos del Sis-
tema Solar, considerando cada astro como una partícula, cosa que por otra
parte puede estar justificada si tenemos en cuenta la enorme distancia que
los separa en relación con sus dimensiones.
Ac
Si el cuerpo es demasiado grande para que pueda asimilarse a una partícula en
un problema específico, siempre puede analizarse su movimiento en función
de los movimientos de cada una de las partículas que lo forman, y en este caso
también resultará útil el modelo de partícula.
so

Finalmente, es obvio que este modelo de partícula, por su propia definición,


tiene una limitación a la hora de aplicarlo. Con él sólo pueden estudiarse mo-
vimientos de traslación, entendiendo como tales los movimientos de un cuer-
U

po en los que, si imaginamos un sistema de referencia ligado al cuerpo, sus


respectivos ejes se mantienen paralelos a sí mismos en el transcurso del mo-
vimiento.
ia

2.3.2. Vectores de posición y velocidad

Cuando una partícula se mueve en el espacio describe en general una línea


p

que no es una recta y decimos que experimenta un movimiento curvilíneo. La


posición P de la partícula en un instante t queda completamente especificada
Co

por su vector de posición ~


r (t ) respecto de un sistema de referencia:
y ~
r (t ) = x(t ) x̂ + y(t ) ŷ + z(t ) ẑ . (2.2)

En un instante posterior t + ∆t , la partícula ocupará una posición P 0 caracte-


rizada por un vector de posición ~r 0 . El vector

∆~ r 0 −~
r =~ r (2.3)
x
representa el cambio de posición de la partícula, tanto su cambio de dirección
z trayectoria como el cambio de distancia respecto del origen de coordenadas (ver figura). Se

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


2.3. Movimiento curvilíneo 37

define la velocidad media de la partícula durante el intervalo ∆t como el cociente

∆~
r
~
vm = (2.4)
∆t
siendo, por tanto, ~
v m un vector de igual dirección y sentido que ∆~
r y módulo
|∆~r |/∆t .
La velocidad instantánea se define tomando un intervalo ∆t muy pequeño en
su límite infitesimal:
∆~
r ~
r (t + ∆t ) −~
r (t ) d~r
~
v (t ) = lı́m = lı́m = . (2.5)
∆t →0 ∆t ∆t →0 ∆t dt

o
En la ecuación anterior hemos representado las posiciones de la partícula en

ic
el tiempo mediante una función vectorial~r (t ) de la variable escalar t . La velocidad
aparece entonces como la derivada de esta función vectorial. El vector velocidad
puede también escribirse en función de las componentes del vector de posición

ém
de la siguiente forma:

r
d~
~
v (t ) = = ẋ(t ) x̂ + ẏ(t ) ŷ + ż(t ) ẑ (2.6)
dt Velocidad instantánea

donde el punto encima de una determinada función dependiente del tiempo sig-

y sentido permanecen fijos en el tiempo).


El módulo del vector velocidad, v(t ) ≡ |~
ad
nificada derivada con respecto al tiempo de dicha función. (Nótese que las deriva-
das respecto al tiempo de los vectores x̂, ŷ y ẑ son cero pues su módulo, dirección

v (t )| podrá entonces expresarse como


Ac
q
v(t ) = [ẋ(t )]2 + [ ẏ(t )]2 + [ż(t )]2 (2.7)

El vector unitario asociado a la velocidad es un vector tangente a la trayectoria da-


do que, cuando P → P 0 , encontramos que la dirección de ∆~ r será la de la tangente
so

a la trayectoria en el punto P (o instante t ). Dicho vector unitario será denotado


como τ̂ y podrá obtenerse como

ẋ(t ) x̂ + ẏ(t ) ŷ + ż(t ) ẑ


τ̂ = p . (2.8)
U

[ẋ(t )]2 + [ ẏ(t )]2 + [ż(t )]2

En el límite mostrado en (2.5) podemos operar de forma diferente para obte-


ner unas expresiones alternativas para el módulo y el vector unitario de la veloci-
ia

dad. Para ello denotemos como ∆s al desplazamiento a lo largo de la trayectoria


entre los puntos P y P 0 . Si multiplicamos y dividimos por ∆s en (2.5) obtenemos
p

∆~
r ∆s ∆~r ∆s
µ ¶µ ¶
~
v (t ) = lı́m = lı́m lı́m . (2.9)
∆t →0 ∆s ∆t ∆s→0 ∆s ∆t →0 ∆t
Co

Notemos ahora que el módulo del primer límite es la unidad dado que ∆s → |∆~ r|
cuando ∆t → 0 (o, equivalentemente, cuando P → P 0 tenemos que ∆s → |∆~r |). Lo
anterior nos permite escribir entonces que

∆~
r d~r
lı́m ≡ = τ̂ . (2.10)
∆s→0 ∆s ds
Para el segundo límite en (2.9), tenemos simplemente que lı́m∆t →0 (∆s/∆t ) = ds/dt
por lo que finalmente podemos escribir

ds
~
v (t ) = τ̂ = v(t ) τ̂ (2.11)
dt

JCM,FLML Apuntes de Física 1


38 Tema 2. Cinemática de la partícula

donde
ds
v(t ) = (2.12)
dt
representa el módulo de la velocidad instantánea y τ̂ su vector unitario.

Actividad 2.2:

Las trayectorias de las partículas son siempre líneas rectas en el espa-


cio. ¿Verdadero o Falso?
¿Puede existir un movimiento en el que su vector velocidad media sea
nulo, ~
v m = 0? Si piensa que sí, describa posibles ejemplos.

o
Describa las trayectorias de cuatro partículas cuyo vectores posición
vienen dados respectivamente por ~ r 1 (t ) = t ln(3t )x̂, ~
r 2 (t ) = 3x̂ + t ŷ,

ic
~
r 3 (t ) = 3x̂ + t 2 ŷ, ~
r 4 (t ) = t 2 ŷ.
Calcule el vector velocidad para los casos anteriores y relacione dicho

ém
vector con su trayectoria.
Si le diesen únicamente los vectores velocidad obtenidos en el punto
anterior, ¿podría obtener los vectores posición ~
r (t ) del punto previo al
anterior? Razone su respuesta.
¿Sabe distinguir “vector posición” y “trayectoria”? Obtenga cuando sea

ad
posible las trayectorias de los movimientos definidos por el vector po-
sición del tercer punto.
Demuestre que el espacio recorrido s por una partícula entre los ins-
tantes de tiempo t 1 y t 2 puede expresarse como
Ac
Z t 2q
s 1→2 = [ẋ(t )]2 + [ ẏ(t )]2 + [ż(t )]2 dt .
t1

En un movimiento circular uniforme con velocidad angular ω, su vec-


tor posición puede escribirse como ~ r (t ) = R cos(ωt )x̂+R sen(ωt )ŷ. Uti-
so

lice la integral anterior para obtener el espacio recorrido por la partí-


cula en un intervalo de tiempo ∆t . ¿Qué obtendría si ∆t = T , siendo T
el periodo de dicho movimiento?
U

2.3.3. Vector aceleración


ia

De modo completamente análogo a como hicimos con la velocidad media po-


y demos igualmente definir la aceleración media como
p

∆~
v
~
am = (2.13)
Co

∆t
e igualmente la aceleración instantánea vendrá dada por

∆~
v ~
v (t + ∆t ) − ~
v (t ) d~v
x ~
a (t ) = lı́m
∆t →0
= lı́m
∆t ∆t →0 ∆t
=
dt
(2.14)

z trayectoria que puede reescribirse en función de las derivadas de las componentes del vector
de posición como

Aceleración instantánea v d2~


d~ r
~
a (t ) = = 2 = ẍ(t ) x̂ + ÿ(t ) ŷ + z̈(t ) ẑ . (2.15)
dt dt

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


2.3. Movimiento curvilíneo 39

Anteriormente hemos expresado la velocidad y la aceleración como derivadas


del vector posición. No obstante, podemos proceder inversamente y obtener el
vector posición en función de la aceleración y la velocidad. Para ello debemos
integrar las expresiones de la aceleración y velocidad y conocer los valores de las
mismas en un instante dado (que, por comodidad, denotaremos como t = 0).
Supongamos entonces que conocemos el vector aceleración ~
a (t ) asociado a
cierta trayectoria. Dado que tenemos que

v (t )
d~
~
a (t ) = (2.16)
dt

o
podemos escribir el diferencial de velocidad como

ic
v (t ) = ~
d~ a (t ) dt . (2.17)

Tomando como velocidad inicial ~


v (t = 0) ≡ ~
v 0 , al integrar en la ecuación anterior

ém
Z ~
v (t ) Z t
v=
d~ ~
a (t ) dt (2.18)
~
v0 0

obtenemos finalmente
Z t
~
v (t ) = ~
v0 + ~
a (t ) dt . (2.19)

Si procedemos de forma análoga, partiendo de


0

r (t )
d~
ad
Ac
~
v (t ) = (2.20)
dt

considerando que ~
r (t = 0) ≡~
r 0 llegamos a que
Z t
~
r (t ) =~
r0 + ~
v (t ) dt (2.21)
so

donde ~
v (t ) se ha definido en (2.19).
U

Actividad 2.3:

El vector aceleración en un punto P es tangente a la trayectoria en di-


cho punto. ¿Verdadero o Falso? Razone su respuesta.
ia

El vector aceleración en un punto P nunca es tangente a la trayectoria


en dicho punto. ¿Verdadero o Falso? Razone su respuesta.
p

¿Puede existir un movimiento acelerado en el que su vector acelera-


ción media sea nulo, ~
a m = 0? Si piensa que sí, describa posibles ejem-
Co

plos.

¿Existe alguna relación geométrica sencilla que nos permita determi-


nar la dirección de la aceleración de una partícula a partir de su tra-
yectoria? Razone su respuesta.

Halle el vector aceleración en un movimiento circular uniforme


con velocidad angular ω si vector posición viene dado por ~ r (t ) =
R cos(ωt )x̂ + R sen(ωt )ŷ. ¿Qué característica relevante tiene dicha ace-
leración?

JCM,FLML Apuntes de Física 1


40 Tema 2. Cinemática de la partícula

E JEMPLO 2.1 Una partícula, que en el instante inicial se encuentra en el punto dado
por el vector ~r 0 = 8x̂ + 2ŷ m con velocidad ~ v 0 = 6ŷ + 7ẑ m/s, posee una aceleración
a (t ) = −27 cos(3t )x̂ − 12 sen(2t )ŷ m/s2 . Calcule, para un instante genérico t , el vector
~
de posición de la partícula ~r (t ) (todas las distancias están en metros, los ángulos en
radianes y el tiempo en segundos).

v =~
En primer calculamos el vector velocidad, y para ello partimos de d~ a dt . Al integrar
esta expresión en nuestro caso particular obtenemos que
Z ~v Z t

o
v=
d~ ~
a dt
~
v0 0
Z t

ic
~
v −~
v0 =
£ ¤
−27 cos(3t )x̂ − 12 sen(2t )ŷ dt
0

de donde obtenemos que

ém
¤t
~
v (t ) = ~
v 0 + −9 sen(3t )x̂ + 6 cos(2t )ŷ 0
£

= 6ŷ + 7ẑ − 9 sen(3t )x̂ + 6 cos(2t )ŷ − 6ŷ


= −9 sen(3t )x̂ + 6 cos(2t )ŷ + 7ẑ .

ad
Análogamente procedemos para obtener el vector posición ~

Z t
Z ~r

~
r0
r=
d~
Z t

0
r (t ) a partir de

~
v dt
Ac
~
r (t ) −~
r0 =
£ ¤
−9 sen(3t )x̂ + 6 cos(2t )ŷ + 7ẑ dt .
0

Al operar encontramos que


¤t
~
r (t ) =~
r 0 + 3 cos(3t )x̂ + 3 sen(2t )ŷ + 7t ẑ 0
£
so

=8x̂ + 2ŷ + 3 cos(3t )x̂ − 3x̂ + 3 sen(2t )ŷ + 7t ẑ


= [5 + 3 cos(3t )] x̂ + [2 + 3 sen(2t )] ŷ + 7t ẑ .
U

2.3.4. Movimiento uniforme (MU)


ia

El caso más sencillo de movimiento de una partícula es el movimiento unifor-


me. Este movimiento se caracteriza porque su aceleración es nula; esto es, ~
a = 0.
Según la expresión (2.19), esto significa que
p

~
v (t ) = ~
v0
Co

es decir, que el vector velocidad es constante. Al introducir este vector en la expre-


sión (2.21), obtenemos finalmente que

~ r0 + ~
r (t ) =~ v0 t . (2.22)

Este movimiento es un movimiento rectilíneo a lo largo de la recta que pasa por el


punto ~
r 0 y cuya dirección la marca ~
v 0 . En el caso particular de que esta dirección
coincida con el eje x, tendremos el conocido como movimiento rectilíneo unifor-
me, cuya ecuación será
x(t ) = x 0 + v 0 t . (2.23)

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


2.3. Movimiento curvilíneo 41

2.3.5. Movimiento uniformemente acelerado (MUA)

Este movimiento se caracteriza por tener una aceleración constante:

~
a (t ) = ~
a0 .

Al operar ahora en las expresiones (2.19) y (2.21) obtenemos que la velocidad y


posición de la partícula vienen dadas porque

~
v (t ) = ~
v0 + ~
a0 t (2.24)
Velocidad y posición en el MUA
1
~ r0 + ~
r (t ) =~ v0 t + ~a0 t 2 . (2.25)

o
2

ic
A continuación analizamos dos situaciones particulares de MUA que pode-
mos encontrar frecuentemente en nuestra experiencia diaria.

ém
Caso 1: Movimiento rectilíneo uniformemente acelerado

En el caso particular de que los vectores velocidad y aceleración sean cons-


tantes y paralelos entre sí, definimos este movimiento como movimiento rectilí-
neo uniformemente acelerado (MRUA). En el caso particular en que ~
~
a 0 = a 0 x̂, entonces tendríamos que

v(t ) = v 0 + a 0 t
1
ad v 0 = v 0 x̂ y

(2.26)
Velocidad y posición en el MRUA
Ac
x(t ) = x 0 + v 0 t + a 0 t 2 . (2.27)
2

Se puede eliminar el tiempo de las ecuaciones (2.26) y (2.27) obteniendo la


siguiente relación: Relación entre velocidad y posición
so

v 2 = v 02 + 2ax (2.28) en el MRUA

Un ejemplo de movimiento rectilíneo uniformemente acelerado es la caída


U

libre de un cuerpo, en el cual a = g , donde g = 9.81 m/s2 es la aceleración de la


gravedad.
ia

Caso 2: Movimiento parabólico bajo la acción gravitatoria

Un proyectil es cualquier cuerpo que recibe una velocidad inicial y luego sigue
p

una trayectoria determinada debido a los efectos de la aceleración de la gravedad.


Un balón lanzado, un paquete soltado de un avión o una bala disparada de un
Co

cañón son ejemplo de proyectiles.


Para analizar este tipo de movimiento, partiremos de un modelo idealizado
que representa el proyectil como una partícula con aceleración (debida a la gra-
vedad) constante en módulo y dirección. Despreciaremos los efectos del aire y la
curvatura de la Tierra.
En primer lugar, observamos que el movimiento de un proyectil está limita-
do a un plano vertical determinado por la dirección de la velocidad inicial. Esto
se debe a que la aceleración debida a la gravedad es exclusivamente vertical; la
gravedad no puede mover un proyectil lateralmente. Por tanto, este movimiento
es bidimensional. Tomamos como plano de movimiento el plano x y, con el eje

JCM,FLML Apuntes de Física 1


42 Tema 2. Cinemática de la partícula

o
ic
ém
F IGURA 2.1: Trayectoria de un proyectil con una velocidad inicial ~ v 0 y un ángulo
α0 respecto a la horizontal. La distancia x A es el alcance horizontal, y H es la
altura máxima.

ad
x horizontal hacia la derecha y el y vertical hacia arriba. En este caso tendremos
que
~
a = −g ŷ
y si representar la velocidad inicial ~
v 0 con su módulo v 0 y su ángulo θ0 con el eje
Ac
x en términos de sus componentes

v 0x = v 0 cos θ0 v 0y = v 0 sen θ0 (2.29)

entonces, al sustituir en (2.24) y (2.25), llegamos a que


so

~
v (t ) = (v 0 cos θ0 x̂ + v 0 sen θ0 ŷ) − g ŷ t
1
r (t ) = (x 0 x̂ + y 0 ŷ) + (v 0 cos θ0 x̂ + v 0 sen θ0 ŷ)t − g ŷ t 2
~
2
U

o, equivalentemente, a un movimiento en el eje x que es un movimiento rectilíneo


uniforme:
 v x (t ) = v 0x

ia

(2.30)
x(t ) = x 0 + v 0x t .

y a un movimiento en la dirección y que es uniformemente acelerado (con acele-


p

ración constante a y = −g ):

 v y (t ) = v 0y − g t

Co

(2.31)
y(t ) = y 0 + v 0y t − 21 g t 2 .

Por lo general, lo más sencillo es tomar la posición inicial (en t = 0) como


origen; así, x 0 = y 0 = 0. Este punto podría ser la posición de una pelota cuando
abandona la mano del lanzador, o la de una bala cuando sale de un cañón. La
Fig. 2.1 muestra la trayectoria de un proyectil que parte de (o pasa por) el origen
de coordenadas en t = 0. La posición, velocidad, componentes de velocidad y ace-
leración se muestran en una serie de instantes equiespaciados. La componente x
de la aceleración es 0, así que v x es constante. La componente y de la aceleración

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


2.3. Movimiento curvilíneo 43

es constante (pero no nulo), así que v y cambia en cantidades iguales a intervalos


iguales. En el punto mas alto de la trayectoria, v y = 0.
Tomando x 0 = y 0 = 0 en (2.30) y (2.31) llegamos a que

 x(t ) = v 0 cos θ0 t y(t ) = v 0 sen θ0 t − 21 g t 2


(2.32) Ecuaciones del movimiento de pro-


v x (t ) = v 0 cos θ0 v y (t ) = v 0 sen θ0 − g t

yectiles

Estas ecuaciones describen la posición y la velocidad del proyectil de la Fig. 2.1

o
en cualquier instante de tiempo t . Podemos deducir la siguiente ecuación de la
trayectoria y(x) eliminando t de las ecuaciones anteriores:

ic
g
y(x) = (tan θ0 )x − x2 (2.33) Trayectoria parabólica
2v 02 cos2 θ0

ém
que, dado que θ0 , v 0 y g son constantes, corresponde a la ecuación de una pará-
bola.
Es también interesante encontrar los valores de la altura máxima H y del al-
cance x A en función de las constantes v 0 y θ0 . Para encontrar el valor de la altura

ad
máxima, tenemos en cuenta que en ese punto, v y = 0, y buscamos para qué valor
de t = t 1 tiene lugar ese evento. Sustituimos t 1 en la ecuación de y(t ) y de ahí se
obtiene H = y(t 1 ):
v 0 sen θ0
Ac
t1 =
g

v 0 sen θ0 1 v 0 sen θ0 2
µ ¶ µ ¶
H = y(t 1 ) = v 0 sen θ0 − g
g 2 g
so

es decir,
v 02 sen2 θ0
H= . (2.34)
U

2g

Si variamos θ0 , el valor máximo de h se obtiene cuando sen θ0 = 1, es decir,


θ0 = 90º. Para obtener la ecuación del alcance x A usamos la ecuación de la trayec-
ia

toria (2.33) para obtener el valor de x cuando y = 0:

g
p

(tan θ0 )x = x2 .
2v 02 cos2 θ0
Co

Esta ecuación tiene dos raíces: la primera correspondería al punto inicial (x =


0, y = 0); la otra raíz x = x A nos daría el siguiente valor del alcance:

2v 02 sen θ0 cos θ0 v 02 sen 2θ0


xA = = . (2.35)
g g

El alcance será máximo cuando sen 2θ0 = 1, es decir, θ0 = 45º. Dada la simetría
de la trayectoria se puede deducir que el tiempo que tarda en alcanzarse la altura
máxima es la mitad del tiempo necesario para que x = x A ; además, y(x A /2) = H .

JCM,FLML Apuntes de Física 1


44 Tema 2. Cinemática de la partícula

Actividad 2.4:

¿Es posible un movimiento uniforme cuya trayectoria sea curvilínea?


Si piensa que es posible, ponga un ejemplo.

¿Es posible un movimiento uniformemente acelerado cuya trayectoria


no sea rectilínea? Si piensa que es posible, ponga diversos ejemplos.

Todos los movimientos curvilíneos son MUA. ¿Verdadero o Falso? Ra-


zone su respuesta.

El movimiento parabólico de un proyectil se dice que es un MUA ¿Por

o
qué? ¿Podría tener el proyectil una trayectoria no parabólica?

ic
La caida de un paracaidista desde un avión, ¿es un MUA?

¿Corresponde ~ v 0 t 2 + 12 ~
r0 + ~
r (t ) =~ a 0 t 2 a un MUA?

ém
E JEMPLO 2.2 Una partícula sale despedida desde un edificio de altura h con cierta velo-
cidad inicial horizontal ~
v 0 = v 0x x̂.(a) Calcular la velocidad final v~f = v f x x̂+ v f y ŷ cuando
la partícula impacta en el suelo en función de h, v 0 y g . (b) Calcular el ángulo α que

ad
forma v~f con la horizontal en función de las mismas variables. (c) Calcular el radio de
curvatura ρ en el instante final en función de las mismas variables.

(a) En la presente situación debemos tener en cuenta que tenemos una trayectoria para-
Ac
bólica donde se verifican las siguientes ecuaciones:

v x (t ) = v 0 x(t ) = v 0 t
1
v y (t ) = −g t y(t ) = h − g t 2 .
2
Al llegar al suelo tenemos que y = 0 y, por tanto,
so

s
1 2h
0 = h − g t2 =⇒ t= .
2 g
U

La componente y de la velocidad en el instante anterior será


s
2h q
v f y = −g = 2g h
g
ia

por lo que el vector velocidad final vendrá dado por


q
v~f = v 0 x̂ − 2g h ŷ .
p

(b) Para calcular el ángulo α debemos notar en la figura adjunta que


Co

p
|v f y | 2g h
tan α = =
|v f x | v0

y, por tanto, p
2g h
α = arctan .
v0

(c) Finalmente, para el cálculo del radio de curvatura debemos considerar que en el ins-
tante del impacto se verifica (esta expresión la obtendremos en el Apartado siguiente)

v 2f v 2f
an = =⇒ ρ=
ρ an

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


2.4. Componentes intrínsecas de la aceleración 45

q
v f | = v 02 + 2g h y a n es el módulo de la componente normal de la acelera-
donde v f = |~
ción. Esta componente es normal a la trayectoria y estará dirigida según se muestra en la
figura adjunta. Dado que la aceleración en nuestro problema es ~ a = −g ŷ, tendremos que

vf x g v0
a n = g cos α = g =q
vf v 02 + 2g h

de donde obtenemos finalmente

o
v 2f (v 02 + 2g h)3/2
ρ= = .
an g v0

ic
ém
2.4. Componentes intrínsecas de la aceleración

ad
Al describir el movimiento curvilíneo observamos que la velocidad es un vec-
tor tangente en todo instante a la trayectoria mientras que la aceleración, en gene-
ral, NO lo es. En muchas ocasiones, resulta conveniente descomponer la acelera-
ción según las direcciones tangente y normal a la trayectoria. Por simplicidad nos
En general, el vector aceleración NO
es tangente a la trayectoria
Ac
restringiremos al movimiento plano. Consideremos una partícula que se mueve
describiendo una curva en el plano del papel. De acuerdo con la ecuación (2.11),
expresamos la velocidad como

~
v = v τ̂ (2.36)
so

donde τ̂ es un vector unitario tangente a la trayectoria y orientado en el sentido


del movimiento. La aceleración la obtenemos derivando respecto al tiempo,
U

dv dτ̂
~
a= τ̂ + v . (2.37)
dt dt
ia

Obsérvese que, a diferencia de lo que sucede con los vectores unitarios (x̂, ŷ,
ẑ), la derivada de τ̂ es en general distinta de cero, ya que aunque el módulo de τ̂
p

es siempre la unidad, su dirección cambia de un punto a otro de la trayectoria. Si


consideramos τ̂ como una función del ángulo θ que forma con el eje x, aplicando
la regla de la cadena tendremos
Co

dτ̂ dτ̂ dθ
= . (2.38)
dt dθ dt

Necesitamos calcular las dos derivadas. Para ello, consideramos la figura ad-
junta. Sea P la posición de una partícula en un instante dado t y tomemos de
nuevo τ̂ como el vector tangente a la trayectoria en el punto P . En un instante
posterior t 0 = t + ∆t , la partícula se encontrará en el punto P 0 y el vector tangente
será τ̂0 .

JCM,FLML Apuntes de Física 1


46 Tema 2. Cinemática de la partícula

Tomemos ahora los vectores τ̂ y τ̂0 y los dibujamos desde un mismo origen
tal como aparece en la figura adjunta. Como ambos tienen módulo unidad, sus
extremos se encuentran sobre una circunferencia de radio unidad. El ángulo que
forman entre sí lo denominamos ∆θ de manera que el vector ∆~ τ = τ̂0 − τ̂ tendrá
módulo
∆θ
q p
τ| = |τ̂|2 + |τ̂0 |2 − 2 cos ∆θ = 2(1 − cos ∆θ) = 2 sen
|∆~
2

De manera análoga a lo que sucedía con la velocidad en el límite ∆θ → 0, el


vector ∆~
τ se vuelve tangente a la circunferencia de radio unidad de la figura y,

o
por tanto, perpendicular a τ̂. En dicho límite el vector ∆~ τ/∆θ tiene esas mismas
propiedades, pero además su módulo vale

ic
¯ ∆~
τ ¯¯
¯ ¯
2 sen(∆θ/2) sen(∆θ/2)
lı́m ¯¯ = lı́m = lı́m =1
∆θ→0 ∆θ ∆θ→0 ∆θ ∆θ→0 (∆θ/2)
¯

ém
Es decir, en el límite en que ∆θ → 0, el vector ∆~ τ/∆θ es un vector unitario
perpendicular a τ̂ y con el mismo sentido que gira τ̂. Podemos entonces escribir

τ dτ̂
∆~
n̂ = lı́m = (2.39)
∆θ→0 ∆θ dθ

ad
El vector unitario n̂ se denomina vector normal a la trayectoria. Conforma
junto con τ̂ un par de vectores unitarios perpendiculares entre sí en cada punto
de la trayectoria.
Ac
Una vez obtenida la derivada de τ̂, necesitamos calcular dθ/dt . Este valor se
expresará en función del concepto llamado radio de curvatura instantáneo, ρ.
Para definirlo, consideremos dos puntos de la trayectoria P y P 0 , alcanzados en
dos instantes de tiempo muy próximos t y t + dt . Si la trayectoria es curva, las
perpendiculares a la trayectoria que pasan por P y P 0 se cortarán en un punto C ,
so

como se muestra en la figura. Obviamente, si la trayectoria fuera circular, ρ coin-


cidiría con su radio. La idea intuitiva consiste en considerar que en un intervalo
muy pequeño de tiempo dt , la distancia recorrida ds puede asimilarse a un arco
de circunferencia de radio ρ. La relación entre ρ y ds será entonces
U

ds = ρdθ

y dividiendo por dt tendremos


ia

ds dθ

dt dt
de donde
p

dθ 1 ds
= . (2.40)
dt ρ dt
Co

Recordemos que ds/dt es el módulo de la velocidad e insertando la ecuación


(2.40) en (2.38) obtenemos
dτ̂ v
= n̂ . (2.41)
dt ρ

Sustituyendo esta ecuación en (2.37) llegamos finalmente a que

Componentes intrínsecas dv v2
~
a= τ̂ + n̂ ≡ ~
at + ~
an . (2.42)
de la aceleración dt ρ

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


2.4. Componentes intrínsecas de la aceleración 47

Por consiguiente, la componente tangencial de la aceleración refleja el cam-


bio en el módulo de la velocidad, mientras que la componente normal refleja el
cambio en la dirección del movimiento de la partícula. Cuanto más pequeño sea
el radio de curvatura y más grande la velocidad, más rápido será el cambio en la
dirección de la velocidad. La aceleración de una partícula sólo será cero cuando
tanto la componente tangencial como la normal sean nulas. Es decir, si una par-
tícula se mueve con velocidad constante describiendo una curva, su aceleración
no es cero, salvo que la partícula pase por un punto de inflexión o su trayectoria
sea recta.
Se puede hacer una clasificación general del movimiento en función de las

o
componentes intrínsecas de la aceleración:

ic
 a t = 0 (Movimiento rectilíneo uniforme)

a n = 0 (ρ = ∞)
a t = cte (Movimiento rectilíneo uniformemente acelerado)

ém
 a t = 0 (Movimiento circular uniforme)

a n 6= 0 (ρ = cte)

ad
a t = cte (Movimiento circular uniformemente acelerado)
Ac
Actividad 2.5:

Enumere las razones por las que es conveniente describir el vector ace-
leración en términos de la aceleración tangencial y normal.

Demuestre que el diferencial (dû) de un vector unitario (û) es siempre


so

perpendiular a este vector unitario.


[Ayuda: û · û = 1 por lo que d(û · û) = 0].

Determine si las siguientes afirmaciones son verdaderas o falsas, razo-


U

nando su respuesta.

• En un movimiento rectilíneo uniformemente acelerado, la acelera-


ción normal es nula.
ia

• En un movimiento circular uniforme no existe aceleración.


• En un movimiento parabólico bajo la acción única de la gravedad
(esto es, ~
a = −g ŷ), la aceleración normal es constante.
p

• El radio de curvatura se mide siempre desde el origen de coorde-


nadas.
Co

• En un movimiento circular, la aceleración tangencial es siempre


nula.
• Si el módulo de la velocidad es constante en cierto movimiento, su
radio de curvatura es constante.

¿Existe algún movimiento en que tanto la aceleración tangencial como


la normal sean constantes? Razone su respuesta.

Demuestre la siguiente igualdad: a n2 = a 2 − a t2 .

JCM,FLML Apuntes de Física 1


48 Tema 2. Cinemática de la partícula

E JEMPLO 2.3 El vector posición de una partícula viene dado por ~


r = 3t 2 x̂ + 6t ŷ, donde
el tiempo está en segundos y la distancia en metros. Determinar: (a) La trayectoria de
la partícula. (b) Los vectores velocidad y aceleración. (c) Los vectores unitarios tangen-
cial τ̂ y normal n̂, y las componentes intrínsecas de la aceleración (normal y tangencial).
(d) El radio de curvatura.

r = 3t 2 x̂ + 6t ŷ, tenemos que


(a) Dado que ~

x(t ) = 3t 2

o
y(t ) = 6t .

Al despejar t de la segunda ecuación obtenemos que

ic
y2 y2
x =3 =
36 12

ém
es decir la ecuación de un parábola simétrica respecto al eje x.
(b) Los vectores velocidad y aceleración vendrán dados por

~ r˙ = (6t x̂ + 6 ŷ) m/s


v =~
~ v˙ = 6 x̂ m/s2 .
a =~

ad
(c) El vector tangente a la trayectoria coincide con el vector unitario asociado a la veloci-
dad. Para ello calcularemos primero el módulo de la velocidad:
p
v| ≡ v = 6 1 + t2
|~
Ac
por lo que
~
v 6t x̂ + 6 ŷ t x̂ + ŷ
τ̂ = = p =p .
v| 6 1 + t2
|~ 1+ t2
Para calcular el vector normal debemos tener en cuenta la descomposición de la ace-
leración en sus componentes tangencial y normal
so

~
a =~
aτ + ~
a n = a τ τ̂ + a n n̂ ,

de donde deducimos que


~
an = ~
a −~

U

cuyo vector unitario asociado será finalmente n̂.


Por otra parte, la componente tangencial de la aceleración puede obtenerse como
6t
~ a · τ̂)τ̂ =
a τ = (~ (t x̂ + ŷ)
ia

1+ t2
por lo que la aceleración normal será
6t 6
p

~
a n = 6x̂ − (t x̂ + ŷ) = (x̂ − t ŷ)
1+ t2 1+ t2
cuyo módulo es
Co

6
an | = p
|~
1+ t2
y el vector unitaria normal será entonces

~
an x̂ − t ŷ
n̂ = =p .
an |
|~ 1+ t2
N OTA: En este caso de movimiento en un plano debemos recordar que el vector unita-
rio normal podía haber sido obtenido directamente de la expresión del vector unitario
tangente teniendo en cuenta que debe cumplirse n̂ · τ̂ = 0. Es decir la ecuación

τx n x + τ y n y = 0

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


2.5. Movimiento circular 49

se verifica tomando n x = ±τ y y n y = ∓τx , lo que nos dice directamente a partir de la


expresión obtenida para τ̂ que
±x̂ ∓ t ŷ
n̂± = p .
1+ t2
El signo ± debe escogerse en cada caso de modo que la normal apunte hacia el centro
de la trayectoria.
(d) Como tenemos que
v2 v2
an = → ρ=
ρ an
deducimos que
62 (1 + t 2 )
= 6(1 + t 2 )3/2 .

o
ρ= p
6/ 1 + t 2

ic
Nota: Parte de los dos últimos apartados podrían haberse respondido haciendo uso
directamente de la expresión (2.41), que nos decía que

dτ̂ v

ém
= n̂ .
dt ρ

2.5. Movimiento circular

ad
Un caso de interés práctico del movimiento curvilíneo es el movimiento cir-
cular. En este movimiento, el radio de curvatura es constante e igual al radio r
de la circunferencia (trayectoria) que describe la partícula, y la velocidad, al ser
tangente a la trayectoria, es perpendicular al radio en cada punto.
Ac
Las coordenadas cartesianas de la partícula respecto de un sistema de referen-
cia con origen en el centro de la trayectoria circular pueden expresarse en función
del ángulo θ(t ) (ver figura) como

 x(t ) = r cos θ(t )



so

y(t ) = r sen θ(t )


o, equivalentemente,
U

~
r (t ) = r cos θ(t ) x̂ + r sen θ(t ) ŷ (2.43) trayectoria
= r [cos θ(t ) x̂ + sen θ(t ) ŷ] = r r̂ . (2.44) circular
ia

Debemos notar que el ángulo θ(t ) puede tener, en principio, cualquier depen-
dencia con el tiempo. La característica de “movimiento circular” proviene única-
r (t )| constante. Además
mente del hecho de que la trayectoria es circular; esto es, |~
p

encontramos que n̂ ≡ r̂ en este movimiento circular.


El vector velocidad asociado a este movimiento circular será entonces
Co

~ r˙(t ) = v τ̂
v (t ) = ~
d ¡
=r cos θ(t ) x̂ + sen θ(t ) ŷ
¢
dt
¤ dθ
=r − sen θ(t ) x̂ + cos θ(t ) ŷ
£
. (2.45)
dt
En la expresión anterior aparece la magnitud dθ/dt ; esto es, el “ángulo barrido
por unidad de tiempo”:

ω= (2.46)
dt

JCM,FLML Apuntes de Física 1


50 Tema 2. Cinemática de la partícula
Velocidad a

que se denomina velocidad angular y cuya unidad en el Sistema Internacional


es el rad/s. El módulo de la velocidad puede escribirse, por tanto, como

v = ωr (2.47)

y su vector unitario tangente a la trayectoria será entonces

τ̂ = − sen θ(t ) x̂ + cos θ(t ) ŷ

por lo que obtenermos finalmente que

~
v = ωr τ̂ . (2.48)

o
La velocidad angular ω puede considerarse como un vector perpendicular al

ic
plano formado por ~ v y~r (ver figura), cuyo sentido nos indica el sentido del mo-
vimiento circular (es decir, horario o anti-horario) haciendo uso de la regla de la
mano derecha. La expresión vectorial que relaciona estos tres vectores es

ém
~
v =~
ω ×~
r . (2.49)

De forma análoga, el vector aceleración del movimiento circular generalizado


se obtendrá de la siguiente manera:

ad ~ v˙ (t ) =
a (t ) = ~
d
dt
r ω τ̂ = r

Si ahora se define la aceleración angular como



dt
τ̂ + r ω
dτ̂
dt
. (2.50)
Ac
dω d2 θ
α= = 2 (2.51)
Aceleración angular. Definición dt dt

(siendo rad/s2 su unidad en el Sistema Internacional) y tenemos en cuenta que


so

dτ̂ d £ ¤ dθ £
− sen θ(t ) x̂ + cos θ(t ) ŷ = − cos θ(t ) x̂ − sen θ(t ) ŷ = −ωr̂ = ωn̂
¤
=
dt dt dt
U

llegamos finalmente a que la aceleración en este caso puede expresarse como

a (t ) = αr τ̂ + ω2 r n̂ .
~ (2.52)
ia

Al igual que hicimos con el MUA, a continuación estudiamos dos casos parti-
culares de movimiento circular de interés práctico.
p

Caso 1: Movimiento circular uniforme


Co

Si α = 0, es obvio que ω es constante e integrando la ecuación (2.46) llegamos


a que
θ(t ) = θ0 + ωt (2.53)
expresión característica del movimiento circular uniforme. El tiempo empleado
en dar una vuelta o revolución se denomina periodo T . Haciendo t = T y θ =
θ0 + 2π en la ecuación (2.53) se deduce que
Periodo 2π
T= . (2.54)
ω

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


2.5. Movimiento circular 51

Al número de revoluciones o ciclos que efectúa la partícula por unidad de


tiempo se denomina frecuencia:

1 ω Frecuencia
f = = (2.55)
T 2π

y se expresa en el S.I. en hercios (Hz) o ciclos por segundo (s−1 ).


Por lo tanto, en el movimiento circular uniforme [tomando θ0 = 0 por conve-
niencia] tenemos que
 x(t ) = r cos(ωt )

o
y(t ) = r sen(ωt )

Derivando, obtenemos

ic
 v x (t ) = ẋ(t ) = −ωr sen(ωt )

v y (t ) = ẏ(t ) = ωr cos(ωt )

ém
Volviendo a derivar, resulta
2 2
 a x (t ) = v̇ x (t ) = −ω r cos(ωt ) = −ω x(t )

a y (t ) = v̇ y (t ) = −ω2 r sin(ωt ) = −ω2 y(t )


de donde obtenemos que


a = a x x̂ + a y ŷ = −ω2~
~ r ad (2.56)
es decir, no existe aceleración tangencial en el movimiento circular uniforme. La
única compomente de la aceleración que existe en este tipo de movimiento es la
Ac
aceleración normal; es decir,

at = 0 (2.57)
2
v
a n = ω2 r = . (2.58)
r
so

El hecho anterior es esperado, ya que al ser ω constante, el módulo de la velocidad


v también lo será, y, por consiguiente, a t = v̇ = 0. Obsérvese entonces que α = 0
no implica a = 0, ya que la velocidad cambia continuamente de dirección.
U

Caso 2: Movimiento circular uniformemente acelerado

Cuando α es constante, tenemos un movimiento circular uniformemente ace-


ia

lerado. La velocidad angular y la posición angular vendrán dadas entonces por

 ω(t ) = ω0 + αt

p

θ(t ) = θ0 + ω0 t + 21 αt 2

Co

y tanto la componente tangencial como la componente normal de la aceleración


serán no nulas:
dv d
at = = (ωr ) = αr (2.59)
dt dt
v2
an = = ω2 r . (2.60)
r

Ciertamente, las expresiones anteriores de las componentes de la aceleración


de un movimiento circular uniformemente acelerado están en concordancia con
(2.52).

JCM,FLML Apuntes de Física 1


52 Tema 2. Cinemática de la partícula

2.5.1. Movimiento armónico simple

Un tipo de movimiento muy común en la naturaleza es el movimiento armóni-


co simple (MAS). Este movimiento describe las pequeñas oscilaciones de muchos
sistemas. Aunque este movimiento será analizado con más detalle en próximos
temas, podemos ahora adelantar que la proyección sobre el eje x del movimiento
circular uniforme nos da precisamente el MAS, que viene descrito por la siguiente
ecuación de movimiento:

x(t ) = A cos(ωt + θ0 ) (2.61)


x

o
donde A es la amplitud del movimiento (−A ≤ x(t ) ≤ A), ω = 2π/T se conoce co-
mo frecuencia angular, T es el periodo del movimiento y θ0 la fase inicial.

ic
La velocidad y aceleración del MAS vienen dados por

ẋ(t ) = −ωA sen(ωt + θ0 ) (2.62)

ém
2
ẍ(t ) = −ω A cos(ωt + θ0 ) (2.63)

donde podemos observar que la aceleración ẍ(t ) es proporcional a x(t ).

Actividad 2.6:
ad
¿Existe algún movimiento en el que su velocidad no sea tangente a su
trayectoria?
Ac
Describa algunos movimientos en los que su aceleración sea tangente
a su trayectoria.

Describa algunos movimientos en los que su aceleración no sea tan-


gente a su trayectoria.
so

¿Qué diferencia existe entre la velocidad de un movimiento curvilíneo


y uno circular? ¿Y entre sus aceleraciones?

¿Por qué tienen unidades distintas la velocidad y la velocidad angular?


U

Explique por qué no cae a la tierra un satélite en órbita geoestaciona-


ria a pesar de que la gravedad de La Tierra lo empuja constantemente
hacia su centro. ¿Entiende por qué se dice que estos objetos están en
“caída libre”?
ia

¿Hay alguna componente, tangencial o normal, constante en el movi-


miento circular uniformemente acelerado?
p
Co

2.6. Movimiento relativo de traslación

En muchas ocasiones es útil emplear un sistema de referencia móvil respec-


to del sistema fijo ligado a un observador O. Consideremos el caso en el que los
ejes (x 0 , y 0 , z 0 ) del sistema móvil son paralelos a los ejes (x, y, z) fijo en O y ade-
más se trasladan respecto de O sin modificar su orientación en el espacio. Veamos
entonces qué relación existe entre las descripciones del movimiento de una par-
tícula vista desde O y vista desde O 0 .

