Вы находитесь на странице: 1из 5

Tema 1 - “La importancia de la Biblia” – Módulo I – Diplomado Virtual en Antiguo Testamento

DESARROLLO DEL TEMA


TEMA 1

1. LA IMPORTANCIA DE LA BIBLIA

“Pongan estas palabras mías en su corazón y en su alma, átenlas como


una señal a su mano, y sean como un signo entre sus ojos” (Dt 11,18).

1.1 Para mirar la vida y aprender de ella

Observa estas imágenes y responde a nivel personal:


• ¿Cómo aparece la Biblia?
• ¿Nosotros la hemos tenido así? ¿Por qué?
• ¿Cuándo la hemos tenido amarrada?
• ¿Cuándo la hemos tenido abierta?
• ¿Quiénes nos han ayudado a quitar sus amarras?

1.2 Para conocer y profundizar

Los católicos estamos redescubriendo la importancia de conocer mejor la


Biblia, desde el Concilio Vaticano II.

En el Concilio los Obispos dijeron:

“Los fieles han de tener fácil acceso a la Sagrada Escritura”,


pues, “la Palabra de Dios tiene que estar disponible en todas
las edades” (DV 22).

También los Obispos latinoamericanos, reunidos en Medellín, en 1968, nos


advirtieron:

“No basta, pues, repetir o explicar el mensaje. Sino que hay


que expresar incesantemente, de nuevas maneras, el
Evangelio en relación con las formas de existencia del

“Ustedes serán mi Pueblo ”- Derechos Reservados ©San Pablo Página 1


Conferencia Episcopal de Colombia
(Centro pastoral para la eva ngelización y la Fe – Departamento de
Animación Bíblica y Doctrinal).
Tema 1 - “La importancia de la Biblia” – Módulo I – Diplomado Virtual en Antiguo Testamento

hombre, teniendo en cuenta los ambientes humanos, étnicos


y culturales y guardando siempre la fidelidad a la Palabra
revelada” (Documento de Medellín 7.15).

Al principio sólo dependíamos de los especialistas en la Biblia y de los agentes de


pastoral que ponían a nuestro alcance sus aportes. Luego, en muchos lugares de
América Latina y el Caribe, especialmente en las comunidades de base, los
pobres se atrevieron a leerla e interpretarla, siempre bajo la acción del Espíritu
Santo y alentados por personas y grupos que les ayudaron a comprenderla mejor.
Los estudiosos de la Biblia nos aportaron con sus traducciones y comentarios que
la pusieron a nuestro alcance.

La Biblia ocupa entonces, el puesto que siempre quiso tener en la vida y en la


historia del Pueblo de Dios. La carta de Dios llega por fin a sus destinatarios y
comienza a producir frutos.

“Dichoso el que lea y los que escuchen las palabras de esta profecía
y guarden lo escrito en ella, porque el Tiempo está cerca (Ap 1,3).

Dios, se fue revelando a través de obras y palabras íntimamente ligadas.


Acontecimientos como la llamada de los patriarcas, la salida de Egipto, la
conquista de la tierra, el destierro o exilio en Babilonia, iban revelando a un Dios
ligado a la historia, a un Dios que tomaba partido por el débil, que se mantenía fiel
a sus promesas, que castigaba las fallas a la Alianza.

Pero los acontecimientos eran interpretados a través de las palabras, fruto de una
fe reflexionada constantemente. En este punto los profetas ocupan un lugar clave
como intérpretes de Dios: reciben su Palabra y la transmiten al pueblo en orden a
que los hombres de su tiempo, se acerquen más al Señor y vivan de acuerdo a los
compromisos de la Alianza. Ellos iluminan los acontecimientos que el pueblo va
viviendo; los profetas son personas enclavadas en el presente que dan a sus
contemporáneos una respuesta de fe, ante los cuestionamientos que Dios les iba
planteando en la misma historia.

Jesús, Palabra de Dios hecha carne (Jn 1,14), vino a llevar a plenitud y perfección
la revelación iniciada en el Antiguo Testamento. Por eso, con Jesús termina el
tiempo de la preparación. Ha llegado "la plenitud de los tiempos" (Gal 4,4).
Estamos ya en la nueva y definitiva Alianza. No hubo ni habrá una comunicación
más extraordinaria que la llevada a cabo con la encarnación del Hijo de Dios, en
quien se cumplen y se realizan todas las promesas.

