Вы находитесь на странице: 1из 9

Mercado laboral

El mercado laboral es aquel donde confluyen la oferta y la demanda de


trabajo. La oferta de trabajo está formada por el conjunto de trabajadores
que están dispuestos a trabajar y la demanda de trabajo por el conjunto de
empresas o empleadores que contratan a los trabajadores.

El mercado de trabajo tiene gran importancia para la sociedad. Su mal


funcionamiento puede afectar negativamente al crecimiento económico y
al empleo de un país. Además, el paro tiene importantes costes económicos y
sociales:

 Económicos, ya que el desempleo supone una pérdida de producción


potencial.
 Sociales, por los efectos nocivos del desempleo sobre la distribución de la
renta y, de ahí, sobre la cohesión social.

De esta manera, el crecimiento, la optimización de los recursos y cohesión social


dependen, en buena medida, del correcto funcionamiento del mercado de trabajo.

El salario es el precio del factor trabajo. Cuantos más bajos sean los salarios
reales, más trabajo demandarán las empresas. Cuanto más elevados sean los
sueldos, más gente querrá trabajar.

La demanda de empleo está directamente vinculada a la actividad económica, de


modo que solo un crecimiento sostenido de la producción puede garantizar el
crecimiento del empleo en cantidad suficiente para absorber la población
dispuesta a trabajar.

En otras palabras, la demanda de trabajo es derivada de la demanda de bienes y


servicios. Esto, porque cuando una empresa vende quiere producir más, y para
ello querrá contratar trabajadores. Por tanto, si no hay producción no habrá más
trabajadores que puedan ofertar su empleo.

El desempleo es un desequilibrio económico originado por la diferencia entre la


cantidad de trabajo ofrecida y la cantidad de trabajo demandada, en las
condiciones y niveles de salarios existentes en un momento dado en el mercado
de trabajo. En sentido estricto, por desempleo se entiende el conjunto de personas
en edad activa que, estando dispuestos a trabajar, no tienen empleo.

Funcionamiento del mercado laboral


El mercado de trabajo, además, tiene otras peculiaridades. A pesar de que como
cualquier otro mercado se rige por la ley de la oferta y la demanda, interviene el
gobierno (a través de las normas jurídicas), las instituciones sociales y
organizaciones colectivas como los sindicatos.

En el mercado laboral se fija el salario y las condiciones de trabajo mediante un


proceso de negociación, determinándose así el nivel y la calidad de vida de los
empleados.

Finalmente, hay intervención de la legislación laboral en el mercado de trabajo


donde se fijan las características de los contratos laborales, las indemnizaciones
por despido, la fijación de un salario mínimo, entre otros.

Competencias Básicas y
habilidades laborales de un
trabajador que más valor le trae a
su organización o empresa 
Ojo Jovenes leer bien esto
 

1. Trabajo en equipo

Cuando un empleado es capaz de trabajar armoniosamente con su


equipo de trabajo y lo complementa, las actividades programadas
surgen de una mejor manera.  Es importante que tenga la
capacidad de delegar, de valorar y aceptar las competencias de
los demás, llegue a acuerdos, genere diálogos constructivos que
logren resolver conflictos y proponga soluciones para todos en
conjunto, sin anteponer sus intereses personales.
Un colaborador puede tener mucho talento y disposición de hacer
su trabajo, pero cuando no es capaz de trabajar en equipo
comienzan a surgir eventualidades que sin duda, pueden
evitarse. El trabajo en equipo es fundamental dentro de cualquier
empresa.

2. Organización

Una cualidad que no se aprende en la universidad, pero que es


altamente valorada es el sentido de organización y
responsabilidad con el trabajo asignado. Saber priorizar los
asuntos, cumplir con los objetivos y entregar el trabajo en
tiempos razonables es una habilidad que muchos profesionales no
poseen, sobre todo aquellos jóvenes que aún no logran adaptarse
a las exigencias que demanda el trabajo en una compañía.  

La organización es fundamental para cumplir con las tareas


programadas y por supuesto, ser más productivos.

3. Capacidad de análisis de datos y reportes

La información es uno de los recursos más importantes para


tu empresa, por este motivo una de las competencias laborales
que deben tomarse en cuenta durante el proceso de
reclutamiento es la capacidad del profesional para analizar la
información que le es suministrada.

