Вы находитесь на странице: 1из 6
LA GIMNASIA CEREBRAL COMO RECURSO EDUCATIVO Por Nélida Camacho Fernández. Con el siguiente artículo deseo

LA GIMNASIA CEREBRAL COMO RECURSO EDUCATIVO

Por Nélida Camacho Fernández.

Con el siguiente artículo deseo promocionar una herramienta educativa que facilita el aprendizaje escolar. Ante la preocupación de querer mejorar el aprendizaje en el aula hemos participado en un curso de Educación Kinesiológica, el cual nos ha proporcionado una herramienta de trabajo que nos facilita la enseñanza y a la vez motiva al alumnado para integrar cada una de las nuevas enseñanzas al tiempo que le ayudan a, aprender a aprender. Esta herramienta de trabajo es la Gimnasia Cerebral.

El cerebro consta de dos hemisferios cerebrales simétricos, el hemisferio izquierdo y el hemisferio derecho. Aunque las diferencias en funcionamiento entre los dos hemisferios son mínimas, existen ciertas funciones intelectuales que pueden ser localizadas en cada uno de los hemisferios específicamente.

El hemisferio izquierdo cumple más fácilmente con funciones como la habilidad numérica, el lenguaje escrito, lenguaje hablado, razonamiento, habilidad científica, y control de la mano derecha. Por el contrario, el hemisferio derecho cuenta con funciones como la percepción tridimensional, la perspicacia, el sentido artístico y la imaginación, el sentido musical y el control sobre la mano izquierda. El hemisferio izquierdo es usualmente el más utilizado ya que por la sociedad donde vivimos tenemos que utilizar la lógica.

Para tener una experiencia de aprendizaje exitosa es necesario coordinar los dos hemisferios cerebrales. Porque si utilizamos una parte del cerebro, ello hace que el aprendizaje se ciña a aspectos concretos, desestimando la tan necesaria función de relación de conceptos y los aprendizajes significativos. La solución es el aprendizaje global del cerebro, y la Gimnasia Cerebral incluye una serie de ejercicios

corporales que ayudan a desarrollar las posibilidades del cerebro y del cuerpo. Además colabora a desbloquear los puntos de tensión y a disminuir el estrés así el cerebro estará en óptimas condiciones para procesar mejor la información recibida.

Con estas actividades el alumno/a logra desarrollar habilidades cognitivas donde al cruzar la línea media del cerebro, ambos lados pueden cooperar. Así el aprendizaje será total y no parcial. Descubren como recibir información y expresarse al mismo tiempo.

Se puede definir la Gimnasia Cerebral como el conjunto de ejercicios físicos y movimientos corporales diseñados por el doctor Paul Dennison en 1964, con la finalidad de aplicar técnicas prácticas que involucran los hemisferios cerebrales, el cuerpo y los ojos, propiciando el mejoramiento del aprendizaje.

Pusimos en práctica lo que íbamos trabajando en el curso.

escolar trabajamos una serie de ritmos y rutinas diarias.

Dentro de ellas incluimos dos sesiones de Gimnasia Cerebral: Una a primera hora de la mañana en la Asamblea de clase de unos cinco minutos aproximadamente y otra después del recreo de unos diez minutos.

Dentro de la jornada

En cada sesión normalmente utilizamos 4 o 5 ejercicios: Tres respiraciones, tensar y relajar los músculos, estiramientos, botones del cerebro y la gorra de pensar.

Utilizaremos

en

las

distintas

sesiones

las

actividades

que

consideremos

necesarias dependiendo del estado de nuestro alumnado.

Las rutinas de Gimnasia Cerebral estimularan e incrementaran el aprendizaje en los alumnos. Terminada la sesión estamos listos para aprender.

Utilizamos, en clase, consignas visuales a través de pictogramas de los distintos ejercicios para recordar en cualquier momento con solo un vistazo.

En clase tenemos un rincón de concentración en el que hay colocada, en la pared a la altura de los ojos del alumno/a una X tamaño cuartilla, de color y algo gruesa. Se debe observar durante 30 segundos pensando en el problema y así recuperar la tranquilidad. Una música adecuada es un recurso imprescindible que nos ayudará como bases de los ejercicios proporcionando ritmo y mayor bienestar.

Los ejercicios básicos de la gimnasia cerebral son:

Frotar los botones cerebrales: Concentración y minimizar el stress. Utilizar cuando los alumnos/as estén cansados, sin ganas de trabajar.

El ocho perezoso: Centra a las personas temporalmente, y abre el sistema nervioso a más energía mientras dura su efecto. Hace que los hemisferios del cerebro se balanceen, para que de esta manera el aprendizaje pueda ser experimentado y almacenado. Abre las áreas cerebrales para la lectura, la comprensión, el equilibrio y la concentración. Este le ayuda a una concentración relajada.

Gancho de Cook: Ayuda a concentrarse y tener más energía en el cerebro.

Gorra de pensar: Ayuda a escuchar mejor, a prestar atención y a recordar.

Marcha

hemisferios

cruzada

al

ritmo

de

una

música:

conectar

los

dos

cerebrales.

