Вы находитесь на странице: 1из 12

ETIMOLOGÍA

La palabra hígado no deriva de su homónimo en latín jecur, ni del griego hepatos. Proviene
de la expresión latina ficatum jecur que significa literalmente hígado cebado con higos. En
la antigüedad los habitantes de Roma tenían la costumbre de alimentar a ciertas aves con
higos con la finalidad de obtener una delicia gastronómica, pues el hígado de estos
animales adquiría de esta forma un sabor delicioso. Con el tiempo ficatum jecur pasó a
significar simplemente hígado y la expresión fue abreviándose, transformándose primero en
ficatum, después en fégado y finalmente en hígado. Por lo tanto hígado e higo tienen la
misma etimología en español.

Latín [TA]: hepar; jecur, iecer

TA A05.8.01.001

Sistema Digestivo

Arteria Arteria hepática

Vena Vena hepática, vena porta hepática

Nervio Ganglios celíacos, nervio vago

EL HÍGADO:

El hígado está situado en la parte superior derecha de la cavidad abdominal, debajo del
diafragma y por encima del estómago, el riñón derecho y los intestinos.

El hígado es un órgano de color marrón rojizo oscuro con forma de cono que pesa alrededor
de 3 libras.

El hígado recibe irrigación sanguínea a través de las siguientes dos fuentes:

• La sangre oxigenada que circula hacia el hígado por la arteria hepática.


• La sangre rica en nutrientes que llega al hígado por la vena porta hepática.
El hígado contiene aproximadamente una pinta (13%) de la sangre total del cuerpo en todo
momento. Consta de dos lóbulos principales. Estos están formados cada uno por ocho
segmentos que contienen 1,000 lóbulos (lobulillos). Estos se conectan con pequeños
conductos (tubos) que, a su vez, se conectan con conductos más grandes que forman el
conducto hepático común. El conducto hepático común transporta la bilis producida por las
células hepáticas hacia la vesícula biliar y el duodeno (la primera parte del intestino
delgado), a través del conducto biliar común.

FUNCIONES DEL HÍGADO

El hígado regula la mayoría de los niveles de sustancias químicas de la sangre y secreta una
sustancia denominada bilis, que ayuda a transportar los desechos desde el hígado. Toda la
sangre que sale del estómago y los intestinos pasa por el hígado. El hígado procesa,
descompone y equilibra esta sangre, además crea los nutrientes y metaboliza los
medicamentos de forma que el cuerpo pueda usarlos sin que resulten tóxicos. Se han
identificado más de 500 funciones vitales del hígado. Algunas de las funciones más
conocidas incluyen las siguientes:

• Producción de bilis, que ayuda a transportar los desechos y a descomponer las


grasas en el intestino delgado durante la digestión.
• Producción de ciertas proteínas para el plasma sanguíneo.
• Producción de colesterol y proteínas especiales para ayudar a transportar las grasas
por todo el cuerpo.
• Conversión del exceso de glucosa en glucógeno para almacenamiento (luego, el
glucógeno vuelve a transformarse en glucosa para energía) y equilibra y fabrica
glucosa a medida que se necesita.
• Regulación de los niveles de aminoácidos en sangre, que son las unidades
formadoras de proteínas.
• Procesamiento de la hemoglobina para el uso de su contenido de hierro (el hígado
almacena hierro).
• Conversión del amoníaco tóxico en urea (la urea es uno de los productos finales del
metabolismo de las proteínas y se excreta en la orina).
• Depuración de fármacos y otras sustancias tóxicas de la sangre.
• Regulación de la coagulación sanguínea
• Resistencia a las infecciones mediante la elaboración de factores de inmunidad y
eliminación de bacterias del torrente sanguíneo.
• Depuración de bilirrubina, incluso de los glóbulos rojos. Si existe una acumulación
de bilirrubina, la piel y los ojos se ponen amarillos.

Una vez que el hígado ha descompuesto las sustancias nocivas, los subproductos se
excretan en la bilis o la sangre. Los subproductos biliares ingresan en el intestino y salen
del cuerpo en forma de heces. Los subproductos (hemoderivados) sanguíneos se filtran en
los riñones y salen del cuerpo en forma de orina.

ASPECTOS GENERALES

Cara superior del hígado, puede observarse el ligamento


falciforme que lo divide en los lóbulos derecho e izquierdo.

