Вы находитесь на странице: 1из 14

Introducción

LA DISLEXIA
El cual permite abordar sobre dicho tema y conocer
más a fondo su definición, a quien afecta, su origen,
los síntomas que se presentan y cuáles son los tipos
de dislexia que se conocen, asimismo, encontramos
otros complementos informativos que nos permiten
tener más conocimientos acerca de esta significativa y
persistente dificultad en la adquisición del lenguaje, ya
que es un aspecto importante que se debe considerar
en el proceso de enseñanza-aprendizaje, debido a que
se observa con cierta regularidad en las aulas de
clase.
Dedicatoria
Los Niños con Problemas del Aprendizaje
Los padres se preocupan mucho cuando su hijo tiene problemas de aprendizaje en la escuela.
Hay muchas razones para el fracaso escolar, pero entre las más comunes se encuentra
específicamente la de los problemas del aprendizaje. Los niños con problemas de aprendizaje
suelen tener un nivel normal de inteligencia. Ellos tratan arduamente de seguir las instrucciones,
de concentrarse y de portarse bien en la escuela y en la casa. Sin embargo, a pesar de sus
esfuerzos, él/ella tiene mucha dificultad dominando las tareas de la escuela y se atrasa. Los
problemas del aprendizaje afectan a 1 de cada 10 niños de edad escolar.

Existe la creencia de que los problemas del aprendizaje son causados por alguna dificultad con el
sistema nervioso que afecta la recepción, el procesamiento o la comunicación de la información.
También puede ser común en familias. Algunos niños con problemas del aprendizaje son también
hiperactivos, no se pueden estar quietos, se distraen con facilidad y tienen una capacidad para
prestar atención muy corta.

Los siquiatras de niños y adolescentes indican que los problemas del aprendizaje se pueden
tratar. Si no se detectan y se les da tratamiento a tiempo, sus efectos pueden ir aumentando y
agravándose como una bola de nieve al rodar. Por ejemplo, un niño que no aprende a sumar en la
escuela primaria no podrá entender el álgebra en la escuela secundaria. El niño, al esforzarse
tanto por aprender, se frustra más y más y desarrolla problemas emocionales, tales como una baja
autoestima ante tantos fracasos. Algunos niños con problemas de aprendizaje se portan mal en la
escuela porque prefieren que los crean "malos" a que los crean "estúpidos".

Los padres deben estar conscientes de las señales mas frecuentes que indican la presencia de un
problema de aprendizaje, cuando el niño:

 Tiene dificultad entendiendo y siguiendo instrucciones.


 Tiene dificultad recordando lo que alguien le acaba de decir.
 No domina las destrezas básicas de lectura, deletreo, escritura y/o
matemática, por lo que fracasa en el trabajo escolar.
 Tiene dificultad distinguiendo entre la derecha y la izquierda, tiene dificultad
identificando las palabras o una tendencia a escribir las letras, palabras o
números al revés como por ejemplo: al confundir el número 25 con el
número
 Le falta coordinación al caminar, hacer deportes o llevar a cabo actividades
sencillas, tales como aguantar un lápiz o amarrarse el cabete del zapato.
 Fácilmente se le pierden o extravían sus asignaciones, libros de la escuela
y otros artículos.
 No puede entender el concepto de tiempo, se confunde con "ayer", "hoy" y
"mañana".

Tales problemas merecen una evaluación comprensiva por un experto que pueda enjuiciar todos
los diferentes factores que afectan al niño. Un siquiatra de niños y adolescentes puede ayudar a
coordinar la evaluación y trabajar con profesionales de la escuela y otros para llevar a cabo la
evaluación y las pruebas escolásticas y así clarificar si existe un problema de aprendizaje. Ello
incluye el hablar con el niño y la familia, evaluar su situación, revisar las pruebas educativas y
consultar con la escuela. El siquiatra de niños y adolescentes entonces hará sus recomendaciones
sobre dónde colocar al niño en la escuela, la necesidad de ayudas especiales, tales como terapia
de educación especial o la terapia del habla y los pasos que deben seguir los padres para asistir al
niño para que pueda lograr el máximo de su potencial de aprendizaje. Algunas veces se
recomienda sicoterapia individual o de familia. Los medicamentos pueden ser recetados para la
hiperactividad o para la distracción. Es importante reforzar la confianza del niño en sí mismo, tan
vital para un desarrollo saludable, y también ayudar a padres y a otros miembros de la familia a
que entiendan mejor y puedan hacer frente a las realidades de vivir con un niño con problemas de
aprendizaje.

