Вы находитесь на странице: 1из 12

Guia de como estudiar matemáticas:

-Es imposible aprender matemáticas leyendo y escuchando.


-Revisa los Errores.
-Domina los Conceptos Clave.
-Consulta tus Dudas.
-Crea un Ambiente de Estudio sin Distracciones.
-Crea un Diccionario Matemático.
-Aplica Problemas al Mundo Real.
1. Concentración en clase: Prestar atención no es mirar al frente y escuchar callado las palabras
del docente, es entender lo que él nos está tratando de explicar.
2. Practicar: Para mejorar, la mejor manera es hacer muchos ejercicios. Tal vez tengamos que
hacer veinte, treinta o incluso más. Pasarse horas sentado haciendo ejercicios es la única
manera de asimilar los temas.
3. Profunda concentración al estudiar matemática
4. Estudiar la teoría: Acá es donde muchos estudiantes fallan. Leen la teoría y tratan de
asimilarla al ir resolviendo ejercicios.
5. Llevar la materia al día
6. Arrancar resolviendo lo más fácil
7. Llevar adelante una forma organizada de resolver las guías de ejercicios
8. Consultar en clase
10. Repasar las bases: Algunos estudiantes traen un mal nivel de matemáticas del nivel primario
o secundario. Eso hace imposible aprender conceptos más difíciles. Si ese es tu caso, no hay
que tener vergüenza en buscar algún manual de niveles iniciales y estudiar nuevamente los
temas.
1.- Mucha práctica
Principio básico de la educación matemática. A diferencia de otras asignaturas, es complicado
aprender con tan sólo escuchar y leer. Hay que realizar ejercicios, todos los que podamos,
especialmente antes de hacer un examen. Esto nos ayuda a familiarizarnos con los problemas
de la materia y saber a qué nos enfrentamos.

2.- Revisar los errores


Tras terminar de realizar los ejercicios debemos siempre compararlos con la solución válida.
Tras esto, sería ideal volver a hacer el problema cuantas veces sea necesarias para que se nos
quede grabado el “modus operandi”.

3.- Dominar conceptos clave


Los problemas no se pueden aprender de memoria, algunos sí, pero no todos. Además, suele
ser común que los profesores los varíen un poco y nos confiemos pensando que es el que
hemos practicado unas cuantas veces.

Lo que sí podemos hacer es dominar los conceptos clave y las fórmulas matemáticas principales
de las que emergen las demás.

4.- Consultar las dudas


Esto hay que hacerlo siempre. Por más que tengamos la solución de los ejercicios, si no
entendemos el sentido de la operación no está de más pedir ayuda a los docentes o a nuestros
compañeros de clase.

5.- Un ambiente de estudio sin distracciones


Hablamos de una de las asignaturas que más concentración necesita para sacarla adelante.
Asegúrate de que tu espacio de estudio tiene la luz adecuada, está alejada del ruido y prepara
todos los materiales necesarios antes de empezar para evitar levantarte a cada momento.

6.- Maneja los términos matemáticos


Según vayamos avanzando en nuestra educación, las matemáticas se van haciendo más
complejas, además, aparece también una nueva terminología que muchas veces nos deja fuera
de juego.

Vamos a hacernos con nuestro propio diccionario matemático en el que vamos a incluir los
términos más difíciles de recordar, y si es con ejemplos, mejor que mejor.

7.- Aplicar problemas al mundo real


Es complicado, pero es una de las mejores ayudas para comprender los ejercicios matemáticos
para toda la vida. Si durante años nos han enseñado los principios matemáticos con peras o
manzanas, por algo será, ¿verdad?

Aunque parezca mentira, las matemáticas son cruciales para la vida en general, aprenderlas no
sólo nos dará la satisfacción de resolver problemas cada vez más complejos, sino también la
oportunidad de mejorar las condiciones económicas o sociales de nuestra comunidad.
cas
Vea además:
Entrevista completa con el matemático y escritor John Allen Paulos
Las matemáticas 'al límite' del profesor y presentador Marcus Sautoy
Cómo hacer magia con matemáticas y resolver trucos de cartas
Teresa Guerrero | Mario Viciosa | Madrid
Actualizado miércoles 18/06/2014 19:04 horas
Disminuye el tamaño del texto
Aumenta el tamaño del texto
Comentarios 52
Galileo decía que las matemáticas eran el lenguaje con el que Dios había escrito el Universo.
Con esta reflexión, el astrónomo italiano ilustraba cómo las matemáticas están presentes en
todo lo que nos rodea. Pese a ello, existe entre muchos ciudadanos una aversión hacia este
materia, que muchos alumnos encuentran aburrida o muy difícil.

