Вы находитесь на странице: 1из 2

El universo invisible: el espectro electromagnético — La Jorna... http://ciencias.jornada.com.mx/ciencias/investigacion/ciencias-fi...

El universo invisible: el espectro


electromagnético
Durante el siglo veinte la humanidad avanzó más en el conocimiento científico de la
naturaleza que durante el resto de la historia junta. El siglo pasado vio el nacimiento y
desarrollo de las dos teorías predominantes sobre la naturaleza fundamental del universo
físico: la relatividad general y la teoría cuántica. La química y la biología produjeron una
descripción fundamental de los mecanismos de la vida. Las ciencias sociales, la economía, y
la psicología dieron importantes pasos hacia convertirse en ciencias "duras", es decir,
cuantitativas. La astronomía no fue la excepción.

Por: Roberto Galván Madrid*

Durante el siglo veinte la humanidad avanzó más en el conocimiento científico de la naturaleza que durante el
resto de la historia junta. El siglo pasado vio el nacimiento y desarrollo de las dos teorías predominantes sobre
la naturaleza fundamental del universo físico: la relatividad general y la teoría cuántica. La química y la
biología produjeron una descripción fundamental de los mecanismos de la vida. Las ciencias sociales, la
economía, y la psicología dieron importantes pasos hacia convertirse en ciencias "duras", es decir,
cuantitativas. La astronomía no fue la excepción. Hasta antes de 1900 el hombre sólo había observado el cielo
con telescopios "Ópticos", y no fue sino hasta el siglo XX que pudimos observar lo invisible, es decir, usar
telescopios que observan radiación diferente a la que el ojo humano puede percibir.

¿Observar lo invisible, cómo es eso?

La radiación electromagnética puede describirse como formada por ondas (o equivalentemente, como
partículas, pero sólo usaremos el concepto de onda), y la única diferencia entre las clases de radiación
electromagnética es el tamaño de sus ondas. Las más grandes son conocidas como "ondas de radio", y miden
desde un milímetro hasta varios metros de largo. Si las ondas son un poco más pequeñas (midiendo desde una
milésima de milímetro hasta un milímetro) hablamos de radiación "infrarroja". Si comprimimos un poco más
la escala llegamos a la "luz visible", es decir, aquella a la que el ojo humano es sensible, y cuyas ondas miden
desde unas pocas diezmilésimas de milímetro (lo que llamamos luz "azul") hasta casi una milésima de
milímetro (lo que llamamos luz "roja"). Ondas aún más pequeñas que las de la luz azul se conocen como "luz
ultravioleta", ondas más pequeñas que la luz ultravioleta se conocen como "rayos X", y al final de la escala, la
radiación con las ondas más comprimidas se conoce como "rayos gamma".

La Figura 1 (http://www.crya.unam.mx/~r.galvan/jornada/UnivInv/EspectroEM.jpg) resume lo dicho en el


párrafo anterior.

De la explicación anterior concluimos lo siguiente:

- Todos los tipos de radiación electromagnética (los que en su conjunto se conocen como el "espectro
electromagnético") son un mismo fenómeno, y sólo difieren entre sí por el tamaño de sus ondas.

- Hemos creado una división del espectro electromagnético y asignado nombres a sus partes por razones de
tecnología e históricas, pero fundamentalmente estamos hablando del mismo fenómeno.

- El ojo humano sólo es sensible a una muy pequeña parte del espectro electromagnético: a la "luz visible".
¿Por qué es esto? Muy probablemente por razones evolutivas. La temperatura del Sol es tal que emite la

1 of 2 2/16/09 10:55 PM
El universo invisible: el espectro electromagnético — La Jorna... http://ciencias.jornada.com.mx/ciencias/investigacion/ciencias-fi...

mayoría de su energía como luz visible. Por lo tanto, la mayoría de las plantas y los animales de la Tierra
evolucionaron de tal modo que pudieron aprovechar esta energía.

- Y por último. Es posible diseñar instrumentos que detecten y/o emitan radiación diferente a la "visible". El
siglo XX vio aparecer estos instrumentos, y hoy los usamos todos los días: mediante ondas de radio recibimos
llamadas al celular, vemos nuestro programa de televisión favorito, y calentamos nuestra Maruchan (o algo
mejor si tenemos suerte) en el microondas. Con ondas infrarrojas cambiamos el canal de la televisión a través
del control remoto o manejamos nuestro carrito de juguete. Con luz ultravioleta esterilizamos muchos
productos, incluyendo agua y alimentos; y los rayos X y gamma tienen las aplicaciones médicas que todos
conocemos (aunque también pueden ser peligrosos).

¿Entonces, es posible observar el cielo en los diferentes tipos de radiación?

Esto ha sido precisamente el principal avance de la astronomía durante el siglo XX. Se fabricaron detectores y
telescopios para observar las estrellas (y todos los otros fenómenos astronómicos) usando desde ondas de radio
hasta los rayos gamma. También se tuvieron que crear algoritmos computacionales que produjeran mapas e
imágenes en "colores falsos" para poder representar ante nuestros ojos (que siguen siendo sensibles sólo a la luz
visible) la información contenida en, por ejemplo, una "imagen de radio" del cielo. En el siguiente artículo de
esta serie hablaremos sobre qué es lo que hemos aprendido del Universo al observarlo en los diferentes tipos de
radiación electromagnética.

Por lo pronto, la Figura 2 (http://www.crya.unam.mx/~r.galvan/jornada/UnivInv/sombrero_visIR.jpg)


muestra imágenes de una galaxia tanto en luz visible como en luz infrarroja. Noten que muchas de las regiones
que brillan en un tipo de radiación son oscuras en el otro, y viceversa, en el siguiente artículo de esta serie
explicaremos por qué.

*Harvard-Smithsonian Center for Astrophysics y Centro de Radioastronomía y Astrofísica de la UNAM.

2 of 2 2/16/09 10:55 PM