Jesús llevó a cabo esta revelación y salvación, a través de toda su persona: con
su presencia y manifestación, con sus palabras y obras, signos y milagros, y sobre
todo con su muerte y gloriosa resurrección, con el envío del Espíritu de la verdad.
En cada una de estas realidades podemos descubrir la revelación plena que Dios
nos ha querido hacer. Por ejemplo, sus parábolas del Reino, nos van
manifestando la naturaleza del Reino de Dios; su actitud con los pecadores, nos

“Ustedes serán mi Pueblo ”- Derechos Reservados ©San Pablo Página 2


Conferencia Episcopal de Colombia
(Centro pastoral para la eva ngelización y la Fe – Departamento de
Animación Bíblica y Doctrinal).
Tema 1 - “La importancia de la Biblia” – Módulo I – Diplomado Virtual en Antiguo Testamento

revela la misericordia de nuestro Padre Dios; sus denuncias a los poderosos y su


actitud hacia los marginados, nos manifiestan a un Dios que toma partido por el
débil y explotado.

Los Apóstoles, testigos de las palabras y obras de Jesús, transmitieron lo


aprendido de su Maestro. Ellos, fieles a la misión recibida de Él y asistidos por el
Espíritu Santo, anunciaron y comunicaron la salvación a todos los pueblos. Esta
revelación está consignada en los libros del Nuevo Testamento y a partir de Jesús,
podemos encontrarle sentido a toda la historia de salvación que nos narran los
libros del Antiguo Testamento.

A través de los siglos, va creciendo la necesidad de comprenderlos, guiados por el


Espíritu Santo: "La Iglesia camina a través de los siglos hacia la plenitud de la
verdad, hasta que se cumplan en ella plenamente las palabras de Dios" (DV 8).

Cuando estudiamos la Palabra de Dios en comunidad aprendemos a conocer,


amar y a ser discípulos y discípulas de Jesús, apóstoles, testigos y misioneros.
Este encuentro constante con el Señor es una ayuda para servir y transformar la
realidad.

A Jesús lo podemos conocer a través de diferentes medios, uno de ellos, el más


directo, es a través de la Palabra de Dios, especialmente en el Nuevo Testamento.
Los Evangelios son el testimonio de la experiencia de Jesús que tuvieron las
primeras comunidades. Ellos nos proporcionan los datos más originarios que se
escribieron sobre la vida, pasión, muerte y resurrección de Jesús. Tenemos otros
libros como las Cartas, donde encontramos el testimonio de los apóstoles que
como Pablo, nos comunican su fascinación por Jesús (Ga 2,20) y cómo cambió su
vida hasta considerarlo todo como poca cosa con tal de encontrarlo a Él (Flp 3,7).
Esta primera experiencia cristiana es contagiosa y nos invita a leer cada texto
hasta lograr nosotros también ese encuentro vivo con Jesús.

No importa tanto que acumulemos muchos conocimientos acerca de la Biblia sino


que entremos en comunicación-comunión con Dios que se manifestó en la
persona de Jesús de Nazaret y que le ofrece un sentido a nuestra vida y a la vida
del pueblo hoy.

1.3 Para leer y complementar

Los cristianos leemos la Palabra desde Jesús. Reconocemos que Él es el centro


de la historia. El Antiguo Testamento es revelación de un Plan de Salvación que
se hizo realidad en su Hijo. Encontramos en él la promesa, el anuncio permanente
de su venida como Salvador definitivo de la humanidad. Las alianzas que el
Pueblo fue haciendo con Dios a través de su historia, son el símbolo de la Alianza
definitiva que selló Jesús con su muerte y resurrección. Jesús es el Mesías
esperado por muchos siglos, el Salvador definitivo para su Pueblo.

“Ustedes serán mi Pueblo ”- Derechos Reservados ©San Pablo Página 3


Conferencia Episcopal de Colombia
(Centro pastoral para la eva ngelización y la Fe – Departamento de
Animación Bíblica y Doctrinal).
Tema 1 - “La importancia de la Biblia” – Módulo I – Diplomado Virtual en Antiguo Testamento

El Nuevo Testamento es el reconocimiento de las primeras comunidades de Jesús


como el Hijo de Dios. Es la relectura que hicieron de toda las Escrituras que en
Jesús tuvieron su perfecto cumplimiento. Esta nueva comprensión de los textos
antiguos les permitió aceptar a Jesús como el Mesías anunciado muchos años
atrás.

