Вы находитесь на странице: 1из 95

21 Días a través del Padre Nuestro

Tu guía de oración personal, con Eric Célérier

© Christright
2

Agradecimientos
Agradezco al Señor por haberme inspirado este recorrido de oración y por haberme bendecido con
Su Presencia mientras lo redactaba. ¡Un día en Sus atrios vale más que mil en otra parte!

Agradezco a mi esposa, Muriel, que ha sido mi primera oyente y la que me ha apoyado desde el
principio en este proyecto. ¡Tengo el privilegio de conocer a la mujer más maravillosa del mundo!

Doy gracias a David, a Maylis y Clélie Gottardo, y a Anne-Laure y Philippe Lavagna, así como a sus
hijos e hijas, por habernos abierto sus casas durante nuestras vacaciones de verano, durante las
cuales estos textos fueron escritos. Algunos hospedaron ángeles sin saberlo, nos dice la Biblia. 😇

Doy las gracias a Audrey y Nicolás Salafranque por todo el trabajo de revisión, retoque, audio, etc.
¡Una pareja siempre increíble!

Doy gracias a Christian Misch y a su esposa Belinda por el trabajo de adaptación del texto y del
audio al español. ¡Siempre me sorprenden!

Doy gracias a todos los artistas cristianos que hacen una música tan preciosa, y por la oportunidad
de referenciar aquí parte de su trabajo. Sois de una enorme inspiración.

Y te doy las gracias muy especialmente a ti, por querer vivir este recorrido de oración con el Padre.
Gracias por tu confianza.

Tu amigo,

Eric Célérier

21 Días a través del Padre Nuestro


3

Agradecimientos 2

Tras esta formación hay una historia… 5

¿Por qué orar? 7

Día 1: “Cuando ores” 10

Día 2 : “Dios ve en lo secreto” 14

Día 3: “Dios está ahí” 18

Día 4: “Eres un hijo, una hija de Dios” 22

Día 5: “Dios es un buen Padre” 26

Día 6: “Qué estás en los cielos” 29

Día 7: “Santificado sea” 32

Día 8: “Tu Nombre” 36

Día 9: “Venga tu reino” 40

Día 10: "Hágase tu voluntad" 44

Día 11: “Como en el cielo, así también en la tierra” 48

Día 12: “El Cielo en la Tierra” 52

Día 13: “El pan nuestro” 56

Día 14: “De cada día” 60

Día 15: “Dánoslo hoy” 64

Día 16: “Y perdónanos nuestras deudas” 68

Día 17: “Así como también nosotros perdonamos” 72

Día 18: “A nuestros deudores” 76

Día 19: “Y no nos metas en tentación” 80

Día 20: “Mas líbranos del mal” 84

Día 21: “¡El reino, el poder y la gloria!” 88

Día Bonus: “Amén” 93

21 Días a través del Padre Nuestro


4

“Acercaos a Dios,
y él se acercará a vosotros”
Santiago 4:8

21 Días a través del Padre Nuestro


5

Tras esta formación hay una historia…

Escucha el audio: http://bit.ly/21DiasIntro1

En una encuesta que realicé a los lectores de Un Milagro Cada Día, hice esta pregunta: “¿Qué es lo
que más te frustra en tu vida cristiana?”

Más de 10.000 personas contestaron, y para un tercio de ellas, su mayor frustración era no saber
cómo orar.

Quizás formes parte de ese grupo de personas que saben que orar es importante, necesario y
beneficioso, pero que no encuentran tiempo para ello, o que sencillamente no saben cómo hacerlo
o por dónde empezar.

Tras ver estos resultados, me pregunté cómo podía ayudar a orar a estas personas. Durante mis
vacaciones de verano empecé a escribir el contenido de lo que resultaría finalmente ser un libro y
una formación en audio. Esto me hizo mucho bien, así como a todos los que me rodearon a lo largo
del proceso de escritura de “21 días a través del Padre Nuestro”, en particular a mi esposa y a
nuestros amigos (David y Maélys), que nos recibieron en su casa. Me gustaría darles las gracias,
sobre todo teniendo en cuenta que mis vacaciones fueron tan intensas que no pasé demasiado
tiempo con ellos. 😊

Recuerdo de hecho haber leído en voz alta uno de estos textos mientras esperábamos al alcalde en
la sala de espera del ayuntamiento de Grasse. Lo que yo no sabía es que una de las secretarias me
estaba oyendo. ¡Estuvo encantada al compartir conmigo cuánto bien le hizo este texto!

Encontrarás estas particularidades en la lectura de este libro:

● Cada día tiene de su propio audio. Además de leer este libro, puedes dejarte guiar por su
voz.
● La palabra [SELAH] aparece a menudo. ¿Sabías que es una palabra que encontramos en la
Biblia y que significa “Pausa”? Se menciona, de hecho, más de 70 veces en los Salmos. Este
es el consejo de amigo que quiero darte: cuando Dios te invita a hacer una pausa, ¡hazla! ;-)
● ¿Por qué 21 días? Porque, según ciertos especialistas, 21 días es el tiempo necesario para
desarrollar un hábito. Los hábitos dan forma al carácter, y nuestro carácter crea nuestro
destino. Es por eso que tener buenos hábitos espirituales es tan importante para nuestras
vidas.

Oro por ti, que vas a empezar a leer este libro, para que el Señor te visite y que puedas escucharle
hablar directamente a tu corazón. Que estos 21 días transformen tu vida de oración, e incluso tu
vida entera. En el Nombre de Jesús. Amén.

¡Gracias por existir!

21 Días a través del Padre Nuestro


6

“Y saliendo, se fue, como solía,


al monte de los Olivos; y sus discípulos
también le siguieron”

Lucas 22:39

21 Días a través del Padre Nuestro


7

¿Por qué orar?

Escucha el audio: http://bit.ly/21DiasIntro2

Miremos por un instante la vida de Jesús. Jesús tenía la costumbre de ir al Monte de los Olivos y
orar.

La Biblia dice en Lucas 22:39, “Jesús salió de la ciudad y, como de costumbre, se dirigió al monte de
los Olivos, y sus discípulos lo siguieron” (NVIE)

En griego, la palabra “costumbre” viene de la palabra Ethos, que se traduce como hábito. Es decir,
es algo que se repite regularmente. Jesús tenía costumbres, hábitos, disciplinas cotidianas. Tenía
Ethos.

¡Jesús oraba cotidianamente, de manera que cada día era especial para Él! Él transformaba un lugar
insignificante en uno lleno de bendiciones, y de ese modo convertía un día ordinario en uno
extraordinario.

¿Por qué? Porque tenía la costumbre de orar, de apartarse, de aislarse para así poder reconectarse
con el Padre. Necesitaba pasar un momento especial en comunión con Él, para oír Sus directrices, y
actuar según la voluntad del Padre. Jesús tenía un plan de oración que nos enseña en el “Padre
Nuestro”. Así, el “Padre Nuestro” es mucho más que una oración, es el modelo que nos transmitió
Jesús para comunicarnos con el Padre.

Si Jesús, el Hijo de Dios, tenía la necesidad de crear costumbres, tener rutinas y desarrollar hábitos,
Ethos, entonces, ¿con cuánta mayor razón las necesitamos nosotros también?

Es además por eso que los discípulos vinieron a Jesús diciéndole “Maestro, enséñanos a orar”.

Yo podría reformular su petición de esta manera: “Señor, queremos comprender tu secreto y vivir lo
que tú vives cuando oras. Queremos que Dios el Padre se sirva de nuestras vidas como lo hace con
la tuya. Queremos ver milagros, y enfermos ser sanados. Tenemos sed de tener esta relación
increíble que tienes con el Padre. ¡Enséñanos a orar, Señor! ¡Enséñanos a orar! Juan el Bautista
enseñó a sus discípulos. Enséñanos igualmente a nosotros. La mayoría sabemos que hay que orar,
pero la verdad es que no sabemos cómo hacerlo”.

Fue tras esta petición de Sus discípulos que Jesús les enseñó el famoso Padre Nuestro.

El Padre Nuestro contiene en esencia todos los secretos de Jesús sobre la oración, y todas las claves
de acceso al Padre. Lo repito: ¡Es mucho más que una simple oración, es una escuela acerca de la
oración!

Te invito por tanto a formar parte de esta escuela durante los próximos 21 días, en los cuales
aprenderemos más a estar en intimidad con el Padre.

21 Días a través del Padre Nuestro


8

Esos momentos están pensandos para que sean entre Dios y tú. Es por ello que te invito
verdaderamente a que te sientas a gusto. En el transcurso de cada sesión, te invitaré a que tengas
momentos para meditar, adorar y también para escuchar. Si, durante el desarrollo de la formación,
tienes el deseo de cerrar los ojos, hazlo. Si deseas ponerte de rodillas, hazlo. ¡Adelante, siéntete con
libertad! La Biblia dice: “Donde está el Espíritu del Señor, ahí hay libertad”.

Ya que vas a empezar este recorrido de oración, permíteme orar contigo:

“Señor Jesús, gracias por ser un modelo para nosotros. Tú eres el Maestro y nosotros somos tus
discípulos. Gracias por habernos enseñado a orar. Te ruego por mi amigo(a) que va a comenzar este
recorrido de 21 días. Hazle vivir momentos extraordinarios en la Presencia y en la intimidad del
Padre. Que su vida sea cambiada para siempre, y que los beneficios de esta relación contigo se
desarrollen en su vida y sobre los que le rodean. ¡Bendito seas, Señor! Amén”.

¿Quieres pedir ahora al Señor que te enseñe a orar? Toma un momento para decirle tú también:
“Señor, enséñame a orar”.

Bienvenido(a) a este recorrido de oración.

Eric Célérier

P.D. Quiero compartir contigo esta alabanza titulada “Way Maker: Milagroso, abres camino”,
interpretada por el grupo Su Presencia, para que así puedas empezar a preparar tu corazón para
este recorrido de oración. Puedes verla haciendo clic aquí: http://bit.ly/21DiasWayMaker

21 Días a través del Padre Nuestro


9

“Mas tú, cuando ores, entra en tu aposento,


y cerrada la puerta, ora a tu Padre
que está en secreto...”
Mateo 6:6

21 Días a través del Padre Nuestro


10

Día 1: “Cuando ores”

Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-01

Bienvenido(a) a este recorrido de oración. Has tomado la decisión correcta al apartarte para tener
este tiempo con Dios. Creo que tu vida va a ser transformada.

Permíteme orar ahora por ti:

“Querido Jesús. Gracias por habernos enseñado a orar. Gracias por haber prometido que, cuando
entramos en nuestra habitación, en el lugar secreto, Dios, nuestro Padre, nos ve. Gracias por haber
dicho que Dios recompensa a los que le buscan. Te ruego que bendigas a esta(a) amigo(a) que me
lee ahora. Amén”.

Siéntate confortablemente, y, si lo deseas (si estás escuchando el audio), cierra los ojos.

Este es tu momento con el Padre. Déjale que te llene con Su paz.

[SELAH]

Justo antes de enseñar el Padre Nuestro a sus discípulos, Jesús dijo en el evangelio de Mateo: “MÁS
TÚ, CUANDO ORES, entra en tu aposento, y cerrada la puerta, ora a tu Padre que está en secreto...”
(Mateo 6:6).

Para poder orar, tenemos que abrirnos al Señor y cerrar la puerta a la inquietud y a los problemas.