Los expertos en educación coinciden en subrayar que son una asignatura básica para el
desarrollo intelectual, pues ayudan a los niños a razonar de forma lógica y ordenada y a
preparar su mente para la crítica y la abstracción. En resumen, les enseña a pensar. Pese a su
importancia, los alumnos españoles no salen bien parados en estudios internacionales como
Pisa y Pirls-Timss, que miden las competencias tanto en esta materia como en lectura y
ciencias. Las matemáticas también son una pesadilla para algunos aspirantes a convertirse en
profesor, como muestra el pequeño porcentaje de candidatos que resolvió correctamente las
cuestiones matemáticas planteadas en el último examen para opositar a maestro en Madrid.

¿Reflejan estos informes la realidad de las aulas españolas? ¿Por qué tantos alumnos perciben
las matemáticas como aburridas y difíciles? Desde España a Singapur, una generación de
entusiastas profesores se ha empeñado en acabar con la mala fama de esta asignatura.
Aseguran que la clave para triunfar es aprenderlas bien desde el inicio. Para lograrlo hay que
aprovechar desde los paseos por el parque hasta las tabletas y otros dispositivos electrónicos
que pemiten acceder a entretenidas clases y ofrecen material de refuerzo para trabajar en casa.
Eso sí, todos coinciden en que el esfuerzo y la constancia son imprescindibles.

"Creo que los padres deberían tener clara la importancia de que sus hijos adquieran una buena
formación matemática. Socialmente se disculpa que a alguien no se le den bien. Es indudable
que un conocimiento profundo de las matemáticas requiere capacidad de abstracción y hay que
familiarizarse con el lenguaje formal pero, en buena parte debido a enfoques educativos
equivocados, no siempre se ha conseguido mostrar a los estudiantes unas matemáticas
creativas y no rutinarias, cercanas a la realidad de la vida cotidiana y en los niveles básicos,
accesibles para todos", reflexiona Raquel Mallavibarrena, presidenta de la Comisión de
Educación de la Real Sociedad Matemática Española (RSME) y profesora de Álgebra y
Geometría en la Universidad Complutense de Madrid (UCM).

Aunque destaca "los esfuerzos innovadores de muchos docentes en todos los niveles
educativos", Mallavibarrena admite que "aún hay en nuestras aulas mucha práctica docente
basada en procedimientos mecánicos y rutinarios que los estudiantes aplican, pero que no
siempre entienden". En su opinión, hay que mejorar la formación matemática que reciben los
propios profesores de Primaria.

Resolución de problemas
"He dado clases en Singapur, Indonesia, Filipinas, Tailandia, Chile, Japón, Corea del Sur,
Holanda, Reino Unido y EEUU. Y he comprobado cómo niños de todo el mundo disfrutan
aprendiendo matemáticas", asegura el profesor Yeap Ban Har, cuyo método de enseñanza
(perfeccionado a lo largo de sus 25 años de carrera) ha conquistado a miles de alumnos y
profesores. Ban Har nació en Singapur, el país que presume de obtener los mejores resultados
en matemáticas en los informes internacionales.

Una niña de Mongolia haciendo ejercicios de Salman Khan.Una niña de Mongolia haciendo
ejercicios de Salman Khan.
"Mi método se centra en resolver problemas y en facilitar a los estudiantes experiencias
concretas y representaciones visuales. No se trata de memorizar o realizar cálculos tediosos sin
entenderlos", afirma Ban Har, que desde 2010 dirige el Instituto Marshall Cavendish de
Singapur, dedicado a la formación profesional de profesores. Y es que su principal misión
durante los últimos años, asegura, ha sido enseñar a enseñar matemáticas: «Nuestro método se
basa en teorías de enseñanza y en el desarrollo de los profesores, que cuentan con un fuerte
respaldo por parte de los directores de sus centros», afirma.
Por lo que respecta al papel de los padres, considera que "aprender junto a los niños es más
fructífero que intentar enseñarles". No obstante, "si les ayudan en casa, deberían centrarse en la
resolución de problemas y en dar sentido al aprendizaje", recomienda.

