Вы находитесь на странице: 1из 23

COMO CULTIVAR UN CORAZÓN SANO

EL PERDON EL CAMINO A LA
RECONCILIACION
CULTIVAR UN CORAZÓN SANO

DEMANDA:
1. Alimentar el corazón con las motivaciones correctas.
2. Alimentar el corazón con pensamientos sanos
3. Aprender a perdonar
4. Alimentar el corazón con el amor de Dios
PERO QUE ES EL CORAZON
El corazón es el centro de comando de la vida del hombre. Y
todo lo que ocurre externamente comportamientos, hábitos,
palabras y expresión emocional obedecen a los dictámenes
del corazón.
PERO QUÉ ES EL CORAZÓN

La Biblia nos exhorta a guardar nuestro corazón:

“Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón;


porque de él mana la vida”
(Proverbios 4:23).
1. ALIMENTAR EL CORAZÓN CON LAS MOTIVACIONES CORRECTAS

“Oísteis que fue dicho a los antiguos:


No matarás; y cualquiera que matare (asesinato
premeditado) será culpable de juicio. Pero yo
os digo que cualquiera que se enoje contra su
hermano, será culpable de juicio… Oísteis que
fue dicho: No cometerás adulterio. Pero yo os
digo que cualquiera que mira a una mujer para
codiciarla, ya adulteró con ella en su corazón”.
Mateo 5:21-22, 27.
LAS ACTITUDES Y MOTIVACIONES INCORRECTAS EN EL CORAZÓN SON LA
BASE DEL PECADO.

NECESITAMOS ENTENDER PUES QUE El pecado esta no solo


en las acciones, sino también en las motivaciones y
actitudes del corazón
“Porque del corazón salen los malos pensamientos, los
homicidios, los adulterios, las fornicaciones, los
hurtos, los falsos testimonios, las blasfemias” (Mateo
15:19).
UN CORAZÓN SANO
1. ES UN CORAZON DILIGENTEMENTE CUIDADO
Lo cual implica alimentar el corazón con
motivos correctos alineados a principios
Bíblicos
2. ALIMENTAR EL CORAZÓN CON PENSAMIENTOS SANOS

• Por tal razón necesitamos cuidar nuestros


pensamientos, porque todo pecado se incuba
primero en la mente. Primero se peca en la
mente, aun antes de cometer la acción
pecaminosa
De allí el énfasis que hace la
palabra de Dios:
“Por lo demás, hermanos, todo lo
que es verdadero, todo lo
honesto, todo lo justo, todo lo
puro, todo lo amable, todo lo que
es de buen nombre; si hay virtud
alguna, si algo digno de alabanza,
en esto pensad” (Filipenses 4:8).
NUESTROS PENSAMIENTOS DEFINEN
LA PERSONA QUE SOMOS

Porque cual es su pensamiento su


en corazón (mente), tal es él (ese
hombre)”Proverbios 23:7. Eso es así
porque nos comportamos en
congruencia con la forma en que
pensamos
NECESITAMOS LLENAR NUESTRA MENTE CON LA PALABRA
DE DIOS

Porque la palabra de Dios es viva y eficaz, y


más cortante que toda espada de dos filos…
y discierne los pensamientos y las
intenciones del corazón Hebreos 4:12-13
Reafirma esa verdad: “Toda la Escritura es
inspirada por Dios, y útil para enseñar, para
redargüir, para corregir, para instruir en
justicia, a fin de que el hombre de Dios sea
perfecto, enteramente preparado para toda
buena obra”. 2 Timoteo 3:16-17

3. APRENDER A PERDONAR
Quítense de vosotros toda amargura,
enojo, ira, gritería y maledicencia, y
toda malicia. Antes sed benignos
unos con otros, misericordiosos,
perdonándoos unos a otros, como
Dios también os perdonó a vosotros
en Cristo”. Efesios 4:31-32
Perdonar evita que se acumule
la basura emocional – toxica – en
nuestro corazón, en la forma de
resentimiento, odio y amargura.
Más bien, sean bondadosos y compasivos
unos con otros, y perdónense mutuamente,
así como Dios los perdonó a ustedes en
Cristo” Efesios 4:32
“Soportándoos unos a otros, y
perdonándoos unos a otros si alguno tuviere
queja contra otro…” Colosenses 3:13

“Si es posible, en cuanto de vosotros


dependa, estad en paz con todos los
hombres” Romanos 12:18
Si no perdonamos
nos llenaremos de resentimientos, amarguras
y odios. La falta de perdón hace que el enojo
se transforme en rencor y odio, al hacer que
el sol se ponga sobre nuestro enojo.
Efesios 4:26.
4. Alimentar el corazón con el amor de Dios

“Si yo hablase lenguas humanas y angélicas, y


no tengo amor, vengo a ser como metal que
resuena, o címbalo que retiñe. Y si tuviese
profecía, y entendiese todos los misterios y
toda ciencia, y si tuviese toda la fe, de tal
manera que trasladase los montes, y no
tengo amor, nada soy. Y si repartiese todos
mis bienes para dar de comer a los pobres, y
si entregase mi cuerpo para ser quemado, y
no tengo amor, de nada me sirve”.
1 Corintios 13:1-3
SIN AMOR ESTAMOS EN BANCARROTA,

No importa la fe que alberguemos,


los dones y talentos que
poseamos, ni las obras de servicio
que realicemos; ni las habilidades,
inteligencia y educación que
tengamos. “SIN NO TENGO AMOR,
NADA SOY”.
El amor es lo que le da valor
a todo lo que somos y
hacemos. Un corazón sin amor es
un corazón enfermo y estéril
Pero un corazón lleno de amor
es un corazón sano. Un
corazón lleno de amor es un
corazón que sabe perdonar;
que practica la tolerancia y la
empatía,
EL AMOR TRAE SANIDAD AL CORAZÓN DEL HOMBRE

El amor crea un ambiente


psicológico y espiritual sano en el
corazón del hombre. El amor sana
nuestras emociones tóxicas y dañinas.
El amor nos ayuda, por ejemplo, a
vencer el temor paralizante.
EL AMOR TRAE SANIDAD AL CORAZÓN DEL HOMBRE

la Biblia dice: “El


En 1 Juan 4:18
amor perfecto echa fuera el
temor…” (NVI). El amor
también es el mejor antídoto
contra el enojo crónico y el
odio.
Por eso Jesús nos exhorta a
amar a los que nos causan dolor
y nos agravian, como la vía para
lidiar con el resentimiento y el
odio (Mateo 5:43-45).