Otra parte muy importante, es tener la habilidad para generar


reportes que dejen cada tarea registrada correctamente, que
posea un lenguaje técnico, con contenido claro y específico;
además de los respectivos análisis que son de gran utilidad, sobre
todo a nivel cuantitativo.

4. Habilidad para tomar decisiones

El trabajo en equipo es importante dentro de una empresa sin


embargo, un candidato debe mostrar la habilidad de tener cierta
independencia para tomar decisiones que le permitan resolver
asuntos de su incumbencia sin tener que acudir a su jefe
inmediato o si bien, ser capaz de ofrecer soluciones que se
identifiquen con su área de trabajo y de esta manera no generar un
atraso en sus funciones y en su empresa.

5. Orientación al cliente

La orientación al cliente no es una opción cuando se trata de


lograr una alta competitividad en el mercado, es una obligación.
Un candidato con habilidades laborales en atención al cliente que
realmente atienda las necesidades de los mismos será mucho más
productivo dentro de la organización y capaz de alcanzar mejores
resultados. 

Esto aplica no solo para los clientes externos que compran su


producto, también es importante que el candidato mantenga una
buena actitud y disposición con los clientes a nivel interno.

 
6. Creatividad e innovación

Los colaboradores deben ser agentes de cambio dentro de las


organizaciones; por suerte, los profesionales de hoy día salen de
sus aulas de clase con ideas frescas e innovadoras que si son bien
aprovechadas, pueden ayudar a su organización a mantenerse en
la vanguardia.

Esta es una capacidad laboral muy importante en cualquier


profesional, no solo se trata de proponer nuevas herramientas que
le permitan a su organización mejorar sus procesos, sino también
de saber comunicarlas, ser capaz de ponerlas en marcha y
presentar planes de acción que le permitan llevar un control y
medir los resultados obtenidos.

7. Comunicación efectiva

Un profesional con un alto nivel de oratoria es más productivo que


aquellos con miedo a hablar en público. Tener buenas habilidades
laborales de un trabajador y de comunicación le permite
presentar sus ideas de una manera más clara y con eficacia,
demostrar mayor comodidad y confianza; y además, convertirse en
un gran líder y gerente dentro de cualquier organización.

Formación Básica de un Futuro Trabajador


1- Conocimientos de Tecnologías de la
Información (Manejo de Computadoras,
Teléfonos Inteligentes, Internet, YouTube,
Google, Etc.)

2- Aplicación de cálculo numérico básico, lo que


implica el desarrollo de procesos lógicos.

3- Comunicación Oral y Escrita

4- Otros idiomas (Ingles)

5- Aprender a aprender.

profesiones más demandadas en 2019


 
Uno de los aspectos positivos de demanda de profesiones para este año radica en la
variedad de las especialidades que cada una ofrece. Para conocerlas a detalle, a
continuación, te presentamos las 10 profesiones más solicitadas en
Honduras durante el 2019.
 
1. Informática. Una carrera en ascenso desde hace un par de décadas. En los últimos
años, esta profesión ha sido cada vez más solicitada a nivel centroamericano y
Honduras, por supuesto, no se queda atrás. Un profesional de este rubro puede
ubicarse en posiciones como:

• Técnico de soporte informático.


• Gerente informático.
• Especialista en sistemas.
• Programador. 
• Consultor independiente. 
 
2. Marketing.  La profesión de marketing o mercadeo juega un importante rol en el
crecimiento comercial de una empresa, así como en el posicionamiento de una
organización o institución pública. Los profesionales del mercadeo pueden
posicionarse en empleos como:
 
• Coordinador de mercadeo y ventas. 
• Ejecutivo de ventas.
• Ejecutivo de atención al cliente.
• Estratega digital. 
• Investigador de mercados, entre otros. 
 
3. Administración de empresas – Ingeniería Comercial. Dependiendo de la
especialización, un profesional de este rubro podrá destacarse en el área
administrativa – financiera de cualquier empresa, comercio, organización o
institución pública. Entre otras funciones, el administrador de empresas tiene a
cargo la coordinación de las actividades administrativas y financieras de la
compañía, como la gestión de pagos a empleados y proveedores, coordinación de
compras, elaboración de informes, etc. 
 