Cara inferior del hígado donde es visible la impresión


gástrica, cólica, duodenal y renal, la vena cava inferior en
color azul y la vesícula biliar en verde
El hígado tiene una forma triangular, color rojo pardo, superficie lisa y consistencia blanda
y depresible. En el adulto humano mide por término medio 26 cm de ancho, 15 cm de alto y
8 cm de espesor a nivel del lóbulo derecho, su peso aproximado es 1,5 kg.

UBICACIÓN.

El hígado se localiza en la región superior derecha del abdomen, por debajo del diafragma,
ocupa el hipocondrio derecho y una parte del epigastrio. En condiciones normales no
sobrepasa el límite del reborde costal. Llena el espacio de la cúpula diafragmática, donde
puede alcanzar hasta la quinta costilla, y está próximo al corazón del cual se encuentra
separado por el diafragma. Está recubierto por una cápsula fibrosa, la cápsula de Glisson,
sobre la cual se aplica el peritoneo.

CARAS

El hígado se encuentra rodeado por el peritoneo visceral y presenta dos caras:

• Cara anterosuperior convexa en contacto con el diafragma que lo separa de las bases
pulmonares y la cara frénica del corazón.
• Cara posterorinferior. También llamada cara visceral pues en ella el hígado se
relaciona con estructuras situadas en el lado derecho del abdomen, muchas de las
cuales dejan una impresión en la cara inferior del lóbulo derecho del hígado. Así,
tenemos de atrás a delante la impresión cólica determinada por el ángulo hepático
del colon, la impresión duodenal marcada por el duodeno, pegada a la fosa cística
donde se aloja la vesícula biliar, la impresión renal menos marcada formada por el
polo superior del riñón derecho y más adelante un profundísimo surco marcado por
la vena cava inferior. En la cara inferior del lóbulo izquierdo están la impresión
gástrica y la escotadura del esófago, en el borde posterior.

En la base del hígado se encuentra la vesícula biliar y el hilio hepático, que es la zona de
entrada de la vena porta, la arteria hepática y la salida del conducto hepático. La estructura
del hígado va a seguir las divisiones de la vena porta hepática. Tras la división de ramos
segmentarios, las ramas de la vena porta, acompañadas de las de la arteria hepática y de las
divisiones de los conductos hepáticos, se encuentran juntas en el espacio porta.

LÓBULOS HEPÁTICOS

El hígado se divide por el ligamento falciforme en dos lóbulos principales, derecho e


izquierdo. Existen otros dos lóbulos más pequeños el lóbulo cuadrado y el lóbulo caudado
que para muchos anatomistas pertenecen al lóbulo izquierdo, aunque otros textos
consideran que el hígado tiene cuatro lóbulos.

• Lóbulo derecho, situado a la derecha del ligamento falciforme


• Lóbulo izquierdo, extendido sobre el estómago y situado a la izquierda del
ligamento falciforme:
• Lóbulo cuadrado, visible solamente en la cara inferior del hígado; se encuentra
limitado por el surco umbilical a la izquierda, el lecho vesicular a la derecha y el
hilio del hígado por detrás.
• Lóbulo de Spiegel (lóbulo caudado), situado entre el borde posterior del hilio
hepático por delante, la vena cava por detrás.

Existen variantes anatómicas frecuentes como el Lóbulo Hepático de Riedel donde hay una
prolongación infracostal derecha que se puede confundir con hepatomegalia (aumento del
tamaño hepático).
EL HÍGADO Y SUS SEGMENTOS

La clasificación de Couinaud divide el hígado en ocho segmentos que son funcionalmente


independientes, cada uno de estos segmentos dispone de una rama de la vena porta
hepática, una rama de la arteria hepática, una rama venosa de salida que tributa a las venas
hepáticas y un conducto biliar por el que la bilis llega al conducto hepático. Los segmentos
5, 6, 7 y 8 corresponden al lóbulo derecho, 2, 3 y 4 al lóbulo izquierdo y 1 al lóbulo
caudado.

