Вы находитесь на странице: 1из 2

EMPRENDIMIENTO SOCIAL

Definición

El emprendimiento social se refiere a aquella práctica de cualquier persona u


organización en aras de mejorar la calidad de vida, de una sociedad en particular,
puede ser con algún propósito o tema especifico como lo son educación, salud,
personas de la tercera edad.

Generalmente el Emprendimiento Social es consecuencia o está acompañado de


el Emprendimiento empresarial fenómeno que se refiere a todo el proceso
socioeconómico que produce como resultante la generación de nuevas
organizaciones, el Emprendimiento Social a diferencia del anterior no busca
precisamente una retribución económica personal, sin embargo en algunos casos
este deriva en retribuciones económicas para la sociedad.

Objetivo

• Proporcionar a individuos u organizaciones que tengan planteamientos


innovadores y de impacto social en la comunidad.
• metodologías, adiestramiento y asesoría para elaborar el plan de
Emprendimiento Social.
• favorecer la sostenibilidad de la organización que lleva a cabo las
iniciativas sociales.

¿Quiénes pueden participar?

• Organizaciones constituidas de foco social sin fines de lucro, con


propuestas que tengan menos de dos años de gestión / desarrollo.
• Individuos o Equipos de trabajo sin organización constituida, con ideas
innovadoras en el ámbito social.
• Organizaciones corporativas de carácter social no están contempladas en
esta edición

El emprendimiento social está orientado a atender a personas que tienen grandes


necesidades pero no pueden pagar para satisfacerlas; en este caso, el mercado
no recompensa la actividad emprendedora. Una característica distintiva del
emprendimiento social es la creación de valor social como un objetivo prominente.
Generar valor social significa derribar barreras de acceso a los mercados –de
precio, institucionales, simbólicas, geográficas–, fortalecer a poblaciones débiles –
con derechos vulnerados, marginadas, sin voz o sin apoyo institucional–, o reducir
las externalidades negativas de la actividad económica

El empresariado social puede entenderse como un conjunto de actividades


innovadoras acometidas explícitamente para generar valor social, más allá de las
externalidades positivas, sin importar la forma legal u organizacional adoptada
Esta definición plantea tres características importantes: la innovación entendida
como la capacidad de crear nuevo conocimiento o aplicar de manera distinta
alguno ya existente; la generación de valor social como eje central y no como un
subproducto de la generación de valor económico; y el carácter multisectorial. En
analogía con el empresariado con fines de lucro, el empresariado social puede
analizarse a partir de un marco conceptual que relaciona cuatro variables
constitutivas (oportunidad, capital, personas y entorno) y una variable integrativa
(proposición de valor social).

El empresariado social combina las virtudes del modelo empresarial –disciplina,


innovación y orientación al logro– con la motivación por el interés colectivo’ El
acercamiento de estas dos lógicas no es un evento fortuito; la atención a los
problemas sociales contempla una "fe renovada en los mecanismos del mercado"
aunque haya evidencias de sus fallas y limitaciones. La generación conjunta de
valor social y valor económico aumenta la probabilidad de lograr viabilidad
económica y sostenibilidad en el tiempo para las iniciativas sociales.

En suma, los emprendimientos sociales son un vehículo para atender necesidades


sociales a través de formas de organización innovadoras y sostenibles. El
emprendedor social busca la transformación a través de la movilización efectiva de
recursos hacia donde son socialmente más productivos, y la capacidad de definir
el alcance de una determinada oportunidad para que pueda ser acometida de
manera efectiva a lo largo del tiempo.

“Proceso que crea soluciones innovadoras a problemas sociales inmediatos y


moviliza las ideas, capacidades, recursos y concertaciones sociales necesarias
para transformaciones sociales sostenibles”