Programa de estimulación cerebral para ejercitar


las redes neuronales debilitadas por la dislexia.
El entrenamiento cerebral para dislexia infantil de CogniFit, es un programa neurocientífico
que ayuda a mejorar la agilidad mental de los niños con dislexia permitiendo incrementar su
capacidad de lectura y escritura, potenciar su concentración, agilidad de aprendizaje y
rendimiento académico. Está recomendado para niños menores de 13 años.
El programa ha sido creado por un equipo de neurólogos y psicólogos que aplican los últimos
descubrimientos sobre el cerebro a ejercicios mentales en forma de juegos sencillos. A los
niños les encantan y pueden jugar online.

Estos juegos están diseñados para fortalecer la conectividad de las redes neuronales
implicadas en el procesamiento del lenguaje. Es una fórmula innovadora y eficaz de favorecer
la plasticidad neuronal de los más pequeños mientras se divierten jugando. Porque sin que
niño de cuenta, CogniFit evalúa su salud cognitiva y le presenta automáticamente el
programa de estimulación que más le conviene.
Los ejercicios son personalizados y se adaptan a la edad y particularidades únicas de cada
pequeño, trabajando las redes neuronales específicas que están más debilitadas por su tipo
de dislexia. Mientras ellos se divierten, estamos potenciando su capacidad de aprendizaje,
rendimiento y agilidad mental. Habilidades imprescindibles para su pleno desarrollo.
La efectividad del entrenamiento cerebral de CogniFit para dislexia infantil ha sido validada
científicamente y probada por múltiples colegios, universidades y hospitales de todo el
mundo.

Los estudios demuestran que los niños y adultos con dislexia que entrenaron su cerebro con
CogniFit, aumentaron de forma significativa su desarrollo cognitivo, actividad de trabajo y
rendimiento en la lectura (incrementando en un 14.73% el número de palabras correctas
leídas por minuto). Además, los resultados se prolongaron hasta seis meses después del
entrenamiento, teniendo un efecto rotundamente positivo sobre la dislexia.
Dislexia en español: estado de la cuestión
FRANCISCA SERRANO y SYLVIA DEFIOR

La dislexia es un problema persistente en el lenguaje escrito, que consiste en una dificultad


grave en el reconocimiento de palabras. Se caracteriza por un rendimiento en lectura bajo,
mientras que no hay problemas en el resto de habilidades, que son normales e incluso
superiores en algunos casos. Este trabajo revisa diferentes propuestas que han surgido para
la definición y clarificación de las causas de la dislexia. Igualmente, se comenta la
heterogeneidad de la dislexia como una característica tanto inter-población como inter-
lenguas.

Introducción:

el lenguaje tanto oral como escrito , constituyen una habilidad humana fundamental de las
personas. El uso del lenguaje oral como instrumento de comunicación nos convierte en una
especie única.

El estudio de la adquisición de la habilidades lectoras tienen interés también como paso


previo al análisis de las situaciones en las que se plantean dificultades en su aprendizaje
como es la dislexia.