LIGAMENTOS

El hígado está cubierto por el peritoneo visceral, tiene varias conexiones con el peritoneo
parietal que se llaman ligamentos del hígado, los cuales no son en realidad auténticos
ligamentos, sino tractos fibrosos que dan soporte al hígado y lo sustentan sobre las
estructuras adyacentes. Estos ligamentos hepáticos son los siguientes:

• Ligamento redondo del hígado. Procede de la obliteración de la vena umbilical, une


el hígado a la zona umbilical de la pared abdominal anterior.
• Ligamento coronario. Une la porción posterior de la cara diafragmática del hígado
con el diafragma, se prolonga a ambos lados con el ligamento triangular izquierdo y
derecho que tienen la misma función.
• Ligamento falciforme. Une la cara diafragmática del hígado al diafragma y la pared
abdominal anterior. Marca la división entre el lóbulo derecho y el izquierdo.
• Ligamento gastrohepático. Une la curvatura menor del estómago al hígado
• Ligamento ducto venoso. Es el remanente fibrosado del ducto venoso que durante el
periodo fetal conecta la vena umbilical directamente con la vena cava inferior.
• Ligamento hepatoduodenal. Une el duodeno al hilio hepático y actúa como soporte
de la vena porta, la arteria hepática y la vía biliar principal.

CIRCULACION SANGUÍNEA DEL HÍGADO

La sangre llega al hígado a través de la vena porta y la arteria hepática. El sistema porta
constituye el 70-75 por ciento del flujo sanguíneo y contiene sangre poco oxigenada y rica
en nutrientes proveniente del tracto gastrointestinal y del bazo. La sangre arterial llega a
través de la arteria hepática, rama del tronco celíaco que contiene la sangre oxigenada. La
sangre de ambas procedencias se mezcla en los sinusoides hepáticos y abandona el órgano a
través de las venas hepáticas, también llamadas suprahepáticas, que finalmente drenan en la
vena cava inferior.

DRENAJE LINFÁTICO DEL HÍGADO

El drenaje linfático del hígado corre a cargo de vasos que desembocan en la vena cava
inferior o en los ganglios linfáticos que siguen el recorrido inverso de la arteria hepática.

El hígado recibe nervios del plexo celíaco, de los nervios neumogástrico izquierdo y
derecho y también del frénico derecho, por medio del plexo diafragmático. El aporte
nervioso también le viene del plexo celíaco que inerva al hepático, mezcla de fibras
simpáticas y parasimpáticas. Estos nervios llegan al hígado junto a la arteria hepática.

INERVACION DEL HIGADO.

El hígado recibe nervios del plexo celiaco, de los nervios neumogástrico izquierdo y
derecho, y también del frénico derecho, por medio del plexo diafragmático. El aporte
nervioso también le viene del plexo celiaco que inerva al hepático, mezcla de fibras
simpáticas y parasimpáticas. Estos nervios llegan al hígado junto a la arteria hepática.
BIBLIOGRAFÍA:

• Uchicago Medicine. (2017). El hígado: Anatomía y Funciones. Recuperado el 25


de Octubre del 2019 de: http://healthlibrary.uchospitals.edu/content/adult-diseases-
and-conditions-v0/hand237gado-anatomand237a-y-
funciones/#targetText=El%20h%C3%ADgado%20est%C3%A1%20situado%20en,
ri%C3%B1%C3%B3n%20derecho%20y%20los%20intestinos.&targetText=La%20
sangre%20rica%20en%20nutrientes,por%20la%20vena%20porta%20hep%C3%A1
tica.
• Wikipedia. (2018). Hígado. Recuperado el 24 de octubre de 2019 de:
https://es.m.wikipedia.org/wiki/H%c3%ADgana

FISIOLOGIA DEL HIGADO

El hígado es un órgano o víscera presente en los vertebrados y en algunos otros animales.


Es la glándula más voluminosa de la anatomía y una de las más importantes en cuanto a la
actividad metabólica del organismo. Desempeña funciones únicas y vitales, entre ellos la
síntesis de proteínas plasmáticas, función desintoxicante y almacenamiento de vitaminas y
glucógeno. Además elimina de la sangre muchas sustancias que pueden resultar nocivas
para el organismo, transformándolas en otras inocuas.[15][16]A continuación se resumen
las principales funciones del hígado.

PRODUCCIÓN DE BILIS

Estructura química del ácido glicocólico


La bilis es necesaria para la digestión de los alimentos, contiene sales biliares formadas por
el hígado a partir del ácido glicocólico y ácido taurocólico que a su vez derivan de la
molécula de colesterol. La bilis es excretada hacia la vía biliar y se almacena en la vesícula
biliar de donde se expulsa al duodeno cuando se ingieren alimentos. Gracias a la bilis es
posible la absorción de las grasas contenidas en los alimentos.