La Biblia dice: “Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios
en toda oración y ruego, con acción de gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento,
guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús” (Filipenses 4:6-7).

Piensa que, de la misma manera que ahora estás ahí, Dios está igualmente ahí contigo, por medio
de Su Espíritu Santo. Está tan presente como tú lo estás. Él te ve. Él te oye. Imagínate a Jesús sentado
a tu lado, preparado para enseñarte acerca de la oración, y dispuesto a escucharte y a pasar este
tiempo de comunión contigo.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


11

Quédate unos instantes en silencio, y piensa que estás en la Presencia del Dios viviente.

● Él es amor.
● Él es bueno.
● Él es misericordioso.
● Él es gracia.
● Él es paz.
● Él está aquí.
● Él está muy cerca de ti.

[SELAH]

La Biblia declara: “Acercaos a Dios, y él se acercará a vosotros” (Santiago 4:8).

Piensa que Dios se está acercando a ti ahora mismo.

[SELAH]

Sigue respirando profundamente, mientras piensas que es Él quien te ha dado la vida. Da gracias a
Dios por ese regalo. Cuando inspiras, imagínate como si Dios estuviese llenándote con Su Espíritu,
con Su Presencia, con Su paz, con Su fuerza. Cuando espiras, imagínate a Dios vaciándote de tus
preocupaciones, de tus sufrimientos, de tus problemas y de tus debilidades. Él está aquí.

[SELAH]

Sencillamente, háblale ahora con tus propias palabras.

[SELAH]

Él no solo sopló en ti la vida, sino que te ha hecho un ser viviente. Te ha dado un alma, y ese alma
necesita de Su Presencia. Su Presencia está aquí, y es extremadamente buena. Alábale unos
instantes por Su maravillosa Presencia. Su Presencia no te dejará, sino que estará contigo a lo largo
de este día.

Te invito ahora a escuchar un extracto de la canción “Por amor”, interpretada por Christine D’Clario
y Edward Rivera. Puedes ver el vídeo haciendo clic aquí: http://bit.ly/21diasPorAmor

Magnífico canto, ¿a que sí?

21 Días a través del Padre Nuestro


12

Toma ahora unos instantes en silencio para escuchar la voz de Dios, y recibir lo que Él desea decirte.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades! Hoy has dado el primer paso hacia una vida transformada, marcada por la Presencia
de Dios, al empezar a desarrollar buenos hábitos. ¡Estás creando un “Ethos”, es decir, un buen
hábito!

Mañana tenemos nuestro segundo día de formación. No olvides esta práctica de la respiración
espiritual. Dios desea llenarte con Su vida y vaciarte de lo que te preocupa. La puedes practicar en
cualquier momento.

Escribe lo que te vino a la mente durante estos momentos de silencio, y quédate más tiempo si así
lo deseas.

Te deseo un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


13

“Todo el que desee acercarse a Dios debe creer


que él existe y que él recompensa a los que lo
buscan con sinceridad”

Hebreos 11:6, NTV

21 Días a través del Padre Nuestro


14

Día 2 : “Dios ve en lo secreto”

Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-02

¡Felicidades! Este es tu 2º día.

Permíteme orar contigo:

“Querido Jesús. Te pido por mi amigo(a) que va a pasar este tiempo en Tu Presencia. Tú le ves, le ves
en el lugar secreto. Pido que este momento contigo sea bendecido. En tu Nombre. Amén”.

Siéntate confortablemente. Si no lo has hecho aún, puedes cerrar tranquilamente tus ojos y
escuchar el audio. Deja que tus preocupaciones y tus inquietudes se vayan. Estás entrando en la
Presencia de Aquel que recompensa a los que le buscan.

[SELAH]

Antes de enseñar sobre el Padre Nuestro, en el Evangelio según Mateo, Jesús dijo: “...Y TU PADRE
QUE VE EN LO SECRETO TE RECOMPENSARÁ EN PÚBLICO” (Mateo 6:6).

No solamente Dios te ve, sino que quiere además recompensarte por poner este tiempo aparte para
Él.

La Biblia dice: “Todo el que desee acercarse a Dios debe creer que él existe y que él recompensa a los
que lo buscan con sinceridad” (Hebreos 11:6, NTV).

Dios existe y está vivo. Empieza a pensar que Dios está ahí, a tu lado. Este Dios de amor, de gozo,
de victoria y de paz está ahí contigo.

[SELAH]

Dios recompensa a los que le buscan. Toma un momento para decirle al Señor, con tus propias
palabras, que le buscas y que le vas a seguir buscando en los próximos días.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


15

Sigue respirando y ve, con los ojos de la fe, la recompensa que Dios te va a conceder al buscarle de
todo corazón.

[SELAH]

Esto es lo que dice la Palabra de Dios: “Si me buscan de todo corazón, podrán encontrarme. Sí, me
encontrarán —dice el SEÑOR—. Pondré fin a su cautiverio y restableceré su bienestar” (Jeremías
29:13-14, NTV).

¡Lo declaro sobre tu vida! En la medida en la que te vuelvas hacia el Señor y le busques con todo tu
corazón, Él se dejará encontrar por ti. ¡Él restablecerá tu vida, y te bendecirá!

Te invito a mirar hacia el futuro con los ojos de la fe, y a ver la recompensa que el Señor te va a
conceder debido a que le estás buscando. Di al Señor lo que ves. Mientras tanto, te invito a escuchar
un fragmento de la canción “Probar y verte”, cantada por Majo y Dan. Haz clic aquí para ver el vídeo:
http://bit.ly/21DiasProbaryVerte

[SELAH]

Toma ahora unos instantes para escuchar a Dios en el silencio, enfocando tus pensamientos
fijamente sobre estas palabras: “Si me buscas, me encontrarás. Me dejaré hallar por ti”.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

21 Días a través del Padre Nuestro


16

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos. Amén.

¡Felicidades! Has puesto este tiempo aparte para Dios, y eso es excelente. Verás el fruto que esto
va a producir en tu vida. Mañana nos encontramos de nuevo para hacer juntos el tercer día del
recorrido. Sigue buscando a Dios a lo largo de este día, y recuerda que Él recompensa a los que le
buscan.

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio. Siéntete libre para quedarte más
tiempo si así lo deseas.

Te deseo un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


17

“Y tu Padre
que ve en lo secreto
te recompensará en público”
Mateo 6:6

21 Días a través del Padre Nuestro


18

Día 3: “Dios está ahí”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-03

¡Felicidades! Es tu 3er día en el recorrido de oración.

Permíteme orar ahora contigo:

“Padre, te ruego por mi amigo(a) que va a pasar este tiempo contigo. Te pido que sea bendecido(a)
y animado(a). Dale un momento magnífico contigo, Padre, en el Nombre de Jesús. Amén”.

Siéntate confortablemente. Si no lo has hecho todavía, cierra tranquilamente los ojos (si estás
escuchando el audio).

Piensa que Dios está ahí ahora mismo, contigo, a tu lado.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús dijo: “VOSOTROS, PUES, ORARÉIS ASÍ: PADRE NUESTRO QUE ESTÁS EN
LOS CIELOS” (Mateo 6:9).

Dios está aquí. Puedes dejar que toda tu inquietud se vaya. La Biblia dice: “Por nada estéis
afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con
acción de gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros
corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús” (Filipenses 4:6-7).

Al igual que tú estás ahí, Dios está también ahí contigo a través de Su Espíritu Santo. Él está tan
presente como tú lo estás. Él te ve, y te oye.

[SELAH]

Permanece en actitud de gratitud durante unos instantes, e imagina que estás entrando en la
Presencia del Dios vivo, del Creador del universo.

Él es amor, Él es bueno, Él es misericordia, Él es gracia, Él es paz. Él está ahí. Él está cerca de ti.
Dale las gracias por ello con tus propias palabras.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


19

La Biblia declara: “Acercaos a Dios, y él se acercará a vosotros” (Santiago 4:8).

Piensa que Dios se está acercando a ti ahora mismo, y dale las gracias por ello.

[SELAH]

Sigue respirando profundamente. El Señor ha soplado este aliento de vida en ti. Dale gracias a Dios
por soplar sobre tu vida. Cuando inspiras, imaginátelo llenándote con Su Espíritu, con su Presencia,
con Su paz y con Su fuerza. Cuando espiras, imaginátelo vaciándote de tus preocupaciones, de tus
sufrimientos, de tus problemas y de tus debilidades. Él está aquí.

[SELAH]

Ahora, háblale sencillamente con tus propias palabras. Comparte con Él cuáles son tus
necesidades.

[SELAH]

Dios está ahí a tu lado. En este instante, Su mirada bondadosa está puesta en ti. Toma un
momento para alabarle, ya que ha hecho de ti un alma viviente. Adórale por Su Presencia
maravillosa que nunca se aparta de ti.

[SELAH]

Te invito a escuchar esta canción titulada “Por siempre”, interpretada por Kalley Heiligenthal.
Alaba al Señor con tus labios y con toda tu alma. Haz clic aquí para verlo:
http://bit.ly/21DiasPorSiempre

Este canto es magnífico. Toma unos instantes para escuchar a Dios en silencio, mientras centras
tus pensamientos en Él.

[SELAH]

Para acabar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

21 Días a través del Padre Nuestro


20

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades! Mañana nos veremos de nuevo para el cuarto día de este recorrido de oración. No
olvides seguir practicando durante este día la técnica de la respiración espiritual. Dios desea
llenarte con Su vida y vaciarte de todo lo que te agobia. Puedes practicarla en cualquier momento.

Escribe lo que vino a tu mente durante el momento de silencio. No dudes estar más tiempo en la
Presencia de Dios, si lo deseas.

Te deseo un buen día en su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


21

“El Espíritu mismo da testimonio


a nuestro espíritu, de que somos
hijos de Dios”
Romanos 8:16

21 Días a través del Padre Nuestro


22

Día 4: “Eres un hijo, una hija de Dios”

Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-04

¡Felicidades! Es tu 4º día de formación.

Permíteme orar contigo ahora:

“Padre. Gracias por haber hecho que mi amigo(a) pueda estar leyéndome ahora. Sé que esta
persona es muy querida por ti, Padre, y estoy seguro de que es una persona bendecida. Señor, te
pido que este tiempo de oración sea una bendición más para su vida. En el Nombre de Jesús.
Amén”.

Siéntate confortablemente. Si lo deseas, puedes cerrar los ojos (si estás escuchando el audio).
Empieza a pensar en tu Padre Celestial.

[SELAH]

Piensa que Dios ha puesto en ti Su aliento de vida. Eres un alma viviente. Aquel que te creó y que
deseó tu existencia, está ahora aquí mismo, a tu lado, lleno de bondad. Deja que Su paz te invada.

[SELAH]

Cuando Jesús enseñó el Padre Nuestro, empezó con estas palabras: “PADRE NUESTRO”.

Estas dos palabras implican que somos Sus hijos e hijas, y que Él es nuestro Padre.

La Biblia dice: “El Espíritu mismo da testimonio a nuestro espíritu, de que somos hijos de Dios”
(Romanos 8:16).

Durante unos instantes, mientras respiras profundamente, deja que el Espíritu de Dios dé
testimonio a tu espíritu de que eres un hijo, una hija de Dios.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


23

Él es el Espíritu que te consuela, el que te recuerda las palabras y todas las enseñanzas de Jesús. Él
es el Espíritu de verdad, aquél al que el mundo no pudo recibir, pero que tú has recibido. Él es el
Espíritu de adopción.