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


2.6. Movimiento relativo de traslación 53

Llamemos ~ r al vector de posición de la partícula, situada en el punto P , res-


pecto de O, y ~
r 0 al vector de posición del punto P respecto de O 0 . En la figura
podemos ver que

~ r 0 +~
r =~ r oo0 (2.64)

siendo ~
r oo0 el vector de posición de O 0 respecto a O. Derivando, obtenemos

~ v0 +~
v =~ v oo0

o
(2.65)

ic
y volviendo a derivar

a0 + ~

ém
~
a =~ a oo0 . (2.66)

Es decir, el movimiento visto desde O puede obtenerse como una combinación


entre el movimiento visto desde O 0 y el movimiento de O 0 respecto de O. Este
resultado deja de ser válido cuando el sistema móvil cambia su orientación con el
tiempo.
ad
Un caso de especial interés es aquel en el que los observadores O y O 0 están
en movimiento de traslación relativo uniforme. En ese caso, ~
v oo0 es constante y el
sistema O 0 recibe el nombre de sistema de referencia inercial. En consecuencia
Ac
~ a0
a =~ (2.67)
so

esto es, los dos observadores miden la misma aceleración. Esto es importante por-
que desde un punto de vista dinámico, como veremos en el próximo tema, signi-
fica que ambos observadores ven las mismas fuerzas. Las ecuaciones (2.64)–(2.67)
contienen implícita una suposición: que el tiempo transcurre de igual manera pa-
U

ra los observadores O y O 0 , esto es, que si hacemos t = 0 cuando ambos coinciden,


entonces

t = t0
ia

(2.68)
p

Esta suposición de tiempo absoluto fue refutada por Einstein en su teoría especial
de la relatividad.
Co

El conjunto de ecuaciones (2.64), (2.65), (2.67) y (2.68) recibe el nombre de


transformaciones de Galileo. Su importancia está en que nos descubre el hecho
de que una magnitud física, como es la aceleración, es independiente del movi-
miento del observador (o, más precisamente, es la misma) para todos los obser-
vadores en movimiento de traslación relativo uniforme. La existencia de magnitu-
des físicas invariantes bajo transformaciones facilita enormemente la resolución
de problemas y ha tenido una influencia profunda en la formulación de las leyes
de la física.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


54 Tema 2. Cinemática de la partícula

Actividad 2.7:

¿Es La Tierra en su movimiento alrededor del Sol un sistema de refe-


rencia inercial?

¿Podría ocurrir que se soltase una piedra en un ascensor y que viése-


mos que dicha piedra sube hacia el techo del ascensor?

Explique la razón por la que, si suelta un objeto desde lo alto del más-
til de un barco en movimiento uniforme acercándose al puerto, dicho
objeto cae justo al lado del mástil habiendo seguido en su trayecto-

o
ria la vertical del mástil. ¿Qué tipo de trayectoria vería un observador
situado en el puerto?

ic
¿Qué dirección debe tomar un avión con velocidad crucero respecto al
aire de 300 km/h para tener rumbo Norte respecto al suelo si hay un
viento lateral dirección Oeste de 100 km/h? ¿Qué velocidad respecto al

ém
suelo tendrá el avión?

E JEMPLO 2.4 Un bote viaja con rapidez de v BA relativa al agua en un río de anchura
D . La rapidez con que fluye el agua es v A . (a) Pruebe que el tiempo necesario para

ad
cruzar elqrío a un punto exactamente opuesto al punto de partida y luego regresar es
2 − v 2 . (b) Demuestre que el ángulo que debe tomar la barca respecto a
t a = 2D/ v BA A
la dirección de la corriente viene dado por tan α = − v BA
q
2 − v 2 /v . (c) También pruebe
A A
que el tiempo que tarda el bote en viajar una distancia D aguas abajo y luego regresar
Ac
es t b = 2D v BA /(v BA
2 − v 2 ). Nota: La rapidez es el módulo del vector velocidad.
A

(a) Llamamos a la velocidad del bote vista por nosotros ~ v y sabemos que la velocidad del
agua es ~
v A = v A x̂ y además que el módulo de la velocidad del bote respecto al agua es v B A .
so

Ciertamente se cumplirá, en general, que


~
v =~
vA +~
vB A .
U

En este caso nosotros queremos que la trayectoria del bote sea únicamente a lo largo de la
dirección y. Por ello tendremos que ~
v = v ŷ; esto es
v ŷ = v A x̂ + ~
vB A
por lo que
ia

~
v B A = v A x̂ − v ŷ .
Si ahora tomamos módulo en la expresión anterior (y elevamos al cuadrado), obtenemos
que
p

v B2 A = v 2A + v 2
de donde concluimos que
Co

q
v2 = v B2 A − v 2A .
El tiempo que tarda el bote en alcanzar la otra orilla será t 1 = D/v, idéntico al tiempo que
tardará en volver. Por ello, el tiempo total en este recorrido será finalmente
2D 2D
t= =q .
v v B A − v 2A
2

(b) El ángulo que debe tomar el bote con respecto a la corriente del río es precisamente el
ángulo que hace el vector ~
v B A con respecto al eje x. En este caso tendremos que
q
v v B2 A − v 2A
tan α = − =− .
vA vA

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


2.6. Movimiento relativo de traslación 55

(c) Consideremos ahora el caso de que el bote recorra una distancia D aguas abajo (abj) y
después vuelva aguas arriba (arb). En este caso debemos distinguir dos situaciones.

Aguas abajo (abj).


En esta primera situación observamos que

~
v = −v abj x̂ ~
v A = v A x̂ ~
v B A = −v B A x̂

de donde obtenemos directamente que

v abj = v B A − v A

y, por tanto, el tiempo en este recorrido será

o
D D
t abj = = .
v abj v B A − v A

ic
Aguas arriba (arb).
En esta segunda situación tenemos

ém
~
v = v arb x̂ ~
v A = v A x̂ ~
v B A = v B A x̂

de donde obtenemos directamente que

v arb = v B A + v A

y, por tanto, el tiempo en este recorrido será

t arb =
D
=
D
v arb v B A + v A
ad
.
Ac
Finalmente el tiempo total en el recorrido de ida y vuelta será

t = t abj + t arb
D D 2D v B A
= + = 2 .
vB A − v A vB A + v A v B A − v 2A
so
U
p ia
Co

JCM,FLML Apuntes de Física 1


56 Tema 2. Cinemática de la partícula

2.7. Problemas propuestos


2.1: La posición x (en m) de un objeto que se mueve a lo largo de una línea recta viene dada por x(t ) =
16 − 12t + 2t 2 , donde el tiempo está en segundos. (a) Represente gráficamente (a mano) la posición
como función del tiempo, desde t = 0 hasta t = 6. (b) Represente gráficamente (a mano) la velocidad
como función del tiempo, desde t = 0 hasta t = 6. (c) Represente gráficamente (a mano) la aceleración
como función del tiempo, desde t = 0 hasta t = 6. (d) ¿Cuánto vale la velocidad en t = 0 s, t = +2 s y
¤
t = +4 s? (e) Cuando la velocidad es 0, ¿dónde se encuentra el objeto? (f) ¿Cuánto vale la velocidad
media entre t = −1 s y t = 3 s? (g) ¿Cuánto vale la velocidad media entre t = 0 s y t = 6 s? (h) ¿Cuánto
vale el promedio de la “celeridad” (definida como distancia recorrida/tiempo empleado) entre t = 0 s y
t = 6 s? (i) ¿En qué instante cambia de sentido el movimiento del objeto? Nota: No olvide nunca, incluso
en las representaciones gráficas, indicar las unidades de cada magnitud.
Sol. (d): v(0) = −12 m/s, v(2) = −4 m/s, v(4) = 4 m/s; (e): x(3) = −2 m; (f): v m = −8 m/s; (g): v m = 0 m/s;

o
(h): 32/6 m/s; (i): t = 3 s.

ic
2.2: Las posiciones de dos coches en carriles paralelos de una autopista recta se muestran en la figura
como funciones del tiempo. Responda de forma cualitativa a las siguientes preguntas: (a): ¿Están en
algún momento los dos coches lado a lado? Si es así, indique en qué momento(s). (b): ¿Viajan los coches
siempre en la misma dirección? Si no es así, indique en qué intervalo ocurriría esto. (c): ¿Viajan los

ém
coches en algún momento a la misma velocidad? Si es así, indique el momento. (d): ¿En qué instante
están los coches más separados? (e): Dibuje una curva aproximada de la velocidad respecto al tiempo
para cada coche.

2.3: Una bola A se suelta desde lo más alto de un edificio en el mismo instante en que otra bola B se
lanza verticalmente hacia arriba desde el suelo. Cuando las bolas se encuentran ambas se mueven en
el mismo sentido y la velociad de A es cuatro veces la velocidad de B . ¿En qué fracción de la altura del

y
trayectoria
Sol.: 1/3h.
ad
edificio ocurre el encuentro?

2.4: Una partícula que tiene un movimiento uniforme (v = |~ v | = Cte) describe la trayectoria que se
muestra en la figura, estando situada en el instante inicial en la posición (x 0 , y 0 ). Obtenga la posición
Ac
de la partícula, ~ r (t ) en todo instante de tiempo, su vector velocidad ~ v y aceleración ~ a . Obtenga también
la ecuación de la trayectoria de la partícula, y = y(x).
Sol.: ~
r (t ) = (x 0 , y 0 ) + v t (cos α, sen α), ~
v = v(cos αx̂ + sen αŷ), ~
a = 0; y = y 0 + (tan α) (x − x 0 ).
x
2.5: Una partícula se mueve en línea recta de forma que en t = 3 s pasa por el origen. Midiendo su
1000
velocidad v respecto al tiempo t , se obtiene la parábola que se muestra (en t = 0 la velocidad es nula,
900
en t = −10 s es 1000 cm/s, y en t = 10 s vuelve a ser 1000 cm/s). Calcular la aceleración y la posición de
so

800

700 la partícula como función del tiempo.


Sol.: a = 20t cm/s2 , x(t ) = −90 + 10/3t 3 cm.
v (cm/s)

600

500

400

300
2.6: Un automóvil tiene una desaceleración típica de unos 7 m/s2 , y el tiempo de reacción típico de
U

200 un conductor es de 0.5 s. Si en una zona escolar debemos circular a una velocidad tal que podamos
100
detenernos en menos de 4 m, (a) ¿A qué velocidad máxima podremos circular? (b) ¿Qué fracción de los
0
−10 −5 0
t(s)
5 10 4 m corresponden al tiempo de reacción?
Sol. (a): v 0 = 4.76 m/s= 17.1 km/h; (b): ∼ 60 %.
ia

2.7: Una partícula se mueve describiendo la trayectoria que se muestra en la figura (el sentido de
movimiento viene dado por las flechas y la partícula se representa por un círculo negro). En el instante
mostrado, el módulo de su velocidad va disminuyendo con el tiempo y el módulo de la aceleración
tangencial es el doble que el de la normal: (a) Dibuje el vector aceleración de la partícula de manera
p

que se aprecie claramente su dirección y sentido. (b) Calcule el ángulo ϕ entre el vector aceleración y
el vector velocidad (en radianes).
Sol.: ϕ = 3, 60 rad.
Co

2.8: Una partícula, que en el instante inicial se encuentra en el punto dado por el vector ~ r 0 = 8x̂+2ŷ m
con velocidad ~ v 0 = 6ŷ + 7ẑ m/s, posee una aceleración ~ a (t ) = −27 cos(3t )x̂ − 12 sen(2t )ŷ m/s2 . Calcular,
para un instante genérico t , el vector de posición de la partícula ~ r (t ).
Sol.: ~
r (t ) = [8 + 3 cos(3t )] x̂ + [2 + 3 sen(2t )] ŷ + 7t ẑ .

2.9: Un cohete de modelo defectuoso se mueve en el plano X Y (la dirección +Y indica la vertical
hacia arriba). La aceleración del cohete tiene componentes dadas por a x = αt 2 y a y = β − γt , donde
α = 2.5 m/s4 , β = 9 m/s2 y γ = 1.4 m/s3 . En t = 0 el cohete está en el origen y tiene velocidad ~ v0 =
v 0x x̂+v 0 y ŷ con v 0x = 1 m/s y v 0 y = 7 m/s. (a) Calcule los vectores de velocidad y posición en función del
tiempo. (b) ¿Qué altura máxima alcanza el cohete? (c) ¿Qué desplazamiento horizontal tiene el cohete
al volver a y = 0?
Sol.: (a) ~v (t ) = (1 + 5/6t 3 )x̂ + (7 + 9t − 0.7t 2 )ŷ, ~
r (t ) = (t + 5/24t 4 )x̂ + (7t + 9/2t 2 − 7/30t 3 )ŷ. (b): 340,5 m.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


2.7. Problemas propuestos 57

2.10: Una partícula sale despedida desde un edificio de altura h con una velocidad inicial ~ v 0 = v 0x x̂.
Cuando la partícula impacta en el suelo, calcule (a) el vector velocidad ~
v , (b) el radio de curvatura, ρ.
Sol. (a): t imp = 2h/g , ~ 2 + 2g h)3/2 /(g v ).
v (t imp ) = v 0x x̂ − 2g h ŷ; (b): ρ(t imp ) = (v 0x
p p
0x

2.11: Un estudiante está sentado en una plataforma a una altura h sobre el suelo. Lanza un petardo
horizontalmente con una velocidad v 0 = |~ v 0 |. Sin embargo, un viento que sopla paralelo al suelo impri-
me al petardo una aceleración horizontal constante de módulo a 0 = |~ a 0 |. El resultado es que el petardo
cae al suelo directamente abajo del estudiante. Determine la altura h en términos de v 0 , a 0 y g . Ignore
el efecto de la resistencia del aire sobre el movimiento vertical.

2.12: Una manguera arroja agua desde el punto A de la figura a una velocidad inicial de 12 m/s for-
mando un ángulo de π/3 con la horizontal. Determinar: (a) El punto del tejado en el que cae el chorro
de agua, comprobando que pasa sin tocar el borde del tejado. (b) Las velocidades iniciales máxima y

o
mínima para las cuales el agua cae sobre el tejado. Despreciar el rozamiento con el aire.
Sol. (a): x = 8.64 m (b): 11.5 ≤ v 0 (m/s) ≤ 13.3 .

ic
2.13: Una partícula describe un movimiento circular de manera que su posición viene dada por ~ r (t ) =
5 cos(3t )x̂+5 sen(3t )ŷ. Los ángulos están en radianes, el tiempo en segundos y las longitudes en metros.
Calcular el vector aceleración normal ~ a n y su aceleración angular α.
Sol. ~
a n = 0, α = 0.

ém
2.14: Una rueda dentada de radio 3 cm gira respecto a un eje que pasa por su centro debido a la acción
de una cremallera rectilínea. En determinado instante, la aceleración de la cremallera es de 15 cm/s2
hacia abajo y su velocidad es de 6 cm/s hacia arriba. Determinar: (a) La velocidad angular, en rad/s
y rpm (revoluciones por minuto). (b) La aceleración angular de la rueda dentada. (c) La velocidad y
aceleración del diente de la rueda dentada en contacto con la cremallera.
Sol. (a): ω = 2 rad/s= 19.1 r.p.m.; (b): α = 5 rad/s2 ; (c): ~ a = −12 x̂ − 15 ŷ cm/s2 .
v = 6 ŷ cm/s, ~

ad
2.15: Un objeto unido a un muelle se mueve a lo largo de una línea recta oscilando alrededor de x = 0,
y su posición en un instante t viene dada por la ecuación x(t ) = 5 cos(πt ) cm (t en s y ángulos en ra-
dianes). (a) Si el tiempo se mide en segundos y los ángulos en radianes, ¿qué unidades tiene, en este
caso, el factor π? [Nota: esto no implica que, en otro contexto, el factor π no pueda tener otras dimen-
Ac
siones]. (b) Representar gráficamente, desde t = 0 s hasta t = 5 s, su posición en función del tiempo. (c)
Determinar la amplitud de las oscilaciones. (d) ¿Cuánto tiempo tarda en realizar una oscilación com-
pleta? ¿Cuantas veces oscila en un segundo? (e) Determinar su velocidad instantánea y representarla
gráficamente en función del tiempo, desde t = 0 s hasta t = 5 s. (f) ¿En qué puntos y en qué instantes la
velocidad es nula? En esos puntos, ¿cambia de sentido el movimiento del objeto? (g) ¿En qué puntos e
instantes la velocidad es máxima?, ¿cuánto vale esa velocidad? (h) Determinar su aceleración instantá-
nea y representarla gráficamente en función del tiempo, desde t = 0 s hasta t = 5 s. (i) ¿En qué puntos y
so

en qué instantes esta aceleración es nula? En esos puntos, ¿cambia de sentido el movimiento del obje-
to? (j) ¿En qué puntos e instantes es máxima?, ¿cuánto vale esa aceleración máxima?
Sol. (c): Amplitud= 5 cm; (d): T = 2 s, f = 0.5 Hz .
U

2.16: Una persona en un ascensor ve un tornillo que cae del techo. La altura del ascensor es de 3 m.
(a) ¿Cuánto tiempo tarda el tornillo en chocar con el suelo si el ascensor asciende con una aceleración
constante de 4 m/s2 ? (b) Suponiendo que la velocidad del ascensor era de 16 m/s cuando el tornillo
empieza a caer, determinar la distancia que recorre el ascensor y la que recorre el tornillo hasta que
éste llega al suelo del ascensor. (c) En el supuesto anterior, ¿qué velocidad tiene el ascensor y el tornillo
ia

en el momento del impacto?, ¿cuánto vale la velocidad del tornillo, en el momento del impacto, si lo
estamos viendo desde dentro del ascensor? (d) Si justo al empezar a caer el tornillo el cable del ascensor
se rompiera, ¿cuánto tiempo tardaría el tornillo en impactar con el suelo del ascensor? Suponer despre-
ciable el rozamiento con el aire y que, el último apartado es sólo una hipótesis de trabajo, ya que los
p

ascensores tienen un sistema de frenado de emergencia para estos casos.


Sol. (a): t = 0.66 s; (b): Ascensor recorre 11,43 m. Moneda recorre 8,43 m; (c): ~
v asc = 18, 64 ŷ m/s,
~
v mon = −9.1 ŷ m/s; (d): Nunca.
Co

2.17: El contrapeso W , partiendo del reposo, desciende con aceleración constante de manera que a los
5 s la velocidad relativa de P respecto de W es de 75 cm/s hacia arriba. (a) Determinar las aceleraciones
de W y P . (b) La velocidad y posición de W tras 4 s.
Nota: En una polea, visto desde su centro, las velocidades y aceleraciones de sus dos extremos deben
de ser iguales en módulo pero de sentido contrario; en caso contrario la cuerda se rompería.
aW = −15/4 ŷ cm/s2 , ~
Sol. (a): ~ a P = 45/4 ŷ cm/s2 ; (b): ~
v W = −15 ŷ cm/s, ~
r W = −30 ŷ cm.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


Co
pia
U
so
Ac
ad
ém
ic
o
T EMA 3

o
Dinámica de la partícula

ic
ém
3.1. Leyes de Newton

En el capítulo anterior dedicado a la cinemática, hemos descrito el movimien-


to de las partículas en función de las definiciones de los vectores de posición, velo-

ad
cidad y aceleración. Pero no hemos definido aún la causa que hace que los objetos
se muevan de la forma en que lo hacen. Nos gustaría poder responder a preguntas
generales relacionadas con las causas del movimiento tales como “¿qué mecanis-
mo hace que se produzca una variación en el movimiento?” o “¿por qué algunos
Ac
objetos aceleran con velocidades mayores que otros?” En este tema describiremos
la variación en el movimiento de las partículas utilizando los conceptos de fuer-
za y masa. Estos conceptos están fundamentados en tres leyes fundamentales del
movimiento, basadas a su vez en observaciones experimentales, formuladas hace
más de tres siglos por Isaac Newton. Estas leyes son las siguientes:
so

Todo cuerpo en reposo sigue en reposo a menos que sobre él


actúe una fuerza externa. Un cuerpo con movimiento uniforme
Primera Ley de Newton
U

continúa moviéndose con velocidad contante a menos que so-


bre él actúe una fuerza externa.
ia

La aceleración de un cuerpo tiene la misma dirección y es pro-


porcional a la fuerza externa neta que actúa sobre él. La cons-
tante de proporcionalidad recibe el nombre de masa.
p

La fuerza neta que actúa sobre un cuerpo es la suma (vectorial) Segunda Ley de Newton
de todas las fuerzas que actúan sobre él.
Co

Las fuerzas siempre actúan por pares de la misma magnitud


y sentidos opuestos. Si el cuerpo A ejerce una fuerza sobre el
cuerpo B , éste ejerce una fuerza con el mismo módulo pero con Tercera Ley de Newton
sentido contrario sobre el cuerpo A.

A continuación discutiremos algunas de las consecuencias más relevantes que


se derivan de cada una de estas leyes.

59
60 Tema 3. Dinámica de la partícula

3.1.1. Primera ley de Newton: Ley de la Inercia

Si empujamos un trozo de hielo sobre una mesa, observamos que desliza y


luego se para. Si la mesa está húmeda, el hielo recorre una distancia mayor antes
de pararse y el cambio de velocidad es menor. Antes de Galileo se creía que una
fuerza, tal como un empuje o un tirón, era siempre necesaria para mantener un
cuerpo en movimiento con velocidad constante. Galileo, y posteriormente New-
ton, reconocieron que si los cuerpos se detienen en su movimiento es debido a la
existencia de una fuerza: rozamiento (o fricción). Si este rozamiento se reduce, el
cambio de velocidad también lo hace. Una capa de agua o de aire son especial-
mente efectivos para reducir el rozamiento, permitiendo que el objeto se desli-

o
ce una gran distancia con un pequeño cambio en su velocidad. Según Galileo, si
se eliminan todas las fuerzas externas, su velocidad no cambiará, una propiedad

ic
de la materia que él describía como su inercia. Esta conclusión, reformulada por
Newton como su primera ley, se llama también ley de la inercia.

ém
Sistemas de referencia inerciales

La primera ley de Newton no distingue entre un objeto en reposo y un objeto


que se mueve con velocidad constante distinta de cero. El hecho de que un objeto
esté en reposo o en movimiento con velocidad constante depende del sistema de

ad
referencia en el cual se observa el objeto. Consideremos una pelota situada en la
bandeja del asiento de un avión que vuela en una trayectoria horizontal. En un
sistema de coordenadas ligado al avión (es decir, en el sistema de referencia del
avión) la pelota está en reposo, y permanecerá en reposo relativo al avión en tanto
Ac
este vuele con velocidad constante. Supongamos ahora que el piloto aumenta la
potencia de los motores y el avión, de forma brusca, acelera (con respecto al sue-
lo). Observaremos que la pelota, de repente, retrocede acelerando con respecto al
avión incluso cuando no actúa ninguna fuerza sobre ella.
Acabamos de ver que en un sistema de referencia acelerado no se cumple la
so

primera ley de Newton. Así pues, usamos la primera ley de Newton para determi-
nar si un sistema de referencia es inercial o no. Es decir, si sobre un objeto no actúa
ninguna fuerza, cualquier sistema de referencia con respecto al cual la aceleración
es cero, es un sistema de referencia inercial.
U

Tanto el avión cuando se mueve a velocidad constante, como el suelo, son


una buena aproximación de sistemas de referencia inerciales. Cualquier sistema
de referencia que se mueve a velocidad constante con respecto a un sistema de
ia

referencia inercial es también un sistema de referencia inercial.


Un sistema de referencia ligado a la superficie de la Tierra no es totalmente
inercial a causa de la pequeña aceleración de la superficie de la Tierra, la cual se
p

debe, a su vez, a la revolución alrededor del Sol. Sin embargo, como estas acelera-
ciones son del orden de 0.01 m/s2 (o menos), podemos considerar que aproxima-
Co

damente un sistema de referencia ligado a la superficie de la Tierra es inercial.


El concepto de sistema de referencia inercial es crucial porque las leyes de
Newton son válidas sólo en sistemas de referencias inerciales.

Actividad 3.1:

¿Qué característica debe tener la trayectoria de una partícula para que


podamos asegurar que sobre ella no actúa ninguna fuerza?

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.1. Leyes de Newton 61

3.1.2. Segunda Ley de Newton. Fuerza y masa

La primera y la segunda ley de Newton nos permiten definir el concepto de


fuerza. Una fuerza es una influencia externa sobre un cuerpo que causa su acele-
ración respecto a un sistema de referencia inercial. La dirección y sentido de una
fuerza coinciden con la dirección y sentido de la aceleración causada. El módulo
de la fuerza es el producto de la masa del cuerpo por el módulo de la aceleración.
La siguiente ecuación muestra matemáticamente esta ley:

~ = m~
F a . (3.1) Formulación matemática de
la Segunda Ley de Newton

o
Los objetos se resisten instrínsecamente a ser acelerados. Imaginemos que da-

ic
mos una patada a una pelota de fútbol y a una bola grande ce acero; esta última se
resiste mucho más a ser acelerada que la pelota de fútbol. Esta propiedad intrínse-
ca de los objetos es la masa. En consecuencia, la masa es una medida de la inercia

ém
(resistencia al cambio del estado de movimiento) del cuerpo. La relación entre dos
masas se define cuantitativamente aplicando la misma fuerza y comparando sus
aceleraciones. Si la fuerza F produce una aceleración a 1 cuando se aplica a un
cuerpo de masa m 1 , y la misma fuerza produce la aceleración a 2 cuando se aplica
a un objeto de masa m 2 , el cociente entre las masas se define por
m2 a1
=
m1 a2
. ad
Esta definición está de acuerdo con nuestra idea intuitiva de masa. Si la misma
Ac
fuerza se aplica a dos objetos, el objeto de más masa es el que menos se acelera.
Experimentalmente se deduce que la relación a 1 /a 2 , obtenida cuando fuerzas de
idéntica magnitud actúan sobre dos cuerpos, es independiente del módulo, di- La masa es una propiedad intrínseca
rección o del tipo de fuerza utilizada. La masa de un cuerpo es una propiedad
intrínseca de mismo y, por lo tanto, no depende de la localización del cuerpo ni
so

de la fuerza que sobre él actúa. Es decir, la masa de un cuerpo continúa siendo la


misma si el cuerpo está sobre la Tierra, sobre la Luna o en el espacio exterior.
Experimentalmente se encuentra que si sobre un cuerpo actúan dos o más
U

fuerzas, la aceleración que causan es igual a la que causaría sobre el cuerpo una
sola fuerza igual a la suma vectorial de las fuerzas individuales. Esto se conoce co-
mo principio de superposición. En consecuencia, las fuerzas se combinan como
los vectores, y la segunda ley de Newton puede expresarse de la forma
ia

~i = F~neta = m~
X
F a. (3.2) Principio de superposición
i
p

Fuerza debida a la gravedad: el peso


Co

Si dejamos caer un objeto cerca de la superficie terrestre, el objeto acelera ha-


cia la Tierra. Si podemos despreciar la resistencia del aire, todos los objetos poseen
la misma aceleración, llamada aceleración de la gravedad ~ g , en cualquier punto
del espacio. La fuerza que causa esta aceleración es la fuerza de la gravedad so-
bre el objeto, llamado peso del mismo, P ~ .1 Si el peso es la única fuerza que actúa

1 Referirse a la fuerza de gravedad como el peso es desafortunado ya que parece implicar que el peso
es una propiedad del objeto más que una fuerza externa que actúa sobre él. Para evitar caer en esta
interpretación aparente, cada vez que leamos “el peso” mentalmente traduciremos esta denomina-
ción como “la fuerza gravitatoria”

JCM,FLML Apuntes de Física 1


62 Tema 3. Dinámica de la partícula

sobre un objeto, se dice que este se encuentra en caída libre. Si la masa es m, la


segunda ley de Newton define el peso de la siguiente forma:

~ = m~
P g . (3.3)
Peso (fuerza gravitatoria)

Como ~ g es idéntico para todos los cuerpos, llegamos a la conclusión de que


el peso de un cuerpo es proporcional a su masa. El vector ~ g se denomina campo
gravitatorio terrestre y es la fuerza por unidad de masa ejercida por la Tierra sobre

o
cualquier objeto. Es igual a la aceleración en caída libre experimentada por un
objeto. Cerca de la superficie terrestre g tiene el valor

ic
g = 9.81 m/s2 .

ém
Medidas cuidadosas muestran que ~ g varía con la posición. En particular, en
un punto por encima de la superficie terrestre, ~ g apunta hacia el centro de la Tie-
rra y varía inversamente con el cuadrado de la distancia a dicho punto. Así pues,
un cuerpo pesa ligeramente menos cuando se encuentra en lugares muy elevados
respecto al nivel del mar. El campo gravitatorio también varía ligeramente con la

ad
latitud debido a que la Tierra no es exactamente esférica, sino que está achatada
por los polos. Por lo tanto, el peso, a diferencia de la masa, no es una propiedad
intrínseca del cuerpo. Aunque el peso de un cuerpo depende del lugar donde es-
té situado debido a las variaciones de g , el cambio en el peso es prácticamente
Ac
despreciable para la mayor parte de las aplicaciones prácticas sobre o cerca de la
superficie terrestre.
Un ejemplo puede clarificar la diferencia entre masa y peso. Supongamos que
en la Luna tenemos una bola de acero. Su peso es la fuerza gravitatoria que ejerce
la Luna sobre ella, pero esta fuerza es solo una sexta parte de la fuerza que se
so

ejerce sobre la bola cuando está en la Tierra, por lo que para levantar la bola en
ella se necesita una sexta parte de la fuerza. Sin embargo, lanzar la bola con cierta
velocidad horizontal requiere la misma fuerza en la Luna que en la Tierra, o en el
espacio libre.
U

Aunque el peso de un objeto puede variar de un lugar a otro, para un mismo


lugar, su peso siempre será proporcional a su masa. Así pues, podemos comparar
convenientemente las masas de dos objetos en un lugar determinado comparan-
ia

do sus pesos.
La sensación que tenemos de nuestro propio peso procede de las demás fuer-
zas que lo equilibran. Por ejemplo, al estar sentados en una silla, apreciamos la
p

fuerza ejercida por ella que equilibra nuestro peso, y por lo tanto evita que nos
caigamos al suelo. Cuando estamos situados sobre una balanza de muelles, nues-
Co

tro pies aprecian la fuerza ejercida sobre nosotros por la balanza. Esta balanza
está calibrada de modo que registra la fuerza que debe ejercer (por compresión
de su muelle) para equilibrar nuestro peso. La fuerza que equilibra nuestro peso
se denomina peso aparente. Este peso aparente es el que viene dado por una ba-
lanza de muelle. Si no existiese ninguna fuerza para equilibrar nuestro peso, como
sucede en la caída libre, el peso aparente sería cero. Esta condición, denominada
ingravidez, es la que experimentan los astronautas en los satélites que giran al-
rededor de la Tierra. La única fuerza que actúa sobre el satélite es la gravedad (su
peso). El astronauta está también en caída libre. La única fuerza que actúa sobre
él es su peso, que produce la aceleración ~ g . Como no existe ninguna fuerza que
equilibre la fuerza de la gravedad, el peso aparente del astronauta es cero.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.1. Leyes de Newton 63

Unidades de fuerza y masa

Podemos establecer una escala de masas eligiendo un cuerpo patrón y asig-


nándole la masa de 1 unidad. Como vimos en el capítulo anterior, el cuerpo elegi-
do como patrón es un cilindro de una aleación de platino e iridio que se conserva
en la Oficina Internacional de Pesos y Medidas en Sèvres, y se le asigna la masa de
1 kilogramo, la unidad S.I. de masa. La fuerza necesaria para producir una acele-
Unidad de fuerza: 1 N (newton)
ración de 1 m/s2 sobre el cuerpo patrón es por definición 1 newton (N). Según la
segunda ley de Newton, 1 N=1 kg·m/s2 .
La unidad patrón de masa conveniente en física atómica y nuclear es la uni-

o
dad de masa atómica o uma (u) que se define como la doceava parte de la masa
del átomo neutro de carbono-12 (12 C). La uma está relacionada con el kilogramo

ic
por

1 u = 1.66540 × 10−27 kg

ém
La masa de un átomo de hidrógeno es aproximadamente 1 u.
Otra unidad de fuerza muy usada es el kilopondio (kp), también denomina-
do frecuentemente kilogramo-fuerza (kgf ). Se define como aquella fuerza que
imprime una aceleración igual a la gravitatoria a una masa de un kilogramo. En
consecuencia,
ad
1 kp = 1 kgf = 9.81 N
Ac
Actividad 3.2:

¿Puede “deducirse” la primera y/o la segunda ley de Newton?

¿Cómo podemos conocer la fuerza que actúa sobre una partícula?


so

Explique las razones por las que las siguientes afirmaciones son verda-
deras o falsas:

• La misma fuerza actuando sobre diferentes partículas produce la


U

misma aceleración.
• La dirección de la velocidad de una partícula es siempre la misma
que la de la fuerza que actúa sobre ella.
ia

• La dirección de la velocidad de una partícula no siempre es la mis-


ma que la de la fuerza que actúa sobre ella.
• Dos fuerzas de la misma magnitud actuando sobre una partícula
p

producen una aceleración doble a la que habría si solo actúa una


de ellas.
Co

¿Qué significa que la masa es una propiedad intrínseca de la materia,


pero no su peso?

¿Por qué no usamos las unidades del S.I. de fuerza (newtons) en las
tiendas para referirnos al peso (fuerza gravitatoria)?

Cuando nos pesamos en una báscula de “cuarto de baño” ¿Qué mag-


nitud exactamente nos mide el dial de dicha báscula? ¿Podría ocurrir
que el dial de esta báscula (peso aparente) nos diera una lectura nula?

JCM,FLML Apuntes de Física 1


64 Tema 3. Dinámica de la partícula

3.1.3. La tercera ley de Newton. Acción y reacción

Cuando dos cuerpos interaccionan mutuamente, se ejercen fuerzas entre sí.


La tercera ley de Newton establece que estas fuerzas son iguales en módulo y van
~A,B so-
dirigidas en sentidos opuestos. Es decir, si un objeto A ejerce una fuerza F
~B,A sobre el objeto A que es igual
bre un objeto B , el objeto B ejerce una fuerza F
en módulo y de sentido opuesto a la anterior. Es decir,

~A,B = −F
F ~B,A .

Así, las fuerzas se dan en pares. Es común referirse a estas fuerzas como ac-

o
ción y reacción; sin embargo, esta terminología es desafortunada porque parece
como si una fuerza reaccionara a la otra, lo cual no es cierto, ya que ambas fuerzas

ic
Las fuerzas de acción y reacción actúan simultáneamente. Si una fuerza externa que actúa sobre un objeto parti-
actúan sobre objetos diferentes cular es denominada “fuerza de acción”, la correspondiente “fuerza de reacción”
debe actuar sobre un objeto diferente. Así, en ningún caso, dos fuerzas externas

ém
que actúan sobre un único objeto constituyen un par de fuerzas acción-reacción.
En la figura se muestra una caja que descansa sobre un mesa. La fuerza hacia
abajo que actúa sobre la caja es el peso P ~ debido a la atracción de la Tierra. La caja
ejerce sobre la Tierra una fuerza igual y de signo contrario P ~ 0 = −P
~ . Estas fuerzas
forman pues un par acción-reacción. Si fueran las únicas fuerzas presentes, el blo-

ad
que se aceleraría hacia abajo y la Tierra se aceleraría hacia arriba. Sin embargo, la
mesa ejerce sobre la caja una fuerza hacia arriba N
ja también ejerce una fuerza sobre la mesa N
~ que compensa el peso. La ca-
~ 0 = −N
~ hacia abajo. Las fuerzas N
~ 0 forman otro par acción-reacción. En definitiva, las fuerzas que actúan sobre la
N
~ y

~yN ~ , y las restantes actúan sobre otros objetos.


Ac
caja son P

Actividad 3.3:
so

¿Existe alguna situación donde no exista fuerza de reacción?

¿Por qué se afirma que denominar a las fuerzas como “acción” y “reac-
U

ción” es desafortunado?

Dado que la magnitud de la fuerza de acción es siempre igual a la de


reacción y de sentido opuesto, la fuerza que actúa sobre una partícula
es siempre nula. ¿Verdadero o Falso? Razone su respuesta.
ia

Si la Tierra me atrae y yo atraigo a la Tierra, ¿por qué no se observa que


se acelera la Tierra?
p

Si al empujar yo una pared, ésta reacciona y ejerce una fuerza sobre


mí, ¿por qué observo que no me acelero en sentido contrario?
Co

Cuando interactúan más de dos cuerpos ¿puede aplicarse la tercera ley


de Newton que únicamente hace referencia a la interacción entre dos
cuerpos?

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.2. Clasificación de las fuerzas 65

3.2. Clasificación de las fuerzas

La gran potencia de la segunda ley de Newton se manifiesta cuando se combi-


na con las leyes de las fuerzas que describen las interacciones entre objetos. En es-
ta sección describiremos los diferentes tipos de fuerzas presente en la Naturaleza.
En primer lugar, mostraremos que todas las fuerzas de la Naturaleza surgen como
una manifestación de cuatro tipos de fuerzas fundamentales. Posteriormente, se
mostrará otra clasificación de las fuerzas dependiendo de si estas actúan a distan-
cia o, si por el contrario, son fuerzas de contacto.

o
3.2.1. Interacciones fundamentales

ic
Todas las fuerzas de la naturaleza pueden considerarse como la composición
de una serie de fuerzas o interacciones fundamentales:

ém
1. Fuerza gravitatoria

2. Fuerza electromagnética

3. Fuerza nuclear fuerte

4. Fuerza nuclear débil.


ad
Analizaremos a continuación estas fuerzas de forma individual.
Ac
Fuerza gravitatoria. La fuerza gravitatoria es la fuerza de atracción mutua entre
dos objetos cualesquiera del Universo. Es interesante y bastante curioso que, aun-
que la fuerza gravitatoria puede ser muy fuerte entre objetos macroscópicos, es la
fuerza más débil de las fuerzas fundamentales. Por ejemplo, la fuerza gravitatoria
so

entre el electrón y el protón en el átomo de hidrógeno tiene un módulo con un or-


den de magnitud de 10−47 N, mientras que la fuerza electromagnética entre estas
mismas partículas es del orden de 10−7 N.
U

Además de sus contribuciones a la comprensión del movimiento, Newton es-


tudió en profundidad la fuerza de la gravedad. La ley de la gravitación universal
de Newton establece que toda partícula del Universo atrae a otras partículas con
una fuerza que es directamente proporcional al producto de las masas de las par-
ia

tículas e inversamente proporcional al cuadrado de la distancia entre ellas. Si las


partículas tienen masas m 1 y m 2 y se encuentran separadas por una distancia r ,
el módulo de la fuerza gravitatoria es
p

m1 m2
Fg = G
r2
Co

donde G = 6.67 × 1011 N·m2 /kg2 es la constante universal de gravitación.

Fuerza electromagnética. La fuerza electromagnética es la fuerza que une a los


átomos y moléculas en compuestos para formar la materia. Es mucho más inten-
sa que la fuerza gravitatoria. La fuerza que hace que un bolígrafo que se ha frotado
contra una prenda de lana atraiga trocitos de papel y la fuerza que un imán ejer-
ce sobre un clavo de hierro son fuerzas electromagnéticas. En esencia, todas las
fuerzas que operan en nuestro mundo macroscópico, dejando aparte la fuerza
gravitatoria, son manifestaciones de la fuerza electromagnética. Por ejemplo, las

JCM,FLML Apuntes de Física 1


66 Tema 3. Dinámica de la partícula

fuerzas de rozamiento, las fuerzas de tensión y las fuerzas elásticas de los mue-
lles son consecuencia de las fuerzas electromagnéticas existentes entre partículas
cargadas que se encuentran próximas entre sí.
La fuerza electromagnética implica dos tipos de partículas: aquellas que tie-
nen carga positiva y aquellas otras que tienen carga negativa. A diferencia de la
fuerza gravitatoria, que siempre es una interacción atractiva, la fuerza electro-
magnética puede ser de atracción o de repulsión, dependiendo de la carga de las
partículas. La ley de Coulomb proporciona el módulo de la fuerza electrostática
F e entre dos partículas cargadas separadas una distancia r :
q1 q2
Fe = ke

o
r2
donde q 1 y q 2 son las cargas de dos partículas, medidas en unidades denominadas

ic
culombios (C), y k e = 8.99 × 109 N·m2 /C2 es la constante de Coulomb. Obsérvese
que la fuerza electrostática tiene la misma forma matemática que la ley de gravita-
ción universal de Newton, con la carga haciendo el papel matemático de la masa y

ém
utilizándose la constante de Coulomb en lugar de la constante de gravitación uni-
versal. La fuerza electrostática es una fuerza de atracción si las dos cargas tienen
signos opuestos, y es una fuerza de repulsión si las dos cargas tienen el mismo
signo.
La cantidad más pequeña de carga aislada que se ha podido encontrar en la

ad
Naturaleza (hasta el momento), es la carga de un electrón o de un protón. Esta
unidad fundamental de carga se designa mediante el símbolo e y tiene el valor
e = 1.60 × 10−19 C. Una serie de teorías desarrolladas en la segunda mitad del si-
glo XX proponen que los protones y neutrones están formados por unas partículas
Ac
más pequeñas, denominadas quarks, que tienen cargas 2e/3 o −e/3. Aunque se
han encontrado pruebas experimentales de la existencia de tales partículas en el
interior de la materia nuclear, no se han detectado nunca quarks libres.

Fuerza nuclear fuerte. Un átomo consta de un núcleo cargado positivamente


so

y extremadamente denso, rodeado por una nube de electrones cargada negati-


vamente, estando los electrones atraídos hacia el núcleo por la fuerza eléctrica.
Dado que todos los núcleos, excepto el del hidrógeno, son combinaciones de pro-
tones cargados positivamente y neutrones con carga neutra (denominados, de
U

forma colectiva, nucleones), ¿por qué la fuerza electrostática de repulsión entre


los protones no hace que el núcleo se rompa? Evidentemente, existe una fuerza
de atracción que contrarresta la fuerza electrostática extremadamente intensa de
ia

repulsión y que es responsable de la estabilidad del núcleo. Esta fuerza que une
los nucleones para formar el núcleo se denomina fuerza nuclear fuerte. A dife-
rencia de las fuerzas gravitatoria y electromagnética, que dependen inversamen-
te del cuadrado de la distancia, la fuerza nuclear fuerte tiene un alcance extre-
p

madamente pequeño y su intensidad decrece muy rápidamente fuera del núcleo,


siendo despreciable para distancias de separación mayores que 10−14 m, aproxi-
Co

madamente. Para una distancia de separación de unos 10−15 m (una dimensión


nuclear típica) la fuerza nuclear es aproximadamente dos órdenes de magnitud
más alta que la fuerza electrostática.