Otro profesor que ha conseguido adeptos en todo el mundo es Salman Khan, un ingeniero
estadounidense (de madre india y padre bengalí) de 36 años que ofrece gratis a través de su
academia virtual miles de clases y ejercicios en varios idiomas, incluido el castellano. Khan,
graduado en el MIT y en la Universidad de Harvard, le cogió el gusto a la enseñanza mientras
ayudaba a su prima con los deberes de matemáticas. Cuando otros familiares acudieron a él,
decidió compartir las clases por internet. Así surgió en 2008 la Academia Khan, que ha crecido
de manera imparable gracias, en parte, a la financiación de magnates como Bill Gates. El
objetivo es que cualquiera tenga acceso permanente a estas clases. "Enseño como me hubiera
gustado que me enseñaran", afirma Khan, cuyas lecciones han tenido más de 200 millones de
descargas.

Comprensión, práctica y motivación


Antes que Khan, el valenciano Juan Medina puso en marcha su propia academia virtual,
lasmatematicas.es, un portal para "aprender desde la suma de fracciones a la resolución de
ecuaciones diferenciales".

Junto a su colega Fernando Blasco, profesor de la UPM, ha publicado 'Tu hijo puede ser un
genio de las mates' (Editorial Temas de Hoy), un manual para que los padres (incluso aquellos
que se consideran de letras o disponen de poco tiempo) inculquen a sus hijos el gusto por las
matemáticas y les ayuden con el cálculo o la aritmética de forma divertida, aprovechando los
viajes en coche o la visita al supermercado. Para ser un gran matemático, sostienen, no hace
falta memorizar casi nada. ¿Fórmulas? "Las justas". La suya se resume en tres palabras:
comprensión, práctica y motivación.

Los profesores Juan Medina (i) y Fernando Blasco. | Sergio EnríquezLos profesores Juan
Medina (i) y Fernando Blasco. | Sergio Enríquez
Blasco admite que muchos estudiantes llegan a las facultades de ingeniería con importantes
lagunas en matemáticas, una de las asignaturas que más se suspende. "Es fundamental que
entiendan absolutamente todo, pues algunos niños van pasando de curso sin entender lo que
hacen. Si avanza poco a poco, pe ro de forma constante, llegará a dominar la materia", asegura
Blasco, que realiza espectáculos de magia e ilusionismo basados en matemáticas.
"El niño es una esponja y el objetivo es que pierdan el miedo a las matemáticas desde
pequeño", añade Medina, profesor en la Universidad Politécnica de Cartagena. "También hay
que perder el miedo a equivocarse, porque de los errores se aprende, y que asuman que unas
veces se gana y otras se pierde", apunta. La recompensa será el desarrollo de otras
competencias, pues "el razonamiento lógico y el rigor matemático ayudan, por ejemplo, a
expresarse de forma clara y ordenada y a redactar mejor, de la misma forma que para entender
un problema es fundamental leer bien", añade.

Concentración diaria en casa


Smartick.esSmartick.es
Ofrecer al alumno contenidos adaptados a su nivel es uno de los puntos fuertes de Smartick.es,
un método de enseñanza on line desarrollado por los españoles Daniel González de Vega y
Javier Arroyo. Según aseguran, con 15 minutos diarios de trabajo de lunes a domingo se
incrementa la agilidad mental, la capacidad de cálculo y se fortalece el hábito de estudio de los
niños de Primaria. "Cuando no pueden seguir las clases en el colegio, su autoestima cae. Si
sometes al niño a una dosis de frustración diaria terminará por decir que no le gustan las
matemáticas", afirma Daniel González, cuyo método ha sido probado ya por un millar de
alumnos.

"Smartick no es un juego, son ejercicios de matemáticas. Pero son dinámicos, intuitivos y


atractivos. Es útil tanto para el niño que va mal en clase, que ve rápidamente cómo mejora y
entiende aspectos que no comprendía, como para el que destaca en la materia y puede así
progresar a su ritmo", añade el ingeniero.

