Вы находитесь на странице: 1из 3

Caso Práctico “La administración del cambio es una actividad

esporádica”
Aldemar Salazar Zuleta

Introducción:
Las organizaciones contemporáneas se encuentran dentro de un ambiente
dinámico, por lo que para competir y enfrentar los desafíos que se les presentan
deben adaptarse de manera rápida e inmediata.
En estos procesos de transformación se generan sentimientos y emociones que
afectan el desempeño, la productividad y por supuesto la satisfacción de las
personas que pertenecen a las organizaciones... Apiquian (2014) El cambio
organizacional. Recuperado de http://www.elfinanciero.com.mx

1. Mi opción.
El mundo en que vivimos avanza vertiginosamente, es así como el conocimiento
se duplica cada 18 meses según Richard Buckminster Fuller, teniendo en cuenta
que toda actividad gira en torno al conocimiento, es obvio reconocer que el
cambio actualmente es continuo y toca a todas las áreas, por esto me identifico
totalmente con el concepto de cambio constante.
Si nos detenemos un momento a mirar las cosas que ocupan a nuestros jóvenes
hoy, y lo comparamos con lo que nosotros hacíamos hace solo 20 años, nos
encontramos con una brecha gigantesca, propiciada por los cambios acelerados
en el conocimiento y la forma en que estos pueden acceder a él.
Hoy cada vez que visitamos el centro comercial, no convertimos en testigos de
oferta continua de productos y servicios, que en la mayor parte de las ocasiones,
están cambiando nuestros hábitos sociales; los departamentos de I+D+I, los
cambios en los sistemas de producción, la globalización de los mercados con los
tratados de libre comercio, el surgimiento de nuevas normas legales, la incursión
de nuevos competidores, promueven hoy un alto nivel de competencia, que trae
consigo la obligación al cambio continuo de acuerdo a las necesidades y
situaciones que se van presentando cada día, y aquellos que no tengan el tiquete
para subir en ese avión, serán rápidamente absorbidos por el entorno.
El proceso de cambio debe ocuparse de todas las actividades dirigidas a ayudar
a la organización para que adopte exitosamente nuevas actitudes, nuevas
tecnologías y nuevas formas de hacer negocios. La administración efectiva del
cambio, permite la transformación de la estrategia, los procesos, la tecnología y
las personas para reorientar la organización al logro de sus objetivos, maximizar
su desempeño y asegurar el mejoramiento continuo en un ambiente de negocios
siempre cambiante.
A todo esto, se le debe sumar la preparación de los colaboradores, imprimir en
ellos el deseo de cambio, incentivándolos para que conozcan la empresa y su
proceso de raíz, y para que en una actividad conjunta se reconozcan y aporten
sus ideas.

2. Analogía
De acuerdo a este caso, yo hago la analogía directamente con la empresa; las
pequeñas empresas nacen generalmente con un producto y/o servicio, el cual
sale al mercado y pocas veces cambia o se rediseña, solo cuando aparece una
buena competencia o se pierde el auge inicial, se piensa en las opciones de
cambio y ese cambio realmente se da esporádicamente (apaga incendios).
Mientras tanto el buque es la empresa mediana y grande que ya cuenta, por
ejemplo, con un departamento de I+D+I, las cuales deben estar preparadas a
diario y todo el tiempo sus competencias, deberán ajustarse paulatinamente en
todas las áreas funcionales, (diseños, productos, calidad, marketing).
Este departamento de I+D+I, esta al día con la prospectiva tecnológica, y durante
ese recorrido se empiezan a detectar situaciones que amenazan de alguna forma
la integridad de la empresa en ese trasegar de los avances tecnológicos y
comerciales, y es allí cuando se ve obligada a llegar a un puerto, donde se
dejaran aquellos colaboradores que por situación física, renuencia al cambio o
preparación no se alinearon con la visión de la empresa y se subirán otros
quienes previamente fueron evaluados y calificaron por tener las competencias,
que en aquel momento necesita la institución, pero que no significa que sean los
mesías eternos, solo serán necesarios en la medida en que se actualicen
constantemente y continúen aportando a los lineamientos que la empresa fijo
como prioridad, para alcanzar sus metas.
Es pues esta la realidad, toda organización debe estar en condiciones de
adaptación al entorno cambiante si se pretende sobrevivir, una constante lucha
por salir adelante, en cada uno de los ámbitos de la empresa, sin tiempo de
descanso y siempre proyectada al futuro.

3. Experiencia laboral
Como lo había mencionado antes, el conocimiento hoy se multiplica
exponencialmente a cada momento, desde mi posición de instructor, esto nos
afecta y nos obliga irremediablemente a capacitarnos y actualizarnos
constantemente, en pro de ofrecer a nuestros clientes (empresas, aprendices),
formación actualizada, pertinente y concatenada con los avances tecnológicos
del entorno.
Cuando se trabaja como instructor en programas de formación que tratan
tecnologías aplicadas, y te encuentras con aprendices propositivos y acuciosos
con su proceso de formación, se presentan algunas ocasiones donde aquellos
te hacer dar cuenta que tienes que salir de tu zona de confort y actualizarte, el
entorno y esos estudiantes habidos de conocimiento, te exigen entonces el
mantenerte preparado y actualizado para cada uno de los cambios que nos
veremos obligados a enfrentar. Si bien es un proceso enriquecedor, debemos
ser muy profesionales para aprender a aprovechar en beneficio propio, todos
esos momentos que en ocasiones pueden tornarse incomodos.

4. Síntesis
En todas las organizaciones, cada planeación, desarrollo o evento que se sume
y se ponga en funcionamiento, debe ser el más conveniente y más alineado con
su entorno, tanto para la empresa como para sus empleados, de tal forma que
permita a la organización desarrollar sus procesos y políticas, aportando día a
día un grano de arena para que la organización se acerque positivamente a sus
objetivos y por consiguiente al desarrollo de su visión en pro del bienestar de
todos.
Hace algunos años hablar de cambio, se convertía en ocasiones en una falacia,
hoy el cambio es, para bien o para mal, irremediablemente una realidad, que nos
toca a todos y, de hecho, es lo único cierto a lo cual es posible aferrarse, la mayor
parte de las cosas que surgen hoy, mañana serán obsoletas, y cada nueva
acción de cambio que se realice, alterara de alguna forma las relaciones de
poder, laborales e individuales constantemente al interior de la organización.
Aunque no todos los cambios siempre resulten positivos, en el más alto
porcentaje se sacan adelante en colaboración con todos los involucrados,
haciéndose necesario la existencia de una responsabilidad compartida dentro de
la organización y de no ser así, tendrán que venir nuevos cambios y relevos,
tanto en procesos y productos, como en el personal. Este es un ciclo que no
tiene final en el proceso de reinvención continua de la organización.
La globalización de los mercados, el aumento de la competitividad, el vertiginoso
y progresivo desarrollo tecnológico, las predisposiciones demográficas y
pretensiones de la fuerza laboral, exigen a las organizaciones a replantearse y
reflexionar, bajo nuevos matices, el desarrollo humano.

Bibliografía
 Contenido Multimedia producido por UNINI (Carpeta Contenidos)
 Pacher, R. E. (2017). El cambio organizacional. Enfoques, 7(1), 16-20.
 Soto, E., & Bertoglio, O. J. (2001). Comportamiento organizacional:
Impacto de las emociones (No. 152.4 S6.). International Thomson.
 Teoría organizacional “Diseño y cambio en las organizaciones”
Gareth R. Jones. PEARSON EDUCACIÓN, México, 2008.
 http://www.elfinanciero.com.mx/

Похожие интересы