Fuerza nuclear débil. La fuerza nuclear débil es una fuerza de alcance muy pe-
queño que tiende a producir inestabilidad en determinados núcleos. La primera
vez que se observó fue en las sustancias radiactivas naturales, y posteriormente
se vio que juega un papel clave en la mayoría de las reacciones de desintegración
radiactiva. La fuerza nuclear débil es aproximadamente 1025 veces más fuerte que
la fuerza gravitatoria y unas 1012 veces más débil que la fuerza electromagnética.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.2. Clasificación de las fuerzas 67

Actividad 3.4:

Si todos los cuerpos están hechos de átomos que tienen cargas eléctri-
cas, ¿por qué sólo se considera la fuerza gravitatoria cuando hablamos
del movimiento planetario?

¿Tienen relevancia las fuerzas electrostáticas en nuestra vida diaria? Si


es así, ponga ejemplos claros de ello.

¿Qué detectores de fuerzas gravitatorias tiene nuestro cuerpo? ¿Y de


fuerzas electromagnéticas?

o
¿Tienen algún uso terapéutico las fuerzas nucleares?

ic
ém
3.2.2. Acción a distancia y contacto

Existe una clasificación de las fuerzas complementaria a la anteriormente ex-


puesta. Consiste en dividir las fuerzas en dos tipos fundamentales: fuerzas de ac-
ción a distancia y fuerzas de contacto. Esta clasificación es muy útil a la hora de
analizar los problemas desde un punto de vista dinámico y para nosotros será de
fundamental importancia.

Fuerzas de acción a distancia


ad
Ac
Las interacciones gravitatoria y electromagnética actúan entre partículas se-
paradas en el espacio. Esto crea un problema conceptual llamado “acción a dis-
tancia.” Newton consideraba la acción a distancia como una cuestión incompleta
y no suficientemente comprendida en su teoría de la gravitación, pero evitaba dar
cualquier otra hipótesis. Hoy, esta cuestión se “resuelve” introduciendo el con-
so

cepto de campo, que actúa como un agente intermedio. Por ejemplo, la atracción
de la Tierra por el Sol se considera en dos etapas. El Sol crea una condición en
el espacio que llamamos campo gravitatorio. Este campo gravitatorio ejerce una
U

fuerza sobre la Tierra. Nuestro peso es la fuerza ejercida por el campo gravitatorio
de la Tierra sobre nosotros mismos. En la segunda parte de la asignatura, cuando
estudiemos la electricidad y el magnetismo analizaremos los campos eléctricos
(producidos por cargas eléctricas) y magnéticos (producidos por cargas eléctricas
ia

en movimiento).

Fuerzas de contacto
p

La mayor parte de las fuerzas ordinarias que observamos sobre los objetos (ex-
Co

cepto el peso) se ejercen por contacto directo; entendiendo este “contacto” en un


sentido macroscópico. Estas fuerzas son de origen electromagnético y se ejercen
entre las moléculas/átomos de la superficie de cada objeto. Veamos a continua-
ción algunas manifestaciones de estas fuerzas de contacto.

Sólidos. Si empujamos una superficie, esta devuelve el empuje, según se dedu-


ce de la tercera ley de Newton. Consideremos una escalera que se apoya contra
una pared [Figura 3.1(a)]. En la región de contacto, la escalera empuja la pared
con una fuerza horizontal, comprimiendo las moléculas de la superficie de la pa-
red. De forma similar a los muelles de un colchón, las moléculas comprimidas de

JCM,FLML Apuntes de Física 1


68 Tema 3. Dinámica de la partícula

Fuerza Normal

Fuerza
Rozamiento

(a) (b)

F IGURA 3.1: (a) La pared sostiene la escalera ejerciendo sobre ella una fuerza

o
normal a la pared. (b) La fuerza de rozamiento ejercida por el suelo sobre el
bloque se opone a su desplazamiento o a su tendencia a deslizar.

ic
ém
la pared empujan la escalera con una fuerza horizontal. Tal fuerza perpendicu-
lar a las superficies de contacto se denomina fuerza normal (en este contexto, la
denominación normal quiere decir perpendicular). La superficie soporte se de-
forma ligeramente en respuesta a la carga, si bien esta deformación no se aprecia
fácilmente a simple vista.
Las fuerzas normales pueden variar dentro de un amplio intervalo de valores.

ad
Una mesa, por ejemplo, ejerce una fuerza normal dirigida hacia arriba sobre cual-
quier bloque que esté colocado sobre ella. A menos que el bloque sea tan pesado
que la mesa se rompa, esta fuerza equilibrará la fuerza del peso del bloque. Ade-
más, si presionamos hacia abajo el bloque, la mesa ejercerá una fuerza soporte
Ac
mayor que el peso del bloque para evitar que éste se acelere hacia abajo.
En ciertas circunstancias, los cuerpos en contacto ejercerán entre sí fuerzas
paralelas a las superficies en contacto. Consideremos el bloque de la Figura 3.1(b).
Si se le empuja suavemente de lado no resbalará ya que la fuerza ejercida por el
suelo se opone a que el bloque deslice. Si, en cambio, se empuja fuertemente, el
so

bloque empezará a moverse en el sentido de la fuerza. Para mantener el movi-


miento es necesario ejercer continuamente una fuerza. A partir del instante en
que se deja de empujar, el bloque ralentizará su movimiento hasta que se detie-
U

ne. La componente paralela de la fuerza de contacto ejercida por un cuerpo sobre


otro se denomina fuerza de rozamiento.
Aunque las fuerzas de rozamiento y normal se muestran en las figuras como
si actuaran en un único punto, en realidad, se distribuyen sobre toda la región de
ia

contacto. Las fuerzas de rozamiento se tratan con más detalle en la Sección 3.3.3.
El rozamiento es crucial para que tengan lugar muchos fenómenos observa-
p

dos en la Naturaleza. No sería posible ni caminar ni desplazarnos en automóvil si


Sin rozamiento no podríamos andar no existiera el rozamiento. Para empezar a andar hace falta el rozamiento y, una
vez en marcha, para cambiar la dirección o la velocidad del movimiento también
Co

hace falta rozamiento. Se necesita rozamiento para mantener una tuerca en un


tornillo o un clavo en la madera. Sin embargo, aunque el rozamiento sea tan im-
portante, muchas veces intentamos evitarlo. Los lubricantes, como el aceite del
motor de un coche o el líquido sinovial en nuestro cuerpo, son materiales que
reducen el rozamiento.
Cuando aplicamos una pequeña fuerza horizontal a un gran bloque que des-
cansa sobre el suelo, se observa que el bloque no se mueve debido a la fuerza
de rozamiento estático, F~e , ejercida por el suelo sobre el bloque, que equilibra
la fuerza que estamos aplicando (ver figura). La fuerza de rozamiento estático,
que se opone a la fuerza aplicada sobre el bloque, puede variar desde cero hasta

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.2. Clasificación de las fuerzas 69

cierto valor máximo, F e,max , dependiendo de la fuerza externa ejercida. Los expe-
rimentos muestran que F e,max es proporcional a la fuerza normal ejercida por una
superficie sobre la otra,
F e,max = µe N (3.4) µe Coeficiente de rozamiento estático

donde la constante de proporcionalidad µe , llamada coeficiente de rozamiento


estático, depende la naturaleza de las superficies en contacto. Si ejercemos una
fuerza horizontal menor que F e,max sobre el bloque, la fuerza de rozamiento equi-
librará esta fuerza horizontal. En general, podemos escribir

F e ≤ µe N . (3.5)

o
Si se empuja el bloque con una fuerza mayor que F e,max , este deslizará so-
~d ,
bre el suelo. Al deslizar, el suelo ejerce una fuerza de rozamiento dinámico, F

ic
que se opone al sentido de movimiento. Para que el bloque deslice con velocidad
constante debe ejercerse una fuerza sobre el bloque igual en módulo y de sentido

ém
opuesto a la fuerza de rozamiento dinámico ejercida por el suelo.
El coeficiente de rozamiento dinámico µd se define como el cociente entre
los módulos de la fuerza de rozamiento dinámico F d y la fuerza normal N ,

F d = µd N (3.6) µd Coeficiente rozamiento dinámico

ad
dependiendo este coeficiente de la naturaleza de las superficies en contacto. Ex-
perimentalmente se encuentra que µd < µe y que µd es aproximadamente cons-
tante para velocidades comprendidas en el intervalo de algunos cm/s a varios
m/s. En general supondremos que la fuerza de rozamiento dinámico es constante.
Ac
La figura adjunta muestra gráficamente la fuerza de rozamiento ejercida sobre
el bloque, F roz , por el suelo en función de la fuerza aplicada, F apl . La fuerza de
rozamiento va compensando la fuerza aplicada hasta que esta alcanza el valor
µe N , que es cuando la caja empieza a moverse. A partir de entonces, la fuerza de
rozamiento (dinámica) es µd N .
so

Muelles. Cuando un muelle se comprime o se alarga una pequeña distancia ∆x,


la fuerza que se ejerce, según se demuestra experimentalmente es
U

F x = −k∆x

donde k es la denominada constante elástica del muelle, y constituye una medi-


ia

da de su rigidez. El signo negativo de la ecuación anterior significa que cuando


el muelle se estira o comprime, la fuerza que ejerce es de sentido opuesto. Esta
ecuación, conocida como ley de Hooke es de gran interés. Para pequeños despla-
zamientos, casi todas las fuerzas de restitución obedecen la ley de Hooke. Volve-
p

remos a esta ley en la Sección 3.5 cuando consideremos el movimiento armónico


simple.
Co

Cuerdas. Un cuerpo se puede arrastrar y mover mediante una cuerda o una ca-
dena. Se puede suponer que una cuerda es como un muelle pero con una cons-
tante elástica muy grande, de forma que la deformación que adquiere al aplicar
una fuerza es despreciable. Las cuerdas, sin embargo, no son rígidas ya que se fle-
xionan y se tuercen y, por lo tanto, no pueden usarse para empujar objetos (como
lo hacen los muelles) sino que únicamente pueden tirar de ellos. El módulo de la
fuerza que un trozo de una cuerda ejerce sobre otro adyacente se denomina ten-
sión. Por lo tanto, si se tira de un objeto con una cuerda, la magnitud de la fuerza
coincide con la tensión.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


70 Tema 3. Dinámica de la partícula

La tensión puede variar a través de la cuerda, como es el caso de una cuerda


pesada que cuelga del techo; en ese caso, la tensión en el trozo de cuerda que
está junto al techo es mayor, ya que en esa zona se aguanta también el peso de
toda la cuerda. Sin embargo, en los problemas que trataremos en este curso, no
se suele considerar la masa de las cuerdas, de forma que la variación de la tensión
debida al peso de la cuerda se considerará despreciable. También despreciaremos
las variaciones de tensión debidas a alguna aceleración de la cuerda.

Ligaduras. Un tranvía que se mueve por un raíl, un caballo de madera de un


tiovivo que se mueve en una circunferencia o un trineo que se mueve por la su-

o
perficie de un estanque helado en un plano horizontal, son ejemplos de sistemas
en los que existen un condicionante sobre el movimiento. Estos condicionantes

ic
reciben el nombre de ligaduras.

ém
Actividad 3.5:

¿Qué fuerza de acción a distancia siempre estará presente en nuestros


problemas de dinámica sobre la superficie (o a cierta altura) de la Tie-
rra? ¿Producirá esta fuerza siempre una aceleración sobre los objetos?
Para que existan fuerzas de contacto, ¿debe haber contacto físico entre

ad
los objetos?
Si dos objetos sólidos tienen contacto físico en cuatro puntos, ¿cuántas
fuerzas de contacto habrá en total entre ellos? ¿Y sobre cada uno de
ellos?
Ac
¿Por qué separamos las fuerzas de contacto en sus componentes nor-
mal y tangencial a la superficie de contacto?
Si deja caer un objeto de vidrio suavemente sobre el suelo, éste no se
rompe. Pero si lo deja caer desde cierta altura, sí se rompe. Explique
so

la diferencia entre las dos situaciones desde un punto de vista de las


fuerzas implicadas sobre el objeto.
La tensión en una cuerda, ¿es una fuerza de acción a distancia o de
contacto? ¿Y la fuerza de un muelle?
U

En la situación mostrada en la figura dibuje todas las fuerzas de


contacto y las de acción a distancia que actúan sobre los objetos 1, 2,
y 3.
ia

obj. 3
p

obj. 2
cuerda
obj. 1
Co

Si en el problema anterior hace un balance global de las fuerzas que


actúan sobre los objetos 1, 2, y 3: ¿cuáles de ellas se anulan?, ¿tiene
esto algo que ver con la tercera ley de Newton?
¿Qué diferencia fundamental no-trivial existe entre la fuerza de roza-
miento estática y la dinámica?
¿Variará la fuerza de rozamiento dinámica de un cuerpo que se mueve
sobre una superficie horizontal en función de su velocidad?

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.3. Resolución de problemas. Diagramas de fuerzas 71

3.3. Resolución de problemas. Diagramas de fuerzas

3.3.1. Sistemas aislados

Supongamos un trineo tirado por un perro que avanza por un terreno helado.
El perro tira de una cuerda ligada al trineo (ver figura) con una fuerza horizontal
que hace que este gane velocidad. Podemos pensar en el sistema formado por el
trineo y la cuerda como un único cuerpo, ya que nunca se separan. ¿Qué fuerzas
actúan sobre el cuerpo trineo-cuerda? Tanto el perro como el hielo tocan el cuer-
po, de modo que ambos ejercen fuerzas sobre él. También sabemos que la Tierra

o
ejerce una fuerza gravitatoria sobre el trineo (el peso del cuerpo). Resumiendo, es-
tas tres fuerzas actúan sobre el cuerpo (suponiendo el rozamiento despreciable):

ic
~.
1. El peso del cuerpo, P

ém
2. La fuerza de contacto N~ ejercida por el hielo (sin rozamiento, esta fuerza es
perpendicular al hielo).

~ ejercida por el perro.


3. La fuerza de contacto F

ad
Un diagrama que muestra esquemáticamente todas las fuerzas que actúan so-
bre un sistema, tal como el de la figura, se denomina diagrama del sistema ais-
lado. Esta denominación se basa en el hecho de que el cuerpo se dibuja sin su
entorno. Para dibujar a escala los vectores fuerza en un diagrama de fuerzas de
Ac
sistema aislado es necesario determinar primero, usando métodos cinemáticos,
la dirección del vector aceleración. Sabemos que el objeto se mueve hacia la de-
recha con velocidad creciente y, por lo tanto, que el vector aceleración va en la
dirección de su movimiento hacia la derecha.
Aplicamos la segunda ley de Newton (3.2) a nuestro problema, descompo-
so

niendo las fuerzas y la aceleración en sus componentes x e y. Así, para las com-
ponentes x nos da
X
F x = N x + P x + F x = ma x
U

0 + 0 + F = ma

esto es,
F
ia

a= .
m
Teniendo en cuenta que el cuerpo no acelera verticalmente, tenemos para la com-
ponente y:
p

X
F y = N y + P y + F y = ma y
Co

N −P +0 = 0

de donde obtenemos que


N = P = mg .

En este ejemplo simple hemos determinado dos magnitudes: la aceleración hori-


zontal, a = F /m y la fuerza vertical N ejercida por el hielo, N = mg .
A partir de este ejemplo se ilustra un método general y sistemático para la re-
solución de problemas usando las leyes de Newton. Es muy importante reconecer
la importancia de tener un método sistemático y aprender a usarlo.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


72 Tema 3. Dinámica de la partícula

1. Dibujar un diagrama claro.

2. Aislar el objeto que nos interesa y dibujar un diagrama que muestre todas las
fuerzas que actúan sobre el objeto. Si existe más de un objeto de interés en
el problema, dibujar un diagrama para cada uno de ellos. Elegir un sistema
de coordenadas conveniente para cada objeto e incluirlo en el diagrama de
fuerzas para este objeto. Si se conoce la dirección de la aceleración, se elige un
eje de coordenadas que sea paralelo a ella.

3. Aplicar la segunda ley de Newton en forma de componentes.

4. En problemas donde hay dos o más objetos, para simplificar las ecuaciones

o
que se obtienen de aplicar la segunda ley de Newton, hay que hacer uso de la
tercera ley de Newton y de todas las ligaduras.

ic
5. Despejar las incógnitas de las ecuaciones resultantes.

ém
6. Comprobar si los resultados tienen las unidades correctas y parecen razona-
bles.

Actividad 3.6:

ad
¿Un sistema aislado puede estar compuesto por más de un cuerpo? Si
la respuesta anterior es sí: ¿cuándo es conveniente definir un sistema
aislado formado por más de un cuerpo?

¿Qué criterio nos debe guiar para escoger el sistema de coordenadas


Ac
de nuestro problema?

Mostramos a continuación algunos ejemplos en los que se hace uso de estas


técnicas.
so

E JEMPLO 3.1 Colgando un cuadro


Un cuadro de masa m se aguanta mediante dos cables que ejercen tensiones T1 y T2 , tal
U

como se muestra en la figura. Determinar la tensión de los cables.

Como el cuadro está en reposo, la aceleración es nula y la fuerza neta que actúa sobre
el mismo también debe serlo. Las tres fuerzas que actúan sobre el cuadro (su peso P~ , y las
~ ~
tensiones T1 y T2 ) deben dar una resultante nula. Es decir,
ia

~ +T
P ~1 + T
~2 = 0
p

Planteamos el diagrama de fuerzas que muestra la figura. Descomponiendo la ecua-


ción anterior en las componentes x e y tenemos
Co

Eje x → T1,x − T2,x = 0


(

Eje y → T1,y + T2,y − mg = 0

es decir,
Eje x → T1 cos 30° − T2 cos 60° = 0
(

Eje y → T1 sen 30° + T2 sen 60° − mg = 0

Si expresamos, a partir de la ecuación de la componente x, el valor de T2 en función de T1 :

cos 30° p
T2 = T1 = T1 3
cos 60°

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.3. Resolución de problemas. Diagramas de fuerzas 73

e introducimos este valor en la ecuación para la componente y, nos queda


p
µ ¶
1 3
T1 (sen 30° + 3 sen 60°) = mg → T1 + = mg
2 2

esto es, T1 = mg /2. Teniendo ahora en cuenta la relación entre T1 y T2 nos queda final-
mente que p
mg 3
T2 =
2

E JEMPLO 3.2 Peso en un ascensor

o
Un hombre de masa m está de pie sobre una balanza de muelles sujeta al suelo de un

ic
ascensor. (a) ¿Qué peso indicará cuando el ascensor cuando se mueva con aceleración ~a
hacia arriba? (b) ¿Qué peso indicará cuando el ascensor cuando se mueva con acelera-
a 0 hacia abajo?
ción ~

ém
La lectura de la balanza es el peso aparente del hombre, es decir, el módulo de la fuerza
normal N ~ ejercida por la balanza sobre el hombre (ver figura). Como el hombre está en
reposo respecto al ascensor, tanto el uno como el otro poseen la misma aceleración. Sobre
el hombre actúan dos fuerzas: la fuerza de la gravedad hacia abajo, m~ g , y la fuerza de la
normal de la balanza, N ~ , hacia arriba. La suma de ambas es la causa de la aceleración
observada por el hombre. Elegiremos como positiva la dirección hacia arriba.

En el caso (a), la aceleración será ~


ton a las fuerzas en el eje y tenemos

N − mg = ma →
ad
a = a ŷ, por lo que, aplicando la segunda ley de New-

N = m(g + a)
Ac
a 0 = −a ŷ, y, en consecuencia,
En el caso (b), ~

N − mg = −ma 0 → N = m(g − a 0 )
so

Cuando el hombre acelera hacia arriba, el peso aparente del hombre es mayor que
mg , incrementándose una cantidad ma. Para el hombre todo ocurre como si la gravedad
se incrementase de g a g + a. Cuando el ascensor acelera hacia abajo, el peso aparente
del hombre ha disminuido una cantidad ma 0 . El hombre se siente más ligero, como si la
U

gravedad fuera g −a 0 . Si a 0 = g , el ascensor estaría en caída libre y el hombre experimentaría


la ingravidez (esto se podría hacer cortando la cuerda que sujeta al ascensor).
ia

3.3.2. Problemas con dos o más cuerpos


p

Algunos problemas tratan de dos o más cuerpos que están en contacto o co-
nectados a través de una cuerda o un muelle. Estos problemas se resuelven dibu-
Co

jando un diagrama de fuerzas para cada cuerpo y aplicando después la segunda


ley de Newton a cada uno de ellos. Las ecuaciones resultantes, juntos con otras
ecuaciones que describen las restricciones establecidas, se resuelven simultánea-
mente para las fuerzas o aceleraciones desconocidas. Si los cuerpos están en con-
tacto directo, las fuerzas que se ejercen mutuamente deben ser iguales y opues-
tas, como establece la tercera ley de Newton. Dos cuerpos que se mueven en línea
recta y que estén conectados por una cuerda tensa deben tener la misma compo-
nente de la aceleración paralela a la cuerda, ya que el movimiento en la dirección
paralela a la cuerda de ambos cuerpos es idéntico. Si la cuerda pasa por una pin-
za o polea, la frase “paralela a la cuerda” significa paralela al segmento atada al
objeto.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


74 Tema 3. Dinámica de la partícula

Consideremos a los dos alpinistas mostrados en la figura, donde uno sostiene


a otro mediante una cuerda. La velocidad con la cual uno sube se iguala con la
velocidad con la que el otro baja; o equivalentemente las componentes del vector
velocidad de cada uno paralelas al tramo de cuerda al que están sujetos deben
igualarse. Lo mismo ocurre con las componentes de la aceleración paralelas a la
cuerda.
Los segmentos de cuerda en contacto con los alpinistas experimentan una
tensión, que, según la tercera ley de Newton, tendrá el mismo módulo y sentido
contrario que la tensión ejercida por la cuerda sobre los alpinistas. En principio, la
~1 ) y el que baja (T
tensión que realizan el que sube (T ~2 ) sobre un segmento de cuer-

o
da de masa ∆m no tienen por qué ser la misma. Así, aplicando la segunda ley de
Newton, T1 − T2 = (∆m)a. Si la masa del segmento de cuerda ∆m es despreciable,
entonces T1 = T2 y no se necesita una fuerza neta para darle una aceleración (es

ic
decir, solo se necesita una diferencia de tensión infinitesimal para dar a un trozo
de cuerda de masa despreciable una aceleración finita).

ém
Calculemos la tensión y la aceleración de los alpinistas. Para ello planteamos
un diagrama de sistema aislado para cada alpinista, teniendo en cuenta que las
tensiones de la cuerda T~1 y T~2 son de igual módulo al ser la cuerda de masa des-
preciable. La cuerda ni se alarga ni se encoge, de modo que ambos alpinistas siem-
pre tienen el mismo módulo de la velocidad. Sus aceleraciones a 1 y a 2 son, por lo
tanto, iguales en módulo, pero no en dirección. El que sube acelera por la super-

ad
ficie de la montaña, mientras que el que baja lo hace verticalmente hacia abajo.
Así, aplicando la segunda ley de Newton a las fuerzas aplicadas sobre el que sube
en el eje x tenemos
Ac
T1 − P 1,x = m 1 a 1 , P 1,x = m 1 g sen θ

y, aplicando la segunda ley de Newton para el otro montañero (en el eje x 0 ), tene-
mos:
m 2 g − T2 = m 2 a 2
so

Teniendo en cuenta las dos ligaduras del sistema, T1 = T2 ≡ T y a 1 = a 2 ≡ a,


nos queda un sistema de ecuaciones con dos incógnitas, a saber, T y a:
U

T − m 1 g sen θ m1 a
(
=

m2 g − T = m2 a
ia

A partir de aquí se puede despejar los valores de T y a:

m1 m2 g
T= (1 + sen θ)
p

m1 + m2
Co

m 2 − m 1 sen θ
a= g.
m1 + m2

Actividad 3.7:

¿Qué caracterísitca importante hace que muchos sistemas de dos


cuerpos no puedan ser tratados como un sistema aislado? ¿Por qué es
conveniente escoger varios sistemas de coordenadas en estos casos?

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.3. Resolución de problemas. Diagramas de fuerzas 75

3.3.3. Fuerzas de rozamiento

En la Sección 3.2 mostramos que las fuerzas de contacto poseen una compo-
nente normal y otra paralela a la dirección de movimiento. Esta última compo-
nente está relacionada con el rozamiento o fricción entre los cuerpos que se en-
cuentran en contacto. En esta sección analizaremos cuantitativamente los efectos
del rozamiento en el movimiento de los cuerpos.
Mostramos a continuación la metodología que conviene aplicar para resolver
problemas que incluyen rozamiento:

o
1. Se escoge el eje y en la dirección normal a las superficies de contacto. Se elige
el eje x paralelo a la superficie y paralelo o antiparalelo a la fuerza de roza-

ic
miento.

2. Se aplica la segunda ley de Newton (3.2) a las componentes de la fuerza en el


eje y y se obtiene la fuerza normal.

ém
Si el rozamiento es dinámico, la fuerza de rozamiento se obtiene usando
F d = µd N .
Si el rozamiento es estático, se relaciona la fuerza de rozamiento máxima
con la fuerza normal usando F e,máx = µe N .

ad
3. Se aplica la segunda ley de Newton (3.2) a las componentes de la fuerza en el
eje x y se obtiene la variable deseada.
Ac
Actividad 3.8:

Explique por qué la fuerza de rozamiento no puede tener componente


normal.

Recuerde la diferencia fundamental que existe entre el rozamiento es-


so

tático y el dinámico. ¿Cómo se manifiesta esta diferencia en las ecua-


ciones dinámicas?
U

Veamos a continuación algunos ejemplos en los que existe rozamiento.

E JEMPLO 3.3 Una moneda que resbala


ia

Por la cubierta superior de un libro de tapas duras que está sobre una mesa hay una
moneda. Poco a poco se levanta la tapa del libro hasta que la moneda comienza a des-
p

lizar. El ángulo θmáx es el ángulo que forma la tapa con la horizontal en el momento
en que la moneda empieza a moverse. Calcular el coeficiente de rozamiento estático µe
Co

entre la tapa del libro y la moneda en función de θmáx .

Las fuerzas que actúan sobre la moneda son su peso, la fuerza normal ejercida por el
libro y la fuerza de rozamiento. Sigamos la metodología mencionada anteriormente pa-
ra resolver problemas con rozamiento estático. Para ello, en primer lugar, dibujamos un
diagrama de fuerzas cuando la tapa del libro está inclinada un ángulo θ ≤ θmáx .

Aplicamos la segunda ley de Newton para las componentes x e y de las fuerzas, tenien-
do en cuenta que, como la moneda no desliza, la aceleración será cero:

Eje x → N = mg cos θ
(

Eje y → F e = mg sen θ

JCM,FLML Apuntes de Física 1


76 Tema 3. Dinámica de la partícula

Como F e ≤ µe N , tenemos que, aplicando la ecuación para el eje x, F e ≤ µe mg cos θ.


Aplicando este último resultado en la ecuación del eje y nos queda

mg sen θ ≤ µe mg cos θ

es decir,

µe ≥ tan θ

En consecuencia, la moneda no desliza cuando se cumple esta última condición (es


decir, cuando θ ≤ arctan µe ). Como la tangente es una función creciente en el primer cua-

o
drante (lógicamente, en nuestro problema los ángulos tienen que ser inferiores a 90º), la
moneda comenzará a deslizar cuando θ llegue a su valor máximo:

ic
µe = tan θmáx

ém
E JEMPLO 3.4 Un bloque que resbala

La masa m 2 de la figura se ha ajustado de forma que el bloque de masa m 1 está en el

ad
umbral de deslizamiento. (a) Calcular el coeficiente de rozamiento estático en función
de m 1 y m 2 . (b) Con un ligero toque, los bloques se mueven con aceleración a. Deter-
minar su valor teniendo en cuenta que el coeficiente de rozamiento dinámico entre el
bloque y el soporte horizontal es µd .
Ac
Para resolver el problema, aplicamos la segunda ley de Newton a cada bloque por se-
parado, teniendo en cuenta que la tensión de la cuerda y la aceleración es la misma para
cada bloque. La figura muestra el diagrama de fuerzas.

La determinación de µe en el apartado (a) se hace suponiendo que la fuerza de roza-


miento estático sobre m 1 es igual a su valor máximo y que la aceleración es cero. Aplicando
so

la segunda ley de Newton a cada bloque tenemos que

Eje x → F e,máx = T





Eje y → N = m1 g
U




Eje x 0 → T = m2 g

Como F e,máx = µe N , tenemos, a partir de las ecuaciones para el bloque 1, que T =


ia

µe N = µe m 1 g . Introduciendo este valor en la ecuación para el bloque 2, nos queda µe m 1 g =


m 2 g . En consecuencia,
m2
µe = .
m1
p

Para resolver el apartado (b) tenemos en cuenta que la aceleración es distinta de cero.
Así, según la segunda ley de Newton:
Co

Eje x → T − Fd = m1 a





Eje y → N = m1 g



Eje x 0 → m2 g − T = m2 a

Como F d = µd N , obtenemos T = µd N + m 1 a = m 1 (µd g + a). Sustituyendo este resul-


tado en la ecuación para el bloque 2, nos queda:
m 2 − µd m 1
a=
m1 + m2

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.4. Movimiento a lo largo de una trayectoria curva. Fuerzas centrípetas 77

3.4. Movimiento a lo largo de una trayectoria curva.


Fuerzas centrípetas

En el Tema 2 se estableció que si una partícula se mueve con una velocidad v


a lo largo de una trayectoria curva con un radio de curvatura r , la partícula tiene
una componente de la aceleración a n = v 2 /r en la dirección normal o centrípeta
(hacia el centro de curvatura), y una componente de la aceleración en la dirección
tangencial (a τ = dv/dt ).
Además, según la segunda ley de Newton, la fuerza neta va en la dirección de

o
la aceleración. La componente de la fuerza neta en la dirección normal se deno-
mina fuerza centrípeta. La fuerza centrípeta no es una clase de fuerza distinta de
las que ya hemos estudiado, sino que meramente designa a la componente de la

ic
fuerza neta perpendicular a la dirección de movimiento. Esta fuerza puede ejer-
cerse mediante una cuerda, un muelle o cualquier otra fuerza de contacto como
la fuerza normal o la fuerza de rozamiento. También puede producirse median-

ém
te una fuerza de acción a distancia como la fuerza de gravitación, o puede darse
como resultado de una combinación de todas. En cualquier caso, siempre apunta
hacia el centro de curvatura de la trayectoria.

Actividad 3.9:

ad
¿Existe alguna diferencia conceptual entre una fuerza centrípeta y
cualquier otro tipo de fuerza (por ejemplo, la gravitatoria)?

¿Existe algún tipo de problemas en los que no puede haber fuerzas


Ac
centrípetas? Descríbalos.

¿Existe algún tipo de problemas en los que solo puede haber fuerzas
centrípetas? Descríbalos.
so

Veamos algunos ejemplos en los que aparecen estos tipos de fuerza.

E JEMPLO 3.5 Dando vueltas a un cubo


U

Se hace girar un cubo de agua siguiendo una circunferencia vertical de radio r . Si la ve-
locidad del cubo en su parte más alta es v a , calcular (a) la fuerza ejercida por el cubo
ia

sobre el agua, F p , en este punto; (b) el valor mínimo de v a para que el agua no se salga
del cubo; (c) la fuerza ejercida por el cubo sobre el agua en la parte más baja del círculo,
en donde la velocidad del cubo es v b .
p

Aplicamos la segunda ley de Newton para calcular la fuerza ejercida por el cubo sobre
el agua. Como el agua se mueve según una trayectoria circular, existirá una aceleración
centrípeta v 2 /r hacia el centro del círculo. Dibujamos un diagrama de fuerzas para el agua
Co

en la parte superior y en la parte inferior de la circunferencia. En cada caso, elegimos como


sentido positivo del eje y la dirección hacia el centro de la circunferencia.

Para resolver el apartado (a), aplicamos la segunda ley de Newton en el punto más alto,
teniendo en cuenta que la velocidad es v a y la aceleración será v a2 /r :
à !
v a2 v a2
F p + mg = m → Fp = m −g
r r

La fuerza mínima que puede realizar el cubo sobre el agua es cero, correspondiendo
este caso a una pérdida de contacto entre el cubo y el agua. Como

JCM,FLML Apuntes de Física 1


78 Tema 3. Dinámica de la partícula

s µ
Fp

va = r +g
m

el valor mínimo de v a corresponderá al valor mínimo de la fuerza, que es cero, tenemos:

p
v a,mín = rg

Aplicamos finalmente la segunda ley de Newton para determinar el valor de la fuerza


de contacto en el punto más bajo:

o
à 2
vb
!
Fp = m +g
r

ic
En la parte más baja del círculo, la fuerza de contacto debe ser mayor que el peso de
modo que se suministre la fuerza centrípeta necesaria para que el cubo comience a girar.

ém
E JEMPLO 3.6 El péndulo cónico

Una bola de masa m está suspendida de una cuerda de longitud L y se mueve con ve-

ad
locidad constante v siguiendo una circunferencia horizontal de radio r . La cuerda forma
un ángulo constante θ con la vertical. Determinar la tensión de la cuerda y la velocidad
de la bola.

Sobre la bola actúan dos fuerzas: su peso y la tensión T de la cuerda. La suma vectorial
Ac
de estas fuerzas va en la dirección de la aceleración. Como la bola se mueve en una cir-
cunferencia horizontal de radio constante, la aceleración será centrípeta, es decir, dirigida
hacia el centro de la circunferencia.

Para calcular la tensión de la cuerda y la velocidad de la bola planteamos un diagrama


de fuerzas, colocando el eje x solidario con el radio de la circunferencia. Así, aplicando
so

la segunda ley de Newton y, teniendo en cuenta que la aceleración (centrípeta) apunta al


sentido positivo del eje x:

v2

 Eje x → T sen θ = m

U

r
Eje y → T cos θ − mg = 0

De la ecuación para el eje y podemos despejar el siguiente valor de T :


ia

mg
T=
cos θ
Introduciendo este valor en la ecuación para el eje x, se obtiene la velocidad v:
p

q
v= r g tan θ
Co

3.5. Ley de Hooke. Movimiento armónico simple

Estamos familiarizados con varios ejemplos de movimiento periódico, tales


como las oscilaciones de un objeto conectado a un muelle, el movimiento de un
péndulo o las vibraciones de un instrumento musical de cuerda. Existen muchos
otros sistemas que muestran un comportamiento periódico; por ejemplo, las mo-
léculas de un sólido vibran alrededor de sus posiciones de equilibrio; las ondas

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.5. Ley de Hooke. Movimiento armónico simple 79

electromagnéticas se caracterizan por tener vectores de campo eléctrico y mag-


nético oscilantes; en los circuitos de corriente alterna, el voltaje y la corriente va-
rían periódicamente en el tiempo. En esta sección analizaremos algunos sistemas
mecánicos que muestran un movimiento periódico.
Cuando la fuerza que actúa sobre una partícula es proporcional al desplaza-
miento de la partícula respecto a una posición de equilibrio y esa fuerza está diri-
gida siempre hacia dicha posición de equilibrio, decimos que esta fuerza sigue la
ley de Hooke. En el caso monodimensional, esta fuerza da lugar a un tipo especial
de movimiento periódico denominado movimiento armónico simple, que ya fue
analizado de forma simple en el Apartado 2.5.1 y que nos servirá como modelo de

o
análisis de una gran cantidad de problemas relacionados con las oscilaciones.

ic
3.5.1. Partícula unida a un muelle

Para estudiar el movimiento oscilatorio, un modelo muy útil es el formado

ém
por un objeto de masa m conectado a un muelle horizontal situado sobre una
superficie sin rozamiento, tal como muestra la figura. Si el muelle no está estirado
ni contraído, el objeto está en reposo en su posición de equilibrio, la cual queda
definida por x = 0 (figura b). Si se mueve el objeto hacia un lado, hasta la posición
x (figura a), y luego se suelta, oscilará hacia adelante y hacia atrás. Cuando una

ad
partícula unida a un muelle ideal sin masa se desplaza hasta una posición x, el
muelle ejerce una fuerza cuya magnitud, según la ley de Hooke, viene dada por

F x = −kx (3.7)
Ac
donde k es la constante de recuperación del muelle y F x es la componente se-
gún el eje x de la fuerza F ~ ejercida por el muelle. Decimos que la fuerza de la Ley de Hooke
ecuación (3.7) es una fuerza de recuperación lineal, ya que es proporcional al des-
plazamiento respecto a la posición de equilibrio, y va dirigida siempre hacia la
posición de equilibrio, en sentido opuesto al desplazamiento. Es decir, cuando la
so

partícula se desplaza hacia la derecha, como en la figura (a), x es positivo y la


fuerza ejercida por el muelle tiene una componente negativa, hacia la izquierda.
Cuando la partícula de desplaza hacia la izquierda de x = 0 (figura c), x es ne-
gativo y la fuerza ejercida por el muelle tiene una componente positiva, hacia la
U

derecha. Cuando una partícula está bajo el efecto de una fuerza de recuperación
lineal, el movimiento de la partícula se corresponde con un tipo especial de movi-
miento oscilatorio denominado movimiento armónico simple (MAS). Se puede
comprobar si una partícula tendrá un movimiento armónico simple analizando
ia

si la fuerza que se ejerce sobre la partícula es lineal con respecto a x. Al sistema


que experimenta un MAS se le denomina oscilador armónico.
p

Imaginemos una partícula sometida a una fuerza de recuperación lineal, si-


milar a la indicada en la ecuación (3.7). Aplicando a la partícula la segunda ley de
Newton en la dirección x tenemos
Co

F x = ma → −kx = ma

Podemos despejar la aceleración, quedando

k
a =− x. (3.8)
m

Es decir, la aceleración es proporcional al desplazamiento de la partícula con


relación a la posición de equilibrio y va dirigida en sentido opuesto al desplaza-
miento. Si desplazamos la partícula hasta una posición x = A y luego, cuando la

JCM,FLML Apuntes de Física 1


80 Tema 3. Dinámica de la partícula

partícula está parada, la soltamos, su aceleración inicial es −k A/m. Cuando la


partícula pasa por la posición de equilibrio, x = 0, su aceleración es cero. En ese
instante, su velocidad alcanza un valor máximo, ya que la aceleración cambia de
signo. La partícula continúa moviéndose hacia la izquierda de la posición de equi-
librio con una aceleración positiva y, finalmente, alcanza la posición x = −A. En
ese instante, su aceleración es +k A/m y su velocidad es, de nuevo, cero. La partí-
cula realiza un ciclo completo de movimiento volviendo a la posición original, pa-
sando de nuevo por x = 0 a la velocidad máxima. Por tanto, vemos que la partícula
oscila entre los puntos límite x = ±A. En ausencia de rozamiento, este movimien-
to continuará indefinidamente. Los sistemas reales, están sujetos, generalmente,
a algún tipo de rozamiento y por ello no pueden oscilar indefinidamente.

o
ic
Representación matemática del movimiento armónico simple

Vamos a desarrollar a continuación una representación matemática del mo-

ém
vimiento que hemos descrito anteriormente. Recordemos que, por definición,
a(t ) = v̇(t ) = ẍ(t ), por lo que podemos expresar la ecuación (3.8) de la forma

k
ẍ = − x.
m

Identificando
ad
la expresión anterior se transforma en
ω20 =
k
m
(3.9)
Ac
ẍ = −ω20 x . (3.10)

Necesitamos ahora una solución matemática para esta ecuación. Es decir, una
función x(t ) que satisfaga esta ecuación diferencial de segundo orden. Esto nos
so

dará una representación matemática de la posición de la partícula en función del


tiempo. Buscamos, por tanto, una función x(t ) tal que su derivada segunda sea
igual a la función original, pero con signo negativo y multiplicada por ω20 . Las fun-
ciones trigonométricas seno y coseno muestran este comportamiento, de modo
U

que podemos construir una solución basándonos en una cualquiera de ellas. La


siguiente función coseno es una solución a la ecuación diferencial (3.10):

Ecuación del MAS x(t ) = A cos(ω0 t + ϕ) (3.11)


ia

donde A, ω0 y ϕ son constantes. Para ver esto de forma explícita, obsérvese que
p

v(t ) = ẋ(t ) = −ω0 A sen(ω0 t + ϕ) (3.12)

a(t ) = ẍ(t ) = −ω20 A cos(ω0 t + ϕ) .


Co

(3.13)

Si comparamos las ecuaciones (3.11) y (3.13), vemos que ẍ = −ω20 x, lo que satisfa-
ce la ecuación (3.10).
Los parámetros A, ω0 y ϕ son constantes del movimiento. Para dar un signifi-
cado físico a estas constantes es conveniente disponer de una forma de represen-
tación gráfica del movimiento, dibujando la curva que representa x en función
de t , como se muestra en la figura. En primer lugar, vemos que el parámetro A,
denominado amplitud del movimiento, es, sencillamente, el valor máximo de la
posición de la partícula tanto en el sentido positivo como en el negativo del eje x.
La constante ω0 se denomina frecuencia angular y se mide en rad/s.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.5. Ley de Hooke. Movimiento armónico simple 81

Partiendo de la ecuación (3.9), obtenemos que la frecuencia angular es


s
k Relación entre la frecuencia angular y
ω0 = . (3.14)
m la constante de un muelle

El ángulo ϕ se llama constante de fase (también llamada ángulo de fase o fase


inicial) y, al igual que la amplitud A, queda determinado solamente por la posi-
ción y la velocidad de la partícula en el instante t = 0. Si la partícula está en su
posición máxima x = A en el instante t = 0, la constante de fase es ϕ = 0 y la repre-

o
sentación gráfica del movimiento es la que se muestra en la figura. A la magnitud
(ω0 t + ϕ) se le denomina fase del movimiento. Obsérvese que la función x(t ) es
periódica y que su valor es el mismo cada vez que ωt se incrementa en 2π radia-

ic
nes.
El periodo T del movimiento se define como el tiempo que necesita la partí-

ém
cula para describir un ciclo completo de su movimiento. Es decir, los valores de
x y v para la partícula en el instante t son iguales que los valores de x y v en el
instante t + T . Podemos establecer la relación que existe entre el periodo y la fre-
cuencia angular gracias al hecho de que la fase se incrementa en 2π radianes en
un tiempo T :
[ω0 (t + T ) + ϕ] − [ω0 t + ϕ] = 2π .