Entre los principales puestos de trabajo en los que estos profesionales pueden
ubicarse, destacamos:
 
• Asistente administrativo.
• Jefe administrativo.
• Gerente financiero. 
• Gerente comercial. 
 
4. Contabilidad – Auditoría. Los profesionales contables son, también de vital
importancia para el óptimo funcionamiento de una empresa, sin importar el rubro en
el que se ubique. En la parte contable, el profesional de esta área tendrá la
responsabilidad de mantener al día los registros contables, elaborar balances e
informes, gestionar pagos de planillas y prestaciones, así como facturación a clientes
y pagos a proveedores. Los profesionales de auditoría, por otro lado, pueden llevar a
cabo esta labor tanto de manera interna como externa, por medio de consultorías
personalizadas o a través de firmas auditoras. Las posiciones de trabajo más
comunes para este sector son:
 
• Asistente contable.
• Director contable.
• Gerente financiero.
• Auditor interno.
• Auditor externo.
 
5. Finanzas. Este profesional tiene, entre otras funciones, la responsabilidad de
elaborar informes financieros, asesorar al momento de tomar decisiones monetarias,
administrar las cuentas de la empresa y evaluar posibles convenios con socios y
aliados potenciales, para el crecimiento de la empresa. Entre las posiciones de
trabajo más comunes para esta área, destacamos:
 
• Especialista en finanzas.
• Analista de riesgos. 
• Gerente financiero. 
• Jefe de inversiones. 
 
6. Industrial. Procesos y cadenas de producción son dos de las principales
especializaciones que poseen los profesionales del sector industrial, pues se
encargan de la evaluación de las cadenas productivas de la empresa, a diversos
niveles. Sin importar el tamaño de la empresa ni las actividades que realice, contar
con un ingeniero industrial es de suma importancia, si lo que se desea es maximizar
las operaciones mientras se reducen los costos invertidos en tiempo, materia prima y
personal. 
 
Entre las posiciones laborales más destacadas para el rubro industrial se
encuentran:
 
• Técnico industrial.
• Jefe de planta.
• Jefe de logística.
• Encargado de procesos.
• Gerente de operaciones. 
 
7. Recursos humanos. Cuando pensamos en estos profesionales, lo más común es
asociarlos a los procesos de selección. Sin embargo, también se encargan de
coordinar actividades de desarrollo para el personal, con el objetivo de garantizar un
excelente clima de trabajo. Además, coordinan la conformación y puesta en marcha
de comités internos, vinculados al crecimiento profesional, integración, seguridad,
ética, etc. Así, las posiciones de trabajo más frecuentes en este rubro son:
 
• Asistente de recursos humanos.
• Especialista en reclutamiento y selección.
• Gerente de recursos humanos.
 
8. Psicología. El profesional de la psicología puede dedicarse al área industrial, en
materia de reclutamiento, selección y desarrollo profesional, así como al área
clínica, ya sea por medio de terapias a niños, jóvenes y adultos, como a través de
investigaciones. Por ello, entre los puestos de trabajo más comunes para este sector
profesional, mencionamos los siguientes:
 
• Especialista en reclutamiento y selección. 
• Terapeuta. 
• Investigador. 
• Docente. 
 
9. Mecánica – Metalúrgica. En el rubro de la mecánica, los profesionales pueden
destacarse a nivel de empresas de manufactura, así como en el sector automotriz.
Además, es común ver a estos profesionales desempeñarse a través de negocios
propios, brindando el servicio de reparación y mantenimiento de diversos equipos y
automotores. Entre los empleos más comunes, destacamos:
 
• Técnico mecánico.
• Mecánico industrial.
• Mecánico electricista. 
• Supervisor de mantenimiento. 
 
10. Abogacía – Derecho – Leyes. En el sector legal, un abogado puede trabajar en
múltiples áreas, desde fungir como asesor en una empresa, hasta legislar a través de
instituciones estatales. Las responsabilidades de este profesional varían a partir del
rubro en el que se destaque. No obstante, algunas posiciones de trabajo comunes
para estos profesionales son:
 
• Asesor legal.
• Abogado y notario. 
• Investigador.
• Docente. 
• Juez.