Вы находитесь на странице: 1из 26
Introduccién atinoamérica, durante la segunda mitad del si glo Le (xx), vivid uno de los periodos mas oscuros de su historia debido a la proliferacion de gobiernos dic- tatoriales en la mayor parte de los paises de la region, grupos de poder conformados por elites nacionales, elites extranjeras y elites militares que se apoderaron de los gobiernos para desde ahi es- tablecer regimenes autoritarios y represores que, sustentados en a practica cotidiana del abuso del poder, perpetuaban sus privi- legios y canonjias. Particularmente en Sudamérica, desde principios de los afios ta, se observé un marcado incremento de gobiernos mili- que, en el contexto de la Guerra Fria y bajo el pretexto de ideologias y movimientos de izquierda enmascararon s origenes de las demandas de la sociedad, que vinculadas a reivindicaciones de orden social, eco- tico que a un deseo de instaurar regimenes 0 que los gobiernos dictatoriales tomaron como acién de los intereses de las oligar- ntes que no comprendian que los se resistian a continuar bajo esque- aubaciarie y estaban decididos a la octubre de ese mismo afio a peti ion del juez de , f nal espafiola Baltazar Garzén, quien habla solicitadoante la justicia de su pais la detencién intemacional del ex dictador acusado de genocidio, tortura y crimenes de engaies jad, inicidndose asi un juicio considerado por mu- chos como el mas importante llevado a cabo en materia de Derechos Humanos, y que se constituyd en el mas impor- tante proceso juridico internacional antes de la entrada en vigor dela Corte Penal Internacional. eels judicial de Pinochet involucrd a varios paises ‘ hile, nacion de origen del ex dictador; nte de su detencién con fines de extradi- ‘donde:se le detuvo y donde fue sometido a i como a otros tres paises europeos extradicién como Belgica, Francia y vamente un niimero considera- bernamentales que actuaron a su chet, o en sucontra como la Agru- y Desaparecidos, asi como Internacional o Human Rights que durd 16 meses, cobré tal Ja Camara de los Lores en gados mas connotados tanto jucrados como de los paises idn; el caso Hegd incluso ticia de La Haya. EL JUICIO DEL SIGLO importancia sustantiva que influy6 en la le Moy final del gobierno britanico; lo que denota que en el eomp ejo Mindy de las relaciones internacionales solo un analisis y vision Sisté- mica nos pueden arrojar luz sobre estos procesos y nos permiten entender con mayor claridad la intrincada red de elementos que deciden y alteran el rumbo de los acontecimientos. En razon de lo anterior y con la finalidad de conocer y ana- lizar el juicio mas trascendente relacionado con el principio de jurisdiccion internacional y aplicacion del concepto de justicia universal este trabajo se dividira en seis capitulos. En el prime- To esbozaremos el contexto de anilisis e interpretacién que nos pemmitira precisar los criterios y la dptica bajo los cuales ana- lizaremos el tema, demostrando que aspectos aparentemente aislados cobran razén y sentido y permiten explicar el origen y desarrollo de los acontecimientos. Este primer capitulo tam- nNOs permitira conocer el surgimiento, evolucién y fines de ‘normas de convivencia internacional asi como las razones e la busqueda del respeto a los Derechos Humanos, se cono- el desarrollo de las instancias e instrumento: juridicos que | | | ideolégicos y de diversa indole se conjugaron y tuvieron ung En este capitulo también Conoceremos a! res del golpe militar y del Papel que desempefia fundamentales de este acontecimiento, asinine Settee la situacion que en materia de Derechos Bite abordard ese pais durante los aiios de la dictadura y se th AOWIVIGiED a las cifras finales que dio a conocer e] feed, iefetedcia conoceran los aspectos mas importantes que a acing 8s antes y después del plebiscito que daria término on rade Pinochet y del proceso que Concluyé con la ea ictadu- de elecciones democraticas en el afio de 1990, 1 tercer capitulo contempla un anilisis de Ja detencion juridico al que fue sometido el ©x dictador y los a SOS llevados a cabo por la Camara de los Lores que final- le retiraron la inmunidad al senador Vitalicio y abrieron 0 la posibilidad de someterlo al juicio de extradici mn, ‘que se examina en este apartado. tercera parte pretende también ser una introduccién