Вы находитесь на странице: 1из 6

Alumno: Felipe de Jesús Hernández García

Materia. Análisis de la Economía Mexicana I


Prof.: Alejandro Pérez Pascual

Comparación de modelos

Introducción

El presente trabajo pretende hacer una comparación entre el modelo de sustitución de


importaciones (MSI) y el modelo de exportación de manufacturas (MEM) para la economía
mexicana.

Para hacer esta comparación se hará una breve descripción del modelo, así como ubicarlo
en un contexto histórico, posteriormente se realiza un análisis de los resultados de ambos
modelos y por último se presentan las conclusiones y opiniones personales del autor.

Modelo de Sustitución de Importaciones (MSI)

El modelo de sustitución de importaciones consiste como su nombre lo indica en sustituir las


importaciones principalmente de manufacturas provenientes del exterior, por manufacturas
nacionales. Para entender mejor este modelo, es necesario establecer el contexto histórico
en el que se desarrolla.

Previo a este modelo en México imperaba el Modelo Primario Exportador, que explotaba los
recursos naturales principalmente minería bajo un enfoque liberal de especialización
regional.

Posterior a la Revolución Mexicana, particularmente en el periodo del ​Cardenismo​, la


necesidad de establecer un nuevo modelo social, sumado al panorama internacional de
crisis y guerras. Tenemos por un lado un completo desequilibrio internacional con altibajos
de oferta de manufacturas internacionales y de demanda de materias primas, por el lado
interno un país con un nuevo plan de nación.

Es en este contexto que comienza el modelo enfocado en el crecimiento puertas adentro.


De allí que las principales medidas y estrategias de la sustitución de importaciones fueran:

● Cuantiosos subsidios a los productores locales, especialmente a la Industria.


● Imposición de impuestos, aranceles y barreras a las importaciones (proteccionismo).
● Evitar o dificultar las inversiones extranjeras directas en el país.
● Promover el consumo de productos locales en vez de extranjeros, así como permitir
y promover la exportación.
● Sobrevaluar la moneda local, para abaratar los costos de compra de insumos y
maquinarias en el extranjero, y a la vez encarecer el producto local.
● Facilitar burocráticamente el acceso a créditos para el crecimiento local.
Este modelo a su vez fue respaldado por las ideas keynesianas que fueron la ortodoxia de
la postguerra, así como la corriente de pensamiento estructuralista desarrollada por la
CEPAL, la cual promovía un modelo en dos etapas:

Etapa primera​. Bloqueo y rechazo a la importación de productos manufacturados de


consumo primario provenientes del extranjero, mediante esquemas arancelarios y otras
barreras, mientras se aplican estímulos económicos y otras medidas de protección para a la
industria manufacturera local.
Segunda etapa​. Avance en la sustitución de bienes de consumo hacia los sectores
intermedios y de consumo duradero, invirtiendo en ello el conjunto de capitales ahorrados
durante la primera etapa, es decir, un ​stock​ de divisas nacionales.

Lamentablemente la segunda etapa nunca se vio del todo consolidada y el modelo se vió
superado en la década de los 70’s por causas tanto internas como externas. Por el lado
interno, el mismo modelo generó un sector industrial podríamos llamar “muy consentido” y
poco productivo así como un Estado muy grande y poco eficiente acostumbrado a altos
déficit fiscales para sostener el crecimiento. Por el lado externo, la crisis del petróleo de los
70’s por un lado coincidió con el descubrimiento de yacimientos petroleros mexicanos lo
cual permitió extender el modelo unos años más. Sin embargo cuando esta terminó con
altas inflaciones en el mundo desarrollado, el aumento de las tasas de interés a nivel
internacional hizo insostenible la deuda nacional y trajo consigo el colapso del modelo.

Resultados del MSI

Respecto al crecimiento podemos decir que el modelo fué más que exitoso como se puede
ver en la siguiente gráfica.

Fuente: Elaboración propia con datos del Banco Mundial


Como se puede observar, durante el periodo de 1940 a 1980 se creció a tasas promedio del
6.3%, esto es lo que se conoce como “el milagro mexicano.

Se logró una mejora en el estado de bienestar y mejores garantías para los trabajadores,
una menor dependencia de los mercados internacionales, un florecimiento de la pequeña y
mediana industria como se puede ver en la siguiente gráfica del crecimiento anual del valor
agregado de la industria que tuvo un crecimiento promedio del 7.1%.