[SELAH]

Toma unos instantes para agradecer a Dios por haberte dado Su Espíritu, y por haber hecho de ti
su hijo(a). Simplemente háblale con tus palabras, exprésale de manera sencilla lo que sientes
ahora mismo.

[SELAH]

El Espíritu de Dios va a acompañarte a lo largo de este día, y te recordará que eres un hijo(a) de
Dios, y que Dios es tu Padre. Un buen Padre, amante y bondadoso.

[SELAH]

¡Sí, eres hijo(a) de Dios! Un hijo(a) deseado(a), un hijo(a) amado(a) del Padre, un hijo(a) con un
futuro y con un destino lleno de esperanza. La Biblia dice: “Me viste antes de que naciera. Cada día
de mi vida estaba registrado en tu libro. Cada momento fue diseñado antes de que un solo día
pasara” (Salmo 139:16, NTV).

Y dice también: “Antes que te formase en el vientre te conocí, y antes que nacieses te santifiqué, te
di por profeta a las naciones” (Jeremías 1:5).

Durante unos minutos, mientras escuchas esta preciosa canción de Cales Louima titulada “Abba
Padre”, alaba a Dios y dale las gracias por haberte formado. Deja a Su Espíritu recordarte que has
sido deseado, esperado por Él. Él te ha formado. Puedes escucharla haciendo clic aquí:
http://bit.ly/21DiasAbbaPadre

[SELAH]

Toma unos instantes en silencio para escuchar a Dios, mientras fijas tus pensamientos en Él, en tu
Padre.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.

21 Días a través del Padre Nuestro


24

Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades! Mañana nos vemos para el 5º día. De aquí a entonces, recuerda que eres un hijo, una
hija de Dios. El Espíritu Santo que vive en ti puede recordártelo en todo momento.

Escribe lo que te vino a la mente durante el tiempo de silencio. Prolonga esos instantes de
meditación ahora si lo deseas.

Te deseo un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


25

“Porque yo sé los pensamientos que tengo


acerca de vosotros, dice Jehová,
pensamientos de paz, y no de mal,
para daros el fin que esperáis”
Jeremías 29:11

21 Días a través del Padre Nuestro


26

Día 5: “Dios es un buen Padre”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-05

¡Felicidades! Es tu 5º día.

Permíteme orar ahora por ti:

“Padre, Tú eres amor, eres bueno, eres fiel. Ayuda a mi amigo(a) para que pueda darse cada vez
más cuenta de que eres un Padre infinitamente bueno y bondadoso. En el Nombre de Jesús. Amén”.

Siéntate confortablemente. Si no los has hecho aún cierra los ojos (si estás escuchando el audio) e
inspira, y espira profundamente. Acabas de entrar en la Presencia del Dios de amor.

[SELAH]

Jesús se refiere a Dios como Su Padre, pero también se refiere a Él como nuestro Padre. Él dice:
“PADRE NUESTRO que estás en los cielos”.

Por desgracia, no todos hemos tenido un buen padre aquí en la tierra. Por causa de ello, podemos
estar tentados a comparar a Dios con un padre que no cuida de sus hijos(as).

Pero Dios es diferente. Él no es un hombre, Él es amor. Él te ama personalmente, y de manera


intensa.

Durante algunos instantes, mientras inspiras y espiras profundamente, deja que Su amor te toque
y te llene. Piensa en el hecho de que Dios desea tu bien.

[SELAH]

La Biblia dice: “Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová,
pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis” (Jeremías 29:11).

Agradece a Dios por Su bondad hacia ti, y por los buenos proyectos que tiene para tu vida. Dale las
gracias por ser un buen Padre, por ser tu Padre. Hazlo con tus propias palabras. Exprésale lo que
sientes en estos momentos.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


27

Te invito a escuchar esta canción titulada “Espera en Dios”, interpretada por Jonathan y Sarah.
Alaba a Dios durante este tiempo por todos los proyectos de paz que Él tiene para ti. Piensa en
cómo Dios te llena con Su vida mientras respiras. Haz clic en este enlace:
http://bit.ly/21DiasEsperaEnDios

¡Amén! ¡Qué canción más maravillosa! Sí, Dios conoce los proyectos que tiene preparados para ti.

Toma ahora unos instantes para escuchar a Dios en silencio, mientras fijas tus pensamientos en Él.
¡Él es un buen Padre!

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades! Medita en tu corazón sobre la verdad de que Dios es tu Padre, y de que Él tiene
buenos proyectos para ti. Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio.

Siéntete libre para permanecer más tiempo en Su Presencia, si así lo deseas.

Nos vemos mañana para el 6º día.

¡Que pases un día extraordinario, marcado por Su gloriosa Presencia!

21 Días a través del Padre Nuestro


28

“Los cielos cuentan la gloria de Dios,


Y el firmamento anuncia
la obra de sus manos”
Salmo 19:1

21 Días a través del Padre Nuestro


29

Día 6: “Qué estás en los cielos”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-06

¡Felicidades! Es tu 6º día.

Permíteme orar ahora contigo: “Padre Nuestro que estás en los cielos, te ruego que reveles tu
grandeza a mi amigo(a) que ha decidido pasar este tiempo contigo. En el Nombre de Jesús. Amén”.

Siéntate confortablemente y respira profundamente. Puedes cerrar los ojos si lo deseas (si estás
escuchando el audio). Empieza a pensar en Dios. Él es tu Padre. Él es bueno. Él está en el Cielo.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús nos enseñó a orar de esta manera: “Padre Nuestro QUE ESTÁS EN LOS
CIELOS”.

La Biblia dice: “Los cielos cuentan la gloria de Dios, Y el firmamento anuncia la obra de sus manos”
(Salmo 19:1).

Dios es glorioso. Los cielos cuentan Su gloria.

● Él es el Creador del universo,


● Él el Creador de la luz,
● del sol,
● de las estrellas,
● de la tierra,
● de todos los seres vivos.

[SELAH]

Dios habita en una luz inaccesible, pero te da acceso a Su Presencia ahora. Sí, por la sangre de
Jesús tienes libre acceso al santuario de Dios.

Mientras sigues respirando profundamente, piensa que puedes entrar con libertad ahora mismo
en la Presencia de este Dios infinitamente grande.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


30

Dale gracias a Dios por tener acceso a Su Presencia, y pídele que te llene con la paz del cielo, con la
vida del cielo, con la gracia del cielo, con el gozo del cielo. Hazlo con tus propias palabras.

[SELAH]

Continúa celebrando a Dios con tus palabras, mientras escuchas un extracto de la canción “Dios de
lo imposible”, interpretada por David Reyes y Christine D’Clario. Haz clic en este enlace:
http://bit.ly/21DiasDiosDeLoImposible

Qué preciosa canción para la gloria de Dios.

Toma ahora unos instantes ahora para escuchar a Dios en el silencio mientras piensas en Su Gloria.
No dudes en anotar lo que te venga a la mente.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos un Padre nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos. Amén.

¡Felicidades! Nos vemos mañana para el 7º día. Sigue pensando en el cielo durante las próximas horas.

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Te deseo un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


31

“¡Santo, santo, santo es el SEÑOR


de los Ejércitos Celestiales!
¡Toda la tierra está llena de su gloria!”
Isaías 6:3

21 Días a través del Padre Nuestro


32

Día 7: “Santificado sea”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-07

¡Felicidades! Es tu 7º día.

Permíteme ahora orar contigo:

“Padre, te ruego por mi amigo(a) que va a pasar este tiempo contigo, hazle(a) entrar en Tus atrios,
en tu Santa Presencia, y hazle(a) ver hasta qué punto eres Santo. En el Nombre de Jesús. Amén”.

Siéntate de manera confortable, y respira profundamente. Si lo deseas, puedes cerrar los ojos (si
estás escuchando el audio). Estás entrando ahora mismo en la Santa Presencia de Dios.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús nos enseñó a orar: “SANTIFICADO SEA tu nombre”.

Dios se revela en la Biblia como un Dios santo. Es por ello que el profeta Isaías declara:

“El año en que murió el rey Uzías, vi al Señor sentado en un majestuoso trono, y el borde de su
manto llenaba el templo. Lo asistían poderosos serafines, cada uno tenía seis alas. Con dos alas se
cubrían el rostro, con dos se cubrían los pies y con dos volaban. Se decían unos a otros: «¡Santo,
santo, santo es el SEÑOR de los Ejércitos Celestiales! ¡Toda la tierra está llena de su gloria!» Sus
voces sacudían el templo hasta los cimientos, y todo el edificio estaba lleno de humo” (Isaías 6:1-4,
NTV).

¡Tomate unos instantes para unir tu voz a la de los ángeles de fuego, y decirle al Señor que Él es
Santo, Santo, Santo!

Su gloria llena toda la tierra, y llena también tu vida.

[SELAH]

El profeta Isaías continúa diciendo: “Entonces dije: «¡Todo se ha acabado para mí! Estoy
condenado, porque soy un pecador. Tengo labios impuros, y vivo en medio de un pueblo de labios
impuros; sin embargo, he visto al Rey, el SEÑOR de los Ejércitos Celestiales». Entonces uno de los

21 Días a través del Padre Nuestro


33

serafines voló hacia mí con un carbón encendido que había tomado del altar con unas tenazas. Con
él tocó mis labios y dijo: «¿Ves? Este carbón te ha tocado los labios. Ahora tu culpa ha sido quitada,
y tus pecados perdonados” (Isaías 6:5-7, NTV).

Este Dios Santo te ha tocado a ti también, y ha quitado tus pecados por medio de la sangre de
Jesús. Santificar Su nombre es reconocer que Él es Santo, y que te ha dado acceso a Su santidad
por medio de Jesús, Su Hijo. ¡Dale las gracias por ello ahora!

[SELAH]

Te invito ahora a que escuches esta pieza de música instrumental llamada “Santo”, compuesta por
William Augusto. ¡Adora a Dios en Su santidad! Haz clic aquí: http://bit.ly/21DiasSanto

¡Que composición más maravillosa! ¿No es verdad?

Tienes acceso a la Santa Presencia de Dios ahora mismo. El Dios tres veces Santo te abrió Sus
brazos de amor. Dale las gracias por Su Santidad y por Su Santa Presencia en tu vida, en tu
corazón.

[SELAH]

Toma ahora unos instantes para escuchar a Dios en silencio, mientras centras tus pensamientos en
Él y en Su Santidad. No dudes en apuntar todas las cosas que te vengan a la mente en ese
momento.

[SELAH]

Para acabar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

21 Días a través del Padre Nuestro


34

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades! Nos vemos mañana para hacer el 8º día.

Guarda en tu mente esta verdad: Dios es Santo, y por Él tú también eres santo(a).

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Te deseo un buen día en Su Santa Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


35

“Y todo lo que pidiereis al Padre en mi nombre,


lo haré, para que el Padre sea
glorificado en el Hijo”
Juan 14:13

21 Días a través del Padre Nuestro


36

Día 8: “Tu Nombre”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-08

¡Felicidades! Este es tu 8º día.

Permíteme orar ahora por ti:

“Padre. Tu Nombre está por encima de todo nombre. Que la belleza y la grandeza de tu Nombre
pueda hoy impactar la vida de mi amigo(a), que está buscando pasar este momento ahora contigo.
En el Nombre de Jesucristo. Amén.”