y ulo de los subsecuentes apartados en los que se anali- on detenimiento, bajo un esquema cronoldgico y con ectiva integral, las posiciones que a lo largo de todo adoptaron los paises involucrados y Jos organismos amentales. pitulo cuarto da a conocer y examina las posiciones eron los paises que intervinieron de manera directa Ceso juridico que se le instruyo al ex dictador. En este e explica la posicion que adoptaron los pais s dire a olucrados en el proceso, como lo fueron Chile, pais d | senador vitalicio, Espafia que solicito su deten- nes de extradicion, y Gran Bretaiia que llev 0.8 ea yometimien degre a sinar la procedencia de su inmum ‘ ge 3 ah le proceso. Asimismo, relal ‘ sea reredicto que el juez Ronald BA aes nortante sefialar que, ademas dolnaas 'gunos pormeno- bracion 23 pectos netamente juridicos que expresaron las a estos paises, también se conoceran otros aspecto: Tes politico-ideoldgic: influyeron en el caso, Este mismo capftulo dard cuenta de la posicién que adopta. ron los tres paises europeos que solicitaron la extradicion de Pinochet, como Belgica, Francia y Suiza, y se analizaran las declaraciones y el contenido de los principales docume se dieron a conocer sobre el caso, lo que nos permitird eviden. ciar las motivaciones de la participacién de estos palses y tq razon de cada una de sus posiciones adoptadas, asf cor cireunstancias politico-juridicas que rodearon su actuacién El capitulo quinto pretende revisar de manera de papel que desempeiiaron y la i mportancia que a ganizaciones No Gubernamentales chilenas ¢ internacionales 8¢ estudiaran Jas causas, argumentaciones e implicaciones de las declaraciones y acciones que tomaron dichos organisir tanto en ef plano interno como en el escenario internacional los intereses de cada una de ellos. En el panorama internac nal, cabe sefialar, no hubo ninguna organizacién & que Apoyara abiertamente al ex dictador, pero si hubo agrupacio- nes como Amnistia Internacional y Human Rights Watch que, lo Jas voces de los afectados, dieron una batalla my importante en este juicio considerado el mas importante en nateria de Derechos Humanos de finales de siglo xx sexto y Ultimo capitulo se abocard a conocer y ana- ‘que ha registrado el Derecho Internacional frente 46n y castigo dé los delitos de lesa humanidad y dari entos internacionales mas importantes y han permitido en los wltimos tiempos sancio- e tipo de delitos, En este apartado también se las diversas interpretaciones ¢ implicaciones Ue Seas lutoridades dg SY Por meng, y hasta de orden econdmico que de orden politico que este juicio represents, tanto para los paises involucrados como para el resto de la comunidad internacional, Una breve reflexion sobre el surgimiento de la Corte Penal Internacional (cri), instancia que se ha constituido en el m mo tribunal de la sociedad internacional para conocer ye delitos contra la humanidad, también es objetivo de este capi- tulo, necesario sefalar que la cpr también enfrenta serias limitantes y obsticulos que todavia debera superar. Esta ¢ corte es sin duda la culminacién de todo un largo y azaroso proceso la suma de muchos esfuerzos que se han venido realizando, pos durante cl siglo pasado y principios de éste, para tribunal que, en un mundo inmerso en el fenémeno ador, disponga de una institucién que aplique el princi- fisdiccién penal internacional y, en consecuencia, haga i concepto de justicia universal. ladamente por Ja vigencia y alcances del estatuto le Penal Internacional el caso Pinochet quedo total- ade su jurisdicci6n, por lo que el ex senador vital ‘juzgado por esta instancia, no obstante su nel tiltimo y mas importante antecedente de a nueva corte, que marca un hito en el desarr acional y contribuye, no obstante sus busqueda del establecimiento de |i itraria de los gobernantes, nochet, como lo dijo Mireille Roceatti ex presi misién Nacional de los Derechos Humanos en irtid en el juicio del siglo, porque se reconocid Universalidad de las garantias individuales. alguna, sent6 un precedente importantisimo | Justicia allende las fronteras, y al tiem- iedad internacional en un futuro no viole el derecho humano y las garan- mujer de cualquier nacionalidad sin aixi- [a1, JUICIO DEL SIGLO importar su raza, sexo, ideologia, credo o posicion social, apa. p " eater ta