T= .
ad
Simplificando la expresión anterior obtenemos que ω0 T = 2π, o bien


(3.15) Periodo del MAS
ω0
Ac
Al inverso del periodo se le denomina frecuencia f del movimiento. Mientras
que el periodo es el intervalo de tiempo que dura cada oscilación, la frecuencia
representa el número de oscilaciones que lleva a cabo la partícula por unidad de
so

tiempo:
1 ω0
f = = .
T 2π
U

Las unidades en las que se mide f son ciclos por segundo o hercios (Hz). Adap-
tando esta ecuación tenemos

ω0 = 2π f = .
T
ia

Podemos combinar la ecuaciones (3.14) y (3.15) para expresar el periodo del


movimiento del sistema muelle-partícula en función de las constantes k y m del
p

sistema, de la forma
m
r
T = 2π (3.16)
Co

k
es decir, el periodo (y, por consiguiente, la frecuencia) de un oscilador armóni-
co depende solamente de la masa de la partícula y de la constante de recupera-
ción del muelle y no de los parámetros del movimiento, como A o ϕ. Como cabía
esperar, la frecuencia es mayor para un muelle más rígido (mayor valor de k) y
disminuye al aumentar la masa de la partícula.
Obtuvimos la aceleración y la velocidad de una partícula que experimenta un
movimiento armónico simple en las ecuaciones (3.12) y (3.13). De la ecuación
(3.12) deducimos que, como las funciones seno y coseno oscilan entre ±1, los va-
lores límites de v son ±ω0 A. Del mismo modo, la ecuación (3.13) nos dice que los

JCM,FLML Apuntes de Física 1


82 Tema 3. Dinámica de la partícula

valores límite de la aceleración son ±ω20 A. Por lo tanto, los valores máximos del
módulo de la aceleración la velocidad son, respectivamente,

v máx = ω0 A; a máx = ω20 A .

La figura (a) representa la posición en función del tiempo para un valor arbi-
trario de la constante de fase. Las curvas velocidad-tiempo y aceleración-tiempo
asociadas están representadas en las figuras (b) y (c). Estas figuras muestran que
la fase de la velocidad difiere de la fase de la posición en π/2 radianes. Es decir,
cuando la posición x es máxima o mínima, la velocidad es cero. Del mismo mo-
do, cuando x es cero, la velocidad alcanza su máximo. Obsérvese, además, que

o
la fase de la aceleración difiere de la fase de la posición en π radianes. Por ejem-
plo, cuando x está en un máximo, a alcanza su módulo máximo, pero en sentido

ic
opuesto.

Actividad 3.10:

ém
¿Cuál es la diferencia más relevante entre un movimiento de traslación
y uno de oscilación?

Dé algunas razones por las que el movimiento oscilatorio es tan im-


portante en nuestra vida y en nuestra tecnología.

ad
Describa las razones físicas que hacen que un objeto unido a un mue-
lle experimente un movimiento oscilatorio. ¿Cuál es la clave?

¿Depende el periodo de la oscilación de la amplitud de la propia osci-


lación?
Ac
Explique razonadamente por qué el periodo de un muelle fuerte será
menor que el de un muelle más flojo.
so

3.5.2. El péndulo simple


U

El péndulo simple es otro sistema mecánico que exhibe un movimiento pe-


riódico. Consiste en un objeto puntual de masa m, suspendido de una cuerda (o
barra) ligera de longitud L, cuyo extremo superior está fijo, tal como muestra la
figura adyacente. En el caso de un objeto real, siempre que el tamaño del objeto
ia

sea pequeño comparado con la longitud de la cuerda, el péndulo puede modelar-


se como un péndulo simple; se trata de un modelo de partícula. Cuando el objeto
se desplaza hacia un lado y luego se suelta, oscila alrededor del punto más bajo,
p

que es la posición de equilibrio. El movimiento se produce en un plano vertical y


está impulsado por la fuerza de la gravedad.
~ ejercida por la cuer-
Co

Las fuerzas que actúan sobre el objeto son la tensión T


da y la fuerza de la gravedad, m~g . La componente tangencial de la fuerza de la
gravedad, mg sen φ, siempre actúa hacia la posición dada por φ = 0, en sentido
opuesto al desplazamiento. La fuerza tangencial es, por tanto, una fuerza de recu-
peración y podemos utilizar la segunda la ley de Newton para escribir la ecuación
del movimiento en la dirección tangencial como
dv d2 s
F τ = ma τ ⇒ −mg sen φ = m =m 2
dt dt
donde s es la posición medida a lo largo del arco circular de la figura y el signo
negativo indica que F τ actúa hacia la posición de equilibrio y se ha usado la iden-

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.5. Ley de Hooke. Movimiento armónico simple 83

tidad (2.12). Dado que s = Lφ y L es constante, está ecuación se puede reescribir


como
d2 φ g
= − sen φ (3.17)
dt 2 L
Esta ecuación es similar a (3.10), aunque no idéntica. El miembro derecho es
proporcional a sen φ en lugar de φ; por lo tanto, podemos extraer la conclusión
de que el movimiento no es armónico simple, ya que la ecuación que describe es-
te movimiento no tiene la forma de la ecuación (3.10). Sin embargo, si asumimos
que φ es pequeño (menor que unos 10o ), podemos usar un modelo simplificado
denominado aproximación para ángulos pequeños, donde sen φ ≈ φ, estando φ

o
expresado en radianes. Por tanto, para ángulos pequeños, la ecuación de movi-
miento pasa a ser
d2 φ

ic
g Ecuación de movimiento para el pén-
=− φ (3.18)
dt 2 L dulo simple (con φ pequeño)

ém
Ahora sí tenemos una expresión que tiene exactamente la misma forma ma-
temática de la ecuación (3.10), con ω20 = g /L, de modo que podemos extraer la
conclusión de que el movimiento es aproximadamente armónico simple para pe-
queñas amplitudes. Considerando la solución a partir de la ecuación (3.11), φ se
puede escribir por tanto como φ(t ) = φmax cos(ω0 t +ϕ), donde φmax es la posición
angular máxima y la frecuencia angular ω0 es

ω0 =
r
g
L
ad (3.19) Frecuencia angular de un
péndulo simple
Ac
y el periodo del movimiento viene dado por
s
L
T = 2π . (3.20)
g
so

En otras palabras, el periodo y la frecuencia de un péndulo simple que os-


cila con ángulos pequeños depende solamente de la longitud de la cuerda y de
la aceleración de la gravedad. Dado que el periodo es independiente de la masa,
podemos deducir que todos los péndulos simples de igual longitud situados en
U

la misma ubicación, oscilarán con periodos iguales. La experimentación muestra


que esta deducción es correcta. El péndulo simple se puede utilizar para medir el
tiempo. También es muy adecuado para hacer mediciones precisas de los valores
de la aceleración de la gravedad.
ia

Actividad 3.11:
p

¿Quién proporciona la fuerza recuperadora en un péndulo?

¿Por qué se opta por resolver la ecuación (3.18) en vez de la ecuación


Co

más general (3.17)?

Si estuviese en la Luna y dispusiese de un péndulo y un cronómetro,


¿cómo podría calcular el valor de su gravedad?

Si las oscilaciones de un péndulo son muy amplias, ¿puede caracteri-


zarse su movimiento como un MAS? ¿Por qué?

¿Por qué se paran los péndulos? ¿Qué podría hacer para que un pén-
dulo siguiese en movimiento perpetuo?

JCM,FLML Apuntes de Física 1


84 Tema 3. Dinámica de la partícula

3.6. Trabajo y energía

3.6.1. Trabajo de una fuerza a lo largo de una trayectoria

Consideremos una partícula que se mueve desde un punto 1 hasta otro punto
vecino 2 (ver figura). Al vector d~r que une dos puntos infinitesimalmente pró-
ximos de la trayectoria se le denomina vector desplazamiento diferencial de la
partícula. Supongamos que sobre esa partícula está actuando una fuerza F ~ . Se
~
define el diferencial de trabajo de F correspondiente al desplazamiento d~
r como

o
~ · d~
dW = F r . (3.21)

ic
Trabajo infinitesimal ~ al desplazar a una partícula
Por consiguiente el trabajo que realiza la fuerza F
desde un punto 1 hasta otro punto 2 podrá expresarse como la siguiente integral

ém
de camino [ver Sec. 1.9.2]:

Z 2
W1→2 = ~ · d~
F r . (3.22)
Definición de Trabajo 1

Unidad de Trabajo: 1 J (julio)


ad
El trabajo es, por tanto, una magnitud escalar cuya unidad en el Sistema Inter-
nacional es N·m, también llamada julio (J). Aplicando la definición de producto
escalar tendremos
Ac
dW = F dr cos ϕ (3.23)

con lo que dW ≥ 0 si 0 ≤ ϕ ≤ π/2, mientras que dW ≤ 0 si π/2 ≤ ϕ ≤ π. Obviamente


dW = 0 si ϕ = π/2 (fuerza y desplazamiento perpendiculares). En consecuencia,
so

la fuerza normal de contacto de una superficie no realiza trabajo sobre un cuerpo


~ y d~
que deslice sobre ella, ya que F r son perpendiculares. Utilizando la descom-
posición vectorial en componentes podremos también escribir el diferencial de
U

trabajo como

dW = F x dx + F y dy + F z dz
ia

y el trabajo para un desplazamiento desde el punto (x 1 , y 1 , z 1 ) al punto (x 2 , y 2 , z 2 )


como
p

Z 2 Z x2 Z y2 Z z2
W1→2 = ~ · d~
F r= F x dx + F y dy + F z dz . (3.24)
1 x1 y1 z1
Co

Veamos, a modo de ejemplo, el trabajo realizado por la fuerza de la gravedad


sobre un objeto que se mueva sobre la superficie terrestre. Tomando el eje y en
la dirección vertical y el sentido positivo del eje y hacia arriba, tenemos para la
~ = −mg ŷ (o, equivalentemente, F x = F z = 0 y F y = −mg ) y, por tanto,
fuerza, F

Z y2
W =− mg dy = mg (y 1 − y 2 ) . (3.25)
y1

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.6. Trabajo y energía 85

Actividad 3.12:

¿Tiene el trabajo dirección y sentido? Si su respuesta es NO, entonces


¿tienen relevancia los conceptos de dirección y sentido en el cálculo
del trabajo?

Razone si son verdaderas o falsas las siguientes afirmaciones referen-


tes al trabajo hecho por una fuerza para desplazar una partícula desde
un punto A hasta otro B .

• En general, el trabajo no depende de la trayectoria seguida desde

o
A hasta B .
• Si B ≡ A de modo que la trayectoria es cerrada, el trabajo es siem-

ic
pre nulo.
• Si la fuerza es una fuerza de contacto normal, el trabajo realizado
es nulo independietemente de la trayectoria seguida.

ém
¿Puede el trabajo W realizado por una fuerza F ~ para desplazar una par-
tícula una distancia d definirse, en general, como W = F d ? Razone su
respuesta.

3.6.2. Potencia
ad
Ac
Cuando se trata con máquinas o motores, es a menudo más conveniente ma-
nejar el concepto de potencia en lugar del de trabajo. La potencia es el trabajo
realizado por unidad de tiempo. Tanto un motor pequeño como una gran cen-
tral eléctrica pueden realizar la misma cantidad de trabajo. La diferencia estriba
en que, mientras que el motor pequeño puede tardar un año, la central eléctrica
so

puede requerir solo unos minutos.


Si W es el trabajo realizado en un tiempo ∆t , la potencia media desarrollada
en ese intervalo será
W
U

〈P 〉 = . Potencia media
∆t
En el límite en que ∆t → 0, tendremos la potencia instantánea:2
ia

dW
P (t ) = . (3.26) Potencia instantánea
dt
p

La potencia puede expresarse también en función de la fuerza aplicada F ~ . Pa-


ra ello notemos que dW = F ~ · d~
r , y si escribimos d~
r en función de su velocidad
Co

tenemos que
dW = F ~ ·~
v dt . (3.27)

2 A partir de la definición de potencia instantánea podemos obtener la potencia media si notamos


que esta última se define como
Z ∆t
1
〈P 〉 = P (t ) dt
∆t 0
Z ∆t µ Z ∆t
W

1 dW 1
= dt = dW = .
∆t 0 dt ∆t 0 ∆t

JCM,FLML Apuntes de Física 1


86 Tema 3. Dinámica de la partícula

Como a su vez, podemos escribir el diferencial de trabajo como


µ ¶
dW
dW = dt = P (t ) dt (3.28)
dt

al identificar las dos últimas expresiones encontramos que

~ y~
Potencia en función de F v ~ ·~
P =F v . (3.29)

La unidad de potencia en el Sistema Internacional es el J/s o vatio (W). Gene-

o
ralmente es una unidad muy pequeña, por lo que se suelen utilizar múltiplos de
Unidad de Potencia: 1 W (vatio)
la misma, como el kW o el MW. También se usa otra unidad no perteneciente al

ic
Sistema Internacional, denominada caballo de vapor: CV (también se suele abre-
viar con las letras “hp” correspondientes a la denominación inglesa horsepower,
equivalente a 736 W). A veces se usa una unidad de trabajo diferente a partir de

ém
la unidad de potencia. Esta unidad es el kilovatio-hora (kWh), que se define como
el trabajo realizado durante una hora por un dispositivo cuya potencia es 1 kW. El
valor numérico de 1 kWh es

1 kWh = (103 W) × (3600 s) = 3, 60 × 106 J .

ad
Debe tenerse en cuenta que un kilovatio-hora es una unidad de trabajo, no de
potencia. Las compañías eléctricas facturan normalmente según el trabajo reali-
zado por los aparatos eléctricos usando como unidad el kWh.
Ac
Actividad 3.13:

Describa alguna razón por la que es conveniente introducir el concep-


to de potencia.

¿Qué diferencia cualitativa existe entre potencia media y potencia ins-


so

tantánea? ¿Qué concepto es más útil?

Si decimos que un motor es más potente (“tiene más potencia”) que


otro, esto quiere decir que es capaz de realizar más trabajo. ¿Verdadero
U

o Falso? Razone la respuesta.


ia

3.6.3. Energía cinética

Si partimos de la definición de diferencial de trabajo dada en (3.21) y de la pro-


p

pia definición de fuerza dada por la segunda ley de Newton (F ~ = m~a ), podremos
escribir que
Co

d~v
dW = F ~ · d~
r =m r.
· d~ (3.30)
dt
Teniendo ahora en cuenta que el diferencial de desplazamiento puede expresarse
como d~ r =~v dt , tenemos que el producto escalar anterior puede a su vez reescri-
birse como
v
d~ v
d~ d~v
r=
· d~ ·~
v dt = ~
v· dt = ~
v · d~
v
dt dt dt
v = (d~
tras reconocer que d~ v /dt )dt [recordemos (1.107)]. Si notamos ahora que
µ ¶ µ ¶
1 1 1 2
~
v · d~
v = d (~ v ·~
v) = d ~ v ·~
v = d |~ v| ,
2 2 2

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.6. Trabajo y energía 87

el segundo miembro de (3.30) puede reescribirse como


v
µ ¶ µ ¶
d~ 1 2 1 2
m r = m d |~
· d~ v | = d mv (3.31)
dt 2 2
y, por tanto, obtenemos que
µ ¶
1
~ · d~
dW = F r =d 2
mv . (3.32)
2
Integrando la expresión anterior desde un punto de partida 1 donde v = v 1 , hasta
un punto final 2 donde v = v 2 , resulta

o
Z v2 µ ¶
1 1 1
W1→2 = d mv = mv 22 − mv 12
2
(3.33)
v1 2 2 2

ic
donde la magnitud escalar
1 Definición de Energía Cinética
E c ≡ mv 2 (3.34)
2

ém
recibe el nombre de energía cinética.
La ecuación anterior se conoce con el nombre de teorema trabajo-energía
cinética (o teorema de las fuerzas vivas). Dicho teorema expresa que

ad
el trabajo realizado por una fuerza sobre una partícula es igual a la
variación de la energía cinética de la partícula:

W1→2 = E c2 − E c1 = ∆E c . (3.35) Teorema trabajo-energía cinética


Ac
Debido al principio de superposición, si sobre una partícula actúan varias
fuerzas, ∆E c representaría el trabajo total de todas ellas, que se calcularía como
la suma algebraica del trabajo realizado por cada una de ellas. De cara a la reso-
lución de problemas, el teorema trabajo-energía cinética presenta la gran ventaja
so

de que, para calcular velocidades, no se requiere determinar previamente las ace-


leraciones a lo largo de la trayectoria. Además, solo intervienen magnitudes esca-
lares y podemos prescindir de todas aquellas fuerzas que no realizan trabajo (por
ejemplo, las fuerzas normales) en la resolución de algunos problemas.
U

Actividad 3.14:
ia

¿Hemos hecho alguna suposición o aproximación en la derivación del


teorema trabajo-energía cinética?

El teorema trabajo-energía cinética no puede aplicarse a las fuerzas de


p

rozamiento. ¿Verdadero o Falso? Razone la respuesta.

Si mantenemos unas pesas de 80 kg quietas encima de nuestra cabe-


Co

za durante un minuto ¿estamos realizando algún trabajo? Explique su


respuesta.

Si una partícula parte del reposo en A y llega a un punto B también


en reposo bajo la acción de cierta fuerza, ¿es el trabajo realizado por
esta fuerza nula? Si su respuesta es afirmativa, ¿quiere esto decir que si
levantamos un objeto pesado desde el suelo hasta cierta altura por en-
cima de nuestra cabeza, no hemos realizado nosotros ningún trabajo?
Razone su respuesta.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


88 Tema 3. Dinámica de la partícula

3.6.4. Fuerzas conservativas. Energía potencial

Una fuerza F~ se dice que es conservativa cuando el trabajo W1→2 que


realiza sobre la partícula al desplazarla desde el punto 1 al punto 2 es
independiente de la trayectoria seguida;

esto es, si se verifica que


Z 2 Z 2
W1→2 = ~ · d~
F r= ~ · d~
F r (3.36)
1,M 1,N

donde M y N representan dos trayectorias distintas que unen los puntos 1 y 2 (ver

o
figura adjunta). En la Sec. 1.9.3 se discute que esta propiedad solo se satisface si la
~ deriva de un potencial, es decir si podemos expresar F
fuerza F ~ como el gradiente

ic
de cierta función que llamaremos, por conveniencia, −E p (~ r ):

~ = −~
F ∇E p (3.37)

ém
∂E p ∂E p ∂E p
µ ¶
=− x̂ + ŷ + ẑ . (3.38)
∂x ∂y ∂z
Bajo la anterior suposición, y siguiendo el teorema fundamental del cálculo dis-
cutido en (1.143), encontramos que el trabajo puede expresarse en este caso como

adW1→2 =
Z 2

1
~ · d~
F r =−
Z 2

£
1
~
∇E p · d~

= − E p (~
r =−

r 2 ) − E p (~
r1)
Z 2

¤
1
dE p

~ es una fuerza conservativa podremos escribir entonces que


(3.39)

esto es, si F
Ac
Trabajo de una fuerza conservativa W1→2 = E p (~
r 1 ) − E p (~
r 2 ) = −∆E p . (3.40)

La función E p (~r ) se denomina energía potencial. Obsérvese que si W1→2 es


positivo (la fuerza realiza un trabajo), entonces ∆E p es negativo (la energía poten-
so

cial disminuye). Podemos ver también que la energía potencial es una medida del
trabajo que puede realizar una determinada fuerza conservativa sobre un cuerpo.
Si la trayectoria que describe una partícula es una trayectoria cerrada, enton-
U

ces el punto inicial coincide con el punto de llegada, es decir, E p (~r 1 ) = E p (~


r 2 ),
y, por tanto, el trabajo neto total es cero. Así pues, para una fuerza conservativa
siempre tendremos que
I
~ · d~
ia

Definición de fuerza conservativa F r =0 (3.41)


H
en correspondencia con (1.145), donde significa integral sobre una trayectoria
p

cerrada.
Como ejemplo, analicemos el caso de la fuerza gravitatoria, que viene dada
~g = −mg ŷ. En este caso, ya vimos en la Eq. (3.25) que el trabajo, Wg , que
Co

por F
realiza dicha fuerza gravitatoria para mover una partícula de masa m entre dos
puntos de altura y 1 e y 2 era

Wg = mg (y 1 − y 2 ) . (3.42)

Dado que el trabajo en una trayectoria cerrada [y 1 ≡ y 2 ] sería nulo, podemos afir-
mar que la fuerza de la gravedad es una fuerza conservativa. A partir de la expre-
sión anterior para Wg , y teniendo en cuenta (3.40) [esto es, Wg = E p (1) − E p (2)],
podemos igualmente concluir que la energía potencial gravitatoria viene dada por

E p (y) = mg y +C (3.43)

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.6. Trabajo y energía 89

donde C es una constante indeterminada que siempre aparece en la determina-


ción de la energía potencial. Esta indeterminación se resuelve tomando un nivel
de referencia adecuado. En el caso de la energía potencial gravitatoria, se suele
tomar como nivel de referencia la superficie terrestre, aunque se puede ajustar
según cada problema concreto.

Actividad 3.15:

¿Hemos hecho alguna suposición o aproximación en la derivación de

o
la expresión (3.40)?

ic
La expresión (3.40) no puede aplicarse a las fuerzas de rozamiento.
¿Verdadero o Falso? Razone la respuesta.

Demuestre si la fuerza recuperadora de un muelle dada por (3.7) es

ém
conservativa o no.

En el caso de alguno de nosotros levante un objeto pesado desde el


suelo hasta mantenerlo quieto con los brazos extendidos por encima
de la cabeza, el teorema trabajo-energía cinética nos dice que la fuerza
que actúa sobre el objeto pesado no ha realizado trabajo en este pro-

ad
ceso. Explique esta aparente paradoja y demuestre que el trabajo que
realizaríamos nosotros en este proceso es justamente la variación de
la energía potencial del objeto pesado.
Ac
3.6.5. Energía mecánica. Conservación
so

Cuando tratamos con fuerzas conservativas, el teorema trabajo-energía ciné-


tica puede combinarse con la ecuación (3.40) con lo que resulta:

∆E c = −∆E p
U

o, lo que es lo mismo,
∆(E c + E p ) = 0 . (3.44)
ia

La cantidad
Em = Ec + E p (3.45) Energía mecánica

se conoce como energía mecánica total de la partícula, y la ecuación (3.44) indica


p

que
la energía mecánica total permanece constante bajo la acción
Co

de fuerzas conservativas.

Volviendo al caso del campo gravitatorio, tenemos que

1
E m = mv 2 + mg y = cte .
2

Si inicialmente la partícula se encuentra en reposo a una altura y 0 , a una altura y


tendremos que
1
mv 2 + mg y = mg y 0
2

JCM,FLML Apuntes de Física 1


90 Tema 3. Dinámica de la partícula

lo que nos permite escribir

v 2 = 2g (y 0 − y) = 2g h ,

fórmula bien conocida para la velocidad de caída libre de un cuerpo. Obsérvese


que, como la energía potencial depende solo de la altura, la velocidad de una par-
tícula tiene el mismo valor en todos los puntos situados en el mismo nivel para
una trayectoria dada (siempre que no haya rozamiento).
Así pues, bajo la acción de fuerzas conservativas, las energías cinética y poten-

o
cial pueden variar pero su suma tiene que permanecer constante. La existencia
de fuerzas no conservativas hace que la energía mecánica total no permanezca

ic
constante. Las fuerzas de rozamiento, por ejemplo, son fuerzas no conservativas
y, por tanto, el trabajo que realizan no puede ser expresado como un cambio en
Las fuerzas de rozamiento no son la energía potencial, ya que depende de la trayectoria seguida por sus puntos de
conservativas

ém
aplicación. Además, el trabajo de una fuerza de rozamiento es siempre negativo,
lo cual produce una disminución de la energía mecánica.
Demostremos a continuación esta última afirmación (es decir, que el roza-
miento disminuye la energía mecánica). Para ello dividimos la fuerza neta que
actúa sobre una partícula en dos componentes, una debida a la resultante de las

~ =F
F ~c + F
ad
fuerzas conservativas y otra debida a la resultante de las fuerzas no conservativas:
~nc . Así, podemos expresar

W = Wc + Wnc = −∆E p + Wnc . (3.46)


Ac
Utilizando ahora el teorema trabajo-energía cinética (W = ∆E c ), llegamos a que

∆E c = Wnc − ∆E p
so

de donde podemos extraer la siguiente importante conclusión:


Trabajo de las fuerzas no
U

conservativas es igual a la variación Wnc = ∆E c + ∆E p = ∆E m (3.47)


de la energia mecánica

que nos dice que el trabajo de las fuerzas no conservativas es igual a la variación
ia

de la energía mecánica del sistema.


En el caso de que exista rozamiento entre el suelo y un objeto, la fuerza de
rozamiento F ~r se opondrá al desplazamiento del objeto, por lo que dWnc = F ~r ·
p

r = −F r dr en todo punto del espacio, y, en consecuencia, Wnc < 0. Por lo tanto,


d~
Co

∆E m < 0 .

El hecho de que la energía mecánica no se conserve cuando intervienen fuer-


zas no conservativas no significa que se pierda o desaparezca energía del sistema,
sino que se transforma en otro tipo de energía, tal como energía térmica (calor).
Solo si se consideran todas las formas de energía que intervienen en el problema,
el “principio de conservación de la energía” será válido. Este hecho no será tratado
aquí pues traspasaríamos las fronteras de la mecánica para entrar en el territorio
de la termodinámica.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.6. Trabajo y energía 91

Actividad 3.16:

El principio de conservación de la energía mecánica, ¿por qué no es


válido para todo tipo de fuerzas? Ponga un ejemplo de fuerza que sí lo
cumpla y otro que no.

¿Por qué es útil el principio de conservación de la energía mecánica?

Si observamos que un paracaidista cae a velocidad constante, ¿pode-


mos inferir la existencia de una fuerza no conservativa actuando en el
sistema?

o
¿De qué modo podemos relacionar el trabajo de las fuerzas no conser-
vativas con la variación de la energía mecánica?

ic
En las situaciones en las que no se verifica el principio de conservación
de la energía mecánica, ¿debemos renunciar a tener un principio de

ém
conservación para la energía?

E JEMPLO 3.7 Partícula que cae sobre una superficie esférica

ad
Una partícula, de masa m, se encuentra sobre una superficie esférica de radio R. La
partícula desliza sobre la superficie (se supone que el rozamiento es despreciable) hasta
que pierde el contacto con ella. (a) Determinar el ángulo θ correspondiente al punto en
que pierde contacto con la esfera. (b) Una vez que abandona la superficie esférica, ¿qué
Ac
movimiento describirá la partícula? (c) Calcule el vector velocidad cuando la partícula
impacta en el suelo.

(a) En primer lugar debemos considerar que cuando la partícula pierde el contacto con la
superficie es justamente cuando la fuerza normal que ésta hace sobre la partícula es nula
(esto es, N = 0). Para encontrar esta condición debemos hacer el balance de fuerzas en la
so

dirección normal. Según la figura adjunta, esto nos dice que

v2
mg cos θ − N = ma n = m
R
U

de donde obtenemos que à !


v2
N = m g cos θ − .
R
ia

La condición de normal nula (indicada por el subíndice 0) nos lleva a que

v2
g cos θ0 = 0 =⇒ v 02 = g R cos θ0 .
R
p

Para calcular el ángulo θ0 al que esto ocurre debemos encontrar una relación adicional en-
tre la velocidad y dicho ángulo. Esta relación adicional nos la proporciona la conservación
Co

de la energía mecánica de la partícula en el deslizamiento sobre la esfera (dado que no


existe fuerza de rozamiento y la fuerza normal no realiza trabajo). Esta condición nos dice
queda
∆E m = 0 =⇒ ∆E c = −∆E p
que puede escribirse para la presente situación como
1
mv 02 = mg R(1 − cos θ0 ) =⇒ v 02 = 2g R(1 − cos θ0 ) .
2

Igualando ahora las dos expresiones que hemos obtenido para V02 encontramos que

2
g R cos θ0 = 2g R(1 − cos θ0 ) =⇒ cos θ0 = . (3.48)
3

JCM,FLML Apuntes de Física 1


92 Tema 3. Dinámica de la partícula

La velocidad justo en dicho momento será


s
2g R
v0 = .
3

(b) Una vez que la partícula ha perdido contacto con la esfera, nos encontramos con un
típico moviemiento parabólico debido a la acción de la gravedad y cuya velocidad inicial
será
~v 0 = v 0 cos θ0 x̂ − v 0 sen θ0 ŷ .
p
Teniendo en cuenta que sin θ0 = 5/3, la velocidad inicial puede entonces escribirse como
s

o
2g R p
~
v0 = (2x̂ − 5ŷ) .
27

ic
trayectoria (c) Para calcular el vector velocidad justo en el momento del impacto del suelo, ~
v f , pode-
parabólica mos proceder de diferentes maneras. Aquí escogeremos el calcular primero el módulo de
la velocidad justo en el momento del impacto (v f ). Para ello simplemente haremos uso de

ém
nuevo de la conservación de la energía mecánica entre el momento en que pierde contacto
y el que llega al suelo:

∆E c = −∆E p
1
m(v 2f − v 02 ) = −mg (0 − R cos θ0 )
2
que nos lleva a
ad v 2f = v 02 + g R cos θ0
2 2
g R + 2g R g R = 2g R .
Ac
3 3
Dado que la velocidad en la dirección x no cambia (a x = 0), en el momento del impacto
con el suelo será s
2g R
v f x = v 0x = 2 .
27
so

Para calcular la componente y de la velocidad (v f y ) haremos uso de que

8g R 46g R
v 2f y = v 2f − v 2f x = 2g R − =
27 27
U

lo que nos permite escribir finalmente que


s
2g R p
~
vf = (2x̂ − 23ŷ) .
27
ia

Curvas de potencial (*)


p

Las gráficas que representan E p (~ r ) en función de ~r son un instrumento de


Co

gran utilidad para entender el movimiento de una partícula, incluso sin necesi-
dad de resolver la ecuación de movimiento. Consideremos por simplicidad que la
energía potencial solo depende de una variable x, esto es, E p (x). Supongamos que
la Figura 3.2 representa la curva de energía potencial para los diferentes valores
de x. La fuerza está dada por F = −dE p /dx, esto es, por la pendiente de la curva
cambiada de signo. En las zonas en que E p (x) es creciente su primera derivada es
positiva y, por tanto F negativa (hacia la izquierda); es el caso de posiciones tales
que x 3 < x < x 5 o x 6 < x < x 7 de la figura. Si la función E p (x) es decreciente, F
resulta positiva, como en x < x 3 o x 5 < x < x 6 . En puntos tales como x 3 , x 5 , x 6 ,
o x ≥ x 7 , la pendiente de E p (x) es cero, y por tanto en ellos la fuerza que actúa
sobre la partícula es nula, son puntos de equilibrio; si colocamos la partícula en

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.6. Trabajo y energía 93

x 3 con velocidad nula se queda allí sin moverse. Este equilibrio es de tres tipos,
que llamaremos: equilibrio estable, cuando al desplazar la partícula a izquierda
o derecha, la fuerza tiende a volverla a la posición de equilibrio original (es el caso
de x = x 3 y x = x 6 ); equilibrio inestable, cuando al producir el mencionado des-
plazamiento la fuerza aleja a la partícula de la posición de equilibrio (caso x = x 5 ),
y equilibrio indiferente cuando el resultado de un pequeño desplazamiento es
una nueva posición de equilibrio (caso x > x 7 ). Como se aprecia en la figura, los
tres equilibrios mencionados corresponden a mínimos, máximos o zonas de valor
constante, respectivamente, de la energía potencial.

o
ic
ém
ad
Ac
so

F IGURA 3.2: Las líneas horizontales representan la energía total E que es


constante; se representan cuatro valores diferentes E 1 , E 2 , E 3 y E 4 , dependiendo
estos de las condiciones iniciales en el movimiento de la partícula. En cualquier
caso tiene que verificarse que E ≥ E p (x), si esto no fuera cierto, la velocidad sería
U

imaginaria, lo que no tiene sentido físico.

Analicemos ahora las zonas en que puede moverse la partícula en función de


ia

su energía total. Supongamos que colocamos la partícula en la posición x 5 y le


damos una velocidad hacia la izquierda tal que su energía total es E 4 , es decir,
tal que E c = E 4 − E p (x 5 ). La partícula será acelerada desde x 5 hasta x 3 y se verá
frenada de x 3 hacia la izquierda. Al llegar a x 1 sus energías potencial y total son
p

iguales, con lo que posee E c = 0, o sea, se para en x 1 y aparece una fuerza hacia la
derecha, sentido en el que seguirá indefinidamente. El punto x 1 , con energía E 4 ,
Co

es un punto de retorno que la partícula no puede superar; continuar a la izquierda


de x 1 supondría tener E p > E y por tanto E c < 0, lo que no tiene sentido físico por
corresponder a una velocidad imaginaria.
Si la energía total de la partícula es E 3 , tiene dos posibles zonas donde mover-
se, y el que lo haga en una u otra depende de la posición inicial en que la colo-
quemos; pero una vez colocada en una de ellas no podrá pasar a la otra, ya que
entre ambas existe una barrera de potencial, que corresponde a un salto de ener-
gía E p (x 5 ) − E 3 , inaccesible para para la partícula si no recibe acciones exteriores.
Cuando la energía total de la partícula es E 2 su movimiento está restringido a va-
lores de x tales que x 2 ≤ x ≤ x 4 . Las posiciones x 2 y x 4 son puntos de retorno, de

JCM,FLML Apuntes de Física 1


94 Tema 3. Dinámica de la partícula

velocidad nula, y posee velocidad máxima en x 3 donde E p es mínima. Con ener-


gía total E 1 solo puede estar en x 3 y en reposo, y con E < E 1 no puede existir la
partícula.

3.6.6. Energía del movimiento armónico simple

A partir de la ecuación (3.12) se puede calcular la energía cinética del movi-


miento armónico simple,

1 1

o
E c = mv 2 = mω20 A 2 sen2 (ω0 t + φ) .
2 2

ic
Teniendo en cuenta que sen2 (ω0 t + φ) + cos2 (ω0 t + φ) = 1 se obtiene que

1
E c = mω20 A 2 [1 − cos2 (ω0 t + φ)]

ém
2

Finalmente, haciendo uso de (3.11) llegamos a

1
E c = mω20 (A 2 − x 2 ) . (3.49)
2

ad
Por tanto, en el movimiento armónico simple, la energía cinética es máxima en la
posición de equilibrio x = 0 y nula en los extremos de la oscilación (x = ±A).
Para obtener la energía potencial recordamos que
Ac
Z x2
∆E p = − F dx .
x1

Si tomamos el cero de energía potencial en la posición de equilibrio x = 0, apli-


so

cando la Ley de Hooke (3.7), resulta


Z x2 Z x2 1 ¡
∆E p = − F x dx = − kxdx = k x 12 − x 22
¢
x1 x1 2
U

que, tras considerar (3.14), nos dice que

1 1
E p (x) = kx 2 = mω20 x 2 .
ia

(3.50)
Energía potencial elástica 2 2

Así pues, la energía potencial aumenta a medida que la partícula se acerca a los
p

extremos de oscilación. Como la fuerza es conservativa, la energía mecánica de-


ber ser una cantidad constante:
Co

Energía mecánica del MAS 1


E m = E c + E p = mω20 A 2 . (3.51)
2

Podemos considerar que durante una oscilación tiene lugar un intercambio


continuo de energía cinética y potencial. Cuando la partícula está en un extremo
de la oscilación, toda la energía mecánica es energía potencial. Al moverse hacia la
posición de equilibrio la energía potencial decrece a expensas de la energía ciné-
tica. En el punto de equilibrio toda la energía está ya en forma de energía cinética.
El proceso se invierte al alejarse de la posición equilibrio. En la figura adjunta se
representa este proceso.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.7. Momento lineal 95

3.7. Momento lineal

3.7.1. Expresión alternativa segunda ley de Newton

En las secciones anteriores, hemos visto que la velocidad de un objeto nos


permite cuantificar la rapidez y la dirección de su movimiento. En este apartado
comprobaremos que esta definición no es suficiente para caracterizar adecua-
damente la naturaleza del movimiento. Como ejemplo, supongamos dos objetos
que se mueven hacia nosotros, cada uno de ellos con una velocidad de 2 m/s. Uno
es una pelota de ping-pong y el otro es un camión. Probablemente, tengamos in-

o
tuitivamente claro cuál de los dos seríamos capaces de parar con el cuerpo. Am-
bos se mueven con la misma velocidad, pero algo nos dice que el camión tiene un

ic
movimiento “de mayor entidad”. Podemos usar entonces el concepto de “canti-
dad de movimiento” para describir esa diferencia entre estos dos objetos móviles.
El momento lineal o cantidad de movimiento de un objeto de masa m que se
mueve con una velocidad ~ v se define entonces como el producto de la masa por

ém
su velocidad:
~ = m~
p v . (3.52) Momento lineal
o cantidad de movimiento
Dado que el momento lineal es igual al producto de un escalar m por un vector ~
v,
se trata de una magnitud vectorial. Su dirección es la misma que la de ~
v.

ad
A partir de su definición podemos notar que el concepto de momento lineal sí
proporciona una diferencia cuantitativa entre objetos con masas diferentes que se
mueven con la misma velocidad. Por ejemplo, el momento lineal del camión que
se mueve con una velocidad de 2 m/s es mucho mayor en módulo que el de la pe-
Ac
lota de ping-pong que se mueve a la misma velocidad. En consecuencia, podemos
considerar el momento lineal como una medida de la dificultad para llevar una
partícula hasta el reposo. Fue Newton quien denominó al producto m~ v cantidad
de movimiento, que es quizás una descripción más gráfica que el término mo-
mento lineal, aunque nosotros usaremos más frecuentemente la denominación
so

de momento lineal
Aplicando la segunda ley de Newton, podemos relacionar el momento lineal o
cantidad de movimiento de una partícula con la fuerza neta que actúa sobre ella.
Recordemos que la segunda ley de Newton se puede escribir como
U

v
d~
~ = m~
X
F a =m .
dt
ia

Sin embargo, esta expresión matemática de la ley solo puede aplicarse cuando
la masa de la partícula permanece constante. En situaciones en las que la masa
varía con el tiempo, debe utilizarse una expresión alternativa de la segunda ley de
p

Newton que nos dice que la derivada del momento lineal con respecto al tiempo
es igual a la fuerza neta que actúa sobre la partícula:
Co

Segunda Ley de Newton para una


p
d~
~=
X
F . (3.53) partícula de masa variable
dt

Si la masa de la partícula es constante, la ecuación anterior se reduce a la pri-


mera expresión (3.2) que vimos la segunda ley de Newton. Es difícil imaginar una
partícula cuya masa varíe pero, si se piensa en objetos no puntuales, enseguida
podemos encontrar varios ejemplos: un cohete que expulsa combustible a medi-
da que se mueve, una bola de nieve rodando por una montaña y que va hacién-
dose cada vez más grande, o una camioneta con un depósito abierto en la parte
trasera que se va llenando de agua mientras llueve.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


96 Tema 3. Dinámica de la partícula

A partir de la ecuación (3.53) vemos que si la fuerza neta sobre un objeto es


igual a cero, la derivada respecto del tiempo del momento lineal es cero y, por
tanto, el momento lineal del objeto debe ser constante. Esto resulta familiar, ya
que es el caso de una partícula en equilibrio expresado en función del momento
lineal. Por supuesto, si la partícula está aislada (es decir, si no interacciona con su
entorno), entonces ninguna fuerza actúa sobre ella y p ~ no varía: esta es la primera
ley de Newton.

Actividad 3.17:

Si la fuerza que actúa sobre una partícula es conservativa, el momento

o
lineal de la partícula no varía. ¿Verdadero o Falso? Razone su respuesta.

Si la fuerza que actúa sobre una partícula está dirigida según el eje x, el

ic
momento lineal de la partícula en la dirección y no varía. ¿Verdadero
o Falso? Razone su respuesta.

ém
Si la masa del objeto no varía con el tiempo no podemos usar la expre-
sión (3.53) de la segunda ley de Newton. ¿Verdadero o Falso? Razone
su respuesta.

ad
3.7.2. Impulso y momento lineal

Como describe la ecuación (3.53), el momento lineal de una partícula varía


Ac
si una fuerza neta actúa sobre ella. Supongamos que una fuerza neta F ~ actúa
P

sobre una partícula y que esta fuerza puede variar con el tiempo. De acuerdo con
la ecuación (3.53), podemos escribir que

~ dt .
¡X ¢
p=
d~ F
so

Si integramos esta expresión para hallar la variación del momento lineal de una
partícula durante el intervalo de tiempo ∆t = t f − t i obtenemos que

tf
U

Z
∆~ ~f − p
~i = ~ dt .
¡X ¢
p=p F
ti

La integral de una fuerza durante el intervalo de tiempo en el que ésta actúa se


ia

denomina impulso de la fuerza. El impulso de la fuerza neta es un vector definido


por
Z tf X
~
I≡ ~ dt = ∆~
F p .
¡ ¢
(3.54)
p

ti
Impulso de una fuerza
Por tanto, el impulso total de la fuerza neta F ~ sobre una partícula es igual a
P
Co

la variación del momento lineal de la partícula. Esta afirmación, conocida como


el teorema impulso-cantidad de movimiento, es equivalente a la segunda ley de
Newton.
A partir de la definición, vemos que el impulso es una magnitud vectorial cuyo
módulo es igual al área comprendida bajo la curva del módulo de la fuerza neta
en función del tiempo, como se describe en la figura adjunta. En esta figura se
supone que la fuerza neta varía con el tiempo de la manera general indicada y
que es distinta de cero en el intervalo de tiempo ∆t = t f − t i . El vector impulso
tiene la misma dirección que la variación del momento lineal. Las dimensiones
del impulso son iguales que las del momento lineal.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.7. Momento lineal 97

Dado que generalmente la fuerza puede variar con el tiempo, como se muestra
en la figura (a), es recomendable definir una fuerza neta promediada en el tiempo,
~T , del siguiente modo:
F
Z tf X
1
~T ≡ ~ = ~ dt
­X ®
F F F
¡ ¢
∆t ti
donde ∆t = t f − t i . Por tanto, podemos expresar la ecuación (3.54) como
~
I = ∆~ ~T ∆t .
p =F (3.55)

El módulo de esta fuerza neta media, como se ilustra en la figura (b), puede in-
terpretarse como el módulo de una fuerza constante neta que proporcionaría el

o
mismo impulso a la partícula en el intervalo de tiempo ∆t que la fuerza neta va-
riable en el mismo intervalo de tiempo.

ic
Actividad 3.18:

ém
En el caso de que las fuerzas que actúan sobre la partícula sean no
conservativas, ¿se verifica que ~
I = ∆~
p ? Razone su respuesta.

p = 0 tendremos que ~
¿Siempre que ∆~ I =0?