Siéntate de manera confortable y respira profundamente. Si lo deseas, puedes cerrar los ojos
mientras escuchas el audio. Estás entrando ahora en la intimidad del Padre.

[SELAH]

Jesús, en el Padre Nuestro, nos enseñó a orar así: “Santificado sea TU NOMBRE”.

Dios, en Su palabra, se revela con diferentes nombres. En este pasaje, las palabras “tu nombre”
corresponden a las palabras griegas Sou Onoma. Sou puede usarse tanto para singular como para
plural, por lo que se podría también traducir como “Santificados sean Tus Nombres”

Hoy, te voy a invitar a meditar y a orar sobre algunos nombres de Dios que encontramos en la
Biblia.

Su nombre es Yahvé Shammah, “el Señor está ahí” (Ezequiel 48:35). Este nombre subraya la
omnipresencia de Dios. Dios está presente en todos los sitios a la vez. Toma algunos instantes para
agradecer a Dios por Su Nombre: Yahveh Shammah, “el Señor está ahí”.

[SELAH]

Su nombre es Yahvé Hosseinu, “el Señor es nuestro Creador” (Salmo 95:6). Este nombre afirma
que la fuente de toda vida está en Él. Él creó todas las cosas y es Él quien sopló vida en todos
nosotros. Toma unos instantes para agradecer a Dios por Su nombre: Yahvé Hosseinu, “el Señor es
nuestro Creador.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


37

Su nombre es El-Shaddai, “el Dios Todopoderoso” (Génesis 17:1). Con este nombre, Dios se
revela como Aquel que tiene todo poder en el Cielo y en la Tierra. Toma unos instantes para
agradecer a Dios por Su nombre: El-Shaddai, el Dios todopoderoso.

[SELAH]

Su nombre es Yahvé Roí, “el Señor es mi Pastor” (Salmo 23:1). El Señor se presenta como un
pastor cerca de sus ovejas, que conoce a cada una de ellas por su nombre, y cuida de ellas de
manera individual. Toma unos instantes para dar gracias a Dios por Su nombre: Yahvé Roí, el Señor
es mi Pastor.

[SELAH]

Su nombre es El-Chai, “el Dios vivo” (Josué 3:10). Dios se presenta como el que está vivo desde la
eternidad y hasta la eternidad. Es un Dios vivo, que actúa en la práctica, en cada situación de lo
cotidiano. ¡Dios no es un Dios de teoría, sino que es el Dios de la vida! Toma unos instantes y
agradece a Dios por Su nombre: El-Chai, el Dios vivo.

[SELAH]

Su nombre es Yahvé Rapha, “el Señor que nos sana” (Éxodo 15:25-26). Él nos da sanidad divina,
tanto del alma como del cuerpo. Toma unos instantes para agradecer a Dios por Su nombre: Yahvé
Rapha, el Señor que nos sana.

[SELAH]

Su nombre es Emmanuel, “Dios con nosotros” (Mateo 1:23). Es Dios hecho hombre, encarnado
en Jesucristo. Dios no es un Dios lejano, ¡Él es un Dios cercano, que ha vivido una vida humana!
Toma unos instantes para agradecer a Dios por Su nombre: Emmanuel, Dios con nosotros.

[SELAH]

Su nombre es Jesús, Yeshua, “el Señor es salvación” (Mateo 1:21). Es el Nombre que está por
encima de todo nombre. Es el único nombre por el cual los hombres pueden ser salvos. Este
nombre representa el último nombre de Dios en la revelación bíblica, y expresa el comienzo y fin
de todo. Toma unos instantes para agradecer a Dios por Su nombre: Jesús, Yeshua, el Señor es
salvación.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


38

Jesús dijo: “Y todo lo que pidiereis al Padre en mi nombre, lo haré, para que el Padre sea
glorificado en el Hijo” (Juan 14:13).

Ahora, pídele en Su nombre todo lo que te hace falta, lo que necesitas.

[SELAH]

Toma unos instantes para escuchar a Dios en silencio, mientras mantienes tus pensamientos fijos
en Él y en Sus nombres.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Hace ya más de una semana que sigues esta formación, y te felicito por ello! Guarda en tu
corazón esta verdad que has aprendido: todo lo que necesitas para tu alma y para tu vida lo
puedes encontrar en los Nombres de Dios.

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Te deseo un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


39

“Mas buscad primeramente el reino de Dios


y su justicia, y todas estas cosas
os serán añadidas”
Mateo 6:33

21 Días a través del Padre Nuestro


40

Día 9: “Venga tu reino”

Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-09

¡Felicidades! Este es tu 9º día.

Permíteme que ore ahora por ti:

“Padre, te ruego por mi amigo(a) que va a pasar este tiempo contigo ahora. Hazle(la) entender tu
Reino. Venga tu Reino a su vida. En el Nombre de Jesús. Amén.”

Siéntate de manera confortable y respira profundamente. Puedes cerrar los ojos si lo deseas (si
estás escuchando el audio). Estás entrando ahora en el lugar secreto. Déjate rodear y envolver por
la Presencia de Dios.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús nos enseña a orar pidiendo a Nuestro Padre que Su Reino venga,
diciendo: “VENGA TU REINO”.

A menudo, cuando la gente piensa en el Reino de Dios, se imaginan solamente una realidad por
llegar, la cual no se ha cumplido todavía.

Es cierto que un día entraremos en el Cielo y veremos con nuestros propios ojos el Reino de los
Cielos. Pero cuando Jesús habla del Reino, habla de una realidad presente. Dijo en varias ocasiones
“el reino está entre vosotros”, o aún más, “el reino de los cielos se ha acercado a vosotros”.

Toma unos instantes para alabar a Dios por Su Reino, que se ha acercado a ti a través de la
persona de Jesús, el Rey de reyes. Dale gracias, porque el Reino de Dios está en medio de ti por el
Espíritu Santo.

[SELAH]

La Biblia contiene una promesa muy importante: “Mas buscad primeramente el reino de Dios y su
justicia, y todas estas cosas os serán añadidas” (Mateo 6:33).

¿Te das cuenta? ¡Todas las cosas te serán añadidas! ¡Todas las cosas!

21 Días a través del Padre Nuestro


41

Una versión de la Biblia traduce este pasaje del Evangelio de Lucas de la siguiente manera: “Haz
pues del reino de Dios y de lo que es justo a Sus ojos tu primera preocupación, y todas las demás
cosas te serán dadas por añadidura”.

Te invito a escuchar esta preciosa alabanza de Jotta titulada “Muéstrame Tu Gloria”, y a que
tomes unos instantes para decirle a Dios que vas a buscar Su Reino de todo corazón. Haz de ello
tu primera preocupación, mientras eres cada vez más consciente de que, por medio de la fe, todas
las cosas te serán añadidas. Haz clic aquí: http://bit.ly/21DiasMuestrameTuGloria

[SELAH]

La Biblia dice también: “porque el reino de Dios no es comida ni bebida, sino justicia, paz y gozo en
el Espíritu Santo” (Romanos 14:17).

Su justicia consiste en que Dios te ha hecho justo por medio de la sangre de Jesús, Su Hijo. Toma
un tiempo para darle gracias a Dios por Su justicia.

[SELAH]

Su paz, que sobrepasa todo entendimiento, es uno de los frutos de la reconciliación con Él. Esta
paz es la que te acompaña a cada instante. Da gracias a Dios por Su paz.

[SELAH]

Dios te da Su gozo, que es mayor que todas las circunstancias que puedas estar enfrentando. El
gozo del Señor es tu fuerza. Da gracias a Dios por Su gozo en tu vida.

[SELAH]

Ora ahora con tus propias palabras para que Su Reino venga, para que se extienda.

[SELAH]

Has buscado primeramente el Reino de Dios, y estoy convencido de que todas las demás cosas te
va a ser dadas por añadidura. ¡Lo creo! Toma un momento para escuchar a Dios en silencio,
guardando tus pensamientos fijamente en Él y en Su reino. No dudes en anotar lo que te venga a
la mente.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


42

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades! Estoy muy contento del camino que has recorrido.

Continúa pensando a lo largo de este día en el Reino de Dios, y sigue orando para que Su Reino
venga a ti y que se extienda a tu alrededor.

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Nos vemos mañana para el 10º día.

Que pases un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


43

“y comprobad lo que agrada al Señor”


Efesios 5:10, NVIE

21 Días a través del Padre Nuestro


44

Día 10: "Hágase tu voluntad"

Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-10

¡Felicidades! Este es tu 10º día.

Permíteme que ore ahora por ti:

“Padre, te ruego que se haga Tu voluntad en la vida de mi amigo(a), que está apartando ahora
este tiempo para ti. Que este tiempo de oración sea de bendición, y le provea de fortaleza y ánimo.
En el Nombre de Jesús. Amén.”

Siéntate confortablemente y respira profundamente. Si lo deseas, puedes cerrar los ojos (si estás
escuchando el audio). Estás entrando ahora mismo en el lugar secreto, ahí donde Dios se
encuentra cerca de ti.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús nos enseña a orar así: “HÁGASE TU VOLUNTAD”.

La Biblia dice que la voluntad de Dios es buena, agradable y perfecta.

Toma unos instantes para meditar sobre ello: Tu Padre Celestial quiere tu bien. Su voluntad es
buena para tu vida. Dale las gracias por Su bondad.

[SELAH]

Ora para que puedas hacer lo que es agradable delante de Él, es decir, aquello que le agrada. La
Biblia dice: “y comprobad lo que agrada al Señor” (Efesios 5:10, NVIE).

“¿Qué es lo que te agrada, Señor?”, es una buena pregunta que le puedes hacer a Dios ahora.
[SELAH]

Como David, puedes decirle al Señor: “El hacer tu voluntad, Dios mío, me ha agradado” (Salmo
40:8). Encuentro un gran placer en hacer aquello que te agrada, Señor.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


45

Esta es una forma de oración que la Biblia nos enseña: “Aquí estoy, oh Dios, he venido a hacer tu
voluntad” (Hebreos 10:7).

Hoy y cada día ayúdame a hacer Tu voluntad. Ella es perfecta para mi vida, Tu voluntad me
conduce hacia el destino que tienes para mí.

[SELAH]

Te invito a escuchar esta canción titulada “Entre las llamas”, compuesta por Hillsong e
interpretada por el grupo Twice. Haz clic aquí para escucharla: http://bit.ly/21DiasEntreLasLlamas

● Él cumplió perfectamente la voluntad de Dios.


● El Rey de los cielos se hizo un siervo.
● Dio Su vida en la cruz.
● Y sus últimas palabras fueron: “todo se ha cumplido”.

[SELAH]

Gracias Jesús por haber cumplido la voluntad de Dios en nuestro lugar.

Toma ahora un momento para escuchar a Dios en el silencio, guardando tus pensamientos fijos en
Jesús. No dudes en escribir lo que te venga a la mente.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

21 Días a través del Padre Nuestro


46

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades! Nos vemos mañana para el 11º día.

Sigue pidiendo a Dios que se haga Su voluntad en tu vida, y que te ayude a hacer Su voluntad.

Te invito a que escribas lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y a tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Te deseo un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


47

“Tú oirás en los cielos, en el lugar de tu morada,


su oración y su súplica, y les harás justicia”
1 Reyes 8:49

21 Días a través del Padre Nuestro


48

Día 11: “Como en el cielo, así también en


la tierra”
Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-11

¡Felicidades! Es tu 11º día.