x lect us iain Jo en su defensa y exigiendo, en su caso, la reparacian g| ente, cabe sefalar que la presente investigacion de anera agota el tema, pero consideramos que de cir. / algunas reflexiones incluidas en este estudio in marco de referencia para el andlisis particular contribuye, en cierta medida, a ampliar la p nocimiento sobre el proceso mas importan erechos Humanos de los tiltimos aflos ye recho Internacional en términos de | pio de jurisdiccién intern rsal. se te en sboza a aplic acional y del concept 1 Sociedad internacional, Derechos Humanos y justicia universal internacional: conflicto y coexistencia io de las relaciones internacionales como a ha ido cobrando mayor importancia en la en que se ha incrementado el numero de sujetos y iedad internacional, en ella se han desarrollado ly vatiados vinculos econdmicos, politicos y so- icado los mutuos y compartidos proces gunas décadas solo los Estados eran | como sujetos del derecho internacioné cos capaces de asumir compromisos ero desde finales de siglo xix y principios del macionales han tomado carta de ciudada d cada vez mas activa y compleja a finales de siglo xx nuevos actores em- areclamar un lugar en el proceso de ionales, como lo son las organi- bernamentales, las empresas transnacionales y éneros que empiezan a subirse a |, el fundamental en el curso de zaciones no gu ne movimientos de distintos g palestra y a desempefiar un pap imi iales. tecimientos mundial : : _ nor anterior, la idea de las relaciones internacionales com ciencia ha sufrido un cambio de concepoidatedrica. laa se concebia a la sociedad mundial como un conjunto de paises diversos, heterogéneos, carentes de organizacion y sin normas que regularan su propia convivencla; un conjunto de Beane y naciones inmersos en el conflicto y confrontacion permanente (enfoque del conflicto). No obstante ha surgido una nueva vi- sin distinta a la anterior que piensa que esta sociedad ha ido cambiando y transformandose, que se ha convertido en un con- junto de paises que, si bien no se han constituido como una comunidad integrada y que atin carecen de un gobierno 0 auto- ridad comin, se ha erigido como un conglomerado regido por multiples normas e instituciones que han logrado cierto gi de convivencia y coexistencia (enfoque de la cooperacién). No obstante esta nueva visién optimista de la sociedad in- ternacional, debemos reconocer que aunque hemos sido testi- g0s de una evolucién y aparente cambio de perspectiva todavia no se puede desechar la idea de un mundo belicoso en el que ‘subyace la idea de la dominacién via la destruccién del otro: 5 Bal, Por ejemplo, el nuevo concepto de competitividad_no es ‘mas que una forma disfrazada de enfrentamiento por | a de los mercados, por la apropiacién de | imiento del mas débil por cl mas fuerte. Constituiria en el nuevo disfraz del en is iti vo Wisosk con el mismo hombre y con el cs iedad internacional, ido estariamos habla andes enfoques, que piensa que a con- la riqueza, por el Finalmente todo cono y la violen indo de una dicotomia, de dos grandes Concepciones la sociedad internacional L 28 SOCIEDAD INTERNACIONAL, DERECHOS HUMANOS Y JUSTICIA UNIVERSAL 5 5 atin se encuentra inmersa en la interaccién conflictiva y otra en 2 la interaccién cooperativa, Ambos modus pensandi tienen mucho de cierto, pues aunque la sociedad internacional se ha > civilizado también es cierto que permanecen enormes diver- gencias que no tienen visos reales de solu surgen nuevos conflictos que amenazan la relativa y endeble estabilidad del mundo, y aspectos como la competencia por los mercades mundiales se ven mas como una nueva forma de en. On es mas, a diario, frentamiento que como una verdadera forma de cooperacién Las dos formas de concebir la realidad a las que hemos hecho referencia, la del conflicto y la de la cooperacin, conocen en relaciones internacionales como paradigmas; di- cho en otras palabras, un paradigma seria el marco general de referencia con las que los seres humanos analizan el devenir, evolucion y desarrollo de la sociedad internacional, grandes escenarios virtuales desde los cuales parte el an de la realidad mundial. Las relaciones internacionales, al ¢a internacional, no sdlo sustentan sus analisis bajo ¢ maide los paradigmas, pues la realidad internacional amplia y