Si tenemos que ∆~ ~T ≈ 0 podría


p ≈ 0, ¿qué otra condición además de F
ocasionarlo?
ad
E JEMPLO 3.8 Un vagón de carga de masa m v = 14.000 kg se mueve horizontalmente con
Ac
una velocidad v i = 4 m/s hacia un dispensador de grano. Justo cuando el vagón está
debajo, el dispensador suelta repentinamente una masa m g = 2000 kg de grano en el
vagón. Calcule el tiempo que necesita el vagón para recorrer una distancia D posterior y

de 500 m. Suponga que el grano cae verticalmente sobre el vagón y que no hay fricción x
de las ruedas del vagón con los raíles.
so

En el presente problema debemos observar que la única fuerza externa relevante que
se ejerce sobre el vagón (nuestro sistema) es la proveniente de la dispensación del grano;
es decir, solo tiene componente vertical (a lo largo del eje y). Esto implica que el impulso
U

en la dirección horizontal es nulo, provocando la conservación del momento lineal en esta


dirección:
~
I x = 0 =⇒ ∆~ px = 0 .
Podemos establecer por tanto la siguiente relación entre las componentes horizontales de
ia

los momentos lineales del vagón “antes” y “después” de recibir el grano:

p x (antes) = p x (después) .
p

Si denominamos v d al módulo de la velocidad “después” de recibir m g cantidad de grano,


podremos escribir la anterior ecuación como
Co

m v v i = (m v + m g )v d

y, por tanto,
mv 14 ×103
vd = vi = × 4 = 3, 5 m/s .
mv + mg 14 ×103 + 2 ×103

Una vez que tenemos la velocidad posterior a la carga del grano, dado que no hay roza-
miento, ésta se mantendrá constante, por lo que el tiempo ∆t en recorrer una distancia D
vendrá dado simplemente por
L 500
∆t = = ≈ 142, 86 s .
vd 3, 5

JCM,FLML Apuntes de Física 1


98 Tema 3. Dinámica de la partícula

3.8. Momento angular

Consideremos una partícula de masa m, con un vector de posición ~ r con res-


pecto a cierto sistema de referencia y que se mueve con un momento lineal p ~,
como se indica en la figura. Definimos el momento angular, ~ L, de la partícula
relativo al origen O como el producto vectorial de su vector de posición instantá-
neo ~r por su momento lineal p~:

Momento angular ~
L =~ ~ .
r ×p (3.56)

o
Es importante observar que tanto el módulo como la dirección y sentido de ~ L

ic
dependen del origen que se elija. La dirección de ~L es perpendicular al plano for-
y mado por ~r yp~, y el sentido de ~
L está indicado por la regla de la mano derecha.
En el ejemplo de la figura se supone que ~ r yp~ se encuentran en el plano x y y ~
L

ém
apunta en el sentido positivo del eje z. Dado que p~ = m~v , el módulo de ~
L es

L = mvr sen φ
x ~. Se deduce que ~
donde φ es el ángulo formado por ~ r yp L es cero cuando ~r es
~. En otras palabras, cuando la partícula se mueve a
paralelo (o antiparalelo) a p
z
ad
lo largo de una línea que pasa por el origen, tiene un momento angular cero con
respecto a ese origen. Por otro lado, si ~ ~, L es máximo e igual
r es perpendicular a p
a mvr . De hecho, en ese instante la partícula se mueve exactamente igual que si
estuviera en el borde de una rueda que gira alrededor del origen, sobre un plano
Ac
definido por ~
r yp ~. Una partícula tiene un momento angular distinto de cero con
respecto a algún punto si el vector de posición de la partícula medido desde ese
punto gira alrededor de dicho punto a medida que la partícula se mueve.
En el caso del movimiento de traslación, descubrimos que la fuerza neta so-
bre una partícula era igual a la derivada respecto al tiempo del momento lineal
so

(3.53). Demostraremos ahora que, a partir de de la segunda ley de Newton, se de-


duce una situación similar para el movimiento de rotación (o traslación cíclica);
es decir, que el momento de la fuerza neta que actúa sobre una partícula es igual a
la derivada respecto al tiempo del momento angular de dicha partícula. Comen-
U

cemos por derivar la ecuación (3.56) respecto al tiempo. Utilizando la regla del
producto de las derivadas nos queda

d~
L d~ r p
d~
ia

= ~ +~
×p r× .
dt dt dt

El primer sumando de la ecuación anterior es nulo dado que ~


v = d~
r /dt es paralelo
p

ap~, por lo que nos queda


d~L d~p
r× .
Co

=~
dt dt

Si definimos el momento de una fuerza que actúa sobre la partícula en la po-


sición ~
r respecto a cierto sistema de referencia como el siguiente vector:

Momento de una fuerza ~


τ =~ ~
r ×F (3.57)

tenemos que
d~
L
~ ) =~ ~neta
X
r ×( F
=~ r ×F
dt

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.8. Momento angular 99

o, equivalentemente,
d~
L Relación entre momento de una fuer-
~
τneto = (3.58) za y el momento angular
dt

donde ~ τneto =~
r ×F~neta . Este resultado es el equivalente de la segunda ley de New-
ton (3.53) para el movimiento de rotación de una partícula en torno a un punto
de referencia. Es importante observar que la ecuación (3.58) es válida solamente
τneto y ~
si los orígenes de ~ L son el mismo (es decir, si ambos están tomados en el
mismo sistema de referencia).

o
Fuerzas centrales

~ tal que

ic
Cuando la única fuerza que actúa sobre una partícula es una fuerza F
su recta soporte pase siempre por un punto fijo O se dice que la partícula se mueve
bajo una fuerza central, y el punto O recibe el nombre de centro de fuerzas. Al
~ siempre por O resulta que, respecto a dicho punto, ~
pasar la recta soporte de F r

ém
yF~ son paralelos y, en consecuencia,

~
τ =~ ~ =0.
r ×F

De acuerdo con (3.58) obtenemos igualmente que

d~
L
dt
=0 ad (3.59)

y, por tanto, el momento angular de una partícula bajo fuerzas centrales es cons-
Ac
tante tanto en módulo como en dirección y sentido.
Puesto que ~L = m~r ×~v , se deduce que la partícula describirá una trayectoria
que estará contenida en un plano fijo perpendicular a ~ L. La importancia de estos
resultados radica en el hecho de que la fuerza gravitatoria ejercida por el Sol so-
bre un planeta o por la Tierra sobre un satélite artificial (o la Luna) es una fuerza
so

central. También lo son las fuerzas electrostáticas ejercidas por los núcleos sobre
los electrones de un átomo.
U

Actividad 3.19:

¿Es el momento angular ~L de una partícula dependiente del sistema


ia

de coordenadas elegido? Compare el caso del momento angular con el


del momento lineal.
p

~ dados, ¿bajo qué condiciones es el módulo del momento


r yp
¿Para un~
angular máximo? ¿Y cuándo es mínimo?
Co

Escriba una expresión que relacione la derivada temporal del momen-


to angular de una partícula con la de su momento lineal.

¿En qué situaciones tendremos que el momento angular de una partí-


cula se conserva?

Si se conserva el módulo del momento lineal de una partícula, ¿lo hará


igualmente el módulo de su momento angular?

JCM,FLML Apuntes de Física 1


100 Tema 3. Dinámica de la partícula

3.9. Problemas propuestos

Leyes de Newton

3.1: Un tren formado por la máquina y un vagón, unidos entre sí, circula a 100 km/h. La masa de la
máquina es de 15000 kg y la masa del vagón de 20000 kg. Cuando se aplican los frenos, el sistema de
frenado puede aproximarse como si actuara una fuerza de frenado constante de 25 kN sobre la máquina
y de 25 kN sobre el vagón. Calcular: (a) El tiempo requerido para que el tren se pare después de aplicar
los frenos. (b) La fuerza en el enganche entre los vagones cuando está frenando. [Nota: Cuidado con
las fuerzas en el enganche, ya que si se considera el tren en conjunto, son fuerzas internas y no hay
que tomarlas en cuenta, pero si se considera la máquina y el vagón por separados hay que tomarlas

o
en cuenta, y deben de ser del mismo módulo y dirección, de sentidos contrarios, y aplicadas una en la
máquina y la otra en el vagón (tercera ley de Newton)].
Sol. (a): t = 19.4 s; (b): F = 3.55 kN.

ic
m 3.2: Sobre un bloque de masa M se encuentra otro bloque de masa m, como se indica en la figura.
El rozamiento entre la pared vertical y el bloque de masa m es despreciable, pero sí hay rozamiento

ém
entre los dos bloques y entre el bloque de masa M y el suelo. Si el sistema está en equilibrio, realizar un
esquema de las fuerzas que actúan sobre cada uno de los bloques (dibujar los bloques por separado),
M
indicando el origen de cada una de ellas.

3.3: Sobre un remolque de 50 kg se transporta una caja de 100 kg. Los coeficientes de rozamiento entre
ambos son µe =0.3 y µd =0.2, y el rozamiento entre el suelo y el remolque se puede considerar despre-
ciable. Determinar el rango de valores posibles de la fuerza F aplicada al remolque, y su aceleración

ad
si: (a) El remolque y la caja se mueven juntos. (b) Se mueven por separado, deslizando la caja sobre el
remolque. Calcular también, en este caso, la aceleración de la caja. (c) Si existiera rozamiento también
entre el remolque y el suelo, dibujar el diagrama de fuerzas del sistema.
Sol. (a): F ≤ µe (m 1 + m 2 )g ; (b): a = (F − µd m 1 g )/m 2 .
Ac
3.4: Una esfera de masa m = 10 kg se sujeta al techo por medio de dos cuerdas AB y CD. De pronto se
parte la cuerda AB. Calcular: (a) La tensión en la cuerda CD antes de romperse AB. (b) La tensión en la
cuerda CD y la aceleración de la esfera después de haberse roto la cuerda AB. (c) Cuando la cuerda se
ha roto, determinar la aceleración tangencial p y normal de la esfera.
Sol. (a): T = mg ; (b): T = mg /2; (c): a τ = g 3/2, a n = 0 .
so

3.5: Un piloto de 80 kg ejecuta con una avioneta un rizo de 125 m de radio. Determinar la velocidad de
la avioneta en los puntos A y B sabiendo que en A el piloto experimenta la sensación de no tener peso,
y en el punto
p B de tener
p una masa de 275 kg.
Sol. v A = g R, v B = (M − m)g R/m .
U

3.6: Un bloque de masa m 1 = 250 g se encuentra en reposo sobre un plano que forma un ángulo de
30◦ sobre la horizontal. El coeficiente de rozamiento dinámico entre el bloque y el plano es µ = 0.1.
Este bloque está unido a otro de masa m 2 = 200 g que cuelga libremente de una cuerda que pasa por
una polea sin rozamiento y de masa despreciable.Partiendo del reposo, el sistema comienza a moverse,
ia

descendiendo el bloque 2. Calcular la velocidad del segundo bloque cuando ha caído 30 cm.
m 2 − µm 1 cos α − m 1 sen α
r
Sol. v = 2 g h = 0.83 m/s.
m1 + m2
p

3.7: Dos cajas de masa M , están sobre un plano inclinado que forma un ángulo θ con la horizontal.
A través de una polea de masa despreciable están unida a una masa m. (a) Averiguar en primer lugar
Co

si el sistema se mueve y, en su caso, hacia dónde. (b) Si se mueve, encontrar también el valor de la
aceleración y las tensiones en las cuerdas. D ATOS : M = 5 kg, m = 7 kg, θ = 300 , g = 10 m/s2 , µe = 0.2 y
µd = 0.1 (por simetría, los dos bloques experimentarán la misma fuerza de rozamiento).
Sol.: Se mueve hacia la derecha. a = 0.66 m/s2 , T M = 2Tm = 65.38 N.

3.8: Determinar la máxima velocidad con la que un coche puede tomar una curva de 100 m de radio
si (a) la carretera no está peraltada y el coeficiente de rozamiento estático entre los neumáticos y la
carretera es de µe =0.8. ¿Seguro que tenemos que emplear el coeficiente estático y no el dinámico?
(b) La carretera está peraltada 15º y es lisa (no hay rozamiento). (c) La carretera está peraltada 15º y el
coeficiente de rozamiento estático entre los neumáticos y la carretera es de µe =0.8. [Nota: Consultar el
ejemplo 5.11 del Tipler en caso de duda.] s
µe cos α + sen α
Sol. (a): v max = µe g R = 28 m/s (b,c): v = Rg
p
.
cos α − µe sen α

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.9. Problemas propuestos 101

3.9: Sobre un tablero inclinado con un ángulo de 30◦ se colocan dos cuerpos A y B de masa 4 y 3 kg
respectivamente. El coeficiente de rozamiento dinámico entre el bloque A y el plano inclinado es de 0.1,
y entre el bloque B y dicho plano 0.2. Los bloques se mueven. (a) ¿Cómo deslizarán los cuerpos, juntos
o separados? (b) Calcular la aceleración de cada cuerpo y la reacción en la superficie de contacto entre
los bloques (si la hubiera). (c) Calcular la velocidad común o de de cada cuerpo después de haberse
desplazado 5 m a lo largo del plano inclinado.
Sol. (a): Deslizan juntos pues aceleración del cuerpo situado más arriba es mayor. (b): a = 3, 69 m/s2 .
(c): v = 6.07 m/s.

3.10: En el sistema de la figura el bloque que está sobre el plano inclinado tiene una masa m 1 = 2m 2 ,
donde m 2 es la masapdel cuerpo que cuelga. El coeficiente de rozamiento estático del bloque con la
superficie es µe = 1/ 3 y las masas de la cuerda y las poleas son despreciables. Calcular el ángulo de
inclinación mínimo αc para que el sistema se mueva, y averiguar hacia dónde se movería (por ejemplo,

o
si el bloque 2 sube o baja).
Nota: Es un problema algo más complicado. Analizar con cuidado cómo están relacionadas las acelera-
ciones de los dos bloques. Tampoco está claro el sentido de la fuerza de rozamiento, ya que depende del

ic
sentido de movimiento. Suponer que no hay rozamiento y averiguar hacia dónde se mueve, considerar
posteriormente que sí existe rozamiento, y calcular αc .
Sol. (a): Sin rozamiento, a = g /3(sen α − 1) < 0, m 1 sube. (b): Con rozamiento, µe cos αc + sen α = 1 ⇒
αc = π/6.

ém
Movimiento armónico simple

3.10: Una manzana que pesa 1 N se cuelga del extremo de un resorte largo con constante de fuerza
k = 1.5 N/m y masa despreciable de modo que se mueve hacia arriba y hacia abajo realizando un M.A.S.

ad
Si se detiene este movimiento y ahora se hace oscilar la manzana de un lado a otro con un ángulo
de oscilación pequeño, la frecuencia de este péndulo simple resulta ser la mitad de la frecuencia del
movimiento oscilante vertical. ¿Cuál es la longitud del resorte sin estirar (quitando la manzana)?
Sol. L = 8/3 m.

3.11: Un objeto de masa m = 2 kg oscila de modo que su movimiento puede describirse por la ecua-
Ac
ción x(t ) = 5 cos(10πt + π/3) m, donde x indica el desplazamiento desde el punto de equilibrio (en
metros), el tiempo está en segundos y los ángulos en radianes. (a) Calcule el tiempo ∆t que tarda en
dar 12 oscilaciones. (b) Calcule el número de oscilaciones N que realiza en 12 segundos. (c) Halle la
energía cinética máxima que puede tener el objeto en su movimiento, y el valor (o valores) de x corres-
pondiente(s) al instante en el que esta energía es máxima. (d) Calcule la energía potencial máxima que
puede tener el objeto en su movimiento, y el valor (o valores) de x correspondiente(s) al instante en el
so

que esta energía es máxima.


Sol. (a): ∆t = 2, 4 s. (b): N = 60 oscilaciones. (c): E c,max = 24674 J; x = 0. (d): E p,max = 24674 J; x = ±5 m.

Trabajo y energía
U

3.12: Un bloque de 6 kg, en reposo, se eleva 3 m mediante una fuerza vertical de 80 N. Calcular: (a) El
trabajo realizado por la fuerza de 80 N. (b) El trabajo realizado por la gravedad. (c) La velocidad con
la que llega a ese punto por dos caminos distintos, resolviendo el problema dinámico para encontrar
ia

la aceleración y luego la velocidad, y luego mediante la relación entre trabajo realizado por todas las
fuerzas y la variación de la energía cinética. (d) Si analizamos el resultado, veremos que la variación de
la energía potencial gravitatoria, con signo menos, no es igual a la variación de la energía cinética. ¿Por
qué?
p

Sol. (a): W = 240 J; (b): W = 174.6 J ; (c): v f = 4.6 m/s.

3.13: Antes de abrir el paracaídas, un paracaidista en caída libre tiene una velocidad límite de aproxi-
Co

madamente 200 km/h y una vez abierto de 20 km/h. Si su masa es de 80 kg, calcular la potencia disipada
por la fricción con el aire antes y después de abrir el paracaídas. Nota: debido a la fricción con el aire, y
después de un tiempo, la fuerza debida al peso del paracaidista se compensa con la fricción, y cae con
velocidad constante, velocidad que se denomina velocidad límite.
Sol. (a): Antes, P = −43512 W; (b): después, P = −4351 W.

3.14: Un tren, de masa 2×106 kg, recorre una distancia de 62 km a una velocidad constante de 15 km/h,
subiendo una altura de 707 m. La fuerza de rozamiento total tiene módulo constante, de valor 0.8 veces
su peso, y dirección y sentido siempre opuesta al movimiento. (a) Calcular la variación de la energía
cinética, energía potencial y energía mecánica del tren. (b) La energía disipada por el rozamiento (nor-
malmente esta energía acaba transformándose en calor que se cede al entorno). (c) La potencia de la
locomotora.
Sol. (a): ∆E c = 0, ∆E p = 1.39 ×1010 J, ∆E m = 1.39 ×1010 J; (b): E dis = 9.4 ×1011 J ; (c): P )66.34 MW.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


102 Tema 3. Dinámica de la partícula

3.15: Una partícula, de masa m, se encuentra sobre una superficie esférica de radio R. La partícula
desliza sobre la superficie (se supone que el rozamiento es despreciable) hasta que pierde el contacto
con ella. (a) Determinar el ángulo θ correspondiente al punto en que pierde contacto con la esfera.
(b) Una vez que abandona la superficie esférica, ¿qué movimiento describirá la partícula? (c) ¿A qué
distancia del centro de la esfera impactará contra el suelo?
Sol. (a): cos θ = 2/3; (b): Trayectoria parabólica; (c): 1.29 R

3.16: Una vagoneta de masa m desliza sobre un rail sin rozamiento a lo largo de un rizo, como se
h indica en la figura. La vagoneta se mueve sin perder en ningún momento el contacto con el rail. Si en
R
el instante inicial la vagoneta está en reposo a una altura h, determine el valor mínimo de esa altura h
(en función de m, R y la gravedad g ) para que consiga superar el rizo.

o
Sol. h = 5R/2

ic
3.17: El bloque 1 de 4 kg desliza sobre el suelo debido al peso del bloque 2 de 2 kg que baja. El coefi-
ciente dinámico de rozamiento entre el bloque 1 y el suelo es de 0.35, y el sistema parte del reposo.
(a) Calcular la velocidad de los bloques cuando el bloque 2 ha bajado 2 m. (b) Determinar la variación

ém
de la energía cinética, potencial y mecánica del sistema en el supuesto anterior. (c) Calcular también la
energía disipada
s por rozamiento. Nota: La polea y la cuerda tienen masa despreciable.
2g h(m 2 − µm 1 )
Sol. (a): v = = 1.98 m/s; (b): ∆E c = 11, 76 J, ∆E p = −39.2 J, ∆E m = −27.44 J;
m1 + m2
(c): Wroz = −27.44 J.

ad
3.18: Un campo de fuerzas dado por F ~ = y x̂ − x ŷ N (x, y en m) actúa sobre una partícula, que se
mueve desde el punto (0, 1) m hasta el punto (1, 0) m. (a) Calcular el trabajo realizado por esta fuerza si
la partícula se desplaza en primer lugar por el eje y hasta el origen y luego por el eje x. (b) Calcular el
trabajo realizado por esta fuerza si la partícula se desplaza en línea recta desde el punto inicial al final.
(c) ¿Es este campo conservativo?
Ac
Sol. (a): W = 0; (b): W = 1 J; (c): No.

3.19: Cuando la escuadra ABC gira muy despacio en sentido antihorario, el bloque de 6 kg comienza a
deslizar hacia el muelle cuando θ = 15◦ . En esa situación (θ = 15◦ ), el bloque desliza una distancia d =
250 mm e impacta contra el muelle, observándose un acortamiento máximo de δ = 50 mm. Determinar
so

los coeficientes de rozamiento estático y dinámico.


kδ2
Sol.: µe = tan θ = 0.268, µd = tan θ − = 0.151
2mg cos θ(d + δ)
U

3.20: (Problema opcional pero bastante interesante).


La energía potencial correspondiente a la fuerza que existe entre dos átomos en una molécula diató-
ia

mica puede expresarse, con un alto grado de aproximación, como U (r ) = a/r 12 − b/r 6 (Potencial de
Lennard-Jones), donde r es la distancia entre los átomos y a y b dos constantes positivas. (a) Determi-
nar la fuerza que actúa sobre un átomo en función de r (recordar que F = −dU (r )/dr ). (b) Mediante el
uso de un ordenador, y dando diversos valores a los parámetros a y b, trazar las gráficas de U (r ) y F (r )
p

como funciones de r . Intentar explicar, cualitativamente, por qué este potencial puede describir bien
este tipo de fuerzas (consultar en libros o Internet). (c) Encontrar, en función de a y b, la distancia de
equilibrio entre los dos átomos. ¿Es estable el equilibrio? (observad la forma de la curva y recordar que
Co

en un mínimo, relativo, la derivada se hace nula). (d) Si los dos átomos están en equilibrio, ¿qué energía
mínima debería suministrarse a la molécula para disociarla? (es decir, para separar los dos átomos). (e)
Para la molécula de CO, la distancia de equilibrio entre los átomos de C y O es de 1.13 Å(1 Å= 10−10
m, unidad que se utiliza bastante en este contexto ya que la distancia típica entre átomos es de este
orden) y la energía de disociación es de 9.6 eV por molécula (1eV=1.6 ×10−19 J, unidad de energía que
se utiliza bastante en este contexto, ya que el julio resulta ser muy grande, ¿es casualidad que el factor
de conversión sea numéricamente igual, en valor absoluto, a la carga del electron?). Calcular los valores
de a y b.
b2
µ ¶1/6
12a 6b 2a
Sol. (a): F = 13 − 7 ; (c): r 0 = ; (d): E = .
r r b 4a

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


3.9. Problemas propuestos 103

Impulso y momento lineal

3.21: Un objeto de masa m = 100 g está situado al inicio de la rampa que se muestra en la figura.
Sobre este objeto actúa una fuerza media F m = 100 N durante 10 ms. Sabiendo que el coeficiente de
rozamiento dinámico es µd = 0, 2, calcule: (a) la velocidad v 0 que adquiere el objeto tras la acción del
impulso inicial; (b) la velocidad final v f con que llega dicho objeto al final de la rampa; (c) la altura
máxima h max que alcanza el objetop una vez que abandona la rampa.
Sol. (a): v 0 = 10 m/s, (b): v f = 60 m/s , (c): h max = 5, 75 m.

Fuerzas centrales y momento angular

3.22: Una pequeña bola gira con velocidad (módulo) v, sobre una superficie sin rozamiento, descri-
biendo una circunferencia de radio r , mientras es sostenida por un hilo de masa despreciable, como

o
se indica en la figura. Si tiramos del hilo y el radio disminuye a la mitad, ¿con qué velocidad se moverá
ahora la bolita?
Sol.: v f = 2v .

ic
ém
ad
Ac
so
U
p ia
Co

JCM,FLML Apuntes de Física 1


Co
pia
U
so
Ac
ad
ém
ic
o
T EMA 4

o
Sistemas de partículas. Sólido

ic
rígido.

ém
4.1. Introducción

ad
En temas anteriores siempre hemos considerado que los objetos de estudio
eran puntuales; es decir, toda su masa estaba concentrada en un punto. Los obje-
tos no tenían forma y por tanto no podían tampoco girar sobre sí mismos. Cier-
tamente la suposición anterior es muy restrictiva, aunque es una aproximación
Ac
muy válida en multitud de situaciones prácticas. Queremos ahora extender nues-
tro estudio del movimiento y las fuerzas que lo producen a objetos que no estén
constituidos por una sola partícula sino por un sistema de partículas. Entre es-
tos objetos estarían los objetos que tradicionalmente llamamos sólidos, líquidos
y gases. En el presente tema empezaremos estudiando los sistemas de partículas
so

puntuales (sistemas discretos) cuyas posiciones relativas no cambian. Posterior-


mente trataremos sistemas continuos de masa en los que de nuevo la posición re-
lativa de sus partículas elementales constituyentes no cambia y que conoceremos
con el nombre de sólido rígido. Un estudio introductorio de los fluidos (donde las
U

posiciones relativas sí varían) queda postergado hasta el tema siguiente.

4.2. Centro de masas


ia

Sea un sistema de N partículas, cada una con masa m i y posición ~ r i con res-
p

pecto a cierto sistema de referencia. Definimos su centro de masas como

mi ~
ri mi ~
ri
P P
Co

~
r cm = P = . (4.1)
mi M

Notemos que ~ r cm puede interpretarse como la posición media de las partículas


del sistema ponderada por la masa de cada partícula; esto es, la posición del cen-
tro de masas estará más cercana de las partículas más masivas que de las que
tengan menos masa.
En el caso de que tratemos con un cuerpo sólido rígido debemos considerar
que éste esta formado por un continuo de partículas de masa infinitesimal cuya
posición relativa permanece constante (en otro caso no lo denominaremos “só-
lido” sino “fluido”). Este hecho nos permite definir el centro de masas de dicho

105
106 Tema 4. Sistemas de partículas

cuerpo sólido como

∆m~ ~
r dm ~
r dm
R R
ri
P
~
r cm = lı́m = R = . (4.2)
∆m→0 ∆m M
P
dm

Debemos notar que existen múltiples situaciones en las que la posición del
centro de masas puede obtenerse sin necesidad de realizar cálculos. Estas situa-
ciones son aquellas en las que existen simetrías aparentes en el sistema y la dis-
tribución de masa en el sistema es homogénea (su densidad de masa no varía con
la posición). Igualmente debemos notar que también podremos calcular de for-
ma sencilla la posición del centro de masas de un cuerpo homogéneo de forma

o
complicada pero reducible a la superposición de formas geométricas sencillas en
las que sepamos a priori la posición de su centro de masa.

ic
La expresión para el centro de masas de un sistema de partículas puede deri-
varse con respecto al tiempo y así obtener la velocidad y la aceleración del centro
de masas, que vendrán dadas por las siguientes expresiones:

ém
r cm mi ~
vi
P
d~
≡~v cm = (4.3)
dt M
v cm mi ~
ai
P
d~
≡~a cm = . (4.4)
dt M

*
centro de masas ~
ad
Es interesante notar que si describiéramos la posición ~
en función de la posición del centro de masas ~
r i∗ , es decir
r i de cada partícula i
r cm y la posición relativa desde el

centro ~
r i =~ r i∗
r cm +~ (4.5)
Ac
de masas

entonces, al derivar la expresión anterior también obtendríamos que

~
vi = ~ v i∗ .
v cm + ~ (4.6)

Si ahora sumamos las expresiones anteriores ponderándolas con la masa de cada


so

partícula tenemos que

mi ~
r i = mi ~
r cm + m i ~r i∗ = M~ r i∗
r cm + m i ~
X X X X
(4.7)
U

∗ ∗
mi ~
v i = mi ~
v cm + m i ~ v cm + m i ~
X X X X
v i = M~ vi (4.8)

de donde podemos deducir las dos siguientes igualdades importantes:

r i∗ = 0
mi ~
X
(4.9)
ia

v i∗ = 0
mi ~
X
(4.10)

sin más que recordar las definiciones dadas en (4.1) y (4.3).


p

Actividad 4.1:
Co

La posición absoluta/relativa del centro de masas de un sistema, ¿de-


pende de la elección del origen de coordenadas?

¿Dónde se sitúa el centro de masas de una superficie esférica cuya den-


sidad de masa depende de la distancia al centro de la esfera?

Demuestre que m i ~ r i∗ = 0 simplemente quiere decir que la posición


P

del centro de masas tomando como origen de coordenadas el propio


centro de masas es nula.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.3. Momento lineal de un sistema de partículas 107

4.3. Momento lineal de un sistema de partículas

Para un sistema de partículas definimos el momento lineal del sistema, p~sis ,


como la superposición de los momentos lineales de cada una de las partículas de
dicho sistema,
~sis = p~i = m i ~
X X
p vi . (4.11)
Si tenemos en cuenta la definición de la velocidad del centro de masas dada en
(4.3), la expresión del momento lineal del sistema puede igualmente escribirse
como
~sis = M~
p ~cm .
v cm ≡ p (4.12)

o
Notemos que podemos identificar p ~cm con el momento lineal de una única par-
tícula de masa M cuya velocidad es justamente la velocidad del centro de masas

ic
del sistema de partículas original.

ém
4.3.1. Relación fuerza - momento lineal

Al derivar con respecto al tiempo la expresión del momento lineal del sistema
de partículas obtenemos que

p sis X
d~
dt
= mi ~
X
ai = F~i = F
X
~i ,ext + F
X

ad
~i ,int

~i , como
donde hemos expresado la fuerza que afecta a cada partícula, F
(4.13)

~i = F
~i ,ext + F
~i ,int
Ac
F (4.14)

es decir, como la suma de dos términos: uno debido a las fuerzas externas al siste-
ma (por ejemplo, la fuerza de la gravedad terrestre) y otro causado exclusivamente
por las fuerzas internas entre las partículas del sistema (por ejemplo, fuerzas de
contacto).
so

Dado que en nuestro sistema de partículas las fuerzas internas se ejercen siem-
pre entre pares de partículas, y estas fuerzas verifican la tercera ley de Newton,
tenemos que la fuerza ~f i j que ejerce la partícula j sobre la partícula i verificará
U

que
~
fi j = −~
f ji . (4.15)
Esto implica que la suma de todas las fuerzas internas tienen componente nula;
ia

es decir,
~i ,int = ~
X XX
F fi j = 0 (4.16)
i i j 6=i
p

lo cual nos permite escribir (4.13) como

p sis
d~
~ext ≡ F~i ,ext
X
Co

=F (4.17)
dt

donde F ~ext representa la fuerza externa neta. Equivalentemente, la expresión an-


terior se puede reescribir como

p cm
d~
~ext
=F (4.18)
dt

lo que nos indica claramente que la dinámica del centro de masas del sistema solo
viene determinada por la suma total de las fuerzas externas. Así, por ejemplo, la
trayectoria de caída del centro de masa de un saltador de trampolín siempre será

JCM,FLML Apuntes de Física 1


108 Tema 4. Sistemas de partículas

la misma independiente del tipo de acrobacias que haga durante el salto (ya que
estas acrobacias son provocadas únicamente por la acción de fuerzas internas).
En aquellos sistemas en los que la resultante de las fuerzas externas sea nulo
~ext = F
(F ~i ,ext = 0),1 tendremos que
P

p sis
d~
=0 (4.19)
dt
esto es, el momento lineal del sistema se conserva:
Ley de conservación del momento
lineal para un sistema aislado ~sis = Cte .
p (4.20)

o
Este resultado se conoce como ley de conservación del momento lineal, válida
para sistemas aislados. Esta ley es considerada como una de las más importantes

ic
leyes de la mecánica. Obsérvese que no hemos dicho nada acerca de la naturaleza
de las fuerzas que actúan. El único requisito es que las fuerzas que actúan sobre
el sistema tienen que ser internas. Por tanto, el momento lineal se conserva para

ém
un sistema aislado independientemente de la naturaleza de las fuerzas internas,
incluso aunque sean fuerzas no conservativas.

Actividad 4.2:

ad
Describa con claridad qué significa fuerzas externas e internas al sis-
tema. Aplique esta diferenciación al caso de dos partículas unidas por
un muelle (inicialmente el muelle está estirado) que caen desde cierta
altura.
Ac
¿Por qué decimos que las fuerzas internas siempre se producen entre
pares de partículas?

¿Qué fuerzas (externas o internas) son las relevantes para determinar


el movimiento del centro de masas del sistema? En el ejemplo anterior
de las dos partículas unidad por el muelle, ¿variará el movimiento del
so

centro de masas del sistema si el muelle hubiese estado inicialmente


comprimido en vez de estirado? ¿Y si las partículas no estuviesen uni-
dad por un muelle sino sueltas?
U

¿Puede considerarse un sistema aislado el caso de dos bolas de billar


que se mueven sin rozamiento apreciable en la mesa de billar? Razone
su respuesta.
ia

Si las bolas del ejemplo anterior chocasen entre sí, ¿afectaría esto a la
posición del centro de masas del sistema?
p
Co

4.3.2. Impulso

La expresión del impulso para una partícula que vimos en (3.54) también pue-
de extenderse a un sistema de partículas. En este caso consideramos que la fuerza
neta externa al sistema produce la siguiente variación en el momento lineal del
sistema: Z tf X
~
I sis = ( F~i ,ext ) dt = ∆~ ~sis, f − p
p sis = p ~sis,0 . (4.21)
t0

1 Existen unos sistemas, que llamaremos sistemas aislados, en los que no existe fuerza neta externa
~i ,ext = 0
actuando sobre cada una de las partículas, F

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.3. Momento lineal de un sistema de partículas 109

El impulso representa una interacción entre el sistema y su entorno. Como re-


sultado de esta interacción, el momento lineal del sistema varía. Por tanto, cuando
decimos que se proporciona un impulso a un sistema, estamos implicando que se
transfiere un cierto momento lineal desde un agente externo hacia el sistema.
Cuando consideramos el impulso sobre una determinada partícula i del sis-
tema de partículas tendremos que
Z tf
~Ii = ~i dt = ∆~
F ~i , f − p
pi = p ~i ,0 . (4.22)
t0

Si ahora consideramos la descomposición de la fuerza total sobre la partícula i en

o
sus componentes externa e interna tendremos que
Z tf
∆~pi = ~i ,ext + F
(F ~i ,int ) dt .

ic
(4.23)
t0

En muchas situaciones físicas que implican “colisiones” haremos uso de la

ém
denominada aproximación basada en el impulso, que consiste en suponer que

las fuerzas internas que actúan durante el breve instante de tiempo


que dura la colisión son mucho mayores que cualquier fuerza externa
que actúa sobre el sistema durante dicha colisión.

∆~
pi =
Z tf

t0
F
ad
Así, por tanto, bajo esta aproximación podremos escribir que

~i ,int dt . (4.24)
Ac
Este modelo simplificado nos permite ignorar los efectos de las fuerzas externas
para el cálculo de ∆~p i , dado que dichos efectos son irrelevantes durante el bre-
ve instante en el que actúa la fuerza interna más significativa. Esta aproximación
resulta especialmente útil para el cálculo de la variación del momento lineal de
cada partícula individual cuando se producen colisiones (la duración de la coli-
so

sión es muy corta). Por ejemplo, cuando una pelota de béisbol es golpeada por un
bate, la duración de la colisión es de aproximadamente 10 ms, y la fuerza media
que el bate ejerce sobre la pelota (fuerza interna) durante ese mismo intervalo de
tiempo es normalmente de varios miles de newtons. Esta fuerza es mucho mayor
U

que la fuerza gravitatoria sobre la pelota (fuerza externa), por lo que ignoramos
cualquier variación de la velocidad relacionada con la fuerza gravitatoria durante
la colisión.
ia

Como resultado adicional muy importante tenemos que si las fuerzas externas
pueden despreciarse respecto a las internas en el intervalo considerado, entonces
a la vista de (4.21) podemos concluir que, bajo la aproximación basada en el im-
p

pulso, el impulso del sistema durante la colisión será aproximadamente nulo; es


decir, Z tf X
~
I sis = ( F~i ,ext ) dt = ∆~
p sis = 0 .
Co

(4.25)
t0

Actividad 4.3:

¿Por qué si las fuerzas internas no intervienen en el movimiento del


centro de masas, sí son relevantes en el movimiento de las partículas
de un sistema cuando hay colisiones?

¿Por qué en una colisión se conserva el momento lineal del sistema?

JCM,FLML Apuntes de Física 1


110 Tema 4. Sistemas de partículas

4.4. Trabajo y Energía en un sistema de partículas

En nuestro sistema de N partículas procedemos a escribir para cada partícula


la segunda ley de Newton

vi
d~
mi ~i
=F (i = 1, . . . , N ) . (4.26)
dt
Si multiplicamos ambos miembros de la anterior ecuación por un desplazamien-
r i obtenemos que
to infinitesimal d~

vi
d~
~i · d~

o
mi ri = F
· d~ ri . (4.27)
dt

ic
Si recordamos ahora la identidad (3.31), tenemos que el primer miembro de la
anterior ecuación puede expresarse como

vi
µ ¶
d~ 1
r i = d m i v i2 = dE c,i

ém
mi · d~ (4.28)
dt 2
donde E c,i corresponde a la energía cinética de la partícula i . La anterior expre-
sión nos dice que (4.27) puede ser entonces reescrita como

~i · d~
F r i = dE c,i (i = 1, . . . , N ) . (4.29)

que
ad
Tras sumar la ecuación anterior para todas las partículas del sistema llegamos a

XN
~
F i · d~
ri =
N
X
dE c,i = d
Ã
N
X
!
E c,i . (4.30)
Ac
i =1 i =1 i =1

Si ahora, al igual que hemos hecho en secciones anteriores, definimos la energía


cinética del sistema como la suma de las energías cinéticas de cada una de las
partículas del sistema (prescindiremos de los índices en los sumatorios),
2
X X1
E c,sis = E c,i = 2 mi v i ,
so

(4.31)

podremos reescribir la ecuación (4.30) como

~i · d~
X
F r i = dE c,sis . (4.32)
U

Si integramos la ecuación anterior desde un conjunto de posiciones iniciales [A]


en cierto tiempo inicial t 0 hasta hasta un conjunto de posiciones finales [B ] alcan-
zado en el tiempo final t f tendremos que
ia

Z [B ] X Z tf
~i · d~
F ri = dE c,sis (4.33)
[A] t0
p

X1 X1
= ∆E c,sis = m i v i2, f − m i v i2,0 (4.34)
2 2
Co

donde el segundo miembro de la anterior ecuación corresponde a la variación de


la energía cinética del sistema entre los instantes t 0 y t f .
En el primer miembro de (4.33) podemos descomponer la fuerza que actúa
sobre cada partícula en sus componentes “externa” e “interna”, lo que nos lleva-
ría a
Z [B ] X Z [B ] X
~i · d~
F ri = ~i ,ext + F
F ~i ,int · d~
ri
¡ ¢
(4.35)
[A] [A]
Z [B ] X Z [B ] X
= ~i ,ext · d~
F ri + ~i ,int · d~
F ri . (4.36)
[A] [A]

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.4. Trabajo y Energía en un sistema de partículas 111

El primer término de (4.36) puede claramente identificarse con la suma de los


trabajos realizados por las fuerzas externas sobre cada una de las partículas y,
en consecuencia, podemos denominarlo trabajo externo, Wext , sobre el sistema.
El segundo término estará entonces relacionado con el trabajo realizado por las
fuerzas internas y será denominado como trabajo interno, Wint . Volviendo ahora
a la ecuación (4.33) observamos que ésta nos dice que

Wext + Wint = ∆E c,sis . (4.37)

Es interesante notar aquí que usualmente las fuerzas internas son de carácter con-
servativo (fuerzas gravitatorias, eléctricas, recuperadoras, etc). En este caso co-

o
mún, el trabajo interno puede relacionarse con la variación de la energía poten-
cial interna del sistema, de forma análoga a como ya se hizo en el Apartado 3.6.4

ic
para el caso de una única partícula:
Z [B ] X
~i ,int · d~
F r i = −∆E p,int . (4.38)

ém
[A]

Esto nos permite reescribir finalmente (4.37) como

Wext = ∆E c,sis + ∆E p,int (4.39)

o, equivalentemente,

donde la magnitud
Wext = ∆Upr ad (4.40)

Upr = E c,sis + E p,int


Ac
(4.41) Energía propia de un sistema
se conoce como energía propia del sistema. La expresión (4.40) es el equivalente
en términos de energía de la interacción de un sistema con su exterior, que ya fue
expresado en términos de fuerzas en la expresión (4.18), y nos dice que
so

la variación de la energía propia del sistema de partículas es igual al


trabajo hecho sobre el sistema por las fuerzas externas.
U

Para el caso de sistemas aislados ya hemos mencionado que las fuerzas exter-
nas son nulas. Ello implica que el trabajo externo será igualmente nulo y llegamos
a lo que se conoce como principio de conservación de la energía:
ia

En un sistema aislado, la energía propia del sistema permanece cons-


tante en cualquier sistema de referencia inercial.
p

Volviendo al caso de sistemas no-aislados, cuando las fuerzas externas que


actúan sobre el sistema también sean conservativas tendremos que el trabajo de
Co

dichas fuerzas externas puede escribirse como

Wext = −∆E p,ext (4.42)

y, por tanto, la expresión (4.40) puede reescribirse en este caso como

∆Upr = −∆E p,ext (4.43)

o, equivalentemente,
∆(Upr + E p,ext ) = 0 . (4.44)

JCM,FLML Apuntes de Física 1


112 Tema 4. Sistemas de partículas

Esta última expresión nos dice que la magnitud conocida como energía total
de un sistema, E , sometido a fuerzas internas y externas de carácter conservativo
permanece constante:
Conservación de la energía total de
un sistema sometido a fuerzas
E = Upr + E p,ext = E c,sis + E p,int + E p,ext = const. (4.45)
conservativas

Actividad 4.4:

Explique por qué las fuerzas internas no intervienen en la expresión

o
(4.18) que determina la posición del centro de masas del sistema pero
sí lo hacen en (4.37) que determina la energía cinética del sistema. [Se

ic
recomienda hacer las operaciones con un sistema de dos partículas]

Exprese con sus propias palabras y con detalle el significado de la ex-


presión Wext = ∆Upr y cuál es su implicación más relevante para el caso

ém
de sistemas aislados.