Permíteme que ore ahora por ti:

“Padre, oro para que el Cielo venga sobre la tierra en este momento de intimidad que mi amigo(a)
va a tener ahora contigo. Que el Cielo se abra. En el Nombre de Jesús. Amén”.

Estás entrando ahora en el lugar secreto, en la intimidad del Padre.

[SELAH]

En el Padre nuestro, Jesús nos invita a pedir que la voluntad de Dios se haga ASÍ EN LA TIERRA
COMO EN EL CIELO.

Esta es una promesa de la Biblia para ti, que estás pasando tiempo con el Padre: “Tú oirás en los
cielos, en el lugar de tu morada, su oración y su súplica, y les harás justicia” (1 Reyes 8:49).

● En el Cielo, todo es perfecto.


● Todo es paz.
● Todo es armonía.
● Todo es luz.
● Los ángeles obedecen con gozo la voluntad del Padre.

Toma un momento para pensar en el Cielo y en la gloria extraordinaria de Dios que se encuentra
allí. Hazlo con gratitud.

[SELAH]

Dios desea que el Cielo y la Tierra se encuentren durante nuestros tiempos de oración.

Un día, Jacob tuvo un sueño, según nos dice la Biblia. Vio una escalera que iba desde la tierra hasta
lo alto del Cielo, y los ángeles de Dios subían y bajaban por ella.

21 Días a través del Padre Nuestro


49

Cuando oras, algo pasa en el terreno invisible de lo espiritual:

● Los ángeles de Dios se activan.


● El Cielo viene a tocar la Tierra.
● Los milagros se producen.

Pídele ahora a tu Padre Celestial que el Cielo venga a invadir la Tierra:

● En tu vida,
● en tu familia,
● en tu entorno,
● en tus vecinos,
● en tus colegas,
● en la existencia de cada persona con la que te cruces hoy.

[SELAH]

Ora para que la atmósfera del Cielo esté cada día alrededor de ti. El Reino de los cielos es para ti,
está en ti y alrededor de ti.

[SELAH]

Toma un momento para escuchar a Dios en silencio, mientras enfocas tus pensamientos en el
Cielo.

[SELAH]

Para acabar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

21 Días a través del Padre Nuestro


50

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades! Recuerda que mañana tenemos una cita para el 12º día.

Sigue pensando en el Cielo a lo largo de este día, y ora para que Su voluntad se haga en la Tierra
así como en el Cielo.

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Te deseo un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


51

“Pero recibiréis poder, cuando haya venido


sobre vosotros el Espíritu Santo”
Hechos 1:8

21 Días a través del Padre Nuestro


52

Día 12: “El Cielo en la Tierra”

Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-12

¡Felicidades! Este es tu 12º día.

Permíteme orar ahora por ti:

“Padre, te ruego que el soplo del Espíritu Santo venga en la vida de mi amigo(a), mientras pasa
este tiempo contigo. Que tu Espíritu llene su vida, su corazón y su espíritu. Ven, Espíritu Santo,
sopla sobre él, sobre ella. En el Nombre de Jesús. Amén.”

Estás entrando ahora en el lugar secreto, en la intimidad del Padre, ahí donde el Cielo y la Tierra se
encuentran.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús nos enseña a pedir: “Hágase tu voluntad, COMO EN EL CIELO, ASÍ
TAMBIÉN EN LA TIERRA”.

El Espíritu Santo trae el Cielo a la Tierra. Él es la más bella expresión del Cielo, ya que es Dios mismo.

Jesús dijo: “No os dejaré huérfanos” (Juan 14:18).

Cuando te conviertes en hijo(a) de Dios, el Espíritu Santo viene a vivir en ti. Te conviertes en el
templo del Espíritu Santo, Él viene a vivir dentro de ti. ¡Da gracias a Dios por su Espíritu Santo que
vive en ti!

[SELAH]

Dijo además: “Pero recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo” (Hechos 1:8).

Toma un instante para pensar en cómo Jesús desea revestirte de poder, del Dunamis (original en
griego) que el Espíritu Santo trae sobre nosotros cuando viene sobre nuestras vidas. Dale gracias
por Su Espíritu Santo.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


53

El Evangelio de Juan nos cuenta lo que hizo Jesús al poco de haber resucitado: “Y habiendo dicho
esto, sopló, y les dijo: Recibid el Espíritu Santo” (Juan 20:22).

Mientras escuchas un fragmento de la canción “Yo navegaré”, interpretada por la cantante


Dahaira, deja que el Espíritu Santo te toque, te llene y te renueve. Puede que sientas algo físico
(como calor o escalofríos), o quizá tengas el deseo de hablar en lenguas nuevas. Déjate llevar por
Dios.

La Biblia dice: “Cuando llegó el día de Pentecostés, estaban todos unánimes juntos. Y de repente
vino del cielo un estruendo como de un viento recio que soplaba, el cual llenó toda la casa donde
estaban sentados; y se les aparecieron lenguas repartidas, como de fuego, asentándose sobre cada
uno de ellos. Y fueron todos llenos del Espíritu Santo, y comenzaron a hablar en otras lenguas,
según el Espíritu les daba que hablasen” (Hechos 2:1-4).

Durante esta canción, deja que el Espíritu obre en tu vida, y que se exprese en ti y a través de ti.

Que el Espíritu sople sobre tu vida ahora. Haz clic aquí: http://bit.ly/21DiasYoNavegare

¿Has notado algo durante ese momento?

El Espíritu da vida a lo que estaba muerto. Este mismo Espíritu que resucitó a Cristo mora en ti, y
te da la vida. Ora para que el Espíritu Santo sople sobre tu vida y te llene con Su Presencia.

[SELAH]

Toma ahora un momento para escuchar lo que Dios desea comunicar a tu corazón en silencio,
mientras dejas que las olas de Su Espíritu pasen una y otra vez sobre tu vida.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,

21 Días a través del Padre Nuestro


54

como también nosotros perdonamos


a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades! Nos vemos mañana para el 13er día.

Sigue dejando al Espíritu Santo llenarte a lo largo de este día. ¡Llevas Su presencia contigo a todos
lados!

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Te deseo un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


55

“Mi Dios, pues, suplirá todo lo que os falta


conforme a sus riquezas en gloria
en Cristo Jesús”
Filipenses 4:19

21 Días a través del Padre Nuestro


56

Día 13: “El pan nuestro”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-13

¡Felicidades! Es tu 13er día.

Permíteme orar ahora por ti:

“Padre, prometiste proveer para todas nuestras necesidades. Te ruego que vengas ahora a proveer
para las necesidades de mi amigo(a). Provee según tus riquezas en gloria, en Jesucristo. Amén.”

Estás entrando ahora en el lugar secreto, en la intimidad del Padre, quien provee para todas tus
necesidades.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús nos invita a pedirle EL PAN NUESTRO DE CADA DÍA.

Hasta ahora, en esta oración todo giraba entorno al Padre: Su Cielo, Su Nombre, Su Reino, Su
voluntad...

Pero ahora, Jesús nos invita a fijarnos en nuestras propias necesidades, y a comunicárselas a Dios.

Tomemos un momento para recordar que Él fue quien multiplicó los panes y los peces para que
una multitud hambrienta pudiese comer. Y que después de la multiplicación, sobraron 12 cestas
llenas, ¡una cesta por apóstol! Como diciéndoles: “No os faltará de nada a vosotros, a los que
habéis elegido seguirme y servirme”.

Dale gracias a Aquel que da en abundancia. Ese pan de cada día son tus necesidades físicas,
emocionales, relacionales y espirituales.

[SELAH]

Recordemos que el Mesías nació en Belén, que significa “casa del pan”. Y la última cosa que hizo
Jesús antes de morir en la cruz fue precisamente partir el pan con Sus discípulos.

Jesús dice: “Yo soy el pan vivo que descendió del cielo” (Juan 6:51).

21 Días a través del Padre Nuestro


57

“Yo soy el pan de vida; el que a mí viene, nunca tendrá hambre; y el que en mí cree, no tendrá sed
jamás” (Juan 6:35).

[SELAH]

La Biblia dice: “Mi Dios, pues, suplirá todo lo que os falta conforme a sus riquezas en gloria en
Cristo Jesús” (Filipenses 4:19).

Veamos cómo podemos “utilizar” este versículo para orar:

“Conforme a sus riquezas”: Viene de la palabra griega Ploutos, que significa abundancia, bienes y
riquezas, entre otras cosas. ¡Agradece a Dios por la abundancia, por los bienes que te concede a
fin de que puedas ser más generoso(a)!

[SELAH]

“En gloria”: Viene de la palabra griega Doxa que significa igualmente esplendor, destello,
preeminencia, la condición más gloriosa, el estado el más elevado. Agradece a Dios por Su
esplendor, y pídele que te permita acceder a una condición más elevada para Su gloria.

[SELAH]

“En Cristo Jesús”: La Biblia dice “y en él, que es la cabeza de todo poder y autoridad, habéis
recibido esa plenitud” (Colosenses 2:10, NVIE). Alaba a Aquel que te da todo en plenitud.

La Biblia dice también: “Pues en él vivimos, nos movemos y existimos…. Nosotros somos su
descendencia” (Hechos 17:28).

[SELAH]

● ¡Gracias Señor porque estoy vivo!


● ¡Gracias Señor porque me muevo!
● ¡Gracias Señor porque existo!
● ¡Gracias Señor porque soy tu hijo(a)!
● Soy tu hijo(a), y me concedes hoy lo que me hace falta, sobre todo el Pan de vida…

Te invito a escuchar esta inspiradora canción del grupo Living titulada “Inagotable”, mientras meditas
sobre estas palabras de Jesús: “De cierto, de cierto os digo: No os dio Moisés el pan del cielo, mas mi
Padre os da el verdadero pan del cielo. Porque el pan de Dios es aquel que descendió del cielo y da
vida al mundo. Le dijeron: Señor, danos siempre este pan. Jesús les dijo: Yo soy el pan de vida; el que a
mí viene, nunca tendrá hambre; y el que en mí cree, no tendrá sed jamás” (Juan 6:32-35).

21 Días a través del Padre Nuestro


58

Puedes escucharla haciendo clic en este enlace: http://bit.ly/21DiasInagotable

[SELAH]

Toma ahora una instantes para escuchar a Dios en silencio, mientras piensas que ya tienes todo
plenamente en Él.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

Mañana nos vemos para el 14º día.

A lo largo de este día recuerda que tu Dios proveerá para todas tus necesidades.

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Te deseo un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


59

“Así que, no os afanéis por el día de mañana,


porque el día de mañana traerá su afán.
Basta a cada día su propio mal”
Mateo 6:34

21 Días a través del Padre Nuestro


60

Día 14: “De cada día”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-14

¡Felicidades! Es tu 14º día.

Permíteme orar ahora por ti:

“Padre, creo que este día es un día de victoria, un día de liberación. ¡Este es el día que has creado,
Señor, y oro para que sea de gran gozo para mi amigo(a) que está apartando este tiempo de
oración! En el Nombre de Jesús. Amén”.

Estás entrando ahora en el lugar secreto, en la intimidad del Padre.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús nos invita a que le pidamos el pan de cada día. “El pan nuestro DE CADA
Día, dánoslo hoy”.