compleja, demanda para su comprensién una conocimientos que permitan determinar la relaci de los fenédmenos que se suceden; por ello, Paradigmas que mencionamos incluye teorias y Métodos 0 enfoques metodoldgico: _ En relacién con lo anterior y pa , Consideramos que si bien es cierto qu licto parte de hechos incontrovertibles, tan aradigia de la cooperacidn es un escenario evid ble y alin mas la sociedad internacional, sobre Siglo, ha venido construyendo toda una estructura /organismos internacionales y todo un andamia- s de convivencia internacional sin las cuales explicar nuestra realidad. s dos r la ciencia de 29 La vida internacional sufre, quiza, un alejamiento Bradyay pero sistematico de las formas violentas de guiar la Conduct, entre los actores de la sociedad internacional y, en consecuencia guia sus relaciones respetando los usos, costumbres, Normas , leyes internacionales, a través de multiples Organismos ¢ inst), tuciones mundiales. La comunidad internacional no se com, prenderia ni podria operar al margen de toda la estructura yel andamiaje antes mencionado, Por ello, y para fines de nuestro estudio, e! paradigme | cooperacidn y coexistencia es el escenario general del qu par- tiremos, tomando en consideracién que el caso que nos ocupa es clara muestra de la busqueda y consolidacién de un | | proceso para el establecimiento de reglas que permitan fij limites internacionalmente reconocidos en la actuacidn de los gobiemos del mundo; es la biisqueda del respeto de los [ chos Humanos para todos los seres que poblamos este p| el camino para el establecimiento de leyes e instituc que prevengan los excesos 0 el abuso del poder y la aplicacis de san lones a aquellos individuos que, intentando cubrirse ba el: manto de la soberania nacional o Ia jurisdiccidn territorial etan delitos o actos que contravengan las reglas de cor Ly istencia internacionales, anterior y “mientras que el paradigma es la Ide la esencia de toda una realidad, hasta ¢! la base originaria de la teoria”,' ésta debe ta Politico Global, Pp. 34, t Nae So DAD INTERNACIONAL, DEI HUMANOS Y JUSTICIA UNIVERSA} entend como una representacién simplificada de una parte de la realidad que “organiza fenémenos de manera que aparez- can como reciprocamente dependientes; vincula hechos que da otra forma se percibirian como hechos dispares y demuestra como los. cambios en algunos fendmenos producen ne tes mente cambio en otros”.’ La aplicacion de la teoria es, desde luego, un proceso que tiene como fin intentar comprender al- gunos fendmenos dentro de una disciplina, del tema que se abor- de y explicar qué ocurre, qué ocurrié y, de ser posible, qué ocurrira. Desde luego que la teoria, al ser un proceso basado en laabstraccion, en la aplicacin de juicios y en la descompo- sicion y reconstruccién de hechos por parte de quien lo realiza, tiene una alta dosis de subjetividad; sin embe da en que las conclusiones que g esa teoria sean basadas en argumentos sdlidos en procesos ldégicos y razonablemente demostrables, & bra cumplido con su cometido. En este sentido y dentro del paradigma de co y/o coexistencia encontramoas la teorta ¢ internacionales, cuyo autor fue Hedicy en'su libro The Anarchical Society, A Stuc ternational Society{plantea que el mundo vi sistema politico internacional cuyo origen es precis », yen la medi- eulvio, Theory of International Politics, citade. por Attn, Ful Politico Global, p. 34. ied 3 , nas que los conforman Sean cuanto a historia, cultura y valores,’ internacional se han venido creandy pears estandarizados que permite Jinferactuar a los estados y grupos de Estados; sobre estos oj, slaciones internacionales, a procesos es el de preservar y internacional que esté conformad, de sociedades con caracteristicas sujetos independientes y peto a las reglas sociales inter. y pacifica de interactuar, Ja quelavanza la sociedad, j es de comportamiento ¥ costumbres, en tas reglas y sf, oni la medida que sus derecho se establecera lento y las relaciones ide los estados en este con- ; ¥ del interés y voluntad de 8 intemacionales. Fulvio Attind nos remite Ta abordé en su articule ‘publicado en Review of En este marco y del mutu Bice asi como de la observancia ae cue neran tratados y normas internacionales que ene ee empiezan a hacer extensivas al resto de la Cp ee & nacional, donde los miembros que no las aceptara oe eee el riesgo de no ser plenamente integrados a esa sepia rechazados de este conglomerado de paises panes % que se generan de acuerdos bilaterales generalmente pe proyectando al plano regional y de ahi al internacional. ; Tal es el caso de las reglas y normas que se han alee, 4 alrededor de los Derechos Humanos, de la tipificacion ar ids - delitos y crimenes contra la humanidad que de una u otra for: ma atentan contra el natural instinto de supervivencia de la pla sociedad internacional. \En este sentido la comunidad ional, derivada de su experiencia histor ‘an a, ha tomado r reglas que limiten la multiplicidad de sujetos independientes y s Irse, para su propia preservacidn, bajo el ir sociedad mas igualitaria incipio de que mds allé de ‘Bajo ese tenor, ha surgide el s fronteras fisicas de los paises, fo in son parte de un conglomerado m ly, en funcidn de ello, surge la necesidad de establecer io de jurisdiccién internacional j secuencia de niversal que haga valer los d ¢ los hombres lugar de! mundo en que se encu eat gue sos Ocupa apoye su ento tedrico en esta forma indo. ciudadanos de cualquier ¢ denominado hu- 33 sun patrimonio comin y delicado mosaico puede trocidades que desa~ ente le conciencia lo, millones de nifios y de } de trascendencia para deben quedar sin + 409 1UIA UNIVERSAL La cita anterior es una demostracién de como una teoria llega a tener un referente practico y tangible, y cémo A ae gorias explicativas nos permiten comprender los antec he Ja evolucion y la realidad de un objeto de estudio, SA El caso que nos ocupa en este trabajo esta etichaties te vi culado a la teoria a la que hemos hecho referencia en ae ; ae e] mas importante escalon y precedente en el avance st a jo de ese sistema normativo, de una estructura de Iey eS nentos que buscan la homologacién y Roane, criterios dirigidos al establecimiento de limites a la can los gobiernos y al ejercicio del poder, y en la busqueda de a cultura de respeto a los derechos humano: indispensable para la sana convivencia ode la sociedad internacional. condicién mi- y desarrollo ar- explicar el fendmeno objeto de su es neramente de una concepcidn general de ma; posteriormente, y basado en sus conocim riterios, descompone y recompone un fendr -su funcionamiento, tratando de enco € interaccién de los elementos que lo cor No obstante lo anterior, los investigadores & ilizan tes procedimientoss para simplificar la re ncia, explican los fendmenos de manera ¢ iderar que partan del mismo paradigma y de ly dis- procedimiento de simplificacién se logra parte de la realidad [..-] agregando ele- la realidad segan juicios subjetivos (y) 35 aislando las acciones ¢ interacciones de algunos facto. res...”.* En relacion con este proceso de simplificacién, log estudiosos de las relaciones internacionales han coincididg en sefialar que son {res las ee desde los cuales parten estos procesos de simpli ee estas tres percepciones 0 supuestos se les conoce como enfoques meto. doldgicos. : ‘ ; Los enfoques metodolégicos comunmente aceptados Por la ciencia de la politica internacional son tres: el enfoque estato. céntrico o del actor, el enfoque estructuralista o del sistema, y cl enfoque estructuracionista que retoma y combina elementos de los dos anteriores. | EL JUICIO DEL SIGLO | i E! enfoque del actor se basa en Ja voluntad y las caracteristicas de los Estados y de los otros sujetos de la politica internacional, asi como en sus objetivos y su capacidad de accién. El enfoque ¢structuralista, por el contrario, se basa en la prioridad del ca- racter estructural que tienen las relaciones fundamental: existen entre los sujetos de un sistema [...] El e estructuracionista [...] plantea la Superacién de los dos prime- Tos enfoques, pero es basicamente el producto de la conc de su complementariedad y de la ventaja de su com nposicion i ; s digno de to mMarse en consideracién Porque el ser humano es el Unico ente de ee emociones y raciocinio Y por lo tanto el vinico “anslormar su entomo. Como hombre de Estado y 36 reer) rumbor de los acontecimientos y afectar, t + temporal o. Parei rcial- mente, las tendencias y el rumbo del sistema. Bajo estos criterios nosotros consideramos gue | internacional y el sistema politico internacional estan, dos