Otra forma de fomentar el interés por esta asignatura es apuntar a los niños a competiciones y
olimpiadas matemáticas en las que puedan medir sus conocimientos y divertirse. El Instituto de
Ciencias Matemáticas (ICMAT) del CSIC organiza actividades para los más jóvenes, desde
conferencias a concursos de grafiti: "Es una asignatura que requiere un estudio continuado.
Todo depende de la base", resume Manuel de León, director de este centro y miembro del
Comité Ejecutivo de la Unión Matemática Internacional.

"La educación es un problema social y son muchos los agentes que deben tomar partido. Los
modelos que tienen los chicos hoy en día no contribuyen al esfuerzo. Son futbolistas, cantantes
o concursantes de Gran Hermano, que no son el mejor estímulo para estudiar. Hay que buscar
modelos a seguir que hayan trabajado intelectualmente", reflexiona. "Tenemos que estimular el
interés por aprender y lograr que, como ocurre en países como Finlandia, los profesores tengan
la formación adecuada y el reconocimiento de toda la sociedad", concluye.
DIEZ CLAVES PARA PROGRESAR EN CASA
1. El papel de los padres es clave para motivar a sus hijos (es muy importante que no les
transmitan su miedo o rechazo a la asignatura).

2. Los niños tienen que aprender a concentrarse.

3. Trabajar a diario en casa.

4. Hay que entender absolutamente todo y habituarse a preguntar lo que no comprendan.

5. Perder el miedo a equivocarse (de los errores se aprende).

6. Fomentar que lean (imprescindible para entender los problemas).

7. Aprovechar cualquier ocasión para desarrollar sus habilidades matemáticas, proponiéndoles


juegos y problemas.

8. El ajedrez o los juegos de cartas son útiles, pero no hay que dejarles ganar.

9. Los museos de ciencia e instituciones matemáticas organizan concursos y actividades para


motivarles.

10. En casa pueden usar métodos de refuerzo y material de las academias virtuales.

SMARTICK.ES

Inspirado parcialmente en el método japonés Kumon, este sistema on line diseñado por
españoles ofrece un programa personalizado de ejercicios para que cada niño (de 4 a 12 años)
progrese a su ritmo. Hay que trabajar de forma concentrada 15-20 minutos al día. El precio
oscila entre los 25 y 39 euros/mes por alumno. Los padres controlan el avance y reciben un e-
mail diario.

LASMATEMATICAS.ES Esta academia de matemáticas virtual gratuita fue fundada por el


profesor valenciano Juan Medina. Ofrece contenidos dirigidos a diferentes edades. Junto con
Fernando Blasco ha publicado el libro 'Tu hijo puede ser un genio de las mates' (Editorial Temas
de Hoy), un manual para que los padres inculquen a sus hijos el gusto por las matemáticas y les
ayuden con el cálculo o la aritmética de forma divertida durante las actividades cotidianas.

KHANACADEMY.ORG Otra academia virtual grauita, fundada en 2008 por el ingeniero


estadounidense Salman Khan. Contiene miles de clases y ejercicios de matemáticas en varios
idiomas, incluido el castellano, para aprender y asentar conceptos. También ofrecen
herramientas para organizar un plan de estudio. Además de matemáticas, el portal tiene clases
de muchas otras materias como biología, química, cosmología, astronomía, economía historia,
arte, dibujo o programación.
Practicar, practicar y practicar
Esto quiere decir que debes ejercitar la resolución de los problemas matemáticos. La práctica
hace al maestro, por lo que no debes confiarte si a la primera le entiendes a tu profesor en
clase. Debes efectuar más ejercicios para que no se te olvide el algoritmo de solución o los
pasos para llegar al resultado. Mi maestra de la secundaria decía que las matemáticas entran
por las manos. ¿Ahora entiendes por qué?

Nunca te quedes con una duda


Por mínima que sea, como es el cambio de un signo, un despeje o simplemente una sencilla
suma. El preguntar en clase hace que tus demás compañeros se sientan identificados, ya que
pueden tener la misma duda. Siempre pregunta a tu maestro, recuerda que estamos para
ayudarlos.

Recuerda conceptos o fórmulas básicas


Para la resolución de problemas; por ejemplo, la fórmula cuadrática te sacará de muchos
apuros, además con ella puedes encontrar fácilmente el valor de una incógnita, por lo que te
sugiero que no deseches tus formularios, ya que éstos podrán ayudarte a encontrar la solución
a futuros problemas o casos prácticos.