Vamos a leer algunos textos que revelan la importancia de la Palabra:


Dt 6,4-9: Este texto es como el Credo de los judíos.

1 S 3,1-10: La vocación de Samuel nos ayuda a descubrir cómo Dios habla y


Samuel escucha su voz.

Romanos 15,4: “Todo cuanto fue escrito en el pasado, se escribió para enseñanza
nuestra, para que con la paciencia y el consuelo que dan las Escrituras
mantengamos la esperanza”.

1.4. Para celebrar

Coloca la Biblia abierta en un pasaje significativo. Al lado de ella un cirio


encendido.

Ora con estas peticiones:

Señor, abre mi corazón a tu Palabra y enséñame a ponerla en práctica.


Que pierda el miedo a buscar en la Biblia, cada día, la luz de tu Palabra.
Que tu Palabra transforme mi corazón, mis comportamientos, mi vida.

EVALUACIÓN

Después de estudiar y reflexionar sobre la importancia de la Biblia en la vida


cristiana, responda a nivel personal:

Foro

a. ¿Recuerdas el texto del Apocalipsis? ¿Le gustaría memorizarlo y vivir


permanentemente la bendición y la fuerza de su Palabra?
b. ¿Por qué es importante la Biblia para nuestra vida?
c. ¿Qué enseñanza deja el modo como Dios se fue revelando a través de la
historia?
d. ¿Qué implica el hecho que Dios se sigue comunicando en nuestra propia
vida y en nuestra historia personal y comunitaria?
e. ¿En qué hechos o situaciones concretas de hoy descubrimos que no
escuchamos la voz de Dios, más aún, que la hacemos a un lado?
f. ¿Qué puedes hacer para no sólo escuchar la Palabra de Dios, sino también
para ponerla en práctica y difundirla entre nuestros hermanos?
g. ¿Qué crees que puedes aportar en tu pequeña comunidad, en su grupo,
familia o ministerio, con el estudio de la Biblia?

“Ustedes serán mi Pueblo ”- Derechos Reservados ©San Pablo Página 4


Conferencia Episcopal de Colombia
(Centro pastoral para la eva ngelización y la Fe – Departamento de
Animación Bíblica y Doctrinal).
Tema 1 - “La importancia de la Biblia” – Módulo I – Diplomado Virtual en Antiguo Testamento

Taller

Leer la Constitución Dogmática Dei Verbum sobre la divina revelación y presentar


las ideas principales.

http://www.vatican.va/archive/hist_councils/ii_vatican_council/documents/vat-
ii_const_19651118_dei-verbum_sp.html

BIBLIOGRAFÍA

Módulo I: Introducción general a la Biblia

• Biblia de Jerusalén. Desclee de Brouwer. 1975.

• CARDONA Ramírez, Hernán. El nombre YAHVEH. En: Cuadernos de


formación avanzada # 6, Medellín, UPB, 2000.

• CARREZ, Maurice. Las lenguas de la Biblia. Del papiro a las biblias


impresas. Estella, Verbo Divino, 1984.

• CHARPENTIER, Etienne. Para leer el Antiguo Testamento. Estella, Verbo


Divino, 1981.

• CHARPENTIER, Etienne. Para leer el Nuevo Testamento. Estella, Verbo


Divino, 1981.

• GARCÍA, Francisco. Introducción a la Sagrada Escritura. Medellín, UPB,


2002.

• PEREZ, Miguel y Julio TREBOLLE. Madrid, Editorial Trotta, 2006.

• NOEL. Damián. Los orígenes de Israel. Cuadernos Bíblicos 99. Navarra,


Verbo Divino. 1999.

• ARTUS Olivier. Geografía de la Biblia. Cuadernos Bíblicos 122. Estella,


Verbo Divino, 2005.

• SKA, Jean Louis y otros. Análisis narrativo de los relatos del Antiguo
Testamento. Estella, Verbo divino, 2001.

• SOGGIN, J. Alberto. Nueva Historia de Israel. De los orígenes a Bar


Kochba. 2ª edición. Bilbao, Desclée de Brouwer, 1999.

• STIVE, M. J. Por los caminos de la Biblia. Provenza. Barcelona, 1967.

“Ustedes serán mi Pueblo ”- Derechos Reservados ©San Pablo Página 5


Conferencia Episcopal de Colombia
(Centro pastoral para la eva ngelización y la Fe – Departamento de
Animación Bíblica y Doctrinal).