Definir la dislexia

Una dificultad en el aprendizaje de la lectura, a pesar de que en los últimos años este
concepto se emplea con una mayor precisión para designar un síndrome que se manifiesta
como una dificultad para la distinción y memorización de letras o grupos de letras, falta de
orden y ritmo en la colocación y mala estructuración de las frases, afectando tanto a la lectura
como a la escritura.
Es un trastorno que se transmite genéticamente (requiere de antecedentes familiares) y suele
darse más en los niños que en las niñas. Para diferenciarla de otros trastornos, esta dificultad
debe existir desde el inicio del aprendizaje de la lectura y escritura, y debe mantenerse de no
mediar un tratamiento adecuado.
Este trastorno se manifiesta en sujetos con una inteligencia normal e incluso superior, sin
daños neurológicos o físicos evidentes, que no tienen problemas emocionales ni sociales, no
viven en un medio social-económico-cultural desfavorable ni tampoco están sometidos a
procesos de aprendizaje inapropiados. Este tipo de definición, aunque excluyente, contribuye
a separar una dislexia adquirida (por un traumatismo o lesión cerebral) de una dislexia
evolutiva o de desarrollo (por déficits madurativos). En el primer caso, el sujeto no puede leer
y escribir sin fallos, mientras que en el segundo caso el sujeto tiene dificultad para empezar a
aprender a leer y escribir por primera vez.
Que causa la dislexia?

Las causas de la dislexia no están aún del todo determinadas, debido a las dificultades que
entraña el estudio de un órgano tan complejo como el cerebro, cuyo funcionamiento
representa un reto para la medicina. Se sabe que existe uncomponente genético,
determinado por la herencia de ciertos genes que predisponen a padecer la enfermedad. Un
ejemplo de ello es el gen dcd2, activo en los centros cerebrales implicados en la lectura; se
ha detectado que este gen presenta menor actividad en individuos disléxicos. Este y otros
factores genéticos están siendo estudiados en la actualidad, con el fin de hallar las causas y
la cura de esta patología.

Existen otra serie de causas que pueden dar lugar a la aparición de la dislexia:

 Causas neurológicas consistentes en una pequeña disfunción cerebral (la dislexia no cursa
con ningún otro tipo de deficiencia intelectual).
 Causas emotivas (trastornos emocionales, tensiones).
 Causas asociativas (dificultad para asociar una palabra con un sonido y con su significado).
 Causas metodológicas (por aplicación incorrecta del método de enseñanza de lectura-
escritura). En algunos casos, el individuo desarrolla el trastorno por no comprender o no
distinguir los conceptos de 'fonema' y 'grafía'.

Dislexia ¿déficit o retraso?

Retraso específico de la lectura, se caracteriza porque el niño presenta alteraciones en la


precisión, velocidad o comprensión en la lectura. Se considera que la dificultad radica en
los problemas que el niño tiene en decodificar las palabras escritas por lo que no
consiguen identificar las palabras ni las oraciones viéndose afectada gravemente la
comprensión del texto que leen.

Esta alteración no está causada por una baja capacidad intelectual, aunque
generalmente el niño va a presentar un bajo rendimiento escolar debido a su pobre
comprensión lectora. Otra característica fundamental es que el niño disléxico que no
puede comprender un texto escrito, no va a presentar ninguna dificultad en comprenderlo
cuando alguien lo lee, es decir, no tiene dificultades de comprensión oral.

En numerosas ocasiones los padres o tutores del niño consideran que el niño tiene una
capacidad intelectual por debajo de lo normal ya que observan dificultades en todas las
áreas escolares, sin embargo, la capacidad del niño puede ser normal y ser su baja
capacidad para descifrar las palabras escritas las que están ocasionando problemas en
su actividad escolar.

Conclusión:

La dislexia evolutiva es un problema grave en el ámbito académico, ya que afecta


a una habilidad de la persona en la enseñanza y a la vez en el aprendizaje del
niño o niña.
Avances en la investigación sobre la dislexia evolutiva:
diversidad, especificidad e intervención
El objetivo de este número especial ha sido presentar una perspectiva necesariamente
limitada pero significativa sobre los avances que se vienen produciendo desde hace
varias décadas en la investigación sobre la dislexia evolutiva. Los artículos publicados
combinan revisiones de enorme valor teórico junto con aportaciones de carácter
netamente aplicado. Mientras que el artículo de Sprenger-Charolles, y el de Pernet, Dufor
y Démonet abordan la diversidad de la dislexia desde diferentes perspectivas, el artículo
de Serniclaes sigue una estrategia opuesta, presentando la percepción alofónica como el
déficit específico de la dislexia. Explicar la variabilidad y la especificidad de la dislexia
constituye un auténtico desafío para la investigación científica actual. Completan este
monográfico cuatro aportaciones de carácter netamente aplicado que se han ordenado
con cierta intención didáctica. Las dos primeras relacionadas con el diagnóstico. Carrillo,
Alegría, Miranda y Sánchez presentan, parcialmente, una batería de evaluación de la
dislexia en español, mientras que Luque, Bordoy, Giménez, López-Zamora y Rosales
defienden el valor diagnóstico de un conjunto de pruebas relativas a la percepción del
habla. Los dos últimos artículos representan, sin duda, aportaciones muy novedosas en
el contexto de la intervención sobre las dificultades de aprendizaje de la lectoescritura.
Jiménez, Baker, Rodríguez, Crespo, Artiles y Afonso, presentan un sistema de Respuesta
a la Intervención aplicado en el contexto del sistema educativo público de la Comunidad
de Canarias. Por su parte, Gómez, Defior y Serrano presentan detalladamente el
fundamento y estructura de un programa de intervención en la fluidez lectora, un objetivo
escasamente representado en la bibliografía en español. Veamos a continuación estas
aportaciones con algo más de detalle. Sprenger-Charolles aborda la diversidad de los
perfiles disléxicos desde una perspectiva interlingüística. Los perfiles superficial y
fonológico procedentes del modelo de doble ruta se utilizan para buscar diferencias entre
lenguas con distinta transparencia ortográfica (inglés, francés y español). Tras hacer una
revisión crítica de la metodología, la autora concluye en la ventaja del método clásico
sobre el método de regresión, dada la menor fiabilidad de este último. También, se
defiende que utilizar medidas tanto de exactitud como de velocidad es necesario para
revelar el déficit de lectura de los disléxicos. En condiciones metodológicas óptimas, con
el método clásico y considerando tanto la exactitud como la velocidad, lo que resulta es el
predominio de los perfiles mixtos, seguidos de los perfiles fonológicos y superficiales, con
mínimas diferencias entre lenguas. Sin embargo, en condiciones menos óptimas,
prevalecen los perfiles disociados y la proporción entre perfiles fonológicos y superficiales
varía entre lenguas. La autora concluye a favor de un déficit predominantemente
fonológico, sin límites claros entre subtipos, lo que resulta ampliamente estable entre
lenguas. Esta conclusión está muy cercana a la alcanzada por Ziegler, Castel, Pech-
Georgel, George, Alario y Perry (2008) en una simulación computacional donde se
reprodujeron los perfiles individuales de los niños mediante el añadido de diferentes
cantidades de ruido a distintas habilidades componentes. Como subrayan Ziegler et al.
(2008), la distinción entre disléxicos superficiales y fonológicos no está.
Dislexia: enfermedad, trastorno o algo distinto
A pesar de que la dislexia es un diagnóstico ampliamente usado y que afecta a una parte muy
importante de la población infantil, adolece de una falta de definición conceptual. Este artículo
analiza aportaciones de la genética molecular, de la investigación neurocognitiva y de la psicología
evolucionista, con el fin de ofrecer una reflexión que aporte una comprensión sobre la naturaleza
de la dislexia y facilite una ubicación categórica. La genética ha mostrado que la dislexia está
vinculada a genes cuantitativos y pleiotrópicos. Además, la dislexia no está vinculada a un solo
gen, sino que es poligénica. Otra característica genética es la heterogeneidad, es decir, que las
combinaciones genéticas que generan la dislexia pueden ser diversas. El modelo, propuesto
recientemente para dar sentido y coherencia a los datos aportados por la genética y la
investigación neurocognitiva, se ha denominado modelo de déficit múltiple. Por otra parte, se
contempla la escritura como una técnica cultural de invención muy reciente, al tomar en
consideración el proceso evolutivo humano. Para afrontar con éxito el aprendizaje de la lectura y la
escritura, el cerebro debe adaptar estructuras que fueron diseñadas por el proceso de selección
natural para ejercer funciones propias de la especie totalmente ajenas a la lectura. Conclusión.
Sobre la base del modelo de déficit múltiple, se analiza la respuesta terapéutica a la medicación
estimulante como intervención para mejorar los aspectos nucleares de la dislexia, cuando
coinciden dislexia y trastorno por déficit de atención/hiperactividad.