Cómo estudiar matemáticas: trucos para aprobar un examen


Utiliza la calculadora
Es una herramienta muy útil para resolver de forma más rápida los problemas. Busca el
instructivo del modelo de tu calculadora científica en el buscador de tu preferencia. En él
encontrarás atajos para resolver, por ejemplo, un sistema de ecuaciones, una integral definida y
también podrás encontrar varios atajos dar encontrar la solución a problemas de estadística.

Usa los videos que se encuentran en internet


Hay muchos tutoriales que te ayudan a resolver un problema que no te ha quedado claro. Los
puedes encontrar de una muy fácil en un buscador, puedes descubrir videos que te expliquen de
la forma más sencilla (uso de fórmulas) hasta la más compleja (uso de demostraciones
mediante teoremas).

Estudia matemáticas de forma divertida


Escucha la música que más te agrade haciendo las tareas que te deja tu maestro, está
comprobado que usar música ayuda a la retención de los conceptos o pasos para la solución de
problemas.
Los mejores métodos para aprender matemáticas rápidamente
Para motivarte a aprender matemáticas (sobre todo si quieres aprender rápidamente), lo mejor
es que llames a un profesor particular o que recurras a una academia conocida por su
enseñanza y refuerzo en matemáticas. Lo mejor de estas opciones que:

Saben cómo motivarte por medio de problemas matemáticos adaptados a tu nivel.


Te darán las herramientas necesarias para lograr tus objetivos.
Te explicarán por qué hay que desarrollar la memoria y te enseñarán a gestionar bien el tiempo
en los exámenes de mates.
Compartirán contigo sus trucos y consejos o métodos para aprender matemáticos en un
periquete.
Ya sea para tratar con las tablas de multiplicar, para revisar la geometría o incluso para
profundizar en las integrales, tu profesor particular de matemáticas estará ahí para ayudarte. A
su vez, el profesor de matemáticas puede utilizar los siguientes métodos para enseñarte la
materia:

Cursos teóricos y deberes individuales.


Verificación de los conocimientos por medio de controles.
Consejos para aprender a contar de manera infalible.
Juegos para aprender matemáticas.
Ejercicios para darte las claves de comprensión de tus problemas.
Cualquiera de estas opciones te permitirá aprender y el profesor sabrá ofrecerte su experiencia
para acelerar tu aprendizaje. Piensa que cada profesor tiene su forma particular de organizar las
clases, que se adaptará a tus objetivos y que te hará aprender velozmente. Algunos de los
métodos favoritos de los profes son:

Hacerte recitar en voz alta las fórmulas.


Pedirte que reexpliques las cosas con tus propias palabras.
Darte consejos para aprender metódicamente.
Pedirte que revises lo que has aprendido en la clase anterior.
Si tienes un período de aprendizaje corto para aprender cálculo mental, sustracciones,
numeración o sumas, el profesor de matemáticas será el mejor entrenador para motivarte,
centrarte en los objetivos adecuados y gestionar tu tiempo si tienes un examen.

No obstante, hay otros métodos que te permitirán aprender matemáticas rápidamente, incluso si
lo haces de manera autodidacta. Pero si crees que necesitas ayuda, siempre puedes recurrir a
un profesor de mates.

¿Es posible aprender matemáticas por tu cuenta?


Ya lo hemos dicho, pero no deja de ser menos ciertos: aprender matemáticas es como aprender
inglés, historia o geografía: hay que sumergirse en la materia, practicarla y conseguir una buena
base para reflexionar. A ver, es cierto que las matemáticas son un poco más complejas que eso
(que es más fácil decirlo que hacerlo): no solo hay que visualizar el problema con nuestro mapa
mental, sino también encontrar el ángulo metodológico adecuado.

Que las matemáticas no te venzan.


¡Las matemáticas no podrán contigo!
¿Has intentado resolver una ecuación pitagórica con el Teorema de Fermat-Wiles? Nosotros
tampoco, porque eso no sirve de nada. Y por esto mismo, lo más normal es que la gente se
confunda con las mates: confundir números enteros con relativos, cosenos con tangentes, etc.
Por eso es esencial que, si aprendes matemáticas por tu cuenta, encuentres un buen método
que te deje las cosas claras y te evite confusiones.