Explique por qué la expresión ∆(Upr + E p,ext ) = 0 no sería válida si in-


terviniesen fuerzas no conservativas en el sistema.

ad
4.4.1. Energía cinética asociada al centro de masas
Ac
Es interesante notar que, si expresamos v i2 = ~
v i ·~
v i y consideramos la descom-
posición dada en (4.6), tenemos que

v i2 = (~ v i∗ ) · (~
v cm + ~ 2
v i∗ ) = v cm
v cm + ~ + (v i∗ )2 + 2~ v i∗
v cm · ~
so

lo que nos permite reescribir (4.31) como


U

2 ∗ 2
X1 X1 X1
E c,sis = 2 m i v cm + 2 m i (v i ) + 2 m i 2~ v i∗
v cm · ~ . (4.46)

El tercer término en la expresión anterior puede a su vez reescribirse como


ia

mi ~ v i∗ = ~
v cm · ~ v i∗ = 0
mi ~
X X
v cm ·
p

que es idénticamente nulo debido a que m i ~


v i∗ = 0 según lo discutido en relación
P

con la expresión (4.10). En consecuencia obtenemos que la energía cinética del


Co

sistema puede finalmente expresarse como

2 ∗ 2
X1 X 1
E c,sis = 2 m i v cm + 2 m i (v i )
1 2 ∗
X
= 2 M v cm + E c,i (4.47)

donde el primer término representa la energía cinética de una partícula de ma-


sa M situada en el centro de masas del sistema (energía cinética orbital) y el se-
P ∗
gundo término, E c,i , representa la suma de las energías cinéticas de las partícu-
las cuando su velocidad se toma con referencia en el centro de masas del sistema.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.4. Trabajo y Energía en un sistema de partículas 113

Actividad 4.5:

La expresión E c,sis = 12 M v cm
2 P ∗
+ E c,i es válida solo para sistemas en
los que actúan fuerzas conservativas. ¿Verdadero o Falso? Razone su
respuesta.
P ∗
¿Existe alguna situación en la que E c,i sea idénticamente nulo? Des-
críbala.

¿Se le ocurre alguna razón por la que el término 21 M v cm


2
es denomina-
do “energía cinética orbital”?

o
ic
4.4.2. Energía interna de un sistema de partículas

ém
En la expresión (4.47) aparece un término de energía cinética referido al sis-
tema de referencia centro de masa que se conoce como energía cinética interna
del sistema,
∗ 2
X1 X ∗
E c,int = 2 m i (v i ) = E c,i . (4.48)
Si a esta energía cinética interna le sumamos el término de energía potencial in-

ad
terna definido en (4.38) obtenemos una nueva magnitud conocida como energía
interna del sistema:
Uint = E c,int + E p,int . (4.49)
Si notamos ahora que la energía propia del sistema en (4.41) puede escribirse,
Energía interna de un sistema
Ac
usando (4.47) y (4.49), como
2
Upr = Uint + 12 M v cm (4.50)

tendremos que la expresión (4.40) también puede expresarse como


so

2
Wext = ∆Uint + ∆ 21 M v cm
¡ ¢
. (4.51)

Esta expresión nos indica que el trabajo de las fuerzas externas se emplea para
modificar la energía interna del sistema y la energía cinética del movimiento or-
U

bital del centro de masas.


La expresión (4.51) puede aplicarse a una serie de casos particulares de espe-
cial interés para obtener unas expresiones muy útiles en dichos casos. Así distin-
ia

guiremos las siguientes situaciones:

La resultante de la suma de las fuerzas externas es nula.


p

Este caso fue contemplado anteriormente y nos llevó a la expresión (4.19), que
nos decía que el momento lineal del sistema era constante bajo estas circuns-
tancias. Esto implica necesariamente que ∆v cm = 0 y, por tanto, partiendo de
Co

(4.51) llegamos igualmente a que

Wext = ∆Uint . (4.52)

La resultante de la suma de las fuerzas externas así como el trabajo de estas


fuerzas son nulos.
Esta situación corresponde a un sistema aislado y podemos concluir que
Conservación de la energía interna de
∆Uint = 0 (4.53) un sistema aislado
que expresa la conservación de la energía interna de un sistema aislado.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


114 Tema 4. Sistemas de partículas

La energía interna del sistema no cambia durante el movimiento.


Este caso corresponde, por ejemplo, a lo que ocurre en el movimiento sin ro-
tación de un cuerpo rígido. En esta situación encontramos entonces que
2
Wext = ∆ 21 M v cm
¡ ¢
(4.54)

es decir, el trabajo externo sería responsable del cambio de la energía cinética


orbital. La anterior expresión también nos justifica el hecho de haber tratado
a veces en el Tema 3 el movimiento de traslación de cuerpos sólidos rígidos
como si fuesen partículas puntuales.

o
Es costumbre escribir la energía interna del sistema sin el subíndice “int”, de
modo que a partir de este momento denotaremos la energía interna del sistema
U ≡ Uint simplemente como U .

ic
Actividad 4.6:

ém
Describa con detalle ejemplos sencillos y prácticos donde se verifi-
quen las siguientes ¢expresiones: (a) Wext = ∆Uint , (b) ∆Uint = 0, y
(c) Wext = ∆ 12 M v cm
2
¡
.

4.5. Colisiones
ad
Ac
En esta sección, vamos a utilizar la ley de conservación del momento lineal
para describir lo que ocurre cuando colisionan dos objetos.
Como ya hemos mencionado, una colisión es básicamente fruto de la inter-
acción de fuerzas internas durante un periodo de tiempo muy corto. Dado que
las fuerzas externas serán entonces poco significativas (aproximación basada en
so

el impulso) y actúan durante un periodo de tiempo muy corto, el impulso del sis-
tema durante la colisión [ver Eq. (4.25)] puede considerarse nulo:

~
I sis = ∆~
p sis = 0 . (4.55)
U

Este hecho implica entonces que el momento lineal del sistema se conserva du-
rante la colisión; es decir,

~sis (antes de la colisión) = p


p ~sis (después de la colisión) .
ia

(4.56)

Bajo esta misma aproximación podemos igualmente suponer que el trabajo de


las fuerzas externas sobre el sistema durante la colisión es despreciable. Por tanto,
p

según (4.40), encontramos que la energía propia del sistema también se conserva:

Upr (antes de la colisión) = Upr (después de la colisión) . (4.57)


Co

La aplicación de las anteriores condiciones de conservación del momento li-


neal y la energía propia del sistema nos permitirá la resolución de algunos proble-
mas de colisiones en los que nuestro objetivo general será relacionar las condicio-
nes finales del sistema con las condiciones iniciales. Una colisión puede ser el re-
sultado del contacto físico entre dos objetos, como se ilustra en la figura (a). Esta
situación resulta habitual cuando se trata de dos objetos macroscópicos, tales co-
mo dos bolas de billar o una pelota de béisbol y un bate. Sin embargo, el concepto
de colisión debe generalizarse, ya que en el nivel microscópico no está suficiente-
mente claro qué significa la noción de “contacto”. Para comprender la diferencia

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.5. Colisiones 115

entre las colisiones macroscópicas y microscópicas, consideremos la colisión de


un protón con una partícula alfa (el núcleo de un átomo de helio), que se ilustra
en la figura (b). Dado que las dos partículas tienen carga positiva, se repelen entre
sí. Se ha producido una colisión pero las partículas que han colisionado no han
llegado nunca a estar en “contacto”.
De acuerdo con (4.57), la energía propia del sistema se conserva durante la
colisión, lo que quiere decir que la variación de la energía cinética del sistema
coincidirá con menos la variación de la energía potencial interna del mismo:

∆E c,sis = −∆E p,int . (4.58)

o
En función de si existe o no variación de la energía potencial interna del sistema
tendremos que la energía cinética del sistema se conserva o no durante la colisión.

ic
Definimos entonces

colisión inelástica como aquella en la que energía cinética del sistema NO se

ém
conserva (el momento lineal hemos supuesto que siempre se conserva).

La colisión de una pelota rugosa con una superficie dura es inelástica, ya que
parte de la energía cinética de la pelota se transforma en energía potencial inter-
na cuando la pelota se deforma mientras que está en contacto con la superficie.
Cuando dos objetos colisionan y quedan unidos después de la colisión se produce

ad
una transferencia máxima de energía cinética inicial a energía potencial interna.
Decimos entonces que la colisión es completamente inelástica. Por ejemplo, si
dos vehículos colisionan y quedan unidos, se mueven con una cierta velocidad
común después de una colisión completamente inelástica. Si un meteorito coli-
Ac
siona con la Tierra y queda completamente sepultado en el suelo, la colisión es
completamente inelástica.

colisión elástica como aquella en la que la energía cinética del sistema se con-
serva así como el momento lineal.
so

Las colisiones reales en el mundo macroscópico, tales como las que se producen
entre las bolas de billar, son sólo aproximadamente elásticas, ya que parte de la
energía cinética se transformará en algún otro tipo de energía. No obstante, en
U

el mundo microscópico sí existen colisiones realmente elásticas entre partículas


atómicas y subatómicas. Las colisiones elásticas y completamente inelásticas son
casos límite. La inmensa mayoría de las colisiones caen dentro del rango com-
prendido entre estos dos límites.
ia

Actividad 4.7:
p

Describa las condiciones que deberían darse para que en una colisión
no se conservase el momento lineal del sistema.
Co

Razone si las siguientes afirmaciones son verdaderas o falsas:

• En una colisión elástica solo actúan fuerzas conservativas.


• En una colisión inelástica, parte de la energía cinética del sistema
se transforma en calor.
• En una colisión completamente inelástica, al haber deformación,
las fuerzas que actúan deben ser de rozamiento.
• Hay colisiones que no son elásticas ni completamente inelásticas.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


116 Tema 4. Sistemas de partículas

Colisiones completamente inelásticas en una dimensión


Antes de la colisión
Consideremos dos objetos de masa m 1 y m 2 que se mueven con velocidades
cuyas componentes iniciales son v 1i y v 2i a lo largo de una línea recta (habría que
(a) considerar cada componente con su signo oportuno), como se ilustra en la figura.
Si los dos objetos colisionan de frente y quedan unidos, se moverán con una velo-
Después de la colisión cidad común v f después de la colisión: la colisión es completamente inelástica.
Dado que el momento lineal total del sistema aislado formado por los dos objetos
antes de la colisión es igual al momento lineal total del sistema formado por los
objetos combinados después de la colisión,
(b)

o
m 1 v 1i + m 2 v 2i
m 1 v 1i + m 2 v 2i = (m 1 + m 2 )v f ⇒ vf = (4.59)
m1 + m2

ic
Por tanto, como conocemos las componentes iniciales de la velocidad de los dos
objetos, podemos utilizar esta sencilla ecuación para determinar la componente
final común de la velocidad.

ém
Colisiones elásticas en una dimensión
Antes de la colisión
Consideremos ahora dos objetos que chocan frontalmente en una dimensión,

(a)

Después de la colisión
ad
con una colisión elástica (ver figura). En este tipo de colisión, tanto el momento
lineal como la energía cinética se conservan. Por tanto, podemos escribir

m 1 v 1i + m 2 v 2i = m 1 v 1 f + m 2 v 2 f (4.60)
Ac
1 2 1 2 1 1
m 1 v 1i + m 2 v 2i = m 1 v 12 f + m 2 v 22 f . (4.61)
2 2 2 2
(b) En un problema típico de colisiones elásticas, aparecen dos magnitudes desco-
nocidas, y las ecuaciones anteriores nos permiten calcular ambas, sin más que
resolver el sistema de ecuaciones no lineales.
so

Nota: Existe otro método alternativo, que implica ciertas manipulaciones matemáticas de
la ecuación (4.61), que a menudo simplifica este proceso. En primer lugar, si se cancela en
factor 1/2 de la ecuación (4.61) y se separan los términos que contienen m 1 y m 2 en cada
uno de los miembros de la ecuación, podemos escribirla del siguiente modo:
U

2
m 1 (v 1i − v 12 f ) = m 2 (v 2i
2
− v 22 f )

A continuación, descomponemos en factores ambos miembros de la ecuación:


ia

m 1 (v 1i − v 1 f )(v 1i + v 1 f ) = m 2 (v 2i − v 2 f )(v 2i + v 2 f ) (4.62)

Si ahora separamos los términos que contienen m 1 y m 2 en la ecuación de la cantidad de


p

movimiento (4.60), obtenemos


Co

m 1 (v 1i − v 1 f ) = m 2 (v 2i − v 2 f ) (4.63)

Para obtener el resultado final, dividimos la ecuación (4.62) entre la ecuación (4.63) y re-
sulta
v 1i + v 1 f = v 2i + v 2 f
o, agrupando en cada miembro de la ecuación los valores iniciales y finales,

v 1i − v 2i = −(v 1 f − v 2 f ) . (4.64)

Esta ecuación, junto con la ecuación de conservación de la cantidad de movimiento (4.60),


se puede utilizar para resolver problemas que impliquen colisiones elásticas en una dimen-
sión entre dos objetos cualesquiera. De acuerdo con la ecuación (4.64), la velocidad relativa

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.5. Colisiones 117

v 1i − v 2i de los dos objetos antes de la colisión es igual a la velocidad relativa después de la


colisión, pero con signo opuesto, −(v 1 f − v 2 f ).

Supongamos que las masas y las componentes iniciales de la velocidad de ambos ob-
jetos son conocidas. Las ecuaciones (4.60) y (4.64) pueden proporcionar las componentes
finales de la velocidad en función de los valores iniciales, ya que tenemos dos ecuaciones y
dos incógnitas:
m1 − m2
µ ¶ µ ¶
2m 2
v1 f = v 1i + v 2i
m1 + m2 m1 + m2
m1 − m2
µ ¶ µ ¶
2m 1
v2 f = v 1i − v 2i .
m1 + m2 m1 + m2

o
E JEMPLO 4.1 Choque elástico en dos dimensiones.
Antes de la colisión

ic
Un disco de hockey B descansa sobre una superficie de hielo liso y es golpeado por otro
disco A de la misma masa. El disco A viaja inicialmete a una velocidad v 0 en la direc-
ción x y es desviado un ángulo α con respecto a su dirección original. Suponiendo que el

ém
choque es perfectamente elástico, calcule la velocidad final de cada disco y la dirección β Después de la colisión
de la velocidad de B después del choque.

En la colisión usamos el hecho de que el momento lineal del sistema se conserva, es


decir,
~i = p
p ~f
que puede reescribirse como

m A~
v A,i + m B ~

En el presente caso, dado que m A = m B y ~


v B,i = m A ~
v A, f + m B ~ad
v B, f .

v B,i = 0, la anterior expresión se reduce a


Ac
~
v A,i = ~
v A, f + ~
v B, f . (4.65)

Por otra parte, al ser el choque elástico, también tenemos que se conserva la energía ciné-
tica del sistema, ∆E c = 0.

Según nos dice el enunciado del problema ~ v A,i = v 0 x̂ y ~


v A, f = v A cos αx̂ + v A sen αŷ,
~
v B, f = v B cos βx̂ + v B sen βŷ, por lo que la expresión (4.65) junto con la condición de con-
so

servación de la energía cinética nos lleva al siguiente sistema de ecuaciones:

v 0 = v A cos α + v B cos β (4.66)


0 = v A sen α + v B sen β (4.67)
U

v 02 = v 2A + v B2 . (4.68)

Para resolverlo, elevamos al cuadrado (4.66) y (4.67),

v 02 = v 2A cos2 α + v B2 cos2 β + 2v A v B cos α cos β


ia

(4.69)
0 = v 2A sen2 α + v B2 sen2 β + 2v A v B sen α sen β (4.70)

y sumamos (4.69) junto con (4.70) para obtener


p

v 02 = v 2A + v B2 + 2v A v B cos α cos β + sen α sen β


£ ¤
(4.71)
Co

= v 2A + v B2 + 2v A v B cos(α − β) . (4.72)

Si tenemos ahora en cuenta (4.68) en (4.72) llegamos a que

cos(α − β) = 0 (4.73)

o, equivalentemente, a la siguiente condición:

α − β = π/2 =⇒ β = α − π/2 . (4.74)

Por otra parte, de la ecuación (4.67) tenemos que


sen α
v B sen β = −v A sen α =⇒ v B = −v A = v A tan α . (4.75)
sen(α − π/2)

JCM,FLML Apuntes de Física 1


118 Tema 4. Sistemas de partículas

Al sustituir esta expresión en (4.68) obtenemos que

v 02 = v 2A (1 + tan2 α) = v 2A sec2 α (4.76)

de donde deducimos finalmente que

v A = v 0 cos α (4.77)
v B = v 0 sen α . (4.78)

o
ic
4.6. Momento angular de un sistema de partículas

ém
En el Apartado 3.8 se definió el momento angular para una partícula con res-
pecto a cierto sistema de referencia, además de su relación con el momento de la
fuerza neta que actuaba sobre ella. A continuación extenderemos este análisis al
caso de un sistema de partículas. Para ello, empezaremos definiendo el momento
angular de un sistema de partículas, ~ L sis , con respecto a un sistema de referen-

ad
cia dado como la superposición de los momentos angulares de cada una de las
partículas del sistema:
~
L sis = ~
X
Li = ~
X
r i × mi ~
i
vi .
i
(4.79)
Ac
En la Eq. (3.59) obtuvimos que la derivada temporal del momento angular de una
partícula era igual al momento de la fuerza neta que actuaba sobre ella. Veamos
a continuación la extensión de esta igualdad al caso de un sistema de partículas.
Pare ello derivemos con respecto al tiempo la expresión (4.79):
so

d~
L sis X d~Li X pi
d~
= = ~ri × . (4.80)
dt i dt i dt
U

Considerando las ecuaciones (3.53) y (4.14), (4.80) puede reescribirse como

d~
L sis X pi X
d~
= ~ = ~ ~i = ~ ~i ,ext + F
~i ,int .
X
ri × ri × F ri × F
¡ ¢
(4.81)
ia

dt i dt i i

El último término de la anterior expresión puede expresarse en función de las


fuerzas internas entre pares de partículas ~
f i j (recordemos que ~
f j i = −~
p

f i j ):

~i ,int = ~ ri × ~ rj)× ~
Co

~ ~ ~
X X X XX XX
ri × F ri × fi j = fi j = r i −~
(~ fi j .
i i j 6=i i j 6=i i j 6=i
j >i

Observamos la aparición de términos del tipo (~ rj)× ~


r i −~ f i j , que serán idéntica-
mente nulos cuando (~ r i −~ ~
r j ) sea paralelo a f i j . Afortunadamente ésta es una si-
tuación muy frecuentemente encontrada en la práctica (por ejemplo cuando las
Supondremos que (~r i −~r j ) × ~
fi j = 0 fuerzas internas son centrales) y que nosotros supondremos que se cumple siem-
pre en nuestros casos de estudio. En consecuencia tendremos que (~ r j )× ~
r i −~ fi j = 0
y, por tanto, nos encontramos con que el término que involucra a las fuerzas in-
ternas, i ~ ~i ,int , es idénticamente nulo.
ri × F
P

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.6. Momento angular de un sistema de partículas 119

La suposición anterior nos permite escribir finalmente que

d~
L sis X Ecuación fundamental de la dinámica
= ~ ~i ,ext = ~τi ,ext ≡~
τext
X
ri × F (4.82) de rotación de un sistema de partícu-
dt i i
las
donde hemos usado la definición del momento de una fuerza con respecto a cier-
to sistema de referencia dada por [ver (3.57)]
~
τ =~ ~.
r ×F (4.83)
La expresión (4.82) nos dice entonces que la variación temporal del momento an-
gular del sistema depende únicamente del momento neto de las fuerzas externas

o
del sistema. Este hecho es muy relevante puesto que nos permite relacionar el
comportamiento del sistema completo con la acción de las fuerzas externas, que

ic
son las que usualmente conocemos y podemos controlar. En particular, si tene-
mos que ~ τext es nulo encontramos que el momento angular del sistema se con-
servaría, lo cual es muy conveniente a la hora de entender y resolver muchas si-

ém
tuaciones.

Actividad 4.8:

Si ya obtuvimos la expresión (4.18) que nos daba el comportamiento


del momento lineal de un sistema de partículas, ¿por qué es impor-

ad
tante tener también la expresión (4.82) para el comportamiento de su
momento angular? [Relacione esto con el hecho de que podemos tener
una fuerza neta externa nula sobre el sistema pero sin embargo tener
movimiento de rotación.]
Ac
Si queremos que un sistema de partículas esté en reposo, ¿qué condi-
ciones debemos imponer?

Describa alguna situación física en la que ~


τext sea idénticamente nulo.

Describa alguna situación física en la que solo una de las componen-


so

tes del vector ~


τext sea idénticamente nulo. ¿Qué consecuencias físicas
importantes obtendría del hecho anterior?
U

Expresión en términos del centro de masa


ia

Si consideramos ahora el término que nos da el momento neto de las fuer-


zas externas cuando expresamos la posición de cada partícula en función de la
posición de su centro de masas, encontramos que
p

~
τext = ~ r i∗ × F~i ,ext

r cm +~
¢

~i ,ext + ~ ~i ,ext
X X ∗
=~r cm × F r ×F
i
Co

=~ ~ext +~
r cm × F τ∗ext (4.84)

donde el último término ~ τ∗ext = ~ ~i ,ext representa el momento neto de las


r i∗ × F
P

fuerzas externas con respecto al sistema de referencia centro de masa (indicado


mediante el superíndice ∗ ).
Por otra parte tenemos que el momento angular del sistema puede escribirse
como
~ ~ r i∗ × m i ~v cm + ~v i∗

L sis = r cm +~
¢ ¡ ¢

v i∗ + ~
X ∗ X ∗
= ~ r cm × m i ~
v cm + ~ r cm × m i ~ r i × mi ~
v cm + ~ v i∗ . (4.85)
r i × mi ~
X X

JCM,FLML Apuntes de Física 1


120 Tema 4. Sistemas de partículas

Teniendo ahora en cuenta que tanto el segundo como el tercer término del segun-
do miembro de la expresión anterior son nulos [según (4.9) y (4.10)], vemos que
podemos escribir

~ r i∗ × m i ~
~ v i∗
X
L sis =~
r cm × M~
v cm +
= ~
L cm + ~
L ∗sis (4.86)

donde ~

o
L cm =~ ~cm representa el momento angular de una partícula de masa
r cm × p
M en la posición del centro de masas del sistema y ~
L ∗sis = ~
r i × mi ~
P ∗
v i∗ representa
el momento angular del sistema tomando las posiciones y las velocidades desde

ic
el sistema de referencia centro de masa. Si derivamos la expresión anterior con
respecto al tiempo encontramos finalmente que

ém
d~ L cm d~
L sis d~ L∗
= + sis
dt dt dt
r cm
d~ d~p cm d~
L∗
= ~cm +~
×p r cm × + sis

ad =
dt

0 +~
dt dt
d~
L∗
~ext + sis .
r cm × F
dt
(4.87)
Ac
Si consideramos la ecuación (4.82) junto con las expresiones (4.84) y (4.87)
vemos entonces que podemos identificar las siguientes igualdades:
so

d~
L cm
=~ ~ext
r cm × F (4.88)
dt
U
ia

d~
L ∗sis
τ∗ext .
=~ (4.89)
dt
p
Co

Estas expresiones nos permiten relacionar el momento angular del centro de ma-
sas con el momento neto de las fueras externas y el momento angular del sistema
referido al centro de masas con el momento neto de las fuerzas externas toma-
das desde este mismo sistema de referencia. En particular, es importante notar
que esta última ecuación (4.89) es válida incluso si el c.d.m. se desplaza con un
movimiento curvilíneo y/o acelerado (sistema no inercial). De este modo, esta
ecuación junto con (4.18) nos serán muy útiles para estudiar el caso general del
movimiento de un sistema de partículas que se traslada y que rota con respecto
a su centro de masas (por ejemplo, el caso de una rueda cayendo por un plano
inclinado).

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.7. Sólido rígido con un eje principal de giro 121

Actividad 4.9:

A la vista de las anteriores derivaciones, ¿tienen las fuerzas internas


alguna relevancia en el comportamiento global del sistema? ¿Y en el
comportamiento detallado de cada una de las partículas del sistema?

Si el centro de masas de un sistema de partículas está en reposo, ¿qué


tipo de movimiento pueden tener las partículas de dicho sistema? Des-
criba un ejemplo sencillo. ¿Cuál sería la ecuación fundamental que nos
determina el movimiento de las partículas en esta situación? ¿Existe en
este caso alguna ventaja en usar la ecuación (4.89) respecto a (4.82)?

o
Si el centro de masas de un sistema de partículas se traslada acelerán-

ic
dose, ¿qué tipo de movimiento pueden tener las partículas de dicho
sistema? Describa un ejemplo sencillo. ¿Cuáles serían las ecuaciones
fundamentales que nos determinan el movimiento de las partículas

ém
en esta situación? ¿Existe alguna ventaja en usar la ecuación (4.89) res-
pecto a (4.82)?

4.7. Sólido rígido con un eje principal de giro


ad
Un sólido rígido es un sistema de partículas que forma un continuo material
que no se deforma. En general, el movimiento más frecuente que realiza un cuer-
Ac
po rígido puede considerarse como la combinación de una traslación de su centro
de masas [regido por la ecuación (4.18)] y la rotación en torno a su c.d.m. [regido
por la ecuación (4.89)]. Este hecho nos simplifica enormemente el estudio de la
dinámica de un cuerpo rígido pues su c.d.m. se mueve como una sola partícula y,
por tanto, se puede analizar siguiendo los procedimientos expuestos en el Tema 3.
so

En cuanto a su movimiento de rotación, el estudio de éste es en general bastante


complicado. Por ello, en este apartado, nos centraremos primero en el caso parti-
cular de un sólido rígido que rota alrededor de un eje que pasa por un punto fijo
en un sistema de referencia inercial. En este caso usaremos directamente la ecua-
U

ción fundamental de la dinámica de la rotación de un sistema de partículas dada


en (4.82). Posteriormente, trataremos en el Apartado 4.8 la rotación de un cuerpo
rígido alrededor de un eje que pasa a través de su centro de masa que puede estar
trasladándose de forma arbitraria.
ia

4.7.1. Momento de una fuerza respecto a un eje de giro fijo


p

Cuando se ejerce una fuerza sobre un cuerpo que puede girar alrededor de
Co

cierto eje gracias a un pivote, distinguiremos dos características de la fuerza apli-


cada: su punto de aplicación y la línea de acción de la fuerza.2 Esta última será
la línea que pasa por el punto de aplicación de la fuerza y que contiene a dicha
fuerza. Si esta línea de acción no pasa a través del pivote, el cuerpo tiende a girar
alrededor del eje impuesto. Por ejemplo, cuando se empuja una puerta, la puerta
gira alrededor del eje que pasa por sus bisagras. Para que se produzca la rotación,

2 Debemos notar aquí que el vector que representa la fuerza aplicada no tiene “punto de aplicación”
o “punto inicial”, tal y como ya discutimos en la Actividad del Apartado 1.8. No obstante, la fuerza
físicamente sí puede aplicarse en un punto específico del sólido rígido, y este hecho es el relevante
en esta discusión. Matemáticamente, la existencia de este “punto de aplicación” está considerada
en el vector ~
r.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


122 Tema 4. Sistemas de partículas

es necesario realmente que actúe un momento dinámico (momento de la fuerza),


el cuál puede siempre visualizarse como la acción de un par de fuerzas (concep-
to que se define como un conjunto de dos fuerzas de igual módulo cuyas líneas
de acción no coinciden). En el caso de la puerta que gira, aparece una fuerza adi-
cional en la puerta aplicada en las bisagras. Ambas fuerzas son responsables de
la rotación de la puerta así como del movimiento de traslación de su centro de
masas. Si la línea de acción de las fuerzas fuera la misma, se podría producir una
deformación del cuerpo, pero nunca una rotación.
La tendencia de una fuerza a hacer que un cuerpo gire alrededor de un eje
la determina cuantitativamente el momento de la fuerza [ver Ec. (4.83)]. Dicho

o
momento es la causa de los cambios producidos en el movimiento de rotación, y
juega un papel en la dinámica de rotación análogo al papel que las fuerzas juegan
en la dinámica de la partícula, donde las fuerzas son la causa de los cambios en
d

ic
el movimiento de traslación. Supongamos un martillo que puede girar alrededor
~ puede
de un eje que pasa por O, tal como muestra la figura. La fuerza aplicada F
O actuar, de forma general, formando un ángulo θ con respecto al vector de posición

ém
~
r que indica el punto de aplicación de la fuerza.
A partir de la expresión del momento ~ ~ encontramos
τ resultante de la fuerza F
que su módulo viene dado por

τ = r F sen θ . (4.90)

ad
Es muy importante tener en cuenta que el momento de la fuerza sólo queda de-
finido cuando se especifica un eje de referencia, a partir del cual se determina el
vector ~
r.
Ac
Podemos interpretar la expresión (4.90) de dos formas diferentes:

1. Si nos fijamos en las componentes de la fuerza en la figura, vemos que la com-


ponente F n = F cos φ, paralela a ~
r , no contribuirá al giro alrededor del punto
de pivote porque su línea de acción pasa justamente a través del punto del pi-
so

vote (una puerta no se puede abrir empujando las bisagras). Por lo tanto, solo
la componente tangencial provoca un giro alrededor del pivote. En este caso,
podemos escribir
U

τ = r (F sen φ) = r F t (4.91)

de modo que el momento es el producto de la distancia al punto de aplicación


de la fuerza y la componente tangencial de esta (F t = F sen φ).
ia

2. La forma alternativa de interpretar la expresión (4.90) consiste en asociar la


función seno a la distancia r , de modo que
p

τ = F (r sen φ) ≡ F d (4.92)

donde la magnitud d = r sen φ se denomina como brazo de palanca de la fuer-


Co

~ y representa la distancia más corta entre el eje de rotación y la línea de


za F
~ (esta distancia se mide en la perpendicular de la línea de acción).
acción de F

De la definición del momento de la fuerza (4.92), podemos deducir que la ten-


dencia a producir un giro aumenta al hacerlo F y d . Por ejemplo, podemos con-
seguir que una puerta gire con más facilidad si empujamos con más fuerza o bien
si empujamos desde un punto cercano al picaporte en lugar de hacerlo desde un
punto cercano a las bisagras. No debe confundirse el momento de la fuerza con
la propia fuerza. El momento ciertamente depende de la fuerza, pero también de
dónde se aplica ésta.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.7. Sólido rígido con un eje principal de giro 123

Para clarificar la naturaleza vectorial del momento de la fuerza supongamos


una fuerza F ~ que actúa sobre una partícula con vector de posición ~ r . El módulo
del momento debido a esta fuerza respecto a un eje que pasa a través del origen
es |r F sen φ|, donde φ es el ángulo que forman ~ ~ . El eje alrededor del cual F
r yF ~
tenderá a producir un giro es perpendicular al plano que forman ~ ~ . Si la fuerza
r yF
se sitúa en el plano x y, como en la figura, el momento se representa mediante
un vector ~τ paralelo al eje z y cuyo sentido es el mismo que el vector velocidad
angular ~ω. La fuerza de la figura ejerce un momento que tiende a hacer que el
cuerpo gire en sentido antihorario, por lo que ~ τ está orientado en la dirección
~, ~
positiva del eje z. Si invertimos el sentido de F τ estará ciertamente orientado en
la dirección negativa del eje z.

o
Si dos o más fuerzas actúan sobre un cuerpo, como muestra la figura, cada
una de ellas tiene una cierta tendencia a producir un movimiento de rotación al-

ic
rededor de un punto de pivote O. Por ejemplo, si el cuerpo está inicialmente en
reposo, F~2 tiende a hacer girar el cuerpo en sentido horario mientras que F ~1 tien-
de a hacerlo en sentido antihorario. Utilizaremos el convenio de que el signo del

ém
momento resultante de una fuerza es positivo si tiende a provocar un giro alre-
dedor del eje en sentido antihorario y que el signo es negativo si la tendencia del
giro es en sentido horario. Por ejemplo, en la figura, el momento resultante de F ~1 ,
que tiene un brazo de palanca d 1 , es positivo e igual a +F 1 d 1 ; mientras que el mo-
mento resultante de F ~2 es negativo e igual a −F 2 d 2 . Por tanto, el momento neto

ad
que actúa sobre el cuerpo con respecto al eje que pasa por O es

τneto = τ1 + τ2 = F 1 d 1 − F 2 d 2 .
¡Cuidado con el convenio de signos!
Ac
so

Momento de la fuerza de gravedad

Cuando una de las fuerzas externas que actúa sobre el sólido es la gravedad,
el momento que dicha fuerza de gravedad ejerce sobre el sólido rígido, ~
τg , puede
U

~i = m i ~
escribirse a partir de (4.84), considerando que F g , como
ia

X ∗
~
τg =~ mi ~
g+ ~ r i × mi ~
X
r cm × g

ri × ~
mi ~
¡X
r cm × M~
g+ g.
¢
=~ (4.93)
p

En la expresión anterior podemos observar que el segundo témino es nulo debido


Co

a la identidad (4.9). Por consiguiente encontramos que

~
τg =~
r cm × M~
g. (4.94) Momento externo de la fuerza
gravitoria

Esta expresión nos dice que el momento de la fuerza de gravedad puede conside-
rarse que proviene del peso total del sólido rígido aplicado justamente en el centro
de masas del mismo. Si elegimos como sistema de referencia el propio c.d.m., en-
tonces tenemos que el momento de la fuerza de gravedad será nulo.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


124 Tema 4. Sistemas de partículas

Actividad 4.10:

¿Qué ocurre si la línea de acción de fuerza aplicada pasa por el eje de


giro del sólido rígido?

Describa las diferentes posibilidades que tendría para aumentar la ro-


tación de un sólido alrededor de un eje.

Utilice el convenio de signos del momento de la fuerza anteriormente


mencionado para explicar por qué gira un volante si aplicamos fuerzas
con igual módulo en distintos sentidos en sus extremos y no gira si

o
estas fuerzas se aplican en el mismo sentido.

Compruebe que el momento de un par de fuerzas respecto a un eje

ic
de rotación que atraviese el SR siempre es equivalente al momento de
una sola fuerza (y viceversa).

ém
Utilice la expresión (4.94) para deducir que podemos calcular la posi-
ción del centro de masas de una figura plana de geometría arbitraria
colgándola de dos puntos distintos de la misma y esperando a que al-
cance su posición de equilibrio. [Ayuda: el c.d.m. estará en el punto
donde se cruzan las dos líneas de acción del peso.]

Eje de giro
ad
4.7.2. Momento angular en la dirección del eje de giro
Ac
Si suponemos que un sólido rígido gira en torno a cierto eje (cuya orientación
la tomamos coincidente con la del eje z) con una velocidad angular ~ ω = ωẑ, obser-
vamos que cada una de las partículas del sistema realiza un movimiento circular
en torno al eje de giro. El vector velocidad de cada partícula puede, por tanto, ex-
presarse como
so

~
vi = ~
ω ×~
ri (4.95)

cuyo módulo viene dado por


v i = ωd i (4.96)
U

donde d i = |ẑ ×~
r i | es la distancia mínima desde la partícula al eje de giro. Consi-
derando la cinemática del movimiento circular (ver Apartado 2.5), siendo la ace-
leración angular α = ω̇, tenemos que
ia

a τ,i = αd i (4.97)
v i2
p

a n,i = = ω2 d i . (4.98)
di
Co

Para encontrar la componente del momento angular del sólido rígido (SR) a lo
largo de la dirección del eje de giro, partimos de la expresión del momento angular
para el sólido,
~L SR = m i ~
ri × ~
X
vi (4.99)

y expresamos
r i = d~i + z i ẑ
~

siendo z i ẑ la componente z de ~ r i . Al introducir esta expresión en (4.99) obtene-


mos
L SR = m i d~i + z i ẑ × ~
v i = m i d~i × ~
³ ´
~ v i + m i z i ẑ × ~
X X X
vi (4.100)

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.7. Sólido rígido con un eje principal de giro 125

donde observamos que el primer término, m i d~i ×~ v i , está dirigido a lo largo del
P

eje de giro (z) mientras que el segundo término no tiene componentes en esta di-
rección. Por tanto, la componente z del momento angular puede expresarse como
¯X ¯ X
L z = ¯ m i d~i × ~ m i d i2 ω
¡X
v i ¯ = mi di v i =
¢
(4.101)
¯ ¯

o equivalentemente3
Lz = I ω (4.102)

donde

o
m i d i2
X
I= (4.103)
Momento de inercia de un solido

ic
es el llamado momento de inercia del sólido rígido respecto al eje de giro dado.
Esta magnitud veremos que representa la “inercia” del sólido rígido a cambiar su
movimiento de rotación.

ém
En el caso de que consideremos el carácter continuo del sólido rígido debemos
tener en cuenta que la expresión (4.103) debe sustituirse por
Z
I= ρ 2 dm (4.104)

donde ρ expresa la distancia al eje de giro.


SR

Es importante que notemos que el momento de inercia no es una magnitud


ad
intrínseca del sólido rígido (como sí lo sería su masa total) sino que depende del
Ac
eje de giro que se tome como referencia. Así, un sólido rígido cualquiera tendrá
distintos momentos de inercia según a qué ejes sean referidos. Algunos ejemplos
de momentos de inercia de distintos cuerpos sólidos se muestran en la Fig. 4.1.
Si conocemos el valor del momento de inercia respecto a un eje de giro que
so

pase por el centro de masa del sólido rígido, en cuyo caso lo denominaremos

I∗ = m i (d i∗ )2
X
(4.105)
U

y queremos encontrar el momento de inercia respecto a un eje paralelo al anterior


(que denominaremos I 0 ), podemos proceder de la siguiente forma:

m i |d~i |2 = m i |d~cm + d~i∗ |2 = + (d i∗ )2 + 2d~cm · d~i∗


h i
m i d i2 = 2
ia

X X X X
I0 = m i d cm

donde d cm es la distancia entre los ejes de giro paralelos considerados y además


debemos considerar que m i d~i∗ = 0 según nos dice la identidad (4.9). Por tanto,
p

tenemos que
Co

2
I 0 = Md cm + I∗ . (4.106)

Esta expresión es precisamente la que nos permite obtener de forma fácil el va-
lor del momento de inercia de la tercera situación mostrada en la primera fila de
Fig. 4.1 a partir del valor de la segunda (que se refiere a un varilla cuyo eje de giro
pasa por el centro de masa).

3 Es interesante notar que todo sólido rígido tiene al menos tres ejes de giro, denominados ejes prin-
ciaples, a lo largo de los cuales el momento angular es paralelo a la dirección del eje giro; es decir,
se cumple que ~ ω. No obstante, la expresión (4.102) es válida aunque la dirección ẑ no coincida
L = I~
con uno de estos ejes principales.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


126 Tema 4. Sistemas de partículas

o
ic
ém
ad
Ac
F IGURA 4.1: Momentos de inercia de distintos cuerpos sólidos.
so
U

Actividad 4.11:

El movimiento de todas las partículas de un SR que gira en torno a un


ia

eje responde a un movimiento circular con la misma velocidad angu-


lar. ¿Verdadero o Falso? Razone su respuesta.

En la expresión (4.102), I ω representa: (a) el módulo del momento an-


p

gular del SR, (b) una componente del momento angular, (c) el momen-
to angular, (d) ninguna de las anteriores. Razone su respuesta.
Co

Explique qué quiere decir que el momento de inercia de un SR no es


una propiedad intrínseca del mismo como la masa.
2
Describa el significado preciso de la expresión I 0 = Md cm + I ∗.