Jesús tiene todo lo que te hace falta para hoy. Él dijo: “Así que, no os afanéis por el día de mañana,
porque el día de mañana traerá su afán. Basta a cada día su propio mal” (Mateo 6:34).

Dale gracias a Dios con confianza en este día, porque con Él tiene todo lo que necesitas.

[SELAH]

La Biblia dice: “Jesucristo es el mismo ayer, y hoy, y por los siglos” (Hebreos 13:8).

Toma un instante para dar gracias a Jesús, porque Él:

● Tiene todo poder en el Cielo y en la Tierra.


● Él te salva.
● Él te perdona.
● Él te sana.
● Él te levanta.
● Él te consuela

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


61

Hoy, Dios está ahí. Hoy, Su Espíritu vive en ti. Hoy, Jesús está contigo.

Él dijo: “Yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo” (Mateo 28:20).

Da gracias a Jesús porque Él está contigo hoy y cada día de tu vida, por haberte enviado al Espíritu
Santo, y por traer con Él la Presencia del Padre.

[SELAH]

David declaró en el libro de los Salmos: “Ciertamente tu bondad y tu amor inagotable me seguirán
todos los días de mi vida, y en la casa del Señor viviré por siempre” (Salmo 23:6, NTV).

Hoy es el primer día del resto de tu vida.

Por un instante, y con los ojos de la fe, mira tu vida por venir. La bondad y la generosidad de tu
Padre te seguirán paso a paso.

Ora conmigo: “¡Amén, lo creo, Señor! Creo que vas a acompañarme, a guiarme, a guardarme, a
protegerme y a fortalecerme cada día de mi vida. Y Señor, mientras viva, yo volveré a Tu casa, en
Tu Presencia, tanto como pueda. Amo estos momentos que paso contigo en tu intimidad”.

Exprésaselo al Señor con tus propias palabras, mientras escuchas esta preciosa canción titulada
“La fuerza de sus sueños”, interpretada por Lilly Goodman. Haz clic en este enlace:
http://bit.ly/21DiasLaFuerzaDeSusSuenos

[SELAH]

Toma ahora unos instantes para escuchar a Dios en silencio, mientras piensas en cómo Dios tiene
todo lo que necesitas. Él quiere darnos exactamente lo que nos hace falta para que este día sea un
día de victoria.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

21 Días a través del Padre Nuestro


62

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

Hoy hace ya dos semanas desde que comenzaste este recorrido de oración. ¡Te felicito por tu
perseverancia!

Mañana nos vemos para el 15º día.

A lo largo de este día, recuerda que la bondad y generosidad de Dios te siguen paso a paso.

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Te deseo un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


63

“Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas


vuestras peticiones delante de Dios
en toda oración y ruego,
con acción de gracias”
Filipenses 4:6

21 Días a través del Padre Nuestro


64

Día 15: “Dánoslo hoy”

Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-15

¡Felicidades! Es tu 15º día.

Permíteme que ore ahora por ti:

“Padre, tú conoces las necesidades de mi amigo(a) que está teniendo ahora este tiempo de
intimidad contigo. Sé que en este día Tú deseas proveer para sus necesidades, ya sean físicas,
emocionales, temporales o eternas, ya que eres un Dios que da, que se da, y que perdona. Creo
que, en Tu bondad y generosidad, nos provees y das hoy lo que necesitamos. En el Nombre de
Jesús. Amén.”

[SELAH]

Estás entrando ahora en el lugar secreto, en la intimidad del Padre que provee para todas tus
necesidades.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús nos enseñó a orar así: “El pan nuestro de cada día, DÁNOSLO HOY”.

La Biblia dice: “Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios
en toda oración y ruego, con acción de gracias” (Filipenses 4:6).

Vamos a recorrer este versículo, punto por punto:

● “Por nada estéis afanosos”: Padre, no me voy a inquietar, sino que dejo toda
preocupación, toda carga a Tus pies.

Toma un momento para decírselo al Señor con tus propias palabras.

[SELAH]

● “Sino sean conocidas”: Padre, tú conoces mis circunstancias. Tú sabes lo que estoy
atravesando, Tú sabes todo de mí. Incluso los cabellos de mi cabeza están contados, Tú
sabes cuándo me levanto y cuándo me acuesto.

21 Días a través del Padre Nuestro


65

Toma un momento ahora para compartir lo que vives, tus circunstancias, con tu Padre Celestial.

[SELAH]

● “Vuestras peticiones delante de Dios”: Padre, Jesús nos dijo que pidiésemos todo en Su
Nombre. Jesús mismo dijo: “Yo sabía que siempre me oyes…”. Concede mi petición, al igual
que concedes las de tu Hijo Jesús.

Toma un momento para darte cuenta de que Dios desea ayudarte.

[SELAH]

● “En toda oración y ruego”: Padre, vengo a ti con mis necesidades. Aquí las tienes, Señor.

Tómate un momento para reflexionar en tus necesidades, y expresárselas a Dios. Díselas todas, no
te guardes nada.

[SELAH]

● “Con acción de gracias”: Padre, te doy gracias. Jesús dijo: “Y todo lo que pidiereis al Padre
en mi nombre, lo haré, para que el Padre sea glorificado en el Hijo” (Juan 14:13). Sé
glorificado, Padre, al dar respuesta a mis necesidades. Te doy gracias por Tu fidelidad y por
Tu bondad.

Toma un momento para alabar a Dios con un corazón agradecido.

[SELAH]

Uno de los autores del libro de los Salmos dijo: “Amo a Jehová, pues ha oído mi voz y mis súplicas;
Porque ha inclinado a mí su oído; Por tanto, le invocaré en todos mis días” (Salmo 116:1-2).

Toma ahora unos instantes para escuchar a Dios en silencio. Él quiere ciertamente hablarte de tus
necesidades, y de lo que puede hacer por ti.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.

21 Días a través del Padre Nuestro


66

Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades! A lo largo de este día, proponte tener un corazón agradecido, y clama a Dios.

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Nos vemos mañana para el 16º día.

Pasa un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


67

“Si confesamos nuestros pecados,


él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados,
y limpiarnos de toda maldad”
1 Juan 1:9

21 Días a través del Padre Nuestro


68

Día 16: “Y perdónanos nuestras deudas”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-16

¡Felicidades! Este es tu 16º día.

Permíteme que ore ahora por ti:

“Padre, creo que este es un día de perdón, un día de victoria, un día de liberación. Tú eres el Dios
que nos ama y nos perdona. Que Tu Santa Presencia sea de nuevo extendida sobre mi amigo(a),
que ha apartado un tiempo ahora para orar y estar contigo. En el nombre de Jesús. Amén.”

Estás entrando ahora en el lugar secreto, en la intimidad del Padre.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús nos enseña a orar así: “Y PERDÓNANOS NUESTRAS DEUDAS...”

¿Has ofendido alguna vez al Señor? ¿Con tus pensamientos, tus acciones, tus palabras o tus
omisiones?

La Biblia declara con esperanza: “Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar
nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad” (1 Juan 1:9).

Dios no desea retener nuestros pecados contra nosotros. Es por eso que envió a su Hijo único,
Jesucristo, para morir en la cruz por nuestros pecados.

En unos instantes escucharemos un cántico que nos recuerda el precio que Jesús pagó por
nuestros pecados muriendo en la cruz.

La Biblia dice que somos todos pecadores, que hemos ofendido a Dios. La Biblia declara: “Pues
todos hemos pecado; nadie puede alcanzar la meta gloriosa establecida por Dios. Sin embargo,
con una bondad que no merecemos, Dios nos declara justos por medio de Cristo Jesús, quien nos
liberó del castigo de nuestros pecados” (Romanos 3:23-24, NTV).

El pecado nos privaba de la Presencia gloriosa de Dios. Nos era imposible entrar en la intimidad del
Padre.

21 Días a través del Padre Nuestro


69

Pero Dios, el día en que le pedimos perdón, nos perdonó, lavó nuestros pecados y nos justificó por
medio de Jesús, quien nos libró de nuestros pecados por Su sangre derramada en la cruz.

Agradece a Dios por el perdón de tus pecados y por la reconciliación con Él.

[SELAH]

Y si sientes aún culpabilidad por un pecado en el que sueles caer con facilidad, aparta un momento
para confesárselo al Señor ahora.

[SELAH]

No es por tus esfuerzos que obtienes el perdón, sino que es al darte cuenta de lo que Cristo
cumplió por ti en la cruz del calvario.

Como el rey David, que pecó contra Dios, puedes hacer esta oración: “No me eches de delante de
ti, Y no quites de mí tu santo Espíritu. Vuélveme el gozo de tu salvación, Y espíritu noble me
sustente. Entonces enseñaré a los transgresores tus caminos, Y los pecadores se convertirán a ti.
Líbrame de homicidios, oh Dios, Dios de mi salvación; Cantará mi lengua tu justicia” (Salmo 51:11-
14).

Te invito a escuchar el fragmento de la canción “El poder de la sangre de Cristo”, del grupo New
Wine. Aprovecha para alabar al Señor por el perdón de tus pecados. ¡Eres libre, verdaderamente
libre! Puedes ver el vídeo haciendo clic en este enlace: http://bit.ly/21DiasElPoderDeLaSangre

¡Este cántico es verdaderamente hermoso y expresa tan bien lo que nuestro Señor sufrió por
nosotros!

Toma ahora unos instantes para escuchar a Dios en silencio, mientras piensas en el perdón de tus
pecados. Siente lo que Dios desea comunicarte al respecto.

[SELAH]

Para acabar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

21 Días a través del Padre Nuestro


70

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades! A lo largo de este día recuerda que Dios te ha perdonado de todos tus pecados por
medio de Jesucristo. ¡Eres libre!

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Nos vemos mañana para el 17º día.

Te deseo un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


71

“Aun si nos sentimos culpables,


Dios es superior a nuestros sentimientos
y él lo sabe todo.”
1 Juan 3:20

21 Días a través del Padre Nuestro


72

Día 17: “Así como también nosotros perdonamos”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-17

¡Felicidades! Es tu 17º día.

Permíteme que ore ahora por ti:

“Padre, gracias por Tu perdón. Te ruego que durante este tiempo, mi amigo(a) pueda experimentar
Tu Presencia bondadosa, y que pueda profundizar en esta verdad: que ya no hay más condenación
para los que están en Jesucristo. Amén”.

Estás entrando ahora en el lugar secreto, en la intimidad del Padre.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús nos enseñó a orar así: “Y perdónanos nuestras deudas, ASÍ COMO
TAMBIÉN NOSOTROS PERDONAMOS...”

Piensa que todo en nuestra vida es por medio de la gracia de Dios para con nosotros. La Biblia
dice: “Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios”
(Efesios 2:8).

No son nuestros méritos los que nos conceden el perdón, sino el sacrificio de Jesús, el inocente
que fue clavado en la cruz por nosotros, pecadores.

Es importante ahora que este perdón que te ha sido concedido haga su obra en ti.

Sí, has sido perdonado(a), reconciliado(a) con Dios. Y ahora, es tu turno para perdonar.

Pero antes de hablar de los demás, déjame que te pregunte: ¿Te has perdonado a ti mismo?

Piensa en ello durante unos instantes.

[SELAH]

La Biblia dice: “Así que, si el Hijo os libertare, seréis verdaderamente libres” (Juan 8:36). El Señor
desea llevarte al perdón completo.