Por otro lado, ¿tienes memoria visual o auditiva? En función de tu respuesta, puedes encontrar
métodos muy eficaces que se adapten a ti para aprender matemáticas con celeridad:

Si tienes memoria auditiva, céntrate en repetir y recitar en voz alta los contenidos.
Si tienes memoria visual, utiliza fichas de revisión que contengan todas las fórmulas.
Piensa que, trabajando solo, tendrás que tener una voluntad de hierro y una motivación
incansable para lograr tus objetivos. Recuerda que las matemáticas son la intersección de
varios aspectos:

Un trabajo metodológico muy fino, que se base en un fundamento común de conocimientos


(aprenderse de memoria las tablas, memorizar reglas de aritmética, etc.)
Una capacidad de comprensión y de resolución de problemas muy ágil, que apele a la lógica del
individuo y le ayude a usar el razonamiento crítico.
Puede que logres aprender lo primero en los libros, pero lo segundo no lo lograrás así.
Normalmente, esa segunda parte se logra a través de las enseñanzas de un profesor, tutor o
mentor que te permitirá desarrollarte en esa dirección. De esta manera, puedes aprender
matemáticas por tu cuenta, pero te vas a ver sujeto a las siguientes condiciones:

Tendrás que centrarte en las reglas mnemotécnicas (sí, incluso en mates te encontrarás con
palabras difíciles): muchas de las fórmulas se parecen mucho o incluso las puedes dibujar, así
que no dejes de usar este recurso para aprender.
Tendrás que utilizar juegos para aprender matemáticas: en tu móvil durante los viajes de metro,
en casa con la tableta, durante un viaje de avión… Puedes hacer ejercicios de matemáticas en
cualquier lugar.
Tendrás que emplear todas las herramientas que tengas a tu disposición, tanto gratuitas como
de pago: los MOOC, que encontrarás en Internet (como el de o el de), la calculadora en línea y
las páginas de ejercicios para aprender matemáticas más rápidamente.
El aprendizaje de matemáticas de manera autodidacta es un método muy extendido, pero su
eficacia no es la mejor, porque requiere mucho esfuerzo por parte del alumno. Eso sí, te ofrece
una libertad y una organización propia que el resto de métodos no tienen.
¿Buscas clases de matematicas primaria?

Cuenta, resuelve y razona las matemáticas


Entonces, ¿cómo sé qué método de aprendizaje es el adecuado, si quiero resultados rápidos?
Primero, debes plantearte las siguientes cuestiones:

¿Qué tipo de memoria tengo? ¿Visual o auditiva?


¿Cuánto tiempo puedo dedicar a las matemáticas por semana o por mes?
¿Quiero aprender de un libro, como en el colegio?
¿Qué objetivo es más importante y urgente para mí?
Disfruta de las matemáticas como si de un juego de niños se tratase.
¡Haz que las matemáticas se conviertan en un juego!
Además, también es esencial centrarse en las fortalezas y en las debilidades del aprendizaje
para poder preparar nuestras revisiones de una manera u otra:

Si sueles distraerte, te estresas con los exámenes o no sabes cómo mejorar tus notas, el
profesor particular te ayudará a afianzar lo aprendido en cada clase gracias a una serie de
ejercicios interactivos.
Si trabajas mejor de forma autónoma, podrás hacer ejercicios en Internet o trabajar con juegos
de matemáticas en el ordenador.
Por tanto, el aprendizaje depende tu personalidad, de tu capacidad para sintetizar la información
y de tu forma de memorizar mentalmente la toma de notas. Todo depende de lo que quieras
aprender: números enteros, decimales, recíprocos, polinomios, etc. Para ser un crack en
matemáticas, también te puedes fijar un objetivo «ligero» y que te anime, como que te digas a ti
mismo que vas a ser el próximo famoso que gane al póker, o el siguiente Sherlock Holmes.
Puede parecer una tontería pero este tipo de motivaciones son clave para seguir progresando y
lograr, al fin, nuestra meta. No olvides tampoco que, adicionalmente, es bueno que tus objetivos
secundarios sean reales y alcanzables, para ir cubriendo todas las etapas del camino hasta
lograr el éxito.