Вы находитесь на странице: 1из 2

Por la geografía mexicana en 1824 se podía notar como los territorios del norte

eran más extensos y poco poblados, los del centro más pequeño esto sirvió para
que los estadounidenses se apoderaran aproximadamente de la mitad del territorio
mexicano

Al iniciar la década de 1830 la situación de Texas era preocupante, año con año
pasaban la frontera familias estadounidenses de forma ilegal en el territorio, sin
que las autoridades lo pudieran impedir, ya que los colonos desafiaban las leyes
de la república mexicana. Muchos de ellos deseaban separar a Texas de México.

A finales de 1835 el congreso decidió convertir al país es una república centralista,


esto causo descontento en algunos estados y sirvió de pretexto a los colonos
texanos para consumar su propósito, así que se declararon independientes
argumentando que ellos habían jurado la constitución federal de 1824 y no
estaban obligados a ser parte de un país que había cambiado su forma de
gobierno.

A principios de 1825 Antonio López de Santa Ana marchó hacia Texas, con la
intención de someter a los colonos rebeldes, pero después de algunos triunfos
como la toma del fuerte del álamo fue capturado en la batalla de san Jacinto en
abril de 1836.

Mientras estaba prisionero firmo un acuerdo en donde aceptaba la independencia


de Texas y ordeno la retirada de las tropas mexicanas. El congreso se negó a
aceptar ese convenio. Y considero que Texas continuaba siendo parte del país.
Pero el gobierno mexicano no tenía recursos para financiar una nueva campaña
militar contra los separatistas con esto los texanos declararon su independencia y
formaron una república independiente en 1845 pedirían su anexión a los EUA lo
cual genero un conflicto entre ambos países.

La guerra con EUA

Una vez que Texas se incorporó a EUA este país busco extender sus dominios
hasta las costas del pacifico, para conseguirlo propuso a México la compra de
Nuevo México y California pero el gobierno mexicano no acepto la oferta, ante
esto el gobierno EUA planeo conseguirlos militarmente, a pesar de esta amenaza
los grupos políticos mexicanos no suspendieron sus disputas, por lo contrario
siguieron enfrentados entre sí. En tales circunstancias resultaba difícil enfrentar
con éxito a un enemigo que estaba mejor preparado para la guerra.
Los primeros enfrentamientos se dieron en abril de 1846, en la frontera de Texas
y Tamaulipas. En mayo EUA le declaro la guerra a MEX durante los siguientes
meses los soldados EUA invadieron México por dos direcciones: Unos atacaron
Tamaulipas, nuevo león y Coahuila. Mientras que unos avanzaron hacia nuevo
México y california. En septiembre tuvo lugar una reñida batalla en Monterrey y en
febrero de 1847 se libró otro enfrentamiento de grandes proporciones, en un
paraje llamado la angustura.

El gobierno de EUA también envió otra fuerza a atacar Veracruz, sus barcos de
guerra sometieron al puerto a un violento bombardeo. Los defensores de México
tuvieron que rendirse ante la superioridad militar de EUA. Luego de ello las tropas
EUA avanzaron hacia el centro de MEX.

En Agosto de 1847 llegaron al valle de México y emprendieron el ataque en la


capital mexicana, en los alrededores de la ciudad. Acciones en las que fueron
fácilmente derrotados los bandos mexicanos, finalmente el 14 de septiembre el
ejército invasor estadounidense izo su bandera en el palacio nacional, y
permanecieron en la ciudad hasta mediados de 1848-

A lo largo de varios meses los representantes mexicanos negociaron con


representantes enviados de EUA para acordar los términos de la paz, además de
nuevo México y california el gobierno de EUA quería adueñarse de la península de
baja california, Y parte de Tamaulipas, Coahuila, nuevo león, chihuahua y sonora,
pero los mexicanos se opusieron. En febrero de 1848 se firmaron los tratados de
Guadalupe-Hidalgo los cuales México acepto la perdida de lo que hoy se conoce
como nuevo México, california, Arizona, Utah, nevada, colorado Kansas,
Oklahoma y Texas a cambio EUA se comprometió a pagar una compensación de
15,000,000 de pesos. Por lo daños.

La derrota militar, la muerte de miles de soldados mexicano y la perdida de la


mitad de su territorio representaron un gran golpe para México durante los
siguientes años el gobierno vivió una etapa de desilusión y caos político