Вы находитесь на странице: 1из 3

INSTITUTO TECNOLOGICO SUPERIOR LIBERTAD

Nombre: Marilyn Carrera


Curso: 203
Docente: Lcdo. Andrade Santiago
Tarea1.2.- Realizar un resumen y repasar sobre y procedimiento para realizar el baño en
cama del paciente, enfatizando Ulceras por presión clasificación, prevención y
tratamiento.

Baño del paciente encamado


Elementos para un baño en la cama

 Usted necesitará:
 Un tazón grande de agua caliente
 Jabón (ya sea jabón tradicional o de no enjuagar)
 Dos paños o esponjas
 Toalla seca
 Loción
 Provisiones para afeitar, si planea afeitar al paciente
 Peine u otros productos para el cuidado del cabello
¿Procedimiento de cómo dar un baño en la cama?
Se deben llevar a cabo los siguientes pasos al dar un baño en la cama:
o Traiga todos los elementos que va a necesitar al lado de la cama del paciente.
Eleve la cama a una altura cómoda para evitar fatigarse la espalda.
o Explíqueles a los pacientes que usted les va a dar un baño de cama.
o Asegúrese de destapar únicamente la zona del cuerpo que va a lavar. Esto
impedirá que el paciente se enfríe demasiado y también le brindará privacidad.
o Mientras los pacientes estén acostados boca arriba, empiece lavándoles la cabeza
y avance hacia los pies. A continuación, voltee a los pacientes hacia un lado y
láveles la espalda.
o Para lavar la piel del paciente, primero humedézcala y luego aplique suavemente
una pequeña cantidad de jabón. Verifique con el paciente para constatar la
temperatura del agua está bien y que no esté frotándolo demasiado fuerte.
o Asegúrese de enjuagar todo el jabón y luego seque la zona dando palmaditas.
Aplique loción antes de cubrir la zona.
o Traiga agua fresca y tibia al lado de la cama con un trapito limpio para lavar la zona
íntima del paciente. Primero lave los genitales y luego avance hacia las nalgas,
lavando siempre de adelante hacia atrás. En mujeres, se lavará la zona con la
esponja jabonosa, de arriba hacia abajo, limpiando cuidadosamente labios y meato
urinario. Después, aclararemos, eliminando completamente los restos de jabón y
secaremos. En hombres, lavaremos los genitales con esponja jabonosa, retirando
el prepucio para un lavado minucioso del glande. Después, aclararemos hasta
eliminar todo resto de jabón, secaremos y colocaremos el prepucio, para evitar
edema de glande. En ambos casos, tras el lavado de los genitales, se desechará la
esponja usada para el mismo.

ULCERAS POR PRESION


La úlcera por presión (UPP) es una necrosis de la piel y el tejido subcutáneo de una zona
sometida a presión entre dos planos duros, los huesos del paciente y el soporte (cama o
silla), que provoca una disminución del aporte de oxígeno y nutrientes a esa zona, por el
aplastamiento de los vasos sanguíneos que se produce.

Clasificación
Las UPP se clasifican en cuatro grados en relación al aspecto y profundidad de las lesiones:
* Grado I. Eritema cutáneo que no palidece en piel intacta. En pacientes de piel oscura,
observar edema, induración, decoloración, calor local.
* Grado II. Pérdida parcial del grosor de la piel que afecta a la epidermis, dermis o ambas,
puede tener aspecto de abrasión, ampolla o cráter superficial.
* Grado III. Pérdida total del grosor de la piel que implica lesión o necrosis del tejido
subcutáneo, que puede extenderse hacia abajo, pero no por la fascia subyacente.
* Grado IV. Pérdida total del grosor de la piel con destrucción extensa, necrosis del tejido
o lesión en músculo, hueso o estructuras de sostén como el tendón o la cápsula articular.
Prevención
 Evite prendas de vestir que tengan costuras gruesas, botones o cremalleras que
presionen sobre la piel.
 NO se ponga ropa demasiado apretada.
 Evite que las ropas se amontonen o se arruguen en zonas donde haya alguna
presión sobre el cuerpo.
 Después de orinar o tener una deposición, limpie la zona en seguida y séquela
bien.
 Lubricar con cremas para ayudar a proteger la piel en esta zona.
 Cambie su posición cada 1 a 2 horas para quitar la presión de cualquier punto.
 Retire cualquier objeto, como alfileres, lápices o plumas, o monedas de su cama.
 Revise su piel con frecuencia en busca de áreas con rupturas en la piel.

Tratamiento
Una vez se ha realizado una adecuada valoración inicial del paciente, en cuanto a los
factores de riesgo a desarrollar una UPP (inmovilidad, incontinencia, edad avanzada, falta
de higiene corporal, desnutrición, estado mental) y se ha valorado la lesión, se realizará su
tratamiento, que en el caso de una UPP de grado I consistirá en aliviar la presión en la
zona afectada y en la utilización de AGHO para conseguir una mejora de la resistencia de
la piel y minimizar el efecto de la anoxia tisular.
En cuanto a las úlceras de estadio II, III y IV, el tratamiento debe incluir el desbridamiento
de tejido necrótico, la limpieza de la herida, la prevención y abordaje de la infección
bacteriana con antibióticos locales y, por último, elegir un producto que mantenga
continuamente el lecho de la úlcera húmedo y a temperatura corporal.
El tejido necrótico debe ser eliminado, ya que es un medio ideal para la proliferación
bacteriana e impide el proceso de curación. Las características del tejido a desbridar y la
situación global del paciente condicionan el tipo de desbridamiento a realizar.
Bibliografía:
https://medlineplus.gov/spanish/ency/patientinstructions/000147.htm
https://www.elsevier.es/es-revista-offarm-4-articulo-ulceras-por-presion-prevencion-
tratamiento-13059416