Industria, valor agregado (% de crecimiento anual) - México

Fuente: Banco Mundial

Dentro de los resultados negativos encontramos altos niveles de inflación


principalmente en los últimos años del periodo como se ve en la siguiente imagen.

Fuente: Elaboración propia con datos del Banco Mundial


Por último se generaron en México muchas industrias poco eficientes dado que carecían de
competencia y por ende de actualización tecnológica. Generando un proceso complicado de
apertura a la competencia internacional para las mismas.

Modelo de Exportación de Manufacturas

Esta es la adaptación mexicana al modelo neoliberal que tiene como sustento teórico la
escuela de Chicago (Friedman) y la escuela de ​Friburgo (Hayek) el cual plantea
principalmente las siguientes políticas:

● Reducir la emisión monetaria por parte del Estado, teniendo como principal voluntad
el hecho de que no crezca la inflación.
● Disminuir todos los impuestos, con las correspondientes disminuciones de las
acciones del Estado con ese dinero.
● Liberalización del comercio y de la inversión, así como la eliminación de las barreras
proteccionistas.
● Privatización de las empresas que estaban bajo control del Estado.

Retomando el momento histórico de México, tenemos un país con una deuda pública muy
alta, una tasa de interés internacional creciente, inflación de tres dígitos, unos excesos del
Estado internos que generaron un sector empresarial molesto, precios del petróleo (principal
fuente de ingresos y de divisas del Estado) a la baja y un cambio de gobierno.

Esta situación llevó a México a adoptar ciertas medidas del neoliberalismo; por un lado se
convirtieron en la ortodoxia internacional con la adopción de las mismas en Estados Unidos
e Inglaterra, y desde la perspectiva interna, teniendo la inversión privada detenida, un
consumo interno deprimido, un gobierno sin ingresos ni fuente de financiamiento, la única
forma de lograr un crecimiento era ver al mercado exterior.

Las políticas neoliberales no se aplicaron de forma inmediata por el alto coste social de las
mismas, sino que se aplicaron en un periodo de dos sexenios (de la Madrid y Salinas) y
finalmente con Zedillo con la libre flotación del peso y la autonomía del Banco de México.
Las políticas iniciales consistieron en la venta de activos públicos pequeños e ineficientes, la
desregulación de algunos sectores y la liberalización del comercio internacional.

Es importante mencionar los esfuerzos que se se hicieron en materia de comercio


internacional con el ingreso al GATT (hoy OMC), al OCDE y sobre todo la integración del
TLCAN, pues esto permitió dinamizar las exportaciones de manufacturas que a día de hoy
son la principal fuente de crecimiento nacional.
Resultados del MEM

En cuanto a crecimiento podemos ver un periodo turbulento de cambios en la década de los


80s y principios de los 90s para después una estabilización que ha traído un crecimiento
promedio por arriba del 2% en los últimos 30 años.

Fuente: Elaboración propia con datos del Banco Mundial

En la gráfica podemos observar cierta estabilización después de la crisis del 94 que es la


última gran crisis nacional derivada principalmente de causas internas, después de esto las
2 caídas fueron en 2001 y 2009 por las crisis internacionales, lo cual es consecuencia de la
integración nacional a la economía global.

Podemos ver también la incorporación del país en la globalización con el coeficiente de


apertura que se elevó de manera notable durante y después de la década de los 80s
derivado de todas estas políticas.

Fuente: Elaboración propia con datos del Banco Mundial


Por último los objetivos de estabilidad de precios podemos decir que se han logrado pues
se ha logrado mantener la inflación en números de 1 dígito.

Fuente: Elaboración propia con datos del Banco Mundial

Conclusiones

Podríamos concluir que ambos modelos lograron sus objetivos iniciales, por ejemplo lograr
la industrialización de México en el caso del MSI, o estabilizar a nivel macroeconómico a
México a la par de lograr crecimiento en el caso del MEM. Sin embargo, cada modelo a su
vez presentó nuevos retos que lamentablemente son notorios hasta que la bomba de
tiempo explota. En el caso del MSI, explotó con la crisis de la deuda que lo hizo
insostenible.

En la actualidad podemos observar cierto agotamiento del MEM, pues el crecimiento no ha


sido suficiente para mejorar las condiciones de vida de los mexicanos, que es el objetivo
final de la política económica. Otra forma de ver este agotamiento, es la adopción de
políticas proteccionistas a nivel internacional, sin embargo, si estamos en un periodo
coyuntural o en un cambio de paradigma, sólo el tiempo lo dirá.