Actividades tipo a realizar en las distintas sesiones:

1. Tres respiraciones: tomamos aire por la nariz llenando los pulmones y lo expulsamos por la boca lentamente. Repetimos el ejercicio tres veces.

2. Estiramiento: empezamos con ejercicios de cuello (derecha-izquierda, delante- detrás, arriba-abajo, giro a la derecha, giro a la izquierda), continuamos con los brazos, cintura y piernas.

3. Botones del cerebro: Dar masajes a los botones cerebrales que son dos puntos debajo de la clavícula hacia la derecha y hacia la izquierda del esternón, mientras pongo la otra mano sobre el ombligo.

4. El ocho perezoso: Dibujar un ocho tumbado en el aire con cada mano 20 veces siguiendo el movimiento con los ojos sin mover la cabeza, a la altura de los ojos y como punto central la nariz.

5. Gancho de Cook:

Sentados se coloca el tobillo izquierdo sobre la rodilla derecha.

Coge su tobillo izquierdo con la mano derecha.

Toma su pie izquierdo con la mano izquierda(sobre la planta del pie)

Permanecer en esta posición durante un minuto, respirando profundamente con los ojos cerrados, colocar su lengua contra el paladar cuando respira.

6. Gorra de pensar: Dar masajes en las orejas de adentro hacia fuera y de arriba

hacia abajo. Se hace al comienzo de la clase para conectar el cerebro con el

oído.

7. Marcha cruzada y el salto cruzado al ritmo de la música: Coordinar el

movimiento de forma que cuando muevo un brazo, la pierna de la parte

opuesta de mi cuerpo se mueve al mismo tiempo. Nos movemos hacia delante,

hacia los lados, hacia atrás y muevo los ojos en todas direcciones.

8. El garabato doble: en un papel dibujamos con las dos manos al mismo tiempo,

hacia dentro, hacia fuera, arriba y abajo. Se sorprenden de las formas tan

interesantes que llegan a crear.

9. Dibujar una X tamaño cuartilla de color y algo gruesa. Observar durante unos

30 segundos pensando en el problema. Es muy eficaz para el estress, el

agobio. Tener colgada en clase a la altura de los ojos de los niños.

10. Ejercicios sencillos de yoga: Los ejercicios de yoga favorecen la buena

circulación, nos proporcionan equilibrio y son excelentes para estimular las

facultades mentales. Podemos practicar los siguientes ejercicios(entre otros

muchos) de flexibilidad, respiración y relajación:

1. Ejercicios respiratorios.

. Tomamos el aire por la nariz al tiempo que levantamos los brazos,

mantenemos el aire unos segundos y los expulsamos lentamente por la

boca al tiempo que bajamos los brazos.

. Sentados en la silla y con los brazos sobre las piernas tomamos aire por la

nariz, lo mantenemos unos segundos y lo expulsamos por la boca muy

lentamente y muy flojito intentando no apagar la llama de la vela imaginaria

que hay en la mesa.

2. Ejercicios de ojos: Mover los ojos en todas direcciones sin mover la

cabeza.

3. Balanceo de piernas: de pie y con las manos en la cintura balanceamos

las piernas hacia delante y hacia atrás. Repetimos 4 veces.

4. El molino: hacer movimientos circulares con los brazos rectos.

5. El árbol: De pie, descansa el peso del cuerpo sobre la pierna derecha y colocamos el pie izquierdo sobre la rodilla de la pierna derecha. Los brazos estirados, con las palmas de las manos juntas, por encima de la cabeza o apoyando las manos sobre la nuca. Respirar lenta y profundamente. Cambiar de pierna.

6. Mecerse: sentado y con las rodillas dobladas nos sujetamos con las manos y nos balanceamos.

7. Ejercicios de relajación:

Tensar y relajar cada parte del cuerpo siguiendo una historia acompañada con música de fondo.

Intercambiar masajes entre los compañeros/as.

El espantado: consiste en pararse con las piernas separadas, brazos estirados y las manos extendidas con los dedos abiertos al máximo. La lengua debe estar pegada al paladar y los ojos cerrados. Lentamente, suben los brazos, se empinan, arquean la nuca y retienen la respiración durante seis segundos. Este ejercicio disminuye los niveles de estrés. Pero a diferencia de otros, éste proporciona una relajación activa y ayuda a energizarse.

Con estas actividades pretendemos proporcionar al alumnado experiencias que puedan enriquecerle y alcanzar una formación integral contribuyendo al pleno desarrollo de la personalidad y de sus capacidades y habilidades sociales que le permitan una mayor autoestima y una mejor comunicación con su entorno. Al tiempo que les proporcionan herramientas que le ayudan a aprender, a leer mejor, estar más atento, a sentirse seguro, a comprender porque le resulta difícil determinadas tareas, en definitiva a sentirse más seguro y poder controlar mejor sus impulsos.

Bibliografía.

GIMNASIA CEREBRAL. Ejercicios sencillos para el aprendizaje completo del cerebro. Por Paul E. Dennison y Gail E. Dennison. Publicado por Meter Schliekelmann.

Introducción al Hatha Yoga. Margaret Perkinns.