You are on page 1of 5

CLASIFICACIÓN DE LAS VOCES

FEMENINAS
Clasificación de la Voz humana
Actualmente la clasificación de las voces femeninas se divide en tres
grandes grupos: contralto, mezzosoprano y soprano. Dentro de estos
tres grupos podemos también encontrar subgrupos, es decir, una
clasificación un poco más detallada de la voz femenina.
Por otro lado, tenemos que el pasaje vocal es el paso (valga la
redundancia) desde la voz de pecho a la voz de cabeza, necesario para
una correcta emisión de las notas agudas. En cada una de las voces
abajo detalladas se expone también cuáles son las notas de paso de
cada una de ellas.
En última instancia, tenemos también que la extensión vocal
corresponde a las notas que naturalmente la cantante tiene
incorporados en su instrumento vocal. Y la tesitura la cantidad de notas
que la cantante cómodamente puede cantar sin hacer un mayor
esfuerzo.

Clasificación de las voces femeninas cantadas

Contralto:

Término que se refiere a la voz femenina más grave. Es un timbre


robusto y vigoroso. Su extensión aguda es corta pero compensada en el
registro grave. Es difícil encontrar mujeres con este registro, por tanto,
en algunas obras suele ser reemplazada por una mezzosoprano que esté
capacitada para cantar notas más graves.

Su extensión vocal está aproximadamente (pues varía en cada persona)


entre un F3 y un G5, y su tesitura entre un B3 y un B4. El pasaje Vocal
de la voz Contralto podemos encontrarlo entre el B4 y C5.

Dentro de la clasificación contralto, podemos encontrar dos ejemplos


más: Contralto dramática y Contralto cómica o buffa.
La primera de ellas (Contralto dramática) es una voz con un timbre más
bien oscuro que suele cantar por debajo del G4. Los papeles que
interpretan son dramáticos y requieren de gran intensidad de expresión.

La segunda (Contralto cómica) es una voz capacitada para cantar


papeles cómicos y ornamentados.

Mezzosoprano:

Es la voz media, entre soprano y contralto. Por estar en el medio,


permite a la cantante adornar mucho más sus papeles y pudiendo así,
interpretar piezas más complicadas.

Su extensión vocal está entre un A3 y un B5 y su tesitura entre un C4 y


un D5. Su pasaje vocal se encuentra en el D5.

Dentro de esta clasificación podemos encontrar también otros matices


de la voz mezzosoprano: Mezzosoprano ligera, Mezzosoprano lírica y
Mezzosoprano dramática

La primera de ellas (Mezzosoprano ligera) es una voz casi igual a la


soprano dramática pero con mayor agilidad.

La segunda (Mezzosoprano lírica) es una voz con mayor cantidad de


graves, con capacidad para vibrato rápido y agilidad en las escalas y
arpegios.

Y la tercera (Mezzosoprano dramática) es similar a la soprano


dramática, aunque sus graves son mucho más potentes.
Soprano:

Es la voz más aguda, tiene un timbre claro y brillante. Suele llevar la


melodía en las piezas de ópera.

La extensión vocal es desde un C4 y un C6 y su tesitura está entre el E4


y el G5.

El pasaje vocal de la voz soprano está entre el E5 y el F5

El registro soprano puede dividirse a su vez en 9 clasificaciones:


Soprano de coloratura, Soprano ligera, Soprano lírica, Soprano lírica
ligera, Soprano lírico spinto, Soprano soubrette, Soprano dramática de
coloratura, Soprano dramática, Soprano Falcon.

Soprano de coloratura:
Voz que tiene la capacidad de ejecutar sucesiones de notas rápidas y
adornadas dentro de su registro, incluidos los pasajes rápidos de escalas
y los trinos, tanto escritos como improvisados. Es una voz con mucha
agilidad y facilidad para cantar trozos muy agudos.

Soprano ligera:
Voz con gran facilidad en los agudos, los que logra cantar con gran
claridad, nitidez y agilidad, esto le permite ejecutar complicados
ornamentos sin dificultad. Por otro lado, no suele tener mucha sonoridad
en las notas del registro medio, de ahí la denominación 'ligera'.

Soprano lírica:
Voz con un poco más de peso y densidad vocal que la soprano ligera y
lírica ligera. Por lo general tienen tesituras pequeñas, con un centro rico
pero agudo limitado, ya que poseen cuerdas vocales de mayor grosor y
por ello la dotan de un timbre más oscuro que la soprano ligera.
Soprano lírica ligera:
Voz de gran alcance en los agudos, con un centro más sonoro y una
mayor tesitura que la soprano ligera, lo que les permite acometer gran
parte de los papeles tanto de soprano ligera como lírica. Tiene una zona
más amplia en los graves.

Soprano lírico spinto:


Voz similar a la soprano lírica, pero con mayor cuerpo en su centro y un
timbre más oscuro, lo que le permite desarrollar sin gran esfuerzo
pasajes dramáticos. Supera además en potencia y expresión a la
soprano lírica, pero posee agudos más limitados.

Soprano soubrette:
Similar a la soprano ligera, con menor facilidad en el registro agudo, la
tesitura de la soubrette suele ser un poco menor al de la soprano lírica y
la lírica spinto. Nace el término a raíz de grandes actrices pero con
pocos recursos vocales que interpretaban papeles en la opereta
francesa.

Soprano dramática de coloratura:


Voz de extraordinarias características, muy rara entre las sopranos por
su amplísima tesitura. Posee graves muy ricos, con mucha sonoridad en
el centro como la soprano dramática, pero a su vez posee gran alcance
en los agudos, a los que llega con claridad, nitidez y agilidad.

Soprano dramática:
Voz que se diferencia de las demás por poseer un timbre más oscuro y
lleno, más grave y con más peso en la voz, generalmente acompañado
de mayor caudal o volumen, aunque con menor flexibilidad en los
agudos.

Soprano Falcon:
Voz intermedia entre soprano dramática y mezzosoprano lírica. Es una
voz dramática con graves poderosos pero agudos limitados.