En los casos mostrados en las columnas segunda y tercera de la pri-


mera y tercera fila de la Fig. 4.1, explique cualitativamente por qué el
momento de inercia de la segunda columna es menor que el de la ter-
cera.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.7. Sólido rígido con un eje principal de giro 127

4.7.3. Dinámica de la rotación del sólido rígido

A partir de la ecuación general (4.82) que nos relaciona el cambio temporal del
momento angular de un sistema de partículas con el momento dinámico de las
fuerzas externas podemos obtener la ecuación que rige el movimiento de rotación
de un sólido rígido respecto a un eje fijo. Para ello nos bastará con considerar
únicamente la componente z de la ecuación (4.82), es decir,

dL z
= τz,ext (4.107)
dt

o
donde τz,ext es la componente z del momento de la fuerzas externas y viene dado
en la presente situación por la siguiente expresión:

ic
τz,ext = ẑ · ~ ~i ,ext = ẑ · d~i × F
~i ,ext .
X X
ri × F

ém
Si usamos ahora el hecho de que L z = I ω, podemos reescribir la ecuación (4.107)
como

τz,ext = I = Iα (4.108)
dt

ad
que nos relaciona directamente la componente z (con su signo adecuado) del mo-
mento de las fuerzas externas con la aceleración angular (α). La anterior ecuación
puede identificarse entonces como la ecuación fundamental de la dinámica de
rotación de un sólido rígido a largo de su eje de rotación (de alguna forma equiva-
Ac
lente a la segunda ley de Newtwon para el movimiento de traslación) y nos mues-
tra claramente el papel de “inercia a la rotación” que ya comentamos con respecto
al momento de inercia I .
En el estudio de las rotaciones, una situación de bastante interés práctico se
da cuando el momento de las fuerzas externas es nulo. Según nos dice la ecuación
so

(4.82) [o, en su defecto, la ecuación (4.107)], esto implica que el momento angular
del sistema se conserva; es decir

si ~
τext = 0 ⇒ ~
L sis = cte . (4.109)
U

Conservación del momento angular


del sistema de partículas

Esta situación se produce, por ejemplo, en el caso de una patinadora cuando


ia

realiza una pirueta en la que empieza a girar con los brazos extendidos y pau-
latinamente va cerrando los brazos mientras que aumenta su velocidad angular
de giro. Si consideramos el hecho de que tanto la fuerza de la gravedad como la
p

fuerza de contacto normal ejercida por el suelo no ejercen momento en la direc-


ción vertical y que el momento de las fuerzas de contacto tangenciales del hielo es
despreciable (el rozamiento con el hielo es muy pequeño), entonces encontramos
Co

que
L z = cte ⇒ I 0 ω0 = I f ω f .

Supongamos que en una posición inicial la patinadora tiene los brazos extendi-
dos en horizontal y llamamos a su momento de inercia inicial I 0 y a su velocidad
angular inicial ω0 . Al cerrar los brazos y llegar a una situación final con los bra-
zos extendidos hacia arriba, el momento de inercia final será menor que el inicial
I f < I 0 . Esto implica que para que se cumpla la condición de conservación del
momento angular tendremos necesariamente que ω f > ω0 ; esto es, la patinadora
habrá aumentado considerablemente su velocidad angular.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


128 Tema 4. Sistemas de partículas

Actividad 4.12:

¿Podemos aplicar la ecuación (4.108) a cualquier SR?

Explique con detalle el papel del momento de inercia del SR como


“inercia a la rotación” a la vista de la ecuación (4.108).

¿Por qué decimos en el caso de la patinadora que el momento de las


fuerzas externas no tiene componente en la dirección vertical? Si el
momento angular en la dirección vertical es constante, ¿quiere esto
decir que la aceleración angular permanece constante? Si su respuesta

o
es Sí, ¿entonces cómo es que cambia la velocidad angular de la patina-
dora?

ic
Explique por qué las fuerzas internas no afectan a la velocidad del cen-
tro de masa de la patinadora pero sí lo hacen a la velocidad angular de
sus giros.

ém
4.7.4. Energía cinética asociada a la rotación de un sólido rígido

ad
En la situación considerada anteriormente en la que el sólido rígido rota alre-
dedor de un eje fijo, tenemos que la energía cinética del sólido es únicamente de
rotación, E c ≡ E c,r , y puede escribirse como
Ac
X1 X1
E c,r = m i v i2 = m i ω2 d i2 (4.110)
2 2
o, equivalentemente, teniendo en cuenta la definición de momento de inercia res-
pecto al eje de rotación, como
so

Energía cinética (total) de rotacion 1 2


E c ≡ E c,r = Iω . (4.111)
de un sólido respecto a un eje fijo 2
U

En el caso particular pero de mucho interés práctico en que el eje de rotación


pase por el centro de masas y dicho eje se traslade con cierta velocidad v ≡ v cm
(esta velocidad puede ser, en general, variable en el tiempo), podemos aplicar la
expresión (4.47) y escribir que
ia

E c = E c,cm + E c,int . (4.112)


p

Si tenemos ahora en cuenta la expresión (4.48) que nos dice que


∗ 2
X1
E c,int = 2 m i (v i )
Co

y que el módulo de la velocidad de las partículas desde el centro de masas puede


escribirse como v i∗ = ωd i∗ , entonces

∗ 2 2
= 21 I ∗ ω2 .
X1
E c,int = 2 m i (d i ) ω (4.113)

La anterior expresión nos permite finalmente expresar la energía cinética para


este caso como
Energía cinética total del sólido 1 2 1
E c = M v cm + I ∗ ω2 (4.114)
con eje de giro en cdm 2 2
donde se han separado explícitamente los términos correspondientes al movi-

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.7. Sólido rígido con un eje principal de giro 129

miento de traslación del centro de masas y al del movimiento de rotación en torno


a un eje que pasa por este c.d.m.

Actividad 4.13:

¿Podemos aplicar la ecuación (4.114) al movimiento geneal de un SR?


¿Y la ecuación (4.47)?

Si una rueda gira cuando va cayendo por una pendiente, ¿llegaría antes
al final de la pendiente en comparación con el caso en que la rueda se
deslizara sin rozamiento? Razone su respuesta.

o
ic
E JEMPLO 4.2 Una barra delgada y uniforme de longitud L y masa M puede rotar sobre
un extremo, En posición horizontal, se deja caer, y el rozamiento es despreciable. Para
un ángulo arbitrario ϕ, a) calcular la aceleración angular de la barra, b) la aceleración

ém
tangencial y la normal, c) la fuerza sobre el pivote. Dato: El momento de inercia de una
barra delgada, respecto a un eje perpendicular a ella que pase por el centro de masas es
I ∗ = M L 2 /12.

(a) En primer lugar es conveniente calcular el momento de inercia con respecto al eje de

I O = Md cm
ad
rotación fijo O. Para ello hacemos uso de la expresión (4.106) para obtener
2
+ I ∗ = M (L/2)2 + M L 2 /12 = M L 2 /3 .

A continuación notamos que la aplicación de (4.108) nos dará la aceleración angular de la


Ac
barra. El momento de la fuerza gravitatoria desde O viene dado por τz,ext = M g (L/2) cos ϕ,
por lo que tenemos que
L 1
M g cos ϕ = I α = M L 2 α
2 3
de donde obtenemos que
3g
α= cos ϕ .
so

2L

(b) Dado que el movimiento del centro de masas es circular, su aceleración tangencial y
normal vendrán dados por la expresión (2.52) (teniendo en cuenta que en este caso r =
L/2). Para la aceleración tangencial tendremos entonces que
U

3g L 3
a cm,τ = αL/2 =⇒ a cm,τ = cos ϕ = g cos ϕ .
2L 2 4

Para calcular la aceleración normal, como esta viene dada por a cm,n = ω2 L/2, debemos
ia

calcular primero la velocidad angular en función del ángulo. Para ello podemos aplicar la
conservación de la energía mecánica en este sistema conservativo, es decir
p

E m (ϕ = 0) = E m (ϕ) .

Notamos ahora que en ϕ = 0 la energía cinética es nula dado que parte del reposo y, ade-
Co

más, haremos que la posición horizontal sea nuestra referencia de energía potencial [esto
es, E p (ϕ = 0) = 0]. Ello nos lleva a escribir

0 = E m (ϕ)
= E p (ϕ) + E c (ϕ) .

La energía potencial del sólido puede expresarse en función de la energía potencial del
cdm, de modo que ésta viene dada por

E p (ϕ) = −M g h cm
L
= −M g sen ϕ .
2

JCM,FLML Apuntes de Física 1


130 Tema 4. Sistemas de partículas

Por otra parte, la energía cinética en este caso será únicamente de rotación si la expresamos
respecto al eje fijo O. Usando entonces (4.111) podemos escribir que

1
E c (ϕ) = I 0 ω2
2
1 M L2 2 1
= ω = M L 2 ω2 .
2 3 6
Haciendo ahora uso de la conservación de la energía mecánica llegamos a que

L 1
0 = −M g sen ϕ + M L 2 ω2
2 6

o
o bien que
1 2
g sen ϕ = Lω
3

ic
de donde obtenemos que
3g
ω2 =
sen ϕ .
L

ém
Finalmente podemos escribir que la aceleración normal del centro de masas es

3g L 3
a cm,n = sen ϕ = g sen ϕ .
L 2 2

(c) Para calcular la fuerza que ejerce el pivote sobre la barra debemos aplicar la segunda ley

de masa; esto es,


ad
de Newton a lo largo de las direcciones tangencial y normal al desplazamiento del centro

M g cos ϕ − F 0,τ = M a cm,τ


−M g sen ϕ + F 0,n = M a cm,n .
Ac
Operando en las anteriores ecuaciones tras sustituir los valores previamente obtenidos pa-
ra las acelaraciones del cdm obtenemos finalmente que

1
F 0,τ = M g cos ϕ
4
so

5
F 0,n = M g sen ϕ .
2
U

E JEMPLO 4.3 Un bloque de masa m 1 = 2 kg descansa sobre una mesa sin rozamiento
unida mediante una cuerda de masa despreciable y a través de una polea con un se-
gundo bloque de masa m2 = 5 kg que cuelga a una altura h0 = 0, 8 m sobre el suelo. El
momento de inercia de la polea respecto de su eje de giro es I = 0,8 kg·m2 y su radio es
ia

R = 0, 1 m. El rozamiento de la polea respecto de su eje es muy pequeño por lo que no se


toma en cuenta y la cuerda no desliza sobre la polea. (a) Calcular la aceleración de los
bloques en el instante inicial. (b) Usando argumentos de energía calcular la velocidad
con la que el bloque de masa m2 llega al suelo.
p
Co

(a) Como la polea tiene masa, las tensiones en las cuerdas a cada lado de la polea se-
rán distintas. Denominemos a estas tensiones T1 y T2 según apunten a la masa m 1 o m 2 .
Estas masas se moverán con la misma aceleración a dado que la cuerda no se estira ni se
comprime. Si aplicamos la segunda ley de Newton a cada polea tenemos

T1 = m 1 a (4.115)
m 2 g − T2 = m 2 a . (4.116)

La aplicación de la ecuación fundamental de la rotación (4.107) a la polea, teniendo en


cuenta la relación que existe entre la aceleración angular α de la polea y la aceleración
lineal de las masas,
a
T2 R − T1 R = I α , α= ,
R

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.8. Rodadura (*) 131

nos lleva a
a a
T2 R − T1 R = I =⇒ T2 − T1 = I 2 . (4.117)
R R
Operando en (4.115),(4.116) y (4.117) obtenemos
a I
µ ¶
m 2 g − T2 + T1 + T2 − T1 = m 2 a + m 1 a + I 2 = m 1 + m 2 + 2 a
R R
de donde
m2 g 5 × 10
a= = ≈ 0.57 m/s2 .
I 0, 8
m1 + m2 + 2 2+5+
R 0, 12

(b) Debido a la conservación de la energía mecánica en el sistema, la variación de la

o
energía potencial del bloque m 2 en su descenso se transforma en energía cinética de tras-
lación de los bloques m 1 y m 2 más energía cinética de rotación en la polea. Esto nos lleva

ic
a que
1 1 1
m 2 g h = m 1 v 12 + m 2 v 22 + I ω2 .
2 2 2
Si tenemos ahora en cuenta que v 1 = v 2 ≡ v y que ω = v/R, la ecuación anterior puede

ém
reescribirse como
1 v2 1 I
µ ¶
1 1
m2 g h = m1 v 2 + m2 v 2 + I 2 = m1 + m2 + 2 v 2
2 2 2 R 2 R
de donde obtenemos que

v=
2m 2 g h

m1 + m2 + 2
R
I
=
2 + 5 + 80 ad
2 × 5 × 10 × 0, 8
≈ 0, 92 m/s .
Ac
4.8. Rodadura (*)

El movimiento de un sólido rígido que únicamente se traslada o bien que úni-


so

camente rota se muestra en la Fig. 4.2 para el caso de una rueda. Si el sólido rígido
se traslada a la vez que rota su movimiento se denomina en general rodadura, en
cuyo caso la propia rotación del objeto es parcial o totalmente responsable de la
traslación del mismo (tal y como sucede en una rueda girando sobre el suelo). Si
U

el objeto rota con una velocidad angular ω respecto a un eje que pasa por su cen-
tro de masas, las partículas del mismo tienen una velocidad referida al centro de
masas que vendrá dada por
v i∗ = ~
~ r i∗
ω ×~
ia

donde la dirección del vector ~


ω es a lo largo del eje de giro. En lo que sigue su-
pondremos que los objetos rodantes son únicamente discos, cilindros o esferas.
p

Llamaremos rodadura sin deslizamiento al caso en el que tenemos un objeto


que rota a velocidad angular ω (esta velocidad angular no tiene que ser constante)
Co

y cuya rotación es completamente responsable de la traslación del objeto. Pode-


mos observar que, en ese caso, el punto de contacto del objeto rodante con el
suelo tendrá una velocidad nula, tal y como la tiene el punto del suelo en con-
tacto con el objeto.4 Un desplazamiento infinitesimal, ds, de un punto que está
situado en el extremo del objeto rodante (a una distancia R del eje de giro) vendrá
dado por
ds = R dθ = Rω dt
4 Si se deslizara sí habría una velocidad relativa entre los puntos de contacto del objeto y del suelo,
que es lo que ocurre cuando un objeto plano se desliza por el suelo y que ya hemos estudiado en
temas anteriores, implicando en este caso un coeficiente de rozamiento dinámico.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


132 Tema 4. Sistemas de partículas

donde hemos hecho uso de la igualdad dθ = ω dt . Ciertamente, durante el tiempo


dt , este objeto rodante se traslada precisamente esta misma distancia y podemos
decir que ds = v dt , donde la velocidad de traslación del objeto podemos identifi-
carla con la de su centro de masas, v ≡ v cm , y escribir finalmente que
Velocidad y aceleración del c.d.m.
v cm = ωR (4.118)
en la rodadura sin deslizamiento
a cm = αR . (4.119)

Dado que la velocidad de las partículas del objeto rodante se puede escribir

o
en función de la velocidad del c.d.m. como

~
vi = ~ v i∗
v cm + ~

ic
observamos que obtenemos un patrón de velocidades como el que se muestra
en la figura adjunta (este patrón es fruto de la suma de las velocidades que se

ém
muestran en la Fig. 4.2). Es interesante observar que el punto más alto del objeto
rodante tiene una velocidad instantánea doble que la del centro de masa y nula
para el caso del punto de contacto con el suelo.
Es importante que notenemos que la acción de la fuerza de rozamiento del
suelo es fundamental en la rodadura sin deslizamiento. Sin esta fuerza de roza-

ad
miento no puede existir tal rodadura puesto que es la responsable de la aparición
de un momento de la fuerza sobre el objeto rodante y, por tanto, de la propia rota-
ción. Para analizar la acción de este momento de la fuerza debemos usar la ecua-
ción (4.89), que es la que debe aplicarse en este caso dado que tenemos un eje
Fuerza de rozamiento es estática y
Ac
de giro que tiene un movimiento de traslación arbitrario. Además, es importante
no realiza trabajo en rodadura sin notar que la fuerza de rozamiento es estática puesto que el punto de contacto ob-
deslizamiento jeto/suelo está en reposo (su velocidad relativa es nula). En este caso, la fuerza de
rozamiento estática no realizará trabajo y el sistema será conservativo en aquellos
casos en los que no participen otras fuerzas de carácter no conservativo.
so

Actividad 4.14:

Explique por qué en el caso de rodadura sin deslizamiento tenemos


U

que v cm = ωR. Explique también por qué la velocidad del punto de


contacto será nula en este caso.

¿Qué tipo de rozamiento (estático/dinámico) existirá en el caso de la


ia

rodadura sin deslizamiento? ¿Y cuando hay deslizamiento? Razone sus


respuestas.
p

Traslación Rotación
Co

F IGURA 4.2: Velocidad de las partículas del extremo de una rueda que no rota y se traslada
y de una rueda que rota y no se traslada (patina).

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.8. Rodadura (*) 133

E JEMPLO 4.4 Esfera rodando sin deslizamiento por un plano inclinado.

Una esfera de masa M y radio R rueda sin deslizar por un plano inclinado de inclina-
ción θ. Si parte del reposo, y su centro de masas se encuentra a una altura h + R, a) ¿con R
qué velocidad llegará a la base de la pendiente? (b) ¿Cuánto valdrá el trabajo realizado
por la fuerza de rozamiento?

Según la Tabla en la Fig. 4.1 el momento de inercia de la esfera respecto a su centro de h


masa es
2
I ∗ = M R2 .
5

o
Las ecuaciones que rigen el movimiento de traslación de su centro de masa [ver Eq. (4.18)]
y la rotación respecto al mismo [Eq. (4.89)] serán

ic
~i ,ext = M~
X
F a cm
X ∗
τz = I ∗ α

ém
que, observando la figura adjunta, se pueden reescribir como

N − M g cos θ = 0 (4.120)
M g sen θ − F r = M a cm (4.121) Fr
Fr R = I α∗
(4.122) h
N
a cm = αR .

Sustituyendo en la Ec. (4.122) tenemos que


α 2 α 2
ad (4.123)
Mg

Fr = I ∗ = M R 2 = M a cm .
Ac
R 5 R 5
Por otra parte, sustituyendo en la Ec.(4.121)
2
M g sen θ − M a cm = M a cm
5
so

obtenemos que la aceleración del c.d.m. es


5
a cm = g sen θ .
7
U

Dado que el c.d.m. realiza un movimiento uniformemente acelerado y recorre una distan-
cia total d = h/ sen θ, concluimos que la velocidad al final de la pendiente será
s r
p 5 h 10
v f = 2a cm d = 2 g sen θ = gh .
7 sen θ 7
ia

Si admitimos que el movimiento de la esfera es una rodadura sin deslizamiento, enton-


ces el trabajo de la fuera de rozamiento es nulo, dado que dicha fuerza de rozamiento es
p

estática.

Para que la esfera ruede sin deslizar debe verificarse, por tanto, que
Co

F r ≤ F rmax ≡ µe N = µe M g sen θ .

Como la fuerza de rozamiento hemos visto que es F r = 52 M a cm = 27 M g sen θ, la condición


anterior implica que
2
µe M g cos θ ≥ M g sen θ
7
o equivalentemente
2
µe ≥ tan θ . (4.124)
7
Dado que en esta situación la fuerza de rozamiento no realiza trabajo, nos encontra-
mos con que las fuerzas externas que realizan trabajo (la gravedad) son conservativas y, por

JCM,FLML Apuntes de Física 1


134 Tema 4. Sistemas de partículas

consiguiente, se conservará la energía mecánica de la esfera . La aplicación de esta condi-


ción de energía mecánica constante podemos escribirla para las situaciones en las que la
esfera se encuentra arriba en reposo (E c = 0) y cuando llega al suelo (E p = 0) como

1 2 1
Mgh = M v cm + I ∗ ω2
2 2
donde hemos hecho uso de la expresión (4.114) para la energía cinética de la esfera rodante.
La expresión anterior puede reescribirse como

1 2
1 2 2 v cm 7
2 2
Mgh = M v cm + R 2
= M v cm
2 25 R 10

o
que nos dice finalmente que
r
10
v cm = gh ,

ic
7
tal y como y ya obtuvimos anteriormente.

En el caso de que no se cumpla la condición (4.124) tenemos que la esfera rueda con

ém
deslizamiento (ya no se verifica que a cm = αR) y las ecuaciones de movimiento serán ahora

N − M g cos θ = 0 (4.125)
M g sen θ − F r = M a cm (4.126)
Fr R = I ∗ α (4.127)
F r = µd N .

ad
La última de las anteriores ecuaciones nos dice que

F r = µd M g cos θ
(4.128)
Ac
y, al introducirla en (4.126), nos lleva a que

M g sen θ − µd M g cos θ = M a cm

que nos proporciona el siguiente valor para la aceleración de c.d.m.:


so

a cm = g (sen θ − µd cos θ) .

La aceleración angular de la esfera será según (4.127)


U

F r R µd M g cos θ R 5 cos θ
α= = = µd g .
I∗ 2
M R2 2 R
5

Podemos observar claramente que si no hay rozamiento (µd → 0) entonces la aceleración


ia

angular será nula y no habrá rodadura (la velocidad angular inicial es nula).
p

4.9. Problemas propuestos


Co

Dinámica sistema de partículas y choques

4.1: Encontrar el centro de masas (CM) de un triángulo equilátero formado por tres barras muy del-
gadas, de longitud a y masa m. Nota: El problema se puede hacer por simetría o calculando en primer
lugar el CM de cada barra, reduciendo el problema a tres partículas de masa m cada una de ellas situada
en el CM de cada barra, y luego calcular el CM del sistema completo (para calcular el centro de masas
de un sistema se puede dividir en partes, calculando el CM de cada parte y luego el CM del sistema
completo).
Sol.: El c.d.m. está a una altura h/3 medida desde el centro de uno de los lados.

4.2: Demostrar que la energía potencial gravitatoria de un sistema de partículas viene dada por E p,sis =
M g h cm , donde h cm es la altura del centro de masas y M la masa total del sistema.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.9. Problemas propuestos 135

4.3: En un juego de billar hago una carambola (una bola golpea a otra y posteriormente golpea a una
segunda bola). Suponiendo despreciables los efectos de rozamiento, ¿ha variado la velocidad del centro
de masas del sistema (tres bolas) justo antes de la primera colisión y justo después de la última colision?
Justificar la respuesta.

4.4: Paco, de 90 kg, y María, de 60 kg, se encuentran sobre la superficie resbaladiza de un estanque
helado (no hay rozamiento con el suelo), separados una distancia de 20 m, y unidos mediante una
cuerda ligera (de masa despreciable) atada a la cintura de cada uno de ellos. A medio camino entre los
dos hay un tarro de su bebida favorita. Los dos tiran de los extremos de la cuerda. Cuando Paco se ha
movido 6 m hacia el tarro, (a) ¿en qué dirección y cuánto se ha movido María? (b) Si sólo es Paco el que
tira, y no María, cuando éste ha recorrido 6 m, ¿en qué dirección y cuánto se ha movido María?
Sol. (a): María se ha movido 9 m hacia Paco. (b): Igual que en el apartado (a).

o
4.5: Una pequeña masa m 1 está colgada del techo mediante un hilo de masa despreciable. Otra masa
idéntica está unida a la anterior mediante un muelle también de masa despreciable. El sistema se en-

ic
cuentra inicialmente en equilibrio. Si súbitamente se corta el hilo, en ese instante, (a) ¿qué aceleración
tiene cada masa? (b) ¿qué aceleración tiene el centro de masas del sistema?
Sol. (a): a 1 = 2g , a 2 = 0 , (b): a cm = g .

ém
4.6: Una pelota de béisbol tiene una masa de 0.145 kg. Se lanza hacia el bateador a una velocidad de
45 m/s, éste la golpea y sale en dirección opuesta con una velocidad de 55 m/s. (a) Calcular la variación
de la cantidad de movimiento de la pelota. (b) Si la pelota está en contacto con el bate durante 2 ms,
calcular la fuerza (media) que el bate ejerce sobre la bola. (c) Comprobar, durante este proceso, que el
cambio en la cantidad de movimiento debida al peso es despreciable frente a la causada por la fuerza
del bate.
Sol. (a): ∆p pel = 14, 5 kg m/s; (b): F med = 7, 25 kN .

ad
4.7: Un bloque de 4 kg que se mueve hacia la derecha con una velocidad de 6 m/s choca con otro
bloque de 2 kg que se mueve también hacia la derecha con una velocidad de 3 m/s. Después de la
colisión los bloques quedan unidos (colisión completamente inelástica), calcular: (a) La velocidad del
Ac
sistema después de la colisión. (b) La variación de la energía mecánica del sistema. Si se ha perdido
energía mecánica, ¿en qué se ha transformado?
Sol. (a): v f = 5 m/s , (b): ∆E c,sis = 6 J .

4.8: Una patinadora de 60 kg está sobre el hielo (no hay rozamiento con el suelo) y sostiene en sus
manos dos pesas de 10 kg. Comenzando desde el reposo, lanza consecutivamente las dos pesas hori-
so

zontalmente, una tras otra. La velocidad relativa de cada pesa respecto a la patinadora después de que
sea lanzada es v rel =10 m/s. (a) Exprese la velocidad de la pesa v pes recién lanzada respecto al suelo
en función de la velocidad de la patinadora tras el lanzamiento v pat . (b) Calcule la velocidad de la pa-
(1)
tinadora, v pat (que se mueve en la dirección opuesta al lanzamiento de la pesa) después de lanzar el
U

(2)
primer peso. (c) Calcule de nuevo la velocidad anterior, v pat , tras el segundo lanzamiento. (d) Obtenga
finalmente la velocidad de la patinadora v pat si hubiese tirado las dos pesas al mismo tiempo.
(1) (2)
Sol. (a): v pes = v pat + 10 m/s , (b): v pat = −1, 25 m/s, (c): v pat = −2, 68 m/s; (d): v pat = −2, 5 m/s.
ia

4.9: Dos pequeñas partículas de masas m 1 y m 2 se atraen. En el instante inicial, m 1 tiene una velo-
cidad v dirigida hacia m 2 , m 2 está en reposo, y están separadas una distancia d . En el instante t c las
partículas colisionan. Suponiendo despreciables los efectos gravitatorios, y en general el efecto de fuer-
zas externas al sistema, ¿qué distancia recorre m 1 desde el instante inicial hasta la colisión? (indicar la
p

respuesta en términos de m 1 , m 2 , d y t c ).
Sol.: x 1 (t c ) = m 2 d /(m 1 + m 2 ) + m 1 v t c /(m 1 + m 2 ) .
Co

4.10: Un coche de 1200 kg circula hacia el este cuando en una intersección choca con un camión de
3000 kg que circulaba hacia el norte. Después del choque, el camión y el coche quedan unidos, mo-
viéndose el conjunto en dirección nordeste formando un ángulo de 60º con la dirección este/oeste, y el
velocímetro del camión quedó bloqueado marcando una velocidad de 50 km/h, que era su velocidad
inicial antes del choque. Calcular la velocidad del coche antes de la colisión.
v 1 | = 72, 17 km/h .
Sol.: |~

4.11: Los dos bloques de la figura se separan mediante la explosión de la carga Q colocada entre ellos
(la masa del explosivo es muy pequeña, y se puede despreciar). El bloque A, de 100 g, recorre 18 m hasta
detenerse. Si el coeficiente de rozamiento entre el suelo y los bloques es µ, ¿qué distancia recorrerá el
bloque B, de 300 g, hasta detenerse?
Sol.: d B = 2 m .

JCM,FLML Apuntes de Física 1


136 Tema 4. Sistemas de partículas

4.12: Las tres pequeñas bolas de cristal de la figura tienen masas m A = 20 g, m B = 30 g y mC = 50 g.


Se mueven hacia el origen sobre una mesa sin fricción con velocidades (en módulo) v A = 1.5 m/s y v B
= 0.5 m/s. Las tres bolas llegan al origen simultáneamente. (a) ¿Cuánto tiene que valer ~ vC (módulo y
dirección) para que las masas queden en el origen, sin moverse, después del choque? (b) ¿Se ha perdido
energía mecánica en el choque? Si es así, calcular la cantidad perdida e indicar en qué se ha transfor-
mado.
Sol. (a): vC = 0.793 m/s, θ = 19, 11o ; (b): Se pierde toda la energía cinética en el choque. Se transforma
en deformación, sonido, calor, ...

4.13: Un muelle vertical de constante k=1000 N/m sostiene un plato de 4 kg de masa. Estando el plato
en equilibrio, y desde una altura de 5 m respecto al plato, se deja caer una bola de 2 kg que choca
elásticamente con éste. Calcular (a) la altura máxima a la que ascenderá la bola después del choque y
(b) la máxima deformación del muelle.

o
Sol. (a) h = 5/9 m , (b): ∆ = 0.46 m .

ic
4.14: Una bala de masa m y velocidad v atraviesa la lenteja de un péndulo (masa de pequeñas di-
mensiones que cuelga de la cuerda formando un péndulo), inicialmente en reposo, saliendo con ve-
locidad v/2. La lenteja de masa M está en el extremo de una cuerda de longitud l . (a) Determine la
velocidad V con la que comienza a moverse la lenteja del péndulo. (b) Calcule la velocidad mínima de

ém
la bala para que el péndulo dé una vuelta completa. Desprecie el rozamiento con el aire y exprese todos
los resultados en función dep v, m, M , l y g .
m v M
Sol. (a) V = M 2 , (b): v = m 10g l .

Sólido rígido

ad
4.15: Dos moléculas formadas por dos grupos de átomos muy similares, de la misma masa m, se dife-
rencian en su estructura espacial, como se indica en la figura. Estas moléculas pueden rotar alrededor
de un eje perpendicular al papel que pasa por el punto O. Si se aplica el mismo par de fuerzas a cada
Ac
una de las moléculas, ¿cuál girará con mayor aceleración angular, (a) ó (b)? Justificar brevemente la
respuesta.

4.16: En la bicicleta de la figura, la rueda dentada trasera tiene un radio r 2 y está unida por medio de
una cadena con la rueda dentada delantera, de radio r 1 . Si se pedalea a un ritmo de n pedaladas por
segundo (n vueltas por segundo), ¿cuánto vale la velocidad angular de la rueda trasera?
so

4.17: Demostrar que el momento de un sistema de fuerzas cuya resultante es nula ( F~i ,ext = 0) es el
P

mismo independientemente del origen de coordenadas que se tome.


U

4.18: Explique con detalle las condiciones que hacen que el cambio del momento angular de un sis-
tema de partículas sea nulo durante una colisión (tenga en cuenta que entre las partículas se ejercen
fuerzas internas y que también actúan fuerzas externas).

4.19: Una escalera AB de peso 40 N descansa sobre una pared vertical haciendo un ángulo 60º con el
ia

suelo. Encontrar las fuerzas sobre la escalera en A y B. La escalera tiene rodillos en A, de modo que la
fricción es despreciable en ese punto (en B sí hay rozamiento).
p

4.20: Una barra de madera uniforme de masa m 1 = 20 kg está apoyada en dos soportes A y B como se
indica en la figura. Un bloque de acero de masa m 2 = 30 kg está situado a la derecha del soporte A. (a)
Calcular las fuerzas F A y F B que ejercen verticalmente los soportes si x = 1 m. (b) Calcular la distancia
Co

x máxima a la que se puede situar el bloque de acero sin que la barra se incline y vuelque. Nota Usar
g = 10 m/s2 .
Sol. (a) F A = 450 N, F B = 50 N; (b): x = 2 m .

4.21: Para empujar un armario de 100 kg se aplica una fuerza F a una altura de 1.5 m, como se indica
en la figura. Si el coeficiente de rozamiento estático entre el armario y el suelo es de 0.5, determinar:
a) El valor de la fuerza F que hace que el sistema esté a punto de deslizar. b) El valor de F que hace
que el sistema esté a punto de volcar. c) Si partimos de F = 0 y aumentamos poco a poco el valor de
esta fuerza, ¿qué ocurrirá en primer lugar, el deslizamiento o el vuelco? Justificar la respuesta. Nota:
para simplificar los cálculos, considerar g = 10 m/s2 y recordar que la fuerza normal del suelo sobre el
armario es una fuerza repartida por toda la superficie de contacto, que equivale a una sola fuerza. Si el
sistema está en equilibrio su módulo y punto de aplicación tendrán que ser tales que compensen las
fuerzas y momentos aplicados.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


4.9. Problemas propuestos 137

4.22: Un disco homogéneo de masa M y radio r está unido (soldado) a una barra homogénea de masa
m y longitud L = 3r en el punto A. El punto A coincide con el punto medio de la barra. El sistema
puede rotar con respecto a un eje perpendicular que pasa por el punto O, donde se encuentra una
articulación. En el instante mostrado en la figura hay una fuerza aplicada F = 4 N tal y como se indica,
su velocidad angular es ω = 0 y θ = 30◦ . (a) Demostrar que el momento de inercia de la estructura con
respecto a su eje de rotación (que pasa por O) es I O = (31/4)mr 2 . (b) Calcule las posición del centro
de masas de la estructura. En el instante indicado en la figura, (c) represente el diagrama de fuerzas
(diagrama de cuerpo libre) de la estructura y calcule la aceleración angular del sistema, indicando si
es en sentido horario () o antihorario ( ). (d) En ese mismo instante, calcule las fuerzas aplicadas al
sistema en el punto O.
[Datos: I CM (barra) = mL 2 /12, I CM (disco) = M R 2 /2, M = 2m, m = 2 kg, r = 15 cm.]
Sol.: (b) y cm = (4/3)r ; (c) α = 4, 27 rad/s2 ; (d) F τ = F cos(π/6), F n = 3mg .

o
4.23: Una barra delgada y uniforme de longitud L y masa m puede rotar sobre un extremo, En posi-
ción horizontal, se deja caer, y el rozamiento es despreciable. a) En ese instante, calcular la aceleración
angular de la barra, la aceleración de su centro de masas y de su extremo. b) En ese instante, calcular

ic
la fuerza de reacción del pivote sobre la barra. c) Cuando la barra se encuentre en posición vertical,
calcular la velocidad y aceleración de su extremo. Dato: El momento de inercia de una barra delgada,
respecto a un eje perpendicular a ella que pase por el centro de masas es I ∗ = M L 2 /12.

ém
4.24: Un disco uniforme de radio R y masa M pivota alrededor de un eje horizontal paralelo a su eje
de simetría y que pasa a través un punto de su perímetro, de forma que puede oscilar libremente en
el plano vertical. Se libera desde el reposo con su centro de masa en la misma altura que el pivote. (a)
¿Cuál es la velocidad angular del disco cuando su centro de masa está directamente debajo del pivote?
(b) ¿Cuál es la fuerza es ejercida por el eje sobre el disco en este momento?
Dato: momento de inercia con respecto a un eje que pasa por su centro de masa I ∗ = 1/2M R 2 .

ad
4.25: El sistema de la figura está inicialmente en reposo. El bloque de 30 kg está a 2 m del suelo. La
polea (I = M R 2 /2) es un disco uniforme de 20 cm de diámetro y 5 kg de masa. Se supone que la cuerda
no resbala sobre la polea. Encontrar: a) La velocidad del bloque de 30 kg justo antes de tocar el suelo y
la velocidad angular de la polea en ese instante. b) Las tensiones de la cuerda. c) El tiempo que tarda el
bloque de 30 kg en tocar el suelo. (Resolver el problema por dinámica y aplicando el balance energético)
Ac
4.26: Las poleas de la figura están unidas y giran unidas respecto al eje fijo mostrado que pasa por su
centro, siendo el radio de la polea mayor R 1 y el de la polea menor R 2 con masas M 1 y M 2 . (a) Encuentre
el valor de m 2 en función de las variables conocidas del problema para que el sistema esté en equilibrio
(b) Calcule la aceleración de m 1 suponiendo que esta masa desciende. (c) Halle la velocidad angular, ω,
de las poleas cuando m 1 ha descendido una altura h partiendo del reposo. Dato: el momento de inercia
so

de un disco de radio R y masa M respecto a un eje perpendicular que pasa por su centro de masas es
I = 21 M R 2 .
Sol. (a): m 2 = m 1 R 1 /R 2 ; (b): a 1 = g R 1 (m 1 R 1 − m2R 2 )/[(m 1 + M 1 /2)R 12 + (m 2 + M 2 /2)R 22 ] ; (c): ω =
p
2a 1 h/R 1 .
U

4.27: Un disco de masa m y radio R gira alrededor de un eje que pasa por su centro con velocidad
angular ω0 . Si se deja caer un “pegote” de barro, de masa m/4, a una distancia R/2 de su centro, que-
dando éste adherido a la superficie del disco, y suponiendo que el rozamiento entre el disco y el eje es
despreciable (y con el aire también). a) ¿Cambiará el momento angular en la dirección del eje de rota-
ia

ción cuando cae el barro? Justificar la respuesta. b) ¿Con qué velocidad angular girará ahora el sistema?
Dato: El momento de inercia de un disco respecto a un eje perpendicular que pasa por su centro de
gravedad es IG = mR 2 /2.
p

4.28: Una bala de 0.2 kg y velocidad horizontal de 120 m/s, choca contra un pequeño diente situado
en la periferia de un volante de masa 1.5 kg y 12 cm de radio (I = M R 2 /2), empotrándose en el mismo.
Suponiendo que la bala es una masa puntual, que el volante es un disco macizo y homogéneo (no se
Co

tiene en cuenta el pequeño diente), calcular la velocidad angular adquirida por el sistema disco y bala
después del choque, y la pérdida de energía.

4.29: Una esfera de masa M y radio R rueda sin deslizar por un plano inclinado (IG = (2/5)M R 2 ). Si
parte del reposo, y su centro de masas se encuentra a una altura h + R, (a) ¿con qué velocidad llegará a
la base de la pendiente? (b) ¿Cuánto valdrá el trabajo realizado por la fuerza de rozamiento?

4.30: Liberadas desde el reposo a la misma altura, una esfera hueca (I h = 2/3M R 2 ) y una esfera sólida
(I S = 2/5M R 2 ) de la misma masa M y radio R ruedan sin deslizarse por una pendiente a través de la
misma caída vertical H . Cada una se mueve horizontalmente cuando sale de la rampa. La esfera hueca
golpea el suelo a una distancia horizontal L h desde el final de la rampa y la esfera sólida golpea en el
suelo a una distancia L s . (a): Calcule la velocidad de salida de la rampa de cada esfera. (b): Halle la
relación L s /L h .

JCM,FLML Apuntes de Física 1


138 Tema 4. Sistemas de partículas

4.31: Un bloque de m 2 = 6 kg y una esfera de m 1 = 10 kg y radio R 1 = 20 cm están unidos por un hilo


inextensible y sin peso (masa despreciable) que pasa a través de una polea en forma de disco de masa
m 3 = 2 kg y radio R 3 = 10 cm. La esfera rueda sin deslizar subiendo por un plano inclinado 300 , y la
cuerda hace girar la polea sin deslizar sobre ella. El sistema parte del reposo. Hallar: a) Las tensiones
en la cuerda. b) La aceleración del sistema. c) La velocidad de la esfera y del bloque cuando se han
desplazado 1.5 m resolviendo el problema cinemático. d) La velocidad de la esfera y del bloque cuando
se han desplazado 1.5 m utilizando energías.
Datos: el momento de inercia respecto a un eje que pasa por su centro, para una esfera de radio R es
I = 2mR 2 /5, y para un disco de radio R es I = mR 2 /2

4.32: En una rueda de 50 kg se enrolla una cuerda y se tira de ella horizontalmente con una fuerza de
200 N, como se indica en la figura. El momento de inercia de la rueda respecto a un eje perpendicular al
movimiento que pasa por su centro es de 0.245 kg·m2 y los coeficientes de rozamiento entre la rueda y

o
el suelo son µe =0.2 y µd =0.15. (a) Demostrar que la rueda no realiza un movimiento solo de rodadura,
sino que a la vez que rueda desliza sobre el suelo. (b) Calcular la aceleración de su centro de masas y su
aceleración angular.

ic
ém
ad
Ac
so
U
p ia
Co

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


T EMA 5

o
Mecánica de Fluidos

ic
ém
5.1. Introducción
ad
Una forma común de clasificar la materia distingue tres posibles estados: só-
Ac
lido, líquido y gaseoso. La experiencia nos dice que un sólido tiene una forma
y un volumen determinados (una bola acero mantiene su forma en el tiempo).
También sabemos que un líquido tiene un volumen definido, pero no una forma
concreta: una cierta cantidad de agua líquida tiene un volumen fijo pero toma la
forma del recipiente que la contiene. Finalmente, un gas que no esté confinado
so

no tiene ni volumen ni forma definidos. Estas definiciones nos ayudan a describir


los estados de la materia, pero son bastante ambiguas. Por ejemplo, el asfalto, el
vidrio y los plásticos se consideran normalmente como sólidos, pero con el paso
del tiempo tienden a fluir como líquidos. Asimismo, la mayoría de las sustancias
U

pueden ser un sólido, un líquido o un gas (o una combinación de las tres posibili-
dades), dependiendo de la temperatura y de la presión. En general, el tiempo que
invierte una sustancia concreta en cambiar su forma como respuesta a una fuerza
externa determina si debemos tratar a dicha sustancia como sólido, líquido o gas.
ia

Un fluido es un conjunto de moléculas que se distribuyen aleatoriamente y


que se mantienen unidas gracias a las débiles fuerzas de cohesión que se crean Definición de fluido
p

entre dichas moléculas y también a las fuerzas ejercidas por las paredes del reci-
piente. Tanto los líquidos como los gases son fluidos. En este tema sobre la me-
cánica de los fluidos, veremos que no se necesitan nuevos principios físicos para
Co

explicar efectos tales como el empuje que experimenta un objeto sumergido o la


sustentación del ala de un avión.
En primer lugar, consideraremos la mecánica de fluidos en reposo, es decir,
la estática de fluidos o hidrostática, y deduciremos una expresión para la presión
ejercida por un fluido en función de su densidad y profundidad. También consi-
deraremos la mecánica de fluidos en movimiento, es decir, la dinámica de fluidos
o hidrodinámica. A partir de ciertas simplificaciones, se describirá la dinámica
de un fluido en movimiento mediante dos ecuaciones básicas: la de continuidad
y la de Bernoulli, que relacionarán la presión, densidad y velocidad en todos los
puntos del fluido.