METABOLISMO

Las funciones metabólicas del hígado son muy numerosas.

Metabolismo de los carbohidratos.

 La gluconeogénesis es la formación de glucosa a partir de algunos aminoácidos,


lactato y glicerol;
 La glucogenolisis es la fragmentación de glucógeno para liberar glucosa en la
sangre;
 La glucogenogénesis o glucogénesis es la síntesis de glucógeno a partir de glucosa.

Metabolismo de los lípidos.

 Síntesis de colesterol. El colesterol fabricado por el hígado es destinado a diferentes


fines, forma parte de las membranas celulares y participa en la síntesis de ácidos
biliares.
 Producción de triglicéridos.
 Conversión de glúcidos y proteínas en ácidos grasos.

Metabolismo de proteínas.

 Síntesis de albúmina
 Síntesis de lipoproteínas para transportar los ácidos grasos a través de la
sangre.(VLDL, HDL, LDL)
 Síntesis de proteínas de transporte como transferrina y ceruloplasmina.
 Síntesis de factores de coagulación, como el fibrinógeno (I), la protrombina (II), el
factor de coagulación V, proconvertina (VII), el factor de coagulación IX y el factor
de coagulación X.
 Síntesis de aminoácidos no esenciales. Los aminoácidos son los constituyentes de
todas las proteínas, el hígado solo puede sintetizar los no esenciales, los esenciales
es preciso obtenerlos a partir de las proteínas de la dieta.
 Síntesis de enzimas como la aspartato aminotransferasa y alanina aminotransferasa,
imprescindibles para la transaminación.
 Síntesis de hormonas peptídicas como la angiotensina.
 Síntesis de alfa 1-antitripsina.

FUNCIÓN INMUNOLÓGICA

1) En las sinusoides hepáticas existen gran número de células de Kupffer, que son
macrófagos residentes en el hígado que fagocitan bacterias, virus y macromoléculas
extrañas al organismo.
2) El hígado es el órgano que produce la mayor parte de las proteínas que forman el
sistema del complemento, el cual está formado por unas 18 glucoproteínas que se
encuentran en el suero y se activan de forma secuencial en cascada. Este sistema
juega un importante papel en la respuesta inmune.
3) El hígado produce la proteína C reactiva, reactante de fase aguda cuya síntesis
aumenta considerablemente en los procesos inflamatorios.

DESINTOXICACIÓN DE LA SANGRE

Molécula de etanol, sustancia tóxica


metabolizada por el hígado gracias a la enzima
alcohol-deshidrogenasa.
 Metabolización del etanol gracias a la enzima alcohol-deshidrogenasa. Esta enzima
se localiza principalmente en hígado aunque también está presente en otros tejidos.
 Neutralización de numerosas toxinas.
 Metabolización de la mayor parte de los fármacos. Por ejemplo el paracetamol se
metaboliza por el hígado uniéndose con el ácido glucurónico eliminándose de esta
forma a través de la orina.
 Transformación del amonio en urea. Este es un importante proceso desintoxicante,
ya que la urea es menos tóxica que el amoníaco y se elimina fácilmente a través de
la orina.
 Metabolización de la bilirrubina. La bilirrubina es una sustancia tóxica que procede
de la degradación de la hemoglobina. El hígado la elimina a través de la bilis tras
conjugarla con ácido glucurónico.

ALMACENAMIENTO DE SUSTANCIAS

La ferritina es la principal molécula de


almacenamiento de hierro

 Glucógeno (un reservorio importante de aproximadamente 150 g);


 Vitaminas, incluyendo vitamina A, vitamina D y vitamina B12
 Minerales, hierro en forma de ferritina, cobre, etc.

HEMATOPOYESIS
En las primeras 12 semanas de vida intrauterina, el hígado es el principal órgano de
producción de glóbulos rojos en el feto. A partir de la semana 12 de la gestación, la médula
ósea asume esta función.

BIBLIOGRAFIA:

 Wikipedia. (2017). Fisioloia del hígado. Recuperado el 25 de Octubre del 2019 de:
https://es.m.wikipedia.org/wiki/H%C3%ADgado#Fisiolog%C3%ADa_del_h%C3%ADgado