21 Días a través del Padre Nuestro


73

La libertad verdadera consiste en:

● Ser perdonado(a) por Dios,


● Perdonarse a sí mismo
● Y, finalmente, perdonar a los demás.

Reflexiona en esto: ¿Tienes necesidad de perdonarte a ti mismo? ¿Hay lastres en tu vida, que
arrastras por errores del pasado? Si este es tu vaso, ¡confiesa en voz alta que has sido
perdonado(a) y que eres libre! Declara, como la Biblia afirma, que ya no hay condenación para los
que están en Jesucristo, y, por tanto, no hay ninguna condenación tampoco para ti!

[SELAH]

Aquí tienes una promesa de la Biblia para ti: “Aun si nos sentimos culpables, Dios es superior a
nuestros sentimientos y él lo sabe todo. Queridos amigos, si no nos sentimos culpables, podemos
acercarnos a Dios con plena confianza. Y recibiremos de él todo lo que le pidamos porque lo
obedecemos y hacemos las cosas que le agradan” (1 Juan 3:20-22, NTV).

● Ya no estás bajo condenación.


● ¡Tu corazón ya no te condena!
● De ahora en adelante tienes seguridad.
● ¡Has sido perdonado(a) por Dios, y te has perdonado también a ti mismo(a)!
● Cualquiera cosa que pidas, la recibirás de Él, tal y como lo promete la Biblia.

Libre de toda condenación, toma un momento para pedir a Dios lo que necesitas.

[SELAH]

Toma unos instantes para escuchar a Dios en silencio, ahora que tu corazón está libre de toda
condenación.

[SELAH]

Para acabar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

21 Días a través del Padre Nuestro


74

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades!

A lo largo de este día, recuerda que ya no estás bajo condenación.

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Tengo ganas de encontrarme de nuevo mañana contigo para el 18º día de este recorrido de
oración.

Te deseo un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


75

“Si perdonas a los que pecan contra ti,


tu Padre celestial te perdonará a ti”
Mateo 6:14

21 Días a través del Padre Nuestro


76

Día 18: “A nuestros deudores”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-018

¡Felicidades! Es tu 18º día.

Permíteme que ore por ti ahora:

“Padre, ahora que vamos a estar pensando durante este tiempo de intimidad contigo en aquellos
que nos han ofendido, te ruego que Tu paz que sobrepasa toda entendimiento llene el corazón de
mi amigo(a) que está orando ahora a Ti, en el Nombre de Jesucristo. Amén”

Estás entrando ahora en el lugar secreto, en la intimidad con el Padre.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús nos enseña a orar: “Y perdónanos nuestras deudas, como también
nosotros perdonamos A NUESTROS DEUDORES”.

De hecho, Jesús añadió esto justo después de hablar del Padre Nuestro: “Si perdonas a los que
pecan contra ti, tu Padre celestial te perdonará a ti; pero si te niegas a perdonar a los demás, tu
Padre no perdonará tus pecados” (Mateo 6:14, NTV).

Jesús nos enseña que el perdón puede desbloquear ciertas situaciones en nuestra vida, y que, por
el contrario, cuando rehusamos perdonar a otras personas, el Cielo se cierra a nuestras oraciones.
Toma unos instantes para meditar en ello.

[SELAH]

Estoy convencido de que hay personas que te han herido a lo largo de tu vida.

Toma un momento para pensar en esas personas que te han herido. Mientras sus nombres
empiezan a aparecer en tu mente, analiza las emociones que te suben al corazón. ¿Es tristeza?
¿Rencor? ¿Enfado? Es normal experimentar enfado contra los que nos han herido, tener
resentimiento frente a la injusticia.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


77

La pregunta aquí es: ¿Qué vas a hacer con estas emociones?

● ¿Vas a dejar que dirijan tu vida?


● ¿Vas a dejar que te controlen?
● ¿Que te envenenen?
● ¿Que te aprisionen?

La Biblia dice: “Mirad bien de que nadie deje de alcanzar la gracia de Dios; de que ninguna raíz de
amargura, brotando, cause dificultades y por ella muchos sean contaminados” (Hebreos 12:15,
LBLA).

¿Hay amargura en tu vida? Hoy Dios desea librarte de ella.

Él no quiere minimizar las faltas que han sido cometidas contra ti, sino que desea que le dejes que
sea Él el que juzgue. El perdón no libera siempre la persona que cometió la falta, pero siempre
libera a la persona que decide perdonar. ¡En este día, Dios desea liberar tu corazón, amigo(a)
mío(a)!

Es fácil repetir estas palabras sin pensar mucho en su significado: “Perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos a nuestros deudores”.

Pero es mucho más difícil ponerlas en práctica, y perdonar a aquellas personas que nos han
ofendido, herido, criticado, calumniado, desechado, manipulado, abusado… Sin embargo, es el
camino que Dios tiene para ti.

Hoy, elige perdonar. Y si notas que el Espíritu de Dios te empuja a perdonar a alguien, o incluso a
perdonar de nuevo a otra persona, declara en voz alta mencionando el nombre de esa persona:
"____________, te perdono. Como Dios me ha perdonado, yo te perdono”.

Toma un momento para hacer esto, mientras escuchas la siguiente canción titulada “Asombroso
Jesús”, interpretada por Víctor Flores: http://bit.ly/21DiasAsombrosoJesus

[SELAH]

¡Al perdonar, actúas como tu Padre! Te felicito por ello. El Rey David decía: “Porque tú, Señor, eres
bueno y perdonador, Y grande en misericordia para con todos los que te invocan” .

Dale gracias a Dios por Su amor hacia ti.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


78

Cuando recurres al Señor, debes saber que Él te oye, y que contesta a tus necesidades.

Toma un momento ahora en silencio para escuchar a Dios hablarte sobre lo que acabas de hacer y
declarar. Estoy seguro de que Su corazón se regocija.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades!

A lo largo de este día recuerda que tu corazón está libre de todo resentimiento.

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Mañana nos vemos para hacer el 19º día del recorrido de oración.

Te deseo que pases un buen día, marcado por Su Presencia bondadosa.

21 Días a través del Padre Nuestro


79

“Pues en cuanto él mismo padeció


siendo tentado, es poderoso para socorrer
a los que son tentados””
Hebreos 2:18

21 Días a través del Padre Nuestro


80

Día 19: “Y no nos metas en tentación”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-19

¡Felicidades! Este es el 19º día del recorrido de oración.

Permíteme orar ahora por ti:

“Padre, tú conoces los combates y las tentaciones que mi amigo(a) está viviendo, pero sé que
deseas hacerle(la) más que vencedor(a) sobre ellos. ¡Tú has dicho que somos más que vencedores
por medio de Aquel que nos amó, y creo que es verdad! ¡Somos más que vencedores! En el Nombre
de Jesucristo. Amén”.

Estás entrando ahora en el lugar secreto, en la intimidad del Padre.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús nos enseña a orar por nuestras tentaciones así: “NO NOS METAS EN
TENTACIÓN”.

Esta es una promesa de la Biblia para los que resisten la tentación:

“Dios bendice a los que soportan con paciencia las pruebas y las tentaciones, porque después de
superarlas, recibirán la corona de vida que Dios ha prometido a quienes lo aman. Cuando sean
tentados, acuérdense de no decir: «Dios me está tentando». Dios nunca es tentado a hacer el mal,
y jamás tienta a nadie. La tentación viene de nuestros propios deseos, los cuales nos seducen y nos
arrastran. De esos deseos nacen los actos pecaminosos, y el pecado, cuando se deja crecer, da a luz
la muerte. Así que no se dejen engañar, mis amados hermanos. Todo lo que es bueno y perfecto es
un regalo que desciende a nosotros de parte de Dios nuestro Padre, quien creó todas las luces de
los cielos. Él nunca cambia ni varía como una sombra en movimiento” (Santiago 1:12-17, NTV)

La tentación es el deseo de hacer algo que Dios no aprueba.

No es en sí misma aún pecado, pero es una puerta abierta al pecado.

Y el pecado produce la muerte, la separación con Dios.

Es por eso que es importante poner tus tentaciones y combates delante del Señor. Él te comprende.

21 Días a través del Padre Nuestro


81

La Biblia dice: “Pues en cuanto él mismo padeció siendo tentado, es poderoso para socorrer a los
que son tentados” (Hebreos 2:18).

En este día, te invito a llevar tus tentaciones al Señor. Comparte con Él tus combates, así como
aquellas cosas que te atraen y que no son según Su voluntad. Háblale con total libertad ahora.

[SELAH]

Mientras escuchas esta canción del grupo Música Más Vida titulada “Volverá”, piensa en esto:
Jesús llevó sobre la cruz, no sólo tus pecados, sino también tus luchas, y te da la victoria en Su
Nombre.

En el jardín de Getsemaní fue tentado para abandonar, pero Él dijo: “Padre, si quieres, pasa de mí
esta copa; pero no se haga mi voluntad, sino la tuya” (Lucas 22:42).

Él ha vencido, y te da la victoria, para que tú también puedas resistir la tentación en gloria, y ser
totalmente libre. Para ver el vídeo haz clic aquí: http://bit.ly/21DiasVolvera

Es gracias a que Jesucristo pagó el precio de tu libertad, que hoy Dios puede y va a ayudarte en tus
combates. Él te va a hacer más que vencedor sobre la tentación.

Toma ahora un momento para escuchar a Dios en silencio.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

21 Días a través del Padre Nuestro


82

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades!

Durante este día recuerda que no estás solo(a) en tus tentaciones. El Señor está cerca de ti, y te
ayuda a vencer.

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Mañana nos vemos para hacer el 20º día del recorrido.

Te deseo un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


83

“Sobre todo, tomad el escudo de la fe,


con que podáis apagar todos los
dardos de fuego del maligno”
Efesios 6:16

21 Días a través del Padre Nuestro


84

Día 20: “Mas líbranos del mal”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-20

¡Felicidades! Es tu 20º día del recorrido de oración.

Permíteme que ore por ti:

“Padre, Tú eres el que nos libras del mal. Gracias porque estás ahí, muy cerca de mi amigo(a),
quien está orando ahora. ¡En el Nombre de Jesús, el infierno tiembla y el enemigo debe huir!
¡Gracias Señor! Amén.”

Estás entrando ahora en el lugar secreto, en la intimidad del Padre.

[SELAH]

En el Padre Nuestro, Jesús nos enseña a orar: “MÁS LÍBRANOS DEL MAL”.

Ser librado del mal es ser librado de Satanás.

Es cierto que tenemos un enemigo, y que no viene mas que para robar, matar y destruir. Pero
Jesús vino para que Sus ovejas tengan vida, y vida en abundancia.

La Biblia compara al enemigo de nuestras almas con un animal salvaje: “Vuestro adversario el
diablo, como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar” (1 Pedro 5:8).

La Biblia también declara que, por medio de la fe, puedes apagar todas las flechas ardientes del
enemigo: “Sobre todo, tomad el escudo de la fe, con que podáis apagar todos los dardos de fuego
del maligno” (Efesios 6:16).

Declara en voz alta conmigo: “Mayor es el que está en mí, Jesús, que el que está en el mundo” (1
Juan 4:4). Satanás no tiene parte alguna en mi vida. Jesús está conmigo.

Como dice la Biblia: “De esa manera, [Jesús] desarmó a los gobernantes y a las autoridades
espirituales. Los avergonzó públicamente con su victoria sobre ellos en la cruz” (Colosenses 2:15,
NTV).

