Вы находитесь на странице: 1из 7

1 CORINTIOS 5

CONFRONTANDO
LA INMORALIDAD
EN LA IGLESIA
De cierto se oye que hay entre vosotros
fornicación, y tal fornicación cual ni aun se
nombra entre los gentiles; tanto que alguno tiene
la mujer de su padre. V1.
1. (v1) El pecado de un cristiano innombrado en Corinto.

a) Pablo ahora se enfrenta al segundo problema que se le había informado: la


inmoralidad en la iglesia y la negativa de los líderes para lidiar con el
ofensor.

b) Que alguno tiene la mujer de su padre: Aparentemente, alguien había


estado teniendo una continua relación sexual (ya sea casado o viviendo
juntos) con su madrastra (la esposa de su padre). La mujer involucrada
debe no ser cristiana, porque ella no es señalada.

c) Y tal fornicación cual ni aun se nombra entre los gentiles: Pablo entendió
que este tipo de relación incestuosa sería considerada tabú incluso entre
los paganos de su cultura, sin embargo los cristianos corintios parecían
aceptar esta conducta. (Dt.22:30 Ninguno tomará la mujer de su padre, ni
profanará el lecho de su padre). Debería haber sido suficiente que la
cultura mundana en si lo consideraba pecado. Pero los cristianos corintios
no parecían molestos del todo.
2. (v2) La reacción de la iglesia corintia hacia el pecado.

a) Y vosotros estáis envanecidos. ¿No debierais más bien haberos


lamentado?: Tan malo como era el pecado en sí, Pablo estaba más
preocupado porque los cristianos en Corinto parecían tomar el pecado a la
ligera, y ellos no estaban preocupados (no deberíais haberos lamentado)
acerca de esta conducta.

b) Para que fuese quitado de en medio de vosotros el que cometió tal acción:
Claramente, esta era la solución de Pablo al problema – sacar a este hombre
notoriamente no arrepentido fuera de la protección de la congregación del
pueblo de Dios. Sin embargo, los cristianos corintios no estaban haciendo
esto. ¿Por qué no?
Corinto era una ciudad notoriamente para inmoralidad sexual, y las religiones
paganas no valoraban pureza sexual. No era difícil para un corintio pensar que
podrías ser religioso, y aun seguir actuando de cualquier forma que te placiera
cuando se trataba de sexo.
3. (v3-5) La prescripción de pablo.

a) Ausente en cuerpo, pero presente en espíritu: Cuando Pablo menciona su


espíritu estando presente, Él realmente está representado en esta carta en
medio de ellos, la cual era una extensión espiritual válida de su autoridad
apostólica.

b) Ciertamente…he juzgado: ¿Está pablo desobedeciendo lo que Jesús dijo


en Mateo 7:1-5? Después de todo, “¡No juzguéis, para que no seáis
juzgados!” , “Mientras los cristianos no deben juzgar los motivos o
ministerios de otros, ciertamente se espera que seamos honestos acerca
de la conducta de cada uno.”

c) El tal sea entregado a Satanás: El mandato de Pablo era de remover


cualquier sentimiento falso de seguridad que el hombre pecador pudiera
tener entre la congregación de cristianos. Ellos no podrían solo ignorar su
pecado, y dejar que él lo ignore, pretendiendo que no estaba ahí. Si el
hombre rehusó enfrentar su pecado, la iglesia debe encararlo por él, por el
bien suyo y de ellos.
4. (v6) Un poco de pecado influencia al grupo entero:

a) No es buena vuestra jactancia: De nuevo, los cristianos corintios estaban


orgullosos y complacidos de ignorar el pecado notorio de este hombre.
Ellos pensaron que mostraba al mundo entero cuán “amorosos” eran.
Podemos decir con certeza que pablo está más preocupado acerca del
pecado de la iglesia entera (especialmente del liderazgo), que del pecado
individual de un hombre. Ambos son importantes, pero el pecado de la
iglesia es peor.

b) Un poco de levadura leuda toda la masa: La levadura se ve como una


ilustración de la obra del pecado y el orgulloso. La presencia de un poco
puede corromper una gran cantidad.
5. (v7-8) Debemos vivir en una fiesta perpetua de pascua.

a) Limpiaos, pues, de la vieja levadura: En la fiesta de la Pascua, toda la


levadura era removida de la casa, y nada con levadura en ella debía ser comido
por una semana. Pablo dice que tal y como los judíos estaban preocupados por
remover toda la levadura de entre ellos, así la iglesia debería tener
preocupación por remover tales pecadores notorios y no arrepentidos de en
medio de ellos.

b) Porque nuestra pascua, que es Cristo: La conexión de Pablo entre la pureza


de la Pascua y la vida cristiana no es un tramo extraño; Jesús es en efecto
nuestro Cordero de Pascua, cuya sangre fue derramada para que el juicio de
Dios pudiera pasar sobre nosotros. Por tanto, debemos vivir en la pureza de la
que habló la Pascua.
Nuestras vidas cristianas deben ser marcadas por las mismas cosas que
caracterizaron la Pascua: salvación, liberación, gozo, plenitud, y pureza de la
levadura.

c) Sinceridad y de verdad: Estos son dos barandales para el camino de la vida


cristiana.
6. (v10-13) Pablo aclara el principio de la separación:

a) No absolutamente con los fornicarios de este mundo: Pablo no quería que los
cristianos corintios esperaran conducta piadosa de gente impía. El desasociarnos de
pecadores en un mundo pecaminoso significa que sería necesario salir del mundo.
b) Pero los cristianos corintios esperaban un comportamiento cristiano de sus amigos
cristianos, y no lo estaban haciendo. En lugar de eso, Pablo les manda que ellos con el tal
ni aun comáis. Pablo está advirtiendo a los cristianos de Corinto que no deben continuar
en comunión cristiana con un pecador notorio que se hace llamar un cristiano.

c) ¿qué razón tendría yo para juzgar a los que están fuera? . . . Porque a los que están
fuera, Dios juzgará: Desafortunadamente, muchos cristianos están ocupados juzgando a
aquellos fuera de la iglesia (lo que es solamente trabajo de Dios) y están ignorando la
pureza dentro de la iglesia.

d) ¿No juzgáis vosotros a los que están dentro? . . . Quitad, pues, a ese perverso de entre
vosotros.: Los cristianos de Corinto estaban fallando en juzgar donde deberían haber
juzgado. Ellos no debieron haber “guiñado” al pecador notorio en medio de ellos, y no
debieron haberse considerado “amorosos” por hacerlo.
Debemos recordar ambas por qué es importante tratar con este hombre pecador entre
los cristianos corintios: no solo por amor de la pureza de la iglesia, sino también por la
propia salvación del hombre .