Вы находитесь на странице: 1из 5

Espacio Académico Pedagogía Agustiniana

Tema El Educador Agustiniano


Docente Jhon Jairo Ayos Castro
Estudiante

Para una recta educación, de poco o nada sirve que el educador imparta mucha
ciencia, si luego su vida no es coherente con lo que enseña.

 En sentido agustiniano, el educador, tiene algunos rasgos que hacen posible


la propuesta agustiniana en el marco de la educación.

 Para Agustín el proceso educativo está concebido así:

CRISTO
(Maestro)

MAESTRO DISCÍPULO
(Educador) (Educando)

 La propuesta agustiniana no es un sistema educativo para enseñar ciencia,


sino para formar hombres cristianos:

Formación de la persona en cuanto a su ser.


Proceso distinto a la instrucción en cuanto al conocer y al tener.

 La meta de la educación, al estilo agustiniano es Dios mismo; por tanto, la


educación es un camino para ayudar al hombre a lograr el fin a que ha sido
destinado.

Aprendiz Ministro

Amigo y Mediador
compañero
Voz de la
Con vocación Palabra
Taller de Análisis

1. Recree en la siguiente caricatura la manera como se puede concebir al educador


agustiniano.

Cuadro uno:

- Estoy cansada de siempre enseñar lo mismo, no le encuentro el sentido a


enseñar la ciencia si los muchachaos no saben ser personas, ¿de qué les
sirve este conocimiento?

Cuadro dos:

- ¿de qué será esa revista?

Cuadro tres:

- “el pensamiento pedagógico agustiniano tiene por principio y meta la


formación de la persona en cuanto a su ser, no la instrucción o
información de la persona en cuanto a su posible conocer y tener”.
“Según la teoría educativa de Agustín, el maestro/educador humano es
siempre un ministro, un servidor, del único y verdadero Maestro: Cristo-
Dios”.

Cuadro cuatro:

- Creo que esto es lo que me falta entender, que debo formar personas no
recipientes de conocimiento, y que no puedo sola, que necesito del
verdadero Maestro para cumplir esta labor.
2. Explique las siguientes frases agustinianas y explique su aplicabilidad al
contexto actual.

Frase Aplicabilidad

Indica que las enseñanzas de la


Verdad de Dios habitan en el
“hombre interior”, que en la teología
agustiniana significa que Dios habla
en el encuentro de la persona consigo
misma. En nuestro lenguaje, es a lo
que referemimos a la conciencia
“Quien nos enseña es la Verdad de como el lugar donde Dios habla al
Dios, que habita en el hombre hombre personalmente. Este
interior” (El maestro 11,3). principio para el contexto actual se
puede referir en la necesidad de
buscar más ese “hombre interior” el
hombre que se pregunta por sí
mismo, por su existencia, por su
felicidad, por el objetivo y sentido de
su vida, pues estamos en una
sociedad donde la contemplación de
una vida futura se ha remplazado por
el ahora y lo útil.

Se une a la frase anterior, pues


busca indicar que la vedad está en el
“hombre interior”. Pero tomando otro
caso de aplicabilidad, podría decirse
“No salgas fuera; vuelve a ti mismo; que uno de los facores que han
en el hombre interior habita la anulado la búsqueda de ese “hombre
verdad” (La verdadera religión 39,7). interior” donde se encuentra la
verdad, es el mal uso de la
tecnología, pues esta en ocasiones
distre tanto que limita los espacios de
reflexión, de cuestionamiento y de
búsqueda de realidades
trascendentales.

Enseñar implica doncación,


sacrificio, disciplina, y en resumen
amor, pues quien busca compartir y
“La obligación de enseñar es ser medio de una buena educación es
consecuencia del amor a los demás, movido por el amor a los demás. Sin
la obligación de seguir aprendiendo embargo, esto implica que la persona
cada día es consecuencia del amor a se ande superando cada vez más,
la verdad” (La doctrina cristiana). pues nadie aparte de Dios es capaz
de contener todo el conocimeinto del
mundo en su mente y corazón,
siempre algo que se debe saber mejor
y aprender algo desconocido. En
nuestro hoy, esta es una falta
recurrente en la mayoría de las
profesiones, pues se cree que ya no
es necesario aprender más y en
ocasiones la educación el
conocimiento se comparte por fines
mercantilistas que por un verdadero
amor.

“El educador, debe facilitar el paso El educador es un médio, no el fin del


de la luz de la verdad, para que la conocimiento, es quien anima a ir a
propia verdad sea descubierta por el la verdad. En nuestro contexo
alumno e ilumine el alma del educativo esto no se tiene como
alumno” (Comentarios a los Salmos principio por algunos docenetes, pues
118,18,4). concideran que los únicos capaces de
conocer y de tener el conocimiento
son ellos, y no enseñan a ir a las
fuentes de donde nacen las ideas.

“La enseñanza y la educación que El amor es la fuente de la enseñanza


no viene motivada por el amor, y la educación, pues sin él todo saber
desprestigia a la persona del es vacío. Es una recurrente en los
educador y no beneficia a los profesionales, no aman ni son
educandos” (La Catequesis a testigos de lo que hacen y enseñan,
principiantes 4,8) que es producto no indagar en el
“hombre interior”.

3. Señale la manera en que las siguientes actitudes, contribuyen como


motivadores del aprendizaje:

 Amor

El amor ayuda a que cada acción tenga un sentido, pues anima, genera
satisfacción, asegura que las cosas queden bien hechas, prevalece el bien en cada
acción y es reflejo de un buen cristiano.

 Amistad

Es la concecuencia de hacer las cosas con amor, pues cuando se es amigo es


porque se ama. Es un trato de confianza y de gratuidad tanto del docente como del
alumno, pues el docente genera admiración, y el estudiante le entrega su respeto.
 Encuentro personal

Como se ha expuesto, una de las finalidades de la educación agustiniana es


formar personas, así que el encuentro personal es fundamental, pues allí es
donde se sabe quién es la persona y en qué se puede ayudar.

 Empatía

Es la actitud que resulta cuando las cosas se hacen con amor, pues si el docente
está dispuesto a ser cercano y saber quién es cada quién, puede que en el
alumno en algun momento surja este sentimiento de entregar su confianza y
amistad al docente.

 Diálogo

Es la capacidad que tiene un profesor de escuchar y de darle la oportunidad al


estudiante de interactur con el maestro, el Maestro, y con el conocimiento.

4. Supongamos que está orientando un colegio con horizonte agustiniano y


tiene que entrevistar a varios docentes, ¿qué perfil considera necesario para
contratarlos?

Lo principal es que tenga amor a lo que hace, segundo que tenga buenos
valores; es decir, que sea respetuoso, afable, exigente, y alegre. Y que tenga
dominio de los temas que enseñe. Y que esté dispuesto a no solo impartir
conocimiento, sino a formar personas para enfrentar el mundo y sus propias
vidas.