Concepto de enfermedad y trastorno.

Se denomina enfermedad a toda alteración del equilibrio físico, mental y/o social de los individuos.
Todos los organismos vivos están expuestos a padecer alguna enfermedad a raíz de numerosos
agentes patógenos. Una noxa es todo factor capaz de provocar una enfermedad, sea por exceso,
carencia o defecto dentro del organismo.
Una enfermedad sobreviene cuando no se logra vencer la influencia de las noxas. Si alguno de los
tres aspectos (físico, mental y social) que gobiernan la salud sufre un desequilibrio provoca un
condicionamiento sobre el resto, ocasionando una enfermedad.

La dislexia o trastorno del desarrollo de la lectura ocurre cuando hay un problema en zonas
del cerebro que ayudan a interpretar el lenguaje. No es causado por problemas de visión. El
trastorno es un problema de procesamiento de información específica. No interfiere con la
capacidad para pensar. La mayoría de las personas con este trastorno tienen inteligencia
normal o por encima del promedio.

Trastornos del neurodesarrollo


El cerebro del niño no es una réplica del cerebro del adulto en miniatura, sino que es un
cerebro en continuo desarrollo, con un crecimiento a veces vertiginoso, y sujeto a un sinfín de
modificaciones y conexiones debidas a la continua estimulación que le proporciona el entorno
en el que se desarrolla.Es fundamental conocer el desarrollo del sistema nervioso y sus
diferentes etapas para comprender los déficits que pueden aparecer por un desarrollo
anormal del cerebro o a causa de daños en el mismo a edades tempranas. Dependiendo del
momento en el que se produzcan estas anormalidades o daños (durante el embarazo, en el
periodo perinatal o en el transcurso de la infancia), sus repercusiones variarán.
Algunos de los trastornos incluidos en esta clasificación pueden solucionarse completamente
mediante una intervención adecuada. Otros son crónicos, pero en este caso también es
fundamental una correcta intervención, ya que es posible mitigar en mayor o menor grado y,
en algunos casos, incluso eliminar, las consecuencias negativas o síntomas producidos por el
trastorno en cuestión.

El cerebro de un disléxico
La dislexia consiste en una dificultad para aprender a leer con fluidez y comprendiendo bien el
texto, pese a que los afectados tienen una inteligencia no verbal normal, o a menudo alta. La
disfunción no es específica de la lectura, porque el disléxico suele encontrar la misma dificultad
para procesar el lenguaje hablado, y para pronunciarlo. Los psicólogos han localizado el problema
en el cartógrafo cerebral que se ocupa de clasificar el magma sonoro del mundo real como un
mapa de solo unas decenas de fonemas, las unidades básicas de cualquier lenguaje humano.
Radiografía de la dislexia