por las acciones de los sujetos y actores que fai idualme: © en grupo aceptan, rechazan o modifican el devenir di a eo global pero también reconocemos el pesoe anc dencias del sistema que, a través de instituciones y reglas produc Ja sociedad internacional, determinan y ene: ee é de los acontecimientos. n este sentido y para el tema que nos Ocupa pensamos que foque estructuracionista nos brinda los instrumentos ade- $s para la explicacion de un problema que ataie a tod idad, el de los delitos y crimenes contra Ja humanidad, y provee el procedimiento de simplificacion mas adecuado studiar, comprender y explicar el papel del sujeto y tam- @ sociedad determina- influencia de las ten- ausan el ritmo y ala s internacionales. lo anterior, y no obstante fa ause: mundial, los problemas jurid SOciales que se suscitan en la sociedad internaciona | desde el papel de los actores, pero se atienden desde ancia al papel que desempefie elg na nacién (Augusto Pinochet en Cl - dimensién que cobré el sistema, representade < i 5 es involucrados, y gobiernos de los paises dsc han sucedidg no ha habido un goj, de esta naturales, Guerra Mundial Tra [..-] y procedi- onas, cualquiera Stigadas en caso 7 a tomar for- SOCIRDAD INTERNACIONAL, DERECHOS HUMANos JUSTICN UNIV " 1A UNIVERSAL, E] documento que oficializ6 la con Guerra Mundial, conocido como el Trata estableci en sus articulos 228 y Del dnc es cias aliadas a enjuiciar y castigar a los individuos ee ie de violaciones de las leyes y costumbres de la cena bi parte, el ees Supuestamente agresor tenia la Obligncion, is entregar a todas personas acusadas a se militar pudiera juzgi pe desu tribunal Este primer intento de formalizar una instancia capaz de enjuiciar y condenar crimenes de guerra no tuvo todo el éxito que se esperaba debido a que el sefialado como ei principal responsable de esos actos, el Kaiser Guillermo Il, fue asilado por Holanda y escap6.a la accion de los tribunales. Otros mas fueron enviados al tribunal de Leipzig, pero muchos de ellos lograron evadir los primeros intentos de castigar a criminales de guerra. La Segunda Guerra Mundial, en la que murieron m: millones de personas. es considerada el enfre clusion de la Primera ntamien que tuvo a su cargo el proceso en contra de los principz criminalés de guerra del IIT Reich y por el ‘T2/procesos”.§ Propiamente éste es el | tribunal con jurisdiccior re individuos aparato gubernamental que pudieron sex juz) contra la humanidad y quiza el mas claro anteceden forma al concepto de jurisdiccién penal inte! cacién del concepto de justicia univ sale oS este tribunal, como se sefiald en el palrafo ae cabo los procesos contra los dirigentes mas impor 39 scoing lo los en la Pamera Guerra otros delitos como el de _tratos inhumanos y otros esuntos responsables, utando a cientos de indi- nazi x Jos tribunales de Nuremberg ; kio, que de la misma “a con instrumentos an y establecicran fa la paz, de lesa hu- en entredicho la Universal de se el a En 1950 la Organizacién de las Naciones Unidas reconocid los crimenes de guerra, contra la paz y los de lesa humanidad como violaciones al Derecho Internacional. Alo largo de la segunda mitad del siglo xx se dieron wetting intentos para establecer una instancia que juzgara el genocidio y otros delitos de este tipo: en este sentido, es digno de mencio- narse la Convencion sobre Prevencidn y Castigo de Delitos de Genocidio, que para los ailos setenta ya habja sido ratificada porla mayoria de los paises del mundo, con excepciones como Estados Unidos y Gran Bretaiia.’ _ Tuvieron que pasar casi 40 afios para que se crearan otros tribunales ad hoc con motivo de los conflictos que se dieron en Ja ex Yugoslavia y Ruanda; dichos tribunales fueron creados en 1993 y 1994 respectivamente. lo es sino hasta julio 1998 cuando finalmente se adopta el to de la naciente Corte Penal Internacional, primer org: judicial de caracter permanente y de competencia mundial 1 el enjuiciamiento de delitos como los que persiguieron y lenaron los tribunales desde la Segunda Guerra Mundial En el marco del tema que nos ocupa, diremos que los i / mas importantes documentos que se han elaborado para ry sancionar delitos de esta naturaleza han sido el Con- Europeo de Solicitudes de Extradicion y, quiza el ma ante, el Convenio de las Naciones Unidas contra la To ‘tros Tratos o Castigos Inhumanos y Degradantes: por la Asamblea General de las Naciones Unidas en re de 1984, al que normalmente sc le conoce como 9 sobre Tortura.!” Precisamente estos dos doc 1 como base juridica para detener © iniciar el proceso bt umentos d Bartle, “gentencia de la Corte Inglesa permitiendo Ta a Espafia”’. B/X/99, p. 2. 