Con la Palabra de Dios podemos afirmar: “Someteos, pues, a Dios; resistid al diablo, y huirá de
vosotros” (Santiago 4:7).

21 Días a través del Padre Nuestro


85

Toma unos instantes para agradecer a Jesús y darle gloria por Su victoria sobre el diablo.

[SELAH]

Ser libre del mal es también ser libre de los males que nos alcanzan:

● de la enfermedad,
● del sufrimiento,
● de los miedos,
● de las angustias,
● de los pensamientos negativos...

Presenta al Señor el mal que te ha alcanzado o que incluso te corroe en ocasiones. La Biblia dice:
“Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración
y ruego, con acción de gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará
vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús” (Filipenses 4:6-7).

Dios, tu Padre, te da ahora Su paz. Dale gracias por Su increíble paz.

[SELAH]

Ser librado del mal es también ser libre del deseo de venganza, es decir, del deseo de devolver
mal por mal.

La Biblia dice: “No paguéis a nadie mal por mal; procurad lo bueno delante de todos los hombres”
(Romanos 12:17).

Y también: “No seas vencido de lo malo, sino vence con el bien el mal” (Romanos 12:21).

Dile al Señor que no te vas a dejar vencer por el mal, sino que con Su ayuda vas a vencer el mal
con el bien.

[SELAH]

Durante los próximos minutos, mientras escuchas este extracto de la canción “Cadenas Romper”,
interpretada por Christian Josué, ¡declara que hay libertad y poder en el Nombre de Jesús para
romper todo tipo de cadenas en tu vida! Puedes ver el vídeo haciendo clic en este enlace:
http://bit.ly/21DiasCadenasRomper

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


86

Confiesa que eres libre de todo mal. Como el Rey David decía: “Aunque ande en valle de sombra
de muerte, No temeré mal alguno, porque tú estarás conmigo; Tu vara y tu cayado me infundirán
aliento” (Salmo 23:4).

[SELAH]

Aparta un momento ahora para escuchar a Dios, que te libra de todo mal y te habla en el silencio.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades!

A lo largo de este día, recuerda que cuando nos sometemos a Dios y resistimos al diablo, el
enemigo huye lejos de nosotros.

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

Mañana nos vemos para el 21er y último día de la formación.

Qué tu día esté lleno de victoria en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


87

“Al Rey de los siglos, inmortal, invisible,


al único y sabio Dios, sea honor y gloria
por los siglos de los siglos. Amén”
1 Timoteo 1:17

21 Días a través del Padre Nuestro


88

Día 21: “¡El reino, el poder y la gloria!”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-21

¡Felicidades! Este es tu 21er día. Este es el último día del recorrido de oración “21 Días a través del
Padre Nuestro”.

¡Estoy tan orgulloso de ti! Y sobre todo Nuestro Padre, nuestro Papá del Cielo, está igualmente
muy orgulloso de ti, porque eres Su hijo(a).

La Biblia dice que los que buscan al Señor no tendrán falta de ningún bien (Salmo 34:10).

Por lo tanto, creo sinceramente que Dios ha empezado a recompensarte ya por tu perseverancia a
la hora de buscarle. ¡Y va a seguir haciéndolo!

Permíteme orar ahora por ti:

“Padre, cuando ponemos en ti nuestra mirada, nuestra cara refleja un gozo radiante, y el velo de
vergüenza desaparece. Ayuda hoy a mi amigo(a) que te busca, para que pueda entrar en tu
intimidad. En el Nombre de Jesús. Amén.”

Ahora estás entrando en el lugar secreto, en la intimidad del Padre.

[SELAH]

Jesús termina Su enseñanza sobre la oración adorando al Padre, dándole toda la gloria con estas
palabras: “PORQUE TUYO ES EL REINO, EL PODER Y LA GLORIA, POR LOS SIGLOS DE LOS SIGLOS.
AMÉN”.

Alaba a Dios, ya que es a Él a quien pertenecen todas las cosas:

La Biblia dice: “Todas las cosas por él fueron hechas, y sin él nada de lo que ha sido hecho, fue
hecho” (Juan 1:3).

¡Todo te pertenece, Señor! Toma unos instantes para dar gracias a Dios porque todo Le pertenece.

[SELAH]

Alaba a Dios porque Él está vivo por los siglos de los siglos:

21 Días a través del Padre Nuestro


89

La Biblia dice: “Al Rey de los siglos, inmortal, invisible, al único y sabio Dios, sea honor y gloria por
los siglos de los siglos. Amén” (1 Timoteo 1:17).

La Biblia Le llama la Roca de los siglos.

Alábale con este otro versículo: “Al que nos ama y que por su sangre nos ha librado de nuestros
pecados, al que ha hecho de nosotros un reino, sacerdotes al servicio de Dios su Padre, ¡a él sea la
gloria y el poder por los siglos de los siglos! Amén [...] «Yo soy el Alfa y la Omega—dice el Señor
Dios—, el que es y que era y que ha de venir, el Todopoderoso»” (Apocalipsis 1:5-6,8, NVI).

[SELAH]

Alaba a Dios, ya que el Reino le pertenece para siempre:

¡Sí, Dios reina! ¡Sí, Él está sobre Su trono!

La Biblia dice: “El SEÑOR tiene su trono sobre las lluvias; el SEÑOR reina por siempre. El SEÑOR
fortalece a su pueblo; el SEÑOR bendice a su pueblo con la paz” (Salmo 29:10-11, NVI).

Toma algunos instantes para dar gracias a Dios, que te hace reinar con Él.

[SELAH]

Alaba a Dios, porque el poder le pertenece para siempre:

La Biblia dice: “Con Dios está la sabiduría y el poder; Suyo es el consejo y la inteligencia” (Job
12:13).

Y también: “A él sea la gloria y el imperio por los siglos de los siglos. Amén” (1 Pedro 5:11).

Toma unos momentos para agradecer a Dios por Su poder.

[SELAH]

Alaba a Dios porque la gloria le pertenece para siempre.

Declara con la Palabra de Dios: “Al Rey de los siglos, inmortal, invisible, al único y sabio Dios, sea
honor y gloria por los siglos de los siglos. Amén” (1 Timoteo 1:17).

21 Días a través del Padre Nuestro


90

Toma unos instantes para dar gracias a Dios por Su gloria, por Su esplendor y por Su luz.

[SELAH]

Vamos a escuchar ahora la canción “Ver la Victoria”, del grupo Elevation Worship. ¡Te invito a que
adores durante estos próximos minutos al Creador, al Todopoderoso, al Señor, a Aquel que ha
vencido! Haz clic aquí para ver el vídeo: http://bit.ly/21DiasVerLaVictoria

¡Qué canción tan hermosa!

¡Es tan bueno cuando nuestra alma exalta al Señor! Es en esos momentos cuando degustamos
plenamente la intimidad con el Padre.

Aparta ahora un momento para escuchar a Dios en silencio, mientras mantienes tus pensamientos
fijos en Su gloria.

[SELAH]

Para terminar, oremos juntos el Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en los cielos,


santificado sea tu nombre.
Venga tu reino.
Hágase tu voluntad,
como en el cielo, así también en la tierra.

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy.


Y perdónanos nuestras deudas,
como también nosotros perdonamos
a nuestros deudores.
Y no nos metas en tentación,
mas líbranos del mal.

Porque tuyo
es el reino, y el poder, y la gloria,
por todos los siglos.
Amén.

¡Felicidades! Has llegado al final de estos 21 días. Una vez más, mis felicitaciones.

Si te ha gustado esta formación, habla de ella a tus amigos. Esto les ayudará y bendecirá también.

21 Días a través del Padre Nuestro


91

No dudes volver a empezar de nuevo este recorrido de oración desde mañana mismo, si así lo
deseas. Puedes hacerlo desde el primer día, o puedes consultar directamente el día que más te ha
inspirado.

Escribe lo que te vino a la mente durante el momento de silencio, y no dudes en tomar más
tiempo ahora con el Señor, si así lo deseas.

A lo largo de este día y durante cada día, recuerda la importancia de rendir gloria al Señor, ya que
es a Él a quien pertenecen, por los siglos de los siglos, el reino, el poder y la gloria.

¡Gracias por existir, querido(a) amigo(a)!

Que tengas un buen día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


92

“He aquí el Amén, el testigo fiel y


verdadero, el principio de la
creación de Dios...”

Apocalipsis 3:14

21 Días a través del Padre Nuestro


93

Día Bonus: “Amén”


Escucha el audio: http://bit.ly/21Dias-22bonus

Tengo una pequeña sorpresa para ti.

Te prometí 21 días, pero siempre me gusta dar un poco más…

Por ese motivo, he querido añadir un pequeño apéndice al final, a modo de AMÉN al final de
una oración.

Permíteme orar por ti:

“Señor, ¡qué aventura ha vivido mi amigo(a) contigo durante estos últimos 21 días! Te ruego que
este día sea también especial, bendecido, lleno de aliento y hasta rebosar de Tu Presencia. En el
Nombre de Jesús. Amén.”

Ahora estás entrando en la intimidad del Padre, en Su Presencia maravillosa.

[SELAH]

Jesús termina el Padre Nuestro con la palabra AMÉN.

Es una palabra hebrea que significa literalmente “que así sea”, “que esto se cumpla”.

A menudo, Jesús empezaba sus discursos con “Amén, Amén...”, “De cierto, de cierto…”. Aquí
termina con esta palabra: Amén.

Es como si dijese: “Esto va a cumplirse. Lo que has pedido en mi Nombre al Padre, Él lo va a hacer”.

Jesús es presentado como el Amén en el libro de Apocalipsis: “He aquí el Amén, el testigo fiel y
verdadero, el principio de la creación de Dios...” (Apocalipsis 3:14).

Piensa en este Amén durante unos instantes.

[SELAH]

21 Días a través del Padre Nuestro


94

Y ahora, mira esta preciosa canción llamada “Ojos Abiertos” (el Cielo en mí), interpretada por el
grupo Living. ¡Sí, el Cielo está en nosotros, y estamos completos en Él! Puedes ver el vídeo
haciendo clic en este enlace: http://bit.ly/21DiasOjosAbiertos

Amén, Amén y Amén.

Dios pone Su Amén en tu vida, en tus oraciones, en tus intenciones y en tus decisiones.

¡Lo que Su boca ha dicho, Su mano lo cumple!

¡Que el Padre te bendiga, en el Nombre de Jesús! ¡Amén!

Que disfrutes de un maravilloso día en Su Presencia.

21 Días a través del Padre Nuestro


95

Muchas gracias por haber seguido esta formación de oración. Oro para que este libro
haya sido una bendición en tu vida, y que haya sido una herramienta en las manos del
Señor para fortalecer tu vida de oración. ¿Podrías rellenar esta pequeña encuesta? Sería
muy importante para mí saber cómo ha usado Dios esta formación en tu vida, y qué cosas
han sido más útiles para ti. Puedes acceder a la encuesta haciendo clic en este enlace:
https://icnews.typeform.com/to/uJnmA2

Si este material ha sido de bendición para ti, ¿considerarías hacer una donación hoy?
Con tu ayuda, podremos alcanzar y bendecir a más personas con la Presencia del Señor.
Puedes hacer tu donación en este enlace:
https://donorbox.org/21dias

¡Gracias por existir!

21 Días a través del Padre Nuestro