 La dislexia es un trastorno del aprendizaje de la lectoescritura, de carácter persistente y


específico, que se da en niños que no presentan ningún impedimento físico, psíquico ni
sociocultural.
 Es la causa más común de las dificultades de leer, escribir y deletrear.
 Unos 700 millones de personas, el 10% de la población, son disléxicas.
 Uno de cada cinco estudiantes tiene dificultades para el aprendizaje.
 Menos de un tercio de los niños con problemas de lectura reciben tratamiento específico en
las escuelas.
 Afecta a un mayor número de hombres que de mujeres.
 La dislexia tiene un fuerte componente hereditario.
 Los disléxicos ven afectada su coordinación motora, el cálculo mental, la concentración y la
organización personal.
 Es habitual que presenten hiperactividad, dispraxia o déficit de atención asociados al
trastorno.
 Un estudio de 2012 apuntaba a que los nacidos en otoño que comienzan el colegio a una
menor edad presentan un mayor índice de afectación.
 Idiomas como el español, con una fonética más regular, dificultan la detección de la
dislexia. En inglés, por ejemplo, donde a una letra le corresponden varios sonidos, el
diagnóstico es más precoz.
Las letras del lenguaje escrito son intentos humanos de mapear los fonemas como símbolos, más
o menos acertados en según qué lengua. Pero mientras que la facultad del habla está en los
genes —es uno de los grandes patrimonios genéticos comunes a toda la humanidad—,
la escritura es una invención con solo unos milenios de historia.
Los fonemas están en los genes, y las letras están en la cultura. Pero la dificultad de leer del
disléxico no tiene que ver con la visión de las letras, sino con los fonemas que las letras significan.
De ahí que una dificultad de lectura tenga un fuerte componente genético. La dislexia tiende a
agruparse en familias, y es el triple de común en hombres que en mujeres.

La Dislexia En Nuestro Sistema Educativo


La dislexia es, hoy por hoy, un problema INVISIBLE en nuestras aulas. Se habla de que alrededor
de un 15% de los alumnos son disléxicos y sin embargo, ¿cuántos docentes sabemos detectarla y
posteriormente llevar a cabo los cambios metodológicos adaptando sus clases adecuadamente
para ellos?
En el último informe PISA, los resultados obtenidos en Andalucía son bastante elocuentes y
deberíamos tomarnos muy en serio dichos resultados pues en algo nos debemos estar
equivocando para haber obtenidos resultados tan nefastos. Además sabemos que el fracaso
escolar en Andalucía también es más que preocupante. Todo esto nos obliga a reflexionar y a
pensar qué estamos haciendo mal.
No soy ninguna estudiosa del tema, ni pretendo dar teorías novedosas sobre la misma.
Simplemente quiero dar mi más humilde punto de vista sobre este trastorno, como digo,
INVISIBLE para la mayoría de los docentes pero tan PATENTE y NEGATIVO para el alumnado
que la padece

Mi encuentro con la dislexia.


Me consta que a los adolescentes no es difícil comprender que haya un grupo de niños que no es
que no quieran trabajar, sino que tenga problema. Esto pasa cuando un niño ya en el segundo
grado no sepa leer ni escribir ya nos damos cuenta que está pasando algo.

Que es realmente la dislexia?

Es un trastorno de aprendizaje específico de origen neurobiológico, caracterizado por los


problemas de precisión y fluidez en el reconocimiento de las palabras y por las dificultades en el
deletreo y en la codificación. La definición es un trastorno de la lectura en la que las personas
cambian o confunden las palabras o letras. A veces dicen las palabras o frases al revés. La causa
exacta no están clara, los científicos creen que tiene que ver con la forma en que está conectado
el cerebro en el desarrollo. La dificultad para la lectura, la ortografía y la escritura son síntomas
típicos. Pero dislexia a menudo viene con uno o más problemas de aprendizaje
El Sistema Educativo Mata La Creatividad.
“Los niños arriesgan, improvisan, no tienen miedo a equivocarse; y no es que equivocarse
sea igual a creatividad, pero sí está claro que no puedes innovar si no estás dispuesto a
equivocarte, y los adultos penalizamos el error, lo estigmatizamos en la escuela y en la
educación, y así es como los niños se alejan de sus capacidades creativas”.
No es el único que lo cree. Cada día son más las voces que advierten que el sistema
educativo, la escuela, mata la creatividad.

Como ayudar a estos niños y niñas en nuestra labor diaria?

Los alumnos necesitan más comprensión, probar varios métodos de enseñanza, usar más dibujos.