139
140 Tema 5. Mecánica de Fluidos

5.2. Estática de fluidos. Presión

5.2.1. Fuerzas en un fluido

Imaginemos que aplicamos una fuerza a la superficie de un objeto, de mane-


ra que esa fuerza tenga componentes tanto en la dirección tangente como en la
normal a dicha superficie. Si el objeto es un sólido apoyado sobre una mesa, la
componente de la fuerza perpendicular a la superficie puede hacer que el objeto
se comprima, dependiendo de la rigidez de dicho objeto. Si el objeto no desliza
sobre la mesa, la componente de la fuerza paralela a la superficie del objeto podrá

o
ocasionar una deformación del objeto. Como ejemplo supongamos que se sitúa
horizontalmente un libro sobre la mesa y, colocando su mano sobre él, se apli-

ic
ca una fuerza paralela a la cubierta del libro y perpendicular al lomo. El libro se
deformará; las páginas de debajo se mantendrán fijas en su posición original y
las páginas de la parte superior se desplazarán horizontalmente una determinada
distancia. La sección transversal del libro pasa de ser un rectángulo a ser un pa-

ém
ralelogramo. Este tipo de fuerzas paralelas a una superficie se llaman fuerzas de
cizalladura o fuerzas cortantes.
En nuestro tratamiento inicial de los fluidos utilizaremos un modelo simplifi-
cado en el que supondremos que no existirá fricción entre capas adyacentes del
fluido. Este tipo de fluidos se denominan no viscosos y podemos decir que los

Los fluidos no viscosos solo se ven


ad
mismos no se ven sometidos a fuerzas de cizalladura; si imaginamos una mano
colocada sobre la superficie del agua y se empuja en la dirección paralela a la su-
perficie, la mano simplemente se deslizará sobre la superficie del agua, no pu-
diendo deformar el agua tal como lo hacía con el libro. Este fenómeno ocurre por-
Ac
sometidos a fuerzas normales que las fuerzas interatómicas en el fluido no son lo suficientemente fuertes como
para mantener la posición de unos átomos respecto a otros. El fluido, por tan-
to, no se puede considerar como un objeto rígido dado que al aplicar una fuerza
cortante, las moléculas simplemente deslizarán unas sobre otras.
Según nuestra suposición, tendremos que las únicas fuerzas de contacto que
so

afecta a un fluido, y que a su vez éste producirá en los objetos circundantes, serán
aquellas que sean perpendiculares a las superficies que estén en contacto con él.
Por ejemplo, las fuerzas ejercidas por el fluido sobre el objeto de la Fig. 5.1 son per-
U

pendiculares en todo punto a las superficies del objeto. Estas fuerzas que se distri-
buyen a lo largo de toda la superficie las relacionaremos con una nueva magnitud
denominada presión.
p ia
Co

F IGURA 5.1: La fuerza que ejerce el fluido sobre cualquier punto de un objeto
sumergido en el mismo es perpendicular a la superficie del objeto. La fuerza que
ejerce el fluido sobre las paredes del recipiente es perpendicular a las paredes en
todos los puntos.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


5.2. Estática de fluidos. Presión 141

De este modo, si un objeto está sumergido en cierto fluido y dF es el módulo


de la fuerza normal ejercida por el fluido en cierto punto sobre un elemento de
superficie infinitesimal de área dA, entonces la presión p ejercida por el fluido en
ese punto se define como

dF
p= . (5.1) Presión sobre un punto
dA

Para el caso de un objeto cuya superficie A está a la misma profundidad en el


fluido tendremos que la presión en esta superficie viene dada por

o
F Presión sobre una superficie
p= . (5.2)

ic
A

Obsérvese que la presión es una magnitud escalar.

ém
Dado que la presión es una fuerza por unidad de área, tiene unidades de N/m2
en el Sistema Internacional. El nombre para la unidad de presión en el Sistema
Internacional es el pascal (Pa):

1 Pa = 1 N/m2 .

ad
El pascal es una unidad de presión bastante pequeña, por lo que se utiliza común-
mente un múltiplo suyo, el bar,
Ac
1 bar = 105 Pa .

En meteorología, la unidad más utilizada es el milibar (mbar) o, equivalentemen-


te, el hectopascal (hPa).
so

La atmósfera (que no es más que un fluido formado por moléculas de aire)


ejerce una presión sobre la superficie de la Tierra y sobre todos los objetos situa-
dos en ella. Esta presión es la responsable de que funcionen las ventosas, las paji-
U

tas de los refrescos, las aspiradoras y muchos otros aparatos. El valor de la presión
atmosférica al nivel del mar se denomina como “una atmósfera” y tiene un valor
en el SI de
ia

1 atm = 101325 Pa = 1013, 25 hPa = 1013, 25 mbar .


p

Obsérvese que la presión y la fuerza son magnitudes diferentes. Podemos ob-


tener una presión muy grande a partir de una fuerza relativamente pequeña. Éste
Co

es el caso de las agujas hipodérmicas. El área de la punta de la aguja es muy pe-


queña; por ello, basta con ejercer una pequeña fuerza sobre la aguja para generar
una presión suficientemente grande que perfore la piel. También podemos gene-
rar una presión pequeña a partir de una fuerza grande, aumentando el área sobre
la que se actúa la fuerza. Este es el principio que subyace en el diseño de las ra-
quetas para andar sobre la nieve. Si una persona caminara sobre una capa espesa
de nieve con zapatos normales, es posible que sus pies atravesaran la nieve y se
hundieran. Las raquetas para la nieve, sin embargo, permiten que la fuerza que
se ejerce sobre la nieve debido al peso de la persona se distribuya sobre un área
mayor, reduciendo suficientemente la presión como para que la superficie de la
nieve no se rompa.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


142 Tema 5. Mecánica de Fluidos

Actividad 5.1:

Diga si son verdaderas o falsas las siguientes afirmaciones. Razone su


respuesta.

• Las fuerzas que ejerce un fluido sobre su entorno o sobre un objeto


sumergido en el mismo son siempre fuerzas de contacto.
• Las fuerzas que se ejercen sobre un fluido pueden ser de contacto
y también de acción a distancia.
• Las fuerzas de contacto sobre un fluido viscoso solo tienen com-

o
ponentes tangenciales (fuerzas de cizalladura).
• Las fuerzas de contacto sobre un fluido no viscoso solo pueden ser

ic
normales.
• Las fuerzas que ejerce un fluido no viscoso sobre su entorno o so-
bre un objeto sumergido en el mismo son siempre fuerzas norma-

ém
les.
• Las fuerzas que ejerce un fluido sobre un objeto sumergido en el
mismo son dependientes de la forma y orientación de la superficie
de contacto.

ad
En la expresión de la fuerza que ejerce un fluido en cierto punto por
unidad de superficie, presión p = dF /dA, señale qué afirmaciones son
verdades o falsas. Razone su respuesta.

• dF es la componente normal de la fuerza.


Ac
• dF es el módulo de la fuerza normal.
• dF es el módulo de la fuerza total.

Explique qué diferencia hay entre p = dF /dA y p = F /A.


so

La unidad de presión en el S.I. es el bar. ¿Verdadero o Falso?

La presión atmosférica es aproximadamente 105 Pa, lo que implica que


la fuerza que ejerce la atmósfera sobre la parte superior de una chapa
U

de madera de 1 m2 que fuese sostenida por una persona con los brazos
en alto es de 105 kg. ¿Cómo es posible entonces que cualquier persona
pueda sostener esta chapa de madera sin mayor problema?
ia

5.2.2. Ecuación fundamental de la hidrostática


p

En el estudio de la mecánica de fluidos es muy importante la densidad de


Co

masa de una sustancia. Esta magnitud escalar se define para cada punto como el
cociente entre la masa diferencial (dm) que hay en un volumen diferencial (dV )
que contiene al punto y dicho diferencial de volumen:

Densidad de masa dm
ρ= . (5.3)
dV

La unidad de densidad de masa en el Sistema Internacional es kg/m3 . Otra uni-


dad muy utilizada es g/cm3 (sistema CGS), de modo que 1 kg/m3 =10−3 g/cm3 .
La densidad del agua destilada a 4o C es 1 g/cm3 y la del aire a temperatura am-
biente aproximadamente 1 kg/m3 . La densidad varía con la temperatura porque

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


5.2. Estática de fluidos. Presión 143

el volumen de una sustancia depende de la temperatura a la que se encuentre.


Como bien sabe cualquier persona que haya buceado, la presión dentro del
agua aumenta a medida que nos sumergimos a mayor profundidad. Asimismo,
la presión atmosférica disminuye cuando aumenta la altitud (por esta razón, los
aviones, que vuelan a una gran altitud, deben tener cabinas presurizadas para
proporcionar suficiente oxígeno a los pasajeros). Calculemos entonces de forma
cuantitativa cómo aumenta la presión con la profundidad o, equivalentemente,
cómo disminuye con la altura. Para ello, supongamos un líquido en reposo de
densidad ρ (en general, la densidad puede variar con la altura) como el de la figura
adjunta. Consideremos una porción de fluido de espesor dy cuyas caras tienen un

o
área A. La masa de esta porción de fluido es ρ Ady y su peso ρg Ady. Si esta porción
de fluido y el fluido circundanete están en equilibio, la fuerza resultante del propio
fluido sobre esta porción de fluido debe ser nula, es decir F x = F y = F z = 0.
P P P

ic
En las direccionesx y z sólo existen fuerzas debido al fluido que se compensan tri-
vialmente. En cambio, en la dirección vertical (y) actúa también el peso del fluido,
por lo que ha de cumplirse que

ém
p(y)A − p(y + dy)A − ρg Ady = 0

es decir,1
dp = −ρg dy . (5.4) Ecuación fundamental de la estática

ad
Esta ecuación se denomina ecuación fundamental de la estática de fluidos. Ob-
sérvese que ρ y g son cantidades positivas. Por tanto, a un incremento de altura
(dy > 0) corresponde un descenso de presión (dp < 0) y viceversa, tal como co-
de fluidos
Ac
mentamos anteriormente.
A partir de (5.4) el tratamiento difiere para gases y para líquidos debido a que
los líquidos son prácticamente incompresibles, lo cual quiere decir que su densi-
dad permanece constante. En efecto, si consideramos un fluido incompresible, la
integración de (5.4) es inmediata:
so

Z 2 Z 2
dp = − ρg dy
1 1
Ecuación fundamental de la hidrostá-
p 2 − p 1 = −ρg (y 2 − y 1 )
U

(5.5)
tica (fluidos incompresibles)
donde p 2 y p 1 son las presiones correspondientes a dos niveles y 2 e y 1 .
Apliquemos la ecuación (5.5) al líquido contenido en un vaso u otro recipiente
ia

(2)
con una superficie libre abierta a la atmósfera (ver figura adyacente) y tomemos el 2

punto 2 en la superficie libre donde la presión p 2 coincide con la presión atmos-


férica p atm . El punto 1 corresponderá a un nivel cualquiera donde la presión es p. h
p

Si definimos la profundidad h = y 2 − y 1 , tenemos entonces que


1
(1)
Co

p(h) = p atm + ρg h . (5.6)

Como podemos observar, la forma del recipiente no influye para nada en la


presión (esta sólo depende de la profundidad). En consecuencia, recipientes con
diferente forma soportan la misma presión en su fondo si el nivel de líquido es el
mismo en todos ellos. A este fenómeno se le conoce como paradoja hidrostática.
El fondo de cada uno de los recipientes de la figura adyacente soporta la misma
presión.

1 Notemos aquí que p(y + dy) − p(y) = dp .

JCM,FLML Apuntes de Física 1


144 Tema 5. Mecánica de Fluidos

Otra interesante consecuencia de la ecuación (5.5) es que todos los puntos de


un fluido incomprensible en reposo sometidos a la misma presión están a la mis-
ma altura. En este hecho se basa el principio de los vasos comunicantes, según
el cual la superficie libre de un líquido distribuido entre diferentes vasos comu-
nicados entre sí ha de estar en un plano horizontal (ver figura adyacente). Una
consecuencia inmediata de este principio es que la superficie libre de un líquido
contenido en un recipiente sea horizontal.
A la vista de la ecuación (5.6), podemos deducir que cualquier aumento de
presión en la superficie del fluido deberá transmitirse a todos los puntos del inte-
rior de dicho fluido. Este hecho fue descubierto por primera vez por el científico y

o
filósofo francés Blaise Pascal y se llamó principio de Pascal, según el cual

ic
Un cambio en la presión aplicada sobre el líquido contenido en un
recipiente se transmite con la misma intensidad a todos los puntos

ém
del fluido y a las paredes del recipiente.

Una aplicación importante del principio de Pascal es la prensa hidráulica,


que se ilustra en la Figura 5.2. Si se aplica una fuerza F 1 a un pistón pequeño de
área A 1 , la presión se transfiere a través del líquido al pistón de área A 2 , siendo F 2

ad
la fuerza que ejerce el líquido ejerce sobre el pistón. Como la presión del líquido
es la misma en ambos pistones, vemos que
Ac
A2
p = F 1 /A 1 = F 2 /A 2 =⇒ F2 = F1 .
A1

La fuerza F 2 es entonces un factor A 2 /A 1 mayor que F 1 . Los frenos hidráulicos,


so

los elevadores de coches, los gatos hidráulicos y los ascensores hacen uso de este
principio.
U
p ia
Co

F IGURA 5.2: Diagrama de una prensa hidráulica. Como el aumento de presión es


el mismo en lado izquierdo que en el derecho, una fuerza pequeña F 1 aplicada en
la parte izquierda produce una fuerza F 2 mucho mayor en la parte derecha.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


5.2. Estática de fluidos. Presión 145

Actividad 5.2:

¿Por qué aparece un signo negativo en la ecuación dp = −ρg dy ?

¿Podemos aplicar la ecuación p 2 −p 1 = −ρg (y 2 −y 1 ) a cualquier fluido?


Razone su respuesta.

La ecuación (5.6) nos da la presión en un líquido incompresible a una


profundidad h de su superficie. Derive la forma de esta ecuación si
tenemos dos líquidos incompresibles e inmiscibles de densidades ρ a
y ρ b . [Distinga si la presión se obtiene en el líquido a o en el b.]

o
Razone si son verdaderas o falsas las siguientes afirmaciones:

ic
• La presión en un fluido es la misma para la misma cota de profun-
didad y no depende en absoluto de lo que haya por debajo de esta
cota.

ém
• La presión en un fluido a cierta profundidad depende de la forma
en la que está contenido el fluido por encima de esta cota.

Desde un punto de vista práctico ¿qué precauciones deberíamos to-


mar para realizar una prensa hidráulica?

ad
¿Sería conveniente sustituir el líquido de la prensa hidráulica por aire?
Razone su respuesta.
Ac
E JEMPLO 5.1 Fuerza en la pared de una presa
El agua almacenada detrás de una presa de anchura w alcanza una altura H . Determinar
la fuerza total ejercida sobre la presa.

En primer lugar es muy importante darnos cuenta de que NO podemos calcular la


so

fuerza sobre la presa multiplicando el área por la presión, ya que la presión en este caso
varía con la profundidad. El problema puede resolverse calculando la fuerza dF sobre una
banda horizontal infinitesimalmente estrecha situada a la profundidad h, e integrando la
expresión para calcular la fuerza total en toda la presa.
U

La presión en la porción sombreada en la Figura, situada a una profundidad h por de-


bajo de la superficie es
p = ρg h = ρg (H − y)
ia

(No hemos incluido la presión atmosférica en nuestro cálculos porque actúa en ambos
lados de la presa, de manera que su contribución a la fuerza total es nula). A partir de la
ecuación (5.1), encontramos que la fuerza en la banda sombreada de área dA es
p

dF = pdA

Como dA = wdy, tenemos que


Co

dF = ρg (H − y)wdy

Así, la fuerza total en la presa es


Z H
1
F= ρg (H − y)wdy = ρg w H 2
0 2

Obsérvese que, como la presión aumenta con la profundidad, las presas deben dise-
ñarse de forma que su espesor aumente también con la profundidad, como se muestra en
la figura.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


146 Tema 5. Mecánica de Fluidos

La relación entre la presión y la altura (o profundidad) es más complicada en


un gas que en un líquido, debido a que la densidad de un gas no permanece cons-
tante al variar la presión. La presión de una columna de aire disminuye al au-
mentar la altitud considerada desde la superficie de la Tierra, como sucede con la
presión de una columna de agua, pero a diferencia de este caso, la disminución
de presión con la altura no es lineal con la distancia. En lugar de ello, la presión
decrece de forma exponencial, hecho que se conoce como ley atmosférica. Como
la densidad del aire es proporcional a la presión, esta densidad también disminu-
ye con la altura. Así, se dispone de bastante menos oxígeno en una montaña que
a elevaciones normales.

o
E JEMPLO 5.2 La ley atmosférica

ic
Demostrar la ley atmosférica suponiendo que la densidad del aire es proporcional a la
presión

Mediciones sobre el aire nos dicen que la presión en el aire varía linealmente con la

ém
presión, esto es, ρ(p) = βp. Si en un nivel de referencia determinado (por ejemplo, el nivel
del mar) tenemos que p = p 0 , siendo p 0 la presión atmosférica, y ρ(p o ) = ρ o , entonces
podemos determinar que β = ρ o /p 0 , y escribir por tanto

ρo p
ρ(p) = βp =
p0

ad
Si se introduce este resultado en la ecuación (5.5) llegamos a

o, equivalentemente,
dp = −ρg dy = −βpg dy
Ac
dp
= −βg dy .
p
Integrando esta última ecuación, tomando p(y = 0) = p 0 y p(y = h) = p(h), se obtiene
Z h Z h
dp
=− βg dy
so

0 p 0
p(h)
ln = −βg h
p0
U

es decir,
p(h) = p 0 e−αh (5.7)
con α = −g ρ o /p 0 [≈ 10−4 m−1 si la referencia es el nivel del mar] . Notemos que esta ley nos
dice que la caída de la presión atmosférica con la altura es exponencial.
p ia

5.2.3. Manómetros y barómetros


Co

Para medir presiones podemos utilizar la expresión (5.6) que nos dice que la
diferencia de presión en un líquido es proporcional a la profundidad. En la figu-
ra adyacente se muestra un medidor de presión simple, el manómetro de tubo
abierto o en U, el cual contiene al líquido manométrico. Uno de los extremos es-
tá abierto y, por tanto, a la presión atmosférica (p 0 = p atm ), mientras que el otro
extremo está conectado a un gas de presión desconocida p, que es la que se quie-
re medir. La presión en los puntos A y B debe ser igual por la ecuación (5.5), y la
presión en A es igual a la presión desconocida del gas. Así, igualando la presión
en A a la del punto B , vemos que, aplicando (5.6), p = p atm + ρg h, donde ρ es la
densidad del líquido manométrico. A la presión p se le denomina presión abso-
luta, mientras que a la diferencia p − p atm , que es igual a ρg h, se le llama presión

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


5.3. Flotación. Principio de Arquímedes 147

manométrica o relativa. Ésta es la presión que se mide en la cámara de la rue-


da de un coche. Cuando la cámara se encuentra completamente deshinchada, la
presión manométrica es nula, y la presión absoluta es igual a la atmosférica.
La figura adyacente muestra un barómetro de mercurio utilizado para medir
la presión atmosférica. Uno de los extremos parte de un tubo de gran longitud que
está cerrado y se le ha hecho el vacío de forma que la presión en su interior es igual
a cero. Dado que todos los puntos a idéntica altura deben tener la misma presión,
vemos que la presión en el punto A debida a la columna de mercurio debe ser
igual a la presión en el punto B debida a la atmósfera. Si esto no fuera así, la fuerza
neta movería el mercurio de un punto a otro hasta que se llegara al equilibrio.

o
Por tanto, p 0 = p atm = ρ Hg g h donde ρ Hg es la densidad del mercurio. A 0ºC, la
densidad del mercurio es ρ Hg = 13.595 g/cm3 , por lo que la altura de la columna A B
del líquido barométrico a la presión atmosférica (p atm = 101325 Pa) es 760 mm. Es

ic
por ello que se utiliza también como unidad de presión el milímetro de mercurio
(mmHg), también llamado “torr” en honor del físico italiano E. Torricelli, inventor
del barómetro.

ém
5.3. Flotación. Principio de Arquímedes

En esta sección estudiaremos el origen de la fuerza de empuje, que es la fuer-

ad
za ascendente que actúa sobre un objeto cuando está sumergido en un fluido. Las
fuerzas de empuje se hacen patentes en muchas situaciones: cualquiera que ha-
ya subido en una barca ha experimentado la fuerza de empuje, que impide que
esta se hunda. Otro ejemplo típico es la relativa facilidad con que se puede levan-
Ac
tar a una persona sumergida en el agua, en comparación con intentar levantarla
fuera del agua. Evidentemente, el agua proporciona un apoyo parcial a cualquier
objeto introducido en ella. Todos estos fenómenos pueden explicarse mediante el
siguiente enunciado conocido como principio de Arquímedes:
so

Todo objeto total o parcialmente sumergido en un fluido experi-


Principio de Arquímedes
menta una fuerza ascendente o empuje de valor igual al peso del
fluido desalojado por el objeto.
U

El principio de Arquímedes puede demostrarse de la siguiente manera. Su-


pongamos la región cúbica de fluido del recipiente dibujado en la figura. Esta
porción de fluido está en equilibrio debido a la compensación de las fuerzas que
ia

actúan sobre él. Una de las fuerzas aplicadas en dirección vertical es la fuerza gra-
vitatoria, debiendo ser nula la suma de las fuerzas exteriores aplicadas en esta
dirección. ¿Qué anulará el efecto de la fuerza gravitatoria descendente, permi-
tiendo que esta porción de fluido permanezca en equilibrio? Ciertamente, debe
p

ser el resto del fluido contenido en el recipiente el que esté ejerciendo una fuer-
za ascendente, el empuje. Por consiguiente, el módulo de esta fuerza ascendente
Co

debe ser igual al peso de la porción de fluido contenido en la región cúbica:


X
F y = 0 ⇒ B − Fg = 0 ⇒ B = M g

donde M es la masa de esta porción de fluido. Ahora, imaginemos que sustituimos


la región cúbica de fluido por una porción de acero de las mismas dimensiones.
¿Cuál sería la fuerza de empuje sobre el acero? El fluido circundante se compor-
ta de la misma forma tanto si está ejerciendo una presión sobre una porción de
fluido como si se trata de una porción de acero (recordemos que la presión la ori-
ginaban únicamente las fuerzas normales). La fuerza de empuje que actúa sobre
el acero es entonces la misma que la que actúa sobre la porción de fluido de las

JCM,FLML Apuntes de Física 1


148 Tema 5. Mecánica de Fluidos

mismas dimensiones. Este resultado se puede aplicar a cualquier objeto sumergi-


do, independientemente de su forma, tamaño o densidad.
Demostremos ahora de una manera más explícita que el valor de la fuerza de
empuje es igual al peso del fluido desalojado. Aunque esto es cierto tanto para lí-
quidos como para gases, realizaremos los cálculos para el caso de un líquido. En
las caras laterales de la porción de líquido representado en la figura, las fuerzas
debidas a la presión que actúan horizontalmente se anulan entre sí, de manera
que la fuerza neta en la dirección horizontal es nula. En la porción de líquido, la
presión en su cara inferior es mayor que en la cara superior. Así, la fuerza ascen-
dente F inf aplicada sobre la cara inferior del líquido considerado es mayor que la

o
fuerza descendente F sup aplicada sobre la cara superior. La resultante de todas las
fuerzas verticales ejercidas por el líquido restante (no consideramos el efecto de
la fuerza gravitatoria pues no la ejerce el líquido restante) es

ic
X
F líq = B = F inf − F sup .

ém
Expresándolo en términos de la presión aplicando (5.6) obtenemos que

B = p inf A − p sup A = ρ f g ∆h A ⇒ B = ρf g V

donde ρ f es la densidad del líquido y V = A∆h es el volumen de la porción de


liquido considerado. Como la masa de este líquido M = ρ f V , vemos que B = M g
es precisamente el peso del líquido desalojado.

ad
Antes de seguir con algunos ejemplos, resulta interesante comparar dos casos
típicos: la fuerza de empuje que actúa sobre un objeto completamente sumergido
y la que actúa sobre un objeto que está flotando.
Ac
so
U

(a) (b) (c)

F IGURA 5.3: (a) Un objeto completamente sumergido que sea menos denso que el
fluido en el que está sumergido experimenta una fuerza neta ascendente. (b) Un
objeto completamente sumergido que sea más denso que el fluido, se hunde.
ia

(c) Un objeto que es menos denso que el agua flota sobre él, como este cubito de
hielo en el agua.
p

Caso 1: Objeto completamente sumergido. Cuando un objeto de volumen Vo


Co

está completamente sumergido en un líquido de densidad ρ f , el módulo de la


fuerza de empuje ascendente es B = ρ f g Vo . Como el objeto está totalmente su-
mergido, el volumen del objeto y el volumen del líquido desalojado, V , es el mis-
mo: V = Vo . Si el objeto tiene una densidad ρ o , su peso es M g = ρ o Vo g y, en con-
secuencia, la fuerza neta (positiva si es ascendente) que actúa sobre él es

F = B − M g = (ρ f − ρ o )Vo g .
X
(5.8)

Podemos ver que, si la densidad del objeto es menor que la densidad del líqui-
do, como en la Fig. 5.3(a), la fuerza neta es positiva y el objeto sufre una acele-
ración ascendente. Si la densidad del objeto es mayor que la del líquido, como

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


5.3. Flotación. Principio de Arquímedes 149

en la Fig. 5.3(b), la fuerza neta es negativa y el objeto se hunde. Finalmente, si la


densidad del objeto y del líquido son iguales, la fuerza neta es cero y el cuerpo
permanece sumergido a cierta profundidad sin hundirse (flotabilidad neutra).
El mismo comportamiento presenta un objeto sumergido en un gas, tal como
el aire de la atmósfera. Si el objeto es menos denso que el aire, como, por ejemplo,
un globo de helio, el objeto flota y se eleva. Si es más denso, como una roca, cae.

Caso 2: Objeto flotante (parcialmente sumergido). Ahora consideremos un ob-


jeto en equilibrio estático que está flotando sobre la superficie de un fluido, co-

o
mo el cubito de hielo parcialmente sumergido que flota en el vaso de agua de
la Fig. 5.3(c). Como sólo está sumergido parcialmente, el volumen V del fluido

ic
desalojado es sólo una fracción del volumen total Vo del objeto. El volumen del
fluido desalojado corresponde al volumen del objeto que está por debajo de la
superficie libre del fluido. Al estar el objeto en equilibrio, la fuerza de empuje (as-

ém
cendente) se equilibrará con la fuerza gravitatoria (descendente) ejercida sobre
el objeto. La fuerza de empuje tiene un valor B = ρ f g V . Como el peso del obje-
to es M g = ρ o Vo g y debe cumplirse que F = 0 en la dirección vertical, M g = B
P

encontramos finalmente que

ρ f g V = ρ o g Vo (5.9)

o bien
ρo
=
V
ρ f Vo
.
ad (5.10)
Ac
Así, la fracción del volumen del objeto que está bajo la superficie del fluido es igual
al cociente entre la densidad del objeto y la del líquido. Es interesante notar que
la expresión (5.9) nos dice igualmente que ρ f V = ρ o Vo ; esto es,
so

Masa fluido desalojado = Masa del objeto flotante .

Actividad 5.3:
U

¿Qué fuerza es responsable del empuje sobre el objeto sumergido en


un fluido? ¿Por qué esta fuerza no tiene componentes en la dirección
lateral?
ia

¿Por qué es tan difícil sumergir un globo inflado grande en el agua?

Una vez sumergido completamente, ¿es más difícil llevarlo a mucha


p

profundidad? Razone su respuesta.


Co

¿Qué puede hacer un buceador que respira con una botella de aire
comprimido para variar su profundidad si no pudiera usar sus aletas y
manos?

Si tenemos un hielo flotando en un vaso de agua lleno hasta el borde,


al fundirse el hielo ¿rebosa el agua? Razone su respuesta.

Encuentre la manera de calcular la densidad de una pelota de ping-


pong de radio r = 2, 5 cm que se encuentra sumergida en agua 10 cm y
al soltarse salta sobre el agua una distancia de 3 cm.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


150 Tema 5. Mecánica de Fluidos

E JEMPLO 5.3 La punta de un iceberg.

Un iceberg que flota sobre el agua del mar es extremadamente peligroso pues la ma-
yor parte del hielo se encuentra por debajo de la superficie. El hielo escondido puede
dañar a un barco aun estando a una distancia considerable del hielo visible. ¿Qué frac-
ción de hielo permanece por debajo del nivel del mar?

Este problema corresponde al caso de un cuerpo parcialmente sumergido. El peso del


iceberg es P i = ρ h g Vi , donde ρ h = 917 kg/m3 es la densidad del hielo y Vi es el volumen
del iceberg. El módulo de la fuerza de empuje es igual al peso del agua desalojada, B =

o
ρ a g Vsum , donde Vsum es el volumen de agua desalojada que será igual al volumen del
iceberg sumergido y ρ a = 1030 kg/m3 es la densidad del agua salada. Según el Principio
de Arquímedes, P i = B , es decir, ρ h g Vi = ρ a g Vsum . En consecuencia, la fracción de hielo

ic
sumergida será:

Vsum ρi

ém
f = = = 0.89 = 89 %
Vi Va

Resultaría interesante que nos planteáremos qué ocurre con el nivel del mar si todos
los icebergs del planeta se fundieran. ¿Variaría el nivel del mar en este caso? La respuesta
es que NO variaría el nivel del mar puesto que la masa de hielo flotante es la misma que
la del agua desalojada por el hielo. Luego cuando el hielo se halla fundido y convertido en

ad
agua, ese agua ocupará justamente el volumen que previamente había desalojado el hielo.
No obstante, ahora cabe otra pregunta. Cuando se dice que debido al cambio climático se
elevará el nivel del mar y podría sumergir ciudades costeras, ¿es esto cierto? La respuesta
ahora es que SÍ, pero no debido al agua fundida de los icebergs (o, equivalentemente, el
océano Ártico) sino de la proveniente de los hielos que se fundirían y que en este momento
Ac
están sobre tierra firme (por ejemplo, el hielo de las montañas o bien el hielo de la Antár-
tida). El agua de estos hielos iría a parar a los mares y océanos, incrementando el nivel de
estos.
so

E JEMPLO 5.4 Calculo de la densidad de un objeto mediante tres pesadas.

Una balanza de resorte marca 273 g cuando sobre ella se coloca un vaso de vidrio con
U

agua. Si en el agua se sumerge una piedra atada de un hilo (de masa despreciable) marca
322 g. Se suelta el hilo, cae la piedra al fondo del vaso y la balanza indica 395 g. Calcule la
densidad de la piedra.
ia

Este problema nos presenta tres situaciones distintas que se corresponden con las tres pe-
sadas mostradas en la figura adjunta.
p
Co

273 g 322 g 395 g

F IGURA: Procedimiento para determinar la densidad de un objeto mediante tres pesadas


en una balanza.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


5.4. Dinámica de Fluidos 151

En la primera pesada lo que medimos es la masa del fluido, por lo que podemos determinar
que su peso es
P f = m f g = 2730 mN .
En la segunda pesada debemos considerar que ahora el fluido ejerce una fuerza de em-
puje B sobre el objeto. Según nos dice la tercera ley de Newton, el objeto debe ejercer la
misma fuerza en dirección opuesta sobre el fluido. Por tanto, la fuerza normal, N , que ejer-
ce la balanza sobre el fluido (es decir, lo que nos marca su medida) será la suma del peso
del fluido más esta fuerza de empuje. De aquí podemos deducir que la fuerza de empuje
será B B
B = (322 − 273)g = 490 mN .
Pero el empuje también nos proporciona el volumen del objeto, Vo , puesto que

o
B = ρ f g Vo

ic
y, por tanto,
B 0.49
Vo = = = 49 ×10−6 m3 = 49 cm3 .
ρf g 1000 · 10

ém
Finalmente, en la tercera pesada, el objeto está en contacto también con la balanza, lo que
nos proporciona directamente la masa del objeto más la masa del fluido. La masa del objeto
será m o = 395−273 = 122 g, por lo que deducimos finalmente que la densidad del objeto es

mo 122 g
ρo = = = 2.49 g/cm3 .
Vo 49 cm3

ad
Comentario histórico sobre el Principio de Arquímedes. El rey le había encargado a Ar-
químedes (287–212 AC) la tarea de determinar si una corona fabricada para él estaba he-
cha toda ella de oro o si, por el contrario, contenía algún metal más barato como la plata.
Ac
El problema consistía en determinar la densidad de un objeto de forma irregular, sin des-
truirlo. Según cuenta la leyenda, Arquímedes encontró la solución mientras se bañaba e
inmediatamente echó a correr desnudo por las calles de Siracusa gritando “¡Eureka!” (“¡Lo
encontré!”). La comprensión de este hecho precedió en 1900 años aproximadamente a las
Leyes de Newton (a partir de las cuales puede deducirse el principio de Arquímedes). Ar-
químedes encontró un procedimiento simple y exacto para comparar la densidad de la
so

corona con la densidad del oro utilizando una balanza. Puso la balanza en el interior de un
recipiente y colocó la corona en un platillo y oro puro de igual masa en el otro. Entonces
añadió agua al recipiente hasta que quedaron sumergidos tanto la corona como el trozo
de oro puro. La balanza osciló elevando la corona, indicando así que el empuje que actua-
U

ba sobre ésta era mayor que el que actuaba sobre el oro puro. Esto se debe a el volumen
del agua desplazado por la corona era mayor que el desplazado por el oro puro. Concluyó
entonces que la corona era menos densa que el oro puro (igual masa que el oro y mayor
volumen que éste).
ia

5.4. Dinámica de Fluidos


p
Co

Hasta aquí, nuestro estudio de los fluidos se ha limitado a los fluidos en reposo
o fluidos estáticos. Ahora centraremos nuestra atención en los fluidos dinámicos,
es decir, abordaremos el estudio de fluidos en movimiento. En lugar de estudiar
el movimiento de cada una de las moléculas del fluido en función del tiempo,
describiremos las propiedades del fluido de manera global.

5.4.1. Descripción del movimiento

Cuando un fluido está en movimiento, su flujo puede clasificarse en dos tipos


distintos: laminar o turbulento. Se dice que el flujo es estacionario o laminar si

JCM,FLML Apuntes de Física 1


152 Tema 5. Mecánica de Fluidos

cada partícula del fluido sigue una trayectoria bien definida; es decir, las trayecto-
rias del fluido nunca se cruzan unas con otras sino que las partículas se desplazan
en forma de capas o láminas, tal y como se muestra en la Fig. 5.4(a). Así, en un
flujo estacionario, la velocidad del fluido en cada punto permanece constante a lo
largo del tiempo.
Por encima de una cierta velocidad crítica, el flujo se vuelve turbulento. El
flujo turbulento es un flujo irregular, caracterizado por la presencia de regiones
con pequeños remolinos o vórtices, como en la Fig. 5.4(b). A modo de ejemplo, el
flujo del agua de un río se vuelve turbulento en las zonas en la que se encuentra
con rocas u otros obstáculos, formando a menudo los denominados rápidos.

o
ic
ém
ad (a) (b)

F IGURA 5.4: (a) Flujo laminar alrededor de un ala en un túnel de aire. Las líneas de
flujo del flujo de aire se hacen visibles utilizando partículas de humo. (b) Humo
Ac
proveniente de un cigarrillo. El humo se mueve en primer lugar siguiendo un
flujo laminar para transformarse en un flujo turbulento cuando asciende.

El término viscosidad se utiliza de manera común en el estudio del flujo de un


fluido para caracterizar el grado de fricción interna en dicho fluido. Esta fricción
so

interna, o fuerza viscosa, está relacionada con la resistencia que ofrecen dos capas
adyacentes del fluido a deplazarse una con respecto a la otra. Como la viscosidad
representa una fuerza no conservativa, parte de la energía cinética de un fluido
U

viscoso se convertirá en energía interna cuando las capas del fluidos deslizan unas
sobre otras. Este fenómeno es parecido al mecanismo por el cual un objeto que
desliza sobre una superficie horizontal rugosa, experimenta una transformación
de energía cinética en calor.
ia

Como el movimiento de un fluido real es muy complejo, vamos a utilizar un


modelo simplificado. Como veremos, muchas de las características de los fluidos
reales en movimiento se pueden entender analizando el comportamiento de un
p

fluido ideal. En nuestro modelo simplificado, asumiremos las siguientes propie-


dades:
Co

Fluido no viscoso En un fluido no viscoso se desprecia la energía interna. Un ob-


jeto que se mueva dentro del fluido no experimentará ninguna fuerza vis-
cosa.

Fluido incompresible Se asume que la densidad del fluido permanece constan-


te, independientemente de la presión del fluido. Un gas no es incompresi-
ble, por lo que, en consecuencia, no puede ser un fluido ideal.

Flujo laminar En un flujo laminar o estacionario, asumimos que la velocidad del


fluido en todos sus puntos se mantiene constante a lo largo del tiempo.

Apuntes de Física 1 JCM,FLML


5.5. Ecuación de Bernoulli 153

Las dos primeras suposiciones de nuestro modelo simplificado son propie-


dades de nuestro fluido ideal. La última es una descripción de la trayectoria del
fluido.

5.4.2. Líneas de flujo y ecuación de continuidad para fluidos

La trayectoria que sigue una partícula de un fluido en condiciones de flujo la-


minar se denomina línea de flujo. La velocidad de la partícula es siempre tangen-
te a la línea de flujo, como se muestra en la figura. Dos líneas de flujo no pueden
cruzarse; si lo hicieran, una partícula podría moverse siguiendo cualquiera de las

o
dos trayectorias, creando puntos de cruce con otras partículas, y el flujo ya no se-
ría laminar. Un conjunto de líneas de flujo, como las que se muestran en la figura,

ic
forman lo que se conoce como tubo de flujo. Las partículas del fluido no pueden
entrar ni salir de los laterales de este tubo, ya que si lo hicieran, las líneas de flujo
se cruzarían.

ém
Consideremos un fluido ideal que fluye a través de una tubería de sección
no uniforme, como la de la figura adyacente. Las particulas del fluido se mue-
ven siguiendo una línea de flujo en estado estacionario. Cuando transcurre un
tiempo ∆t , el fluido en el extremo inferior de la tubería se mueve una distan-
cia ∆x 1 = v 1 ∆t . Si la sección transversal de la tubería en esta región es A 1 , en-

ad
tonces la masa del fluido contenida en la región sombreada de la izquierda es
∆m 1 = ρ A 1 ∆x 1 = ρ A 1 v 1 ∆t , donde ρ es la densidad (constante) del fluido ideal.
Análogamente, el fluido que se mueve a través del extremo superior de la tubería
en el tiempo ∆t tiene una masa ∆m 2 = ρ A 2 v 2 ∆t . Como no se crea ni desaparece
Ac
fluido entre A 1 y A 2 (es decir, no hay fuentes ni sumideros), la cantidad de fluido
que cruza A 1 en un tiempo ∆t debe ser la misma que atraviesa A 2 en ese mismo
intervalo de tiempo. Esto implica que ∆m 1 = ∆m 2 :

ρ A 1 v 1 ∆t = ρ A 2 v 2 ∆t (5.11)
so

o, equivalentemente,
A1 v1 = A2 v2 . (5.12) Ecuación de continuidad para fluidos
incompresibles
U

La expresión anterior, llamada ecuación de continuidad para fluidos incom-


presibles, establece que el producto del área por la velocidad de un fluido es cons-
tante en todos los puntos de la tubería. De manera que la velocidad aumenta
ia

cuando la tubería se estrecha. El producto Av, que tiene dimensiones de volumen


por unidad de tiempo, recibe el nombre de caudal volumétrico, o, simplemente,
caudal:
p

∆V Caudal volumétrico
I= = Av . (5.13)
∆t
Co

5.5. Ecuación de Bernoulli

Cuando un fluido se mueve por una región en la que su velocidad o su altura


sobre la superficie horizontal del suelo se modifican, la presión en el fluido varía
con estos cambios. En 1738, el físico suizo D. Bernoulli obtuvo por primera vez
una expresión que relacionaba la presión con la velocidad y la altura de un fluido
ideal.

JCM,FLML Apuntes de Física 1


154 Tema 5. Mecánica de Fluidos

Consideremos el flujo de un fluido ideal a lo largo de una tubería de forma


no uniforme, como muestra la figura adyacente. Nuestro sistema será el fluido
comprendido en esta tubería entre las secciones 1 y 2, de áreas A 1 y A 2 respecti-
vamente. Este fluido recorre en el tiempo ∆t una distancia ∆x 1 en la parte inferior
y ∆x 2 en la superior. Llamemos porción 1 a la región de fluido sombreada inferior
y porción 2 a la región sombreada superior. Estas regiones contienen la misma
cantidad de fluido ∆m y también el mismo volumen ∆V (dado que la densidad
no cambia). Debemos notar que el movimiento global de nuestro sistema en un
intervalo ∆t es equivalente a que la porción 1 de fluido se hubiese desplazado ha-
cía el punto 2 dando lugar a la porción 2 (sin que hubiese ninguna variación en el
resto del fluido entre los dos puntos).

o
Las fuerzas externas que actúan sobre nuestro sistema son dos: una de contac-
to ejercida por el fluido externo (el que está en los trozos de tubería anteriores y

ic
posteriores a nuestro sistema) y otra de acción a distancia provocada por la gra-
vedad. Si ahora aplicamos el teorema trabajo-energía cinética a nuestro sistema,
teniendo en cuenta la presencia de los dos tipos anteriores de fuerzas externas,

ém
llegamos entonces a que

Wtotal ≡ Wfluido + Wgrav = ∆E c . (5.14)

Debemos por tanto identificar los trabajos realizados por ambas fuerzas externas.
Para ello notemos que la fuerza ejercida por el fluido externo sobre el ∆m situado
ad
en la sección 1 tiene módulo F 1 = p 1 A 1 . El trabajo realizado por esta fuerza ex-
terna durante el intervalo ∆t será W1 = F 1 ∆x 1 = p 1 A 1 ∆x 1 = p 1 ∆V , siendo ∆V el
volumen de la sección 1. Análogamente, el trabajo ejercido por el fluido externo
en la sección 2 es, teniendo en cuenta que el volumen de las secciones 1 y 2 es
Ac
el mismo, W2 = −p 2 A 2 ∆x 2 = −p 2 ∆V . El trabajo ahora es negativo porque esta
fuerza se opone al desplazamiento. Así, el trabajo neto realizado por estas fuerzas
externas de contacto sobre el sistema es

Wfluido = (p 1 − p 2 )∆V . (5.15)


so

Por otra parte, el trabajo realizado por el campo gravitatorio conservativo sobre el
sistema será igual a la disminución de la energía potencial de la cantidad de fluido
desplazado ∆m; esto es,
U

Wgrav = −∆E p = ∆mg (y 1 − y 2 ) . (5.16)

Análogamente, la variación de energía cinética del sistema del sistema vendrá da-