41 contya Augusto Pinochet, tomando en consideracién que Chite Espatia y Gran Bretafia son signatarios de dicho documents, F118 de julio de 1998 la ¢ onferencia de la Organizacion gg las Naciones Unidas reunida en Roma aprobé la creacién del Corte Penal Internacional (cr), organo que podré juzgar log casos de genocidio, crimenes de guerra y delitos contra la hy. manidad , i El objetivo de la cer es, por primera vez en la historia de las relaciones internacionales y del derecho internacional, “proce. sar judicialmente a las personas que hayan ecometido los crimenes mas graves de alcance. internacional [...] ademas de catalogar como delitos de lesa humanidad el esclavismo, la tortura, la violacién, la desaparicién y el embarazo y esterili- zacion pi forzadas”, Este instrumento del Derecho Internacional es la culmina- cidn de multiples intentos que se desarrollaron durante todo ¢! siglo xx, mismos que materializados en el principio ¢ risdiccion internacional y en el concepto de justicia n y que se observan dentro del Estatuto de la Corte Penal Inter- nacional que, por ejemplo, en el sexto parrafo del predmbulo sefala “es deber de todo Estado ejercer su jurisdiccién penal contra los responsables de crimenes internacionales y Sefia la que “la Corte Penal Internacional establecida en viriud del presente Estatuto sera complementaria de las juri nes nacionales”,!? ‘. ; El estatuto en su articulo | dice: “La Corte sera una instit. _ ci6n permanente, estara facultada para @jercer su jurisdicei _ Sobre personas respecto de. los crimenes mas sdiccic iS graves de tras as Informativas Reuters, AP, DPA y apr, “Aprueban la creacién Penal Intemacional”, en La Jornada, 18/11/1998. p. 50 z. icion de las Naciones Unidas, Estatuto de Roma de ig Corte cional. Preimbulo, p. 3, 42 SOCIEDAD INTERNACIONAL, DE CHOS HUMANOS ¥ JUSTICI, UNIVERSAL cendencia internacional”; asimismo en SU articulo 3 ag “La Corte tendra personalidad juridica inter ay articulo 4 se establece: “La Corte podra ejercer SUS funciones y atribuciones... en el territorio de cualquier Eigt aes por acuerdo especial, en el territorio de Cualquier otro | do”. Lo anterior deja en claro las atribuciones, ie y jurisdiccién de la Corte y hace realidad las aspiraciones de muchas generaciones de disponer de un Organo capaz deme cionar los graves delitos a los que nos hemos referido, , Cabe sefialar que aunque el texto fue adoptado en julio de : 1998 la Corte no podia entrar en funciones hasta que se depo- _ Sitara la ratificacion numero 60, cifraa la que se Ileg6 cuando 10 paises lo hicieron simultaneamente el 11 de abril del 2002; “si, cualquiera que cometa los delitos contemplados enel esta- tuto de la Corte después de esa fecha sera suse njuiciado por la cri. or las razones anteriores, Augusto Pinochet no pudo s cesado por esta Corte; sin embargo, su caso consid 10 €] mas importante de finales del s 2 mas importante en materia de juri f inalmente y derivado de las lecturas que sobre el tema se ealizado, consideramos que por jurisdicci Jonal”; en el ado Parte y, competencia eptible se ser les nacionales o internacionales pa materia de genocidio y delitos de lesa humani¢ jurisprudenci tar las leyes 0 aplicarlas en un juicio. ra complementaria a lo al conjunto de mo sentido, y de mar sticia universal se entend fants Nstituyen el poder juri diccional de la socieda o instituciones y tribun ales internacionales, 43 fir, suite DEL ste? ternos de los Estados que, en los casos qu, 8 que Internacional. puedan aplicar leyes, no. materia de genocidie y crimenes fa tren establecidas: Je anterior Sittin nes o autoridades del pais i asi como organos in Jo prevea el Derecho mas y sanciones que en lesa humanidad se encuen y cuando las leyes. institucior que se cometieron lo: jlicitos no ejerzan sus obligaciones en términos del sometimiento a juicio de los presuntos respon bles y en la aplicacion de sanciones dentro de su jurisdic cién territorial. \ en el